(navigation image)
Home American Libraries | Canadian Libraries | Universal Library | Community Texts | Project Gutenberg | Children's Library | Biodiversity Heritage Library | Additional Collections
Search: Advanced Search
Anonymous User (login or join us)
Upload
See other formats

Full text of "Books about Maghreb and Andalus"

^." 



arAbigo -espanol a 



J . 

-I 

1 



J_ ^ 



_i. 









_ ^ ■ ■:^'^ 



OBRAS J0IISMAMS DEL MISMO ADTOR. 



QUfi 8B HAlfiilf Ofl VHNTA 



EN I^A LIBRERfA DE SFURILLO, 

CALLS DB AIiOAU, KtlMBRO 7. 



'd-^ 




;v ' Ptaa. Cw: 
) " ^^ ■ 

0cas Ardtiigo-Espanolas.—¥o\[eto en 8.'' de 54 pSginas. . . 1-50 
Errores de varios nwmismdticos extranjeros at tratar de 

monedas ardbtgo-espaHolas.—En 4.", 34 pdginas. 2-SO 

Moneda drabe inedita de AC'MuthdfpT de Lirida.—'Eii 8.", 

7 pSginas 4 » 

Titulos y nomdres propios en las monedas ardbigo-espano- 

/fls.— En 4.°, paginas 3-50 



- t^ 



Bstndio hisiorico critico sobre las monedas de los Abbadies de Se- 

v///tf.— Gran f61io, 22 pSginas y una lamina. {Publicado en el 

tomo YI del Maseo EspaHol de Anttgiiedades]. 
Estndio critico sobre la historia y monedas de los ffammudies de 

Mdlaga y Algeciras.—'Eu. gran fdlio, 49 pSginas y dos Idminas. 

(Publicado en el tomo VIII del Mnseo Espaaol de Antigiiedades .) 



^^ 



V 



, ^L, - 



^1 



TRATADO 



Jr-^i 









^1" 



DB 



'5.^ 



*■-". 



NUMISMATICA 



ARiBieO ■ ESPANOLA 



IT Ts" 






I'OE 






- f 



: . ^. 



■■k- 



-»:■ 



Vrnr 



.-r.'?.' 



DON FRANCISCO CODERA Y ZAIDIN, 

CATEDRAtICO DE LENGUA ARABE en la UNIVERSIDAD DE MADRID 
t INDIVIDUO DE NUMERO DE LA REAL ACADEMIA 

DE LA HISTORIA. 



'Si 




kri^ 



to#^ 



\ 






^t^m^^fit 



fr-;*^,- 



6fc 



^;1 :!'> 



JL O ^ 



V-: 



n. r-K- 



.J» 



MADRID 

LIBRBRfA DB M. MURILLO 
Cftlle de AlcaU, nim. 7. 

1879. 






v*^ 



-% 



rf^+- 



t^ 



J>- ^ 



-y.' 




I^V ^ _ 



j^^iF-? 



■ f 

F^"-. 



Es propiedad del autor: 
derechos reservados- 



Imprenta de los Sres. Bojas. Tudescos y4, principal. 















-:-"-^i 



:: i 



-2^ 



.5 



^ 



.--r- 



-_H 



^ ml— ^ 



"-^ 



^^^^ 



-- -t 




v,^ 



-= £C=- 








:--%?" 






introducciOn. 



Si el estudio de la Numismatica general, como auxiliarpo- in'ponaucia d= 

deroso de la liistoria , es tan importante por los multiples y ^'sp^^oi^^'^"' 
variados datos autenticos que proporciona, (y buena prueba de 

su importancia la tenemos en la predileccion con que en este 
siglo se coleccionan y estudian las monedas de todos los pue- 
blos antiguos), la Numismatica arabigo-espanola merece un 
estudio muy especial ; pues que las monedas arabes, las mas 
ricas en datos historicos de cuantas se conocen , aun las que 
menos datos contienen, salvas ligerisimas excepciones, nos dan 
a conocer el punto y ano en que fueron acufiadas. 

Solo con esto debieran Uamar nuestra atenoi6n mas que. 
ninguna de las series conocidas , ya que con ellas podemos 
seguir paso a paso y afio por afio la historia de nuestra patria 
: J: ■ durante la Edad Media , lo que no sucede con las demas mo- 

nedas acunadas en Espafia ; pues sabido es de todos , que las 
ibericas 6 celtiberas, las coloniales, godas y cristianas de la 
restauracion basta D. Carlos y Dona Juana, si Uevan de un 
modo mas 6 menos"^ claro el punto de acuiiaeion , nunca nos 
indican la feclia; por tanto , solo podemos saber el reinado 4 
que corresponden, y esto no siempre con seguridad: tal acon- 
tece cuando bay varios reyes de un mismo uombre, en cuyo 
caao no ofrece pooa dificultad el determinar a cual de . ellos 



VI INTRODUCCION. 



corresponde cadamoneda, ya que la costumbre de poner el 

niimero de orden , data de feclia comparativamente moderna, 

monedrdJ^ Si las primeras mohedas arabigo-espafiolas que, a iinitaci6n 

omtyyab. ^^ j^^^ orxentales de la misma epoca, no contienen mas datos que 

los mencionados, tienen tanta importaneia, la tienen mucho 
mayor a medlda que los tiempos adelantan: desde A.bde-r- 
Rahman EI, contienen siempre el nombre y titulos del Califa: 
en tiempo de su hijo Al-Haquem It y de su nieto Hixem II, 
alguna vez consta en ellas ademas el nombre del hdchih 6 pri- 
mer ministro: es verdad que esta innovaeion no se arraiga y 
el nombre del hachib no apareoe en las monedas de los inme- 
diatos Omeyyahs; pero en cambio en algunas de estos ultimos 
se pone el nombre del Walyyo-l-^hdi (principeheredero) 
Nombr« sin Egtos son los datos conoeidos que encontramos en las mo- 
'^oldenf'"*" ^®^^ ^® los Omeyyahs espafioles: ademas, desde 219 d 320 de 
la liegira, con freouencia contienen nombres especiales, que 
por no ir acompanados de calificativo 6 titulo alguno, no pode- 
mos determinar de un modo general, y es precise estudiarlos 
individualmente: durante el periodo de los verdaderos caEfas 
de Cordoba, 6 sea desde el aflo 316, en que el Grran Abde-r- 
^ahman toma el titulo de Amir-aUmtminin basfca el 420 
apenas hay moneda en la que no encontremos un nombre de 
esta clase. 

No es posible aqui examinar y discutir detalladamente bajo 
que concepto aparecen en las monedas tales nombres, pues esto 
nos Uevaria muy lejos, si hubi^ramos de discutir con la ampH- 
fcud necesaria las cuestiones que con esta se relaoionau. 

Por hoy, nuestra opinion es que tales nombres figuran en 
las monedas sin principio 6 sistema fijo, es decir, que no repre- 
sentan un ftmcionario que desempenase im cargo dado, come 
el de hachib 6 el de encargado de la ^eca 6 Casa de moneda, 
como seha creido. Que no se refieren tales nombres al haciiib. 
es iacuestionable, pues no hay mas que ver quienes ejercierou 
este cargo en los diferentes reinados, ^Podra ser el encargado 
do la 9eca? Bespecto de alguno se encuentran datos concretos 



I. 
1 



INTRODUCCION. 



S 
} 

J- 



y casi terminantes; pero no cresmos quepueda sentarse como 
principio fijo, ni aun para el reinado de Abde-r-Rahman III, 
Tomco del cual parece algiin tanto aceptable el que tales nom- 
bres se refieran a este funcionario. 

r 

Se ha creido , y hasta hoy ha side casi corriente entre los 
aficionados a estos estudios, que cuando tales nombres figuran 
en la I. A. 6 sea la que oontlene la profesi6n de fe, se refieren 
alencargado de la 9eca y a! hachib 6 sea primer mmistro, 
cuando eonsta en la 11. A., 6 sea acompaiiando al nombre del 
Califa: en cuanto i su segunda parte, esta opinion es falsa, pues 
como hemos dicho, basta leer los nombres de los hachibes de 
cada reinado: en el periodo de los Omeyyahs, parece quo es 
indiferente el que un nombre figure en una 6 en otra area: 
quiza solo pueda sentarse que cuando figuran dos persona- 
jes, uno en cada area, el que figura en la 11. tepresenta mayor 

categorfa (1). 

Con la desaparicion del oalifato de Cordoba en el primer 
tercio del siglo v de la hegira, a medida quo nuestra historia 
arabe es menos conocida, las monedas nos proporoionan mas 
dates; pues dividida la Espafia musulmana en multitud de 
reinos independientes, llamados de Taifas (6 banderias), ya no 
aparecen acunadas solo en , Al-Andalus y Medina Az-Zahra: 
probablemente todos los pequeiios reyes do Taifas, per insigni- 
ficante que fuese su reino, aculiaron moneda; es verdad que no 
de todos oonocemos, pero existen de muchisimos^ aun de algU- 
nos de los cuales no se sabia que hubierau estado independien- 
tes, como Oalatayud y Tudela. 

Las monedas de este periodo son indudablemente las mas 
importantes, ya por contener mds dates, ya por referirs© a 
epoca menos conocida; si bien hasta hoy no son fcantas como 
fuera de desear las noticias que ellas nos han proporcionado; 
pues por ser generalmente de cobrej fi^guran menos en las 



(1) Ml que quiera mas datos sobre esto, pnede ver lo que hemos dicho en nuestro 
trabajo lituloi y Nomhrei yro^ios en lat monedat arabigo-etpaHolas , ano 18T8, 



Moncdaj de to: 
rcyes dc Tai- 
fes. 



VIII INTRODUCCION. 



Almoravides. 










j^^^ 



.-■-'-■ . 



colecciones; asi que distan mnchisimo de ser estas tan com- 
pletas en monedas de esta clase como en las anteriores ; sin 
embargo, con ellas se han podido aclarar algunos puntos Hs- 
toricos; entre otras menos importantes , hemos fijado la fecKa 
en que Al-M6tamid da Sevilla se apodero de G6rdoba, pri- 
juero echando de ella a su aliado Abde-1-M61ic ben Ohehwar, 
y despues arrancandola del poder de su competidor el rey 
de Toledo. Para la historia de Zaragoza se lia determinado 
de tin modo indudable el hecto de haber sido reconocidos el 
Hammudi Al-Ka9em Al-Mamiim 6 Hixem III Al-M6tadd, do 
quienes nadie habla como reyes de Zaragoza: ni tma indica- 
cion Habiamos encontrado en parte algnna ; por el contrario, 
parecia que Qoleiman ben Hud, rey de Lerida, habia Kecbo la 
guerra al de Zaragoza, defendiendo al destronado Hixem IH, 
pero qne nada habia conseguido hasta despues de la muerte 
del desgraciado y desterrado Omeyyah (1). 

En las monedas de este periodo, la mayor parte de los per- 
sonajes que en ellas figuran sin titulo alguno, y que por lo 
tanto se ha supuesto que se referian al prefecto de la 9eca 6 
al primer ministro, segiin figuran en la I 6 H. area, se refieren 
a individuos de la familia real : respecto de muobos, tenemos 
seguridad; de otros, lo sospechamos. 

Con la desaparicion de los reyes de Taifas, la imporfcancia 
de las monedas decrece algiin tanto; pues los Almoravides do- 
minan, aunque por poco tiempo, toda la Espaiia musulmana, 
y siendo su liistoria bastante eonocida en sns datos mas impor- 
taatesj ya no es tanto lo que puede sacarse del estudio de estas 
moneda,s para la historia general, si bien por haberse aouna- 
do en muchas poblaciones y tener caraoteres muy diferentes, 
pueden servir mucho, entre otras cosas, para el estudio de la 
paleografia arabe, que en ninguna otra clase de monumentos 
puede encontrar datos tan variados y concretos. 

Quebrantase pronto la unidad del imperio almoravid, y con 

r 

(I) C^em ardM^o-espanolas^ Madrid^ 1874. 



-r--^ 






INTRODUCCION. 



IX 



--^^^ 



■ f 






.t _ 



-^ 



4^. 



-.-^ 






la variedad 6 division que sigae, podemos decir que en. eierto 
modo S6 abre un nuevo periodo de reyeg de Taifas, no mas co* 
nocido que el prioieroj y que por lo tanto puede recibir muciia 
lua del estudio de las monedas; por ma^ queestasjinfluidasya 
funestamente por el sistema almohade que se iniciaba, no siem- 
pre nos dan el npmbre de la poblaci6n y pocas veces la fecha. 
Llega por fin el liltimo periodo de la Numismatica arabe 
espanola con la dominacion almobade: los principes de esta di- 
nastia introducen la costumbre de no poner nunca el aHo de 
acufiacion, y pocas la 9eca; si bien en cambio, en las que no son 
anonimasj nos dan mas detalles respeeto a los titulos honorific 
cos 6 sultanicos que toman- 
Las monedas de los Nasaries de Granada conservan eltipo 
de las de los almohadeSj teniendo ia particularidad de que 
ponen la genealogia de los pritici|)es con tales detalles, que 
alguna yoz llega hasta la septima generacion 6 ascendencia. 

Con esta ligera resena de lo que contienen las monedas 
ardbigo-espanolas, nadie podra dudar de la importancia de 
estos estudios: lo que importa es que se aumentenlos aficio- 
nados a ellos J para que no desaparezcan en los crisoies de 
plateros y broncistas tantos monumentos de nuestra historia, 
Y no se crea que las monedas arabigo-espafiolas sean pocas 
en numero; por el contrario, se conservan y se descubren cons- 
tantemente tantas, que difioilmente pueden formarse idea de 
ello los que se dedican ai estudio de ofcras series; y no solo son 
muchasj sino tan variadasj que al paso que en los baUazgos de 
tesoros pertenecientes a otras series, sucede con freeuencia 
que se encuentran eentenares de monedas, que si no sou del 
mismo cufio, apenas tienen diferencias perceptibles, en las 
arabes espanolas sucede por el contrario que apenas se en- 
cuentran dos que procedan del mismo cuno, teniendo easi 
siempre diferencias perceptibles© intencionadas en la mayor 
parte de los casos, 

Verdad es que estas diferencias consisten en la presencia 
de signosj euyo valor y significado boy no podemos compren- 



Alniohadei, 



Naaariea de 
Granada, 



Abuudancia y 
variedad dc 
las monedas. 



&]gno3 en Ia$ 
monedas. 



- ■\ ■ 



_h 1 



-■^-■^ 



■- h 



r^^ - 



i \ 



J 1 



■ ^ 



t:-4 



INTRODUCCION. 



4er, ni por desgracia es muy de esperar que puedan set aolara- 
dos, como lo hatL sido reoienteraente por Mr, de Saulcy muohos 
bastante analogos, que aparecen en las monedaa irancesas de la 
^dad media; pero estOj si les quita la importanoia que pudie- 
ran tener tales signos , para hacer de ellos wa detenido estudio 
Qomo fin propio, no amengua la imporfcancia que puedeu tener 
como auxiliar poderoso para fijar el afio y 9eca a que puedan 
pertenecer monedas, ouya conservaci6n no sea buena. 

Segiin Mr. Soret (1), el sabio profesor Lindberg fue el 
primero que Uam6 la atencion de los numismatioos sobre esta 
clase de signos', que probablemente en ninguna otra serie de 
monedas arabes, son tan numerosos como en las espafiolas. 

Tenemos formados cuadros sin6pticos de los signos que 
aparecen en las monedas de los Omeyyahs deade el afio 148 
al 418-— de los Hammudie^ de Malaga y Algeciras— de los 
Abbadies de SeviUa y Cordoba, y de los Banu Hud de Zara- 
goza y otros, y aunque en los primeros trabajos tales signos 
aparecian como sueltos, sin enlace los de unos aflos con otros, 
despues ban resnltado series, que corresponden d un periodo 
determinado de afios^ de modo que a su simple vista se puedo 
fijar mias veces el periodo y otras el aiio d que oorrespondo 
unamoueda, babiendo rectificado con esto no pooas equivo- 
caciones propias y ajenas cometidas en la cla8ificaci6n de 
cuantos monetarios Kemos examinado detenidamente. 

Para los aficionados al estudio de la Numismdtica aribigo- 
espafiola serfa muy conveniente la publii3aoi6n de tales oua- 
dros; pero ni estan conoluidoEi, antes por el contrario, aun en 
la s^rie.de lbs Omeyyabs, de la cual tenemos anotadas mis de 
dos mil variedades , se aumentan estas todos los diss, ni por 
nuestras solas fuerzas podemos acometer una empresa, que 
exigiria grandes desembolsos , pues no bastarian 100 laminas 
como las de la preseute obra. 



(1) ZeitredMr, lisnU-^ Ckatott sur les eUme^tt de Im NtMimati^uc mi^ 



. L 









J "^ 



■l 



INTRODUCCION. XI 



Para C[ue el lector pucda formarse iina idea exacta de lo ^^p^*iJj,J' 
que constituye la variedad de las monedas de los Omeyyahs, 
damos en la lim. XXIV una muestra de c6ino tenemos for- 
mados los euadros de las variedades, sin omitir detalle algmio 

de imporiancia. 

Como las leyendas de ambas areas en las monedas de cada 

prIncipe eon consfcantes en lo sustancial, prescindimos de 
tales leyendas, fijandonos en lo qne hay enoima 6 debajo d© 
las niismas, en las lineas quo liay entre la leyenda del centre 
y la exterior, y por fin en laei qua puede liaber en las orlas. 

Ponemos en los cuadros cinco eoliunnas: las dos primeras 
BQ refieren A la I. A., la tercera y cuarta d la n,, y la quinta 
indica los aftos: de las dos coluranas que se refieren & cada 
area, la primera indica los defcalles de nombres 6 adomos que 
hay en el campo de la misma, indicando que esti en la parte 
superior, euando en la lam. se marca sobre la linea, y que eatA 
en la inferior euando se pone debajo: compArese el num. 10 de 
la lam. IV, que representa la I. A. de ima moneda del afio 260, 
con los detalles que a este afio se refieren en la lam. XXIV: 
alguna voz en la I. A. los adomos 6 palabras no est&n en la 
parte inferior, sine entre la segunda y tercera linea, como en 
las del afto 199, que homos representado en la lam. Ill, mime- 
ro U; para, indicar esto en los cuadros , estA reproducido en la 
misma linea: los detalles mareados en las colmunas segunda y 
cuarta indican las lineas que hay en la orla oon bus adherentes 
de oirculitos 6 puntos , que repotidos clnco, seis li ocho veces, 
no se ponen sine una sola, debiendo quedar para la descripcion 
detaUada el indicar su niimero: euando en la orla se conabinan 
varies adomos, como se ve en las monedas de los afios 199 y 
264, se marcan en el cuadro respective: en la II. A. bay oasi 
siempre una 6 mas lineas entre ambas leyendas, sucediendo 
alguna vez lo mismo en la I. A. de los dirbemes, y casi siem- 
pre en los dinares: estas lineas estan incUcadae en las mismas 
colmnnas en la parte inferior de la linea. 

Oomo boy al desoribir las monedas se indicau todos sus 



5:il INTRODUCClOf^. 



detallesj en algunas obras extranjoras se tan publioado indices 
de todos los aflos & que corresponds cada adomo; no es posi- 
ble que en la presents obrita Iiagamos la descripcion de este 
modo, porque dado el niimero de monedas que aqni tenemos, 
su descripcion oeuparia algunos tomos : tampoco pneden for- 
marse los indices que marquen los afios en que se eneuentra 
cada adomo, porque si Bien es verdad que algunos signos se 
repiten, pocas veees sucede esto sin que vayan acompaiiados 
de otros espeoiales, y por otra parte, estan muy lejos de encon- 
trarse en todas las monedas de un mismo afio : se observa si, 
que Ids tales adornos de ordinario tienen un car^cter general 
y que uno mismo, cuando es algun tanto especial, solo se ve 
en variedades deun cierto intervalo de alios; asi, por ejem- 
plo, ios elegantisimos que se ven en lag dos variedades, que 
del ano 351 indicamos en el cuadro, se repiten mueho basta 
el 367 y no aparecen despues: la especie de flor de lis que se 
inicia como elemento do adomo ert monedas del ano 360, no 
pasamas aUa del ailo 368, y por cierto que esto nos ba ser- 
vido para clasiacar como del afio 367 algunos dinares, en los 
cuales por su mala acufiaci6n podia dudarse si la decena era 
60 6 70: podriamos ir fljando el periodo al que por boy cor- 
responden ciertos adornos de los que damos en el cuadro, pero 
basta lo dicbo para llamar la atenoion de los aficionados, 

Debemos tambien llamarla sobre otro hecbo no menos im- 
portante, que se observa en las monedas irabigo-espaflolas. 
"Ikl^™?. ^'^^^^ indicado que, sobre todo desde Abde-r-Eabman in, 
Inlmos! lu apenas bay moneda en la eual , ademas del nombre del Prin- 
cipe, no se lea el de algiin otro personaje. Pues Men, estos 
nombres no varian a oapricbo : aparece el mismo durante un 
cierto niimero de aftos, y generabnente no comienza d apare- 
cer uno basta que desaparece el anterior: con esto podemos fijar 
el orden de acunaci6n en las monedas de un mismo afio, pues 
por ejemplo, existiendo del ano 366 monedas con tres nombres 
diferentes, las que tienen el de Ibde-r-Bahmdn, que aparece 
en los anteriores desde el ailo 351, seraai las primeras; las que 



imponancia. 



4 






INTRODUCCION, ^j^j 



dt Jijulw. 



tienen el do Amir, que signs en los siguientes , las liltimas y 
las que tienen el de Xohaid las intermedias. 

Hasta aliora los numismdticos espaiioles apenas so habian 
fijado en tales nombres, j como s61o liabian formado empeJip 
en coleccionar monedas de todos los afios, resulta que en oo- 
leociones que pudieran ser muy completas , y donds hay mu- 
clios ejemplares raros, faltan otros bastante comimes como 
puede observarse en el catalogo de las monedas de los Omey- 
yaKs, existentes.en los monetarios mas completes que hemos 
examinado, catalogo que ponemos como apendice. 

Pijandonos en estas consideraciones, clasificamos las mone- Tip«, »«Wi»< 
das de cada Principe en tipos, mhtipos y variedadesi como en lo ^m^mna* 
esencial de las leyendas son iguales las monedas do cada Prin- 
cipe aun desde Abde-r-Rahman III, llamamos tipo al conjunto 
de monedas que tienen el nombre del mismo personaje: si te- 
niendo el mismo nombre, varia algiin tanto la distribucion de 
la leyenda, como por ejempio , distribuyendo en cuatro lineas 
lo que ordinariamente esta en tres, las quo tienen la misma 
distribuci6n forman el snUipo , constituyejido las variedadea 
las que dentro de un mismo tipo 6 subtipo tienen los mismos " 
adornos, aun cuando no prooedan de un mismo cufio. 

Esta subdivision en tipos, subtipos y variedades es muy 
importante, sobre todo para el estudio de las monedas de los 
reyesde Taifas, las cuales siendo escasas en mimero y general- 
mente mai couservadas en las feobas, son muy dificiles de cla- 
sificar con precision : para que no se crea que esageramos la 
importancia de esto que a la geaeralidad pudieran parecer de- 
talles de escasa importancia, diremos que por ia identidad de 
tipos hemos podido d priori asegurarnos de la inexactitud de 
ciertas fechas atribuidas a algunas monedas en los Oataiogos de 
Cerdiy del Museo Britanico (1), y lo mismo nos ha sucedido 



(1) Puede verse. Eeviata de Hbros en el num. III. del torn. I. da la a^neid 
cristiana.- Catalogue of oriental coimm the Jintisth Mviemi^~y MiseeUnea 
ae mmismdtioa. draho espafiola en varios oumeroB de 1878 en la miama Revistii, 



XIV INTRODUCCION. 



con muchas do nuestra colecci6n y de la del Sr. Gayingos, 
cuyas fechas habiamos leido mai; lo mismo deeimos con las 
variedades: per ejemplo,laay Unas monedas de Al-Mokfcadir 
de Zaragoza del aiio 475, que per no estar bien conservada la 
decena en algunos ejemplares, y per ofrecer dificultades el su- 
ponerlas de este ailo, quiza todos las habiamos creido del 465, 
diciendo algun autor que estaba equivocada la fecha : por los 
adornos que en ellas se encnentran, y que no aparecen hasta 
el afio 470 6 471, pudimos convencernos de que todas ellas 
son del afio 475, y examinadas detenidamente, en algunas se 
ve con seguridad la decena 70 : si es 6 no equivooaciin del 
grabador, 6 ignoraneia por nuestra parte de la Mstoria de este 
periodo, no es oca9x6n de disoutirlo. 

Para facilitar a los aficionados, en cuanto de nosotros de- 
pendar, el estudio de las monedas espafiolas , pondremos en el 
eapitulo respecfcivo el cuadro de los tipos numismaticos de 
oada Principe 6 Reino, no baciendolo de ios subtipos y varie- 
dades porque esto nos llevaria muy lejos. 
inwrispoMM Eu nacioncs que tiencu menos interes en estos estudios, 
r« fuer/de porquo no son los de su bisfcoria, tanto los particulares como 
los Museos gestionan vivamente la adquisicion de monedas 
arabes de todos los paises. En Francia, Suiza y Suecia, donde 
por oirounstaneias espeoiales de comercio en la Edad Media, 
se desGubren muobas monedas arabes , principalmente en esta 
liltima naeion, el Gobierno tiene mandado que cuantas se en- 
cuentren en territorio sueco se presenten ai Museo, que las 
paga dando un tercio mas de su valor si las necesita para sus 
coleceiones, 6 autoriza para que seofrezcan a los particulares. 

Gon mas razon debieran nnestros gobiemos disponer 6 
proourar que se salvasen de profanes crisoles tantos tesoroa de 
nuestra bistoria, que desaparecen- casi constantemente y de un 
modo irreparable: tesoro importantisimo ha habido, eucontra- 
do bace unos 20 afios, que desaparecio casi por completo bajo 
el crisoi de los plateros, y segiin podemos calcular por las 
pocas monedas que fueron a parar d manos de los aficionados 



INTRODUCCION. XV 



nu»miuca. 



dcr. 



a la Kttmismatica no arabe, muchisimos de los dinar es que 
alll.se ftmdieron oontendrlan noticiaa no oonoeidas ; pues en 
los qne kemos visto, hemos encontrado varies, linicos en su 
clause, y con notioias tony importantes. 

Asi como la Academia de la Historia tiene esfcablecxdos 
premios para los que presentan inscripciones desconocidas, con 
laa cudes se fije algiin date geografico , bien pudiera el Go- 
biemo ofrecer premios analogos a quien presenfcase al Museo 
moaedas conclatos desconocidos respecto a los reyes de las di- 
ferentes-dmaafcfas arabigo-espaftolas. 

- Hasta, ahora, las monedas arabes si ban sido ooleccionadas ^'^i?^?.^.^'"'' 
con afan, y sujetas a un detenido y profando examen en cuan- 
to se refier© a los pueblos orientales, aclarandose con su ausi- 
lio pnntos muy importantes de la histona, con relacion a Es- 
paHa, apenas ban dado lugar a trabajos expeciales: ^ verdad 
que en el extranjero, ya a fines del sigio pasado Tyscben pu- lyschcn: Ad- 
blico en las Memorias de la Academia de Gotinga una diserta- 
cion sobre las monedas arabigo-espanola^, y que el diligent© 
obispo de Altona, Adler, en su Museum Cuficum Borgiwmm.^ 
en especial en su segonda parte, ilustro bastanfce bien algunas 
de nuestras monedas; pero ambos autores bablan visto muy 
poco perteneciente i Espafia, y como sucede al que emprende 
un oamino no triliado, tropezaron no pocas veces. 

Entre nosotros, algo bicieron los arabistas del tiempo de (.^5^ 
Carlos m. Oasiri trabajo sin dixda una obra, para la oual se 
grabaron oostosas laminas; pero ei texto no lleg6 a pubHcarse, 
y por cierto quo poco ha perdido por ello la fama delsabio ma- 
ronita, pues estaba muy pooo acertado en la lectura de las mo- 
nedas. 

En el presente siglo, los sabios eixtranjeros, atraidos por el 
alioiente e interes quo inspiraban los estudios orientales, no 
hicieron trabajos muy concienzudos sobre nuestras monedas; 
sin embargo, alguno que otro ba tratado especiabnente de 
puntos concretes de la Niunismatica espafiola: Mr. Sauloy, m. m. s^uic;, 
Mr. E. Lavoix, Mr. Q-usfeaw Stiokel y Mr. Karabaoek ban es- ^"^ Kar»ba. 



r "V ^_^ - 



■"^ >.^?^->^^r f^%\ 



XVI 



INTRO DtJCCION. 



Fruhn- 



M. Longpericr 



Cutiglioni, So. 
ret. 



Uinden. 



tudiado con aJgim detenimiento las monedas de oro acunadas 
eon caracteres latinos en los primeros afios de la invasion; el 
sabio director del Mnseo de San Petersbnrgo Fraehn, adema? 
de haber descrito con singular acierto en su Becensio nu- 
morum miohamedcmoron Academics Imp. Soient FetropoUtance 
cuantas monedas espaflolas se encontraban en aquel Museo 
entonces ei mas rico del mundo para las monedas orientales 
ilustro tambien las preciosas monedas acniiadas en Toledo en 
caracteres arabes por el vencedor de las Navas (1). 

M. Andrien de Longperier se proponia pnbHcar una obra 
extenaa con el fin de ilustrar la Mstoria de Espafia, y con ob- 
jeto ide llamar antes la atencidn y asi poder reUnir mas datos, 
publico un folleto que titulo Programme d' xmoimage intitule 
Vocwmmts mmismatiques pow sermr d V histoire des arabes 
d'Espagne. La obra, sin embargo, no Uego a pubHcarse, quiza 
porque el autor, a medida que ensancbara sus estudios, com- 
prendiera major las insuperables diiicultades que babia de 

encontrar a su paso para poder bacer una obra digna de su 
nombre (2), 

Sin tratar especialmente de las monedas espafiolas , des- 
cribieron no poeas con singular acierto el conde de Oastiglioni 
y el sabio numismatico suizo, Mr. Soret, quien babia Uegado 
a reunir una preciosa colecci6n de monedas arabes , entre las 
cuales las babia espafiolas muy raras, que Mr. Soret leyo ge- 
nerabnente con singular acierto: dieba colecci6n exists boy en 
el museo de Jena. 

EI ingles Marsden, aunque con poco acierto en la lectura 
e interpretacion de las monedas espafiolas, di6 a conocer 
bastantes en los excelentes grabados que acompafian su obra 
Numimata Orimtalia illustrata, de la que ultimamente se 
estaba haciendo en Londres una segunda edici6n, que mds 

(1) bulletin g<nentifique de VAcademie des sciences de St. Petershowrg , 
vol. n (1837). 

. (2) Pnede vertie sobre esta obra lo que decimos en el tfabajo Ernres det^arios 
mmimdtioos esetrwnjeros al tratar de las monedas ardhi go- espafiolas. 













X 



-■2J 



-^i 



'IS-- 



INTRODtJCCION. XVlI 



bien hubiera sido una obra nueva, mucho mds completa. 

M. Stanley Lano Poole, distinguido uumismatico ingles, ha Lan* p^oi^ 
publicado iin trabajo muy coneienzudo sobre las monedas de 
los Almohades, y aunque no ha conseguido poner en claro las 
monedas de esta dinastia, que ofrecen muchisimas difieulta- 
des,lasha leido muy bien , publicando las existentes en el 
Museo BriUnico. 

Al publicar el segundo tomo del catalogo de las monedas 

orientales existentes en el mismo MuseOj ha tenido que exa- 

minar las de los Omeyyahs espafioles y las de los reyes de 

TaifaSj dando a conocer algunas muy raras, y si no siempre 

J; ha acertado con la lectura de ciertos nombres, en los cuales no 

hubi^ramos dudado aqui, por tener muchos ejemplares, hay 
que felicitarie por su trabajo, que heeho con singular esmero 
y lujo tipograiico de indicar los menores detalles sin omitir 
gasto alguno, pueden servir para en vista de mejores ejempla- 
res corregir las inexactitudes en que haya podido iucurrir. 

En 1860, Mr. V. Yeliaminof-Zemof publico la deseripci6n 
de dos monedas ineditas de los reyes Nasaries de G-ranada: 
estas monedas psrtenecen a Mohammad V y a Mohammad IX, 
y estan perfectamente atribuidas por el sabio namismdtico 
ruso: la de Moharamad V no solo es inedita, sino que resulta 
muy rara, pues no he visto ningiin ejemplar en nuestras co- 
leccipnes espaiiolas : como la de Mohammad IX he visto tres 
ejemplares, uno del Sr. D. P. de a. y dos del M. A. N.: ambas 
monedas, con ofcras dos iguales^ fueron adquiridas en 1859 
por el Mtiseo astdtico de la Academia y para la Ooleccion de 

VErmitage Impmale de St Peter sbourg, i dortde fueron remi- 
tidas desde Paris (1). 



Vcriaminof- 
Zernof. 



(1) Description dedeux monnaies in^Mtes, o^partenmi la dynastie Aes 
JVasrides d'Espagne, par V. VelIainino£.Zemof,-en el tomo IV, livraiaon 1, dea 
Melanges AsiatiQues tires du Bulletin de VAcademie hnp4riale dez Sciences 
deSt.PHershourg, ISSO.-Debemos la noticia y remision del ejemplar 4 la buena 
amistad del distinguido numiamata ruso W. Tiessenhausen. 

h 



-^'7 ■ - 



/y 



t 



L^- ..-V '■^-•..^ .- 






. "ii 



^2 



Delgido. 



Condf- 



Cerda- 



Chabas, Cam- 
paner. 



^^'in INTRODUCCION. 



Entre nosotros; en estos liltinios tiempos, si bieii se han 
hecho estudios muy apreciables, nada se iia publicado sino por 
incidencia, generalmente al liacer los Cataiogos de colecciones 
particulares ai tiempo de ponerse en venta: a esta cireuns- 
tancia se deben los trabajos q[ue mis nos ban servido en nues- 
tros primeros estudios sobre la I^umismdtica arabe; nos refe- 
rimos i los Cataiogos de los monetarios de D. Jose Garcia de 
la Torre y de Mr. de Loriehs, debidos el primero en la parte 
^rabe y el segundo por completo al distinguido acadeniico 
D. Antonio Delgado (1), quien liltimamente tenia reunidos 
muGbisimos datos para una obra especial, pero que no sabemos 
si llegarA a publicarse. 

Antes, D. Antonio Coude ley6 en la Academia de la His- 
toria, y se publico en el tomo Y. de las Memorias de dicba 
cprporacion, un erudito discurso Sohre la moneda drahe en 
Sspa'fia , ^ero este trabajo, como los demas de Conde, hoy 
quizd s61o sirve para extraviar A los no arabistas , sin que 
esto sea negar el m^rito de diclio academico; pues sus obras 
contienen mucbas noticias importantes que pueden aprovechar 
los que por sus estudios esfe^n en el case de comprobarlas. 

D. M. Cerda de Villarestau, que poseia una buena colec- 
ci6n de monedas drabes, coleccion que no poco ha aumontado 
nuestro amigo su hijo D, Alejandro, publico un Oatdhgo que 
contiene noticias interesantes , y nos ha servido en bastantes 
eases (2). 

.Ultimamente,D.Eoque Chabas y D. Alvaro Campaner, 
ban publipado respectivamente las monedas irabes de Denia 
y de las Baleares, el primero en su Msforia de Denia y el 



(1) Detcription des mo7maies espagnoles &... componant le caUnet mone- 
tmre de B. Jos6 Qarcia de U Torre... par Joseph GaiUard, antiquaire fran- 
ca^s. Madnd, 1852. CataUgue den monaies et des mSdaUles... composant le ca- 
binet numismatiqae dii fen M. Gt. de Lorieha. Madrid, 18 57. 

(2) Catdlogo de las monedas ardUgo-espaTwlas , pertenecieateg a la coleccion 
numismdtica de D. M. Cerda de Viliarestau. Segunda edicion. Madrid, 1861. 



H+"-^ 



■- t 









■V- 

.1 



■^ 









■i 

1 + 



V - 



-■*■ 



r 
F 
V- 



t 



v^- 



nx 



INTRODUCCIOI^. XIX 



4 

segundo en su Mtimismdtica Balear, reproduciendo cuantos 
tipos se conocen, 6 se conocian (1). 

Hoy, log aficionados a la Numismatic a arabigo - espaftola, 
agotado el Oatalogo de M. GraiUard, muy soHcitado por los 
inteligentes, se eneuentran sin un iibro quo ies pueda auxiiiar 
en los primeros estudios. 

Servir de guia a los que se aficionen A la Numismdtica 
arabigo-espanola es lo que nos proponemos en el presente tra- 
bajo: no hubieramos emprendido esta tarea, a no ser por la 
conviccion profdnda de que muolios se hubieran dedicado a 
estos estudios, y los haii abandonado por no tener quien Ies 
guiase en los primeros pasoSj y tal vez algunos por preocupa- 
clones que no son de extranar y que vamos a indicar, 

Se cree generalmento que para el estudio de la Numisma- ^^e ncresui 
tica arabe se necesita conocer esta lengua; no hay tal. "^^ 

Cuantos se dedioan a la Numismatica general saben que 
sepueden conocer y clasificar perfeotamente las monedas de 
cualquier pueblo sin conocpr a foudo la lengua; hay muohos 
que sin conocer la lengua de Homero clasifican con facilidad 
las monedas griegas, pues Ies basta conocer el alfabeto y tener 
algun Iibro que trate de tales monedas: entre nosotrosj 6n estos 
ultimos alios se ha despertado una gran aficion a colecoionar 
las laoneddbS iMricas^ y sin embargo nadie conoce su lengua; es 
maSj ni siquiera se conoce el alfabeto, 6 al menos no estaii 
conformes los aficionados respeoto al valor de sus letras; esto' 
no obstante, trabaj an con afan y laudable entusiasmo en la for-' 
maoion de coleccioneSj y se dedican con ahinco a su estudio. 
Lo m^mo puede hacerse con las monedas arabes: es vferdad 
que por circunstanoias especiales no basta conocer simple- 



(1) Uistoria de la oiudad de Denia , por D. Koquc Chabas, presbitero, De- 
uia, X^Ti^—NumismdUca Balear. 'De^^t^xvp^ion historic a de las monedas de las 
Islas Baleares, acunadas durante ]as dorainaciones punica, romana, arabe, arago- 
aesa y espailola, por D- Alvaro Campaber y Fuertes, Utt tomo en 4\° de XHV 
y 3f>0, COD XI lam. - Pa:Ima de Mallorca, 1879. 



XX INTEODUCCION. 



Apimticw. 



ment© las letras del alfabeto 6 abuched ardbigo; se necesita 
algo mas, por la razon de que las monedas drabes tienen las 
fechas de su acufiacion, y estau expresadas con los numerales, 
yademas bay en ellas leyendas muy largas; pero por fortuna 
^tas se repiten casi siempre, variando en muy poca cosa y 
s6Io en lo de verdadero interfe, d saber, en el nombre del 
prinoipe i quzen pertenecen, -en el pmito y afio de acunaoion, 
-y en el nombre de algiin 6 algunos otros personajes que en 
las monedas puedan figurar. 

■ De aqui el que para poder leer y clasificar las monedas dra- 
bes, 86I0S6 necesita conocer las l6tras,-los signos ortograficos 
y Ids numerales: despues, con la practica se aprenden pronto 
como da memoria las ouatro 6 seis leyendas mas comunes. 

Para el estudio de los prinoipios de lectura, podriamos 
remitir al lector a las gramdticas drabes nacionales 6 extran- 
jeras que entre nosotros circulan; pero este proceder tiene el 
mconvemente de partir del supuesto de que mi libro, que por 
su natm:aleza debe estar siempre en manos de los aficionados, 
baya de ir acompafiado de otro mayor, del cual se necesitan 
muy pocas paginas: por esto, nos hemos decidido d poner un 
pequeilo tratado de lectura, incluyendo s61o lo absolutamente 
indispensable para poder leer las monedas y los escritos llama- 
dos aljamtodos, es decir, escritos en casteHano antiguo -pero 
con caraeteres arabes, ya que lo que con este motive babremos 
de afiadir se conoretara ^ ligoras observaeiones, que no llena- 
ran ma. de una p%ina y d algun texto aljamiado, . que sirva 

feTu^a ^''''''''° ^'''''^ ^' ""''"'"" ^'' ^'*''' ^ '""'''^''^ ^^ ^^ 

El comenza. a leer por lo aljamiado Ueva la ventaja de que 

2rr ' '""'"'" ^^ "^"'^^' *^-^^ oonc/encia de 

y umdas estas bacen sentido, tendra se^ridad de haber aoer^ 
tado con la verdadera lectura. 

^uestro trabajo quiza no debiera contener mas que lo in- 
dicado y la doctrina puramonte numismatica, pero por indioa- 



2 



V 



^ 



-L 



-■ 



? - 



T- 



5-" 



: X 
=_ 

--^ F 
"T- 



^Tr 



.^- 



i 
-1- 

-3r. 



--> 



1 






.4 



-I 

f - 
^ _ ^ 

■ r 



_ 4 >" 



INTRODUCCION. XXI 



clones de amigos muy competenfces en esta class de estudios, 
que saben por experiencia propia las dificultades que han fce- 
nido que veneer para adquirir cierfcas nooiones que se rozau 
muclio con la numismatiea arabe, nos hemos decidido a incluir 
como apendieesj listas geueal6gieas y cronologicas de los domi- 
nadores musulmanes en Espafia. 

Como en la indole de nuesfcro trabajo no cabe el dar noti- 
cia de todas las monedas que constituyen tipos nofcables , en 
especial por constar en ellas nombres propios, pondremos al fin 
de la obra otros apendices, que eontengan en resumen cuantos 
dates constan en las monedas que conocemos: con esto podran 
los aficionados determinar por si mismos si una moneda con- 
tiene algun dato nuevo, y por tanto que nos es desconocida. 

Si con esto conseguimos que algunos de los muclios aficio- 
nados a la Numismatica general se dediquen a eoleccionar y 
estudiar las monedas arabigo-espanolas y que puedan llegar a 
conocerlas con menos esftierzos que los que a nosotros nos Ixa 
costado, daremos por bien empleado nuestro trabajo, teniendo 
la satisfacci6n de haber contribuido por nuestra parte al des- 
arrollo de unos estudios que tanto pueden contribuir a la ilus- 
tracion de nuestra historia pAtria. 

Anites de dar por terminada la presente introducoioUj es un 
deber en nosotros, y nos compiacemos en. ctunplirlo , el hacer 
publico nuestro reconocimiento a cuantos aficionados a la Nu- 
mismatioa nos han facilitado el estudio de sus coleociones: es- 
tamos reconocidos a todos, seanpooas 6 muchas las monedas 
que nos hayan podido ensenar; pero debemos hacer m&ncion 
especial de los Sres. X). Pascual Gayangos, O. Francisco Caba- 
Hero Infante, el E. P. Antonio Cabre de la Gompaiiia deMesus, 
D. Carlos Camerino y D. Aureliano I^ernaudez CueiTa, cuyas 
ncas coleociones han estado constantemente a nuestra disposi- 
cion, o&eoiendonos la facilidad de poder estudiar en nuestra 
casa cuantas monedas necesitaban estudio especial. 

FRAWCISCO CODEBA. 



ABREVIATURAS 



Con objeto de no repetir demasiado ciertos nombres propios, 
ponemos en abreviatura los de los individuos 6 coiecciones a quienes 
pertenecen las monedas que describimos 6 mencionamos. 

A. H. GoIecei6n de la Real Acadcmia de la Historia. 

A. F. G. Golecci6n del Escmo. Sr. D. Aureliano Fernandez 

Guerra. 

C. C. Coleccion del Sr. D. Carlos Camerino (de Jerez). 

C. G. T. Catalogo de Garcia de la Tone. 

C. L. Catalogo de Mr. Lorichs. 

C. M. 0. Catalogo de D. Manuel Gerd^. 

F. G. Coleccion del autor. 

F. C. I. Coleccion del Sr. D. Francisco Caballero Infante. 

M. A. N. Coleccion del Museo Arqueologico de Madrid. 

M. B. Coleccion del Museo Britanico, segi'in el Catalogo pu- 

blicado por Stanley Lane Poole. 

P. de G. Goiecci6n del Sr. D. Pascual de Gayangos. 

Ademas de estas , creo que las unicas abreviaturas que pueden 
necesitar espHcacion son las siguientes: 

I- A. primera 5rca, 

II, A. segunda area. 

M. Margen 6 leyenda circular de las raonedas. 



■T- 






\ 



- T-: 



■1 









-Sr: - 



- ^ 



LAMINAS 



PROCEDIMIBNTO EWPLEADO EN ELLAS. 



Cuantos por el grabado 6 por cualquier olro procedimiento hayari 
intentado reproducir monedas arahes, habran visto las grandes dificul- 
tades que esto ofrece; pues dificilmente hay un grabador a quien, entre- 
gandole una moneda ^rabe media namente conservada, se atreva i repro- 
ducirla, si el autor no le da dibujadas las letras; pues en el original no 
distingue mas que trazos confusos sin 6rden ni simetria. 

En Inglaterra, para publicaciones de esta clase, salvan esta grave 
dificultad sacando vaciados en yeso, que desputfs reproducen por la 
fototypia, procedimiento que, aunque exacto y bueno para monedas muy 
bien conservadas y de caractt^res [limpios y claros, como sucede en las 
monedas primjtivas orientales, Mm. Ill, ntim. 1, en la generalidad de 
los casos no es aceptable, pues el grabado no resulta legible. 

Estas dificultades nos ban detenido en la presente publicacidn, y nos 
hicieron desistir del proyecto que un conocido editor babia formado de 
publicar , no escaseando los grabados , la descripcidn de todas las mone- 
das arabes espanolas que conociamos. 

iNuestros buenos amigos el R. P, Antonio Cabr^ de la C. de J. y Don 
Paulino Saviron, nos propusieron varios ensayos, en virtud de los cuales 
llegamos al procedimiento de que nos hemos vaiido para la reproduc- 
ci6n de ^1 de las 24 laminas, y que a personas competences ha parecido 
muy bueno y sencillo. 

Consiste en sacar improntas de las monedas en papel albuminado, 
conocido en el comercio por de reporte 6 litogrdfico: sacada la impron- 
ta y despu^s de seco el papel, se frota con una muiiequita tiznada con 
polvo de lapiz, con lo cual quedan marcadas las ietras: hecho esto, es 
preciso retocar con tinta litogrdfica los trazos , para lo cual conviene 
deshacer el relieve , sometiendo la impronta i una mediana presi6n 
entrecartulinas: retocada la impronta con la tinta litogrSfica , y pre- 
paradas las que ban de ir en una lamina , se pegan sobre un papel y 
despu6s el ht6grafo lo pasa todo k la piedra, en la que pueden corregirse 






maJ^d**'*^^*^ '^s trazos que, 6 hayan srtlido muy griiesos, 6 no se Imyan 

Este procedimiento es pesado para el autor, qiiien, sin embargo, no 
iiene m^nos trabajo habiendo de dirigir casi constantemente al graba- 
aor; pues de otro modo se expone mucho k que, alterado algiin trazo 
que parezca msignificante, la leyenda resulte alterada en lo sustancial. 
i^as laminas I y il estin hechas, sacando primero improntas en pa- 
pel ordinano, que, tiznadas con ISpiz, sirvieron para sacar grabados en 
coDre por labeliografia; pero siendo m^s c6raodo para nosotros el se- 
gundo procedimiento, y hechas por ^ste las otras I^minas, se tran^portd 
ei grabado 5 la piedra para que hubiese mas uniformidad: la ultima esta 
necba por un Htografo por el procedimiento ordinarJo (1). 

Los grabados ;que van intercalados en el texto como vifietas, estdn 
Uecbos en zinc, sin m^s que dar al litografo las improntas sacadas en 
papel y tinta litogr^fica. 



CI) Por el misrao estan hechos los numeroa y nombres propios en todas las Umi 
nas, en todo lo ciml notarfi e! lector variaa incorrecciones. 



- 1 



—I' 

1 



-- J 

-V' 



"i. 

■ - ?- 
It- 



- - f- 



. - f 



1 

— ? 



-r -■ 
± 

F 



...* 






i 



I 






ELEMENTOS DE LA LECTURA ARABIGA. 



La lengua arabiga, como las demas semiticas, se es- 
cribe de derecha a izquierda, y el mismo procedimiento 
se sigue aun cuando lo escrito sea castellano, pero con 
caracteres arabes: en la numeracion, cuando se sirven de 
los signos que nosotros llamamos numeros arabigos, y 
ellos llaman indios, siguen el mismo orden que nosotros. 

El alfabeto, 6 abuched arabigo, consta de veintiocho 
letras, todas consonantesj cuya figura se modifica m^s 6 
menos, segdn que la letra se halle sola, unida a la ante- 
rior, a la siguiente, 6 a la anterior ysiguiente: hay seis 
que solo pueden unirse a la anterior. 



AI;FABET0 ARABIGO. 



NOMERE. 



FIGUFIA. 



Aialatla. 




UNIDA A LA 



anterior- 



L 



Siguiente - 


anterior y 
siguiente- 


t 1 HA 


A fa A A 


i 

J 

4 


^ ■ w * 
1 




Valor 

f^nico* 



A,e,io,a 



B 



(1> Eq Ios nombres de las letras, la inflaencia de la pponunciacion vulgar ha 
heeho auprimir la ultima silaba ; pues dado el modo de escribirlos en arabe , debieran 
^stas llamarse ali/on, laGn, etc.— Por la vagnedad de la miama pronunciacion , alga- 
nos graraaticoa Jlaman a las letras i;^/-5«-2fe- etc., por AUf, Ba, r»j es indife- 
rente. 



y 






V 



L 






-; 






^\ 



M 



ELKiVIENTOS CE La LECl'tRA EN ARABB, 



NOMEKE. 



iU 



n 



a. 



iU 



% 



a / 



Jli 



^^M> 



c?^ 

^ 



-kri 



t:/T 



SL^ 



SU> 



.U . Ta 






Ta 



a; Tsa 



Ohim 
Ha 

Dal 
Dzal 

Ra 

Zay 

Cin 

Xin 

Sad 



Dhad 



Tha 
Ain 



Gain 



FiaURA. 



UNIOA A LA 



Aislada. 



** 



^ 



c 






J 



J 



u^ 






O" 



^ 



i 



t 






anterior. 



4t 



T^ 



t 



J. 



^ 



J 



tr 






O^ 



U^ 



i 



J= 






Biguiente 









^^. 



JiU> 






^^ 



.^ 



i. 



J= 



anterior y 
sij^uiente. 



Yalor 
Hu- 
meri CO 



Valor 
fonico- 



A 



'O 



v;:^ 



i 



Ji 



400 
500 



3 



8 



600 



4 



700 



200 
7 

60 
300 

90 
800 



9 



900 
70 



1000 



T 



Ts 



Ch 



H 



J 



D 



hz 



R 



Z 



c 



X 



s 



m 



T 



Th 



a 



- ■v'-- 



-^3 






- ^Si 



^ 









1^ 



.-.■± 

t 

-1. 






i 



- r *^ 



CONSON ANTES. 



KOMBRE. 



i u 



-^^ 



=19 



'.\S 



a; 



* ► 



Fa 

Kaf 

Quef 



Lam 



Mim 



Nun 



tie 
Waw 



Ya 



s 



FXaXJRA. 



Aislada. 



"UNIDA A LA 



anterior. I siguiente. 



*l 



o 



^.^ 



anterior y 
si^uiente. 



Valor 

nu- 

m^rico. 



#* 



L? 



J 



^J 






J 



^ 



Valor 

f linieo . 



t» 



r 



) 



1 



r 



t^* 



K> 



c^ 



A 



J 



^ 



|h 



80 



100 



20 



30 



40 



50 



5 



6 



10 



F 



K 



CQ 



L 



M 

N 



H 



W 



Y 



Los gramaticos, en su mayor parte, dan per senfado 
que 22 de las 2% ietras arabes tienen cuatro %aras dife- 
rentes; con cuyo aserto, los principiantes se asustan, 
creyendo que tienen que comenzar per eonocer 112 si^- 
nos distmtos, cuando si las letras tienen algana diferen- 
cia de figura, segAn que esten solas, unidas k la ante- 
rior, a la siguiente 6 a la anterior y sigaieute, son pe- 
quenas yariantes exigidas pork uni6n, y mas que todo, 
por la circunstancia de que a la mayor parte , cuando 
est^n solas , 6 unidas a la anterior y no a la siguiente, 
se les anade un rasgo 6 trazo de adorno; de donde re^ulta 
que la figura que mds se acerca d la esencial 6 propia de 



J 

J 
J 

I 

\ 

I 
t 



I 

r 
t 

} 

Ir 

J 
I 
t 

I 






\^: 



i 



4 ELEMENTOS DE LA LECTURA EN ArABE. 



cada letra, es la que tienen al unirse a la siguiente; pues 
en este caso solo se le anade a la derecha un pequeno 
trazo , casi imperceptible en algunas : observense en la 
columna correspondiente las letras i= y i , unieas que, 
uni4ndose a la siguiente, no admiten nunca trazo de 
adorno , y se vera de un mode claro que ha sido una 
puerilidad el decir que tales letras tienen cuatro figuras 
diferentes. 

Con la misma raz6n pudiera haberse dicho que nues- 
tras letras tienen en los manuscritos las cuatro formas 
variadas segiin est^n solas , unidas a la anterior , a la 
siguiente, 6 d la anterior j siguiente. 

Las tinicas letras arabes que, como observa Leit- 
ner (1), cambian perceptiblemente de figura al com- 
binarse con otras , son 5 y ^, que toman las for- 
mas i. ^ ^ s, J ^=^ respectivamente y el ^ y ^ en medio 
y fin , que se couTierten en at i en el primer caso , y 
en ^ y ^ en el segundo; modificaciones que se explican 
por la necesidad de unirlas a la letra anterior, y per la 
tendenoia de las amanuenses Arabes k no levantar la 
pluma, como habria de hacerse en otro caso* 

En las dem^s letras, las diferenoias se explican per- 
fectamente, teniendo en cuenta que|, cuando estan solas, 
se les anade un rasgo de puro adorno a la izquierda; — 
unidas d la anterior reoiben un pequeno trazo a su de- 
recha , conservando el rasgo de adorno;— unidas a la 
anterior y siguiente , se les anade un pequeno trazo por 
cada lado; asi como le toman solo por la izquierda cuan- 
do se unen a la siguionte. 



(!) Tittroduotian to d philosophical Qrammar of Arabic hy, 6. W. Leitner 
Lahore, 1871. 



\-z 









< 



-?- 



_-j rr-_ 






- j^ 



^■^ 



'--^ 



■ r- 



L^V 



^ ^^ _ 
_ _ ---^ 



CON SON ANTES. 






^_" 



-- -^ 









-_ ^ 



■_ ^ - 



En la tiltima columna que indica el valor fonico de 
las letras , hay algunas , la h y la t, correspondientes d 
las drabes ?- 7 ^» 1^® tienen un punto debajo: esta trans- 
cripcion indica que no habiendo letra igual en nuestro 
alfabeto, pero si muy aualoga, deben pronunciarse como 
estas: se les pone el punto para que no se confundan las 
palabras castellanas procedentes de otras arabes, que tie- 
nen T J ib con las que tengan s 6 o^, que trans cribimos 
h, t:lo mismo debe decirse de las que se transcriben dk, 
th, las cuales se pronunciau casi como si fueran d j t. 

El \, como aspiraci6n muy suave, no suena ni 
se transcribe, pronunciandose solo la vocal que le 
afecta. 

El tr* suena como nuestra g antigua 6 sea como la c 
valenciana y catalana seguida de e, i. 

El ^ no tiene articulacion analoga entre nosotros: 
es un sonido gutural y enfatico, del cual prescindimos 
en la pronunciacidn, notandolo, sin embargo, en la es- 
critura con el signo ', que, en rigor, debiera ponerse 
antes 6 despues de la vocal, no encima. 

El (J y el oT suenan lo mismo: sin embargo , los 

transcribimos, el primero por ^ y el segundo por c 6 

q, — Ca, CO, Gu, que, qui. 

En los escritos aljamiados se sirven de la ^ con tex- 

did 6 sin el, para representar nuestra p, 

Los gramaticos no cuentan como letra especial la a 6 
sea la a con puutos: esta letra es una transformacion en 
fin de palabra de la ^, a la cual reemplaza como signo 
de femenino en los nombres y suena como ella. 

Hay qaienes transcriben del mismo modo las letras 
analogas: no faltan razones para apoyar este procedi- 
miento, pero no creemos deber segairlo; y por hoy 



ELBMENTOS DE LA LECTURA EN ARABE. 



adoptamos en casi todo el sistema fomulado por la Real 
Academia de la Historia. 



DIVISION DE LAS LETRAS. 



Los gramatioos arabes hacen varias divisiones de las 
letras de su abuched: s61o nos iateresa dar a conocer las 
letras quelkman solares, asi calificadas, porque el nom- 
bre correspondiente a la palabra sal , ^^-^ comienza por 
una de alias: tales letras, cuando estan precedidas del ar- 
ticulo J\,al, que se une al nombre a quieu determina, 
suprimen en la pronunciacion el J, y ellas suenan do- 
bles: son solares cJ ^ "^ -^ u^ u^ (J^ u^J j i ^ o^ o. — 
Las restantes son llamadas lunares. 

r 

DE LAS VOCALES. 

Los arabes no tienen mas que tres vocaleSj que, pro- 
nunciadas de un modo mas 6 menos claro, corresponden 
a las cinco nuestras: los signos de las vocales se ponen 
encima 6 debajo de la letra a quien afectan: el signo 
de la i se pone debajo, los otros dos enciraa. 

Nombre. Figara. Valor. 



Fatha... ' ae -^ da 6 be 

I 

Quesra.. , i V ^{ 

Damma. ' ou ^hodbu 

Los gramaticos dan reglas muy minuciosas y poco 
seguras respecto al valor de las vocales fatha y dhama: 
creemos indiferente que se pronuncien de un modo 6 de 
otro, y con dificultad se encontrara quien siga un siste- 
ma iijo; pues es indudable que los mismos arabes no le 



- -_ _^- 



- --_-^ 



- -t 



y-._ 









SIGNOS ORTOGRAFICOS, 



seguian, porque entre ellos las vocales casi no suenan: 
nosotros no tenemos inconveniente en pronunciar casi 
siempre la vocal fatha como tt y la dhamma como o, 
salvo, en el aljamiado, cuando esten seguidas de las semi- 
vocales analogas t 6 j , en cuyo caso puede asegurarse 
que representan nuestras e j tc respectivamente (1). 

La vocal Ultima de ciertas palabras se encuentra du- 
plicada en la escritura: a esto llaman los gramaticos nu- 
nacion 6 tanwin^ porque produce la introduccion de 

una n en la pronunciaoi6n , asi jl : se leera rdcholon; 

> » ! 

J-s. .' rdcholin y )i=^' rdcholan. 



En algunos escritos aljamiados se usa del tawin en 
medio de palabra para indioar la duplicaci6n de la 
consonante, en vez del signo texdid, de que hablare- 
mos pronto , y tambien para dar a la vocal dhama el 
valor de u. 



DE LOS SIGNOS ORTOGRAFICOS. 



Para poder leer los escritos arabes, no basta conocer 
las consonantes y vocales; es preciso ademas saber el 
valor de los llamados sigaos auxiliares A ortogrdficos, 
que son: goc^n^ tecodid, hamjsa^ waslaj madda: los dos 
primeros pueden afeetar a cualquiera de. las veintiocho 
letras , diciendose los tres liltimos propios del ^ , aunque 
en realidad el hamza j el madda pueden afeetar tam- 
bien alj y al ^. 



(1) No S6 uos ocuita lo que sobre este punto dice el Sr, Lafuente Alcantara en su 
introduccion al Ajbar Maehmud. 



, ■- 



8 ELEMENTOS DE LA LECTUEA EN ARABE. :; 

1 

~^ ■ ■ ■ ' ™-«-^ ■ ■■ ■ ■ W^m ■■»!»■■ II MB ■! ^m I ■ ^BBI 1 JJJJ ■ »- ' ■ ' . . . . J-. — —J ^ 1-^ 

L 
_L 

i 

■ 'i 

DEL ^OCIJN. J 

i 

El signo goG}ji,n^ que se marca con un circulito 6 semi- 
circulo, puesto encima de una letra indica que esta no 
lleva vocal y que suena con la de la consonante anterior, i 

oomo ji que se lee bar: toda letra debe llevar vocal 6 
gociin : exceptuanse las semi-vocales ( j ^ cuando estan 
precedidas de la vocal analoga respectiva ' \ a la cual 
prolongan en arabe, convirtiendo en el aljamiado al 
fatha en ej al dhamma en -A. Exceptuase tambien la 
consonante que va seguida del texdid llamado eufonico, 
en cuyo caso dicha letra que debia llevar eociin , des- 
aparece en la pronunciacion, no en la escritura. 



TEXDID. 



El texdid " es un signo que indica duplicacion de 
consonante: de las dos letras que estan indicadas por el 
texdid, la primera se supone con cocun, la segunda con 
la vocal que lleve; asi jl>' se lee como si estuviese escri- 

to ^i kdt-ta-la : el texdid puede ser gramatical y eufo- 
nico: el primero indica verdadera duplicacion de la le- 
tra; el segundo que una letra debe pronunciarse doble, 
porque la anterior que debia llevar gociin, lo pierde por 
eufonia. El caso mas comun de texdid eufonico es el que 
se encuentra sobre las letras llamadas solares , cuando 

les precede el articulo, asi ^'^1 se lee ar-robad por al~ 

rohad: el texdid eufonico va siempre precedido de letra 
que no lleva vocal ni eocun. 

DEL HAMZA. 

Este signo - se pone encima 6 debajo del 1 para in- 



- m\ 



.-i 



- J 



"a 



"- i 



- ^ 



■H 
-H 



- J^ 
^^ 

y^ 

-. 
^ _ 

■- 

-. 
I J I 

- X 

^ , _ _ 



- F 

.-t 
- i- 

j L 
S 

- -T 

■-^- 

4. 

- ^ 3 

- h 
J ( 

-i 

- r 

:4 






I 



-: 

n 






SIGNOS ORTOGRIfICOS. 9 



dicar que es verdadera consonante, no semi-vooal: cuan- 
do el ! lleva . , tiene ademas vocal 6 coctin: el - afecta 

tambien al j 6 ^ cuando estan eu lugar de \ alif ham- 
zado (1). 

DEL WASLA. 

Este signo "^ wasla (union), se pone sobre el t que 
se antepone a ciertas palabras, que comienzan en rigor 
con letra cocunada: la palabra que comienza por fde- 
beria unirse en la pronunciacion con la anterior, for- 
mando una sola palabra ; pero como esto muchas veces 
nos es dificil, si no imposible, prescindimos del ^ y le 
suponemos una vocal, que para el t del articulo sera 
siempre fatha; en los deraas casos generalmente debe 
suponerse quesra. 

DEL MADDA. 

El signo del madda es muy parecido al del wasla, 
del cual se diferencia en no tener encorvada su extremi- 
dad derecha: se pinta sobre el t de este modo U para 
indicarnos que en realidad debieran escribirse dos, uno 
hamzado y otro de prolongacion, 6 los dos hamzados: si 
el primero es de prolongacion j el segundo hamzado, 
ademas del madda se escribe el hamza del segundo con 
su vocal, asi .- U^ por f LL — .U por iU : si el primero 
es hamzado, sea 6 no de prolongacion el segundo, se es- 
cribe uno solo con el signo madda , asi /jL\ por '1\\ y 






por ^-!l 



(1) Algunos, quixa con mucha razon, considerau al = no como signo ortografico 
sino como primera letra del abuched? aun admitida esta i'lc;a, no por eso >.q introduce 
variacion en la lectura. 



f A- 

{ ^'^ . .... 



•i 



! ^ :*.;- v.. 



10 ELEMENTOS BE LA LECTURA EN AraBE. 



DE LA SILA-BA. 

Conocidas las consonantes , las vocales y los cinco 
signos ortografioos , puede ya procederse a la lectura: 
la silaba en arabe consta de consonante y vocal ; de con- 
sonante , vocal y consonante ; 6 de consonante , vocal y 
semi- vocal, 6 llamese letra de prolongacion , porque con- 
vierte en larga la vocal anterior : a la silaba que consta 
solo de consonante y vocal, llaman simple 6 abierta, de- 
nominando compuesta 6 cerrada a la que tiene consonan- 
te, vocal y consonante: asi en la palabra iJL,J| argalaho^ 
la primera silaba es compuesta 6 cerrada , y las tres 
restantes simples 6 abiertas. 

Resulta de lo dicho , que la silaba, en arabe clasico, 
nunca puede comenzar ni terminar con dos consonan- 
tes; por esto al escribir con caracteres arabes pala- 
bras castellanas 6 latinas , alguna de cuyas silabas co- 
mienza por dos consonantes , los moriscos ponian a la 
primera la misma vocal que lleva la segunda; asi escri- 

ben j^sl^ quiristiyano por cristiano, UjJ, madere por 

madre; en los escritos arabes , generalmente en tales 
cases, anteponen un \ : asi iS\^\ Ifraga por Fraga — 

lL^'ji\ Ifrancha por Francia, 

Debemos advertir que, en el lenguaje hablado, los 
drabes suprimen muchas silabas, en especial la final: 
generalmente tampoco pronuncian la primera; asi que las 
palabras que tienen tres silabas en la escritura, quedan 
redacidas a una en la pronunoiaci6n: para leer los tex- 
tos arabes prescindimos de esta costumbre; no asi para 
leer los nombres propios, i cuya ultima letra suponemos 



PRONUNCIACION DK LOS NOI\IBKES PIIOPIOS. 11 



un coGtm en vez de la vocal del caso ; asi en el nom- 



/ fO 



^^^XU«dJ 



tain— j^:^ \ A Imotdmid , no A Imdtdmu 

nombre propio se compone de dos , como x\}\ll , en vir- 

tud de que el dhamma de 'j^ no se pronunciaba, babia 
que poner una vocal subsidiaria , pronunciando unos 
Ahdallah j otros Ahdillah, Ahdellah j aun AbdoUah. 

Para evitar la confusion que esto produce, en espe- 
cial a los no arabistas , seria muy conveniente que todos 
escribiesemos estos nombres del mismo modo ; cosa no 
muy hacedera por la diversidad de pareceres ; nosotros. 
conformes en este punto con el distinguido arabista nues- 
tro amigo D. Leopoldo Eguilaz (1), oreemos que debe 
ponerse vocal subsidiaria ao e, leyendo Abde-r-Bah~ 

^ ^ A A " 

mdn^ Ahde-l-Aziz, en vez de Ahdo-r-Eahmdn Ahdo-l- 
Aziz que escriben otros. ^ 

ACENTO. 

En cuanto al acento , debemos decir que ios arabes 
no le marcan en la escritura; sin ejnbargo, como no 
puede menos de suceder , cargan el tono en una silaba 
dada: esta es siempre la penultima 6 antepeniiltima : se 
cargara el tono sobre la silaba pentiltima, cuando esta 
tenga letra de prolongacion, es decir, t j 6 s? sin vocal 
ni cocun, 6 sea silaba compuesta: en los demas casos se 
cargara sobre la antepeniiltima: asi en Jji^s katdlta, 

J^ racMo^ cargaremos el acento sobre la segunda, y 
sobre la primera en jji katala. 

(1) Veasesu exceleiite trabajo Valor Ae las htras ardUgas en el alfaheio cas.- 
tellano. 



12 ELEMENTOS DE LA LECTURA EN AEABE, 



ACE N TO EN LOS NOMBRES PROPIOS ARABES. 

Respecto al acento de los nombres propios arabes, 
hay mucha variedad entre los autores, habiendose ateni- 

do Unas veces al origen, y otras al capricho, al parecer, 
pero en realidad a la indole de nuestra lengua. 

Teniendo en cuenta que en la pronunciacion do su 
lengua los arabes suprimen la laltima silaba , y que el 
acento se carga sobre la penultima 6 antepenultima , so 
infiere que en las palabras arabigo-castellanas el acento 
deberia cargarse sobre la ultima 6 penultima, nunca 
sobre la antepenultima, segun que la palabra arabe cor- 
respondiente fuese para nosotros grave 6 esdrujuia; pero 
oomo al introducirse los nombres arabes en nuestra len- 
gua, pocas veces se tuvo en cuenta la etimologia , se ha 
dieho del migmo modo, Tariff Tarik^ Yuguf, Adds- 
Rahman, Hiooem^ Al-Haqtiem^ Mohamad 6 Mahomed^ 
cuando ateni^ndose al origen debiera haberse cargado el 
acento sobre la penultima en 7^i/*« A, Yi^guf, Al-Hdquem, 
Mohammad, y en la liltima en los otros. 

gQue sistema deberemos seguir nosotros? Si los nom- 
bres arabes fuesen muy conocidos, de modo que el uso 
pudiera llamarse constante, en manera alguna deberia- 
mos pretender innovaci6n respecto al acento; pero no 
mediando esta circunstancia, creemos que se puede aiin 
pretender que prevalezca la etimologia, y que, para fijar- 
la, convendria poner el acento en todos los nombres 
propios arabes. 

En los nombres, que siempre se han pronunciado del 
mismo modo, como Omar, ya no cabe innovacion, ni 
aunque cupiera convendria hacerla; pues la indole de 
nuestra lengua en estas palabras aparece muy marcada. 






f 



PIGURA DE LAS LETRAS EN LAS MONEDAS. 13 



Bl linico nombre propio arabe, que en realidad ha 
adquirido entre nosotros verdadera carta de naturaleza, 
es el de Mahoma, y en ninguno ha sido el uso mas ca- 

prichoso; pues procediendo de la palabra j^\o Mahdm- 
madon, debiera haberse dicho Mohammad 6 Mohdmed 6 
cosa parecida: atendiendo al uso constante, no es ya 
posible llamar a Mahoma de otro modo ; pero cuando sa 
refiere d alguno de los muchos que llevan este nombre, 
como la mayor parte de los reyes Nasaries de Granada, 
siguiendo la transcripcion adoptada, le llamaremos Mo- 
hammad , por mas que alguna violencia haya que hacer- 
se para no pronunciar Mohammad. 

OBSERVACIONES SOBRE LA ESCRITUKA ARAEE U LAS MONEDAS. 

Lo primero que hay que notar respecto a la escri- 
tura arabe en las monedas e inscripciones, es que casi 
nunca se ponen sobre 6 debajo de las letras los pun- 
tos Uamados diacriticos , de modo que las que como las 

distinguen s6lo por los puntos, en las monedas e ins- 
cripciones se confundiran por complete, no habiendo m^s 
medio de distincion que el sentido , que linicamente el 
profundo conocimiento de la lengua puede dar a conocer: 
esto , que para las inscripciones es un inconveniente 
gravisimo, para las monedas tiene menos importancia, 
porque en ellas las leyendas son muy conocidas y en cor- 
to nilmero, como veremos. 

Tampoco se ponen de ordinario ni en las monedas ni 
en las inscripciones las vocales ni los signos ortograficos: 
este inconveniente es menor que el anterior. 

Letras que debieran estar separadas, aparecen unidas 



r 



'.' S-- 






II 



_z i 



/ 



U ELEMENTOS DE LA LECTURA EN AEABE. 



— •^ ^n_ ^_ 



con imichisima frecuencia; tampoco faltan ejemplos de 
otras que debiendo ligarse, se encueniran aisladas. 

Como es natural, la figura de ciertas letras varia al~ 
gun tanto en los diferentes periodos, segun el gusto cali- 
grafico de la epoca; para hacer patente este cambio, bas- 
tard fijarse en las leyendas de la profesion de fe y de la 
misi6n profetica de Mahoma, que se encuentran en casi 
todas las mouedas representadas en las laminas. 

Las letras ' "^ '^ '^ "^ "^ f^ l^ d^ ^(J^d apenas 
varian de un modo perceptible, 6 que de notar sea: no 
sucede lo mismo con las restantes. 

Las letras .; y i , se confunden muchas veces con la 
ctTy con i. i=. 

El J yel j 5 aunque este con menos frecuencia per 
menos usado, no siempre seprolongan a la parte inferior 
de la iinea como en lo impreso, sino que, no pocas veces, 
lo hacen hacia la superior, llegando a identificarse con 
el ^ , en especial en los siglos i y n: en fin de palabra, 
y aun alguna vez en medio , se prolongan y revuelven 
hdcia la parte superior, asemejandose a una S nuestra 
puesta al reves: esto quiz^ no aparece hasta mitad del 
siglo IV de la hegira. 

Las letras ^ ^, ademas de identificarse entre si, en 
algunos casos se confunden con i i, y por tanto, segiin 
lo expuesto antes, con :> j S . 

Las dos letras ^ y £, , unidas a la anterior 6 a la an- 
terior y siguiente, toman & veces figura muy especial, 
queconsiste en no cerrarse, sino que deja la parte supe- 
rior sin cerrar, apareciendo compuesta de dos lineas 
formando un angulo , cuyo vertice esta hdcia abajo. 

Bl -^i como hemos dicho, se confunde muchas veces 
con el :) 6 i ; pero en ciertos casos el trazo superior es 



^^ 



EQUIVOCACIONES EN LAS MONEDAS. 15 



perpendicular j muy prolongado, notandose esto princi- 
palmente en la palabra ^ij^ de la profesion de fe musul- 
mana, resultando que en una misma moneda, como pue- 
de verse en la Lam. Ill, numero 2, ano 116, el J. apa- 
rece con dos formas bastante diferentes. 

El ^ , aun siendo final , muchas veces esta represen- 
tado por un circulito 6 punto grueso, como sucede algu- 
nas veces con el _.: siendo final, en vez de prolongarse su 
irazo hacia abajo, comunmente lo hace hacia arriba, pu- 
diendo tomarse por un j ra trazado como hemos dicho. 

La letra :* toraa figuras muy diferentes de las que 
constan en los impresos: como final, unas veces esta re- 
presentada por un circulito 6 punto grueso, otras por un 
trazo vertical, que en su parte inferior se revuelve hacia 
la izqnierda; en medio 6 principio de palabra toma figu- 
ras muy variadas , que pueden verse en las monedas de 
los anos il6, 230 y otras. 

EERORES Y FALSIFICACIONES EN LAS MONEDAS. 

Los arabes espanoles acunaron , sin duda , cantidad 
fabulosa de monedas, en especial de plata, y con tal va- 
riedad, que dificilmente se encuentran dos iguales; nada 
tiene, pues^ de extrano^ y por el contrario, es muy na- 
tural que mas de una vez, los que abrian 6 dibujaban los 
cunos, se equivocasen, poniendo una letra por otra tL 
omitiendo alguna. 

En ciertos casos, la omision resulta de un modo in- 
dudable; asi hemos visto alguna en la que falta la pala- 
l)ra ix^ ano: en algunos casos en que parece haberse omi- 
tido alguna letra, como sucede con bastante frecuencia 
con el j de ^^"■J'^j"^^^J en Al-AndaluSj en rigor no hay omi- 
sion, sino que por lo tosco del grabado y estando muy 



> 

.\ - 



J 



\ - 






16 ELEMENTOS DE LA LECTURA EN ARABS. 



unida a la siguiente , se confunde con ella ; pues alguna 
vez se ve un trazo apenas perceptible : lo mismo sucede 
con el (^ de a^v^ en la profesion de fe musulmana: alguno 
de los tres trazos del ^ , en los numerales 7 y 9 tambi^n 
falta no pocas veces. 

Hay monedas en las cuales la feclia esta en contradic- 
cion abierta con la cronologia 6 con el caracter de la mo- 
neda: no se nos oculta que muchas veces la contradicci6n 
sera qniza aparente, y dependera de que las noticias que 
nos dan los autores no son exactas, como hemos tenido 
ooasidn de probar con monedas de Cordoba y Sevilla res- 
pecto a la Mstoria de los Abbadies; pero hay cases en los 
que no tememos asegurar que hay verdadera contra- 
dicci6n. 

A nuestro mode de ver, y por lo que consta de las 
monedas que hemos visto , cuando la fecha esta en con- 
tradicci6n 6 con la historia 6 con el caracter de la mo- 
neda, casi siempre depende de que esta es falsa, aunque 
antigua: en algun caso, nos parece indudable que la pri- 
mera area fu^ hecha con un cuno de epoca bastante 
anterior; en otros casos, y quiza scan los mas, el cuno 
estaba bien, pero habiendose movido al acunar una mo- 
neda, con el naovimiento pudo borrarse la terminacion 
de un numeral o todo el, resultando fecha diferente de 
la verdadera, como sucede en un dirhem nuestro del ano 
280, donde habiendo grabado en el cuno ^j^^}-^^ e;^^^ 30 
y 200 , en un primer golpe se acunaria la centena , y 
moTido el cuno , la terminacibn ^j^. de la decena cayo 
sobre el j, que es muy grueso, resultando ^jL^xYi 3 y 
200; si bien fijandose con ouidado, se observa que las 
letras ^ , que faltan estdn algo marcadas sobre el ^ . 



^ 



NUMEGALES. 



ir 



DE LOS NmiERALES. 

Hemos dicho antes que para leer y entender las mo- 
nedas arabigo-espanolas, no se uecesita el conocimiento 
de la lengua arabe, sino que bastan los elementos de lec- 
tura y el estudio de los numerales ; y aun esto ultimo 
solo es precise porque en ellas las fechas se escriben 
hasta los tiempos modernos , no con las cifras 6 nume- 
ros, sino con las palabras que los expresan. 

Los numerales en arabe se enuncian con muy poeas 
palabras; bastan las radicales de las diez unidades sim- 
ples, y las de las dos unidades superiores 100 y 1.000, 
para expresar cualquier cantidad. 

Los numerales cardinales en arabe tienen termina- 
cion generica: y siendo la mas comiin del femenino li 
aton , advierten los gramaticos que desde 3 a 10 andan 
cambiadas las terminaciones , de modo que el numeral 
que la tiene femenina es masculino y vice- versa: sin 
embargo, en las monedas alguna vez se ponen los nume- 
rales masciilinos por los femeninos, 

-Los numerales de 1 a 10 aparecen en las monedas 
constantemente en geaitivo, a saber: 



Masculino, 



remcnijio. 



Masculino. 



Fomeniuo. 



1 






'/ I 



/O 



2 ^J'r^'A 









3 -iii/ 



ff i^. 



4 iwjl 



/ 



^ d*A**^:i. 



^ 






A 

// 






/ i/ 



C^j^ 



■^ 



u 



v^ 



4t 



2 



18 ELKMENTOS DK LA LECTURA EN ARABE. 



KascuHno, 


Femenino, 


Masculine* 


Femenino. 






9 




£^; 

^ 






10 







Del 11 al 19 inclusive se forman poniondo primero 
la unidad y despues la decena, sin unir ambos elementos 
por la conjuncion ^ y\ les ponen en lo que los gramati- 
cos llaman acusativo, excepto el primer elemento del 
numeral 12 que puede variar; estos numerales son: 



Miisciiiino, 


11 


Femenino* 


M ascnlirto- 


16 


Fomenino, 


/ i ' ' \ 


/ 1 








12 


2< pj,.& L^ij 1 


1 / 1 ■' i-' 


17 






13 


^ / o ^ / / / 




18 


r 1 tj / II 

* 




14 




•'• r- V* 


19 


,1.^ 


I 1 f / 
1 . / t 


1 Jir 











jJi*S i^*«^ii. X iJ & i^C w«^ix 



Cardinales de 20 a 90. 



20 


I 


50 




80 




30 




60 




90 


1 ^ 


40 




70 









Los numerales de las decenas, como puede facilmente 
observarse, se forman anadiendo a la unidad correspon- 

diente la terminacion ^ zna, signo de genitive del plu* 



-I. z 



- -"?- 



S.- 



iNUHKR-ALES. ■ ly 



mi, a excepcion del numeral 20 que no se forma del 2, 
sino del 10. 

De 20 ^ 100 los nuraerales cojnpuestos de unidad j 
decena se expresan poniendo primero la unidad y des- 
pues la decena, unida a la primera mediante la conjun- 



/ -r // 



cion . wa, y: asi en el ano 54, se dir^ ..rw^l ^^'^AU 
cdnnata drhain wajamcina. 

La centenase expresaconlapalabrawL miattn, 100, 



^ / 



y en las monedas mas comunraente sin \ il., ' _ , 'wL^ 6 

- w 



■;^ / 



^^;.^ mtatayniBOO, en el caso oblicuo, porque despu^s 



^t; / 



del nombre II^ 6 2^ dno, siempre sigue dicbo caso. 

Las centenas desde 300 a 900, se expresan poniendo 
la palabra wL 6 L^ precedida de la unidad y tendremos 



iOO i^^hL 500 K;L , ^U IhL jL; 



-; / ^' 



800^" ' ^''"''' 



200 ^;..L 600 LL ^u^ L.U ,UJ 



J / / / 



' J 



300 ■a:..L oH5- 700 hL 4^1. 900 i^L .^j 

> / c ■ 



' ^ 



400 i,L ^.;:t 



Tambien pueden escribirse los dos elementos de es- 
tos nunieraies como si faeran una sola palabra ^ asi 



/ / ' 



Los millares se expresan con la palabra ^,^JS mil, 
que sufre modificaciones analogas a las de la centena para 
expresar 2.000, 3.000, etc. : como en las monedas solo 



m^r^JX 









20 



ELEMENTOS DE LA LECTURE EN ARABE. 



puede encontrarse el numeral 1.000, no entramos en 
mas detalles sobre este punto. 

Queda dicho que Ips numeros compuestos de unida- 
des y decenas se enuncian poniendo primero aquellas j 
despues estas, unidas por la conjuncion ^ wa: cuando el - 
nitmero 6 fecha consta de unidades, decenas y centenas, 
se expresa de mi modo analogo, y lo mismo si, como en 
las monedas arabes de Alfonso VIII y D. Enrique, se lle- 
ga al miliar, por estar calculadas, no por la hegira, sino 
por la Bra safar 6 espanok : en la que ponemos en la 

lamina XXI, num. 12, dice: ^\'. L.r^>-U_^ ^^v-^^i ^^-^^1 'A"- 

anoly50y200y 1000. 

Oomo en las monedas la fecha nunca se encuentra 
enunciada por medio de los numerales ordinales, no ha- 
blaremos de ellos: solo en dirhemes del alio 354 hemes 
visto empleado el numeral ^Aj cuarto, por ^j\ 4. 



OBSEaVACIONES SOBRE LOS NUMERALES. 



I'ij'*^ 



Respecto al numeral ^jX^^\ dos, pocos gramaticos 



hacen notar que puede perder el S , y aun esto s6lo lo 
hemos "visto advertido refiriendose a la terminaci6n fe~ 
menina ; sin embargo , en las monedas es muy comiin la 
supresi6n. 

Los numerales 3 y 30 pocas voces se escriben ^-^^^' y 



^^'^', smo ^-^^ y c^-^^^ . 

El numeral J-^' echo y su correspondiente decena, 
en especial esta ultima, pueden perder el t, particulari- 
dad que tampoco indican los gramaticos: en las monedas 






OBSERVAOIONES SOBRE LOS NUMEUALES. 21 






de los anos 180 a 190 casi siempre la decena esta sin 
el f -^y.)^^' por f^ ^^' . 

■ Si prescindimos de los puntos, que mra yq-i se mar- 
can en las monedas, los numerales ^^- 7, 5^->' 9 y sus 
correspondientes decenas, resultan iguales 6 poco menos, 
maxime si los cuatro trazos estan a igual distancia: inu- 
chas veces el primer trazo es mayor y esta mas separa- 
do que los otros; entonces no cabe duda de que consti- 
tuye el j- de ^ ^ si se trata de las unidades , 6 de 
si de las decenas : por el contrario, si el cuarto trazo es 
mayor, 6 esta mas separado que los otros tres, cons- 
tituye el ^ de ^<— 7, 6 de i^ry^'.--^ 70. 

No pocas veces los cuatro trazos son iguales y estan 
a igual distancia: en este caso, generaimente debe admi- 
tirse que corresponden a 7 6 70 respectivamente, y asi lo 
hace notar el sabio numismatico ginebrino M. F. Soret, 
con Guya observacion estamos eonformes: nos parece, 
sin embargo, que debe ponersele alguna limitacion; pues 
hay monedas, que por la circunstancia de encontrarse en 
elks el mismo signo que en otras indudables del ano 199, 
signo que no hemos visto en moneda alguna anterior, 
atribuimos con seguridad a esta fecha, y segun la indica- 
cion de M. Soret se tomarian por de 179. 

Bsto mismo hemos observado en otras feohas; de 
donde inferimos que, en rigor, si los cuatro trazos son 
iguales y puestos a igual distancia, no puede decirse si 
es ^-^ 6 ^' — O'-y---' 6 ^y-> : cuando esto sucediese, para 
fijar la fecha de la moneda habra que acudir a los ador- 
nos que hubiere en ella, y principalmente a las lineas 
que hay entre ambas leyendas y en la orla ; pues es 
casi seguro que comparando estos dates de la moneda 
en cuestion con los que aparecen en obras indudables 



22 . ELBMENTOS DK LA LECTUUA EN IraBE. 



^"t-'i 



de los anos anteriores y siguientes, podra resolverse la 

duda. 

En los numerales de 11 a 19 debe tenerse muy en 

cuenta que, como hemos dicho, no se pone entre los dos 

elementos componentes la conjunci6n ^ wa y: si la fecha 

esta bien conservada e Integra, no tiene impoi'tanoia esta 

observacion; pero para cuando asi no suceda, la tiene; 

pues sirve para distinguir si la decena es 10 6 20: asi, 

supongamos que en una nioneda distinguimos las letras 

^^- ,podremos tener seguridad de que la fechaes 23, 
y si claramente vemos que no hay ^ sera 13 (1). 

En virtud del orden que siguen los arabes en el .mo- 
do de poner las feohas, sucede mucbas veces que esta no 
cabe por complete: por fortuna, si falta algo, ordinaria- 
mente es s61o la centena, y esta no bace gran falta en la 
mayor parte de los cases: si lo que se omitio no es solo la 
centena, sino tambien la decena, podra acontecer que 
tampoco baga falta; pero ya puede ofrecer mayores difi- 
cuitades la ciasificaci6n; por supuesto, que si tampoco 
cupo la unidad, nada podremos saber de la fecha, a no 
ser que la podamos deducir de otros datos. 

Oon frecuencia la decena no cupo por complete: si 
existe la unidad, generalmente basta que se conozcan las 
primeras letras de la decena, para que no haya duda algu- 
na, come sucede con las decenas 10 y 20, que no pueden 
confundirse con ninguna unidad que formase parte de la 
centena: si la decena es 60, 70, 80 6 90, no existiendo 
en la moneda mds que sus primeras letras, pudiera su- 



(1) No siempre tuvieron preseute esta regia los giabadores arabes espailoles: el 

Sr. n, Pascual Gayaagos tiene dos dirhemes de distiuto cuno, en los euales a la 

feeiia 224, falta el 9 entre la unida^l y la decena, que tieue coiopleta su temiiiiacioii . 



J; 



!fT 



LEYENDAS MAS COMUNES EN LAS MONEOAS. 28 



ponerse que formaban parte de las centenas hi^ 600, 
hl^...^ 700, lUjUj 800, etc.; pero como estas centenas no 
existen en las raonedas espanolas, salvo la centena 800 
en monedas de los Nasaries de Granada, resulta que solo 
las deoenas 30, 40 y 50 podran ofrecer duda, si no estan 
integras : un ejemplo , encontramos en una moneda 
-'^ c*^"' ^'"j «'^^ <^^^^^ y nfoventa) 6 n(uevecientos); ^sera 
del ano 98 de una centena dada, 6 del 908? Indudable- 
mente que lo primero : encontramos jlj ^^' tres y cu(a' 
trocienfos) o cu(arentaj; gcual sera la fecha? La liabre- 
mos de averiguar en su case por otras consideraciones. 
Si despues de la palabra ju_ ano, no esta completa la 
primera palabra, no podremos saber si es unidad 6 dece- 
na, a no ser que las primeras letras fuesen las que cons- 
tituyen los numerales 1 y 2, pues estos nunca pueden 
confundirse. 



LEYENDAS MAS COMUKES EN LAS MONEDAS. 



Importa que el lector se familiarice con las leyendas 
que en las monedas aparecen con mas frecuencia: por 
esto, y adem^s como ejercicio de lectura, ponemos a con- 
tinuacion las mas comunes. Para evitar despues repeti- 
ciones inutiles, marcaremos estas leyendas con un nii- 
mero de orden; y asi, al hacer la descripcion de las 
monedas, no tendremos necesidad de poner Integra aque- 
11a, sine de remitir al lector a esta parte de nuestro 
trabajo. 

Al texto sigue la transcripcion en caracteres latinos, 
y la traducoion literal: en esta unirenaos por medio de 



U ELEMENTOS DE LA LECTURA EN ARABE. 



un guion las palabras que correspondan a una arabe: 
las inscripciones que ordinariamente aparecen en el 
campo 6 centre de las monedas, las distribuimos en el 
mismo niimero de lineas y en el mismo orden, para que 
puedan ser reconocidas con mas facilidad. 



/ ^ 



Inscr. I. ^ 'ii\ ^' la llaha ilia 



f / / ? 



5A^j i.D \ A llaho wdhdako 
J Jj^ V ifj^ ooarica laho 

No (hay) Dios siqo 

AlUh, solo-elj 

no (hay) companero pura et (i). 

Inscr. II. ii)! j,^! iJJl A I laho dhadon AUaho 



/ ^ / ? / ^ 



^jJlj'p -vs.^Jl assdmado lam ydlidwa 






Sj X a3^j J Ian yulad wdlam ydcon 






j..^! \Jl< J Idho cofuan dhadon, 

Allah (es) uuo; AllAh (es) 
eterno; no eiigeadr6-y 
no fue-engendrado y-no hay 
para- el igual alguno (2), 



Inscr. III. J^ n^AJ ^J>\ ^,,,_, ^:>.^JL ^^\ ,\\\ J^_ .,, 









(1) Profesion de fe musalmaim : no constaen el Korau con las iiiiamas palabras 
(3) 5ura,112 del Koran. 

(3) Koran, gura 61, vers, 9.-Aesta leyeuda llaman los AA. misioii profotica 
de Mahoma. 






I ____ LBYENDAS MAS COMUNJiS liN LAS MONEBAS. 25 

MoUmmadon raculo Allahi arcdlaho bilhuda wadi- 
ni al-hdkki liyothhiraho dla addini coUihi walaw cdriha 
almoQric-v(,na. 









Z 






^i 



■f 



A- 

■ LX 

i 



7 






Mohammad (Mahoma) (es) el-enviado-de Atldh;eavi61e con-la -direc- 
Citin y-religicin verdadera para-hacerla-manifiesta sobre la religidnjotalidad- 
de-ella (sobre todas las religiones) auaque concibaa.6dio los poIUeistas. 









Waman ydhtagui g&yra alisldmi dinan fdlan yokba- 
lo minho wahoioa fi-lajlrati mina-ljacirina. 

V-el-quc buscase fuera del Islam alguaa-religitia , no sera recibidu 
do-el, y-el en-la-otra (vida) de-los-descarriados (1). 

Estas dos ultimas lejendas se encuentran siempre en 
la orla 6 margen de las raonedas. 

Las tres primeras aparecen en todas las de plata de 
los Omejyahs de Oriente, y en las espanolas anteriores 
a Abde-r-Rahman III: la ultima no se ve en las mone- 
das espanolas hasta la epoca de los Almoravides. 

Ademas de estas cuatro inscripciones koranicas, que 
son las mas comunes, hay alguna que otra en monedas 
especiales: a continuacion las ponemos casi todas, aun- 
que de algunas no habremos de hacer uso, por no entrar 
en nuestro plan el describir las muj contadas monedas 
en que algunas de ellas aparecen. 

Inscripcion de las monedas de Abde-r-Rahman III, 
quetienen en una de sus areas dos levendas circulai^es. 

(!) gum III, vers. E)ii. 



26 



fiLblMENTOS BE LA LKCTtlKA KN ARAiSE. 



, ^,<,«» '",.//' 'c, I. ' v.- " '"'^ 



Inscr. V. ilH^-v i^j.^j*J'^y;',fr^^:'.J>'V cT"^ ^•^■' ct;^ 






/ / 



LillaU al-dmro mm kdblo ivdmin bddo wayawmdid- 
zinydfraho almuminuna binrasri AUahi. 

K-^ (pertenece) el-poder do antes y-de dospads. y-cutoiices sr- 
alegrariu los creyontes coQ-la-protecciaa de-AlUii (I 



En moneda de los almoravides, acunada en Granada, 
leemos la siffuiente inscripcion koranica. 



Inscr. VL .-^ '^^^ "^^^ '^ ^^ ^ ^^^ 

Rdhbana dldyca taioaccdlna imiUyca andbna waildy- 
ca almasiro. 

Sefior. eQ'ti conflaraos, y-a-t! volvomos, ycn-U ol-tormino {t}. 






JU 'Ss ^'^ \ aldmro colloho lillahi 






jib Yl £3 V /a kowaia ilia blllahi. 



r fi 



No (hay) Dios, sino k\\^\\\ 

el imperio totalidad de-61 paru-AUdli: 

no (hay) faerza sino en-A.Uah. 



Inscr. VIII. L..-J I iwU ! Allaho rdbbona. 



' ? 



UL^ , j^^--^ Mohdmmadon raculoim. 






U^U,! ^j.^^3! Al-Mahdiyyo imdmona 

■Tx 

Allah (es) miestro sefior; 
Mahoma (es) auestro envi:uio; 
Al-Mahdi (es) nuestro Imao, 



-^ 



(1) Koran, ^ura 30, vers, '6. 

(2) K-raD, guraGO. Ultimas palabras del ver5. 4. 



I 



-■r 



%- 



LfiVKNDAS MAS C0MUNE8 m LAS MONEDAb. 27 



Esias dos leyendas se encuentran en casi todas las 
raonedas de plata de los Al-Mohades. 

En muchas de las monedas de oro do lamisma dinas- 
tia, selee en la LA.: 



■^ 



Inscr. IX. ^,..^^^3!^,UJ:Jjui.'f 1, hicmi-llahi ar-rahmdni 



.OJ I j_._..l;, 1_J_^^.I nhohdmmadon ragiXlo- 

Udhi 



'••— ' ' 1. -,. 



■ ' ' dnimafi. 

.INu (hay) Dios sioo Allah; 
Malioma (c.s) el eaviado de Aitih; 
Al-Mahdf es el iman del pueblo. 

En otras monedas de los Al-Mohades, 6 de la misma 
dpoca, tambien muj comunes, se lee: 



VJ / 



^^t rabbi' 

■ -^ 

,.i.>-!UJ t l-dUmiina. 

LcL alabitoi^a para AlhMi, 
seaor 

dc los munJos. 



Aunque las preciosas doblas de los reyes Nasaries de 
Granada no son muy comunes, como en ellas se repiten 
raucho algunas leyendas dedificil, si no imposible lectu^- 
ra para el que no ienga a mano las dmcordamias cord- 
nicas, ponemoR jas inas repetidas: 



28 BLEMENTOS DE LA LECTUiU EN AliABE. 



Inscr, XI. ^JulfjJU l£{ iJ ^^^^'- ^•■l<^^oma mdltco- 

' ' \ ' l-molqut 



> O fl U,-^ ^ f 



ilLj ^ oXU)! jVs toti-l-molca man tdxao 



*6, t .-. ■■ " M u ■■■ vxdanzto-l-molcamim' 

^ ' •-• man tdooao 

1; ■'' .7 /.■■"' " "' 'watolzzo man tacoao 

^ ' "' 'watodzillo 

r 



^ ' ' ^ jairo, 

D[, AlUh (tii eres), el rey del rdno; 

das el reioo k quien quieres, 

y quitas el reiuo 4 quien quieres, 

y exaltas a quiefl quieres, y humiUas 

& quien quieres; en tu mano esta el bica (1), 



Inscr. Xll. ^-.A-3! L-4_.j L_; Ya dyyoha-l-ladzina 



\^J — ■■ — -^^ b — -^ — -^^ dmanu-sbirit 



\j—^—i\j^ !_j^_jL._^j yjasabiru ivardbitu 







' jsrUj \C!UJ ilJl \^rj\ ' '^'^o,ii<^h%i-llaha ladlla- 
^•^ ' ^ ^ '^ kom toflikuna. 

Oh los que 

creeiij teaed pacieneia, 

y sed-constaafces, y combatid-las-froateras-del eaemigo 

y temed & AUdli; quizAs vosotros os-alegrareis (2). 

inscr. XIU. ^.^Jt ,U.. Jjjj *-j ■ "z • • 



r' -y'.crr -' J-^-^ ^-J min tndi-l-ldhi^ 



CM Ivorau, guru lil, vers, 2-k 
(3) Iv'raii, gara IH, vers. 200. 



if - 



LEYENDAS mas COMUNES en las MOKfiDAS. iJ9 



'^jwl= ^jJu.s S\ l-dzizi-l~haquimi sa- 



daka 



L'x-^ f 





\ i- — ) — )| al-laho-l-dthimo. 



Ea el nombre de AU^h, el-olemeate, el misericordioso, 
y-no (hay) proteecibn siao de-parte de-Amh| 
el ilustre, el sdbio (i): es verfdico 
Alldb el grande, 

Respecto a las ultimas palabras, no siendo tomadas 
del Koran, no ienenios seguridad de haber leido bien. 

Pudiera citarse alguna que otra leyenda mas , que se 
lee en monedas arabes espaiiolas, pero 6 se encuentran 
en ejemplares sumamente raros, 6 son leyendas identicas 
en el fondo a alguna de las que bemos puesto, 6 que cons- 
tan de retazos de varias. 

Hay que notar que estas leyendas , en especial las 
que se escriben en las orlas, no siempre estan completas: 
muchas veces faltan las ultimas palabras, 

Oasi siempre en la orla de la primera area esta el 
punto de acunacion y la fecha , variando tan s6lo en la 
denominacion de _^UjjJ! 6^;jjJ! addindr (de oro), vsjA3t 
addirhem (de plata) y ^UJS alfelus (de cobre), y en el 

punto y ano de acunacion : en el dirhem que esta repre- 
sentado en la lamina III, num. 2, dice: 



/ O ^ / ! ? / '^t ^z-*^ f 



VJ 



Bicmi Allahi dhoriba hadza addirhamo hilanddlogi 
cdnata citta dwdrata wamiatin, — En-el-nombre de 
Allah fue-acunado este dirham en Al-Andalus, aiio 6 
(y)10ylOO. 



(1) Kor;m, gura Jil, vers, iTJ. 



30 ELEMENTOS BE LA LRCTURA EN ARABE. 



ALJAMIA. 



Dada's a conocer las leyendas mas comunes que se 
encuentran en las monedas arabigo espanolas, podriamos 
pasar ya a la parte propiamente numismatica; pero no 
queremos hacerlo sin poner antes un texto que puede fa- 
cilitar los ejercicios de lectura. 

Gaando el aficionado estudia sin maestro y se ejercita 
leyendo en textos arabes, se le haco esto muy pesado, 
por no tener seguridad de si lee bien 6 mal: evitanse en 
gran parte tales inconvenientes con el uso de textos es- 
critos en castellano pero con caracteres arabes, que es lo 
que ordinariamente se llama aljamia: por esto, despues 
de dar las pocas reglas especiales que son necesarias para 
leer tales escritos, insertamos el principio de un libro de 
esta clase que posee nuestro amigo el doctor D. Pablo G-il, 
catedratico de la Universidad de Zaragoza. 

Ya queda advertido, que no teniendo los arabes letra 
analoga a nuestra j), la reemplazan por la ^ b, duplica- 
da; indioase esta duplicaci6n por medio del texdid unas 
Teces, y otras, pork vocal ' damma tmwin, en especial 
cuando la p ba de sonar con la o: de este mismo modo 
duplican las letras J y ^, cuando corresponden a nues-' 
tras II J n^ 

No teniendo mas que tres vocales , se sirven casi 
siempre de. ' y ' seguidas de i y^ de prolongacion res- 
pectivamente para representar nuestras e, u: esta tarn- 
bien se expresa alguna vez por el ' damma tanwin, 

Como ya queda indicado, en las silabas que comien- 
zan por dos consonantes, ponen a la primera la misma 



> 



ALJAIMJA. yi 



Yocal que lleva la segunda, escribiendo quiristiyano por 
cristiano, madere por madre., etc. 

En los manuscritos aljamiados, procedentes en su 
mayor parte de Espana 6 Africa, la letra ^ fa se escri- 
be ^ con el punto debajo, y la ^ hace de j kaf. 

En silabas que coraienzan por nuestra vocal e, en vez 
del hamza, se sirven alguna vez de un punto: lo menos 
que podian poner para sostener la vocal. 

Las letras := y i se usan casi indistintamente para 
representar nuestra t/, y las ^ y j. para la ch. 

Para escribir nuestra lengua, que tiene menos arti- 
eulaciones que la arabe, a esta le sobran letras: de aqui 
el que los moriscos apenas hicieran uso de las consonan- 

tes o^-i= ^-:-^-^^ ^'. 

Se nota una cosa muy singular: parece que hay pa- 
labras, a cuya traduecion en castellano no se avenian los 
moriscos, asi dicen addonya por mundo, halakado por 
criatura, etc.: en el texto que ponemos a continuacion, 
se lee dzoioelquiyyeda (undecimo mes arabe); alimes y 
mm por sahios y sahio;—-^ fasselados por y ewcelentes; 
—aththohar por inmediatamente despues del mediodia; 
—assala por oracwn;-~j addonyya por mimdo 6 vida 
presents. 

Las palabras muy cortas estan unidas a la palabra si- 
guiente, como si fuesen una sola: a veces, son tres las 
que se ban reducido a una. 



f f / ^ t^ / ^ / ^-Z 



/ / f -^ / 






•< ^Wj-J >« } 1 ^ 






(^^.4! J, ^^,\j^ sGi J ,; ^^.ixLJu^jb bu JJu '^]]j\ 



3 



t F 



^- 






^ 4 






1 



S2 



ELEMENTOS DE LA LECTURA EN ARABE. 



o / 



/ J 



^ :^ / / t/ / t^ / t^j? 






(j..Uji b'U_«. jJSjL^'t-j <_;.LJ^. j.:jyl 1^ ^x^=, ^j ^i_)«,J!: 



1^ 9 9 <j / ^ f f f if 9 



t- ^ 






^jj,L\jj \^j-ij-A ^^-lo.iL^J^JiJn^ t>^M^j iJ-^L^?'! J---^^ 






fO/?^yj t:^? //^//c//p j^ p£// f/ 



^u_ 



+ < 



.-Ifj jj^x':./ J'^-^-u IjUyij ^-'K!y- (J-ji ^i!-v5'l ^Jlji 






J i' O // / f ? 



j" 



/ 



iUj.^O ^ 



4* 



\:>\ ^^jU J^_xj'.l jj tjj^fi^l. . 



/ / t- p 



t- f y / 



L' f i i O p / 



J t > P 






t:P / / O / f 






y / =i 



cJ^- 



' ' y 



ji^ 













^^ 



LT' 



st'tf/ / ^ / ^ f 



J--— ^Ijl-j J^UJ j.-ulsL?' ! jJ'U.!iLj Vl 




^A C^A^ sj---{f J^^L^^l"^^ j 

I* 



/ ^1 ^ / O 



r :r^ / / 



i jli. ^c-\-^3 o! JL^^ ^L^Jj. 



V. 



/ y t f 



f <^ / 












^ ' 

Lw^ 



y / 



^ i 



c; O / 



.#\.» 



t/ / 



f //t-/ </ f 1^ / / , (^ f / :^ 09/ op 



t'^C^J' t'^/^ 



(>XJ- 



w^ 



A_ 



ru 



^^s 




-^ 

^ 



=+ 












^ - 



= ' /"t-/ ?y p ^,,£ /pt^p 



ji I ^-,0 L S^^^ j^ 



t- / o y 






9 9 

O << 



/ 



N :. ,. H-, 1 A \ A ., .\ \ 



: L/' 



t- p p 



=^- 



s- 



^-- 



^ 

s 



^ 






Las dos primeras lineas estan en arabe, y contienen 
la formula con que siemprc comienzan tales escritos: 

Bn el nomhre de Allah, el clementey el miserico7-- 
diosoy y hendiga Allah a nuesfro senor Mahoma, el ge- 






■ >■" 



ALJAMJA. 33 



neroso y a su familia, y conce'dale la 'paz i^erfecta, 
Despues dice: 

Era undziyya de lose xiyete del a7mo henticinqueno 
de dzoelquiy yeda fowweron achuntadow engaragog- 
fpa^ etc, 

Despejado esto de los emljarazos que exige la escri- 
tura arabiga, resulta: 

Era un dia de los siete del afio venticinqueno , fueron 
achuniados en Zaragoza, etc. 



Para proceder con metodo en el estudio de nuestras 
monedas, siguiendo el orden cronologico de su aparicion, 
que ya casi hemos caracterizado al indicar a grandes 
rasgos el progresivo desarrollo del sistema monetario 

entre los arabes espanoles , establecemos las siguientes 
agrupaciones : 

I. Monedas acunadas con caracteres latinos y bilin- 

giies; durante los anos 92 i 100. 
II. Monedas de la epoca de los Amires j de los 

Omeyyahs liasta Abde-r-Rahman III ; desde 
100 al 300. 

Ill Monedas de los Omeyyahs desde Abde-r-Rah- 
man III y de los Hammudies; 300-450. 
VI. Monedas de los reyes de Taifas; 415-500. 
V. Monedas de los almoravides e intermedios entre 

almoravides y almohades; 480-570. 
VI. Monedas bilingues de Alfonso VIII, 
Vll. Monedas de los almohades. 
VIII. Monedas de los Nasaries de Granada, 



3 
















Kb 



^ ■ ^ > 



■iv 



'^^ 



■i; 

1 









SECCI6N PRIMERA 

(aSos, DB 92 A 100.) 



I. 



MONKDAS CON CARACTERES LATINOS Y LAIINO-AKABES, 

Los drabes, en los primeros anos de su estableei- 
miento en los diversos paises que conquistaron, parece 
como que tuvieron erapeno en modiflcar poco a poco el 
sistema monetario: asi, en los primeros anos de la do- 
minacion musulmana, vemos eu Orients monedas de tipo 
bizantmo , acunadas (segun se cree) per los oristianos 
que conservaban el libre ejercioio de su religi6a. Estas 
monedas, unas veces solo con caractdres griegos , otras 
con griegos y arabes, oonsignan con frecuencia el nom- 
bre del conquistador y el de la ciudad que la eraite: pooo 
despues aparecen otras, ya no de tipo bizantino, con el 
busto de un Emperador y simbolos oristianos , sino que 
en ellas esta representado el Califa en pie y de frente 
teniendo la mano sobre el puno de su espada y en aotitud 
de Imam que reoita la oracion publica (1): efimera por 
oierto es la duracion de este sistema monetario, que des- 
de el ano 76 de la hegira, segun la opinion generalmente 
seguida, es reemplazado por el puramente arabe. 



4i ^ ti:^:i^ txr. "' °*'"^ ^'^ ^ ^« «-'^. -^»"«- ..»■ 



86 



SECCION PRIMEEA.-ANO 92 A 100. 



^ 



3. 






-^- 









En Espana, a pesar de que estaba ya generalizado en 
Oriente el tipo puramente arabe, cuando f\i6 conquista- 
da por los muslimes (ano 92 de la hegira), tambidn se 
acunan por algun tiempo raonedas con caracteres latinos 
y sin f6rniulas musulmanas : estas monedas no tienen 
fecha, pero creemos sean las primeras acunaciones de 
los nuevos conquistadores: hay otras, tambic^n con carac- 
teres latinos, que quiza tienen ya formula musulmana, y 
estas parecen ser de los afios 96 y 97; en el ano 98 las 
encontramos ya con caracteres latinos y arabes al mismo 
tiempo y con formulas indudablemente muslimicas. 

De los anos 99, 100 y 101 no hemes visto mone- 
daespanola, aunque es de suponer que alguna exista: 
en el ano 102 aparece ya el tipo puramente arabe, que 
subsiste durante el largo periodo de la dominacion de 
los sectaries del Koran en la Peninsula iberica. 

Las monedas arabigo-espanolas con caracteres latinos 
y sus similares de Africa, constituyen un grupo especial, 1 

cuyo estudio esta aiin por hacer, por mas que sean varios | 

los que ex-profeso, 6 de paso, se han ocupado de ellas. | 

Entre los primeros, deben mencionarse los sdbios nu- I 

mismaticos MM. Saulcy, Longperier, Lavoix, Stickel 
y Carabasec; y entre los que solo como de paso han pu- 
blicado algunas de estas monedas, merecen mencion muy 
senalada los distinguidisimos numismaticos D. Antonio 
DelgadOj D. Manuel Cerda, y el sabio numismatico ruso 
M. de Tiesenhausen. 

A pesar de todo, creemos que el estudio estd aun por 
hacer, y lo que es peor, que hay que comenzar por aco- 
piar materiales y publicarlos, dando lo cierto como cier- 
to, y lo dudoso como dudoso; pues para nosotros es segu- 
ro que muchos de los dates publicados, si no son falsos, 



I 



■■■*" 



.a; 






l-y -^ 



MONEDAS CON CARACTERES LATINOS Y LATINO-ARABES. 37 



son muy dudosos; j a nadie se ocultan los inconvenien- 
tes de fundar teorias sobre hechos , cuya exactitud sea 
problematica. 

Partiendo de este principio, si hubiefa side hacedero 
el publicar los ejemplares que teniamos disponibles sin 
anadir ni quitar nada de la vaguedad que en muchos tra- 
zos se observa, nos hubieramos limitado a esto; pero no 
siendo posible por el procedimiento que en la publicacion 
de las laminas hemes adoptado por mas exacto, aunque 
quiza menos artistico, hemes optado por representar con 
la mayor exactitud posible los ejemplares , en los que 
veiamos claras algunas letras , agrupdndolos por tipos y 
haciendo notar la coincidencia en la parte de leyenda, 
donde la encontramos despuds de haberlas comparado 
muchas veces. 

La mayor parte de estas monedas, tanto las africanas 
como las espaiiolas, tienen leyendas muy variadas en 
ciertos detalles, aunque quiza en el fondo 6 en conjunto 
sean identicas: los caracteres latinos, si unas veces estan 
bien trazados y reproducidos hasta con limpieza, en la 
mayor parte de los casos aparecen mal delineados y peor 
ejecutados; si a esto se agrega que tales monedas son muy 
raras en las colecciones, y que poquisimas veces se en- 
cuentran dos de un mismo cuno, que por aiiadidura casi 
siempre era mayor que la plancha, y por tanto parte de 
la leyenda quedaba fuera, se comprendera lo dificil de su 
estudio por falta de dates para fijar el valor de ciertos 
caracteres que aparecen muy vagos. 

Hechas estas observaciones, pasemos a describir los 
dinares de esta clase, fijandonos primero en los de Africa, 
por estar mejor trazados, y porque indudablemente 
habiendo servido de tipo para los acunados en Espana, 



3S SECCION PRIMERA. - ANO i)2 A 100. 



pueden dar no poca Inz para el estudio de los de nuestra 
patria. 

11. 

DINARES LATINO-ARABES DE AFRICA, 

4 

Las monedas africaaas, algun tanto comunes en Es- 

pana, y de que poderaos dar grabados en vista de los 

originales, se reducen a cinco tipos, que sin necesidad 

de iijarnos en las leyendas , podemos caracterizar per- 

fectamente por su aspecto exterior, como puede verse 

pasando la vista por los once primeros niimeros de la 
lAmina I. 

Tipo I. Grlobo sobre una columna con tres gradas en 
el campo de la primera area ; en la otra , se lee en el 
centro SIMILIS, generalmente con dos lineas 6 guiones 
encima. 

Tipo 11. En el centro de la una area se ven las le- 
tras INDCXII, la otra area aparece igual a las del grupo 
anterior. 

Tipo III. En el centro se ve la columna como en el 
tipo primero, pero con la diferencia de que no haj sobre 
ella el globo 6 punto grueso , sine una linea horizontal, 
desoansando todo sobre dos lineas 6 gradas; en el centro 
del area opuesta se ven unas letras , que en algun ejem- 
plar parecen ser TERCIN. 

Tipo IV. Las monedas de este tipo son bilingues en 
ambas areas: en el centro se ven letras arabes, j latinas 
en lasorlas. 

Tipo V. Este tipo es como intermedio entre 11 y III, 
pues que su I. A. es igual a la de este y la II a la de 
aquel: no estd representado en la lamina, por no haber 



< L 



K ^ 



111 









DINAUES LATIN0-ARABE8 BE APRICA. 39 



visto ejemplar alguno hasta despues de estar hechos los 
t grabados. 

Pasemos a la descripcion detallada de cada uno de los 
ejemplares. 

TIPO 1. Lam. I. 

/. j1. Ghbo sobre una columna que descansa sobre ires gradas. 
U. A. En el centra %\\AYUS,. 

Num. 1. En la or la de la I. A. se ven casi con se- 
guridad las letras siguientes: INNDISIMSRCSLDFR- 
TINAFRC. 

En la II. A.— NNESDSNISVN en el centre 

SIMILS. 

Dinar, cuya I. A. esta casi en buena conservacion: 
la leyenda de la II. no oayo toda dentro de la plancha, 
C y esta peor conservada: parece de ore de buena ley: 

y Peao, 2,06. P.dftG. 

Num. 2. En la I. A. leemos INNDNIMSROSLDFR- 
TINAFI. 

En la II. A.— NN VNSCVNNSALI en el 

centre SIMILIS. 

Dinar en bastante buena conservacibn. 

Peso, 2,00. M.A.N. 

Ntim. 3. En la L A. son pocas las letras bien con- 

servadas: INN FRTINAF... 

En la II.— ..SNISVNSCVNN..AL en el centro 

SIMILIS 

r 

Dinar de oro de buena ley: mal acunado, pues ademas 
de que la plancha estaba casi en forma de cuna, gran 
parte de la leyenda cayo fuera per la mala colocacion. 

Peso, 2,05. P. deG. 

Num. 4. En la I. A. se ve NIMS..... SLDFRTIN.... 
En la II.— NNESDS ALL...; centro SIMILS 



40 SECCION PRIMERA.-ANO 92 a 100. 



Dinar de oro de buena ley: de la I. A. no cupo toda la 
leyenda, como tampoco de la 11., que ademas estd en 
mala conservacion. 

Peso. 2,05. P. do G, 

Num. 5. En la I. A.— SLDFRTIN 

En la n.~ ..VN NSOVNNSAL....; en el centro 

SIMILS. 

Dinar en regular conservacion^ j oro de buena ley por 
el aspecto: es el niim. 5.736 del Catalogo de Grarcia de la 
Torre, grabado en la plancha XIV, nfim. 5: en el original 
no distinguimos bien tantas letras como en el grabado. 

Peso, 1,92. M, A N. 

mm, 6. I. A.—NESDSNISV 

n. A.-..NNESDSN1SVNS..V..NLA en el cen- 
tro SILIMS, pues coffiienza por la derecha. 

Dinar en buena conservacion , aunque parte de la 
leyenda de la I. A. cayo fuera: oro de buena ley: es el 
que figura en el Catalogo de Oarcia de la Torre eon el 
num. 5-735, y aparece grabado en la PL XIV, num. 4. 

Peso, 2,00. M. A.. N. 

Recientemente hemes visto en poder de nuestro ami- 
go D. Antonio Pla Rabasa, de Zaragoza, otro ejemplar 
igual, cuya impronta tenemos a la vista: en el vemos las 
letras siguientes: 

I. A.— NESDSNISVNV 

II. A.— NNBS OVNNI 

Descritas las monedas de este tipo, examinemos si es 
posible descifrar sus insoripeiones. 

En primer lugar, es precise admitir, como conseouen- 
cia del estudio de otras monedas publicadas, y se prueba 
tambien por las espaiiolas que luego hemos de examinar, 
que en todas ellas se aplic6 a la lengua arabe el sis- 




S>^> 



u 



-^1 - 









J- 



I 



'■m 



/i^ 



-^. *-■ 






-^ fcl--> 



Ji-- 






.?*. 



DINARES LATINO-ArAB-ES DE AFRICA. 41 



tema de las lenguas semitioas de escribir sin vocales; 
sistema aplicado con mds 6 menos rigor y consecuencia, 
pues es indudable que no siempre al suprimir las voca- 
les las suprimian todas , como tampoco escribian todas 
las consonantes. 

En estas monedas latinas, en especial en las africa- 
nas, se observa que ciertas letras tienen forma m^s 6 me- 
nos griega; como sucede con la V, L y D: adem^s la S 
aparece de ordinario al reves, y ouando se encuentran 
juntas dos NN, se ligan, suprimiendo un trazo. 

Las monedas de los niimeros 1, 2, 3 y 4, no son del 
mismo cuno, ni coinciden en todas sus letras; pero pue- 
de asegurarse que tienen las mismas insoripciones, que 
nosotros interpretamos del modo siguiente: 

I. A. IN Nomine DoMiNI MiSeRiCordis SoLlDus 
PeRiTus IN AFRiCa.— ^w el nombre del Senor miseri- 
cordwsOf sueldo acu^ado en Africa. 

. 11. A. NoN ESt DeuS NISi VNuS CVi NULlus ALIus, 
y continuando en el centre SIMILIS.— iVo hay Dios sino 
uno, d-quien mngim otro (hay) semejante. 

La inscripcion de la L A. resulta an^loga i la ordi- 
naria de los dinares arabes 

En el nombre de Allah, el clemente, el miser icor- 
dioso, fue golpeado (acunado) este denario en: 

Lade la 11. A. es casi traduccion literal de la fdrmula 

No (hay) Dios sino Allah solo; no (hay) companero 
para eL 

En la I. A. del numero 5, quizd haja letras que indi- 



42 SECCION PKIMERA.-ANO 83 A 100. 



quen alguna variante en el sentido: las que se distinguen 
de la IL A., nos hacen sospechar que la leyenda es la 
misma en todas estas monedas. 

En la I. A. del num. 6 se ven los mismos eleraentos 
que en la leyenda de la II. A., que es igual a la de los 
numeros anteriores. 

TIPO n. t&m. I. 

/. A. En el centra se 'ven las letras INDCXII 
//. A. SIMILIS. tambien en el centra. 

De este tipo solo hemes visto una copia galvanoplas- 
tica que posee el Sr. Gayangos, de un dinar existente hoy 
en el Museo de Berlin: vease 1dm. I, num. 7. 

En la I. A. leemos NNSL... . ICANNXC, y en el cen- 
tre INDCXII. 

En la II. A. aunque en el centre dice SIMILIS, como 
en las del tipo anterior, en la orla no encontramos que 
pueda decir lo mismo. 

TIPO m. Lam. 1. 

/. A. Columna sobre dos gradas, terminando en una linea horizontal. 
11. A. En el centra TERCIN 6 letras parecidas. 

Mm. 8. De la I. A. solo cupieron las letras siguien- 
tes INNBNIN. 

De la II., apenas se disfcinguen bien mas que las 
letras del centre TERCIN. 

Dinar de acufiacion muy mala. 

Peso, 1,55. P. de G. 

Mm. 9. En la I. A., aunque no es del mismo cuno 

que la anterior, se ven las mismas letras INNDNIN 

En la II. A. muy poco se distingue de la leyenda 
circular, y en el centro parece que se ve ERETAN, si 
bien la A pudiera suponerse R. 



0. c. 



s 



*: = 






DINARES LATINO-ARABES DE AFRICA. 43 






TIPO IV. Lim. I. 

r 

MONEDA8 BILINGtJES. 
las Uyendas del centra ton arabes en ambas areas, y latinas en las orlas. 

Num. 10. I. A. i U! Y No {hay) Bios, si- 

i._U| Y no Allah, 

En la orla NSLDFRTINAFRCANXCVII, que po- 
demos interpretar Novus SoLiDus FeRiTus IN AFRi- 
Oa ANno XOVII. 

Nueoo sueldo acunado en Africa^ ano XCVII, 

II- ^- J -\~^^'^ Mahoma (as) el men- 

il)| jj^ sajero de Allah. 

Dinar en buena conservacion: las letras latinas, en 
especial las de la II. A., estan muy mal trazadas. 

De las letras de la orla, casi ninguna puede darse 
como segura, a no compararlas con las de la moneda si- 
guiente. 

0. o. 

Ntim. 11, LA. Eg igual a la de la moneda anterior, 
excepto la fecha, que parece ser XCVIII; tampoco tiene 
la N. de Novus? 

En la IT. A., igual en el fondo a la de la moneda 
anterior, quiza puede admitirse que existen en la orla 

,las letras IINNDIND INDII: las primeras es casi 

seguro que estan en el mismo 6rden. 

D. Enriquo Eacardfbol. 

Tenemos a la vista una impronta metalica de otra 
mejor conservada del ano XOVII, tambien sin la N do 
Nomis? en cuya II. A. perfectamente conservada, aunque 
de caracteres toscos, leemos INNDNINDSNSSISNDSIN, 



U SECCION PRIMERA.-ANO 9i A 100. 



que quiz^ pudiera interpretarse IN Nomine DomiNi Non 
DeuSNiSSI 

TIPO V. Lam. I. 

/. A. Linea horizontal sobre mm columna que desccmsa sobre dos gradas. 
II. A. SIMILS en el centre. 

I. A. Es casi completamente igual a la del num. 8: 
s6Io cayeron dentro de la plancha las letras DNIMS— 
RCSLD 

II. A. NNESDSNISVNSOV LIV y en el centre 

SIMILS. 

Bjemplar 6nico, en poder de nuestro amigo D. Ro- 
man Andres de la Pastora: en regular conservacion. 



III. 

MOKEDAS ArABIGO-ESPA^JOLAS CON CAEAGTERES LATINOS 

y BILINGfUES. ' 

For el aspecto exterior, las monedas de esta clase 
presentan oinco tipos, como puede verse en la lam. I. 

Tipo I. En la I. A. aparece el globo sobre la colum- 
na, como en las del tipo I de las africanas , y en la IL 
una estrella de ocho rayos : esta area resulta igual ea 
todas las monedas espanolas de esta clase, menos en la 
del tipo IV. 

Tipo II. En la I. A. hay el mismo signo que. en las 
del tipo III de las de Africa. 
Tipo III. La L A. presenta el aspecto de las del II 

tipo africano, por tener en el centre las letras INDCXI 6 
INDCXII. 

Tipo IV. La I. A. aparece igual a la del niimero 

anterior: en la IL, en vez de la estrella, se ven oinco 
letras. 



- ^ 






A- 






l3' 









& 
K 



MONEDAS ARAbIGO-ESPANOLASCONCARACTERES latinos. 45 

Tipo V. En el centro de la I. A. se ven las mismaa 
letras drabes que en la 11. del tipo africano bilingiie;' 
viendose en la II. la estrella comoen-los otros tipos. 

TIPO I. L^m. I. 

/. j1. Globo sobre ma columna^ descansando mbre tres gradas. 
II. A. Estrella de ocho rayos. 

Num. 12. I. A,— FERITOSSOLIINSPANAN. 
II. A.~FEITOSSLimSPANANI. 

Dinar en perfecta conservaci6n ; parece de oro de 
muy buena hj, 

Peso,1,fl7. P.doG. 

Niira. 13. Por haber sufrido algunos golpes de mar- 
tillo, las inseripciones de este dinar estan borradas en 
parte: en lo que se conservan, coinciden por complete 
con las de la moneda anterior; oro de buena ley. 

Peso, 1,90. M.A.N. 

Num. 14. I. A. Parece que se distinguen las letras 
siguientes: INMIDNINDSNSSISN 

II. A. Hay las mismas letras que en los dos ante - 
riores. 

Dinar en buena conservacion, pero con caract^res de 
dificil lectura, por ser los trazos cortos y gruesos. 

Peso, 1,85. Q_ Q^ 

Las letras que se ven en los dos primeros ejemplares 
nos llevan naturalmente a leer en ambas dreas PERITOS 
SOLIdus IN SPANia k'Hno^—Acunado sueldo en Espa- 
na ano\ la Mtima moneda, aparentemente es igual, si 
bien la leyenda de la I. A. varia mucho. 

TIPO II. idm. I. 

/. A. Lima enema de una columna^y esta sobre dos gradas. 
II. A, Estrella de ocho rayos. 

Num. 15. I. A.- FEmTOSSOLIINSPANI. 









46 SECCION PRIMERA.-ANO 92 A *00. 



C. C. 



II. A.— ....TOSSLIINSPAN 

Dinar en buena conservaci6n, si bien gran parte de 
Ja leyenda de la 11. A. cayo fuera. 

Las leyendas de esta moneda son las mismas que en 
las dos primeras del tipo anterior, 

TIPO III. Ldm. I. 

/. A. En el centra INDCXI 6 INDCXII. 

//, A. Estrella de ocho rayos. 

Las monedas de este tipo, a pesar de ser las mas 
nuraerosas, son indudablemente las que mas dejan que 
desear en cuanto a la determinacion de las letras que 
en alias puedan reconocerse: como seria demasiado pro- 
lijo hacer la descripcion de cada una de ellas, indicando 
las letras que se conocen con seguridad y el modo con 
que estan esoritas las otras, nos limitamos en la des- 
cripcion a indicar la procedencia de cada una, poniendo 
despues en columnas las leyendas de ambas areas, comen- 
zando por las letras que vemos comunes en algunos ejem- 
plares, para facilitar de este modo el estudio comparative 
de Unas con otras. 

Mm. 16. Dinar en excelente conservaci6n , pero la 
mayor parte de las inscripciones cay6 fuera: el oro pare- 
ce de mediana ley. 

Peso. 5.^0. p. de G. 

N6m. 17. Dinar de caracteres muy toscos , de modo 
que estando bien conservado , no tenemos seguridad en 
casi ninguna letra: parece oro de muy mala ley. 

Peso, 3,05. p. de G. 

Mm. 18. Dinar existente hoy en el Museo de Berlin: 
nos servimos de la copia galvanoplastica que posee el se- 
fior Gayangos: los caracteres son muy toscos, y apenas 
^e puede tener seguridad de casi ninguna letra. 



- 5 

- \r 






-a-: 









MONEDAS ARAbIGO-ESPANOLAS CON CARACTERES LATINOS. 47 

Niim. 19. Dinar en buena conservaci6n ; de car^cter 
bastante claro. 

Peso, 5,00, Q Q_ 

Num. 20. Dinar en regular conservacion: caracteres 
bastante mal hechos. 

Peso, 5.08. U.A.N. 

Num. 21. Dinar en buena conservaci6n j caracteres 
regularmente hechos: oro de buena ley. 

Peso, 5,-58. M.A.N. 

Num. 22. Dinar de caracter tosco y oro de baja ley. 

Peso, 5,40. M ^_j^_ 

Niim. 23. Dinar del mismo Museo: es el descritobajo 
el num. 5.734 del Catalogo de Garcia de la Torre, y 
esta grabado en la lam. XIV, niim. 3: de aqui hemes to- 
mado el dibujo, aunque comparandolo con el original, 
en el cual hoy, por estar en un cuadro, no pueden verse 
todas las letras. 

Num. 24. Dinar en regular conservacion. 

Excmo. Sr. C. de Cedillo. 

Num. 25. Dinar de caracteres toscos, pero claros: 
parte de las leyendas cayo fuera: oro de mediana ley. 

Peso, 3,-55. P. deG. 

Num. 26, Dinar en mediana conservacion , pues la 
mitad de la inscripcion de la II. A. esta completamente 
borrosa, y como una cuarta parte de la I. 

Peso, -5,50. C.C. 

Nilm. 27. Dinar de caracter tosco y regular conser- 
vacion: oro de buena ley. 

Peso, 4,32. M A, N. 

En la 1. A, de la mayor parte de las monedas de 
este tipo, vemos las letras NNSLDFRTINSPNANN, que 
podremos interpretar JYovus 'Humus? ^oLiDus VeRiHus 




■-■^-OnC 



^. L ^^ 

- ^ ..... ,. . , 



I . ' 



jg SECCION PRIMERA.-A"N0 92 A 100, 



IN SPaNi'a ANNa. — Moneda nueoa? sueldo acunado en 
Espanai mo (el que sea), y continuando en el centre 
INDzC^^'owe XL Excepto on la fecha, coinciden en las 
letras que heraos puesto , saivas ligeras variantes, las 
monedas ntims. 16, 18, 19, 20, 21, 23, 25, 2^ j 21:— 
en las de los nums. 17 y 22 y sobre todo en la 24., no 
encontramos las letras que constituyen lo fundamental de 

esta leyenda. 

Imposible de todo punto nos ha sido coordinar las 
leyendas dela II. A.: hay varias que coinciden en el or- 
den de algunas letras, pero no encontramos dos que coin- 
cidan en todas: h^ aqui las coincidencias que hemos 

notado. 

DNINDIND... Bstas letras aparecen indudables en el 

mismo orden en los niims. 16, 21, 2^ j 23, si bien en 

esta liltima falta la D primera, y en la del num. 21 la I 

tiltima. 

En los 'numeros 18, 19, 20, 21 y 22, encontramos 

estas letras SST, que en casi todos los ejemplares estan 

seguidas de otra S, y esta deuna N: en el nilm. 19 se en- 

cuentran en el mismo orden, aunque leyendo de derecha 

a izquierda. 

Ahora bien: jqu^ dice en estas letras? Tomando por 
base la del niira. 23, quizapudiera leerse IN NomlNe Del 
Non DeuS NiSi DeuS? SoLuS NRB.—Bn el nombre de 
DioSy no hay Bios, sino Dios solo 

Si nos fijamos en la moneda del niim. 16, parece que 
la leyenda debe comenzar en la letra N que esta despues 
de los dos puntos, los cuales aunque no se ven tan mar- 
cados oomo los de la I. A^ despuds de la fecha XCVI, po- 
drian indicar en ambas areas la terminaci6n y comienzo 
de las leyendas. 



- -TV 



_, 



-y' 



"■-3 



'•^* 



MONEDAS AEABIGO-ESPANOLAS CON CARACTERES LATINOS. 49 



-^j 



tf 



La fecha de estas monedas creemos sea en todas 
XOV, XOVI, 6 XCVII, por mas que en unas , niimeros 
19 J 24 parezca ser XOI,— XGII en el 20,-~XOIII en 

alguna otra que hemos visto y quiza en el niini. 18, 

XOIIII en las de los niimeros 21, 22, 23, 26 j 21, y 
XOVim en la del niim. 25. 

Fijemonos en la leyenda del centre , y si admiti- 
mos que, continuando la leyenda de la orla, las letras 
INDCXI deban interpretarse l^hiGtione XI, tendremos 
que lo que se ha hecho en estas monedas, es simplemente 
poner la correspondencia del ano arabe con el compute, 
no muy usado en verdad, de la Indiccion romana^ lo cual 
no debe extranar , considerando que estas monedas espa- 
nolas son, en casi todo, imitacion de las africanas; y en 
dstas, las del II. tipo nums. 8 y 9 con sus letras TER- 
CIN nos llevan involuntariamente a interpretar TERC?<j 
IMtcHone, y mas si las comparamos con las dos que 
describe D. Antonio Delgado en el catalogo de M. Lo- 
richs, en las cuales las letras RTERCIN son interpreta- 
das por el sabio numismatico por Romana TERC«a IN- 
dictione. 

La dificultad, grave a primera vista, de que siendo 
casi todas estas monedas de la indiccion XI, no aparez- 
can como del ano XC7I, sino que las haya que pudieran 
creerse de los anos XCt, XCII, XCIII, XCIIII, XOVI 
y XCVIIII, nos parece que se salva facilmente, admi- 
tiendo que no cupo todo en las que parecen del XOI, y que 
en las otras, los dos primeros trazos despues de la C se 
tomaron por 11, en vez de tomarlos por la V: y no se 
orea que esto es una sutileza, pues examinando estos 
ejemplares se ve que muchas voces las letras N A M son 
simples trazos verticales sin union alguna, como puede 

4 



60 SECCION PftlMERA.-ANO 92 A 100. 



verse rauj distiatamente en la ieyenda central de las 
monedas de los nums. 18 y 21: en algunas, como en 
la del niim. 25, los dos liltimos trazos, y quiza los cua- 
tro, pueden tomarse por N 6 NN, con que comienza la 
Ieyenda: se confirnia nuestra sospecha por la inspeccion 
de un ejemplar igual a la moneda del niim. 16, en la que 
el trazo de union de la V es menos perceptible que en 
esta, y de seguro que la generalidad, si quisiesen trans- 
cribir sus trazos, pondrian II por V. 

De aqui resulta claro para nosotros que, cuando al 
final de la Ieyenda no se ponen los dos puntos , como en 
estos dos ejemplares, no puede haber seguridad de que 
la Ieyenda este completa, como no puede asegurarse si 
en el centre quisieron poner XI 6 XII. 

Salvada una dificultad, ocurre otra no menos grave, 
pues que el ano 96 de la hegira corresponde ai 12 de 
la 42/ indiccion romana, y por consiguiente debiera de- 
cir INDC XII, que de un mode claro no se lee en ningu- 
no de estos ejemplares, siendo asi que en algunos habia 
espacio mas que suficiente para anadir un trazo. 

T^ngase en cuenta que la indiccion comenzaba en 
Constautinopla el dia 1." de Setiembre y el 24 del mismo 
mes en el Imperio de Oecidente: como el aiio 96 de la 
hegira comenzo en 16 de Setiembre, segiin que c6mputo 
se siguiera en Africa, al comenzar el ano estaban atin en 
la indiccion XI, y asi es muy posible que durante todo 
el pusiesen INDC XT 6 que en unas aparezca XI y en 
otras XII. 

Por fin, debemos hacer notar respecto a estas mone- 
das, que la Ieyenda central de los numeros 25, 26 j 27, 
esta escrita poniendo lo de arriba abajo, como lo indican 
los guiones y la figura que resulta para la D:. ya hemos 



1^ 



.3 



I- 



.1: 



_^ ?■" 



- -T 
"I 

r 

■- s 

t- 

. 



i- 



^ - 



MOKEDAS^ARABlGO^ESPAi;^!^^^ CARACTEKES LATINOS. 51 

indicado antes que en la IT. A. de bs^um^^^^^ToTsOla 
leyenda parece que debe leerse de derecha a izquierda. 

TIPO IV. L4^. I, 

/. A. En el ceniro l^'DCXU . 
II. J. Tambien en el centra cinco letras de difuil lectura . 

no hemos visto de este tipo mas que un dinar, que 
hoy posee D. Carlos Camerino: esta en buena conserva- 
cion la T. A., pero gran parte de la leyenda de la II. ca- 
yo tuera. 

La I A. es igual en el fondo a las del tipo precedente: 

en la orla vemos SLDFHTINSPNANUlXCII-en el cen- 
tre INDCXII. ^aeicen 

En la orla de la II. solo distinguimos DSNSDSSTSN 
y en el centre unas letras , cuya transeripcion no nos 
atrevemos a dar, remitiendo al lector a lo que dice el 
senor Vazquez Queipo en la nota 84 correspondiente k la 
pagina 177(1). 

Nosotros, no solo no veinos en la moneda las letras 
que vio el Sr. Vazquez Queipo, sine que ni siquiera 
vemos claro que sean letras hebreas ; pues aunque, si las 

■ ■ _^ ^ 

SLMTINSPNIANNXCII. c'est-d-du-e solUus feritus in Spa.U iTxCI^:, 
sm- e champ, d. meme cote, on lit INDCXII. Au revers et snr V orle oa voit une ins- 
cription latine, dont en nelifc queces caraeteres: DSNSDSCTNS, qni peuvent 3'inter 
preter; Dens nisi, Dem Chistus. non socius, en les ponctuant ainsi: DS. NS. D8. 
CT. If. S. S«r le champ U y a une autre legende hebraique que voiei V JIJW 
Les deux traits supgriours deniontrent que ee mot est une abreviation. En effet ou 
la retronve assez frequemment, et les dictionnaires la traduissent ainsi; Avien sic \o- 
luntas cfi qui reut dire amen do esto voluntas, ou sic Jwsmm est. Cett« inscription 
Teut dire peut-etre ^onnme Ugale, ou fabriquee d' apres I' ordonnanoe du UgisUtev^. 
Peut-etre aus. d etait-ce que la fin de la formule religieuse. Quant a I'origine de 
cetteinscr,ptiouhebraique,enen'est pas difficile a conuaitre, quant on sait que les 



52 SECCION PRlMERA,-ANO 92 -A 100. 



otras fueran indudables, laprimera podria admitirse que 
era un alef, tambi^n puede tomarse por una N, algun 

tanto desfigurada. 

En cuanto a las inscripciones latinas, estamos tam- 
bidn muy lejos de ver lo que vio el Sr. Vdzquez Queipo: 
pasando por la interpolaci6n de algima letra en la leyen- 
da que indica el punto y ano de acunacion, pues en nada 
altera el sentido , encontramos muy dudosa la existencia 
de la C, cuya letra, combinada con la T siguiente, podria 
darnos la palabra ChrisTus: lo que se tomo por C puede 
ser S, y resulta parte de la leyenda DSSTSN, que se ve 
en otras monedas, como en la del niim. 19. 

Nada decimos respecto i la otra moneda singularisi- 
jna de que habla el Sr. Vazquez Queipo, porque no la 
hemos yisto: dioha moneda debia tener alguna semejan- 
za , y sospechamos que quiza sea la misma que damos 
bajo el niim. 9, y que tambien pertenecio al senor 

Delgado. 



Jnifs, tres-nombteux en Espagne, lors de rirraption des Arabes, furent les premiers 
qui ftatemis^rent avec enx, et qne probablement ils fwrent aiusi lea graveurs des 
monnaies, comme gtant les plus habiles dans les arts. Ce dinar pCse 4 gr. 41 , et son 
titre eat de 19 carats, ou 0, 791 d'or fin (pag. S97. del tomo H Bsmi snr les Syste- 
mesMfetriques et Monetaires dea Anci en 8 Peoples parD.V. Va7,quez QnSipo. — 

Paris 18B9.) 

Continua la nota, que copiamos por lo curiosa, aunque no se refiere a la moneda en 

cnestion. 

Nous en avons vu un autre chez le meme numiBmatiste , trouve a Mnrviedro (I'an- 

cienne Saguntum), dn potds de 4 gr. 31, et au titre de 0,850, dont la legendo sur 
I'orlen'est lisiblequ'enpartie sur un desc6t^s.... NSDSMG.... nisiJOms magnus.... 
etau centre celle ci: CETBN, Chistus aeternus; snr le centre de I'autre cote, on lit 
DC. IN. DNI. benedictus in nomine Domiid. Or, comme cette derni^re legende, dont 
I'interpretation n'est pas douteuse, n'est pas ane formule de la foi musulmane, mais 
plutfit de la foi chtltienne, nous somes porte & croire que les initiales CT et CS se 
rapportaient an mot Christm, ces monnaies etant destinees a I'usage de la popula- 
tion ehretienne,,) 



C^o, 



-^y^ 









MONEDAS BILINGUES ESPANOLAS. . 53 



IV. 

MONEDAS BILINGUES ESPAKOLAS. 

Las bilingiies africanas lo son en ambas areas , te- 
niendo en el centro inscripcion arabe, j latina en las 
orlas: las espanolas tienen en la una area solo caraot^res 
latinos y arabes en la otra. 

Tres ej emplares hemes visto de estas monedas , y las 
tres son iguales en casi todo a las ya publicadas. 
Mm. 29. 

I. A. J j„)^-v^ Mahoma (es) el men- 

iJJS Jj^ sajerode Allah. 

En la orl^ ^;^«u«ij JJi 'iu. ^^^jj'^b yja(Jt |j^ ^j^) 

(Fue'acunado este) dinar en AUAndalus a^o 8 y 90. 

II. A. 

En el centro una estrella. 

En la orla NFERITOSSOLIINSPAN ANXCV , que 
podemos leer Novus FBRITOS SOLWws IN SPANm 
ANno XOV(III). Nuevo sueldo acunado en Espana 
am XCV(III), 

Dinar en regular conservacion. 

Peso, 4,20. C. 0. 

Num. 30. La leyenda en la I. A. es completamente 
igual d la de la moneda anterior, diferenciandose la II. 
por no tener las letras primera y tiltima, 6 sea N y V. 
Dinar en mejor conservaci6n que el anterior. 

Peso, 4,10. C. 0. 

En el Museo Arqueol6gico Nacional hay una mone- 
da, cuya II. A. tiene la misma leyenda que la anterior, 
con mas el niimero V: en la I. A. no cupo la decena de 



54 SECCION PRIMERA.-ANO 92 A 100. 



la fecha, ni la conjuncion ^ wa, debiendo advertir que la 
unidad esta escrita como en las monedas anteriores, con 
la diferencia de que no se marco el trazo primero que 
constituye la letra 5 tsa, de modo que quiza pudiera leer- 
se hL 100, como nosotros leimos al principio; pero como 
el t en tL no aparece hasta tiempos bastante posterio- 
res , y el liltimo trazo es completamente igual al de 
IJ de las otras monedas, nos parece mas admisible su- 
poner que no se trazo el 5 j leer .Ui 8 (y 90). 

Para terminar la descripoion de estas interesantisi- 
mas monedas, debemos hacer notar que en el Museo de 
Jena hay una como estas ultimas, que ha dado mucho 
que hacer alos numismati-cos extranjeros. 

En la inscripcion latina de esta moneda solo cupo la 
fecha XC li XI, pues la C mas bien parece T. 

En la parte arabe se lee (por supuesto sin los puntos 
y sin separar las palabras) 

Fue acimado este dinar en Al-Anda 8 y ano 90. 

Yarias fueron las interpretaciones que de esta mone- 
da se dieron; el Dr. Stickel la crey6 acuiiada en Ante- 
quera en el ano 90; pero despues de largas discusiones 
con M. Carabasek, habiendo terciado en ei debate el 
Dr. Tiesenhausen, este distinguido numismatico propuso 
la lectura que hemes dado, y que M. Stickel acepto des- 
pues de alguna correspondencia con nuestro maestro 
D. P. Gayangos , conviniendo todos en que habia sira- 
plemente una supresi6n de las letras ^J y transposi- 
cion de la palabra 'ix^ (i). 



(1) H<mdbuoh der -rrtorgenlandisohen tndimfiu/ide , von D. Joiiann Gustav 
Stickel-Leipzig, 1870, y foUetos posteriores. 



- H 



-5 



i 

-I - 

I-- 
3: 



- L 



- -h 



--> 



-J 



_ '^- 






i 



-: 

}\ 



■- i 






MONEDAS BlLINaUES KSPANOLAS. 55 



\ 



^Donde j por quienes fueron acunadas todas estas 
raonedas? 

Cuestiones son estas de dificil resolucion por falta de 
datos, que ni cncontramos, ni esperamos encontrar en 
ios autores drabes: la soluci6n, por tanto, habria de apo- 
yarse en consideraciones generales y criticas, que ja no 
interesan en gran manera al lector de este Manual , y 
que por esto abandonamos, por mas que tengamos for- 
mado nuestro juicio respecto a ambas cuestiones. 

Existe una moneda muy especial, acunada a nombre 
deMuza, el conquistador de Espana, moneda, queporsus 
caract^res latinos y no constar d6nde esta acunada , pu- 
dieramos haber colocado como intermedio entre las de 
Africa y las de Espana: por creerla africana, y no cono- 
cer ninguna espanola que sea imitaci6n suya, no pensa- 
bamos habernos ocupado de ella, y por esto no la pusi- 
mos en la lam. I; pero despues nos parecio conveniente 
no privar a Ios aficionados de esta noticia y la represen- 
tamos en la lam. 11, niim. 10: — es de cobre y existe en 
' el Museo Arqueologico de Madrid. 

En la I. A. se ven en la orla las letras siguientes: 

INNDOMINIVNVDS que podemos interpretar IN 

Nomine DOMINI VNYS DeuS,.. 

En el centre se ven dos bustos de frente, trazados de 
un modo muy tosco. 

En la II. A. hay en el centro el mismo adorno que 
en las monedas de Ios niims. 8 y 9 de la lam. I. 

En la orla: MVSEFNYSIRAMIRA , que podemos 
interpretar MVSE Filius NVSIR AMIRA transcripcion 
muy curiosa, de las palabras drabes^^l^^j ^ ,«^^ 
Muza ben Nosair amir; la ultima lei,ra de AMIRA pue- 
de tomarse por primera de AFRICA y resultaria Muza 






56 



SECCION PRIMERA.-A^O 92 A 100. 



--^ 



ben Nosair amir de Africa: dmbas transcripoiones son 
aceptables y corresponden a las formas del bajo griego 
Afi7)/> y Apv)p«;, ^wieV, Amiras (1). 



.r 






(I) Mr. de Sawlcy dio a conocer una raoneda como esta en el Journal Asiatif^ue 
tomoVII,afiol839,p. 50i. 



- [ 




i- 

- ^ 

m 

i 

- h 



i 

1 

- 1 

■ t. 

c 

- J: 

J 

L 
J 

- ^- 
•C 

h . 

-■J. 

- t 



■J- 



^ 
E 









J 



' >i 




secciOn segunda. 

(ANOS , 100 A 300 6 3160 



I. 



MONEDAS DE LOS AMIRES Y DE LOS OMEYYAHS HASTA 

ABDE-S-RAHMAN III. 

Las monedas arabigo espanolas apareoen con tipo 
puramente arabe hacia ei ano 100 6 102. 

En los primeros aiios de ests periodo, abundan las 
monedas de cobre 6 feluses', se conocen algunas de oro 6 
dinares^ sernidinares y terctos de dinar, y pocas de plata 
6 dirhemes: desde el ano 110 al 26 S no conocemos fe- 
luses, ni dinares hasta el 317: hacia fines del siglo ter- 
cero reaparecen los feluses, aunque pocos con fecha, 
y comienzan d ser escasos los dirhemes, no conociendo 
ninguno indudable desde el 278 6 279 al 316. 

Lo primero que en este segundo periodo aparece con 
fecha legible, son los dinares; pues se conocen algunos 
de los anos 102, 104 j 106. 

En la lam. 11, num. 1, represent a raos uno de estos 
en perfecto estado de conservacidn. 

Las leyendas de este dinar, iguales a cuantas se co- 
nocen de la misma clase, dicen asi: 



58 SECCION SEGUNDA.-ANO ^00 A 300. 



I. A. (1) I iJ) Y No (hay) Dios si- 

iJU! Y no Allah, 

s61o-el. 



^. 



En la orla, parte de la mision profetica de Mahoma. 

Mahoma (es) el enviado de Allah) enviole con la di- 
reccion y religion verdadera. 

n A. iUi „^_j bicmi-llahi- 

^*.^^Jl r-rahmdni- 
^^..^ji\ r-rahimi. 

En el rtombre de Allah, 
el -cl erne ate 
■ el misericorclioso. 

En la orla: -l^^ ^-^.i u. ^JaiYb _^,,jJt |i» ^^^ 
i^we acunado este dinar m Al~Andalus am 2 y lOO- 

Bxorao. Sr. D. Aui-eliauo Fernandez Gueira. 

Hay monedas de esta clase, en las que siendo la mitad 
6 el tercio de la que hemes descrito, en vez del nomb 



yjjJ! addinar se lee u^M annisfo {la mitad) 6 SSf\ 

at-stsoltso (eltercio)] no hemes vistocitado mas semidinar 
que el que existe en el Museo de Paris, y uno que cons- 
ta en las laminas de D. Antonio Delgado: tercios hemos 
visto algunos: el representado en el num. 2 de la Mmi- 
na II pertenece al Sr. aayangos: en ^1 dice lo mismo 
que en el dinar anterior, con la diferencia de poner J:^■:^\ 
el tercio, pory^jJl el dinar. 

Felusesde estos anos existen muchos: los indudables 
espanolesson de tres 6 cuatro tipos: 



>^Vd ri ^H 



(I) Llamamos primera area a 1. que coutienc la profesioo de fe musuln.ana, este 
completa, i„b. „«,„. i, , iacompleta comoaqui: alaotra llamamos seg«nda: otros las 
Ilamaii aiiveraoy reverso, 6 anterior y posierior 



. -: 



- - ^ 






_ _" -X^ 



^- 



> ■"-?£-- 



_ > -"^ 
■ J 



.> 



■:"--^l 



i 



-■"^i 






■I 

■^- 
-4-. 

- ' -T- 



■* 






1- 



-^"^ 






^ 



r. _ 



MOiNEDAS DE LOS AMIKES. 69 



Num. 3. 
I. A. ! iJ\ V No (hay) Dios, si- 

iJJt V no Allah. 
Ed la orla: i_j ^Ui X^ ^j jjYb 

-fi'n Al-Andalus ano (8) ?/ 100. 
If* A. J juv^-w Mdhoma (es) el men- 

iU! Jj„ sajero de Allah. 

En la orla: ^\\\l)\ \:\^\\^j^ fue acun-ado\\esie fe\\lus. 

M. A. N. 

Hay algunos un poco diferentes, aunqae del mismo 
tipo y ano. 

El otro tipo, perteneciente al 110, esta representado 
en la lam. II, num. 4, y dice lo mismo que ea el anterior, 
con la diferencia del numeral ^^ 10, en vez de ,,U 8, 
y de poner la especie de tripode en medio. 

En los feluses del tercer tipo representados en la la- 
mina II, niim. 5, quiza nunca cupo el ano: las leyen- 

das son algo diferentes, pues en la 11. A., se lee en la 
orla: ^]\ u^ ^^ jj, 

En el nomhre de Allah fue acunado este felus. 

En el centre, ^^p\.^^ en Al-Andalxis. 

En la orla de la I. A.: JJ; J_^ .x^.^ ,j.^_. ^\^' ^\ Y 

No (hay) Dios sino Allah solo; Mahoma (es) el men- 
sajero de Allah. 

Bstos tres tipos de feluses son los unicos algun tanto 
comunes entre los que indudablemente fueron acunados 
en Espana: en el niim. 6 de la misma lamina, represen- 
tamos otro tipo, espaiiol tambi^n, pero sumamente raro: 
a pesar de estar en mala conservacion, nos servimos de 
este ejemplar por no haber visto otro que tenga la le^ 
yendade la orla: en ^Ueemos lo siguiente; 







" --fit-' ^1- ^ d 



■T 



60 SBCCION SEGUNDA.-ANO 100 A 300. 



I. A. En dos lineas: J3| Y|il iS\ V 

No (hay) Bios si\\no Allah, 

En la orla: (;^)i-^'^L, ^{ii\ |i.» ^j^ 

(Fueacufiado este fe)lus en Al-Andal{us). 
IT. A. Tambien en dos lineas: aJl d^Aj ^-^^-^ 

Mahoma (es) el menpajero de Allah. 

Se encuentran en Espana muchisimos feluses pareoi- 
dos a los anteriores por lo tosco de la acuiiaoion, por lo 
gruesos, y por tener casi siempre divididas aigunas pala- 
bras, que no debieran dividirse en fin de linea: en algu- 
nos se leen las fechas 91 6 92 en el centro, no distin- 
iinguiendose leyendas en las orlas; creemos que estas 
monedas debieron ser acunadas en Africa; en el repre- 
sentado en el nto. 8 de la lam. II, dice: 

I. A. *jL^||_3^1 V||t JlV 

No (hay) Bios si\\no Allah , sd\\lo-^l. 



A IT. ^^^.A^j^'l 'ij^wj ^j^ 



Fue acunado en\\el ano dos\\(y) noventa. 

Interesa el que se coleccionen los feluses de esta clase, 
pues quiza en alguno se vea si esta acunado en Al-Anda- 
lus 6 en Africa; todos ellos, lo mismo los que suponemos 
espafioles, (vease el del niim, 9 de la Mm. II.), como al- 
guno indudable de 1^^ Tanger(ldm. 11. , ntim. 7), son 
muy gruesos, de caraet^res mds toscos que los de Oriente 
y tienen divididas las palabras de un modo no usado en 
las orientales, sino a lo sumo muy rara vez. 

Se ha creido generalmente que en tierapo de los Ami- 
res 6 Oobernadores dependientes de los Califas de Damas- 
co , no se acun6 en Espana moneda de plata, como antes 
se crey6 que no se habia acunado de ninguna clase: los 
dirhemes de esta dpoca escasean bastante, y aun algunos 



MONEDAS DK LOS AMIRES. 61 



r- 



1 - 



i. 



>- 



de los que se atribuyen a estos alios ser^n muy posterio- 
res; hay sin embargo alguno que otro de fecha y carac- 
ter indudable: el num 2 dela lam. Ill, representa uno 
deesta clase: es del ano 116: dice asi: 

I. A. ^V ^J\ Y No (hay) Dios sino 

;j.„.j i-Ul Allah, solo- el, 

i) Joy. Y no (hay) companero para-4L 

Enlaoria: iJUo ^j-iVU *»ja)1 U» ^^-^ ^1 r-*^ 

^n fi^ nomhre de Allah fue acunado este dirhem en 
Al-Andalus ano 6 fy) 10 y 100. 

II. A. J.J! -v-^! JJl Allah (es) uno: Allah (es) 

^aJu J j-^-^Jl eterno; no engendro y 
^.^.j J. jJ^ J no fue engendrado y no hay 
ilJl \a_jLi' iJ para el semejante alguno. 



Mahoma emiado de Alldh; enviole con la direccion 
y religion verdadera para hacerla manifiesta sabre la re- 
ligion totalidad de ella, aunque conciban ddio los poli- 

teistas (1). 

Este dirhem pertenece al Sr. D. Pascual G-ayangos, 

nuestro querido maestro, en cuya coleccion hay otro del 

ano 114, si bien puede ofrecer alguna duda la unidad de 

la fecha. 

En el M. A. N. existe otro , en el que se puede leer 



(1) Como los primeros dirhemes acoiiadoa en Al-Andalus pareeen ser copia direc- 
ta de los acuuados en i^ j ^ TFafii, y ademas , por siis caraeteres muy claros, ^stos 
son a proposito para acoaturabrar al principiante Slalectura delaa leyendasordinarias, 
damos en la \km. Ill, num. 1, la rcproduccion de im dirhem de dicha ^eca, acufiado 
en el ano 105 : las leyendas son iguales en todo k las del texto, variando 86I0 el panto 
y afio de acuSacion. ,'"""'7^'^ 



St r- ■■ ■■■ '_' 



6^ SECCION SEGUNDA.-ANO *00 A 300. 



con seguridad la fecha iU-.^ ^U 108; pero como hay in- 
dicios dehaberse corrido el cuiio, y por otra parte tiene 
caracter muy diferente de todos los indudables de este 
tiempo, y muy parecido al de las monedas pertenecien- 
tes al ano 185, que tenemos a la vista, le creemos del 
180, en cuyo caso hay que admitir que se han borrado 
las letras -j de ^US 6 major, que el grabador las omi- 
tio, pues di6 al ; ia iigura de ^ final. 

Aunque no son muchos los dirhemes de este periodo, 
hoy podemos asegurarhaber visto varies: nuestro ami- 
go D. Francisco Gaballero Infante los tiene indudables 
de los anos 114, 117, 118 y 124; del ano 114, tiene otro 
D. Antonio Canovas, catedratico del institute de Lorca: 
todos estos proceden de un hallazgo, donde se encentra- 
ron monedas muy raras de los primeros tiempos, ha- 

biendo desaparecide la mayor parte. 

En la coleccion numismatica del Instituto de lenguas 
orientales de San Petersburge , hay una moneda de estas 
del ano 121: el Museo de ia Academia de ciencias los 
tiene de los anos 110 y 118, segtin impronta que tuvo 
la bondad de remitirnos su ilustrado Director Mr. Dorn. 

El Museo de L6ndres tiene uno de estos dirhemes es- 
panoles del ano 113, publicado en el catalogo: hemos 
visto otro indudabie del ano 129 en poder del excelen- 
tisimo senor D. Aureliane Fernandez Gruerra, y nuestro 
amigo D. Francisco Caballero Infante nos dice que ha 
visto en Valencia una moneda indudabie del ano 104, 
del mismo caracter que las suyas. 

Hemos creido cenveniente entrar en estos detalles, ya 
porque en otro trabajo habiamos indicado la sospecha de 
que los dirhemes del Museo de San Petersburgo pudiesen 
ser posterieres en un siglo a la fecha que en ellos habia 



i 



■ J 
-- 1- 



- 



■'^ L^ 



- + 



MONEDAS DE LOS AMIRES OMBYYAHS. 63 



leido el diligentisimo anticuario M. de Fraehn, ya tam- 
bien porque no conociendo mas que los del Sr. Gayan- 
gos, habia asegurado que eran sumamente raros. Tam- 
bien habia dado por supuesto que el del Museo Arqueo- 
logico era del ano 108, por mas que ya tenia algunas du- 
das, que no crei deber manifestar, en razon de ser muy 
pocos los dirhemes indudables con que entonces podia 
establecerse coraparacion. 

Hasta el ano 148, decimo del reinado de Abde-r- 
Rahman I., los dirhemes son bastante raros, pues faltan 
de muchos anos; desde esta fecha no hay ano del cual no 
se conserven: las de 148, 149, 151, 152, 158 y 159 son 
raras; las demas comunes (1). 

La moneda del tiempo de Abde-r-Rahman L va de- 
generando poco a poco de la perfeccion que tiene en los 
primeros anos, siendo indudablemente las del anoloSlas 
peer acunadas; para que se vea la marcha de la deforma- 
ci6n, reproducimos una de 148 y la I. A. de monedas de 
los anos 157, 161^ 165 j 72, noponiendo aqui la lectu- 
ra de cada una de ellas, por ser la raismaque en la mone* 
da del ano 116, de la que solo se diferencian en la fecha. 



(1) Para que los aficionados puedan de una manera mas exaeta y comoda com- 
prender la rareza de las monedna de los Omeyyalis, ponemos el catalogo eoroparativo 
de las colecciones iraportantes que hemos examinado, y esto mismo podra servir con 
naucha facilidad para qne cada uno anote las que tenga en su coleccion, 

Algunos hubieran deseado el que se marcasen los preeios, segun au mayoro menor 
rareza; pero esto que en las demas series es dificil, en ^sta es imposible, porque las 
monedas arabes espanolas apenas han sido objeto de yentas publicasj ademaspor 
estar poco conocidas, al tener lugar la venta de la preciosa coleecion de Garcia de la 
Torre, resnlto que en bastantes casos alcanzaron mejor precio las monedas casi co- 
munes qne otras rarisiraas e importantes. 

Para fijar el precio de las monedas arabes deberia atenderse, no tauto a la rareza 
absoluta> cuanto a su exiateocia en varias colecciones; pues hay monedas rarisimas, de 
las cuales hay yarios ejemplares en un Museo 6 coleecion, y no se conocen en ningano 
de los restantes. 



ei SECCION SKGUNDA.-ANO 100 A 300. 



En tierapo de Hixem I. (de 172 a 180) la transfor- 
maci6ii e,s apenas perceptible; la lam. Ill, num. 8, repre- 
senta la I. A. de un dirhem del aiio 177. 

Como puede verse por el catalogo, casi todas las mo- 
nedas de este principe son raras. 

Durante el amirato de Al-Haquem I. (180 a 206) la 
transform acion que se venia operando, se acentua cada 
dia mas, llegando a tal punto la deformacion de las le- 
tras, que desde el ano 198 al 206, juas que ietras pare- 
cen garabatos, principal mente en la II. A., que siempre 
en las monedas de este periodo apareee acunada mas tos- 
camente. 

Desde el ano 191 comienza a introducirse una nove- 
dad singular: sobre la tercera linea de laprofesi6n de f^, 
Unas veces ponen un punto grueso, otras una estrella 
muy mal trazada; mas adelante as un signo que consta 
de dos lineas forraando angulo, cujo vertice esta en la 
parte inferior, y este mismo signo en algunas lleva un 
punto en su parte media: en los anos 199 y 200 el sig- 
no, que apareee siempre en el mismo punto, es ya mas 
caracteristico y pudiera tomarse como una abreviatu- 
ra del nombre j^sr-vo Mohammad, mas bien que del nom- 
bre ,^^y. Yahya, como algunos han creido; en monedas 

r 

orientales, algun autor supone que este signo representa 
una cimitarra, que el grabador no supo dibujar (1). 

Para muestra de las monedas de Al-Haquem I. , damos 
en la lam. Ill la reproducci6n de la I. A. de una del 184; 
de ambas areas de 190, y de la I. de 199; en ^sta podrd 
yerse el signo de que hemos hablado antes. 



- d-" 



(1) Veaae Arri, p 24 a 27. Novas observationes in quosdam n amnios abba si da* 
Tnm digessitt loannes Aatouius Arri. Auguatae Taurinoratn, 1885, 



%" 



MONEDAS DE EOS AMIHES OMEYYAHS, 65 



_■ T 



* - 



5- 

r . 



De Al-Haquem son raras las monedas de 183 A 189 y 
comuaes lasrestantes. 

Las acunadas durante los 32 anos del reinado 
de Abde-r-Rahman II. (de 206 a 238) se diferencian 
notablemente de las anteriores: hasta el ano 229 inclusi- 
ve se nota la misma rudeza en la acunaci6n, quiza algo 
menos que en las iiltimas de su antecesor Al-Haquem I; 
pero en monedas del rnismo ano 229 se pereibe una mar- 
cada diferencia en la limpieza jtrazado de los caracteres, 
notandose mas esta mayor perfeccion en los dirhemes 
del ano 230, como puede verse per el grabado de la la- 
mina IV, num. 6. Aunque desde el ano 231 hasta el 235 
6 36 se va notando nuevamente nna degeneraci6n en el 
grabado, conservan, sin embargo, algo del tipo introdu- 
cido en 229: desde el ano 237 aparecen con el mismo 
tipo 6 imperfeccion anterior, de donde podriamos supo- 
ner que vuelven a encargarse de la §eca los que estu- 
vieran quiza separados de ella desde mitad del ano 229 
hasta el 236. 

Los numeros de 1 a 6 de la lam. VI, repre- 
sentan dirhemes de los anos 210, 219, 220, 22] 
229 y 230. 

En cuanto a la introducci6n de signos analogos a los 
quehemos visto en las monedas de Al-Haquem I, la moda 
se pronuncia, digamoslo asi; aparecen, es verdad, signos 
iguales A los que hay en las de su antecesor, pero en al- 
gunas de Abde-r-Rahman II,iiguran yanombres propios: 
antes que aparezcan 4stos de un modo indudable, encon- 
tramos en moneda del ano 210 un signo, que podriamos 
tomar por un numeral, tanto mas, si nos fijaraos en que 
en algunas variedades del ano siguiente se observa en el 
sitio consagrado para estos signos lo que Adler ley6 jl::.! 



5 



06 BkCCIO.N SEGUNDA.-ANO 100 A 300. 



uno;j enverdadpuede perfectamente suponerse que diga 
esto, atendido que ias dos liltimas lotras se distinguen 
ciaramente: en monedas de este ultimo ano , en la parte 
superior de la segunda area, se ve la palabra JJ que 

debe leerse il) HUahi-(d-Allah), palabra que no vuelve a 

aparecer hasta el 231. 

Las primeras monedas arabigo-espaiiolas en quo he- 
mes visto un nombre propio indudable, son del ano 219, 

lam. IV, num. 2, en las cuales se ve el nombre ^5^ AH: 
en algunas de este mismo ano j en otras de 220, se lee 
el de ^.s"\j Yahya, que en la mayor parte de las del mis- 
mo ano es reemplazado por el nombre J^ AH, lam. IV, 

num. 3: con el nombre ju^^^o Mohammad, que se encuen- 
tra en una de 222 del Museo de Paris, y en otra que cita 
el Sr. Cerda, no hemos visto. 

Dei reinado de Abde-r-Rahman II existen dirhemes 
de todos los ailos, siendo raros ios de 207 a 219, quiza 
m^s que todo , porque estando mal acunados , en pocos 
se lee la fecha con seguridad; desde 217 son bastante 

comunes. 

En tiempo de Mohammad L (238 a 273), la acuna- 
ci6u sigue como en el reinado anterior, si bien desde los 
primeros anos se va notando cierta modificacion, que se 
hace muy caracteristica desde el 252 6 253: ya desde 
el ano 250 las monedas son mayores y con mas adornos, j 
pero desde el 252 son muy elegantes y bien acunadas, 
como puede verse per los numeros de 7 a 12, lam. IV, 
que representan monedas de los anos 240, 50, 54, 60, I 
63y64. 

Tambien en cuanto a los nombres propios que en 
ellas figuran, se introduce una novedad especialisima; 



r 



1 - 

E ^ 

L 

V 

X 









r 



.;)■:. 

-J" 

: -t- 

- . [ . 

-: t 
.f- 

- V " 



MONEDAg t)E LOS AMlJRES OMETYAHS. 



67 



pues si el nombre SU, Moddz, que se ve en la del nu- 
mero 7, esta en el lugar ordinario en monedas de 240 
41 y 42, en 260 el de J. Mi se pone debajo de k pro- 
fesion de fe, sucediendo lo mismo en 263 con el nombre 
-v^3 ^\ Aben Fahad, que alguna Yez esta entre la segun- 

^^ ll'r'Z^^"''^ '"""^ ^' ''^^"^^^^' P^^^ generalmente 
en 264 y 265 se puso eptre las lineas que circunscriben 

la oria de la L A., como se ve en la del num. \2 

Las monedas del tiempo de Mohammad son tan va- 
riadas en los detalles, que apenas se encuentran dos eon 
el mismo adorno; asi es que del aiio 267 tenemos anota- 
das hasta doce variedades. 

Besde el 250, en cuyo ano hemes dicho que se inicia 
la transformacion, que aparece defiaitiva en 252, las mo- 
nedas de Mohammad son menos abundantes, como puede 
verse en el Catalogo, que ponemos como apendice. 

En tiempo de Mohdmmad encontramos feluses acu- 
nados en Al-Andalus; desde el ano 110 ninguna moneda 
de esta clase aparece en nuestros monetarios; por esto 
suponemos que si se acunaron fud en menor escala que 
las de Plata (1): todos los feluses que hemes visto con 
fecha son del ano 2QS , j con ligeras variantes en los 
adornos, iguales al que representamos en la lam IV 
num. 13. Dice asi: ' 

I- A. \y ^ji V No (haj) Dios sino 

s.v.^^ ^J! Allah, s6lo-el, 

^ ^'j- ^' No (haj) companero para el. 

En la orla: J^j ,.„, ^^^l, ^Ji !.;. ^^^ jj, ^ 



j^-.'L_. ^-^^ 



ouestro folleto, ^ecas a^ahgo-espamas, p«g. 8; allf, con relacion a estoa feuses ee 
dice que dcsde el 110 a! 186 (por 26Sj no se conocen otros. 



i^f^-^-ft 



..-7- ''-".-:- 



Ui ■<^iJ, r-^ 



68 SECCION SE6UNDA.-AN0 JOO A SOO, 



/ 



En el nomhre de Allah ^ fue acmado este felus en Al 
Andalus ano S y QO y 200. 



II. A. ^_^_;' NasrF 



J.^:^^^ 



Mahoma 



J^._«j mensajero 
J__in de Allah. 

En la orla la ins. niim. IV, 6 sea la niision prof^tica 
de Mahoma. 

Estos feluses, tanto por la forma de sus caracteres 
como por su menor espesor, en manera alguna pueden 
confundirse con los que hemos visto pertenecientes d los 
anos 108 y 110. 

En vez del nomhre ^^j Nasr, en algunos ejemplares 
de estemismo ano se lee JJ Lillahi {para Allah)', en otros 
hay en su lugar un adorno. 

Desde 273, en cuyo ano muere Mohararaad, hasta el 

ano 316, 6 sea 16" del reinado de Ahde-r-Rahman III, 
son muy contadas las monedas que se conocen. 

Del corto reinado de AI-Mondzir (273 a 275), solo 
hemos visto un dirhem indudable; pues los de 273 pue- 
den pertenecer d su antecesor y los de 275, algun tanto 
comunes, a su hermano y sucesor Abd-Allah: en el Mu- 
seo Arqueologico se conserva uno del 274, cuya I. A. 
reproducimos en la lam. V, num. 1: sus leyendas son 
completamente iguales a las de los dirhemes anteriores y 
siguientes, con la linica diferencia del ano de-acuiiacion. 

De los 25 alios del reinado de Ahd- Allah (275 a 300), 
hemos visto poquisimos dirhemes: se citan de 276 6 96 
en Castiglioni;--28I, Soret; — 282 y285, Longperier;-- 
276, 78 y 79, Cerda: nosotros solo hemos visto de 275, 
276 y 278. 



-^- 



■ ■ =1- 









I 

r 



t- 






A 



-- -a 

- r 
- r- — 



-r - 

i- 

J 



i^ . 



■r 

a - 
-J" 



. :.v 



FELGSES BE LOS ULTIMOS ANOS DEL SIGLO IIL 



69 



En la lam. V, niimeros 2/3, representamos la I. A. 
de dos de estos dirhemes de los anos 276 y 278: el pri- 
mero es muj singular por el nombre que tiene en la 
orla, yque quiza pudiera leerse :>^^\ Abu Card?, xiom- 
Ibre completamente desconocido. 



y 



n. 

FELUSES PERTENKCIBNTES A LOS TlfLTIMOS Af^OS DEL SIGLO III 

Y PllIMEROS DKL IV DE LA HEGIHA. 

Se encuentran en las colecoiones numismaticas mu- 
chos y variados feluses, muy diferentes de los que hemos 
atribuido al periodo de los amires; todos ellos son mucho 
mas delgados que los primitivos j de diferente acuiiacioa, 
siendo muj pocos aquellos de quienes pueda asegurarse 
que son espanoles j acunados en estos tiempos; pero 
como tddos tienen cierto caracter comun, por mas que 
varien mucho entre si, los creemos todos de la misma 
epoca. 

Las linicas fechas que en tales monedas hemos podi- 
do determinar, son las de 282, 303 j 306: encontramos 
la primera en un felus publicado por M. de Longpe- 
rier(l), felus que tambien esta grabado en las laminas 
de D. Antonio Mgado: las fechas 303 y 306, las hemos 
visto en feluses iguales al que reproducimos en la la- 
mina V, num. 11. 

Como estos feluses, de los cuales pudieran formarse 
grupos atendiendo a ciertos adornos, y a la manera par- 
ticular con que aparecen algunos trazos, presentan nom-. 



(1) Bocvmients nunhisniatiques pour servir d I' Ustoire des arabes A' Mpagm, 
par Adtien de LoDgparier ProgTanme.—V&iiB, 1851. 



70 SECCIOK SEGCINDA.-ANO ICO A 300. 



bres y caracter nmj diferente, puede dadarse de si estaa 
acunados en Cordoba por los Omejyahs, 6 seraa mas 
bien monedas acunadas por Omar ben Hafsun j sus alia- 
dos, que durante la segunda mitad del siglo tercero y 
prinoipios del cuarto , sostuvieron contra los principes 
Omeyyahs el estandarte de la independencia. 

De Omar ben Hafsdn, es muy probable que acunase 
moneda, aunque no tengamos datos seguros; pues nues- 
tro maestro D. Pasoual Grayangos cree haber visto alguna 
iadicacion en los autores arabes: ademas, segim la des- 
cripcion que de las ruinas de Bobastro, capital de Omar, 
hahecho liltimamente nuestro companero, el distinguido 
catedratico de lengua arabe en la Universidad de Grana- 
da (i), en ellas se encuentra un edificio llamado aun Casa 
de la moneda. 

Pasemos a la descripcion de las monedas que de esta 
claso hemes creido oportuno reproducir en la lam. V. 
Mm. 4. 

I. A. vr ^Jt Y No (hay) Dies sino 

sj^^j iJJ\ Allah, s6lo-ei, 
J oij^^ Y no (hay) companero para el. 

If' A. JJ Para Allah 

r 

-\,>s-v^ Mahoma 
Jj_wj mensaj ero 
j.._U! de Allah 

De las dos palabras que se ven en la parte superior e 
inferior de la 11. A., la primera noses conocida, y la 

(I) Uim oajpedicUm d las ruinas de Bobastro. — Cartas Mriijidas al lino. Sefwr 
D. Aureliam Fernandez Giierra, por D. Francisco Simonet, en la revista Z<i- Oh",,- 
eia CrUiiaita, tomo IV, pag. 223. 



-1- 

-■i 



- j~ 

5'. 

I 

? ■_ 
f -■ 



•m- 



. X 



f 



? - 



H- 



. r- 



a--" 

K - 









PELUSES DE LOS ULTIMOS ANOS DEL SIGLO IIL 71 



hemos visto en dirhemes de los alios 210, 211, 231 j 
232, y en feluses del 268: la segunda no sabemos a qui^n 
se refiere. 

Abundan los feluses de este tipo, con alguna variante 
en los accesorios de la estrella j palabras que se ven en 
la parte superior e inferior de la 11. A. 

Liim. V. M. A. K". 

Mm. 5. La leyenda de la I. A. es igual a la del nii- 
mero anterior. 

En la IL A. no hay las palabras JJ lillahi (para 
Allah) y J laho (para el), que se ven en la anterior; pero 
existen entre la primera y segunda linea unos trazos, que 
pudieran tomarse per letras latinas ligadas M y N 6 A: 
en la parte inferior se ven unas letras, que suponemos 
que formaran un nombre propio , que por no ser fre- 
cuente, no acertamos a leer: lo hemos visto en varias 
monedas analogas. 

Este felus, por el adorno del j. de ,^^^^^ Mohammad, 
se parece al publicado por M. Longperier como del 
ano 282. 

Lam. V. F, 0. 

Num. 6. Las leyendas son como en los anteriores, 
viendose ademas en la parte superior de la IL A. una 
palabra, que leemos .^^ gdlaha (vencio), y en la infe- 
rior un nombre propio, que no hemos podido leer. 

La palabra ^^ gdlaba , lema 6 mote que vemos en 
las monedas de los Aglabitas de Africa, que por entonces 
habian desaparecido , se ve tambien en algunas de las va- 
riedades del niim. 11, de las cuales no se puede dudar de 
que sean espanolas y de estos tiempos. 

Lam. V. M. A. N. 



:■:* 



72 SECCION SEGUNBA.-ANO 100 A 300. 



Mm. 7. 
LA. 




No (hay) Dios sino 
Allah, solo el, 
No (hay) companero para el. 
Mohammad hen (kijo de) 


L 
1 

1 

E 

1- 

r 

r 

r 
X 


IT. A. 


-X^izs""^^ 


Mahoma 


1 

> 






mensajei'O 
de Allah. 
Xoaib. 


L 

1 

9 

3 



I">"1. V. P, Jo G. 

En esta moneda parece indudable que el nombre 
■^_^i_^ Xoatb de la II. A. deha unirse al _. ^^^^ Moham- 
mad hen de la primera, resultando de este mode un Mo- 
hammad hen Xoaih^ personaje que nos es desconocido. 
Mms. 8 y 9. 

En ambos se leen absolutamente las mismas palabras, 
si bien las de la IL A. aparecen colocadas de muy dlfe- 
rente manera. 

I. A. Es igaal a los nuineros de 1 a 6 de la misma 
lamina. 

En la IL A. de la dei num. 9, y comenzando por la 

parte superior dice ^U ^.||^w.||.l)i J^^^y 



lj._cS;S7-\_o 



Mahoma mensajero de Allah, Hogain hen Isim: en 
la del num. 8, el nombre ^j^^ esta en la primera linea, 

y .Jis. .J en la ultima. 

Lim. V. p. jQ e_ 

Este personaje, Hogain ben Asim, puede ser un em- 
pleado de la c6rte de Abde-r-Rahman III; pues en elano 
314 consta como uno de los tres encargados de lo que 
podemos llamar parques de artilleria, un Hocain ben 



c. 



* - 



v- 



fr- 



■ F- 



r- 



FKLUSES DE LOS ULTIMOS ANOS DEL SIGLO IIL 73 



Mohammad ben Asim, que probablemente sera el mis- 
mo que aparece en las monedas: segun Cerdd, en un dir- 
hem del ano 279 se lee el nombre Hocain, y no sabemos 
si sera el mismo que consta en estos feluses sin fecha, 
ni si deben atribuirse a Abd-Allah, 6 mas bien a su nieto 
y sucesor Abde-r-Rahman III. 

Niim, 10. Bsta moneda presenta la particularidad de 
teuer leyendas circulares, que se ven en pocas de estas 
monedas: las leyendas de ambas areas son las ordinarias. 

En la orla de la I. A. solo se ve 

M el nombre de Allah, fue acunado es{te felus en Al- 
Andalus ano. . .) centena. 

La palabra i.^ 'cien nos indica que no pertenece a 

fines del siglo III, pues entonces diria ^^x^L 200, sino 

que debe ser del siglo II 6 del IV: por su caracter no 
cabe duda de que es del IV. 

En la orla de la II. A. se lee parte de la mision pro- ■ 
fetica de Mahoma: 

^'' ^ih ^V^ ^^ 

-. ' . en(vi6h con la direccion y religion la-vtr)- 

dadera 

El adorno que se ve en la parte inferior de ambas 
areas, se observa en diferentes variodades de la moneda 
del num. II. 

Felus de nuestra coleccion: regalo de D. Manuel 
Almonte, de Sevilla. 

Num. 11. Las leyendas de ambas areas son las ordi- 
narias: y ademas en la parte inferior de la 11. se lee el 
nombre JX., ,..^1 Aben Bahlul. 



■-?■ 



74 SECCIOK SEGUNDA.-ANO 100 A 300. 



En la orla de la I. A, solo se distingue 

En el nombrede AUahy fae acumdo este fe(lus en Al)- 
Andalns a(no' • ' 

En la orla de la 11. A. se distingue parte de la mision 
profetica de Mahoma. 

Felus en regular conseivacion. 

Uir. V. !'■ tie G. 

Los dirhemes como este, de los anos 303 y 306, lo 
raismo que el anterior, pertenecen ya al reinado de 
Abde-r-Rahman III, si bien no consta que esten acana- 
dos por el: lo mismo, y con mas razon por no tener fe- 
cha, sucede con otros varies, en algunos de los cuales se 
leen los nombres ^^^^1 ^^^ Abde-r-Rahmdn en una A. y 
j^ Omar en otra. 



-\- 



-l 



K. 



^'- 



r - 



r 



•^: 



: 



^4 



r 






.3 













SECCION tercera 

(D1*:SDE 300 A 423.) 



L 

MONEDAS DE LOS OMEYYAHS DKSDE ABDE-R-RAHMAN III. 

Pleraos visto que los monedas acunadas en Al-Anda- 
lus desde la fundaeion del Uamado impropiaraente caii- 
fato de Cordoba (138 a 300), no teniendo ol nombre del 
califa, solo per el ano de la acunacion puede saberse a 
que Principe corresponden ; todas tienen las mismas le- 
yendas, variando tan solo en los signos de puro adorno 
y en alguno que otro nombre propio. 

\ 

Desde Abde-r-Rahman III, las cosas varian; bien fue- 
se porque desde los tiempos de Ibd- Allah, se estaba ope- 
rando una transformaci6n, 6 porque las relaciones espe- 
ciales con los fatimitas le moviesen a ello, es lo cierto 
que, al menos desde el ano 316, el nombre de vVbde-r- 
Rahman III aparece en las monedas con el titulo de 



3 P^^^^y 



^:^jj\j..,^\ Amir almummim (Amir 6 Principe de los 
creyentes): el sobre-nombre honorifico de ilsT .ja) ' ^uT 

An-^Nasir lidin -Allah (protector de la religi6n de Allah), 
que segun los autores tomo al mismo tiempo , quiza no 
aparezca en las monedas hasta el ano 31 8 ^ en que se fija 







\. 






f 



■i 



76 SECCION TEKCERA.-DESDE 300 A 418. 



casi definitivamente la inscripcion de la segunda area: 

A 

desde este ano, en todos los dirhemes de Abde-r-Rah- 

man III se lee ^■^x^jj\j^^] r;*^^' -^? ^' ^^^jJ^^Uj X'^s 

Alimamo An-nasir lidini-llah Ahde-r-Rhaman Amiro almu- 
minina. El Iman An-Ndsir Udin-AUah Abde-r-Rhamdn 
Amir de-los-creyentes , anadiendo en algunas variedades 



muy notables la* formula aJJl sjoj ayyadaho Allaho. (Ayu- 

dele Allah). 

En feluses y moneditas de oro algo posteriores al 
3i8j no consta esta misma inscripcion, que quiza per lo 
larga era reemplazada por otra. 

La de la primera area no aparece fijada hasta ei 
ano 321 6 320; tambien en ella se quiso hacer innova- 
cion, pero por fin quedo como en todas las anteriores; 
en monedas de los anos 316 y 317, puesta la leyenda 
ordinaria en dos lineas, el nombre y tituio del Califa se 
ponen en otras dos ; en las de 318, el nombre del Califa 
pasa a ocupar el lugar que antes ocupara la §ura 1 12 del 
Koran, y el grabador 6 dibujante, acostutnbrado a poner 
en la I. A, en dos lineas la profesion de fe, aumenta 
en ella las palabras JJl J_^j jus^r-w Mahoma enviado de 

Allah, distribuyendo toda la leyenda en tres, cuatro, y 
hasla cinco lineas en los aiios 318, 319 y 320. 

Anteriores al ano 316, no hemes visto ningun dirhem 
de Abde-r-Rahman: como queda dicho, existen feluses de 

303 y 306 parecidos a los del tiempo de Abd-AUah, hay 
algunos, que sin tener fecha , puede asegurarse que son 
posteriores al ano 316, por Uevar el tituio de .^_^Ji\ j^\ 

amir almuminina, que no consta hasta este ano: los que 
no tienen esta circunstancia , no puede asegurarse que 



-i: 

± - 

c 

> 

L 

-r 



I 



#1 

I 

p 

S 

F 

E 
4 



t 

i- 



I 

J 

- L 



i 



tf- 



^ 



l" - 



:^ 



- v^ 



■ f- 



-v;.^ 



MONEDAS DE LOS OMElTAHS. 77 



estan acunados por Abde-r-Rahm^n mas Men que por 
los rebeldes muladies. 

Para que se vea la marcha que en el reinado de Ab~ 
de-r-Rahman III sigue la acuiiaeion, representamos en 
la lamina VI, los tipos mas caracteristicos. 
Num. 1. I. A. i_L3i ^^Ji Y 

]Sfo (hay) Dios sino Allah, 
solo-ei; no (hay) companero para el. 
para el amir de los creyentes 

A 

Abde-T'Rhamdn. 



M. 






>h#W 



l^^ ^A(jYlj ^)j^]\ \X^ ,^^^ ^\ 



b. 



^.^ 



\.i's 



En el nombre de Allah, fue acunado este dir{hem en Al- 
Anjdalus ano 316. 

II. A. La insc. niim. TI. 

M. La mision profetica de Maboma, 6 sea la inscrip- 
cion mim. III. 

Dii'hem en regular conservaci6n. 

T^^^-^- M.A.N. 

Num. 2. I. A. En el centro la insc. num. I. 
M. La mision profetica de Mahoma basta ^S ^.jJt 
II. A. j.._^„.2^-A„.o Mahoma (es) 

i— IJl J._«j el mensajero de Allah, 
^.x^j^]\ j^')i por el amir de los crey elites 
..j.a-^Jl A..^ Ahde-r-Rakmdn. 



M, 



J~~'^ ^^ '^'~- j^P-O'ilb *»j-Ol |.\» ^j.^ i-IJl ^j 



.L ^iij 



?8 SECCION TERCEkA -DESDE 300 A 418, 



En el nomhre de Allah ^ fue acumdo este dinar en A I- 
Andalus, ano 17^/3 cien(tos). 

Dinar bien conservado. 

LSm. VI. F. C. 

En general; como puede verse por el grabado de la 
raoneda que acabamos de describir, los dinares de Ab- 
de-r-Rahman III estan tornados por imitacidn mas direc- 
ta de monedas anaiogas de Oriente, las cuales presentan 
tarabien la particularidad de que los dinares tengan 
las letras muy diferentes de las que aparecen en los 
dirhemes. 

En los tercios de dinar, 6 pequeiias moneditas de oro, 
en especial hasta el ano 328, sin duda por ser tan dimi- 
nutas, las leyendas de la II. A. no son como las de los 
dirhemes de los mismos anos. 

Poquisimas son las monedas de esta clase acunadas 
por Abde-r-Rahmdn III, cuyas fechas puedan leerse, no 
tanto por ser escasas las bien conservadas, cuanto porque 
estando las letras formadas por lineas, que se marcan 
s6Io por dos puntos, parece que las leyendas, en especial 
las de las orlas, no son mas que una reuni6n de puntos 
puestos sin orden ni concierto: en los dinares, las difi- 
cultades no son tantas, a pesar de que hasta los illtimos 
anos de este reinado tienen tambi^n el mismo cardcter. 
Para determinar de un modo aproximado la fecha d 
que puedan pertenecer tales monedas, basta leer el nom- 
bre que consta en ia parte inferior de la I. A. y fijarse 
en la lista de los nombres que damos a continuaci6n: 
asi , la mayor parte de las tales moneditas , por figurar 
en ellas el nombre j^« ffaU , deben ser de los afios 322 
a 328. 



^-L 



r 



MONEDAS Di5 LOS OMEYYAHS. ^tt 



Num. 3. L A. ^_LJ|^r^J; ^ 



Ujj (J^« I ^A^i^-^^ 



No (hay) Dios sino Allah 
s6lo-^l: no (hay) companeropara^i; 
Mahoma (es) el mensajero de Allah. 
M. Continuando la leyenda de la mision profetica de 
Mahoma, dice: .K ^,.U, ^^1. .^,..i,j ^^^s, ^,^ ^^,^3.^ ^^^^ 

Envidle con la direccion y religion verdadera, para ha- 
cerla prevalecer sobre la religion tod a elk, aunque se enojen 
las (isGCiantes. 

II. A. ^.^L.Jl ,L\V El imam An-Nasir 

^^^)1 j.^ i)Jl ^^jj lidin-Allah, Abde-r-Rahmdn, 
,^j-^^.j41 j~^.->.\ ' amir de los creyentes. 

M. Orla interior: ^J.v^W i^.^^ ^,.^_,i\ ij^ ^^ jj, 



i^-^iJj a ? ^Ap -L^ i 



'J V™^ c^ 



J^^^fMf 



En el nombre de Allah, fue acunado este dirhem en la 
geca de Al-Andaks afio 318. 

En la orla exterior: la leyenda 6 inse. num. V, de la 
cual faltan algunas palabras. 

Dirhem en buena conservacion. 

^^"'■^- p. fie a 

Mm. 4. I. A. \V , )| Y No hay Dios sino 

Kj._<xj iJJ! Allah, solo el, 
iJ J.^^ Y no (hay) companeropara^l. 
,ss^ Yahya. 

M. Solo se conoce parte de la mision profetica de 



w'y 



^ ^■\ 






8f) 



SECCIOiN TEIiCERA.-nKSr>E 300 A 418. 



Mahoma, que, contra lo ordinario, comenzaba en la 
parte inferior e izquierda. 

IL A. l..^y El iman 

,_j,\J y^lj}\ An-Nasir lidin- 

^^^Jtj,^dl)l Allah, Abde-r-Rahman 

^j^x^jj\j^^\ amir de los creyentes; 

Jl]\ s_\_j1 ayudele Allah. 

M. Solo se conocen el nombre JJi y de la fecha 
.ISj ,y^J {mn)te y tres (cientos): suponemos que diria 

En el nombre de Allah, (foe acunado este dirhem en Al- 
Andalus (ano vem)te y tres(cientos. 
Dirhem en regular conservaci6n. 

LAm. VI. M. A. N. 

Esta moneda, salva la adicion de la ultima linea de 
la II. A., presenta ya el tipo definitive de las leyendas, 

A 

no solo en las monedas de Abde-r-Rahman III, sino de 
todos los Omeyyahs posteriores: desde esta fecha varia, 
segun los anos, el nombre que hay en la parte inferior 
de la I. A., variando en la II. el nombre y sobrenombre 
del Principe, que sigue igual durante todo el reinado: a 
lo sumo, varia la distribucion, poniendose lo mismo en 
m^s 6 menos liueas. 

Num5. LA. ^^ i\^ No (hay) Dios sino 

sj^_^jjwU! Allab, solo ei, 

iJ JjjS:. ^ no (hay) companero para el . 

j.*s"\^ Mohammad. 

En el nombre deAllakj fo.e acunado este dirhem en Al~ 
Andalus ano I y 20 (y 300). 



|r 



MONEDAS BE ABDE-E-RAHMAn HI. 



81 



II- ^- ^L_o^ El iman 

^;^.vJ ^^^UJs An-Nasir lidin 

^^^^1 j.^ JJi Allah, Abde-r-Rahman 

^,j^jA\ j^ amir de los creyentes. 

M. La mision profetica de Mahoma. 
Dirhem en regular conservacidn. 

Ldm. VI. 

P. de G. 

Mm. 6. Las leyendas son las mismas que en la 
moneda anterior: debajo de laprofesion de fe en la I. A. 
se lee ^^ Qatd, j en la orla, la unidad de la fecha 322 
aparece escrita ,j^ por ^j^\ 

Dirhem en huena eonservacion. 

K de G. 

Mm. 7, En la parte inferior de la 1, A. se lee ^U 
Kdcim: ano 'l^ ^U. , ^;ii- 330. ^ 



Dirhem en buena eonservacion. 

irtm. VI. 



P. fleG. 



Mm. 8. L A. de un- dirhem del aiio 332: en la 
parte inferior j.^^, Mohammad. 

Um, VI. * ^_ ^_ 

Mm. 1. LA. Debajo de la profesi6n de fe hay el 
nombre ^Uls Hiwem, 

M. La misi6n profetica de Mahoma hasta / J^ 

IL A. La misnia leyenda que en las monedas ante- 
riores. 



M. 






En el nombre de Allah, foe acunado este dinar en Al- 
Andalus ano 4 y 30 y 300. 

Dinar en excelente eonservacion. 

liim VII. p_ ^^ 



6 



8S SECCION TERCERA.-CALIFAS OMEYtAHS.-t)ESDE SOO A 422. 



Mm. 2. I. A. En el centro la profesion de fe. 

^w e/ nombre de Allah , /tie acunado este dirhem en Al~ 
Andahs am 5 y 30 y 300. 

11. A. En el centro, la misma leyenda que en las an- 
teriores, j debajo el nombre ,U.i Eiccem. 

M. La mision profetica de Mahoma. 
-Dirhem en regular conservaeion. 

Um VII. P. (leG. 

Ntim. 3. I. A. Debajo de la profesi6n de fe, hay el 
nombre i^\ ^ Abd-Allah. 

En el nombre de Allah ^ fue acunado este dinar en Al~ 
Andahs am 6 y 30 y 300. 

II. A. j^\j}\ ' ^1 El imam An-Nasir 

^J^^J\ -v^ iJJ! (jj-\3 lidin-Allah Abde-r-Rahman, 
.^j4! ,_.ot amir 'de los creyentes. 



M. La misi6n profetica de Mahoma hasta iX< ojJ| 
Pequeno dinar en excelente conservaeion. 

Urn, VII. P, ae G. 

- Mm. 4. I. A. Debajo de la profesion de fe, el nom- 
bre >x&3r\o Mohammad. 



M. 



.^A^Jj f;^ A^« l_^»_ij! '^:'.-W *S,l-Ot |i.S ;_^j,^ iJJi „^i 

■■■ !■■■ 

^w e/ nombre de Allah, fue acunado este dirhem en me- 
dim Az-Zahra ana 7 y 30 ij 300. 

11. A. En el centro la misma leyenda de la moneda 
anterior, siendo tambien igual la distribuci6n. 



■ ^ > ^ - —\ - - 



"-■«>- ^ r^:t-:^^_-7^i,-^ r^ ^ 






h_ 



F 



d." 



t 



-: 



n 



■ ■ ■ 

*-- 
t 



MONKOAS BK ABDE-E-RAHMAN III. ga 

M. La mision profetica' de Mahoma. 
Dirhem en buena conservacion. 

Lam. VII. 

F. C. 

Num. 5. I. A. Lo mismo que en la moneda ante- 
rior, con la diferencia de no tener el nombre .v^^ Mo- 
hdmmad, que esta en la parte inferior de la 11. A. 

II. A. En el centro la inscripci6n ordinaria/distri- 
buida como en las de los nums. I j 2. 

M. La mision profetica de Mahoma hasta f ) 
Dirhem en regular conservacion. '^ ^'^ 

Mm. YII. 

F. C. 

Num. 6. I. A. Es igual a la del niim. 4, con la 
sola diferencia de ser del ano 340. 
II. A. La lejenda del centro es igual a la delnflm. 3. 
M. La mision profetica de Mahoraa hasta ^ ^J.^\ 

Dirhera en buena conservacion, y de caracter ele- 
gante, sobre todo en la L A. 

P. do Gf, 

Num. 7. LA. Debajo de la profesi6n de fd, el 
nombre ^:^\ ? Ahmed'^ 

En el nomhre de Allah, fue acunado es(te dirhem) en 
Al-Indalus ano 3 y 40Uj 300. 

IT. A. En caracteres muy males j faltando letras, sin 
duda decia lo mismo que en la del ntim. 3, y en la parte 
superior se lee el nombre ^4! Al-Moh;^. 

M. La mision profetica hasta ^jjf U 

Dirhem en regular conservaci6n. 

^^ ™- p. dee. 

Num. 8. I. A. Debajo de la profesion de fe, el nom- 
bre j^^s AUined. 






■\ 



I 



)ALIF. 



M. tj^O^i U^"^ '^'^■"' l^J^^ '^-.'-^'SJ VBjAJI !i» '--r'^'^ ^1 ^^ 

£'w el nombre de AUah, fue'acunado este dirhem en Me- 
dina Az-Zahra, ano S y 40 y 300. 
Dirhem en buena conservaci6n. 

■Lira. Vn. F. C . 

Desde el ano 320, las monedas de Abde-r-Rahman III 
son muy comunes, excepto las del ano 329, que no he- 
mes visto: del Museo, de Paris se cita una de este ano, 
pero hahiendola examinado nuestro querido maestro don 
Pascual Oayangos, por indicacion nuestra, nos dice que 
le parece del ano 327. 

Desde que en 320 se fijo de un modo definitivo el con- 

tenido de las leyendas de las monedas de Abde-r-Rah- 
man, estas varian tan solo en el nombre propio que en 
casi todas ellas aparece debajo de la I. A.: solo en algu- 
nas moneditas de ore de estos primeros afios , principal- 
mente en unas que tienen el nombre a.ju- Caid en la 
parte inferior de la L A , y que suponemos sean todas 
del 322 al 328 , no es completamente igual la leyenda, 
probablemente porque no cupiera en tan poco espacio. 

A 

Hemos indicado que desde el tiempo de Abde-r-Rah- 
man III J en casi todas las monedas se encuentra un nom- 
bre propio adem^s de los titulos y nombre del Califa: 
tales nombres pueden servir para fijar las fechas de las 
monedas , cuando ^stas no estan bien conservadas ; pu^s 
que de ordinario no aparecen en un mismo ano nombres 
diferentes, sine en el case de que cese uno para ser 
reemplazado por otro , sin duda por cesar en el cargo 
que le diera derecho a que su nombre figurase en la 
moneda; con la cronologia que de tales nombres resulta, 
generalmente basta que en las monedas se lea la unidad; 






1 



i 



r- 



S 



^ 



i 

t" 

4 



i- 






N - 



MOKEDAS DE ABDE-R. RAHMAN UI. 



por ejemplo, si en una moneda de Abde-r-Rahman encon- 
tramos el nombre ^U Kdgim, y en ella leemos la unidad 

16 2, podemos tener seguridad de que pertenece al ano 
331 6 332; pues que solo en esta decena se encuentra tal 
nombre. 

De nuestros datos, muy abundantes desde 320, re- 
sulta la cronologia siguiente: 

ij-ht cr.' -^^y. ^^^hya hen YUnas, » 320 

oa^-v^ Mohammad » 321 

_v^ Caid 322 a 328 

^^b- Kd^m 330 a 332 

J.*^^. Mohammad 332 a 334 (1). 

,U.^ modern 334 a 335 

Jl)! _vs a bd- Allah 335 a 336 

j^^^ Mohammad 336 i 346 

_u^t Ahmed. 346 a 350 



Fundada por Abde-r-Rahman III la suntuosa Xijju 
\js,J\ Medina As-Zahra en 325, en el ano 336 traslada 

a ella la casa de moneda, deponiendo del cargo de pre- 
fecto de la misma a Abd-Allah ben MoMmmad, y nom- 

brando para reeraplazarle a Abde-r-Rahmdn ben Yahya 
ben Idris el Sordo : las monedas no contradicen , antes 
al contrario, confirman el testimonio de Aben Adza- 
ri, pues del ano 336 las encontramos acunadas en Al- 



(1) Con este nombre hemos visto eltadauna del afSo 335; pero como Ilevamos exa- 
minados mnchos ejemplares del aSo 334, con el nombre siguiente, nos petmitimos 
dudar de su exactitud, porque contradice el sistema que creemos encontrar en ias mo- 
nedas; pov tanto prescindimos de este como de otros datos que cveemoa equivocados, 
sin que en cada caso podamos en este trabajo entrar a exponer las razones en que nos 
f ondamos para creer que sean inexactos alganos datos que tenemos solo de roferencia . 



86 SECCION- TEKCERA.-OALIFAS OMEYYAHS. -DESDE 300 A i2'2 



Aadalus (C6rdoba?) con el nombre de un Abd-Allah, 
que no sabemos si sera el del prefecto de la ceca , y 
\jiij\ iLijj^ en Medina Az-Zahra; en estas no aparece 

el nombre ^=.J\ ^^ Abde-r-Eahmdn , como podia supo- 
nerse, sine el de un Mohammad. 

Desde el ano 336 todas las monedas de Abde-r-Rah- 
man III aparecen acunadas en Medina Az-Zahra, pudien- 
do servir este date para rectificar las clasificaciones de 
ciertos autores, que dieron por acunadas en Medina Az- 
Zahra monedas anteriores al ano 336, 6 en Al~Andalus 
alguna posterior. 

A 

Las monedas de Abde-r-Rahman hasta el ano 320 
son de mayor modulo , y los caracteres en los dirhemes 
de mas facil lectura que en las posteriores; en estas, or- 
dinariamente el modalo es menor, y las letras estan tra- 
zadas de tal mode, que cuesta trabajo poderlas leer. 

Los dinares del tiempo de este Califa ofreoen casi 
siempre en sus caracteres tipo bastante diferente del de 
los dirhemes. 

IL 

AL-HAQUEM II. 

* 

Ei sistema de acunacion no sufre cambio notable en 
tiempo de Al-Haquem II, hijo y sucesor de Abde-r-Rah- 
manlll: parece, sin embargo, que los caracteres estan 
trazados de un modo mas claro; asi es que en los dina- 
res se presoinde por complete de la imitacion del tipo 
oriental, como sucede ya en alguno de Abde-r-Rahman, 
acunado en los tiltimos anos de su reinado. 

En cuanto al nombre que en las monedas de su 



s 



i. 






^" 






"'^ 



L 
T 



MONEDAS DE AL-HAQUKM II. §7 



I antecesor hemos visto casi siempre en la I. A., en tiem- 

;: po de Al-Haquem II aparece indistintamente, ya en la 

priaiera, ya en la segunda: en las monedas de oro de 357, 
i 58 y 59 se encuentran no uno, sino dos nombres pro- 

j pios, acompanando al del Oalifa en la II. A. el de 

I ji:^ ^^=J.sr^\ el Hdchib Chdfar con su titulo en la parte 

j superior y el nombre en la inferior: en la 1. A. se 

ve el nombre _^^U Amir. 

En las monedas de Al-Haqueni II, salvas las varian- 
tes que produce la existencia de un nombre propio, ya 
en la primera, ya en la segunda area, las inscripciones, 
estan casi siempre distribuidas del mismo mode que en 
la representada en la lam. VIII, niim, l.Dice asi: 
I. A. \V ^J| Y No (hay) Dies sino 

sj_.-xj i^Uf Allah, s6lo-6l:. 
iJ J^^.;. r no (hay) companero para-el. 
En la oria: iu. \j^j]\ ^j^. v* jjJ| Us ^j^ il'l ^ 

En el nombre de Allak^ fue-acufiado este dirhem en 
Medina Az-^ahra^ am 50 y 300. 



^ / ^^"^^ t-^-^o 



11- A. *^=i^h U^'^ Alimdmo-l-hdcamo. 



..^-o.^t ^^^1 amiro-l-muminina 






i.Ub j^j.'u.^]\ almogtangiro hillah 

^^'o Yahya. 

Ei-imam Ai-Hdquem, 

Amir de los croyenteSj ' .• • - 

Aj-Mo9taiisir billah. 
Vahya, 

Bn la orla la misi6n profetica de Mahoma. 

r, de G, 



88 SECCION TERCERA. - C ALIFAS OMETYAHS. -D£SDE 30O A 422. 



^^^ r^ 



. Para que los aficionados puedan conocer con mas fa- 
cilidad las monedas de Al-Eiaquem II que tanio abundan 
en nuestras colecciones, damos la descripcion detallada 
de los tipos mas notables, reproducidos en la lam. VIII. 

Num. 2. L A. La profesion de fe. 

M. 'Lu. Sj^j)\ i^J^^sJ *»,.jJl Us ^-rLr^ ^^^ (V-J 

En el nombre de Allahj fue acuHado este dirhem en 
Medina Az-Zahra, ano 1 y 50 y 300. 

II. A. En el centro, y en las lineas 2.", 3/ y 4.', la 
leyenda de la moneda anterior, — En la parte superior 
se lee j^ y en la inferior ^^.^^t que constituyen el 

nombre ^^^^J] ^ Ahde-r-Rahmdn. 
M. La misi6n profetica de Mahoma. 

LSm. VIII. j,-_ f. 

Num. 3. I. A. Debajo de la profesion de fe, el nom- 
bre ju^ Xohaid, 

^* C^ J^ \j3.J\ -iXj^i jft^J,)| IJjj ^^ JJ| . 

En el nombre de Allah, fu4 acunado este dirhem en 
Medina Az-Zahra, ano Q y 60 y (300). 

II. A. Lo mismo que en la moneda anterior, excep- 
cion hecha del nombre ^^J\ ^ Abde-r- Rahman. 
Dirhem en regular conservaciOn. 

I4ni. VIII. 



P.O. 



Mm. 4. I. A. Debajo de la profesion de fe, el nom- 
bre ^U Amir, 



^^' ,j^r^**i" 



t 



Sx 



iUsil 






MONEDAS DE AL-HAQUEM II. go 



En el nomhre de Allah, fue acunado este dinar en 
Medina A^s-Zahra, ano 9 ?/ 50 ?/ 300. 

II. A. En la parte superior ^^U\ El hdchib, en la 
inferior y,^ Chdfar : en el centro , la misma leyenda de 
las monedas anteriores. 

M. La mision profetica de Mahoma hasta/^^ 
Dinar en perfecta conservacion. 

Num. 5. 1. A. En el centro la profesion de fe: en 
la oria la mision profetica hasta ^ ^ jjjf 

II. A. Debajo de la leyenda de las monedas anterio- 
res, el nombre ^U Amir. 

^^* eT^ '^"^ l/*j^' '^.-^ y-t-^^ '^ V^'^ ^^ f—' 

En el nombre de Allah, fue acunado este dinar en 
Medina Az-Zahra, en el ano 60 y 300. 
Dinar en perfecta conservacion. 

Num. 6. I. A. La profesidn de fe. 

En el nombre de Allah, fue acunado este dirhem en 
Medina Az-Zahra, ano 1 ?/ 60 ?/ 3 (cientos). • 

XL A. En el centro, la misma leyenda de las mone- 
das anteriores , y en la orla la misi6n profetica hasta 

Dirhem en perfecta conservaci6n. 

Lam. Vni. P_ C. 

Num. 7. La I. A., que no esta representada en la la- 
mina, tiene en el centro la profesion de f4, y en la orla 
la mision profetica. 



90 SECCIOiS TERCERA.-CALIFAS OMEYYAHS.-DESBE SCO A 422. 

II. A. Debajo de la leyenda de las monedas anterio- 
res hay el nombre _^^3 ? ISFasr? 



M. 



^ 



_\.\1 II^ \ f>;J! ia;_V' >^-'-^-M li-^ . 



^JV 



\ 



I'! ..... 






^Al 



):i 






^« el nombre de Allah, ftte acunado este dinar en 
medina Az~Zahra^ ano 1 y QO y 300. 
Dinar en perfecta conservacion. 



Liiii. viir. 



!'■. C. 



%^^h« 



Num. 8. I. A. Kn el centro la pt*ofesi6n do fd. 

M. -J^lJj rl^^J lt*^ "^ ^jj'i'b *>j-'J! Us ^j-^ ^^Jl 
i&V el nombre de Allah^ fue acunado este dirhen en 
Al-Andalus, ano 5 y 60 y 3 (cientos). 

II. A. Debajo de la leyenda ordinaria el nombre ^||U 
A\\mir, en dos lineas. 

M. La leyenda ordinaria hasfa K" ,.,;a)! 



Dirhem en regular conservacion. 

Ldm. Vni. 



1'. ilu G. 



Los nombres que aparecen en las monedas de Al-IIa- 
quem II, son los siguientes: 



v5' 



J.. 

f 



" V 



.;" 



Y^ 



U 
U 






,-.s^\) 



s.^ 



^ 



^ 



L 



Yahya 

A. 

r-Rahmdn., . 

* 

Xohaid 



Amir (I. A.), 
Amir (I. A.). 

El'hdchib. 
Chdfar.. . 

Nasr?., . , 



Yahya 

A 

Amir (II. A.). 



350 y 351 

351 a 356 

356 
356 a 61 



357, 358 y 359 

361 
363 

360 a 65 



- ^ 



MONKDAS DE HIXEM 11. yl 



Durante el reiaado de Al-Haquem , la ^eca estuvo 
casi exclusivamente en Medina Az-Zahra: solo en el ul- 
timo ano volvi6 Al-Andalus a recobrar su casa de mo- 
neda. 

HI. 

HIXEM II. 

(PHIMKII I'iiUIODO) DK 5(ili i SOiJ. 



Hixem II, en el primer periodo de su reinado, acuno 
moneda en Espafia y en Africa: las monedas espanolas 
estan todas acunadas en Al-Andalus, y el sistema de ins- 
cripciones as el mismo que en tiempo de su padre, no- 
tandose, sin embargo, que desde el ano 386 casi siempre 
aparecen dos nombres ademas del propio dfe Hixem. 

De estos nombres nada debemos decir aqui , excepto 
del de jM Amir, que desde los liltimos alios del reinado 
anterior , figura en lugar preferente hasta el ano 392, 

solo 6 acompaiiado de otro en la I. A. 

Se ha creido generalmente que este nombre se refe- 
ria i Almanzor; y la particularidad de que comience a 
figurar en las monedas en el ano 356, en que Moham- 
mad ben Abii Amir i\x6 nombrado prefecto de la ceca, y 
desaparezca en el mismo ano en que muere el ya llama- 
do Almanzor, nos habia hecho admitir como indudable 
esta correspondencia: no nos explicamos, sin embargo, 
el que Alman:sor fuese designado solo por el nombre 
^U Amir; como su nombre era Ah-iX Amir Mohammad 
hen Abu Amir, nos explicariamos perfectamente el que 
en las monedas apareciese^^U_j.)! AhtXAmir 6 _^^U ^A ^A 

Ahen Ahi Amir: por otra parte, hemes visto este mismo 
nombre en monedas , en las que de un modo indudable 



03 SifiCClON TEECERA.-CALIFAS OMK^YAHS.-DESDE 300 A m. 

&e lee fecha posterior d su muerte , j esto nos hace 

vacilar mds. 

Recientemente hemos visto dos ejeraplares de una 

moneda, en la que el nombre ^U Amir, que %ura 
en la parte inferior de la I. A., estd acompanado del 
titulo ,^^Ur*t el Mchih en la parte superior: esto des- 
vanece'por completo las dudas que abrigabamos; pues 
aunque no se conoce bien la fecha, no debe ser posterior 
a la muerte de Al-Manzor, como no lo es ninguna de las 
innumerables que se encontraron en el mismo punto. 

Hay que notar, respecto al mode de escribirse el 
nombre ^U Amir^ que en algunas monedas aparece 
escrito en dos lineas; U en la parte superior de la 
lejenda , y «. en la inferior , habiendo esto sido causa 
de que algun autor extranjero creyese que el U estaba 
por Jc Alii J no pudiera explicarse la palabra^; otras 
veces ambas lineas estan juntas, como sucede en el dir- 
hem representado en la lam. VIII, niim. 8. 

La leyenda de la II. A., prescindiendo del nombre 

j^L Amir 6 del de los hachibes que en ella figuran, esta 
casi siempre distribuida como en las monedas de la la- 
mina IX, nilm. 1 y siguientes: 

.Li-jB l^L^ al-imdmo hiwem 



i jo^^p 



^^^~UjJ! j^\ amiro-l-muminina 



^-^^ ? ^ £ yL'^mrt 



UJLj jl-jj.^)1 almuwdyyado hillahi. 

El-im5.m Hisem, 
Amir de los-creyentes, 

Al-Muw^^yyad billah, 

Pasemos a la descripcion de los tipos raas importan- 
tes, representados en la lam. IX, 



t 



M ■ 

I 



- 



% 



MONEDAS DE HIXEM 11. 



m 



Mm 1. LA. \Y i_J| N! No (hay) Dios sino 

i^j-^^^jJ^J! Allah, s61o-el, 
iJ ^ji. '^ no (hay) companero para-el. 

En elnombre de Allah, fuUcumdo este dirhem en Al- 
Andalus ano 6 y 60 y 300. 

II. A. ^U..r ^ur ElImamHixem, 

^..;^_^^' ! _^,.w I amir de los creyentes, 
^IL j....^U^ El~Muwayyad billah. 

A 

i-^'^s- Amir. 

M. La insc. niim. 3, 6 sea la mision profetica de 
Mahoma hasta J. 

Dirhem en regular conservacion. 

Urn. IX. ?.(lcG. 

Niim. 2. II. A. de un dirhem del mismo ano 366, 
que se diferencia del anierior en tener el nombre ^U 

Amir, en dos lineas, U en la parte superior, y .^ en 
la inferior. 

LCim.IX. P.deG. 

Num. 3. I. A. de un dirhem del ano 371, que hemos 
reproducido por ser sumamente raras las monedas des- 
de 369 a 378, tanto, que se ha creido que no las habia 
deestos anos, y aun no las conocemos de todos: las le- 
yendas de ambas areas son las raismas que en las del 
mimero 1, salva la diferencia de fechas. 

I-Bni. JX. p. de G. 

Num. 4. Dirhem del ano 379, en buena conservacion. 

Tambi^n las monedas de este ano son del mismo tipo 

que las anteriores, y s6lo la reproducimos por el modo 

con que esta escrita la fecha 15^ ^j-'^j) ^' 9 y 70 y 






1-/ , ,,- , ■;,'• ,-., 



04 SeCCION TERCERA.-CAtlFAS OMEYYAHS.-DESDE 300 A 422. 



tr(escientbs) , 'que muchos equivocadamente ban leido 
^3^3 ^ 9 y 90: tambien nosotros caimos en el 

mismo error, por ser mayor el primer trazo de ^^^ 70, 

lo mismo que el de ^ 9; pero habiendo advertido que 

el cuarto trazo en la decena se proionga y retuerce hacia 
abajo y no en la unidad, rectificamos nuestro juicio, que 
se confirmo por complete con la eomparacion de mone- 
das indudables de 378 y 379, que convienen en todos los 
detalles de caracter , sobre iodo en el modo especial con 
que aparece la a del nombre ,Ua Hiwem. 

L&m. IX. ' P. de G. 

Num. 6. I. A. Debajo de la profesion de fe, hay el 
nombre ^ji^ Mofdrrich. 

En el nombre de Allah, fue acunado este dirhem en Al- 
Andalus ano 6 y SO y 300. 
IL A. Es igual a la de la moneda anterior. 
Dirhem en buena conservacion. 

LAm. IX. p. de e. 

Num. 5. I. A. Debajo de la profesion de fe, hay el 
nombre -vssru, MohAmmad. 



M. 



iUij Xi>.'s 'i^^ ^jJajYU jsjJjI \1s> w\^^ iJJS *-*j 



I. 

5 



{■ 

m 
P. 

J 

J 
> 

k 









I- 



J" 

>- 



3-- 
t- - 



I 



En el nombre de Allah , fue acunado este dirhem en AU 
Andalus afios 8 y och(enta y 300). 

II. A. Debajo de la leyenda ordinaria, el nombre ^U I 
Amir. 

M. La mision profetica de Mahoma hasta \ Jt 
Dirhem en perfecta conservacion. 

Lam. IX. r. . ?' 

Esfa moneda es muy notable por la manera especial ? 



\ - 
<- 



-E. 



t 



MoKeDas t)E illXEM It. 9o 



con que esta acunada j por el trazado de algunas letras: 
examinadas detenidamente las 36 variedades (jue de este 
ano -tenemos anotadas, resultan varias, de las que casi 
con seguridad puede deoirse que sus cuiios fueron heehos 
por el mismo grabador, 6 al menos trazados por el mis- 
mo dibujante. 

Num. 7. I. A. Debajo de la profesion de fe, hay el 

nombre de difieil lectura J^' ? Tamlich?: de los mu- 

clxos ejempiares que hay de' osie tipo, es quiza el unico 
que fija el valor de las letras s . por tener marcados 
los puntos. 

M. ^,^x^''^ ^J.^S -iX^ ^.\jYLj ^_^jJ| lis ^yo ilj| .«.j 

En el nombre de Allah, foe acunado este dirhem en At- 
Andalus am i y90y 300. 

11. A. Lo mismo que en las monedas anteriores. 
Dirhem en perfecta conservaci6n. — Regalo de nues- 
tro amigo el brigadier D. Romualdo Nogues. 



Li^m- IX, 



Mm. 8. I.^A. Debajo de la profesion de fe, el nom- 
bre v^Cill .vc Abde-l-MMc, 

En el nombre de Allah, foe acunado este dirhem en AU 
Andalus, am 5 y 90 y 3 (ctentos). 

II. A. Enciraa de la leyenda ordinaria hay la palabra 
^^l:J\ El~hdchih, J debajo el nombre JJJU^^ Abde-l- 
Melic, 

M. La mision profetica de Mahoma hasta ..j,Js U 
Dirhem en buena conservaci6n . ^ 

Lam. tX, P, de G. 



56 SECCION TERCERA.- CALIF AS OMEYYAHS.-DESDE 300 A 422. 



n • — ^ ^ r. 



Mm. 9. I. A. Debajo de la profesion de fe, hay el 
nombre ju^ Xohaid, 

^w e? nombre de Allah, fue acunado este dirhem en Al- 
Andaks am 7 y 90 y 300. 

La IL A. es igual a la del niimero anterior. 
Dirhem en buena conservacion. 

Lam. IX. P. do G. 

Aunque el dominio de los Omeyyahs se extendia a 
las costas del actual Imperio de Marruecos desde el tiena- 
po de Ahde-r-Rahmdn III, no hemos visto moneda algu- 

A 

na acunada ^ la otra parte del Estrecho, ni por Ahde-r- 
Rahman, ni por su hijo j sucesor Al-Haquem II: en 
carabio, casi desde los primeros anos de Hixem II eneon- 
tramos monedas acunadas^ primero en Fez y despu^s en 
Necor: la serie de estas monedas dista mucho de ser 
completa, por no ser muy comunes las tales monedas, j 
ser pocas comparativamente las que tienen fecha legible; 
ast es que en ia cronologia de los nombres que en elks 
aparecen, tendremos que dejar bastantes claros, que otros 
llenaran con el tiempo. I 

Estas monedas de Fez y Necor tienen las mismas I 

leyendas que las acunadas al mismo tiempo en Al-Anda- | 

lus; pero son bastante mas toscas en general, y en los I 

nombres resulta tal variedad, que dificilmente puede f- 

fbrmarse el cuadro cronologico, del cual, sin embargo, i 

iijaremos las fechas que hemos podido reunir, combinan- f 

dolas del mode que nos ha parecido mas racional, des- I 

pues de no pocos tanteos. | 

Como en Fez hubo dos gecas, correspondientes a las 



^. 



m 

r 



_ ^ ■- 



MONEDAS DE HlXEM H. 97 



dos poblaciones de que en rigor se componia la ciu- 

dad (1), es muy posible que haja dos series coetaneas de 

monedas, correspondientes d cada una de las gecas: para 

que pudieran deter minarse estas dos series, seria preciso 

que se publicasen los grabados de cuantas monedas de Fez 

se conocen , 6 al menos la descripci6n con todos sus de- 

talles, como hoy se hace general mente: a nosotros nos es 

imposible entrar aqui en estos pormenores, pues s61o la 

descripcion de las monedas de Fez ocuparia mucbas pa- 

ginas, J los cuadros sinopticos en que, por lo menos, se 

pusiesen a la vista los detalles , exigirian cuatro 6 seis 
laminas. 

En gracia de la importancia que para nosotros tiene 
el estudio de estas monedas, reproduoimos en la lam. X 
algunos de los tipos mas importantes, sin entrar en el 
estudio de la historia de cada uno de los personajes que 
en ellas figuran, estudio que ja hemos llevado a oabo con 
alguna extension en otro trabajo (2). 

Niim. L LA. "T ^ I! Y No (hay) Dios sino 

sj^aj iJU! Allah, s6lo-el, 

J J-^jj. Y no (hay) companeropara^l. 

^- i^« ^J^^ iaj_^*j A»j^! li-js «— Ir^ ^' (^^ 

En el nomhre de Allah^ fue acunado este dirhem en 
la ciudad de Fez. ano 9 y SO y 3 (cientos), 

11. A. .l_jL_s -L^^V El Imam Hixem, 

^j..:j^jj\ j^\ Amir de los creyentes, 
U)U j-j jJt Al-mowayyad billah. 
^-La Amir. 



{1) Dozy.Sistoire des musulmans, etc.— Tomo II, pag, 80, 

(2) Titnlos y nomhres propios en las monedas ardU^o-espanolas. —Madrid 1878 

7 



98 SBCCION TEECERA.- CALIF AS OMETYAHS.-DESDE 800 A 422. 



M. La mision prof^tica hasta ^.jjJl k 
Dirhem en regular conservaci6n. 

L4m, X. P. C. 

Mm. 2. I. A. La profesi6n de fe. 



M. 



J .^jUjj X^'S 'iJ-^ [J^ iUjJ-oJ *»jJj! Ua ^j^ !m\ *»«j 



En el nombre de Allah ^ fue acunado este dirhem en 
la ciudad de Fez^ ano Sy 80 y (300). 

IL A. Debajo de la leyenda ordinaria el nombre ^yj 
Zeiri, 

Dirhem en regular conservacion. 

Ldm. X. P. 0. 

Num. 3. L A. Debajo de la profesion de f^, el 
nombre ^\^ Wadhih. 

M. .^1>_. .^iUij .j^-^'i i^— (volj 'Ui'XiJ aJbjJjS \X^'^j^ iAJl A*« 

En el nombre de Allah, fue' acunado este dirhem en 
la ciudad de Fez, ano 9 y SO y 3 (ctenios). 
II. A. Es igual a la de la moneda niim. 1. 
Dirhem en buena conservacion. 

Lira. X. P. de G. 

Niim, 4, I. A. Debajo de la profesi6n de fe, el nom- 
bre JJt vv^ Abd-Allah. 

^1^ el nomhre de Allah, fue acunado este dirhem en I 

r 

la ciudad de Fez, ano 9 ?/ 80 2/ 3 ci(entos). :i 

II. A. Igual a la de la moneda anterior. j 

Dirhem en regular conservacion. 



Lim. S. P. C. 



i = 



- 



: 



: t 

-". [ 

i 

-. I. 






monedas de hixem jr. 



99 



Mm. 5. L A. Debajo de la profesi6n de f^, el nom- 
})rej4\ Al-Moizz. 

En el mmbre de Allah, fue acunado este dirhem en 
la ciudad de Fez, am 8 y nov(enta y 300). 

II. A. Es igual a la de la moneda anterior. 
Dirhem en perfecta conservacion . 

Lint. X, r, , « 

P. de (?. 

Num. 6. I. A. Sobre la profesion de fe, hay el nom- 

bre^lUt ^^ Ahde-l'Melic, y A%hB.]o oivo que no acertamos 
a leer. 



I. I A 



^w e^ nombre de Allah, fue acunado este dirhem en 
la ciudad de Fez, afio Q y 90 y 300. 

II. A. Sobre la lejenda ordinaria ,^J^^\ El hdchib, 
y debajo el nombre Jlii j^^ Abde-l-Melic. 
M. La mision prof^tica de Mahoma hasta AS 
Dirhem en mediana conservacion. 

Mm. 7. I. A. Debajo de la profesi6n de fe, el nom- 
bre j^lt Al-Moizz. 

r 

-M* e/ nombre de Allah, fue acunado este dirhem en 
Fez, ano 8? y no(venta y 300). 

II. A. Debajo de la leyenda ordinaria, el nombre 

A 

viJLUl jk.c Ahde-l'Melic. 



100 SECCION TERCERA.- CALIFAS OMEYYAtlS.-DESDE 300 A 422. 



_ _^ Jt n - 



M. La leyenda ordinaria hasta Jc 
Dirhem en regular conservacion. 



Ldni. X. 



1\ dc G. 



Niim, 8. I. A, La profesi6n de te. 



M. 



^sX***Jj3 ?^^^ 'ij^ ,j^r:Uj -,5MJ^]i !a^ 



,131 



^ Lyv:i W] *"*J 



Fn el nombre de Allah, fue acunado este dirhem en 
Necor, ano 7? y no(venta y 300. 
II. A. Debajo de la leyenda ordinaria el nombre _^^.oU 

A 

Amir. 
' M. La mision profetica hasta Sj-^^iJ 

Dirhem acunado en Necor: mediana conservacion. 



r de a. 



NOMBRKS EN LAS MONEDAS DE AL-ANDALUS DURANTE EL 

PRIMER REINADO DE HIXEM li. 



Primera Area. 



-^^jA AbuXohai<i. 



t^ 



io MofSrrich. 



Segunda Area, 



j.«»Lc Amir. 



l^ A 
^ mir, 

L A 



J 



-> mir. 



Wl El-hdchib, 



Afios. 



j-^Lc Amir. 



^U Amir. 



366 A 8fi. 



366 y 367 



366. 



380? 



386 y 387. 






I 






! 



MONEDAS DE HiXEM IT. 



101 



Priniera area. 



^X^^Vi Mol\aQi:i.a.d. 



J^v^sr-^ MoliAuJmad. 



,.^Uj" Tamiich, 



C 



-4 



_-a>Uj Tamlicb. 



JU! j.^ Abcle-l Melic, 



O^-;--- Alvi'*- 



J^U! 1-M6lic. 



Xw^_i- XoliLii'i- 



Segunda irea» 




Alios- 



387 a 391 



.!88, 390 y 391 



391 V 392 



J 



rt>U Amir, 
U A 



^ 



luir. 



JJJ! A^ Abdo-l Mclic. 

Wl Et-hiicUib, 
clUl J..fr Ab.Jii-1-Melic. 

^:^U^! Kl-h^chib. 



391 )■ 392 



393 d 97 



.■;93 ii 97 



Jilt -uc Abl(!-MVI«lic. 
Wj Elh;ichib. 



r^'^j Bold? 



jjjxjjj.^ Abdo-1-Aziz. 



397 y 398 



399 



j.d:s:-vo Mohdmmad . 



j^iy^ GliJihwar. 



374? 



J 



wLfr Amir. 



j.->U Amir. 



^^ 



l^'> \ El hichib. 



J 



-iL& Amir. 



399? 



394? 



102 SECCION TERCERA,"CAL1FAS OMEiyAHS.-DESBE 300 A 422. 



NOMBKSS QUE CONSTAN EN LAS MONEDAS DE HIXJSM H 

AOUNADAS EN FEZ. 



Prim era area- 



LA 
^ Amir. 



^ 
^ 



^Ij Wadhih. 



ill! J^^'- Abd-AUali. 



i^*a.^Jt ■X^ Abde-r-JBahmin. 



■x<>=s:\t MoliSmmad. 



J 



f*-j Moizz, 



SegUEda area. 




^Lfr Amir. 



1 A 

J....L& Amir. 
^^^\ El-hSchib. 



^ Abde- 



viJAit l-Melie. 



J-ii! J^ Abde-l-Melic. 

- Lsr'l El-hd- 



ehib. 



Jlil j.^ Abde-l-Melic. 



^L^l El-hdchib. 



Afios. 

377, 7«,79, 8^ 
83, 8i, 85,86, 
87? 89, 90? 92? 

388 



387? y 389 



389 




390. 91 y 92 



383? y 388? 



3b2 



394? 



394? 



a- 






MONEDAS DE HIXEM II. 



103 



w - 






I 

'r 



Prim era irea. 



JUl A^ Abde-l-Melic, 



^F^^ 



Abde- 



^tUi! l-Melic. 



J^5 Abde- 



^U! l-Melic. 



J^ , Abde- 



^ii! l-Melic. 



1=-^! El-hdchib. 



Jilt J4^ Abde-1-Melic 



■•cr^ 



ben, 



.U^'l El-hdchib. 



_^Lk^S El-Mchib. 

+ * ■ 

Wl El-h^chib. 



JJ4! ^-^ Abde-l-Mei 



ic 



Segunda area 



Afios. 



\-^\ El-h4chib. 
^J.J\ El-hdchib. 



oUil ^0 Abde-l-Melic. 



3 'A 4 



^.^U^t EL-hkhib 



594? 



894? 



Jiil ^ Abde-1 Melic. 



Jilt-->^ Abde-I-Melic. 



395? 



394? y 395? 



Wi El-hSchib, 

_^^U^t El-hflchib. 
JJ4t ^ Abde-l-Melic. 



39)5? 



„^L^t El-hSchib. 
Wl El-hAchib. 



395 y 396 



396 



^^U't El-h&ehib. 



Jilt ^ Abde-I-Melic. 



397? 



/ . f: "■ ■-".•■ 



-.■■ 



r _ 






/ 



104 SECCION TERCERA.- CALIF AS OMEYYAHS.-DESDE 30O A i22. 



Primera drea 



J 



4\ AL-Moizz. 



JJ41 J^ Abde-l-Melic, 



oIUl J^ Abde l-Melic. 



^ii^| J-iC Abdo 1-Me!ic. 



^t AL-Moizz. ■ 
Wt El-hdchib. 



j4\ Al-Moizz. 



j4\ Al-Moizz. 



j4\ Al-Moiaz. 



Segunda drea. 



^^L^'l El-hkhib. 

i * 

Ls^l EihMiib. 



j4\ Al-Moizz. 
JilS M Abdc I'Melic 



J 



4\ Al-Moizz, 



Wl El-liAchib. 



JJ4t ^ Abde I Melic. 



^^^t ^^ Abtiis r-Rahiiiia 

^^^Is^! El-haeliib. 



Aflos- 



397? 



397? 



378 y 398? 



JJUt A^ Abde-l Melic. 



Jilt J..^ Abde-l-McIic. 
.1^'! El-hachib 



398 



398 



398 



398 



J 



n1 



Lt Amir. 



398 



397 



MONEDAS ACUNADAS EN NECOE. 



j.^'U Amir. 



396 V 397 



:!.- 



! 



-k 



^ 



1 

i 



M0K!::DAS DE HIXEM II. 105 



Las monedas de Hixem II, durante el segundo perio- 
do de su reinado (400 a 403), en poco 6 en nada se dife- 
rencian de las del primer periodo, sino en los nombres 
propios. En la lam. XI, ntms. de 6 a 10 representamos 

casi todos los tipos. 
Num. 6. 1. A. En el cenfcro la profesion de fe. 

En el nombre de Allah, fue acunado este dirkem en Al- 
Andalus, ano 400. 
11. A. Tiene las mismas leyendas que las anteriores. 

Dirhem en buena conservaoi6n. 

lum. XI. P. doG. 

Num. 7. 1. A. Debajo de la profesion de f^, el nom- 
bre ^j^=^^\ Al-Becri, 

En el nombre de Allah^ fue acunado este dirhem en Al- 
Andalus, ano I y 4 ci(entos). 

II. A. Igual a la de la moneda anterior. 
Dirhem en buena conservacion. 

Ldm.XI. P. C- 

, Num. 8. 1. A. Debajo de la profesion de fe, el nom- 

A 

bre iDSov^ Abd-Allah. 

En el nombre de Allah, fue acunado este dirhem en Al- 
Andalus, ano I y 4 (cientos). 

II. A. Es igual a la del num. 6. 
Dirhem eii buena conservacion. 

Liim. XI. t', ae G. 



106 SECCION TEECERA.-CALIFAS OMKIYAHS.-DESDE 300 A 422. 

Niim. 9. I. A. Sobre la profesion de fe hay el nom- 
bre j.^ju« Catd^ y debajo ^^jj ^j| Ahen Y-Aguf, 

En el nomhre de Allah, foe acunado este dirhem en Al~ 
Andalus, ano 2 y 400. 

II. A. Bs igual a del num. 6. 
Dirhem en buena conservacion. 

Urn XX. P. de G. 

Num. 10. I. A. Debajo de la profesion de fe el nom- 



bre fj^i ^\ Ahen Ab&ag. 

En el nomhre de Allah, fue acunado este dirhem en Al- 
Andalus, a^o 3 y 400. 
II. A. Es igual a la del niim. 6. 
Dirhem en buena conservaci6n. 

Lira. XI. P. doG. 

Nombres que constan en las monedas del segundo 
periodo de Hixem 11: 

^^^,Jt Al-Becri 401 y 402? 

M J^,^ Abd~Allah 401, 402 

...^Qaid. j 402, 403 

j^U ^\ Aben Ahhac. .... 403 






IV. 

mohAmmad ii al-mahbi. 

DK 399 i 400. 

El anti-califa Mohammad II, liamado Al-Mahdi hi- 
llah {el dirigido 'por Allah), a pesar del cortisimo tiempo 



MONEDAS DE MOHAMMAD II AL-MAHDI. lo? 



-[ 



que en C6rdo"ba estuvo en los dos periodos de su reinado 
(parte de 399 y 400), pues muj pronto se levanto contra 
el otro usurpador, acuno gran cantidad de moneda j con 
mucha variedad: todos sus dirhemes aparecen acnnados 
en Al-Andalus, aunque no es de suponer que todos lo 
fuesen realmente en Cdrdoba, k cuya poblacion se aplica 
el nombre Al-Andalus de las monedas; pues las hay acu- 
nadas en el aiio 398 (1), cuando aiin no se habia apode- 
rado per primera vez de la capital de los Omeyyahs, ni 
siquiera habia intentado cosa alguna p4Mtca , segdn la 
relaci6n de los historiadores, que quiza no sea del todo 
exacta. 

Como en casi todas las monedas de Hixem II, perte- 
necientes al segundo periodo, las de Mohanimad, si tie- 
nen algun nombre propio ademas del sayo , esta en 
la I. A.: la leyenda de la II. siempre contiene s6lo lo 
indispensable, distribuido ordinariamente en tres lineas: 
dice asi. Lam, XI, niim. 1. 



c; f ? Lrr**£* 



n. A. !\.^-u '1J>^' alimdmo mohdmmadon, 












iUL) ^A-^l al-mcMiyyo hillahi. 

El Imam Mohammad, 
Amir de los creyeates, 

A^Mahdlbillah- 

En la orla la mision profetica de Mahoma hasta 

^1 > 



(J) De este ano solo hemog visto im dirliem ea poder de Jiuestro amigo el senor 

D, Francisco Caballero Infante: creemos sea el misrao que siparece en las Uminas del 
Sr. Delgado. 



108 SECCION TEllCEltA.- CALIF AS OMEYYAHS. -DESDE SOO A 422. 



I. A. La inscr. num. 1 , 6 sea la profesion de fe; 
debajo, el nombre Jj^^ Chahwar. 

En el nombre de Allah, fue aciinado esU dirhem en Al~ 
Andalus, ano 9 y 90 y 3 (cientos) (1). 

Los nombres que aparecen en las monedas de Mo- 
hammad son: 

jj^^ Chahwar 398 y 399 

j,*^-w Mohammad 400 

i:J..^ .^j1 Ahen Maglamah, . . . 400 

De las monedas de Mohammad tenemos anotados seis 
subtipos, sin iijarnos en los adornos, sino en la distribu- 
ci6n de las leyendas. 

V. 

CuleimAn al-moctain. 

Culeiman, sucesor de Mohammad por el derecho de 
la fuerza j de Hixem IE por abdicacion no voluntaria, 
ocupa el trono de los Omeyyahs en el ano 400, pero si 
la batalla de Cantich le habia abierto las puertas de C6r- 
doba, pronto tiene que abandonar esta oiudad despuf^s de 
la derrota de Acabo~l~bakar en el mismo ano, 

Restablecido Hixem II por los trabajos de Wadhih y 
otros eslavos, que hacen iraici6n al usurpador Mohdm- 
mad , Culeiman no puede volver a Cordoba hasta el 
alio 403: desde entonces se cuenta su segundo reinado 

hasta el aiio 407, en que vencido por Ali el Hammudi, 
es asesinado con toda su familia. 



(1) Dcbajd del gnibado anotamos por equivocacion la fechn 400, 



MONEDAS DE gULEIMAW AL-MOgTAIN. iO& 



Durante los dos periodos del reinado de puleimdiij la 
acunacion de la moneda, si en cuanto a su aspecto gene- 
ral no ofrece yariedad notable, comparada a la de sus 
antecesores, la ofrece en cuanto a los nombres que en 
ellas constan; pues inicia la costumbre de poner en la 
moneda el nombre y titulo del Wali-l-dhdi (principe he- 
redero) . 

El grabado de la 1dm. XI, niim. 2, representa una 
de las monedas mas comunes de Quleiman , acunada en 
el ano 400 en Al-Andalus: en el mismo aiio las acuno en 
Medina Az-Zahra, y tambien se conoce alguna acunada 
en Geuta en el ano 402: en la representada en el graba- 
do dice: 

I. A. \V i._Jl y No (hay) Dios sine 

;a_^3 iJJ>\ Allah, s6lo-el, 

J .^LXij^ V no (hay) companero para el. 
■i*L.-. ^\ Ahen Maglamah. 

En el Jiombre de Allah, fue acunado este dirhem en 
Al-Andalus, ano 400. 

iff t-^^o 

II. A. ^^CJl- (^^'^ alimdmo culeimdno, 

J! ffc^»» 1 

.'^i^_5-J! j_v«| amiro'l-muminina, 



9 ?{j,~J> 



ijjlj ...oi:^! al~mogtaino hillah. 

El Imam guleimda, 
Amir de-Ios creyentes, 

Al-]Vro9tala biUala 

En la orla la inscr. num. Ill 

En casi todas las monedas de Quleiman , la leyenda 



no SECCIOK l'ERCEliA.-CALlFASOMEYYAHS.-JDESt)E3C0A422. 



que a 41 se refiere esta distribuida del mismo modo que 
en la del grabado: la de la I. A. varia solo en el 
nombre, que en algunas ofrece no poca dificultad en su 
lectura. 

En una de 402, acunada en Ceuta, encontramos otra 
particularidad ; es la de que en la 11. A. se vea el nom- 
bre J^AU sobre el del Oalifa y en la I. la cunya ^^^^ ^ 
hen Hammudj que nos parece indudable deba unirse al 
nombre ^^^, ya que All ben Hammud habia sido nom- 
brado por Quleiman gobernador de Ceuta. 

Pasemos a la descripci6n detallada de las otras mo- 
nedas de Quleiman reproducidas en la lam. XL 

Mm. 3. I. A. Debajo de la profesidn de fe el nom- 
bre j^ ^s Ahen Xohaid. 

^* £-o' ^-^ tj*jJ5 *^^y fj^\ Ua vif'^ '^i ^> 

En el nomhre de Allah, fue' acunado este dirhem en Me- 
dina Az-Zahra, ano 4 (cientos). 

11. A, A^.«Jt Jj Principe heredero, 

^a^L, 1.^^)'' El imam Quleiman, 

L^^^ujJ! j^\ amir de los creyentes , 

a.Jb ^^^\ Al-Mogtain biliah. 
j^sr-u, Mohammad, 

* 

M. La mision profetica hasta jJi i^ 
Dirhem en buena conservaci6n. 

Lam. xr. j,_ (._ 

Nam. 4. L A. Debajo de la profesionde fe, el nom- 
bre ^jXj^ Modric. 



M. L 



£-fjb ^^jV'^-^ (^Aj"^Lj ^_^jj| jjjs ^^ iijt J 



n 



f MONEDAS DE gULElMAN AL-MOgTAIN. lU 

J- 

I En elnombre de Allah, fu^ acunado este dirhem en Al- 

Andalus ano 4y 4 ci{entos). 

La II, A. es igaal a la de la moneda anterior. 
Dirhem en buena conservacion. 

Ldm. XI. p, 0, 

Niim. 5. I. A. Debajo de la profesi6n de fe hay el 
i nombre ^^!L Culemdn. 

En el nombre de Allah, fu6 acunado este dirhem en Al- 
I Andalus ano 4 y 400. 

( La II. A. es igual a las de las monedas anteriores. 

^ Dirhem en buena conservacion. 

i Liim. XL M. A. N. 

H 
J 

He aqui ia serie de los nombres mas comunes, que 

aparecen en las monedas de ()uleiman ademas del de su 

hijo Mohammad, principe heredero que figura en casi 
todas: 

'iX^ ^A Ahen Maclamah 400 

:u.,^i. ^\ Ahen Xohaid o . . . , 400 

^iX Culezmdn 404, 405 

■^'Jj^ Modric. . , 404 

De los Omeyyahs, que despues de ^uleiman ocupa- 
ron por mas 6 menos tiempo el trono de los Califas, ape- 
nas se conserva moneda alguna; y no es de extranar^ 
dado lo efimero de sus reinados. 

A 

De ,^ij"tl t^=V^5 ^-^ Ahde-r-Rahm&n Al-Mortdhda 
J j^^-j^\ ^^J\ j,^5 Abde-r- Rahman Al-Mogtdthir, que 
en 408 y 414 fueron reconocidos como Califas por muy 



'^ - -- '^k- ■[ 



Il2 SECCION TERCERA.-CALIPAS OMETYAHS.-t)ESDE 300 A 4^2. 



poco tiempo , no sabemos que se conserve moneda 

alguna. 

De u^=x^l j-*s-^ Mohammad Al-Mogtdcfi^ que en 



el mismo ano414 ocup6 por espacio de seis mesas el trono 
de Cordoba , solo hemos visto un dirheni , que posee el 
Sr. D. F. Caballero Infante: esta acunado en Al-Andalus 
en 4i4j y sus leyendas nada tienen de particular. 

El Ultimo de los Omeyyahs ja*]l .U„» Hiosem Al- 

Mdtadd, hermano de Abde-r-Rahman IV" Al-Mortha- 
da, nombrado califa despues de un interregno de seis 
meses en 418, basta 420 no se presenta en Cordoba, de 
donde muy pronto habia de ser echado: la linica moneda 
que conocemos de Hixem Al-M6tadd como califa de Cor- 
doba, es un precioso dinar regalado al Museo Arqueol6- 
gico por el Presidente de la Academia de Zaragoza. 
En la lam. XI, ntim. 11, damos su reproduccion. 

I. A. En el centro la profesion de fe. 
M. La mision prof4tica basta ^J^.^^ 

II. A. .U.JB .UW' El imam Hixem, 

^^^^\ J.A amirde los creyentes, 
*JUb j.^5 Al-M6tadd MUah 

En d nombre de Allah ^ fue acunado este dinar en Al- 
Andalus am 8 (y) 10 y (400). 



^w*" 






^ 



-J 




SECCION CUARTA. 



REYES DE TAIFAS. 



I. 

HAMMUDIES DE mAlAGA, CEUTA Y ALGECIRAS., 

La dinastia de los Hammudies de Malaga y Algeci- 
ras puede considerarse como una de tantas de los reyes 
deTaifas, aunque algunos de sus individuos fueron tan 
califas como ios ultimos Omeyyahs, entre quienes se 
interponen , y aun los que no fueron califas de C6rdoba, 
en sus monedas se titularon ^^J\ ^^\ Amir de los ere- 
yentes^^ lo que no sucede con ninguno de los otros reyes 
de Taifas: por esto creemos que deben figurar como 
intermedio entre unos y otros. 

No de todos los Hammudies conocemos monedas in- 
dudables; pero si de la mayor parte. 

^ En general , podemos decir que los Hammudies si- 
guieron el mismo sistema de acunacion que los Omey- 
yahs. Muchas de las monedas de esta dinastia aparecen 
aounadas en Al~Andalus, siendo asi que solo tres de 
ellos, All, Al-Kdgem y Yahya fueron de hecho califas 
de Cordoba, y eso por poco tiempo* 

En cuanto ajlasleyendas, los Hammudies ponen laa 
mismas que sus antecesores, generalizando la costumbre 

8 



lU SECCION CUARTA.-REtES DE TAIPAS. 



introducida por Culeiman, de hacer constar en la mone- 
da el nombre del Principe heredero^ e introduciendo la de 
hacer figurar en ella otro personaje con el titulo de j^\ 
M~Amir 6 Principe, que nos inclinamos a creer sea el 
mismo Principe heredero, antes de ser declarado tal. 

Las monedas de los Hammudies estan acunados en 
Ceuta, Al'Andalus, que aqni casi siempre debera tomar- 
se por Malaga 6 Algeciras, en Granada j en Malaga, 

En estas monedas la I, A. siempre esta distribuida 
del mismo raodo que en las de los Omeyyahs: si s6lo 
tiene tres lineas , coniiene la profesidn de fe , 6 sea la 
inscripci6a niim. 1: muchisimas veces se lee en eila un 
nombre propio, que si esta acompanado de su cunya 6 
sobrenombre familiar, se distribuye en dos lineas, la una 
encima y la otra debajo de la leyenda: lo mismo sucede 
si el nombre esta acompanado del titulo de j.^\ Amir 

6 j^! Jj Waliyyo-l-dhd, Principe heredero , que algu- 

na vez figuran en esta area, aunque su iugar natural sea 
la 11. : asi como en algunas monedas de Al-Haquem II 6 
Hixem n encontramos el nombre ^U iwz> distribuido 
en dos lineas, lo mismo sucede con el nombre Jci Edgim 

en los dinares y en algun dirhem de Yahya. 

La 11. A. esta distribuida ordinariamente en cinco 
lineas, y en tres cuando solo constan en ella el nombre 
y titulo sultanico del Amir de los creyentes; cuando la 
leyenda es m^s minuciosa, la primera y quinta linea se 
destinan comunmente al Waliyyo-l-dhd 6 al ^mzV, cuyos 
titulos hemos dicho que alguna vez figuran en la I. A.: 
tampoco faltan casos en que el titulo aparece en una area 
y el individuo a quien se aplica se pone en la otra, no 
siendo esto peculiar de esta dinastia , pues ya enconira- 



5 



MONEDAS DE LOS GALIFAS HAMMUDIES. 116 

mosalgun caso en monedas anteriores, principalmente 
en las acunadas en Fez en tiempo de Hixem II , en las 
cuales, lo mismo que en alguna de los reyes de Taifas, 
se lee en una area el titulo ^^^L^Jf el Uchih, sin que en 
elk haya a quien aplicarlo. 

Debemos advertir que en las monedas de esta dinas- 
j tia, si bien la lejenda que al Califa se refiere, consta casi 

I siempre de las mismas palabras, k saber: del titulo ,UVr 

f el Imam, que se pone lo primero, del nombre propio, del 

titulo sultanico, y de las paiabras ^.^| ^1 4m^Vo-^- 

mummm, no siempre se ponen estos elementos en el 
mismo orden, sino que los dos liltimos varian , aun en 
las monedas de un mismo califa. 

No podemos ocuparnos detenidamente de las monedas 
de estos Principes; pues, aparte de las ideas generales 
que heraos emitido, habn'a necesidad de describir muchas 
variedades, bastante importantes, aun dentro de un mis- 
mo ano: asi, per ejemplo, del ano 411 hay al menos seis 
variedades de dirhemes de Al-Ka$em Al-Maraun, varie- 
dades que dependen , no solo del diferente punto de acu- 
nacion, sino de la diversidad de nombres propios que en 
ellas figuran ademas del califa: debemos, sin embargo, 
decir algo, siquiera sea muy poco, de las de los Moham- 
mad AWVIahdi ; pues de esta familia hubo dos principes 
que llevaron este sobrenombre. 

Las monedas de estos aparecen con la misma leyen- 
da que las del Mohammad Al-Mahdi, de quien hemes 
tratado antes como anti-califa en contra de Hixem II en 
los anos 399 y 400: las monedas de los Mohammad 
Hammudies se han confundido oon las del primero, per 
la circunstancia de que en ellas pocas veces cupo Integra 



' I r J 1 ^ 

/ -i ' ,-- - - 

' A- ■ \ 

H ^ 

P~^ ^. r '> ^ 



/ 



116 secci6n cuarta.-ueyes de taifas. 



la fecha; pues leyendose en algunas de ellas las unidades 
y las primeras letras de la decena desde 439 a 445, en 
especial hasta el 443, se crey6 que eran de 399, 400, 
401, 2y 3j dando lugar esto a no cortas discusiones, 
por resultar contradicci6n muy patente entre las mone- 
das y los historiadores; pues ya hemos dicho que el pri- 
mer Mohdmmad Al-Mahdi fue asesinado en el ano 400. 
Hoy podemos distinguir perfectamente las monedas 
de uno y otros: las del primero son de plata y tienen el 
mismo tipo que las de Hixem y Quleiraan , sus compe- 
tidores: las de los segundos, aunque se Uaman dirhemes, 
son de cdhve j tienen diferente tipo como puede apre- 
ciarse por las que reproducimos en la lam. XIII, nt- 

meros 1, 2 y 3. 

Con ol)jeto de facilitar el conocimiento de las mone- 
das de los Hammndies , aunque nos habiamos propuesto 
exponer s61o las observaciones generales y dar la descrip- 
ci6n de dos 6 tres de elks (y seria en rigor lo suficien- 
te), nos decidimos a reproducir en las lams. XII y XIII 
los tipos mas importantes , con su descripcion algun 
tanto detallada: aunque en las tablas generales hemes de 
incluir su cronologia , la ponemos tambien aqui con los 
nombres y titulos sultanicos en oaract^res arabes, para 
que sea mas facil reconocerlos en las monedas, anadien- 
do ademas un cuadro sindptico que d la simple vista pon- 
ga de manifiesto la complicada serie de las que de esta 
dinastia conocemos, con los nombres que en ellas %u- 
ran ademas de las leyendas ordinarias. 



Num L I. A. ^ i^Jl ^ No (hay). Dios sino 

ifj^^aj jJlJI Allah, s61o*41, 
O Jjji. ^ no (hay) compaiiero para-^1 ^ 



c- 



/ 



MOWEDAS DE LOS CALIPAS HAMMUDIES. 117 



M. ^ Hj^j '-^^ "^ *^!^ *ijjuj *&jjJt !J^ ^j-^ *^5 ^^ 



jS^w e^ nomhre de Allah, fu4 acunado este dirhem en 
la ciudad de Ceuta, ano 6 y 4 ci(entos), 

II. A. jw^J! Jj Principe kendero. 

.L^» ^lL'^! El imam Hixem, 

^x^j^\j.^\ amir de los creyentes, 

i_lJL_! jLjj4! Al-Muwayyad billah. 

M. La mision profetica de Mahoma hasta ^.^J 
Dirhem con dos agujeros, en regular conservacion. 

LAm. XII. F. 0. 

Este dirhem estd acunado por Ali hen Hammud antes 

de apoderarse de Cordoba, donde reinaha Ouleiman: Ali 
reconoce como Imam a Hixem, cuyo paradero nadie 
sabia, y de quien se titula Principe keredero. 

MONEDAS DE ALlt 

(de 407 h 408) . 

Niim. 2. L A. La profesibn de fe. 

^?^ «^ nomhre de Allah, fu4 acunado este dirhem en 
la ciudad de Ceuta, ano 7 7/4 ct(entos). 

11. A. jw^,_jJ! Jj Principe heredero. 




s. XS^ EI imam Ali, 
i»woj4t j.'-.A amir de los creyentes, 
i)|^;j.3^^U3! An-Nasir lidin-Allah. 




\) 



^ r 



Yahya. 



118 SECCION CUARTA.-REYES DE TAIFAS. 



M. La mision prof^tica de Mahoma hasta kJ 
Dirhem en buena conservacion. 

LAm. Xn. ' P. de G. 

AL-KAgiM AL-MAMtiN ' 

(408 a /ii:-). 

Mm, 3. I. A. Debajo de la profesi6n de fe el nom- 
bre ^^M Yahya, 

Sin el nomhre de Allah, fue' acunado este dirhem en- 
la ciudad de Ceuta, am 9 y 4 (cientos). 

IL A. jL-^_;t-)l Jj Principe heredero. 

^UJ! >U^ El imam Al-Ka§im, 

^j—oI—hJ! Al-Mamun, 

,j^Ji.\j^_^\ amir de los ereyentes. 

M. La mision profetica de Mahoma hasta iJU 
Dirhem en buena conservacion. 

LSm.xn. F. 0. 

YAHYA AL-MOTALt 

(415 4 427). 

Mm. 4. L A. En el entro la profesion de f4. 



M. 



aJ jtj 'ijAA ?^.i;,A~.j Xw 'Ia-j^ 'hi.Xb.i *»jAj| \S.1b \^y^ Jul ^*«J 



En el nombre de Allah, fue acunado este dirhem en 
la ciudad de Ceuta, afio 6? (y) 10 y 4 (cientos). 

11. A. No esta representada en el grabado: es igual 
a la del ntmero siguiente. 

Dirhem ©n buena conservacion. 

Ldm XII. p. de G. 



■"-- --J-J" 



4«x^ 



t 



r 



MONEDAS DE LOS CALIPAS HAMMUDIES. m 



M. 



Num. 5. I. A. Bncima de la profesion de f^ hay 
las letras L? y debajo , que forman el nombre U 

J^w e/ nombre de Allah, fue acumdo este dinar m la 
ciudad de Ceuta ano 6 y 20 y 4 ci(entos). 

II. A. j^^jJ! Jj PHncipe heredero, 

•s-v .L";^ EI imam Yahya 

J.)L ^JuoU! Al-M6tali Billah, 

^^jW j^\ amir de los creyentes. 

^i_j^\ Idris. 

M. La mision profetica de Mahoraa liasta_33j 
Dinar en buena conserYacion. 

Lim. SII. 1> dc G, 



IDRiS I. AL-MUTAAYYAD 

(427 i 45f). 



M. 



Num. 6. I. A. Debajo de la profesion de fe hay un 
nombre que podria leerse ^^«y^ jjanz'tXn. 

£'n e/ nombre de Allah , fue acunado este dirhem en Al- 
Andalus ano 1 y 20 (y 400). 

II, A. J ,.^]\ L Principe heredero. 

ir^.j^\ ^UW El imam Idris 

^;j^ji\ J.-.1 amir de los creyentes, 

jJULj j_jU4I Al-Mutaayyad billah. 



O 



_«^cs. Bacdn, 



120 SECCION CUARTA.-REYES DE TAIFAS. 



M. La niisi6n profetica de Mahoma hasta ^ il< 
Dirhem en buena conservacion. 

Lim. XII. Escmo. Sr. D. Aureliano FernandeB Guerra, 

HApAN AL-MOCTANSm 

(431 a 433)? 

Mm. 7. I. A. En el centro la profesi6n de f^. 

En el nombre de Allah, fu^ acmado este dirhem en la 
ciudad de Ceuta, ano (no cupo). 



II. A. Us^-o Nacha. 

L,'^ El imam HacAn 



JJU ^^ii«4l Al-Mogtansir billah, 
,^;;o^^i! j,,A amir de los creyentes. 

A 

^jU! Al-Alawi, 

M. La misi6n profetica de Mahoma hasta »^^ 
Dirhem en regular conservacion. 

Lfan. XII. M. A. N. 

IDRtS II. AL-ALt 

(Primera ve a, 435 4 439) , 

Niira. 8. L A. Debajo de la profesi6n de fd, el nom- 
bre ju».ar%„ Mohammad. 

En el nombre de Allah, fue acmado este dirhem («n Al- 
Andalm), ano Sy 30 {y 400). 

n. A. (j^j^t >Lo"^ El imam Idris 

JjL ^L^t Al-Alibillah 
,^;>i-,j4l ^.^1 amir de los creyentes. 



I 



f 

5 - 



MONEDaS r>E LOS GALIEAS HAMMUDIES. isl 



M. La mision prof^tica de Mahoma hasta Kj^J 
Dirhem en regular conservacion. 

Mm XII. P, de G, 

MOHAMMAD AL-MAHDt DE MALAGA 

(458 a 444) . 

MOHAMMAD AL-MAHDf DE ALGEGIRAS 

(4/.0! »450t). 

No siendo posible asegurar que monedas pertenecen 
al Mohammad de Malaga y cuales al de Algeciras , aqui 
ponemos s6lo su descripoi6n, j en los cuadros sindpticos 
de los tipos indicaremos cuales nos parecen de uno y 
cu41es de otro. 

Mm. 1. LA. Debajo de la profesidn de f6, hay el 
nombre j^srv. Mohammad, 



M. 



jlj i^r^^Jjl i-^ ^^JJ~i[U *»jjj| !ij6 V!^ ^' 1***^ 



^ e/ nombre de Allah fue acunado este dirhem en 
Al'Andalus, ano 40?/ cuaftro'cientos). 

IL A. ju.^^ ^Lo"^ EI imam Mohammad 

,^;>Loj,4! j^ amir de los creyentes, 
UJL ^J^,Jt Al-Mahdi billah. 

M. La misi6n profdtica de Mahoma hasta it 
Birhem en buena conservacion. 

LSm. Xni, P de G. 

Mm. 2. I. A. Debajo de la profesion de fe, el nom- 
bre j„ss"Vo Mohammad, como en la moneda anterior. 

£■« el nombre de Allah, fue acunado este dirhem en Al- 
Andalus, ano 1 ?/ Guaren(ta y 400). 



122 SECCION CUARTA.-REYES DE TAIFAS. 

II. A. j^"^ M Amir 

j^^x. .L^ Ei imam Mohammad 

^j^jW j^\ amir de ios creyentes, 

aJb ^j^\ Al-Mahdibillah. 
■•u Yahya. 




M. La misi6n profetica de Mahoma hasta ^JiJ 
Dirhem en buena conservaci6n. 

tain.XIII. F. 0. 

Mm. 3. I. A. En el centre la profesion dd fe in 
cMda en un cuadro. 



M. 



iL .j^^^&dk. ilw . wJjjYU aJsjJj! t-^ ^^^j'^ *^! fi^^ 



En el nombre de Allah^ fu4 amnado este dirhem en 
A l-Andalus ano 5 y cttfarenta y 400) . 

II. A. j.,.f El Amir. 

A_*^s^ .L^ El imam Mohdmmad 

JiiU ^Ju^l Al-Mahdi billah, 

^^;>:«,jJS j^^\ amir de Ios creyentes. 
^^wLiiJ ! A l-Kagim . 

M. La mision profetica de Mahoma hasta jJl ^ 
Dirhem en regular conservaci6n. 

L4m. XIII. P. ae G. 

IDBtS II. 

(Segunda vez, 445 d A^l). 

Num. 4. I. A. En el centro la profesidn de fe. 



M. 



aXJjIj ^y^d. Iw jjJaiVu aSM^! \S^ ^J^ ^^^ (^ 



I 



I 

t 

J- 






MONEDAS DE LOS CALIFAS HAMMDDIES. 123 



En el nomhre de Allah^ fue acunado este dirhem en 
Al'Andalus aflo 5 y cuaren{ta y 400). 

11. A. jw^^l L Principe heredero 

^j^ij:>\ ^t-.'jJf' El imam Idris 
JlJL> JUJt Al-Alibillah, 
4JL3l^.a>jjLkJ| El vencedor es Allah: 
j^T;vi^j,J! ^.^^1 amir de los creyentes, 
^^x, Mohammad. 

M. La mision profdtica de Mahoma hasta > 
Dirhem en regular conseryacion. 

Lam-. XIII. P. de G. 

Niim. 5, I. A. En el centre la profesion de U, 



M. 



iLu« 'iJslijc. iUjJ«!j *SfJu| \S.s> \_^ t-^ A)\ *»«j 



En el nomhre de Allah, fue acunado este dirhem en 
la ciudad de Granada afio. . . . 

II. A. ij^j^\ f^^ ^1 imam Idris 

ajb ^UJl Al-Ali billah 
(^;;Vu_^t j<r^\ amir de los creyentes. 

M. La misi6n prof^tica de Mahoma hasta ^js-'S 
Dirhem muy tosco en regular conservacion. 

Mm Sni, P. 0. 

Como en ninguno de los muchos dirhemes que de 
esta clase hemos examinado cupo la fecha, no tenemos 
seguridad de que pertenezcan al segundo reinado de 
Idris II. 



124 



SECCION CUARTA. -REYES DE TAIFAS. 



OEONOLOGfA DE LOS HAMMUDIES DE MALAGA. 



NOMBRES. 



a)t ^.jJ^-sj.U! JL All An-Nasir lidin- Allah 



9S ^^-^^ -Uy^*5 

., 3^U 1 *-liJ \ Al-Kagim Al-Mamiin. 



c^j 



35^-^ 



iJJb JiiJi 






^■ 



sr-Vj 



Yahya Al-M6tali billah. 



--bi)| Al-K^gim (segunda vez). 



Yahya (segunda vez). 



AiS'O. 




J =£ r^^'mo 



juLUt ^^.jSt Idris (I) Al-Mutaayyad. 



/ £ 




ti 



.^, Yahya. (II,) 



^Lr^i^ ^ 



^^i;^™J! , ' 1 Hagan Al-Moctansir. 



J}S^^J\ Mris (II) Al-Ali. 



y £ 



JJX ^4^71^^-' Mohammad Al-Mahdf billah (1). 



f S f t^.^*i:» ^ 



jjp) ^J\ Idris (III) Al-Muwaffak. 



-- * 



^ jj| Idris (II) (segunda vez) 



P^'h'^* . a 



.-5 



MLlii\ is^-v^ Mohammad Al-Moctali 



207 a 208 
'i08a4i2 

412 a 413 

413 a 414 

414 a 427 
427 a 431 
431 

431 a 433 
433 a 439 
439 k 445 
445 

445 a 447 
447 A 449 



Muchos de los datos que aparecen en las monedas de 



(1) Hay que observar, que muchas de las monedas atribnidas a este Prmcipe, son 
probablemente deotro Mobimmad, que reino eu Algeciras por los mismos anos, y 
que tomo el migmo sob ren ombre : como de este hablan poco los historiadores, y no 
fijan la fecha de 8u proclamacioa ni la de su muerte, siao de un modo vago, nos pa- 
rece indodable que vivio bastante mas de lo que indica Al-Makkari. 



I 



f 



MONEDAS DE LOS CALIPAS HAMMUBIES. 



12g 



esta dinastia, ofrecen graves dificultades y no pocaense- 
nanza historica: no podemos aqui ocuparnos de estas 
cuestiones, pues esto nos llevaria demasiado lejos: en otra 
parte hemos hecho el estudio detenido de tales cues- 
tiones (1). 



TIPOS DE LAS MONEDAS DE LOS HAMMUDIES. 



Prim era drea. 



Segunda Ai'ea. 



Ailos. 



ALi (A NOMBRE DE HIXEM U). 

■^t Jj Principe heredero 






j^-^ Motbiiffir. 



J- hi. 



405 y 406 en 

Ceuta. 

406 en AI- 
Andalns. 



ALt. 




Kii 
Ceuta. 



•^}\ Jj Prfncipe heredero. 



^^^V. Yahya. 



407, 
408 



viJjL^ MoMrec. 
'^i*'! Jj Principe heredero. 



^^y_ Yahya. 



407 



I5n Al- 
Andalu 



407, 
408 



(!) ^studie critico gohre la Mstoria ymotiodas de los Kmnrmidies de Malaga 
■y Algeciras, pnblicado en el tomo VIII del iJ/wseo Hgpaflol de Ant igUedades. 



^ e ^ 



d J. 



_-7 ^ ■' 



^ 



'■■ — 

_ _ J 






^'^ 



iM 



Seccion CUARTA.-REYES de taipas. 



Primera drea. 



Seguntla dreo. 



Afios- 



AL-KAgiM AL-MAMtJN, 



j^l Jj Principe her. 
.^^7^J Yahya. 


^•u Yahya. 


4 
J 


^jj^l IdriQ. 


^j^j^^l Idrig. 






s^^^^jj j^ bea YiiQuf. 


?->j^ix ^wjS AbenHammuii 
j-« ef El amir. 



(^ 



AU^ 



HaQan. 



■x^] Jj Prfncipe heredero, 



J^l J5 Prfncipe heredero. 
t:^'^^ Yahya. 

^^,:sr\j J4JI ^jP.'^h." Yahya, 



408. 
409? 



409, 
410? 



409. 



O^xJ! J^ Principe heredero. 
f^^\ Yahya. 

J-^,xj1 Jj Principe heredero. 
^LS"U_ Yaljya. 



■wJ^jJl Jj P.« h." Ya^ya. 




?^-.2^ Hagan? 



en 

Ceuta 



410. 



410. , 

411. / 



410 



410, 
411. 



eaAl- 
*1*- >Audalu8 



412. 



412. 



-c"- 



>■ 



5 



i 



r 

i ■ 



s- 

I 
S 
5- 



MONEDAS DE LOS CAUnS HAMMUDIES. 



12? 



Pnmera drea. 



Segunda Area 



Afios* 



^^! J^ Principe heredero. 



*UiS7-u Mohimmad, 



J 



^! Al-Moiza. 



^;^L3r5| El-hiehib. 



^5^^^. Yahya. 



4i3 enAJ- 
Andalus* 



410 en Fez. 



H5 enZaragoza. 



VAhYA AL-MOTALl. 



) 



■ 



?^i^l Aaach? 



?^.U| AHach? 



(j«jj->l Idrig. 



a™ Is KSgim. 



U Kd- 



r 



Qim 



Sin afio Jii feea. 



A^l Jj Prtneipe heredero. 

(v^j^t Iddtj. 

-^J| Jj Principe heredero. 



A^Jl Jj Principe heredero. 



J-j^*J1 Jj Principe heredero. 
A^*jS a Principe heredero. 



412 enAl- 
Aadalus. 



410? 411? 
412? 41i 
416, 416, 
417, 4ia 

414 



^»«jj^| Idrig, 



418, 419, 

420, 421, 
422? 435, 

m. 

418, 419, 

421, 423, 
424, 425. 



en 
Ceuta* 






'. 1 



1^ 
-->■ 



b ^ 



-^ 



128 



SECCION CUARTA.-REYES DE TAIPAS, 



Primera Area 



Segimda Area. 



Alios. 



IDRtS (I) AL-MUTAAYYAD. 



?,. 



U-^J^' 



Hanziin? 



l:sr<> Nagha. 
,_j)jJS el Alawl. 



j^! Jj Principe heredero. 
^™=sr'l Al-IIagan. 

j^l Jj, PriHCipeheredero. 



v-5 



HaQan . 



427 en Al- 
Andalus, 



428 ^" Ceuta. 



HA^AN AL-MOgTANSIR, 



L^-\j Nachu. 



^^jWl el Alawi 



en Ceuta 



IDRIS (II) AL-ALi. 
Primera y segunda voa. 



o^^r-u Mohdnimad. 



^^ 



J^ 



w^ 



Tei 



amir 



J-s.=5r-Uj Mohammad 



•>-^\ Jj Principe heredero 
J-s=sr-Uj MoliAmmad. 



434? 
35? 37? 



437, 
438. 



441? 



443? 



444? 
445? 



en AI- 
Andalus 



\ 



en 
Ceuta < 



I 

H 
Xr 






MONEDAS DE LOS CALIPAS 9AMMUDIES. 



129 



Frimera drea- 



J^! Jj PriDcipe her. 



Segunda drea. 



Aaos. 



^;;A*l**4l deloamuQlimes 
J-Msrv-. Mohammad, 



■H^'t ^j Principe heredero 



sin feclia ni ;eca. 



Jwssr-u MohSmmad. 

■H*^' ^3 Prfacipe heredero 
^X^^-^ Mohammad. 



J^l Jj Principe her, 
J->srUi Mohiimmad , 



445 en Al-Andalu3. 



en Mdlaga? 



446? en Malaga. 



MOHAMMAD AL-MAHDI. 



^^*is"w Mohammad- 



#L 


j-dS-^O 


Mohammad ^ 

i 




Hogain. 



^ 



-^At 



^El 



amir 



^ 



j^ 



ss"U Yahya. 



>?rEi 



arau 



I 

I c?^=^'V Yahya, 



43)8, 
43)9. 



439, 440. 



441? (1) ^Andaliis. 



440, 44i, 
42, 43, 
44, 46. 

443. 



(1) Nos melinamos a que las monedas de los tres primeros tipos son del Moham; 
mad de Malaga, y las otras del de Algeciras. 

9 



130 



SECCION CUARTA.^RETES DE TAIFAS. 



Pnmem Area 



Vsr^o Mohimmad 



^ ^ ben Al(- 



Segunda Area. 



AfiosH 



c^^-^^ j-^^ El arair Yaliya 



Ui, 



j^^^ El amir 



^^■UJ| Al-KA?ita. 



IDRtS HI? 



en Al- 

Andalus, 






1 



i ^\ Abeu G, , , 




445, eiiMAIaga? 



IL 



MONEDAS DE LOS LLAMADOS PROPIAMENTE REYES DE TAIFAS. 



Llamanse reyes de Taifas (6 banderias) los jefes que 
a la desaparici6n del califato de Cordoba se declararon 
independientes en el territorio que gobernaban. 

Las monedas comprendidas en esta seccion, las mas 
importantes de todas las espanolas, por ser la historia de 
este periodo la menos conocida, y en la que los monu- 
mentos numismaticos son mas variados , ya que no mas 
abundantes , pueden dividirse en dos grupos generales: 
uno de monedas que tienen nombre de Imam , las cuales 
en su distribuci6n general no se diferencian notable- 
mente de las anteriores; y otro de monedas que no con- 
tienen tal titulo, ni por supuesto, el de Amir almumi- 
nin, ni auu el menos pretencioso de Amir almuglimin^ 
que encontraremos en las monedas de los Almoravides: 



N0CI0NE8 GENEEALES. 131 



4^ : 



i 



en ias monedas comprendidas en esie grupo, la distri- 
bucion de las leyendas puede variar al extreme; pues no 
teniendo el grabador 6 dibujante, 6 quien de esto cui- 
dase, la pauta que en cierto modo le daba el haber de 
poner el titulo Imam, el nomhre y sobrenomhre del rer 
conocido como tal, siquiera faese solo de formula, y el 
titulo de Amir almuminin, era completamente libre en 
el modo de distribuir 6 combinar el nombre del verda- 
dero rey con las leyendas koranicas. 

Las monedas del primer grupo contienen casi siem- 
pre el nombre del imam Eiccem Al-Muioayyad hillah , 6 
sea Hixem II, por mas que hiciera muchos anos que 
habia muerto 6 desaparecido: digaraos en pocas palabras 
el origen de este hecho singular. 

HrSEJI II DESPtJJES DE MUERTO Y ABD-ALLAH, CALIFAS NOillNALES. 

En el ano 403, cuando Culeiman se apoder6 de C6r- 
doba por segunda vez, el desgraciado Hixem II fue 
muerto 6 encerrado con el mayor sigilo ; desde entonces 
nadamas se supo de el, pues los que indudablemente 
sabrian la verdad de los hechos, unas veces decian que 
habia muerto, otras que vivia, segun las cireunstancias 
variaban: esto dio lugar a que se hablase en muy vario 
sentido , el pueblo admitia generalmente , que habiendo 
escapade del poder de sus opresores, se habia ido a 
Oriente, donde vivi6 en la mayor miseria: hacia el ano 
429, se establecio en Calatrava un esterero que, debia 
de tener alguna semejanza con Hixem II: ello es que la 
gente comenz6 a reconocerle como el verdadero Califa, 
hasta ei punto de que alarmado por estos rumores el 
rey de Toledo, fue contra los de Calatrava, para expul- 



132 SECOION CUARTA.-REYES DE TAIFAS. 



sar de alii al yerdadero 6 falso Hixem : el kadi de Sevi- 
Ua, Abu Al-Kagem Mohammad, ya de hecho verdadero 
rey de esta poblaci6n, comprendi6 el partido que podia 
saoar de estos rumores; y habiendo llamado d su corte 
al esterero de Calatrava, comunico la noticia a todos los 
reyezuelos, dici^ndoles que Hixem le habia nombrado su 
hdchib 6 primer ministro : los gobernadores afectos a la 
dinastia Oraeyyah, que de hecho eran reyes, lo creyeron 
ofloialmente ; y de aqui el que el nombre de Hixem II 
figure en las monedas de esta 4poca : si alguno lo crey6 
de veras, la farsa no podia durar mucho tiempo con apa- 
riencias de realidad; pero es lo cierto, que en las mone- 
das de algunos reinos , su nombre figur6 durante largos 
anos: el mismo Al-MotadMd de Se villa, hijo y sucesor 
del iniciador de la farsa, pone siempre su nombre, aun 
despuds de haber deelarado, segtm. los historiadores, que 
habia muerto bastante antes, pero que por las circuns- 
tancias de la guerra no habia creido prudente hacer 
piiblica su muerte. 

Al dejar de figurar en las monedas ei nombre de 

Hixem, y aun antes, algunos reyes de Taifas proclaman 

en las mismas la soberania espiritual de un Imam Abd- 
AUaki Al-Muwctyyad hillah 6 Almutoayyad hinasr- 

, Allah: como el Abd- Allah puede tomarse y se toma, aun 
en monedas, no como nombre propio, sine como califl- 
cativo, y figura por espacio de mas de 50 anos, creemos 
que los reyes de Taifas reconocieron la soberania espi- 
ritual de los Califas de Oriente, sin cuidarse de como se 
llamaban. 

Badas estas explicaciones sobre la existencia muy 
conocida en monedas espanolas de los nombres de estos 



4 



'"S^S^-^ 



"^1 

-1=1 

■_-" 
- -a 



J -I 



-=^ 



i n 



-? 






/'] 



- N 



- ^ 



NOCIONES GENERALES. 133 



dos Imames, muerto el uno y desconocido el otro en nues- 
tra historia, cuyo hecho ha extraviado a numismaticos 
distinguidos, es de notar ademas que en los alios desde la 
desaparicion de Hixem II en 403 , hasta la muerte del 
ultimo Omeyyah Hixem III, en 428, alguna vez se en- 
cuentra reconocida la soLerania de este, que estaba refu- 
giado en Lerida 6 en Zaragoza, y tambien la del Ham- 
mudi Al-Kacem, que estaba encerrado en un Castillo por 
su sobrino Yahya. 

Cuando en las monedas de los reyes de Taifas oonsta 
el nombre de Imam, el del verdadero rey de la pobla- 
cion que la acuna, esta de ordinario en la misma area 
que el nombre del Califa, y distribuido generalmente 
en las lineas superior 6 inferior: el rey, en unos cases, 
toma el titulo de hdckib, que a veces trasmite a sus bijos, 
cuando el toma tituios sultanicos , como sucede con Al- 
M6tadhid de Sevilla, que en los primeros anos figura en 
la II. A. con el titulo ^U .^^l^S El EdcUh Ahhad, y 
desde 439 con el de JJU j.^;;*^! Al-Mdtddhid Ullah, ha- 
ciendo que primero su hijo Icmail y despu^s Mohammad^ 
aparezcan en la I. A. con el titulo de hdchib: otras veces 
el rey no toma el titulo de hachib , sine uno compues- 
to de un nombre apelativo como ^^ cet/fo-espada, oU& 
imado-columna J j,^^ ddhido-brazo, etc., determinado 
con el nombre U^jJ! ad-daulah-estado , resultando los ti- 
tuios de iJjjJt ^j- Qeifo~d-daulah (Zafadola en nuestras 
cronicas), esjpada del estado , jJ^jJi ^U Imado-d-Daula 

(columna del estado), etc., tituios que, si en tiempos 
de verdadera monarquia se daban alguna vez d algun 
gran valido del Principe, en estos viene a significar 
individuo de la familia real 6 el mismo rey. 



134 SBCCION CUARTA. -REYES DE TAIPAS. 



La abundancia de denomiaaciones pomposas es tal, 
que alguna vez diriase que en las monedas de Sevilla y 
Cordoba por ejemplo, figuran tres reyes, ya que tres 6 
mas titulos sultanicos son los que aparecen; pues el sn- 
cesor de Al-Motadhid, no solo toma el titulo sultanico de 
Al'Mdtdmid dla-llah, sine que, como dicen los autores, 
los da tambien a sus hijos, como Al-Mani'dn^ Ar-R(wid 
y Ar-Hadht, titulos los dos primeros que constan en 
monedas de Cordoba, y que ban sido causa de que algu- 
na hay a sido atribuida d Al-Mamiin de Toledo. 

En las monedas del segundo grupo, es decir, en las 
que no tienen nombre de Tmam, el rey con su nombre 6 
con alguno de sus titulos llena la II. A., combinandose i 
veces con parte de la leyenda Ji)! J^^j j,^^^^ sj.^^ A)! '^ &}] Y 
No {hay) Dios sino A llah , Mahoma es el mensajero de 
Allah, viniendo las palabras koranicas 6 suniticas a lle- 
nar el espacio que hubiera ocupado el nombre y titulos 
del Imam. 

No faltan monedas pertenecientes i uno y otro gru- 
po, en las que no iigura nombre alguno de rey, sea que 
esten acunadas durante un interregnOj como pudiera 
creerse respecto a alguna que tenemos del ano 428, 
acuiiada en Zaragoza, sea por cualquiera otra causa difi- 
cil de determinar. 

Hechas estas indicaciones generales sobre las mone- 
das de los reyes de Taifas , dificilmente cabe otra cosa 
que, 6 describir una por una las conocidas de cada di- 
nastia, 6 pasar a la secci6n siguiente y tratar de las de 
los Almoravides: sin embargo, aun a riesgo de aumentar 
las imperfecciones de nuestro trabajo, trataremos en ca- 
pitulos separados de las de cada dinastia , dando a cono- 
cer las mas comunes , para que de este modo puedan los 



1 



■ ?l 






!:- 



^'■- 



M 



-1 



= •/ 



J. 



MONEDAS DE LOS IbBADIES. 135 



aficionados clasificar con alguna mas facilidad las que 
Ueguen a sus manos. 



III. 

MONEDAS DE LOS ABBADIES BE SEVILLA. 

De los tres reyes de esta dinastia, solo hemos visto 
monedas de Abbad Al-Mdtddhid y Mohammad Al-Md- 
tdmid. No sabemos si el fundador de la dinastia, el kadi 
Abu-1-Kacem Mohammad las acuno : no lo extranaria- 
mos, aunque, dado el empeno que tuvo en no aparecer 
como rey, por mas que de hecho lo fuera, es probable 
que no las acunara. 

Las monedas de Al-M6tadhid aparecen todas acuna- 

das en Al-Andalus, que debe tomarse por Sevilla; las de 

Al-Motamid lo son primero en Al-Andalus, y despues en 

Cordoba y Sevilla; en rigor tambi^n las hay de Mdrcia, 

aunque estas quiza no esten acunadas por Al-M6tamid, 

sino por gobernadores que se daban aires de indepen- 
dencia. 

Las monedas de AI-Motadhid (433 a 461) estan todas 
: . acunadas a nombre de Hixem II, por mas que los histo- 

riadores dicen que hacia el ano 450 Mzo saber que el 
Califa habia muerto algunos anos antes: su hijo y suce- 
sor Al-M6tamid las acuna siempre a nombre del imam 
Abd-Allah. 

En las laminas XIII y XIV representamos los tipos 
mas importantes de las monedas de esta dinastia , para 
que , familiarizados los coleccionistas con los tipos mas 
coraunes 6 mas importantes , puedan faoilmente conocer 
las que lleguen a sus manos. 



: J 



136 SECCION CUAETA.-REXES DE TAIPAS. 



AL- MOTADHIS 

(^33 ft 4G1). 



Nilm. 6. I. A. ^ i )! V No (hay) Dios sino 



ifj^a. 



■^ 



iJJl Allah, solo-dl, 



iJ J-.^-i. Y no hay companero para el. 
j,^^r%o Mohammad. 

En elnombre de Allah, fu6 acunado este dinar en Al- 
Andalus am S y 30 y 400. 

II. A. ^^IJ\ El hdcMb 

>LjL_ffi ,L^^ El imam Hixem, 
^-(_ujJ|^^l amir de los creyentes, 

UJIj j^jJt Al-Muwayyad billah. 

Ahhad. 




M, La misi6n prof^tica de Mahoma hasta ^Jt Jc 
Dinar en buena conservacion. 

LSm, xnr. M. A. N. 

Niim. 7. I. A. Bncima de la profesi6n de f4, hay el 
nombre .^a,LsJl Bl-McMh y debajo J^**^t Igmatl. 

^ft d nombre de Allah, fue acunado este dinar en Al- 
Andalus am ^ y 40 y 4 ci{entos). 



1 



11 



"f 



MONEDAS DB LOS ABBADIES. 137 



11. A. j^_x-^J| Al'Mdtddhid 

.Li,jB XJ^ El imam Hixem, 

^^_^\ j^\ amirde los creyentes, 

i-UL. .y^ii Al-Muwayyad billah. 

^1^ billah. 

M. La mision profetica de Mahoma hasta J 
Dinar en perfecta conservacion . 

L4m. XIII. jj j^ jj 

Niim. 8. I. A. En la parte superior hay el nombre 
..^.^Ls-'l El Uchib, y en la inferior j.*=r%o Mohammad. 

£n e/ nomhre de Allah, fu^ acunado este dinar en At-- 
AndaluSj am 6 y ^0 y 400. 

11. A. No esta representada en la lamina per ser 
igual a la de la moneda anterior. 
Dinar en perfecta conservacion. 

Lfim. Xril. M. A. N. 

Ntim. 9. I. A. En la parte superior de la profesi6n 
de f^, hay el tituloyLkJii Atk-Thdfir y en la inferior 
JJb jk)_jJ! Al-Muwdyyad hillah. 

En el nomhre de Allah^ fue acuriado es(te dinar en Al- 
Andalu)s, aHo 8 ^ 50 ?/ 4 ci{entos)» 

II. A. Tambien es igual a las anteriores. 

L4m. XIII. M. A. N. 



X38 SECCION CUARTA.-REyES DE TAIFAS. 



AI4 ' MOTAMID 

Num. L 

L A. ^^Wi El hdchib 

+ • * 

iJUl ^ i J! Y No hay Dios sino Allah: 

r 

iW ! Jj-j A*:=r\^ Mahoma es el mensaj ero de Allah . 

lJ^j^JI ^\j ^ Ciracho-d~Daulah, 

*i,U Hdccim. 

M. Solo se conoce , , . . ^ijj.ii U^- ^™^ • • = . aciina)do 
este dinar, ... 

II. A. yUiJ! Atk'Thdfir 

aU! a.^ .L\V El imam Abd-Allah 

L-j^i^jJI j..^\ amir de los crey antes 

i^ULj j>j_j^J| Al-Muwayyad biliah. 

Pequena monedita de oro; tiene recortadas las ley en- 
das circulares. 

Ldni. XIV. M. A. N. 

Num. 2. I. A. La leyenda del centre es igual a la 
del niim, anterior. ' 

£w e/ nombre de Allah, fue aciinado este dinar en Al~ 
Andalus ano2 y QO y 4 ci{entos), 

II. A. >\)\ .U A^xsJl Al' Mdtdmid dla-llah, 

il3| _v.,^ ,U^ El imam Abd-Allah 
,.^.^j.^J\j^^\ amir delos creyentes, 
i}}\j^ki j^jj\ Al-Muwayyad binasr- Allah. 



- ? 



1^ 



- E 



MONEDAS DE LOS ABBADIES. igg 



M, La mision profetica hasta 
Dinar en buena conservacion. 

^^^- ^IV- U. A, N. 

^ Num.3. LA. _.^USj Elhdchih 

^ i^J! y No (hay) Dios sino 
I sA_^j UJ| Allah, s6lo-el. 

■ i^^aJt -,!^~v Ciracho-d-Baulah, 

M. ;w^?j^^^ ja^ iyl^i'5 iUjJ.,sj *»jaJ| \Xs> ^j^ ftJJl *-.j 

^V* el nomhre de Allah, fue acwnado este dirkem en 
la ciudad de Sevilla ano 5? y sesen{ta y 400). 

IL A. Es igual & la de la moneda anterior, con al- 
guna ligerisima variante en la distribuci6n de la leyenda. 
Dirhem en mediana conservacion. 

Ldm.XIV. M. j^ N. 

Niim. 4. I. A. Sobre la profesion de f6 el titulo 
J[ki\ Ath-Thdfir, j debajo j^^Jl Al-Mutodffak. 

IL A. Es igual a la de la monoda num. 2. 
Monedita de ore en perfecta conservacion. 

Lam. XIV. M. A-. K. 

Num. 5. LA. ^^U^t El Uchih 

* 

Vr i_Ji Y No (hay) Dios sino 
3j^^j5 hJJ\ Allah, s6lo-^l. 

A 

jJjjJ! ^...-cj^ Adhido-d-Baulah. 

^''n e^ nombre de Allah, {fue acunado) este dirhem en 
i la ciudad de Sevzlla, ano 8 y ses{enta y 400). 



^^ t"^^ 



■*i T 



-■ tT^ 






Ue SECCION OUARTA.-REYES DE TAIPAS. 



11. A. Es como la del ntimero siguiente, 
Dirhem en regular conservacion. 

h&m XIV. p. "lo G. 

Mm. 6. I. A. Debajo de la profesiou de fe el titulo 
ju^ J| Ar-Raooid. 

M. :a;| il- i^)u<.^l iJjo^ -»jjJ| t-J-a w*^ ill! ^ 

En el nombre de Allah, fue aounado este dirhem en 
la ciudadde Sevilla, am dos? {y 70? y 400), 

11. A. ^.^j^^Jl Al-Motamid 

iJUt j,^^ .L,"^ El imam Abd-Allah 

..^ji-v,j^l j._w».! amir de los creyentes 

h.\.)\j^xi ju_j*)( Al-Muwayyad bimars-AUah. 

JJl JU dlallad, 

M. La mision profetica de Mahoma hasta JLi" 
Dirhem en buena conservacion. 

LSm.XIV. P. de G. 

Mm. 7. 

I. A. ^^Ut Elhdchib 

*JLJ! "jJr iJ! Y No hay Dios sino Allah, 
JJt J^j JuKsr-v^ Mahoma es el mensajero de Allah. 
i-JjjwJl ;^tj.— « Qiracho-d-Daulah, 
t^j^^J ^Ji\ Ahen Farchun? 

M. Ij |^<iX-«j ,,.^^' Ai« 'iJpj.? 'ixjj^ yjjJ! !Jj6 "-^ K^ *J^t i***v 

En el nombre de Allah, fue acunado este dinar en la 
cindad de Cdrdoba, ano 3 yQOy cu(atro cientos). 



n-^ 



I 

Id 
-J- 

■J- 



MONEDAS DE LOS IbBADIES. Ui 



II. A. Es igual i la del num. 2. 
Dinar en regular conservaci6n . 

LAm. XIV. ^ , „ 

P. de 6- 

Mm. 8. I. A. Es igual a la del n6m. 5. 
II. A. Igual a la del ntim. 2. 
Monedita de oro en buena conservacidn. 

''^^ ^^^- p. ae G. 

r 

Los adornos de esta monedita, completamente igua- 
les a los del tinico dinar que conocemos acunado en Cor- 
doba 469, nos hacen suponerlo de esta poblaoion, y del 
mismo ano 6 de alguno de los inmediatos, 

Ntim. 9. I. A. ju,^_pi Ar-Raxid. 

^ ^! Y No (hay) Dios sin6 

sjLs^j UJ| Allah, s61o-61. 

^_j-,L_Jt Al-Mani'dn. 

M. oiiS ili« M'j-^ 'UiXi>j *ajjJl |a» WKi" i>^\ **»o 

^n el nombre de Allah, fue acunado este dirhem en la 
ciudad de Cordoba^ ano 3 ylO y cua(tro cientos). 

IL A. Es igual a la del nttmero anterior. 
Dinar en regular conservacion. 

Mm. XIV. P. ae G. 

Mm. 10.. 

I. A. iJLJl "^ iwJ! Y No hay Dios sino Allah, 

i.U| Jj^j j^s\^ Mahoma es el mensaj ero de Allah. 
A_^i.^! Ar'-Raooid, 

M. Se conoce algo de la misi6n prof^tica de Ma- 
homa, 



142 



II. A. 



SECCION CUARTA.-REYES DE TAIPAS. 






J 



,4L-X-^ 



Ahen 



Al-Motamid dla-llah. 
El imam Abd- Allah 

Al-M6tadd billah 

Chdfar. 



M. 



(j&n 6/ nombre de Allah, fae acunado este dir)hem en 
Miircia, ano 3 y 80? y cua(tro cientos. 



Dirhem en mala conservaci6n. 



L6m.xrV. 



P. do O. 



MONEDAS DE AL-MOTADHID. 



Primera irea. 



Llj^ 



Wt Elhichib 

V ■ 

vJa**— I iQmatl. 
Wi ElhSchib 



J-ftis"^ Mohammad. 



ylkJS Ath-Thdflr, 



J)bjo_^! Al-MuwSyyad 

billah. 

yUiJl Ath-Thjiflr, 
AAsr\o Mohdmmad. 



Segunda Area. 



Wt Ei hichib 



.IL^ Abbad. 
a^x4! Al-M6Udhid 



aju 



billah. 



J^:y4t Al-M6tddhid 



.UU 



billah. 



Jk.^x4t Al-M6tSdhid 
iWU billah. 

o-^x4t Al-MStddhid 



aIJLj billah. 



Atio. 



437, 438, 439. 



439, 40, 41, 42, 
43. 44, 45, 48 



450, 52, 53, 54, 
56, 57? 



456, 57, 58, 59, 
60, 61. 



456? 458, 59, 



f -u 



MOKKDAS m LOS AbbADIES. 



lU 



AL- MOT AMID. 



En las monedas de Al-Motamid , nunca aparece el 
nombre de Hixem II : en su lugar encontramos , como 

hemos mdicado, un Abd-AUah Al-Muwdyyad Mllah 6 
binars- Allah, 



Primora ,^rea 



=vU^'! El hAchib 



:Oja)U! 



j^-ij— ^iracho-d-Dau- 
^ lah. 

,--^1^1 Elhdchib 



Segunda ilrea. 



yLLJ! Ath-ThSflr. 



Afios- 



UjJJ) ^\j-^ ^iracho-d-Dau- 
^ lah. 



r 



'' L» riixim. 



yliJt Ath-Thdflr. 



461, 



461? 



Id 



em. 



Idem. 



-L=rh El hdchib 



Allah. 



^t Allah. 

^ A*xxi! Al-Met^mid al- 



en 
Al-An- 

dalus. 



462, 
63,64. 



^3^''i '^\j^ Qiracho-d-Dau 



c 



lah 



>LkJ| Ath-ThAfjr. 
(J9J-1I Al-Mowdffak. 

^-^L^^l Elhitchib. 



Idem. 



463, 
64. 



Idem. 



jJjjJl J.xac Adhodo-d-Dau-- 

lah. 



^ ^^A\ Al-M6tSmidai- 



465, 
466. 



467? 



eo 



Reviila. 



JJl 



Allah. 



468, 
69. 



U4 



SECCI6N GtAE^A.-EETES DE TAIFAS- 



Piimera Area. 



kX^rtd 



r^J 



Ji Ar-Rasid 



Segunda drea 



J3t > J^l Al-M8tSmid ai 

^ Allah. 



JL*x4l Al-Motamid 



■Art^ 



(w^pS Ar-Raxid, 
_^U7*t Elhdehib 



iJl3t > al-AUah. 
yLkJl Ath-Thdflr. 



iJ-jJ! _|j-« Ciracho-d-Dau- 
^^:i.Wt ElMchib 



iJ^jJi _! u*- Ciraeho-d-Dau- 

<l^ lah 

^^j=?-j^ ^Ji \ Aben Farchiia? 

Idem. 



Wt ElhSchib 



i)gjj| Jwiic- Adhodo-d-Dau- 

lah, 

friyJl Ar-Rasid. 



J)! Allah. 

Jj^ j^l Al-M6tdmid ai- 



JJS ^ U A*x4S Al-M6Uraid ai- 

Allah. 



Idem 



hX#^v4p4J 



.j^Ul Al-Mamun 



fr«^! Ar-Raxid. 



Idem 



Idem. 

iJJ! J.2 al-AUah. 

J-s;u4l Al-M6t6mid. 



Afios. 



/i70, 
72,76, 

78. 



en 

Se villa. 



471? 

72? 



46i. 



463. 



463, 
64,65 



en Cor- 
doba- 



469 



473 



48« 



Oa^^ 



•jJt Ar-Raxid. 



j,i*;^ ^ I Aben Chaafar, 
^^j! Ahen. 

Allah. 



^- 



feXyw 



^_P! Ar-Raxid. 



J^^ 



Gb^far. 



480, 
48 ;> 



en 

Mureia.. 



483. 






MONEDAS DE CORDOBA, BADaJOZ, Etd, 



US 

Las monedas de los Abbadies son de cobre y de oro- 
dstas, en su mayor ndmero, tienen las drlas recortadas" 
de mode que habiendo side acunadas qui.a como dinares 
son en rigor semidinares 6 tercios; la forma de sus ca- 
racteres nada tiene de especial, asi que su lectura no 
ofrece dificultad particular cuando estan en buena con- 
servacion . 



IV. 

MONEDAS DE CORDOBA (NO DE LOS ABBADIES), BADAJOZ, 

GRANADA, MAlAGA Y ALMERIA- 

Hemos reproducido en la lam. XV algunas monedas 
de las dmastias del sud de Al-Andalus, de las cuales, per 
conocersepocas, nopuede formarse s^rie: solo las de 
Badajox la forman de algiin modo, aunque sumamente 
incorapleta. 
Num. 1. 

I. A. i_Ui vv ^]\ V No (hay) Dios sine Allah, 



?^! J 



<L-%V 



V 



wX-^^ST-Uj 



Mahoma (es) el mensajero de Allah. 



M. Solo se lee 



?^^j I 'i^-^ '^^j-^j J tj • • • . di)mr 
en Cordoba, ano 40? (y 400) (1). 



II. A. 



JJIj^.Lo^ El imam Abd- Allah 
^J:J.^J^\ j^\ amir de los creyentes. 



M. La misi6n profetica de Mahoma hasta ^L 

Monedita de oro de baja ley, en mediana conserva 
cion, por haberse raovido el cuno. 



Lum . XV, 



P. C. 



(1) Eu la lamina dice poi- error 400? por 440? 




10 



^ -- 



>-- — ^...^ 
f^^ ... ... 'h 

, - .-. :-.y., ^1 




^ . ^ 



146 SECCION CUARTA.-EEYES DE taipas. 



MONEDAS DE LOS REYES DE BaDAJOZ. 

La cronologia de los reyes de Badajoz es sumamente 
oscura, por lo poco que de alios nos dicen los historiado- 
res: por desgracia, las monedas de este reino, aunque 
no puede decirse que escasean , pu^s de ningiin otro 
habremos visto tantas , son muy pocas las que tienen 
leyendas circulares , que en casi ninguna se encuentran 
integras : aun asi tienen suma importancia , pues parece 
que fijan algunas fechas, no conformes con la cronolo- 
gia adoptada por Mr. Dozy, y es de esperar que con el 
tiempo se den 4 conocer otras. 

Los reyes de Badajoz de quienes conocemos mone- 
das, nunca reconocieron en ellas d Hixem 11, habiendo 
prestado obediencia por algun tiempo al califa de Orien- 

te, con el nombre del Imam Ahd- Allah. 

Hemos visto monedas , que creemos de Mohammad 

Al-Mothaffar , de Yahya Al-Mansor y de Omar Al- 
Motawaquil. 

Num. 2. 
L A. i__LJ| ^ iJl Y No (hay) Dios sino Allah, 

JJl Jj^j A*sr-w Mahoraa(es) el mensajerode Allah. 

jj-jj-^ Mowdffak. 

M. S61o se conocen las palabras l^'is^ . . . . , 

mo ochof, . . . 

IL A. w^U! M hdcMb 

JJl j^ .L^ El imam Abd-AUah 

i^xv^jK^I^-^l amir de los oreyentes 
^s-y Yahya. 



- 3 



■ 

f 
f 



MONEDASDE CORDOBA, BADAJOZ, E>tC. W 

M. Se eonoce algo de la mision prof^tica de Ma- 
homa. 

Dirhem en mala conservacion. 

LAm. XV. 

P. de G . 

Num. 3. I. A. _^L_^J| El hdchib 

^y . — )! Y No (hay) Dios sine 

-vu^j i_Ul Allah, s6lo-el. 

'il^\i\ A:p-u Maohdo-d-Daulah. 

M. 

■ 4 

Kn el nomhre de Allah, fue acmado este dirhem en 
Badajoz ano 6? 6 GO? - 

II. A. ^l»;J| Al-Motawdquil 

.iJl .v ^^^y El imam Abd-Allah 

j^A-j^J!^_w^( amir de los creyentes. 
*-L.H J^ dl-Allah. 

M. La misi6n profdtica hasta ^ij 
Dirhem en regular conservaci6n, 

LAra. XV, P.deG. 

Num. 4. I. A. Jfe^l Al-Motawaquil 

iJJt J^ al-Allah. 

IT. A. jy^xj\ Al-Mansor 

iJUU billah. 

Monedita de plata. 

LAm.XT. P- de G. 

Mm. 5. I. A. iDl J^ Al'Allak. 

t ^)\ Y No (hay) Dios sine 
U'-.jL^Jl i4 l-Motawdqiiil 



w 






m 



8ECCI0N OUAR'TA.-liEtES DE TAlFAS. 



11. A. 






Monedita de plata. 



Mm. 6. I. A. 



II. A. 






Monedita de plata. 

Lftm. XV. 



bill ah. 
Allah, s61o-^l, 

Al-Mansor 



p. do G, 



^ l-Mansor 
Allah , s61o-el. 
hillah. 

Al-Motaioaquil 
Allah, solo-el. 
dl- Allah. 



p. do G. 



f 

? 



En rigor, de casi ninguna de las monedas que atri - 
buimos a Badajoz, puede haber completa seguridad de 
que sean de esta poblaci6n , pues las que suponemos de 
Yahya Al-Mansor, estan acunadas con el nombre ^joYt 

Al'Andahis , 6 sin indicacion de geca, j en las de Al- 

Mota-waquil, si dice 6 quiere decir^ [^j-11=-j en Badajoz^ 

esta escrito de un modo muy especial en las poquisimas 
donde la leyenda circular esta medianamente conserva- 
da. Si en las anteriores puede haber duda, mayor puede 
haberla en las pequenitas de plata, en las que se leen los 
nombres de Ai-Mansor y Al-Motawaquil. 

A pesar de los poquisimos datos qiie teaemos de tales 
monedas, damos el siguiente cuadro de los tipos que 
conocemos. 



-. ! 



■^^■*^ 



MONEDAS DE CORDOBA, BADAJOZ. ETC. 



149 



TIPOS DE LAS MONEDAS DE LOS REYES DE BADAJOZ. 



Prim era drea, 




MOHAMMAD AL-MOTHAFPAR. 



J 



^U\ Al-Moth^ffar, 



k nombre de Abd-AUah- 



YAHYA AL-MANSOR. 



^j- Mowiffak. 
^^ Mowdffak. 



-r^^S El^dchib. 



^-r^-u Yahya. 
a-ULj billah. 



JJ^ 



41 Al-Mansor. 



^5^v. "^^^y^- 



456. 



457. 



Iiiiam 
Ab(J-AUah. 



OMAR AL-MOTAWAqUIL. 



iJJb biilah. 
jy^i.\\ Al-Mansor. 



iJJl ^ al-Allah. 
J^==_y4l Al-Motaw^quil 



^^Urh El-hichib 



iJjjJt a^-u Machdo-d- 

Daulah. 

jj^^i\ Al-Mansor 



,JJL 



billah. 



J.^==j4l Al-Motaw^quil 
ill! ^ al-Allah. 



» 



Idem. 



^U billah. 



il)! ^ Sl-Allah. 



jj-^^XS Al-Mansor . 



I 



;4l Al-MotawAquil 



4«5. 



O 







Imam 
Abd-Allah. 



Sia Imam. 



150 eECO^ON CUAltTA.^EEYES DE TAIFAS. 



MONEDAS DE LOS ZEIRIES DE GRANADA Y MALAGA. 

A los Zeiries de G-ranada atribuimos unas moneditas 
de oro de baja ley, que representamos en los ndms. 7 
y 8 de la lam. XV. 

Num. 7. I. A. ._^U-h El~hdchib 

il^*)(Y No (hay) Dios sino Allah. 
;_*_.*J| Al-Moizz. 



J- 



En la orla se lee 



■J ■■ • 



. . ,enla ciudadde Granada ano. . . . 

II. A. ^-^!-« Ceifo- 

J)! Jj^-j A*srv Mahoma mensajero de Allah 

i_JjjJt d'Daulah. 

De la orla nada poderaos leer. 

Monedita de oro 6 mejor dicho de electron. 

Lam. XV. p. de G. 

- ^ 

Mm. 8. L A. En el circulo interior leemos 



iUjJUsJ ^,t^\ |ijb 



^^ 



.^j^ 



fue acmado este tercio en la ciudad de 
Y continuando en el circulo exterior solo se ve 



'ilbji Granada. 



II, A, En el circulo interior, 

Mahoma (es) el mensajero de Allah^ enviole. 



.-: -i 



=^ - 



i 



^ 5 

j- 



_: i 

T 3 



il 



MOKEDAS DE CORDOBA, BADAJOZ, ETC. 151 



De la orla exterior, donde es probable que continuase 
la leyenda anterior, s6lo se conoce algiin trazo. 
Monedita de electron. 

Lam. XV. P. d* G. 



MONBDA DE MXLAGA. 



Niim. 9. I. A. En el centre, solo hay la profesion 
de fe, distribuida en tres lineas como de ordinario. 



M. 



A«J 



LaJL xljJ-*j ^ iJ.(J! \Sj!> w^J"^ ^1 /^^^) 



(En el nombre de Allah ^ fue acunado e^te) dirhem en la 
ciudad de Malaga , a . • , . 

JL A. ju-:* > .^^>\ Abu MaM 

ilOL) j^j..x^\ Al-Moctansir billah 
iJJI ,.jj :xi\ Al-Moizz lidin-AUah, 

M. La mision profetica de Mahoma, de la cual se 
conoce poco. 

Dirhem en mediana conservacion. 

him. XV. P- d,o G. 

^ ■ 

MONKDAS DE ALMEEIA. 

Num. 10. 

I. A. i J ) Para-Allah 

^ — >! la alabanza. 

;JJt ^V ij\ Y No (hay) Dies sine Allah ; 

JJ! Jj^wj A*^-\-, Mahoma(es)elniensajerode Allah. 

M. Solo se conoce la palabra .^j 

En el nombre 



153 SECCION CUARTA.-EEYES DE TATFAS. 



IT, A. iJJL, hillah 

w 

.-™^_jwjt„JS Al-Mdtasim, 

._U! T O! Y No (hay) Dios sino Allah, 

^Jl Jj-j -v«57-u Mahoma(es) el mensajerode Allah. 

M. La raision profetica de Mahoma hasta J=J 
Dirhem en mala conservaeion. 

Lam. XV. p_ ^^ q^ 

Mm. 11. I. A. JlJL_, Billah 

J3| Vr Jl V No (hay) Dios siii6 Allah, 
,^..^^:x^ \ A l~Mdtasim . 

M. La mision profetica de Mahoma , de la cual solo 
se conocen las palabras ^jaJ! . . . j^'l ja 

IL A. i_U! ■ -Allah 

ilJl J^«^ x^\, Mahoma (es) el mensajero de Allah, 

S-^^^ ^'i\^^\ Al-Watsek fifadhl- 

M. Solo se conoce algln irazo. 
Dirhem en mala conservaci6n. 

Lim, XV. j^_ Q 

De estas monedas no podria asegurarse que son de 
Almeria, a no haber visto otras donde se lee la geca; 
pero entre los ejemplares que teniamos disponibles, 
hemos elegido estos para su reproduccion, porque tienen 
en mejor estado y mas legibles las leyendas del centro. 



V. 

MONEDAS DE TOLEDO Y CUENCA. 

Las monedas indudables de los reyes de Toledo per- 
tenecen todas al segundo grupo, pues en elks no se re^ 



-J 



_ V 

? ": 



i 



.? 



MONEDAS DE TOLEDO Y CUENCA. 153 



conoce Imam alguno: de Al-Mamiin y Al-Kadir hemos 
visto varias , aunque de aqu^l faltan de muchos de los 
afios de su largo reinado (430 a 468): del primero, 
Yaich, no sabemos si existen. 

De Icmatl creemos haber visto ultimamente un ejem- 
plar que posee el Sr. Oaballero Infante; en el leemos: 

F 

LA. Vr i__Ji ^ No (hay) Dios sino 

Bj_^jjJLJ| Allah, s61o-el; 
iJ Jj^i, ^ no (hay) companero para-dl. 

M. m^iL. 



ii=j jBj Jt \M^ 



es)te dirhem en Toledo 



11. A. ?jJlSJ\ Ath-Thdfir. 

j-i-.c .LoW" El imam Abd- 

j-ll_^^!iJU! Allah, amir-almu- 

minin. 

M. Solo se conoce alguna que otra palabra de la pro- 
fesion de fd. 

Como Icmail ben Abde-r-Rahman ben Dzu-n-Nun, 
segundo rey de Toledo, llev6 el sobrenombre de Atk- 
Thdfir (el Victorioso), creemos que en su reinado debio 
de acunarse esta moneda. 

En las monedas de ^j^l-J\ Al-Mamun, este titulo 

aparece unido al de j.vs-4|y Dzu-l-machdain (el de las 

dos glorias) en una area, con la particularidad de que las 
dos letras del posesivo J dzu estan alguna vez la una en 
la parte superior y la otra en la inferior: desde el ano 
460? prevalece otra distribuoi6n , combinandose los ti- 



15.4 StSCClON CUARTA.-REYES DE TAIFAS. 



tubs del rey con la leyenda M t iJ\Y No (hay) IMos 
smd Allah: esta modificacion coincide con el cambio de 
hachib, pues en las de 448 %ura en la I. A. .^^L^St 

iJ.jJ) .1^^ Bl hdchih Ho^dmo-d-Daulah , y en las poste- 

riores desde 460 iJ^jJ! ^^;^'- w.:^l^l El hachib Xarfo-d- 
Daulah consta en la II. A.; a no ser que supongamos que 
el hachib! es el mismo rey y que cambia de titulo , pues 
nos parece indudable que en algunos casos las leyendas 
de ambas areas se refieren a un mismo individuo , y 
aunque en estas nos inolinabamos a creer que no fuera el 
rey el que Ueva el titulo de hachib , el haber visto unas 
moneditas de Toledo con la fecha ^j^^ cinco (no cupo 

m^s), en las que se lee en la II. A. jJ^jJl ^ji. ^^^.L^^^l 

el hachib XarfO'd-^Daulah y en la otra j^^l Ahmed, nos 
hace creer que Al-Mamun en los primeros anos tomaba 
dicho titulo; luego tom6 el de Xarfo-d-Daulah , despues 

de haber abandonado aquel , combinandolo con los de 
Al-Mamiin y .jj^^^Jly i>,3'w-/-mctcMam , tomando los 

tres en la mayor parte de las monedas y uno 6 dos en 
algunas. 

Las monedas de Al-Kadir, sobrino y sucesor de Al- 
Mamto, tienen en la II. A. solo el titulo ilJL j^LiJt Al- 
Kddir billah, distribuido en dos iineas : del ano 478 , en 
que fue conquistada Toledo por Alfonso "VI , se conservan 

algunas , en las cuales se lee ilkJLLj ^^jJl |jjb -^j^ Fue 

acumdo gs/e dirhem en Toledo: de esta clase no hemos 
visto ningiin exemplar en buena conservacion: probable- 
nieiite son posteriores a la conquista: las monedas de 

Al-I^adir acunadas en -L-^jS -ixjs^ en Medina Kuenca 



r f 



pertenecen a los anos 468 y 474, y son iguales a las de 



i 

I 

1 



s. 






J. 

f 4 



J 

■ i 

i 



i 



. -i 1 



MONEDAS DE TOLEDO Y CUENCA. 156 



Toledo representadas en la lam. XVI, num. 4, y a las 
de Valencia num. 11. 

La circnnstancia de que la generalidad de las mone- 
das de Toledo do tienen nombre de imam en la II. A., 
haceque no puedan reducirse facilmente a un tipo comiin, 
J que por tanto no puedan indicarse las variantes en 
forma de ouadros sinopticos , pues para darlas a conocer 
no cabe otra cosa que poner las leyendas integras de los 
19 tipos que tenemos anotados, y por tanto nos habremos 
de limitar d dar la descripci6n de los cuatro tipos que 
hemos reproducido en la lam. XVI. 

Num. 1. I. A. _..^L-^-!l Elhdchib 

JJ! r i)! V No (hay) Dios sino Allah. 
iJjjJl .L,_-^ Hocamo-d-Daulah* 

1- 

En el nombre de Allah, fue acunado este dir(hem en 
la ciu)dad de Toledo, afio 8 y cua(renta y 400). . 

II. A. i Dz 

\ Jl Al-Mamiln 



fj-^ 



^. ■ j^s-\ J ! al-machdain. 

J U 

M. La mision profetica de Mahoma hasta ^ J/ 
Dirhem en regular conservaci6n . 

Lam. XVI. M. A. >.'. 



Num. 2. I. A. . ,_^l Jl Al-Mamun 



i.\}\ "^^ ii\ Y No (hay) Dios sino Allah. 
,.,.j-^-^-41 5-> D.zu4-machdain, 



156 SECCIONCUARTA.-EETES DE TAIFAS. 



Sn el nomhre de Allah, fue acunado este dirhem m 
la ciudad de Toledo, ano 2 y 60 (y 400). 



IL A. ^-=.L^-H El hdchih 

i^t Jj^'j j.*s7\o Mahoraa(es) el mensaj erode Allah, 
i_LjuJl ^y-i. Xarafo-d-Uaulah, 

M. La misi6n proMtica de Mahoma hasta J* 
Dirhem en regular conservacion. 

LSm.XVI. F. 0. 

Mm. 3. I. A. Jt V No (hay) Dies 

y ^j-Ul Al-Mamun Dzu- 
^.jj.^J| l-machdain. 
aJ! Vr sin6 Allah. 



M. La mision profetica de Mahoma hasta i! 



IL A, j^^-v-. Mahoma 

^^y- ^^=vls^S M hdchib Xarafo 




Jjj. \\ d~Baulah. 

ilj| J^-.^^, mensajero de Allah. 

M. ^^ 'ix^ iJJaA.lb iajj-^j iSiJul liLs . ' L^ wJl ,»*«j 

^K e^ nomhre de Allah, fui acunado este dirhem en 
la ciudad de Toledo, ano 5 y 60 y 4 Gi{entos), 

Dirhem en buena conservacion. 

I-iim XVI. p. de G. 



^-i 



-^ 



< 






. - -1 



; - ^ 

-- I 

■i f 



-1 



MONEDAS DE VALENCIA. 157 



itONEDA DE AL-KlDIB. 



Num. 4. 

I. A. iJuJ! ^y iJl V No (hay) Dios sino Allah; 
JJt dj-^j -vs:^^ Mahoma enviado de Allah. 

M t 






^Ui 'i^ ilJaJi iiJ^ AftjjJ! liLa ^ya iUt *«.j 

A e/ nomhre de Allah, fue' acufiado este dirhem en 
la ciudad de Toledo, ana S y QO y cu(atro cientos). 

II. A. ^^LiLj! Al-Kadir 

3JJL_. billah. 

M. La mision profetica de Mahoma hasta jjJi 



4 * 



Dirhem en buena conservacion , regale de nuestro 
amigo D. Francisco Zubeldia. 

L(im. XVI. 

En estas monedas de Toledo son do notar: por una 
parte la elegancia caligrafica que se observa en el traza- 
do de las lefras, j por otra la no supresion del ! del de- 
mostrativo !iU j el empleo del nombre ,U por 'ij^ ano 
en alg'unos ejemplares. 



VL 

MONEDAS DE VALENCIA. 

t)e los reyes de Valencia se conocen muchas mone- 
das, pero faltan bastantes; toda yez que ni se conocen de 
todos los que reinaron en estapoblacion, ni de todos los 
anos de aquellos de quienes se conservan. 







168 SECCIOiS CUARTA.-KEtES DE TAII-AS. 



La moneda mas antigua que hemos visto de Valencia 

\ A 

es del afio 435, decimo quinto del reinado de Abde-l-Aziz 
Ai-Mansor^ que en esta, como en todas las indudables 
suyas, prooiama a Hixem 11(1): los nombresqueen eilas 
figuran varian bastante , j en algunos cases no es facil 
determinar a quienes se refieren: el nombre y titulo de 
Hixem estan en una 6 dos lineas, no poniendose casi 
nunca el titulo ,^,ajloj]!^^^I Amiro-l-muminin, probable- 

mente porque el espacio hacia falta para otros nombres 
que no se podian sobreentender si no constaban: no puede 
sospecharse que en esta omisidn bubiera un fin especial, 
ya que en algunas que aparecen con distribucion muy 
diferente, no se omite dicho titulo. 

Las monedas de Al- Manser de Valencia son de ve- 
Uon 6 como las de sus antecesores, de cobre 6 de elec- 
tron, que algunas voces es de muy baja ley: hay algunas, 
si no de Al-Mansor, de sus sucesores, que pueden consi- 
derarse como de cobre rojo; estas en su mayor parte pa- 

recen fundidas. 

El cuadro adjunto da idea cabal de los nombres que 

aparecen en las monedas de Abde-I-Aziz de Valencia y 

del lugar que ocupan , pues de los otros tres reyes ni 

cabe ni hay necesidad de formarlo, por ser pocos los 

tipos . 



(1) Bnnnamonedita que snponemos de Al-Mansor de Valencia, y quo por sn 
tipo pareee ser de los ultiraos aiios do su reinado, proclama como Imam a Abd-Allah. 



- y 



^ 

/? 



^-i 






■Pi- 



4- 



r-r^ 



MONEDAS DE VALENCIA. 



169 



r*^ 



TIPOS DE LAS MONEDAS DE VALENCIA, 



Prim era drea. 



r" 



^^ 



'4\ Al-M6cA8im. 



SeeKn(Ja Area-, 



J 



^.^A 



Jl Al-Mansor. 



*^:iU! Al-Motisim. 



?JJb 



biilali? 



J^ 



<),^4I Al-Mansor. 



J 



^^ 



Ul An-Ndsir. 



.^-0^5 y}\ Aben Come^. 



0"-v c,' 



JJ 



-\^A 



il Al-Mansor. 



^z:.J B.C.? 



'LJjl Tarfeh. 

i_j^4! AI'Mansor. 
ii^is Tarfeh. 



J 



o^iU! Al-Mansor. 



J 



^ 



Us An-msir. 



.A^UJl An-Wfisir. 



'i-3j)» Tarfeh. 

^j ! Aben 
jj.«aUl Al-Mansor 



;._^1 Aglab. 
jj«2-t4! Al-Manpor. 



J 



ikil Al-Mothdffir. 



^^j ! Aben 



J 



fli*^ 



41 Al-Mansor 



w-^S Aglab. 

^^ \ Aben 

i5«24! Al-Maasor 

w-^^l Aglab. 



-Afios. 



^i35,3G,3g,M 



4i-i. 



443? 



■1 



» 



445,47,48. 



448,49, 50,51* 



160 



SECCION CUARTA,— REYES DE TAIFAS. 



Primera firea. 



J. 



e^ii! Al-Maosor. 



J 



fl-^iit Al-Mansor. 



Segunda Area. 



^f \ Aben 



J 



a^^v* 



-11 Al-Mausor 



^o.^! Aglab, 



vl Abea 



^ 



w-^! Aglab, 



Alio. 



)) 



A iiombre de Abd^Allah- 



.^> 



5 



-_-H 



■> 



^ 



J > 



Del afio 446 existen algunos ejemplares de un tipo, 
que por no tener en las dreas mas que uno 6 dos nom- 
bres respectivamente , y llevar dos leyendas circnlares 
en cada orla, no han podido ser incluidos en el cuadro. 

A A 

Si Abdo-1-Aziz proclamo durante todo su reinado a 
Hixem II , 6 en los liltimos anos prescindio ya de su 
nombre , como parece indicarlo una monedita de oro del 
Museo Arqueologico , en la cual por una parte se lee el 
nombre ^_5^4I Al-Mansor, y por otra los de JJSjus .Lvt 
El Imam Abd- Allah j ^\ ^^>\ Aben Aglab ^ moneda 
que per no tener orlas no podemos con seguridad atri- 
buir a Abde-l-Aziz, es lo cierto que su sucesor AMo-l- 
Melic Al-Mothdffir, en el primer ano de su reinado, 
reconoce por Imam Amiro-l-muminm k un JJU^ Abd- 
Allah (siervo de Allah): sus monedas ofrecen poca va- 
riedad de nombres: en todas ellas figura ^t ^>\ Aben 
Aglab en el mismo lugar preferente: en elks se titula 
^41 Al-MotUffir 6_^LkJ! Ath-Thdfir, que viene a tener 
el mismo significado (el Vietorioso): en la I. A. 6 bien 
aparece el titulo j\^\ Ath-Thdfir, cuando el rey se 
titula ^it Al-Mothdffir\ 6 viceyersa, 6 solamente alffu- 



^ 



---^S -1 



:-i 



-^-^M 



MONEDAS DE VALEiSClA. 161 



nos adornos^ por lo cual nos inclinamos a oreer que 
aml)os titulos hacen referenda al rey. 

De Al~Motha fiir eonocemos dirhemes de los anos 
455, 456 y 457. 

Las monedas de Al-Mamim y Al-Kadir de Toledo, 
como reyes de Valencia , en nada se difereucian a pri- 
mera vista de las de Toledo , a no ser algunos ejonipla- 

res en los cuales aparece tambien el nombre .._j£\ yj \ 

Aben Aglab^ lo mismo que en las de AMe-l-Aziz , Al- 
Mansor y de AI-Mothaffir. 

En la lam. XVI reproducimos los tipos de monedas 
de Valencia, 6 mas comunes 6 mas especiales. 



Mm. 5. 1. A. ._^-.x.s^)! Al-MoU(szm. 

^if i ]\ Y No (hay) Dies sino 

. fj.^^. iJJS Allah, s6lo-eI; 



M. 



J Joj..^. V no (hay) companero para 6\. 

(.jA^AJt jM^^ d^^^ iA4i.A-UJ i,&iw\)l j_Vs ^^^^ ^.<^ iJj| Jtf'-^J 



En el nombre de Allah, fue acumdo este dirhem.en Va- 
lencia mo 8 y 30 y (400). 

II. A. j_.^xj\ Al-Mansur 

Xji^s. .L\V El imam Hixem. 

i.UL j..j_5.ii Al-Muwayyad hillah. 

iXJL hillali. 

I 

M. La mision profetica hasta ,,..a3| Jh 
Dirhem en regular conservacion. 

Ldm, XVI, M. A.K, 

u 



162 SECCION CUARTA.-RETES DE TAIFAS. 



Mm. 6. 1. A. j^\J\ An-Nasir 

t i )\ V No (hay) Dios sino 

2j-:=.j Jul! Allah, s61o-41; 

i.] J-j ^o ^ no (hay) companero para-el. 

^n el nombre de Allah ^ fueacunado este dirhem {en 
Valencia , ano) 2? i/ 40 i/ 4 (cientos), 

II. A. ,.^xi\ Al'Mansur. 

.L^_».L_o"^! El imam Hixem, 

iJuiU J.. .4! Al-Muwayyad billah. 

l3jJo Tar f eh. 

M. La mision profetica de Mahoma hasta US' 
Dirhem en regular conservacion. 

Lim. XVI. P- <le G. 



Mm. 7. I. A. ^_.^L-Ul An-Ndsir, 



..IJ! \V J! Y No (hay) Dios sino Allah. 



II. A. ^A Ahen 






.x^^\ Al-Mansur 



.U.» .UW El imam Hixem 
,_^J.i| Aglah, 

Monedita de electron en buena conservacion. 

LSm. xyi. P- de «. 

Niira. 8. I. A. Sobre la profesion de fe el titulo 



■- < 









MONEDAS DE VALENCIA. igy 



M. 



Bn el nombre de Allah, fud aoumdo este dirhem {en 
Valencia), afio 6'^. y 50 y 400. 

^^' ^' ^r-i\ Ahen 

^-.c.]i_^_ Jl A l-Muthaffir 

.U! -v. ^L.^^ Bl Imam iljd-Allah 

i^^T:v^^l ^^^! amir delos creyentes, 

-^--J-^! Aglah. 

M.^ La mision profetica de Mahoma hasta jr 
Dirhem en regular conservacion. 

Num.9. I. A. VV ._J| v No (hay) Dios sino ' 

sA.:sj A.U! Allah, s61o-el. 



II- ^- ^ -UJl Ai-Mamiin. 

Monedita de electron. 

Lfim. XVL 



^- 



F. C. 



Num. 1(3. 

I. A. _.^U.i| Bl hdchib 

aJ! ^ ^J! Y No (hay) Dios sino Allah. 



M. 



l]^^)\ ^jL Xarafo-d- Daulah, 

p~~^J i^-> 'i^*»^ i^jj,^ *ajA(j) Si.»^__^j,«3) JJl ^„j 

En el nombre de Allah, (fue acunado este) dirhem en 
la ciudad de Valencia, am 9 y 50 (y 400). 



KA SECGION CUARTA.-REYES BE TAIFAS. 



11. A. ^,j-.L_.__i! Al-Mamun 

.j.\.3;-4* -i Dzu-1-Machdain. 

M. La rnision profetica de Mahoma hasta jaJ! ^U 
Dirhem en regular conservacion. 

Lim. SVr. P. dc G. 

Num. 11. 
I. A. ^AJ\ \V i.J\ V No (hay) Dios sino Allah; 

i)Jl J j,w , A^^--^ Mahoma es el mensajero de Allah. 



M. 



. . .J 



iaJUj'! JJ.^ JU«^aL.J ^Sj-O) |i.» i. Jj^ J-M ^«,J 



En el nombre de Allah, fue acundcio este dirhem en 
Valencia , ano 2y . , . . 

II. A. ,^L^3i Al-Kadu' 

j-ULj billah. 

M. La rnision profetica de Mahoma hasta ^jjJt? 
Dirhem en regular conservacion. 

Urn. XVX. r (Ic G. 



VIL 

MONEDAS DE LOS REYES DE ZARAGOZA. 

La historia de las dos dinastias que en Zaragoza ocu- 
paron el trono durante casi todo el siglo V de la hegira, 
es muy oscura , principalmente la de la primera. Como 
hemes dicho en otra parte (1), unos admiten dos reyes 
de la familia de los Tochibies , otros admiten uno solo: 



(1) Qecas ardhigo-eipafwlas y Misceldnea de J^mjdsmdtica arahigo-espahola: 
trabajos publicados , el primero en ta Rcvista de Arfhivos, Bihliotecas y MtiseoSj 
aiio 1874, y cl segundo en la Cisttcia Criitianay nlimei'os de 1878. 






MONEDAS DE ZAUAGOZA. 165 



las monedas parecian dap la razon a los primeros, si bien 
invirtiendo el orden en que se supone que reinaron , y 
asi lo creiamos: hoy es claro para nosotros que los reyes 
de esta dinastia fueron tres, Mondzir hen Yahya, Yakya 
hen Mondzir, y Mondzir hen Yahya hen Mondzir: mi 
creemos puede inferirse de las monedas, combinados sus 
dates con los que nos ofrecen los autores arabes y cris- 
tianos. 

Respecto al reconocimiento de Imam , tambien en- 
contramos en las monedas dates , que nj podian sospe- 
charse: tan pronto reconocen a uno como a otro. 

Los reyes de la segunda dinastia aparecen conse- 
cuentes partjdarios de los Omeyyahs, pues reconocen a 
Hixem II durante 34 anos, hasta que a la muerte de Al- 

Moktadir (Imado-d-Daulah en las monedas), se prescinde 
de Imam. 

Las monedas de Zaragoza son muchas y muy varia- 
das: en las laminas XVII y XVIII reproducimos los 
tipos mas notables 6 mas coraunes. 



Num. 1. LA. Vr, li y No (hay) Dies sino 



N ^ 



J^iV^ iw 



U! Allah, s61o-el. 



J J-j^^o Y no (hay) companero para el 
M. La mision profetica de Mahoma. 

11. A. ^AJ\ ElUchih 

>Lz.,s .L^W El imam Hixem. 

^^i^jJ! j.^^\ amir de los creyentes, 

iUb .\.-A^.J\ Al-M6tadd billah 
,J,„L.^ Mondzir. 



■166 SECCION CUARTA.-EEYES DE TAIFAS. 



r 
r 

. 3n 6lnombre de Allah, fue acunado este dinar en Za~ 
ragoza ano ^ y 20 y 400. 

J 

Dinar en regular conservacion. 

Lam XVII. , C, 

^ 

Mm. 2. I. A. Bncima de la profesion de fe ^-^l;^^ 
El hdchih^ J debajo^j,^^ Mondzir. 

M. La mision profetica de Mahoma hasta ^^ 

II. A. UJt J.-,^ JUt El imam Abd- Allah 

^^^^^\j.^,^\ amir de los ereyentes. 
?J__J Lehil? 



M. 



'J 



En el nombre de Allah, fue acunado este dinar en Za- 
ragoza am S y 20 y 4 ci(entos). 

Dinar en buena conservacion ; regalo de mi amigo 
D. Prudenoio Cabanero. 

Lim. XTII, F. C. 

Mm. 3. I. A. La profesion de fe. 

M, La misi6n profetica de Mahoma hasta _^j 

11. A. iJUl j.,^ .UT El imam Abd- Allah 



M. 



^.^Jl-oJ-^J! j^^\ amir de los ereyentes. 

' jL*J 'iX.^ iia«*5j.«.J jXjm\ l-Xa [v_ J j-Jo ill) *— j) 



-i 






MOJTEDAS DE ZAIUGOZA, 167 



(En el nombre de Allah, fu6 acunado) este dinar en Za- 
ragoza ano 8 y 20 

Monedita de oro en regular conservacion. 

Lam, XVII. F. U. 

Num. 4. I. A. i^_» ^\ Aben Hud 

^ i-J! Y No (hay) Dios sino 
sjwaj UJs Allah, s61o-el. 

'^■c'^\J>\ ^jA AbenAr-Radhi? 

En el nomhre (de Allah), fue acunado este dirhem en 
Zaragoza, ano 40 (y 400). 

II. A. iJjjJ! U Tacho-d'Daulah 

.Li_» X^^ EI imam Hixem, 

^^.*_L-,_3J! ^^1 amir de los creyentes, 
i-UL j-_j^Jl Al-Muwayyad hillah. 
^^L Quleimdn. 

M. La mision prof^tica hasta Jc 
Dirhem en regular conservacion. 

Lam. XVII. F. 0. 

Ntim. 5. I. A. Debajo de la profesion de fe el nom- 
bre ?^ Jair? 

-S'w el nomhre de Allah, fue' acuftado este dirhem en 
Zaragoza^ ano 6 y 40 (y 400). 



168 SECCiOK CUARTA.-REYKS DE TAIFAS. 



A 

II. A. LhA-J! ^L^z. Imado-d~Daiilah 

^U':._s ,l.-.\V El imam Hixem 

U.1Lj j..jj.|! Al-Muwayyad billah. 

j._^=^l Ahmed. 

M. La mision profetica de Mahoma hasta Sj.A,} 



Dirhem en regular conservacion. 



Urn. XVII. M. A. K, 

Niim. 6. I. A. Encima de la profesion de fe la 
letra ^ 

^;^ e^ nomhre de Allah, fiie'acunado este dirkem en 
Zaragoza^ ano Q y QO y cuaitro cientos). 

II. A. Igual a la de la moneda anterior. 
Dirhem en buena conservacion. 

Lam. XVII. p. de C. 

Num. 7. I. A. En el centro la profesion de fe, 

^'w (3^ nomhre de Allah, fae acunado este dirhem en 
Zaragoza, am 4y 70 y 4 (cientos), 

II. A. ^A^^\ Elkdchih 

U)l J.*«j A*s"\^ Mahoma es el mensajerode Allah. 
^y J 1 i4 l-Mutaman . 

M. Comenzando en la parte central de la izq^^uierda, 



.7^ 



J 






%: 



MONEDAS m ZARAGOZA. 169 



continua la mision profetica de Mahoma comenmda en 
ia lej^enda del centro: termina en ^)! 

Dirhem en regular conservacion. 

LiSm, XVII, PC. 

Num. 1. I. A. En el centre laprofesion de fe. 

En el nombre cU Allah, fue amnado este dtrhem en 
Zara(jfoza, am '7 y 10 (y 400). 

IL A. _.,^LJ| Elhachib 

iLljJl L^^ Ceifo-d-Daulah 



^\a»1>-p*^ 



Ahmed. 



M, La mision profetica de Mahoma hasia ..jjJl L 
Dirhem en regular conservacion. 

Ldm. XVIII. j._ C_ 



Num. 2. LA. En el centre la profesion de fe. 

-SV^ e^ nombre de Allah , fue acunado e_st0 dirhem en 
Zaragoza^ ano 5 y SO (?/ 400). 

IL A. Jb ^..^.:,^\ Al-Mo$tain hillah 

^t*jj-lLr:' -^^1 Ahmed ben AI-Mutaman. 

M. La mision profetica de Mahoma hasta .jjJi > 
Dirhem en regular conservacion. 

Lim.XVin. J,. a&G,. 



170 



SECOION CUARTA.— EEYES DE TAIFAS. 



Mm.. 3. I. A. En el centro laprofesion de U, 



M. 



^A**«j^ ^^f-" 1*"^ d.h.^Sy^ ^faj-\.'i j_\» i,_^ t^ WJi ,*«j) 



(Fn el nombre de Allah ^ fue acimado este dirhe)m en 
Zaraffoza, mo 7 y 90 (y 400), 



11. A. 



f 



Al-Moctain 
billah Ahmed 
^Jen Jahar? 



M. La mision profetica de Mahoma hasta J 
Dirhem en regular conservacion. 



LAm. SVIII. 



F. C, 



En el cuadro adjunto damos los detalles que apare- 

cen en las monedas que hemes podido ver de los reyes 
de Zaragoza. 



TIPOS DE LAS MONEDAS DE LOS REYES DE ZARAGOZA 



Prim era irea. 



Segunda irea. 



PRIMBRA DINASTlA. 



Aflos. 



YAHYA BEN MONDZIR BEN YAHYA 



-:-H 



I 

y = 



UstM Elhdchib 




q^V, Yahya. 



^ j[ 5 a nombre de Al- 



^YJ inombr© del 

Califa de Orieute, 



I ^ 



r^ 



sr 



Primera area- 



MONEDAS DE ZARAGOZA. 



Sagunda^rea* 



171 



Alios. 



c 



MONDZIR BEN TAHYA. 



> AU. 



i^ Ali. 



jjj.^ Mondzir. 
J^^ El hdchib 



jJjjJl^ Moizzo-d- 

Daulah 

.1^1 El hichib 



U-'! El h^chib 



J 



J.X 



A,^ 



Mondzir . 



-U-j Mondzir. 



J 



■A^pO 



WS Elhdchib 

Mondzir 



jJjjJl^ Moizzo-d- 

Daulali. 

U^! Ei h&chib 

■ 

Sj^ Mondzir, 
,:^U^t EI hichib 



^ 



ihX^.^ 



Mondzir 



UM EI hacbib 



J 



a; 



AfO 



Mondzir, 



?J^^3 Lebil? 



420, 423 



a nombfc 
del Oalifa de 






423 



Ilixem (111) Al- 
Jlotaddj. 



^ 



ji 



Hlxem II 
AI-Muwayyad. 



428? *2' Hixemll, 



428. 



Calit'a 
de Oiiente 



INTERREGNO? 



(1) Acanada eu Al-Andahi;^^^ 

(2) Idem, idem. 



438. 



Califfl. 






de Oriente 








..rf^--^'^-*,. 


- ^ 






\ 


- ^ rs S 










\ 


l_- ,. X. 









173 



SECCION CUARTA.-RETE6 DE TAIFAS. 



primera km^ 



Scs:uud^ iirea. 



Aflo8> 



BBGUNDA DINASTU, 

gULBIMAN AL-MOgTAIN I, 



iWb j^^x:i«.ji Al-IVIogtoiabil!ali. 



^^ 



U Ati. 



^y. .^t Abea Hud 



y 



,^Wl El hdchib? 



431? 



i3Lj biilah- 



A-is;^! Ahmed, 



iJ 



.y.5tx^4l Al-Mcu^taia 



^' 



JJLj .,.xL.»-ll Al-Mo^taiabillali, 



431? 



431? 



Hixcm II, 



w\-*:^t Ahmed. 



^js yjt Aben Hud, 
? c-^bJ^-n'! Aben Ar- 



1436(1) 



i^^wOl ^L; Tacho-tl-Bauiah 



<o 



.UJ^ (^uleimSn. 



440. / 



AHMED Ali-MOKTADin. 






Hud 



Lsr^t El hachib 



jj*<.L. Quleirai^D 



'iJjJ.Jl-^Uc' Imado-d-Daulah. 

^.^U-'S El hSehib 



'iJjj.)! ^Ui Imado-d-Daulali 
Lar^t El hachib 



J. hi. 



'ilaJUUi Imado-d-Daulahl 
^» ^j! Aben Hud. 



441? 



\ 



4»9. 



Hiscm II- 



o 



(1) i^'/i Al'Andalns, 



v^ 

K 



MONEDAS DE ZARAGOZA. 



I7g 



Prim era Area. 



Segunda drea. 



'iiyJS iUs Imado-d-Daulah. 



AGos. 



i 



'^j-^d. J air? 



-^*^l Ahmed. 



■J.jJl^L^ ImadO"d-Daulah. 



-V*^l Ahmed. 



441? 

45. 46, 

447? 

447? ^9? 
50, 51? 58? 
55? 56, 57? 
53.59.60. 
61, 62. 63? 
64.65.66, 
68.69,70, 
73.74,75. 



' Hixem II, 



YtrguF al-mutAman. 



■.^l:J\ Ellidchib 



ij,sJj-l! Al-MutSman. 



474. Sin Imam. 



AHMED n, AL-MOgXAlN. 



\ 



L^'! Elhiiehib 

lOjjJl ^ ^^^ ^eifo-d-Daulah 

lA*^! Ahmed. 



J| AVMogtain billah 

^i"4! ,.vJ -^^1 Ahmed ben Al* 
^" ^ ■ Mutftman. 



JJLj ^,x 






k]-Uoqtida 
billah Ahmed 

* 

Aben Jabar? 



i7G, 
77, 78, 
79,80. 

481, 
82? 83, 
85, 86? 
87, 88, 

89. 

497, 
498. 



Sin 

Imam, 



De las nionedas de Zaragoza solo son comunes los 
dos ultiraos tipos de las de Al-Moktadir y las de sus 
sucesores, unas mas, otras menos: los otros tipos son 
sumainente raros , siendo bastantes las monedas de las 
que solo se conoce un ejemplar. 



^'.(."^ - 






J ^ _- 









->■ 1 






i 



iU SECCION CUARTA.-BEYES DE TAIFAS. 



VIII. 



MONEDAS DE DENIA Y MALLORCA. 

Los reinos de Denia j Mallorca estuvieron unidos 
por mas 6 menos tiempo durante el periodo de los reyes 
de Taifas: las monedas de Mallorca son muy raras en las 
colecciones: no lo son tanto las de Denia, pero ni de 
Unas ni de otras se puede por hoy formar la serie com- 
pleta. 

Las primeras monedas de Denia, como las pocas que 
conocemos de Mallorca, pertenecientes al periodo en que 
ambos reinos formaban uno solo, aparecen con el nom- 
bre de Hixem II: despu^s, las de Mallorca proclaman 

A 

a Abd-Allah, y las de Denia dejan vaeante el Califato. 
Las monedas de Mochehid son sumamente raras, 

tanto las acunadas en Denia como las de Mallorca: de su 
hijo y sucesor conocido (1), son comunes las de Denia, 
y muy raras las de Mallorca : luego se dividen ambos 
reinos, y el de Denia pasa pronto a poder de la dinastia 
de los reyes de Zaragoza: respecto al reino de Mallorca, 
poco 6 nada se sabe , hasta que hacia 480 aparece cons- 
tituyendo un nuevo estado. 

En la lam. XVIII reprodueimos los tipos mds cono- 
cidos de las monedas de Denia , y en la XIX los dos de 
las de Mallorca. 



(1) DecJmos encesor conocido porque , segun resnlta de algunas monedas que 
cfeemos de JDenia , y de aiia Hgera jiidicacion de uu autor arabe , su hermaBO Hawaii 
debio de ocupar el trono por algiin tiempo; 






MONEDAS DE DENIA t MALLORCA. m. 



Mm. 4. 






I. A. 


> 


Mi 




'T. 31 ^J 


No (hay) Dios sino 




5j_=yj iJLJ! 


Allah, s61o-el; 




^W ^^Jj krtv ^ 


no (hay) companero para-dl. 




J^;sr'\M 


Mohammad, 



En el nombre de Allah, fu^ acunado es Denia ano 40 y 
4 (cientos). 

Esta leyenda esta incompleta, sea porque el grabador 
se dejase las letras j ^jj}\ U es)te dirhem en , sea por 
cualquiera otra causa. 

II. A. JU-iil Ikdalo- 

.l_i._s ,1^^" El Imam Hixem 

^^j4l ^--o! amir de los creyentes, 

UjjJt -d~Daulah. 



C.^-'"' ^ 



M. La mision profetica de Mahoma hasta ,.^,J^ > 
Dirhem en mediana conservacion. 

Lfim. xvni. P. de a. 



Mm. 5. I. A. Encima de la profesi6n de fe :,„ 
iJ^jJ! Moizzo-d-Daulah, j debajo j^^^ Mohammad. 



M. 



£'n el nombre de Allah, fue acunado este dirhem en 
Denia, ano 8 y 40 (y 400). 



1?6 SECCION CUARTA.- REYES DE TAtFAS, 



II. A. Es igual a la del niimero anterior. 
Dirhem en buena conservacion. 

Lira. XVIir. T. d« G, 

Num. 6. I. A. .Eneinia de la profesion de fe hay el 
titulo aLjJ! ;»-, Moizzo'd'Daidah , J debajo un nombre 
que no acertamos a leer: pudiera creerse que dice ? ^a]\ 
El doncel 6 El eunuco. 

En el nombre de Allahy fue acunado este dirhem en 
Denia , aSo s(iete?) y QO y ciia{trocientos). 

II. A. jL.-3^ Ikhalo- 

!^\\ A^ .L^V El imam Abd-Allah 

.^.ojjj^^^t amir de los creyentes. 
iJyJi -d'Dmdah. 

J 

M. La mision profetica de Mahoma hasta .^jJi ^1> 
Dirhem en mediana conservacion. ^ 

14m. XVirt. p. dots. 

Kum. 7. I. A. Debajo de la profesion de fe el nom- 
bre ,LJl„ Cxileimdn. 

En el nombre de Allah, fue acunado este dirhem en 
Denia, ano 6 ylO y 400. 

II. A. ^^IJ\ Elhachib 

'LJ.xJ\ i'.^-^ Imado-d-Daulah 

UJt Jj^ . j-s.^->- Mahoma (e.s) e/ mensajero de A llah. 
jX..x.^ Mondzir. 






■ 1 



\ 



MOKEDAS DE DKNIA Y MALLORCA. 



177 



• f 



en 



M. A la izquierda de JJt J ^^ eontintia la mi- 
sion profetica de Mahoma, que esta completa. 
Dirhem en buena conservacion. 

Ldm. XVIII. 

P. de Q. 

Mm. 8 (1). 

I. A. ^ ^j, y No (hay) Dios sino 

^^^^o iJJ ) Allah , Mahoma 

iJJ! d^-^j (es) el mensajero de Allah; 

^n ^^ ^om^z-e ^^ ^//«^, fue acuHado este dirhem 
Dema, anoSy SO y 4 (cientos). 

^^- ^- ^-.^.U--^! El hachib 

iX^Js .v-" pido-d-Daulah 

^L*-.J™, Culeiman. 

M.^ La mision profetica de Mahoma hasta^ U/ 
Dirhem en buena conservacion. 

Uin XVIII. 

P. do G. 

MOKEDAS DB MALLORCA. 

Ndm. 7. 

I. A. ^jj^\ Al-Morthada 

.iJt ^ ^t V No (hay) Dios sino Allah. 

^ ^,jL Y 5^=.j s61o-el: no (hay) companero para el, 
iJJ\ -u^.. Ahd-Allah. 

^^iUij -UijS -i^ lij^^ iii^j,^ ^^jjl iju ^_^^ JJ| 

ew en 



M. 



-5"?* el nomhre de Allah, fue' acunado este dirh 



(1) En la lamina dico Num. 84. 

13 



\ 

r 

r 

I 

J 

r 

A 



t 



I 



nS SECOION CtJARTA.-REtES DE TAIPAS. 



la ciudad (capital) de Mallorca^ ano 4 y SO y cu(atro 
cientos). 



II. A. , , >\ Ahen 




JJ! s^ JJt El imam Abd-Allah 
^^;Ai-,jJ!^^_^! amir de los creyentes 

M . La misi6n profetica de Mahoma hasta ^5' J^ 

Dirhem en buena conservacion , regalo de D, Al- 
varo Campaner.. 

. li&m tlK, 

Mm. 8. 

I. A. ^ j.Jl^^ Mohaccccir hen 

i_LJl "sJr jJi Y No (hay) Dios sine Allah, 
iJUl J_j^j jw^-u, Mahoma (es) el mensajerode Allah. 

Culeimdn. 




-A 



M. P~^J^ '^-^ '^j_^ ilxjj.,sj a(3b.j.J|) pta ^ 3 i-^ JJt *™j 

£n e/ nomhre de Allah^ fue acunado este dirhem en 
la capital de Mallorea, ano 4 y 90 y cua(tro cientos). 

II. A. ^-.^Lj Nasiro- 

JJ! j_^ ,Lo^ Ei imam Abd-Allah 

^^^j^S j^\ amir de ios crejentes. 
aLJjjwJS . -d-Baulah* 

M. Se conocen pocas letras de la misi6n profetica 
de Mahoma. 

Dirhem en regular Gonservaci6n , regalo del mismo 
Sr. Campaner. 

LAm. XIX. 



s 

^ 



MONEDAS £)E DeNIA Y MALLORCA. 



179 



En estas monedas hay que observar, que el nombre 
ujjlo medinah no debe traduoirse, como de ordinario, 
por la ciudad de, sino por la capital de, 

Ponemos a continuaci6n el cuadro sinoptico de las 
monedas que nos son conocidas de Denia j Mallorca. 

MONEDAS DE DENIA. 



Prim era ^rea, 



Segunda drea. 



Alio. 



moch£hid. 



> All. 


b 


^j^^ Hdgan. 
> AH. 


AsLsr-u, Mochehid. 
Vsx^ Moche- 


^j^ix HAgan, 


j_a. hid. 



435, 
436? 



a 



Hixem II. 



hA^an. 



? . . .^1 Ah. . . ? 



cT"^ 


Hfigan. 


iJjjJSA.. 


. .do-d-Daulah. 




H^ao. 
HAgan, 



o 



»> 



Hixem II . 



ALt IKBALO-D-DAULAH. 



> All. 



0->s7-u Mohimmad, 



JLJI Ikbalo- 



i3jjJ( d-Daulah. 



437, 
440, 
441. 



Hixem II , 



180 



SECCION CUARTA.^HETES BE TAIFAS. 



Prim era area. 



J^ AH. 



ill! J^ffi Abde-l-Melic. 



lah. 



^ 



J 



J.*s"U MohAmmad , 



iij^lj*-) Moizzo-d-DaU' 
laL 

?^:ii3l Al-Fatl? 



Segunda ^rea. 



JL^sS Ikbalo- 



XJ^Jl d-Daulah. 
JLJI Ikbalo- 



Xj^jJl d-Daulali. 



JMl Ikbalo- 



iJjjJ! d-Daulah 



Afios. 






/i46, 
49. 



467, 
468. 



Hixom II 



Abel -Allah, 



EL hAchib zmado D-DAULAH monbzih. 



,.,U.a1« OuleimiQ. 



470,74, 
75. 76, 

n, 78. 

80, 81. 



Sin Imam 



EL HAcHIB giDO-D-DAULAH ^ULEIMAN 



473? 
83.84, 

85,87. 



Sin Imam 



^ 



Jc Alf. 



j^=«. H^Qan. 



MONEDAS DE MALLOROA. 
MOCHfiHID. 



JaL^-u. Mochehid. 



435 



Hisem II, 



ALt 1KB ALO- D-DAULAH. 



> Alf. 



•^^^s^^-K^ Mohammad. 



JL^^! Ikbalo- 



iJ*-0! d-DauIah. 



440 



Hiiem II. 



^ 



^ 



7 



MONEDAS DE TORTOSA. 



Primera area. 



■^'Sj\\ Al-Mortadh^. 



i}}\ j.^ Abd-AUah. 



Segunda drea. 



AL- MORTADHA. 



^\ Ab 



ea 



V^! Aglab. 



NASIRO-D-DAULAH. 



480. 481, 

482, 483. 

484.485, 

486. 



181 



Afios- 



Aba-AUah, 



Mobaxxir ben. 



(j^ J^i-" 



^*^L. ^uleimdn. 



J 



f^ 



u Nasiro- 



i),-xJt d-Daulah. 



484.485, 
487, 490. 
494. 499, 

501a 

507. 



Abd- Allah. 



IX. 



MONEDAS DE TORTOSA. 



De ninguno de los reinos que surgieron a la caida 
del Califato de Cordoba se tienen quizd menos noticias 
que del establecido en Tortosa, y, sin embargo, con 
dificultad habra otro al cual corresponda mas variedad 
de monedas, y con nombres 6 titulos mas variados : Ids 
historiadores apenas citan dos 6 tres nombres propios, 
alguno de los cuales quiza sea preciso alterar algiin tanto 
segiin el testimonio irrecusable de las monedas. 

Como hasta ahora ban side muy pocos los que se han 
dedicado a este estudio, son muy pocas las monedas que 
de Tortosa conocemos en regular conservaci6nj a no ser 
de algunos tipos en los que, por desgracia, no cupo la 
fecha: esto, unido a que, segiin creemos, .un mismo in- 
dividuo toma titulos diferentes , por circunstancias que 
en manera alguna conocemos , hace que sea muy dificil 



182 SECCIOK CtlARTA.-EEYES DE TAIFAS. 



fijar en estas monedas el 6rden de precedencia: en el 
cuadro correspond iente damos a conocer los tipos que 
hemes visto, y en la Mm. XIX reproducimos algunos de 
ellos . 

Mm. 2. I. A. No tiene mas que la profesion de fe. 



En el nombre de Allah, fue acunado este dirhem en 
Tortosa, ano 2 y 30?/ (400). 

11. A. sJjaJS j^^ Motzzo-d-Daulah 

Xj.^s> .U'^ El imam Hixem 

^^jJl j^\ amir de los crejentes, 

i.lJL ju^Ji Al-Muwayyad billah. 
?Jwv.a5^ Mokahil? 

M. La misi6n profdtica de Mahoma hasta jjJi 
Dirhem en mediana conservaci6n. 

L5m. SIX. p^ ^g g 

Num. 3. I. A. Debajo de la profesion de fe el 
nombre ? JL^ MoglemP 

En el nombre de Allah, fu^ acunado este dirhem en 
Tortosa, ano 40 (y 400). 

11. A. Es igual a la del numero anterior , con la di- 

ferencia de que el titulo ■^^^}\j^ Moizzo-d-Daulah, esta 

reemplazado por el de iljt ^j^ Ceifo-l-Millah (espada 
de la religion). 

Dirhem muy tosco en buena conservacion. 

lim. XIX. , ^ jj , „_ 



-■;- 






] 

\ 

■t 



i^ 



T-" 



MONEDAS DE TORTOSA. 183 



Num. 4. I. A. ^ ,__Ji Y No (hay) Dios sino 

5,\-:vj JU| Allah, s6lo-el. 



Jj.j r^^fl^. 



M. 



En el nombre de Allah y fu^ acmado (este) dirhem en 
Tortosa, ano 8? y 40 (y 400). 

n. A, ^_^--. QeifO' 

Xls, .U"^ El imam Hixem. 

iLL«Jl -d-Millah. 

M. La misidn profetica de Mahoma. 
Dirhem en mediana conservacion. 

LAm. XTX. P de G. 

Niim. 5. I. A. ^ ,_Jj Y No (hay) Dios sino 

sj^aj iJLJl Allah, s6lo-el. 

M. Solo se conoce la palabra .»jj. dirhem. 

11. A. uJLdT^I J^^ ca^g/fit 

>U.» ,L,':^ El imam Hixem. 

M. Apenas se conoce alguna palabra de la mision 
profetica de Mahoma. 

Dirhem en mala conservacidn. 

Ldm XIX. P. de G. 

Num. 6. 

I. A. ^ i_JS Y No (hay) Dios sino 

j^^-vo U_)l Allah, Mahoma 

iJJS J_3_«, (es) el mensajero de Allah. 



184 SECCION CUAETA.- REYES DE TAIFAS. 



M. 



En el nombre de Allah, fu6 acunado este dirkem en 
Tortosa, en Rebid postrero del ano 2? (y 80? y 400). 

IL A. _^U-H El hachib 

aJjjJI a^ Cido-d-Daulah 

^U_J^ Culeiman. 

M. La mision profetica de Mahoma hasta^j^ 
Dirhem en regular conservacion. 

LSm. XIX. P. de G. 

Aunque no estan reproducidas en las Mminas , no 
queremos dejar de describir nnas monedas muy espe- 
ciales que creemos de Tortosa. 

Hemos visto dos ejemplares algo diferentes de unas 
monedas , en cuyo centre se ve en dos lineas , iJyJ|[|_^ 

Moi^zO'W'd-Daulak en una area, y i,U| ^yiJ) v No (hay) 
Dios II sino Allah, en otra. 

En ambas areas aparece lo que se llama sello de 
Salom6n , compuesto de dos triangulos equilateros oru- 
zados entre si , e inscritos en una corona de circulo , de 
modo que resultan doce triangulos , de los cuales seis 
rectilineos tienen por base tangentes del circulo inte- 
rior, y los seis restantes, mixtilineos, un arco del circulo 
exterior: en los triangulos exteriores de la II. A. se lee 



J^*Hl(^^.^jlkUllk^!||Jj-vll 



J-^'^sr'i^ 



Mahoma\\es el enviado\\de Allah ,\\envidle\\y reliffi6n\\ 
la verdadera. 

En la I, A. , siguiendo la misma marcha aunque 
aprovechando alguno de los triangulos mixtilineos, dice: 




i?- 






[y I 



MOKKDAS DE TORTOSA. 



18S 



?l.||?j:3jjJ|J.*j|Ls^,|p|jJ.s[|?^^^j|^ 

^n el nombre\\fue acunado\\este\\ d-\\irhem\\en la chi- 
{dad?)\\?T (Tortosa)? 

No estamos seguros de que la moneda cuya descrip- 
ci6n acabamos de dar , sea de Tortosa: quiza en vista de 
ejemplares mejor conservados 6 que tengan alguna va- 
riante , pueda rectiiicarse 6 confirmarse nuestra atri- 
buci6n. 



OUADRO DE LAS MONEDAS DE TORTOSA. 



I "~ ■ 



Primera area 



Sesun(la drea. 



Anos. 



1V 






t, 

T 



H i 



^ 



MOKATIL O MOKABIL. 



?J^.iL Mokabil? 



?Ji«.«. MoQlem? 



?J-3^ Mokabil? 



fjw Moizzo- 



iJj-^l d-Daulah. 
'i)jpS\ j»^ Moizzo-d-Baulah. 



Mokabil? 



iJ,jJ! iT^ Moizzo-d-Daulah 










?j^Aiio 



W?*-" 



Mokabil? 



geifo- 



?JUo Moglem? 
Jii! J.-fr Abde-1-Melic. 



V^Jc^ 



ben Rasaa? 



iJUl l-MiUali. 
U.4! ^a^ geifo-1-Millah. 



436, 
37. 



& 



Mokabil? 



/i38, 
39/iO, 
41?43? 

48. 



Hixem. II. 



Ci'*rt\< 



geifo-1-Miilah. 



?^A.<!.y 



Molvabil? 



4«4 




- '"« -.'^^ , - . } 



186 



SKCCION CUARTA.-REYES DE ^AIFAS. 



Prim era area. 



Segunda Area. 



Aflos 



J^ Yaia, 



J^. Y^la, 



YALA? 



^ ^-w Qeifo- 



il4t 1-Miilab. 
jx^ Moizzo- 



i)jJ.3| d-DauIah, 



4ii2?4ii4? 

JrrS.irr?, 

^^"- ' d nombre do 
Hixem 11 

450? 



?J-J Lebil? 



J^ Abde- 



Jilt I-Melic. 



LEBIL ? 



'iiU^! El califa 



?J-fJ Lebil? 
iiidrit El califa 



iJuLsr'S El califa 



?J-.J Lebil? 



gULEIMAN. 



» 



a nombre de 
Hixem II, 



^ 



^^\^\ ElhSchib 
WjjJ) -w. (^ido-d-Daulah 
|.L.i^Lw Quleimin. 



471? 
484? 



Sin Imam» 



Los reinos hasta aqui mencionados son los tinicos 
por hoy que tienen s^rie conocida de monedas: es verdad 
que las hay perteneeientes a otras poblaciones , de las 
cuales se conoce alguno que otro ejemplar; como de Atk- 
Thdfir Mondzir de Tudela, Mohammad Idhido-d-Dau- 
lak de Calatayud, Yucuf Al-MotMffir hen Hud de 



5 



^L 



_ -- x^ 



t 

-. 

i- 



i 
S 

* 



J 



(- 



% 



A ^ 



11 



MONEDAS DE LEEIDA. 187 



Lerida y Al-Mansor Abu Yahya Cakut de Ceuia, cuya 
\ poblacion debe considerarse como espanola en esta 

dpoca; pero todas estas monedas son sumamente raras, 

y en ninguna de ellas hemos podido leer la fecha, sino 

^ es en las de Cakut, que son de un solo tipo y algo abun- 

dantes. Como en las de Lerida hay bastante variedad de 
tipos, y algunos de estos se ban creido de los Fatimitas, 
reproducimos en la lam. XIX, mim. 1, una de estas 
monedas, dice asi : 



I. A. Circulo interior : 

Wj-v) ^A-^ jiiiij\ ,_J«y^ 

Yuguf Al-Mothaffir Qeifo-d-Baulah, 

Circulo central: 

No (hay) Dios sino Allah, Mahoma (es) el mensajero 
de Allah, enviole con la direccion y religion 

Circulo exterior: 



verdadera para hacerla prevalecer sobre todas las reli^ 
giones aunque se enojen los asociantes 

En el centro leemos ^j:> dirhem , que debera unirse 

a lo que dice en el centro de la otra area ?<t.,i? fue acu- 
nadol 

11. A. Circulo interior : 

XlyJ! j^ Motzzo-d'Daulah, . . . , 



m SECCION CUAETA.-EEYES DE TAIFAS. 



Circulo medio: 



j^^jjil^^A^! JJ|a^ iUlj Jjj4l ,>Li.a ^L"^ 

£11 imam Hicoem Al-Muwayyad Mllahf siervo de 
Allah, amir de los creyentes. 

Oirculo exterior: apenas se conoce mas que parte de 
la fecha ^ ^.^s.. 2/ 50 2/ (400). 

Lara. SIX. M. A. N. 

Aunque de estas monedas ya no dudabamos de que 
pertenecian al Yii^uf de Lerida, pues lo determinaba 
bastante el titulo sultanico AI-Mothdffir j el sobrenom- 
bre familiar ^_j» ^ I ^ Jew ffud, que leemos en alguna, 

hemes visto un ej emplar con el nombre de la ceca 'hj % 
en Lerida, 

La vineta de la pagina 113 representa otra moneda 
de Lerida, de tipo muy especial por sus leyendas: nos 
fue regalada por nuestro amigo D. Mariano Perez, de la 
misma poblaci6n. 

LA. U Tacho- 

j_LJ! r i_J! Y No (hay) Dios sino Allah, 
?i.yi Jj«„\*ar-u Malioma(es)elmensajerode Allah. 
iJj.\Ji d-Daulah, 

M. *»jj vj"^ fue acimado dirhem^ repetido cinco 
veces: en ■^j^ falta el j . 

11. A. ^1 Aben 

ji yJiJt Al-Mothaffir dzu- 

j^joUJl g-Qiyadatain 

^^^ Hud. 



MONEDAS DUDOSAS. l8^ 



El titulo dzu-g-Qiyadatain (el de ios dos senorios), 
no lo heraos visto aplicado k ningiiii otro principe , ni 
espanol, ni oriental. 

M. Se repite otras cinco veces la formula ^^.j. ^^ 

fue acunado dirhem, faltando en unos cases el__, de ^_^o, 
y en otros no. 

Ademas de las monedas mencionadas , pertenecen al 
periodo de los reyes de Taifas , segfin nuestro sentir, 
bastantes mas que tenemos anotadas; pero que por estar 
en mala conservacion y tener tipo diferente de los co- 
nocidos , no podemos determinar a que poblacion 6 rey 
corresponden : como son bastantes los reinos de Taifas 
de los cuales no se conoce moneda alguna, no existiendo 
razon conocida para que en tales reinos no se acunase 
moneda, habiendola de otros menos importantes, creemos 
que muchas de las que por hoy no podemos clasificar, 
pertenecen a esos reinos : los dates que constan en las 
que conocemos, tambien figuran en las listas de nombres 
propios, para que los coleccionistas los puedan comple- 
tar a medida que vayan encontrando ejemplares bien 
conservados . 



y - 



\ 






*^^;- 






... ^m^^ 






■■--.»:; i f 



■^ X.^ 



^ / 






secciOn ouinta 



mmm m m mmmu, e intsrmedias entre los umoravides 



Y ALMOHADES. 



(DBSDE 480 A 570.) 



I. 

MONEDAS DE LOS ALMORAVIDES. 

Destituidos en el ano 484 casi todos los reyes de 

Taifas por el almoravid Yiicuf , cuya protecci6ii contra 

las armas victoriosas de Alfonso VI habian implorado, 

pasanse algunos afios sin que en las monedas aparezca 

testimonio de la nueva dominacion. Granada, capital del 

reino de que primero se apoder6 Yiiguf , fu^ de las pri- 

meras que acunaron moneda en su nombre, pues cono- 

cemos un precioso dinar acunado en esta capital en 493, 

J el mas antiguo que hemos visto, es uno de Cordoba 
de 490. 

Durante el periodo de medio siglo , en que los almo* 
ravides fueron duenos de la Espaiia musulmana, casi 
todas las grandes poblaciones que habian sido capitalea 
de otros tantos reinos independientes , acunan moneda d 
nombre de los nuevos dominadores, quienes varian nota- 
blemente el tipo de la moneda. 

En la dpoca anterior hemos visto que los reyes de 



192 SECCION QUINTA.-DE 480 A 670. 



^t^.^^^ XI 



Taifasacunan moneda, de cobre en su mayor parte y 
alguna de oro: en el periodo de la dominacion almoravid, 
desaparece casi por complete la moneda de cobre, abun- 
dando mucho la de oro y plata. 

En cuanto a las inscripciones que ponen en sus rao- 
nedas, los almoravides introducen alteraciones funda- 
mentales : en las de oro , pues las de plata no pueden 
referirse a un tipo dado , en la I. A. despues de la pro- 
fesion de f^ musulmana, iJJl J_^ j^^., y ^t ^ J! Y JVo 
(hay) Bios sino Allah , \\ Mahoma (es) el mensajero de 
Allah, ponen el nombre del Principe con el titulo de 
(^*L4!^<^! Amir de los muslimes, 6 simplemente el de 
Amir, como sucede en todas las espanolas que de Yugnf 
hemes visto , aun en las de oro: el nombre del Principe 
heredero iigura en las monedas de esta dinastia desde 
que es declarado tal : en los dinares de Ali , Texufin 6 
lehak, con los titulos de WaH4-dhd, y Amir en las de 
Yiicuf. 

En la orla de la I. A. los almoravides ponen siempre 
en sus dinares y en alguno que otro dirhem de cobre, la 
leyenda num. W: en los de esta clase se encuentra bas- 
tantes voces la inscripcion niim. Ill, 6 sea la mision 
profetica de Mahoma y en alguno que otro de los acuna- 
dos en Granada, aparece como hemos indicado, la ins- 
cripci6n ntim. VI. 

En la 11. A. las monedas de los almoravides y sus 
inmediatos sucesores ofrecen muy poca 6 ninguna varie- 
dad: en casi todos los dinares , esten acunados en Africa 
6 en Espana , se encuentra distribuida en cuatro lineas 
la leyenda e;>.^l^!p||MI^L^ El Imam\\Ahd-\\Allah\\ 
Amir de los creyentes: la uniformidad de la II. A. s6io 



-i 



^ 



^. i 



MONEDAS DE LOS ALMORAVIDES. 193 



es alterada por alguno que otro signo que apareee deba- 
jo, por el nombre del principe heredero , que se lee en 
alguna de Denia j Valencia pertenecientes a Yiicuf , por 
los nombres ?^^L. Bda^tr^ Jc Mi 6 ?^^ BequerF que 
eneontramos en algunas de Sevilla y Granada , 6 por el 
patronimico ^L^\ el Abbagi, que en las de los illtinios 
tiempos se aplica al Imam Abd-Allah. 

En la leyenda circular, que indica el punto y ano de 
acunaci6n, tambien se introduce alguna pequefia varian- 
te: como la perfecci6n de los caracteres y el tamafio de 
los dinares permite mas amplitud, muchas veces no 
mutilan la leyenda ^^J\ ^^J\ aj| ^ m el nombre de 

Allah el clemente, el misericordioso , formula que apareee 
completa en dinares de Murcia, Valencia, Denia, Grana- 
da, Sevilla j Aimeria: en alguna de Granada de los aiios 
517? 20, 21 y 23 , en vez de^U,jJt \^ -vj-^ M' «^w?^a- 
do este dinar ^ se dice _^UjjJ| SJ,»v_^^^j^S fice mandado 

acunar este dinar; y por cierto qne son especialisimos 
algunos por ser de peso antiguo ^j^' ^Jj wdznon kadi- 

mon, como dice en caractdres casi microscopicos : en 
otras de Fez ano 536, despues de las palabras ^c^.J)\ 

^=>jJt parece que se lee JULj ^y, aunoka ya-llah, tu 

auocilio.oh Allah. 

La paiabra iu« ano , que ya en alguna moneda de los 
reyes de Toledo vemos reemplazada por su sinonima ^U, 

en las de los almoravides apareee muchisimas veces. 

Los dinares almoravides , que en sus leyendas son 
iguales casi siempre , tienen una gran variedad en los 
caracteres : bay algunos , en especial los del fundador de 
la secta, Ibrahim j los de su inmediato sucesor Abu 

13 




194 SECCION QUINtA.-DE 480 A 570. 



Sequer, que los tienen suraamente toscos j apenas legi- 
bles , por constar las letras de Imeas rectas unidas de un 
modo muy poco natural , al paso que hay algunos de ca- 
racteres muy elegantes: hay poblaciones en cuyas cecas 
debid de haber siempre artistas de especial gusto cali- 
grafico, al paso que otras tuvieron de ordinario graba- 
dores desmaiiados : Valencia, Denia, Murcia y Algeciras 
acunan siempre sus dinares en caracteres muy elegan- 
tes; los de Almeria pocas yeces ilegan a tener caracteres 
medianamente trazados, sino es en los liltimos anos; pues 
los dinares del ano 539 tienen caracteres sumamente 
elegantes . 

Las monedas de plata, en especial las de All, ofre- 
cen tal variedad, que es sumamente dificil dar de ellas 
una idea exaeta: tal multitud de leyendas ofrecen , que 
el dar noticia de las principales ocuparia no pocas pa- 
ginas: en nuestras notas encontramos 89 leyendas dife- 
rentes entre monedas de plata y cobre: en la generalidad 
de tales monedas se encuentra en una area la profesion 
de fe, distribuida de un modo rauy variado, y en la otra 
el nombre del Amir almuslimin 6 simplemente el del 
Amir con el del Principe heredero, que a diferencia de 
lo que sucede en las de oro , aqui casi nunca lieva mas 
que el titulo de A mir. 

En cuanto a la elegancia de los caracteres , ' apare- 
ce la misma variedad que en los dinares; pero en las 
pequenas monedas de plata pocas yeces sabemos a qu4 
poblacioD pertenecen las elegantes y a cual las toscas; 
pues en muy pocas consta la §eca, y menos el ano de 
acunacibn : en algunas de estas moneditas hay que obser- 
Tar que, por lo diminuto de las mismas, los caracteres, 
en vez de trazos verticales, constan de puntos gruesos. 



■^- 



4 
\ 

I 






MONEDAS DK LOS ALMORAVIDES. 195 



que, si llegan a unirse, constituyen aparentemente una 
linea horizontal, lo cual ha producido alguna confusi6n 
a numismaticos distinguidos. 

Si es dificil caracterizar por su contenido las mo- 
nedas de plata de este periodo, no lo es hacerlo por su 
aspecto exterior: el que haya visto algunas, las distin- 
guira perfectamente a simple vista; pues las de este 
periodo hasta la dominacion almohade, son suraamente 
pequenas: las rnayores,que son las de Yucuf, apenas 
llegaran al in6dulo de un centimo de nuestra moderna 
moneda de cobre : la generalidad de las de Ali , Texufin 
e I$hak, tienen de 10 a 12 milimetros de diametro, ha- 
biendolas que no exceden de 7 milimetros. 

Las monedas de Yuguf estan mai contorneadas y 
tienen el mismo grueso que las de plata de los prime- 
ros tiempos; las de Ali y las de sus dos hijos Texufin 
e I^hak, estan bien redondeadas y son de mayor espe- 
sor: las hay de m6dulo algo mayor, y por supuesto, 
estas son mas delgadas : hay algunas que solo tienen le- 
yenda en una de las areas , y en la otra aparece un 
adorno compuesto de trazos oruzados sira^tricamente: 

alguna vez este adorno pudiera tomarse por una letra 
latina. 

Para completar el estudio de estas monedas, y que 
el lector forme de ellas idea mas exacta, ponemos los 
grabados de algunos dinares y kirates (1), procurando 
que sean de los que mejor representen las monedas de 
este periodo. 



^r 



(1) Los Alnioravides llamafaaa Urates (quilates ) i sua monedas do plata; su peso 
no escede de un gramo en la mayor parte, y los hay tan dirainutos qae no pesan la 
cuarta parte de un gramOi 



IDt! SECCION QUINTA.-DE 480 A 5?0. 



MONEDAS DE YtigUF BEN TEXUFIN. 

Num. 1. 

LA. ^JlJi^OIY No (hay) Diossino Allah, 

iAi! Jj^j a-ssr-u Mahoma mensajero de Allah. 

^J> ^j^j^j^^"^ El Amir Y-iXgufhen 
^j^^^ Teooufin. 

M. Inscripcion ntim. IV (pag. 25). 

II. A. .L.vr El Imam 

J . — _t Abd- 

j \ )| Allah 

i^i^^jJl _^,^l Amir de los creyentes. 



.^'U^J 



^?i e/ nombre de Allah, fue acufiado este dinar en 
Cordoda, ano 6 y 90 y 400. 

Dinar en buena conservacion. 

^*'°- ^- p. do G. 

Niim. 2. I. A. Yi ,_Js y No (hay) Bios, sino 

i ) )! Allah, 

Jj^j ju^-\^ Mahoma (es) el mensajero 
iJUt de Allah, 

H- A. ^__.\V El amir 

^ ^-jj YiiQuf ben 



U^U Texufin. 




Monedita de plata. 

Lfan.XX. 



P. de Q. 



I 






MONEDAS DE LOS ALMORAVIDES. 197 



Num. 3, 



I. A. .JJt ^ U! Y No (hay) Dios sino Allah; 

iUt Jj-j j.*^^^ Mahoma(es) el mensaj erode Allah. 
Jj^j-^"^ El amir AH, 

II. A, Es igual a la de la moneda anterior. 
Monedita de plata. 

Lim. XS. P_ ^e G. 

Mm. 4. 
I. A. ^U\ ^ iJ! Y No (hay) Dios sino Allah, 

ills Jj^j j^sr-v^ Mahoma(es)mensajerode Allah. 
^ ^_3-._jj ^^^'iJ^ -£^1? amir Yicguf ben 

M. La inscripcion ndm. lY. 

II. A. .L„.\v El imam 

J. ^ :^ Abd- 

.JL S| Allah, 

^.o^ji! ^„-,l amir de los creyentes, 



M. 



^jSf El amir Ali. 

jAx™i'5 jLsJ ii^~' *^JiJ-J jUjJjI IAs ^w-^ k^ ii)| *«.J 



^:^ e^ nombre de Allah ^ fu^ acunado este dinar en 
Denia, am S y 90 y 400. 

Dinar en exoelente oonservaci6n. 

Mm. XX. , P. a» G. 

MONEDAS DE ALt BEN YtgUF. 

A 

En su largo reinado de 39 aiios (de 500 a 539) , Ali 
aoun6 una inmensa variedad de monedas de todos meta- 



l98 SECCION QUINTA.-DE 480 A 570. 



les, J con tal variedad de tipos, que es dificil que de 
ningun otro principe se conozean tantas: tenemos anota- 
dos dinares suyos de Agmat. Algeciras, Almeria, Cor- 
doba, Denia, Granada, Malaga, Marruecos, Murcia, 
Nul-Lamta , Segelmesa , Sevilla j Valencia : entre los 
kirates, son pocos los que llevan nombre de ceca, que 
s61o aparece en algunos de Ceuta, Mequinez , Cordoba, 
Sevilla y Jaen ; si bien es de suponer que existan con 
otros nombres, y que se aeunase moneda de plata en los 
mismos 6 mas puntos que la de ore. 

Oomo queda indicado , son pocos los kirates que tie- 
nen ano; sin embargo , de muchos se puede determinar 
la fecha, aunque de un mode vago; pues figura en ellos 
el nombre del Principe heredero, aunque s61o con el 
titulo ^.^ El amir: desde 522 a 533, fud^^ gir el 

Principe heredero , 7 desde este liltimo ano hasta 539 
^jj^b Tecoufin, que a la muerte de su hermano heredo 
sus titulos, y a la de su padre el reino. 



Mm. 5. 

1. A. Jl,)\ r Jt V No (hay) Dios sino Allah, 

iU| J_j-.j j.*;=^%o Mahoma (es) mensajero de Allah. 
U ^.v*L4i^^s Amir de los muslimes AH 

M. La inscripcion niim. IV. 



II. A. .1 St El imam 

Abd- 



>^A. 



r. 




S\ Allah 
^Ji\j^\ amir de los creyentes 



r- 

-A 



-■f 



- ^ 



_ H 



MONEDAS Dfi LOS ALMORAVIDES. 199 



M, 



En el nomhre de Allah, fue mandado acunar este 
dinar en Granada^ afio 2y 20 y 500. 

En ia corona que forman la leyenda circular y la 
linea que la separa de la leyenda central , se ven en la 
parte superior e inferior unas letras, que leemos ^iXs\\ . jj 
tod^non\\kadimon (peso antiguo). 

Dinar en excelente conservacion. 

Lam. XX. P. fie G. 

Mm. 6. I. A, ^ i_J! Y No (hay) Dios sine 

_\*3r^.o UJl Allah, Mahoma 
A-Ul Jj.^j (es) mensajero de Allah. 

II. A, J^ Amigo de 

i-_J )\ Allah 

J . ^1 amir 

^.^l^ii de los muslimes 

k All'. 



Monedita de plata. 

Liim. XX. P. de G. 

Niim. 7. I. A. UJl Allah, 

T i. ]\ Y No (hay) Dios sine 

Jj^j ju^^^ Mahoma (es) mensajero 
i_lJ| de Allah. 

Y continuando en la inscripcion semicircular, dice: 

i}] Jcj u}& M}\ Sj\^ 

la hendicion de Allah (sea) sobre el y sohre %u familia* 



?: 



2O0 



SECCION QUINTA.-DK 480 A 570. 



II. A. Comenzando por la inscripci6n semicircular 
superior: 

Pide la proteccion 

de Allah 

el amir 

de los muslimes 

All. 



Monedita de plata. 

I^m. XX. 



Sevilla. 



y- 






P, de G. 



Niim. 8. I. A. 

SJ^ ^J ^>" 



->-^— ' j--^ 



^^Mm^ 



No (hay) Dios sine Allah, 
Mahoma(es) mensajerode Allah. 
Amir de los muslimes Ali ben Fift- 
guf: sv principe heredero 
el amir Qir, 



M. La inscripoi6n ntim. IV. 

II. A. En el centre la misma leyenda que en las mO' 
nedas de los niimeros 1 y 5. 



M. 






J^.O^J 



En el nombre de Allah ^ fu4 acimado este dinar en 
Almeria^ ano 2 y 20 y 500. 

Dinar de caracter tosco, en buena conservaci6n. 



Lita. XX. 



- 



F. de G. 



MONEDAS DE LOS ALMORAVIDES. 201 



4 
I 



\ 



Niim. 9. I. A. ,A.]\ Allah , 

^y i-Jl V No (hay) Dios sino 

Jj^j j^=^-w Mahoma (es) mensajero 

i-U! de Allah. 



IL A. ^.U Ali 

J w__o t amir 



^ 



.^.J^il de los muslimes 



f^."^^'>— 'F^ 




-^- 



y el amir 
Cir. 



Monedita de plata . 

Urn. XX. P. de G. 

Mm. 10. 

I. A. ^^'' i 31 Y No (hay) Dios sino 

. ] ]\ Allah, 

JJl ^j^j j^^r-u. Mahoma (es) mensajero de Allah, 
j^j^^ El amir Qir. 

II. A. ,^;a^Ji^j^w.1 Amir de los muslimes 

^^jJi^.^bj y protector de la religion, 



y-ji ^ J^ 



All hen YAgmL 



Monedita de plata. 

LAm. XX. P de G. 

Ntim. 11. I. A. 

iJUl "^ *-J! Y No (hay) Dios sino Allah, 

JJt Jo^wj j^^-u. Mahoma (es) mensajero de Allah. 

J .J Js ,jAju«il H-! ^wii'r (/e los muslimes Ali ben Yii- 

sA4j> X ._>- pw/- ^^ prineipe heredero 



^^_s_i.b- ^^^'i^ e? amir Texufin, 



M. La leyenda num. IV. 






^rf :- 



;^* J r- -i "^ -^ 






202 SECCION QUIiNTA.-DE 480 A 570. 



^ II. A. Es igual a la del num. 8 con la sola diferen^ 
cia de la fecha, que es 



It I I ^ 



4 t 



ano 7 ySOy 500. 

Dinar de caracter tosco, en buena conservacion. 

Num. 12. 

I. A. \V ^J| Y No hay Dies sino 
^ ) )! Allah, 

r 

JJl J^o^j j^^^^ Mahoma es mensajero de Allah. 
b- ^___.T El amir Te- 

ccufin. 







II. A. ^____| . Amir 

^-._^.14! de los muslimes 
,jjj.i\j^li protector de la religion 

A 

^—Ls All. 

Monedita de plata: los caract^res de esta moneda, 
que es muj comtin , son may toscos y casi ilegibles. 

^^- ^^- p. de G. 



TEXUPtN BEN ALt BEN YtT^UF. 

Aunque Texufin, hijo y sucesor de Ali, rein6 s61a- 
mente dos anos, se conservan de el bastantes monedas y 
no poco variadas: en algunas, que suponemos aounadas 
en el mismo aiio de su muerte (539), apareee como Prin- 
cipe heredero Ibrahim, que no ilego a sucederle. 






MONEDAS DE LOS AZMOIUVIDES. 203 



Num. L I. A. 

^V i \\ V iXo (hay) Dios sino 

^ W Allab, 

4)1 ^J.^ iiJl X^ , j,-i.sr-u Mahoma (es) mensaiero de AUah; bendi- 

-^ ^ ga Allah 

j_A_«l L^...U"-i' (tJ-"j i^-A^ 4 61 y concedale la paz. Amir 

JL c^j^fj (^-i--l-J' (^-*V-^1 delosmuslimesTexufinbenAlv.PH'ncipe 



r 



^ 3&I— j1 j^-^-^& s.\_^c heredero suyo, el amir Ibrahim. 

M. La inscripci6n niim. IV. 

11. A. A„_.\v- EMmam 

„\ . ^ Abd- 

a^ ^\ )\ Allah 

^T>^^^-H ^..,.! amir de los creyentes 

._J' el Abbaci. 



;^-.A, 



M. ,!u*, jLLAi.Lj jUjjJi ^A2> -^j-^ (^^^^i-'S {j*=v^ ' r^-'' 

£n e/ nomhre de Allah, el demente el misericordioso, fue 
acumdo este dinar en Sevilla, ano 9 y 30 y 500. 

Dinar en excelente conservacidn. 



Mm. 2. 1. A. ^_^._or El amir 



II. A. I J Te- 

xufin. 



■ A 



Moneda de plata, muy diminuta. 

Lim. XXI. F. C. 



f--. 






204 SECCION QUINTA.-DE 480 A 570. 



Niim. 3. 

I. A. ^' i ]| Y No (hay) Dios sino 

i-LJi Allah; 

i)]l Jij..j j.*s-^ Mahoma (es) mensajero de Allah 



r 



.jbUjS j^^"^ El amir Ibrahim, 



II, A. ^_^JL4S^.^| Amir de los muslimes 

^jjJ! j-^bj y protector de la religi6n, 
J^ L^ ^^-^t^' Texufin ben All. 

Monedita de plata. 

Mm XXI. P. de G. 



ipHAK BEN Alit BEN TEXUFlN. 

A Texufin ben All no sucedio en el imperio de los 
Almoravides Ibrahim, que por lo que resulta de las mo- 
nedas, estaba designado como future sucesor, 6 sea Prin- 
cipe heredero, sino que le sucedio otro hijo de Ali, 11a- 
mado Ichak. Este, aunque rein6 poco tiempo (539 a 
541), tambien debi6 de acunar gran oantidad de monedas 
de plata, pues se encuentran muchas y con bastante va- 
riedad: las de oro son muy raras y muy bonitas. 

En la lam. XXI, numeros 4 y 5, estan reproducidas 
dos de las mas comunes. 



Mm. 4. 

I. A. Vr , \\ y No (hay) Dios sino 

i — 1 W Allah ; 

i.lM ^y^j j.^:^^^ Mahoma (es) mensajero de Allah. 



? 



-:-0] 



* 






MONEDAS DE LOS AtMOKAVlDES. 205 



II. A. .^L.J! de los muslimes 

J ^ \ amir 

-ja)! f^'j protector de la religi6n 

J^ .^ ^l^v.! I^hak ben Ali. 
Monedita de plata. 

LAm. XXI. P. rte G. 



Esta monedita fu4 publicada por Marsden, quien, por 
haberia leido mal, la atribuyo a epoca bastante anterior: 
Mr. Dozy corrigi6 algo de lo equivocado por el autor 
ingles, pero no habieado Tisto mas que el grabado de 
Marsden, no pudo leer el nombre jL:^-v^| I^hak (1).' 



Num. 5. 

I. A. \^' i 11 Y No (hay) i)ios sino 

i L_-_— W Allah; 

iJUl J wj j^:s-w Mahoma cs mensajero de Allah. 
'LJ^yi Cordoba. 

II. A. j^.^\ Amir 

^.^.1^1 de los muslimes 

^1^-u.l ^y..Jl j^li protector de la religion, Ighak 
^U ^ ben Ali. 

Monedita de plata, en caracter puramente nesji, muy 
elegante y de dificii lectura. 

LAm. XXI. 'P- tloG. 



_L ^ II JmimI * ~i h" ■ ^-b-' X 



(1) Para mas detalles ptiede verse tiueatro foileto Mrrores de t)arios nmnismdti- 
C9 1 exfra-ffjeros o I trataT de las moned^s ardhigo-e^pafiolaSf 



S06 SECCION QUINTA,-bE 48C A 570, 



> 



II. 

MONEDAS PERTENEGIENTES AL PERIODO INTERMEDIO ENTEE 

ALMORAVIDES Y ALMOHADES. 

Al terminar el imperio de los Aimoravides en Espa- 
iia, J antes de afirmarse en ella el de los Almohades, se 
fandan varies estados independientes , poco conocidos en 
su mayor parte, cuando no completamente ignorados; en 
los cuales, sin embargo, se acunan preciosas monedas, 
que en general conservan el tipo exterior de las de los 
Aimoravides. 

Las monedas acunadas en este periodo de transicion 
ofrecen mucho interes , por ser periodo del que los his- 
toriadores dan escasas noticias , 6 mejor dicho , las dan 
de mode que es muj dificil iijarse en ellas; pues es 
precise buscarlas , mas que en relaciones detaliadas de 
estos tiempos, en las biografias de los personajes de 
esta epoca. 

Los dinares que de este periodo conocemos, presen- 
tan el tipo almoravid : solo alguno que otro presenta 
variedad notable; si bien es mas de forma en la leyenda 
que en el fondo: en casi todos ellps se reconoce al califa 
Abbaci . 

Como en la L A. esta el nombre del verdadero rey, 
la leyenda ofrece mas variedad , y como es consiguien- 
te, no pocas dificultades , por aparecer en ella nombres 
desconocidos* 

Algunos dinares aparecen anonimos , si bien en alios 
consta donde fueron acunados: en otros, que hemes visto 
citados, ni esto consta; si el atio, que es 545 6 546. 



■_ ■" 






■ 

t 






J 



- fi 



- 1 



I 



.. c 



. i 



IJEYES INDEPENDIENTES i)E ESTE tERIODO. 20? 



Hemos visto dinares de estos tipos acunados en Ba- 
dajoz, 543.— Baeza, 548.— Para Baeza?, Jaen? j Sevilla? 
544, 45 y 46.— De Hamdin ben Mohammad ben Hamdin 
de Cordoba, de 539 y 40.~0on un recuerdo de carino 
a los descendientes de Texufin , de C6rdoba en 542, y 
Granada en 545.— Y de Murcia de 540 a 565, habien- 
dolos de casi todos los anos por haber sido esta la linica 
poblacion que consiguio ver establecida una dinastia de 
alguna duracion : estos reyes de Murcia acunaron tam- 
bi4n en Valencia , siendo Mallorca el ultimo punto de 
donde conocemos dinares de tipo almoravid. 

Las monedas de piata de este periodo ofrecen tarn- 
bi^n gran analogia con las de los Almoravides, tanto en 
su forma y tamano como en sus loyendas ; aunque en 
algunas, no en todas las de Aben "Wazir de Badajoz J 
Ahmed ben Kigay de Mertola , se proclama ya como 
Al'Mahdi hillah (el dirigido por Allah) a Mohammad 
ben Abd-Allah, fundador de la secta almohade: como 
sucede con los dinares , tambien entre las de plata hay 
monedas anonimas, y la poblaei6n que las acuna procla- 
ma ordinariamente la soberania espiritual de los Abba- 
gies, prescindiendo de soberano temporal: Ahmed Al- 
Mogtansir ben Hud, Aben Hamdin de Cordoba, Aben 
"Wazir Cidzray de Badajoz, y Ahmed ben Kigay de Mer- 
tola, los reyes de Murcia Aben Farech, Aben Ayadh 
y Aben Cadd , y los que en 565 y 67 gobernaban k 
Mallorca, acunan moneda, consignando en ella sus 
nombres (1). 



(1) A este mismo periodo pertcnecen probablemcote Unas monedas muy rafaa 
de Abde-r-Ralimdn leu Hud y de A bu Beqiier, pnccipes desconocidos, de los cuales 
el primero se titula nmir AV-Mumin hillah. y et sogundo siaiplemente amir^ 



208 SECCION QUINTA.-DE 480 A 670. 



Por no extendernos demasiado , no hemos creido 
oportuno reproducir monedas de todos los tipos de este 
periodoj y dar su descripci6n detallada, limitdndonos d 
dar a conocer las mas comunes, aunque casi todaa son 
muj raras. 



AL-MOgTANSIR BEN HUD. 



Mm. 6. I. A. T i_J! Y No (hay) Dios sino 

A 1 H Allah; 

Jj..-j A*2^-\^ Mahoraa (es) raensajero 
aJi._J! de Allah. 

II. A, ^ J^).^l i}}U j^x-j^\ Al-Mogtdnsir htllah 

Ahmed ben j continuando en el centro dice :>ja Hud, 

Monedita de plata. 

Mm. XXL M, A. N. 

Las hay de mayor tamano, y menores que la repre- 
sentada en la lamina; pero en el fondo las leyendas son 
iguales. 



ABEN WAZIR DE BADAJOZ. 



Num. 7. 



I. A. iJJ, Allah; 

^ * >! V No hay Dios sino 

JJ! Jj^j j„ss"u Mahoma (es) mensajero de Allah. 
J-i.J^ cT-' Aden Wazir, 



V- 



^^ 



-v< 



< 






1 

t 



f 



; 



REYES IKDEPENDIENTE8 DE ESTE PERIODO. 209 



11. A. ^j^^_^j| Al-Mahdi 

-\«:3r\o iJULj billah Mohammad 
iJJl ^ ^\ aben Abd-Allah. 

Monedita de plata. 

Ldm. XXI. P, ag Q., 



HAIUDtN BEN MOhAMMAD BEN HAMDtN, DE CdRDOBA, 



N&m. 8. 

I. A. "jjr i ]\ Y No (hay) Dios sino 

iJ \\ Allah; 

JJ! J^^^ j^*;s7^ Mahoma (es) mensajero de Allah 
'L^]=jJ^ Cordoba, 

II. A. iJUU billah 

J j^^^^ \ Al-Mansur 

^^,Ju4t^^l amir de los muslimes 

._. -jjnsa. Hamdin ben 

A*sr-u Mohammad, 

Moneda de plata en buena conservacion. 

Ldm. XXI, F. 0. 

Nfim. 9. I. A. No tiene inscripci6n alguna. 

11. A. JlJU billah 

J I Al-Mansur 






j.^^ Hamdin ben 



J»*-srA^ 



Mohammad . 



Monedita de plata en buena conservaci6n* 

LSm. XXI, ^' *^' 

14 



3 - 



210 SECCION QDINTA.-DE 480 A 670. 



Niim. 10. 



I. A, i_LJ! ^Ol V No (hay) Dios sino Allah. 
^^.^1 iUb jj.^j.^M Al-Mansur hillah^ amir 

^ ,j-v*^ ^-*L4! d^ los muslimes , Hamdin ben 
^-ua. ^ J..^.37^.^ Mohammad ben Hamdin. 

M. Comenzando a la izquierda de la primer a linea, 
la misi6n profetica de Mahoma. 

n. A. ,L__.T El imam 

^ . & Abd- 

i_J )l Allah 

,jA^._^| j^\ amir de los creyentes. 



M. 



^_y.x_)jt X^ 'i^t^js^i j'-V,'^^' '-^^ V^'^ *^''' r*-^ 



iJLo . ^**^ika 



^w el nomhre de Allah^ fu4 acunado este dinar en 
Cdrdoba, ano 40 y 500. 

Dinar en buena conservacion. 

Mm, XXI, p do G. 



MONEDA PARA BAEZA , JAEN Y SEVILLA ? 



Mm. 11. I. A. 

?i_,LLJ Para Allah ? 

^ i )! Y No (hay) Dios sino 

Ji! Jwj A^^-v,. i.Ul Allah; Mahoma (es)mensajerode Allah: 
^-_jjj| ^ J^ i.U A Allah, senor de la religion 
Ij^^-o! creed. 

M. La inscripcion num. IV. 



i] 



J- 
I- 

I 



^ 



1- 

> 
-1= 



] 

4 



heyes independiektes de este pekIodo. 2u 



11. A. ^l ,r El imam 

J. ;_ — c Abd- 

j^^j '?jjj\ ^]}\ Allah Al-Mufi? bidhdi- 

^,.x^jj\ j^^\ UJl Allah, amir de los crejentes 

^J — . — *J ! Al- Abbagi . 



M. 



^'?* ^/ nombre de Allah, fue'acunado este dinar g^'^ara 
Baeza, Jaen, Sevilla? ano 6 y 40 y 5 ci{entos). 

Dinar en buena conservaci6n. 

lAm XXI. I._ dec 



MOHAMMAD BEN gAAD DE MURCIA. 

Ntim. 1. LA. 

JJ! ^ J! Y No (hay) Dios sino Allah; 

iUl J_j-wj j-sar-^ Mahoma (es) mensajero de Allah. 

dJl J-i^-v *^jot-j Se adhiere a la cuerda de Allah 

JJl ^_^\j.^^ el amir Abu Ahd~ Allah 

2JU t -i*« ^^ j^ss-u. Mohammad hen Qadd, ay^dele 

M. La inscripcion niim. IV, precedida de la formula 
JJl ^ En el nombre de Allah. 



II. A. .L_-«T Bl imam 

iJJl A-^^J^Jl Abu Abd- Allah 

? ^axiis)| j.*^^^ Mohammad Al-Moktafa? 

t i_lJl_^^'4 liamri-Allah, amir 

UJl ^^^J! de los crejentes, Al-Abbaci. 





212 SECCION QtJINTA.-DE 480 A. 570. 



M. u« 'L^j^i jUaJI Us .^j^ ^^J\ ^j^=-J\ ^\ p" 

^w el nombre de \AUah, el clemente, el misericor- 
dioso , fue acunado este dinar en Murcia , a^o 3 2/ 50 
y 5 ci{entos)> 

Dinar en excelenie conservaci6n, 

Lim.XXn. P-'^'^'^' 



.\ 



- t 



■ A ^ ■ 



■-A 



secciOn sexta. 



* 4 



MONEDAS BILINGUES DE ALFONSO VIII. 



El mismo aspecto que los dinares de los Almoravi- 
des presentan a primera vista unas preciosas monedas 
acunadas en Toledo por Alfonso VIII y per su sueesor 
D. Enrique: las tales monedas, de lectura sumamente 
dificil , han dado mucho trabajo a los nnmismaticos , j 
no creemos que hayan aun llenado su cometido ; pues su 
estudio deja bastante que desear. 

En la lam. XXI, niim.. 12, representamos uno de 
estos dinares : dice asi , segtin la interpretacion mas 
admitida: 

I, A. i^J\ Ij Imam (Pontifice) de la Iglesia 
iob i^-u^JS del Mesias (el) Papa, 



* * 



ALF A lf(onsus) 



M 






En el nombre deUPadre y-del-Eijo y-del-Espiritu Sanio^ 
Bios unOf el-que creyere y-fuese-bautizado (sera) salvo (1). 



(1) j^(mgeUo segu-ii San Marcos^ cap, XVI, v. 15. 



2H SECCION SEXTA. 



11. A. ^^.^! Amir (Principe) 

^— '^-JLJj,-:;— iiJ ! de los cat61icos 

i.^-^x^ .J ;„^| Alfonso ben (hijo de) Sancho, 



UJl Bj._,| ayiidele Allah 



M. 



Fwe acunado este dinar en Toledo, ano I y 50 y 200 
y 1.000 (^e /a Era de As-safar (Bra espanola) (1). 

La generalidad de los que han descrito alguna de 
estas monedas (2) leen ^^j L. U Papa romano , donde 

nosotros solamente hemos leido ^jU Papa: la palabra 
^^j rumi esta en muy pocas de las monedas de esta 

clase, si esta en alguna: s6lo en los grabados de la obra 
de Adler la hemos visto . 

La palabra ^y^ 6 -y fecha, Bra, no esta en todos 
los ejemplares. 

Con las mismas leyendas se encuentran tambien mo- 
nedas de cobre y de plata, aunque mas pequenas y sin 
orlas: de plata no hemos visto mas que el grabado en las 
Idminas de Casiri: las de cobre, no tan comunes como 
las de oro , tienen en la II. A. una sexta linea con la 
palabra Jjp, que podemos leer Mlon,justiGia;—idlon, 
igual (en peso 6 valor) 6 ddilon,justo: esta misma pa- 
labra se encuentra en monedas orientales: los numis- 



(1) La era espaSola data de la compieta snmision ds Espafia al poder romano 
38 afioe antes de la era cristiana. ' 

(2) EI que desee mas detalles puede ver nuestro folleto, Brrores de varws nu- 
mismdUeos extranjeros al trata^de las inonedas araUffO-espanolas . 



3' 
ij 






1 



MONEDAS BlUNGtJES DE ALFONSO VIII. 215 



maticos que de ella han tratado, suponen que indica que 
la moneda tiene el peso legal. 

Hay algiin dinar que, aunque lleva las iniciales de 
Alfonso, ALF, esta acufiado en tiempo de su hijo y 
sucesor D. Enrique ; citandose un dinar de plata de este 
con su nombre en caraot^res latinos y el de Hixem II en 
arabe: de ambas monedas de D. Enrique no tenemos mas 
noticias que las que da M. Adrien de Longperier (1). 



(1) Doevments mmmmatiqnex poor servir a I'histoire des arabes d'Espagne, par 
Adrien de Longperier. — PvoymwMe.-Paris, 1851, pag 16. 



-t 
"^ 






V 



% 



^ 



t 



5- 



SECCION SEPTIMA. 



MONEDAS DE LOS ALMOHADES. 



Hemos indicado en nuestra introducci6n, que las mo- 
nedas de los Almohades tienen menos importancia histo- 
rica que las anteriores , por la circunstancia de que en 
ellas nunca consta el ano de acunaoion y pocas la geca, 
poniendo solo el nombre del Principe 6 Principes por 
quienes fueran acunadas , j esto no siempre: en cambio, 
si no ofrecen gran interes directo , presentan no pooas 
dificultades para su estudio; y, a pesar de haber tratado 
de ellas especialmente el laborioso nunaismatico Stanley 
Poole en'un trabajo presentado a la Sociedad Numisma- 
tica de Londres, quedan por puMioar bastantes, que por 
acd tenemos, y por aclarar muohas, si no todas. 

La gran dificultad en el estudio de [estas monedas 
estriba en su atribuci6n ; pues por una parte hay muoM- 
simas que no tienen nombre de Principe, y por otra, las 
que lo tienen, por tener generalmente dos 6 tres, alguna 
vez bastante distantes en el orden de sucesi6n, no se 
sabe ^ qui^n atribuirlas : M. Stanley fija algunas reglas, 
muy juiciosas por cierto, pero que a nuestro modo de 
ver, no satisfacen por completo. 

No es nuestro objeto entrar en el estudio detenido 



218 SECCION SEPTIMA. 



de estas monedas, estudio que exigiria un trabajo espe- 
cial: tenemos que limitarnos a darks a conocer, marcan- 
do sus caracteres exteriores y publicando sus inscripcio- 
nes mas coraunes. 

Estas monedas son de ore 6 de plata: no hemos visto 
ninguna de oobre: en cuanto A su forma, varian notable- 
mente respecto a las de los Almoravides, pues afectan 
casi siempre la forma cuadrada; las de plata, siendo real- 
mente cuadradas casi todas, y las de oro, aunque redon- 
das, conteniendo las inscripciones en cuadrados inscritos 
en el circulo que forma la moneda, j dejando por tanto 
cuatro segmentos, en los que ordinariamente se distri- 
buye, 6 una inscripci6n kordnica , 6 los titulos y nombre 
del Principe: esta tendencia a la forma cuadrada es muy 
caracteristica en las monedas almohades y posteriores 
arabigo-espanolas, como veremos al tratar de las de los 
Nasaries de Oranada y de Aben Malifot de Aigarbe. 

En cuanto al contenido de las inscripciones, las mo- 
nedas de los Almohades son dificiles de clasificar por la 
gran variedad de leyendas: es verdad que en la gran ma- 
yoria de ellas se lee el nombre ^j^^t Al~Mahdi, bien 
con el titulo L.Vr ,Ll Imam del pueblo, U-L! Imam 
nuestro 6 el de Li^ld^i, El Califa, y esto puede asig- 

narse por el caracter mas maroado; pero no es raenos 
cierto que muchas no llevan este nombre, j sin embar- 
go, no puede ponerse en duda que sean almohades; pues 
en.algunas, teniendo por lo demas las mismas inscrip- 
ciones, la formula L-.^ X| ^j^>t Al-Mahdi es el im,am 
del pueblo , ha sido reemplazada por a)| A^:^ Ajsi\ El^ 
Koran es la palabra de Allah, 6 Li.L| J,j\\ El Koran 
es nuestro Imam ; y en otras , aunque no se lean estas 



MOKliDAS DE LOS ALMOHADES. 219 



f6rmulas , quita toda duda el nombre de Abde-l-M&men 
que en ellas se encuentra : las hay tambien que ni por 
f6rmula religiosa ni por nombre de Principe podemos 
clasificar con certeza como almohades, por mas que 
tengan el misrao tipo. 

En cuanto a la forma de la letra, las hay de caracte- 
res muy elegantes y puramente ciificos y de caracter 
nesji, bastante bien trazado en algunas; pero general- 
mente tosco en otras , en especial en las de ore acunadas 
en Segelmesa. 

Hechas estas indicaciones generales para caracteri- 
zar las monedas almohades, pasemos ya a dar a conocer 
las que mas interes tienen para nosotros: acunadas en 
Espana, solo abundan las anonimas de plata: en la lami- 
na XXII, num. 7, representamos una de estas. 

Bice asi : 

I. A. iiJ! f J! Y No (hay) Dios sine Allah; 

iJJ AS j^^ El mando todo-^1 (es) para-Allah; 
iJJb T 'ijj V No (hay) fuerza sine en Allah. 
'Li.Xj3 Coruoba. 

II. A. L_i_j , iJi_)| Allah es nuestro-senor 

UJj^ , jusr-i^ Mahoma nuestro enviado 
U^L! ^A^Jl Al-Mahdi nuestro Imam. 

Las monedas de esta clase abundan en extreme , en 
todas las colecciones; en el Museo Arqueol6gico de esta 
C6rte hay mas de 2.000. 

La mayor parte de tales monedas no tienen nombre 
de geca: hay bastantes que en vez del nombre iXy Cor- 
doba, de la del grabado , tienen los de 'Ll,.t,\ Sevilla. — 
r^^^lo Bazaf- iL«aJj Valencia. — i;jl^-u Bugia. — ijU^b 



220 SECOION SEPTIMA. 



Tlemecen,^ ^j^y Tunes, — iLULs^ Segelmesa. — L^ 

Xerez. — iib^^ Granada. — ^ Fet. — iLsj^^L Menor- 
ca. — 'U^j^ Murcia.—j^]j^ Marruecos. — i^=JU Md~ 
laca, — 'iJjj^ Mallorca. — L-UXo Mequinez^ j algunos 
otros que no acertamos k leer. 

Aunque pudiera haber quien supusiera que estas mo- 
nedas fueron acunadas en vida del fundador de la secta 
almohade Al-Mahdi Mohammad ben Abd- Allah, como 
observa muy bien Stanley Poole por indicacidn del seiior 
Camerino (de Xerez), no puede admitirse hoy en manera 
alguna, por constar en ellas nombres de poblaoiones que 
no fueron conquistadas por los Almohades hasta despu^s 
de la muerte de Al-Mahdi: atendiendo a su inmenso 
numero y a la variedad de las poblaciones que en ellas 
constan, creemos que fueron acunadas durante todo 
el imperio almohade: si bien por razones historicas 
habra que exciuirlas del reinado de Idris Al-Mamiin y 
algtin otro. 

Fuera de las monedas anonimas que hemos descrito, 
apenas se encuentra alguna que otra acunada en Espana, 
6 mejor dicho, que presente nombre de poblacion espa- 
nola: solo hemos visto una de Jaen, y alguna que otra de 
Sevilla. 

La de Jaen, en poder de D. Pascual G-ayangos, 
pequefia moneda cuadrada de plata reproducida en la 
Idmina XXII, ndm. 2, dice asi: 



X 



I- 



r 
-r 

L 

E. 



\ 



MONEDAS DE LOS ALMOH ABES . 221 



L A. iJJ .u-^^S La alabanza a Allah 

._^ , senor 

._..^JL^)1 de los raundos (1). 

II, A. j.^c .v^-u ol Abu Mohammad Abde- 

>. ^ ^ji! l-Mtimen ben All 

y^^^jj\j^^\ amir de los creyenteg. 



u 




Jaen. 



Las monedas de este mismo tipo y con las mismas 
leyendas, pero sin nombre de ceca, son bastante comunes 
en las colecciones. 

Para que el lector pueda formarse una idea mas cabal 
de las preciosas doblas y semidoblas de los almohades, 
representamos en la lam* XXII, niim. 3, una de estas, 
que suponemos debe ser como las que algunos atribuyen 
a Murcia y Sevilla: nos inclinabamos a creer que donde 
se habia leido L™,^ Murcia , debia leerse ^«^ morgdh, 
puerto , y debajo lL-.^,! Sevilla , aunque por lo diminuto 
de los caracteres es dificil asegurarse de si efectivamente 
existen todos los trazos que para este nombre se necesi- 
tan : asi pensdbamos al publicar nuestro folleto Qecas 
ardhiffo-espanolas: hoy leemos con completa seguridad 
Ll.^! 'ixi^ Medinah Ixhilta, 

Las semidoblas como ^sta, pero sin nombre de geca, 
son bastante comnnes, dice asi; 

L A* ^ i-Jl V No (hay) Dios sino 

j^^-u. i^L) 1 Allah , Mahoma (es) 
^JlJI Jj^j mensajero de Allah, 



(1) Palabras con que comienza el Koran, y que ios Almohades tomwron como em* 



presa 6 mote. 










2^S SECCION SEPTIMA. 



M. Ed los cuatro segmentos: 

En elnombre de Allah elclemente, el misericordioso,\\ 
bendiga Allah a MahotfiaWy d su familia, los buenos\\los 
pur OS (1), 

II. A. i_i_jjuo Medina 



#' 






f 



U! ^j..^! Al-Mahdi Imam 






*jU-3! *L.-T del pueblo, establecido 



if 



iJLJl ^-oLj por orden de Allah. 
iJ^iw^! IcGbiliyah. 

Bn los segmentos: 

^^M Mohammad Abde-\\l-Miimen ben Ali\\amir de los 
creyentes.\\Za alabanza d Allah, senor de los mmdos. 

Urn xxri. p ^g(j 

Mm. 5. LA. 

^^ji\ ^J^^J\ ^1 *«.J En el nombre de Allah, el clemente, el miseri- 

I |. >v^ ,' ^ cordioso, 

i — 1 — )\ T i — It Y No fhay) Dios sino Allah, 

iJ-Jt Jj-wj A.o~^-\_^ Mahoma (es) mensajero de Allah. 

L-. <s >L-oS ^^5J_^.,s.J! dl-Mahdies el imam del pueblo. 



(I) La palabra yj^^..\zj\ ha sido leida por prioiera vez , que sepamos, por 
M. Soret. ^ 

Stanley Poole tatnbien acertS coa ella . 






L 



t. 









■;* 



oE.1 



MONEDAS i>E Los ALMOllADES. 2^3 



M. En los cuatro segmentos: 

Yvuestro Dios\\es Dios unico.\lNo hay Dios sino el,\\el 
clententej el misericordioso. 

II. A. 



^-^ C ^ t-r-^^ 



iJJ|^.^L) 1.jUJi El establecido por decreto de Allah 



e ^ / f i/^^^ 



j.^:^^JiJi\ iJLliri \ (es) el califa Abu Mohammad 



t 9 i. 



Jf xj'. ^y>^\'A^ Abde-1-Mumen ben AH 




t 0— p t 



I t 



^\ 'j-^rA amir de los creyentes. 



M. En los cuatro segmentos: 

Amir de los creyentes\\Abu YdkubWYUguf, hijo\\del amir 
de los creyentes. 

Semidobla en buena conservaci6n. 

u.n. sxir. P, ae a. 

En esta moneda, como en muchas de las doblas j se- 
midoblas almobades, se hace menci6n de tres principes: 
del fundador de la secta, Al~Mahdi; de Ahde~l-M4men^ 
y de su hijo j sucesor Ahu Ydkuh YiXguf, y como a este 
se le da el titulo de amir de los creyentes, parece natural 
que esten acunadas durante su reinado, y asi se cree 
generalmente. 

No es tan fd;cil determinar a qui^n pertenecen otras 
monedas, que tienen los nombres de cuatro 6 cinco de 



224 SECCION SEPTIMA. 



estos principes ; aunque , ya que en casi todas se hace 
mencion de los tres primeros , no seria de extranar que 
el mismo motivo hubiera inducido a alguno de los pos- 
teriores a poner los nombres de alguno mas de los que 
antes que ^1 habian ejercido el supremo mando entre 
los Almobades: en la dobia del n^m. 4, que se atribuye 
d Abu Hafs Omar , el XII de estos principes , se hace 
menci6n ademas de los tres primeros. Dice asi: 



Mm. 4. I. A. 

M:=^M y^^J\ aS^\ *-■ ' En el nombre de Ailah , el clemente, ei mi- 

iSlj jk^^\^ J* iJJl JLs bendiga Allah a Mahoma y a su familia: 

sj^s.- i_U A— o^^s — ^!j y la alabanza para Allah, solo-^1; 

.)! "iV i Si V No (hay) Dios sino Allah, 





iJU! Jj— ,A_A_sr-v_o Mahoma (es) mensajero de Allah. 

M. Eu los cuatro segmentos: 

Amir de los creeyntes Al-Mumen\\hiUah AUMortadha 
Ahu Hafs\\hijo del amir, el pure Ahu\\Ibrahm, hijo (des- 
cendiente) de los dos Califas? 

n. A. 

. l^f >L,\ ,>H^! Al-Mahdi (es) el imam del pueblo 

i-Ul^U *jUiJt establecido por decreto de Allah. 

^U"^ Li-JL^-^I El califa (es) el imam 

^ji\ j^ .i^=srx. jj \ Abu Mohdmmad Abde-1-Mtxmen 

^ji\j^\ ^^\ ben All amir de los creyentesi 



-- J"S 



LOS EANQ HUD Y ABEN MAHFOTH. 22S 



M, En los cuatro segmentos: 

Amir de los creyentes\\Abu Ydkub\\ YiipufWhijo del Califa, 
Dobla en perfecta conservaci6n. 

r.am.xxn. p. doG 

Aunque como hemos dicho , casi todas las monedas 
almohades afectan la forma cuadrada, no deja de haber- 
las sin esta circunstancia, como se ve en la del niim, 6, 
que dice: 

I. A. ^L)t Allah, 

^V i Jt Y No (hay) Dios sino 

iiJ! ^j^j j^^-u Mahoma (es) mensajero de Allah. 

A_._._. .l-.'^ El imam Abd- 
i.AJ\ Allah. 

XL A. .LSi Allah (es) 

L; )j nuestro senor, 

U)««, j.*s^\o Mahoma nuestro enviado, 
L-,L! ^j^! Al-Mahdi nuestro imam. 

tAm XXTI. P- do G. 



LOS BANU HUD Y ABEN MAHFOTH. 

Asi como a la desaparicion del califato de Cordoba 
se habian erigido los reinos de Taifas, y al declinar el 
poder de los Almoravides varios jefes habian intentado 
hacer lo mismo , sin que se consiguiese fundar algo per- 
manente mds que en Murcia, del mismo mode al llegar 

15 



226 SECCION SEPTIMA. 



A su ocaso la estrella cle los Almohades varios jefes 
pretenden establecerse en reinos independientes: solo los 
Nasaries de Granada lo consiguen de un inodo duradero, 
pero no deja de haber alguno que por cierto tiempo les 
disputa la primacia, llegando a arrancar del poder de los 
Almohades casi toda la Espana rausulmana : de las mo- 
nedas de los Nasaries de Granada trataremos en capitulo 
aparte: como transicion entre Almohades y Nasaries 
merecen algtin estudio las de los Banu Hud de Murcia, 
y de Aben Mahfoth de Algarbe : estas conservan el tipo 
almohade en cuanto a la forma , pues son cuadradas , y 
algo en el fondo de las leyendas: aqueilas prescinden por 
completo de la forma cnadrada (1), pero en las leyendas 
algunas conservan formulas almohades. 

Las monedas de los Banu Hud Al-Motawaquil y Al- 

Watsek presentan un caracter muy especial: las de plata 

nunca tienen leyendas circulares , variando bastante las 
del centro en la II. A.: en la primera, puede decirse que 
presentan dos tipos; 6 bien se lee en ellas la empresa 
almohade ^^3U! -^j JJ j^sr^! La alabanza a Allah, senor 

de los mmdos , 6 bien la profesion de fe musulmana en 
dos lineas, y despues el reconocimiento del Abbagi , a 
quien en unas se da el titulo de Call fa Amir de los creyen^ 
teSy y en otras el de Imamo-l-ommat — Imavi del pueblo. 

En la II. A, aparece ei nombre del Principe: el pri- 
mero, Al-Motawaqiiil dla-Uah Mohdmmad ben Yiicnf ben 
Hudj en unas, que por tener mas caracter almohade su- 
ponemos las primeras, no toma titulo especial; en otras 



(1) M, Gaitiard en su Catalogue des monnaies antiques et d% inoyen dgere- 
eveilUes en Es^agne, dans les lies Baleares, et en Fortnga-l, de 1850 a 1854, hace 
niencion de monedas de estas de forma cuadracla: fiunqwe hemos visto biistantesj 
Dingnna cuadfada ha llegado a nuestras ni anos 



^- 



V 



I 



LOS BANU HUD Y ABEN MAHPOTH. 227 



s61o el de^^^^V £^ ^m^V, j,por fin en.las mas comunes 

r 

toma el de ..*lUi!^^! Amir de los muslimes, como hicie- 

ran los Almoravides: el hijo y sucesor de Al-Motawaquil, 
en Unas se titula ^.*L^)S]|j.^-Jj|jj^:sr^o w^^^lljiAJb j's\J\ 

Al-Wdtsek billahWAl-MMsim MM MohammadWWali adh\\ 

almuslimina (Principe heredero de los muslimes); en 
otras, conservando siempre losprimeros sobrenombres, 
aparece como Amir almusUmin Mohdminad ben Hud: en 
alguna no pone su nombre ni el de familia , pero se 
titula Amir almusUmin ben Amir almusUmin, j por fin en 
una que posee D. Francisco. Caballero Infante, quitando 
toda duda respecto a su" nombre , se proclama Amir al- 
musUmin Mohammad ben Mohammad ben Hud. 

* + 

En la lam. XXII, ndms^ 8, 9 y 10, damos el gra- 
bado de tres de las mas comunes. 

Num. 8. 

I. A, iJU j.„^_^"h La alabanza d Allah 

^j senor 

■J] de los mundos. 







II. A. J_^^_.-:;-J! Al-Motawaquil 

,j A^^^-u i^\ Jb ala-Uah Mohammad ^ben 
^j_» ^ _^--j_j YugufbenHud,. . 

Monedita de plata. ■.-,'..';' 

, . Ldm.XXII. . r. . , , :,,,,' P de G. 

mm. 9. 

I. A. i_Ui t ^-^1 "^' No (hay) Dies sino Allah, 

i.]}\ J.^. A*^'w Mahoma (es) mensajero de Allah. 

.L_o! «.L._^)! Al~Abbagi (es) el imam 
•L.^"^ del pueblo. 



228 SEGCION SEPTIMA. 



IT. A. J^z^yJ] Al-Motawaquil 

^^jJ!^«,| ill! ^Ic ala-llah amir de los creyentes 
^^jj ^JJ J..*K-.^ Mohammad ben Ytieuf 
V ,.tj1 ben Hud. 

Moneda de plata. 

Ldm. XXTI. p (jg (5 

Mm. 10. 

I. A. i^Ul^JrJiv No (hay) Dios sino Allah, 

aUI Jj«, j.*^^^ Mahoma (es) mensajero de Allah. 

^«L»J|^_.i^| El califa Al-Ahbaci (es) 
^)A.-v.^j_Jl j„^\ el amir de los creyentes, 

11. A. a.JU jJtjJl Al-Watsek billah 

j^.^\ io .^.joJl Al-M6tasim bihi amir 

j'-^S ^j ^-*i-4! de los muslimes, hijo del amir 
^.^1«UI de los muslimes. 
'LIsVx. Xdtiva. 

Moneda de plata. 

Urn. XXII. P, ^g Q_ 



Las monedas de estos Banu Hud , que pudieramos 
Uamar la tercera dinastia de esta misma familia, estan 
acunadas en Jativa, Murcia, C6rdoba, Sevilla, Jaen, 
Baeza, Malaga y Ceuta, que nosotros sepamos: es de su- 
poner que las haya acunadas en poblaciones como Gra- 
nada, Almeria y otras. 

Las monedas de Aben Mahfoth , que firma como va- 
sallo del Rey ea documentos de San Fernando, ofrecen 
poca variedad en las que hemos visto: como queda indi- 
cado, por su tamano y figura cuadrada se confunden por 






\: 



% 



LOS BANU HUD Y ABEN MAHFOTH. 



229 



completo con las anonimas de los almohades, de las cua- 
les hemos reproducido una en la lam, XXII, niim. 7. 

Aunque no esta representada en las laminas, damos 
las leyendas de una de ellas. 



I. A. 









Allah (es) nuestro senor, 
Mahoma nuestro profeta, 
Al-Abbaci nuestro imam. 



II. A. 



^^ 



_iJ! v.-,.-mI 



i_LjL.j v-^.R_>;_v^-^J) 



A-^*£S'-'^-^ 



!■ 









Amir del Algarbe 
Al-Mogtain billah 
Muza ben Mohammad 
ben Nosair ben Mahfoth 




--■^' 






'^"^ 






Q 



-^ 









-^^ ---^ '■■:-. -i- 



-< 
^ 



^ ^ 



v-x -^T- 



T. 









\ aX 





CCIOI OCTAYA. 



MONEDAS BE LOS NASARIES DE GRANADA. 



Despues de la desaparicion del Imperio almohade en 
Al-Andalus, solo la familia de los Banu Nasr 6 Banu 
Al-Ahnar logro establecerse de un modo duradero, fun- 

dando un estado que fuera como el ultimo baluarte de 
los musulmanes en Espana por espacio de casi ires 
siglos. 

Las monedas de la dinastia Nasari presentan un tipo 
marcadamente almohade : los dinares 6 doblas y semi- 
doblas y las monedas de plata a primera vista presentan 
por completo el mismo tipo : los feiuses tienen caracter 
propio y no pueden confundirse joon los de ninguna otra 
dinastia espanola. 

Introducida por los Almohades la costumbre de no 
poner en sus monedas la fecha de su acunacion, y pocas 
veces la ceca, los Nasaries les imitan en esto; asi que, en 
ninguna de las monedas de oro 6 plata ponen la fecha, y 
pocas veces el nombre de la poblacion en que la moneda 
se acunara: por el contrario, en los feiuses de tipo propio 
ponen siempre la fecha y el nombre de la ceca , pero no 
el nombre del Principe , que en las de oro y algunas de 



2S2 SECCION OCTAVA. 



plata de los mismos cunos consta con su ascendencia, 
alguna vez hasta la sexta 6 septima generacioa. 

Esta particularidad de las monedas de los Nasaries 
las hace sumamente importantes para el estudio de la 
historia de esta dinastia; pues en la complicacion extre- 
ma que se produce en la sucesion al trono , las monedas 
han venido A enlazar de un modo autentico los individuos 
de esta dinastia, ya que la sucesi6n, sin salir de la fami- 
lia, pasa de una rama ^ otra; de aqui el que, sin formar 
el cuadro geneal^gico de todos ellos, no pueda conocerse 
su enlace ni saber a cual de los que llevan el mismo 
nombre pertenece una moneda; pues hay doce que se 
llaman Mohammad, cuatro Yiicuf y dos Icmail: per esto 
ponemos lu^go el cuadro genealogico. 

No de todos los reyes de esta dinastia se conocen mo- 
nedas, si Men es de suponer que todos las acunaran, y 
quizd se conserven y ileguen a conocerse. 

Prescindiendo de los muchos dirhemes anonimos (1), 
hay algunas monedas de dificil clasificacion, por cuanto 
en muchos cases se prescinde de nombres intermedios, j 

y hay razones para sospeohar que esto haya sucedido con 
algunas que Ueyan el nombre j^) ^ j^^-^ Mohammad 
bm Nasr , que pudiera identificarse con cualquiera de 
los que llevan el nombre Mohdmmad , aunque en rigor 
s61o al Mohammad IX cuadra con exaotitud; pues s61o 



(1) De nn texto de Aben Al-Jatib hemos podido deducir que perteneeen a esta 
diDastia, y probablemente a los primeros tiempos, anas monedas qae por su mala con- 
3erva*?i6n y rareza no habiamos podido leer: son segun Aben Al-Jatib la cuarta parte 

de un dirhemj 6 mitad del kirate : en ellaa se lee en una area ^A^|_js|jiiJt ^J>,a 
La direccidn de Allah\\(_es) la Mreecion, j en la otra (^fiXAU||i^9LjJt ^M't 
(fiiieno) WpM-a los que teiMn d Allah: al fin de la pag. 240 damos una reproduccion 
zincograflca de una de estas monedas: en ella dice UiU*iJ por jm-u;lJJ . 



■ 



iSt- 



MONEDAS DE LOS JSASARIES DE GRANADA. 233 



este es hijo de un Nasr : los demas son descendientes, 
no hijos del Nasr que da nombre a la dinastia: pero es lo 
cierto que el nombre .3 se toma en este sentido cuando 
se refiere al que da nombre a una familia. 

Se conocen monedas con nombres de ios reyes MohAtn- 
mad ben Yiigufben Nasr, que se admite sea Mohdmmad I, 
— De Mohammad ben Nasr, que como hemos dicho pue- 
den ser de cualquiera de alios , pero que se atribuyen 
al noveno. — -Del Amir Mohammad , hijo del Amir de los 

musUmes Abu Abd-AUdh ben Nasr, que unos atribuyen 
al segundo y otros al tercero. — De YiiQuf I. — De Mo- 
hammad IV> — De Mohammad 7.-— De Mohammad VII Al- 
Mogtain billah. — De Yucuf HI An~Nasir lidini-Alldh. — 
De Mohammad VIII Al-Motamacgic billah. — De Moham- 
mad IX, con los nombres de Mohammad ben Nasr ben 
Mohammad ben Yiicuf ben Igmail hen Nasr, — De Al-Mog- 
tain billah Cadd ben Alu—'Y de Ali hen Cadd. 

La lectura de estas monedas ofrece muchas dificulta- 
des por ser las leyendas variadas, y que no se encuentran 
en otras anteriores : en el cuadrado de una de las areas 
consta el nombre del Principe con toda su genealogia, y 
no ofrece grandes dificultades su lectura: el centro de la 
otra area y ios segmentos de ambas contienen leyendas 
koranicas 6 euniticas ; ademds de las comunes de la pro- 
fesion de fe, y de la que en cierto modo constituye el 
mote de la dinastia, JJ! "T^JU Y La gdlibon ilia Allaho, 
No hay vencedor sine Allah, se encuentran dos muy comu- 
nes, tomadas ambas , como hemos visto, de la Qura III 
del Koran: veanse las inscripciones X y XI, en la pa- 
gina 28, 



234 



SECCION OCTAVA, 



-^-^ -■ ^ 



- -'^-T*'-' 



■ ^la^i 1 ■ 



,^ J J im J-W.-.-- B-l -l-J 1 1-^ - ■■ _|-X-|, LL^--^ L>_ -%J "^^ ^ B ^*T> 



o 

CO 



p=5 

CO 

pa 

o 

o 

* — I 
■o 

< 

K 
CD 



i 1 






F 







^-i> 






'-si 
O 



J 



o "^ - 
=3 (J 



(Tl 



a 




-s! 





^ 


-i 


i 


^i^ 


< 


"~3 


K- 


.J 


O 




5 


Hi 


^ 



TT 




03 




B 


.? 


B 


^ 




^ 


i—i" 


'i 


O 


»-H 




C^ 





■<p-H 



* t * ^ * 





■^s 


wJ 




<I-H 

< 


C^'^ 


-4 


hM 


^ — s 


«C 


^ 


-^ 


o 

4 




c^ 


^_ 


Q 




< 












i? 

C^.^'. 



i 



■6 



> 












F F 



J -_ .. 



« 



MONEDAS BE LOS NASARIES DK GRANADA. 



233 



to 






X 






■^ 



■^1 

K 
-5 . 



'i 






§■ I 



) 



> 



><1 



« 






4 4 



^ 






* * 












1 / 



;i -/;n 






r 

1 



^ 



Q 


-^ 


CO 


J 


U.) 




^- 




U'- 


„J 


.■^ 


^ 


>^ 




;^' 


-i 




>i 



Q 



; 
n 

4 



i 



:> 



><-. 



.- :■ •> 



Ui 



<<; -j 



o 

oi 

Q 
^ 






Si- 



>7 



1 T 



« 



* 



e.. 



o 



- 4 



o 

CO 



O 






I 




o 



O 











1. 
o 




S 




- 


a 




^ r 






o 
S 

CO 

s 


* » 


•••s-5 








O -i 

^-4 








^ 






i^ 




;^ 










h^ 






VJ 










O 




^ 






a 

O 










^^ 


■ 






- 


o 

1 

o 

u 
'o 

m 
O 

to 

til 

a 

™™ 
dJ 

a 




r 






QJ 


L 


£ ' - ■ 






\0 


J 


. 


TH 




1/? 


L 


1 . J H ■ 


■^ 






H 




Q 


L 


» 
« 


1 


•3 


'A 

■i 


o 


^ 


»— 1 -' 


M 


'i 


1 




X^ 


9 


i3> 




: ■^'^ 


.->? 




o 

a 




O 


X 








* 


^ ^ 




O 




5i 






a 




^ ' 






S2 




P 






4--f 

o 




^ 










^ 






o 










<* 




F"' r 






v;3 










P 




o .' 






o 






J 

J 


- 






,^-v 






j 




r— ^ 






1 X 




X. 






-^^4 
: ^-^ 




' -> 










>^, 






1 



23G SECCION OCTAVA. | 

> 3 

■ -^ I 

Hechas estas observaciones generales , pasemos a la 
descripci6n de las monedas que hemos reproducido en la 
lamina XXIII, 



Num. 1. LA. 

i^U\ T iJ! Y No (hay) Dios sino Allah, 
i}}\ Jj^j j^s:-^ Mahoma (es) mensajero de Allah, 
JJ! ^ wJLd Y^ y no (hay) vencedor sino Allah. 
, ,U=v Jaen. 

II. A. 

j.*sr-u. .^il_^^| Amir de los muslimes Mohammad 

j^i ^_) .^j^y ^ hen Yiicuf ben Nasr 
^_.L^| Li^U Califa de Al-Abbagi? 

Moneda de plata. 

Lam. XXIII. P. do G 

Esta moneda pudiera ser de cualquiera de los Princi- 
pes que llevaron el nombre de Mohammad, y fueron hijos 
de Yucuf, pues que todos son desoendientes de Nasr, de 
mode que pudiera ser del I, V, VII A VIII, pero creemos 
que debe atribuirse al primero. 



Num. 2. I. A. 

^.a.j]\ ^jA=^j)\ J31 ^^j En eJ nombre de Allah, el clemente, el mi- 

9 w- \w vii V sericordioso, 

/■j aj a T U V ^No hay Dios sino Dios linico? 

?i-J i!_^.3r-\_o iJUl L) 



■(3.-3 ijJ-^-^^**-*-i. y con verdad 

OJ' tjr^ l-Jj sUJ^ jl le hicimos bajar, y con verdad descendi<S? 






■^. 






^1 

it 



MONEDAS DE LoS NASARIES DE GRANADA. 237 



II. A. 

i__L_Jl j„._^^_^'^ El amir, siervo de Allah, 
^ A-wsT-w iUL) ^x^W Al-Mogtatn billah Mohammad ben 
^_. j.,^-:^-^-o ^ ^_?-^j Yiicuf hen Mohdmmad hen 
Jw-sU^t .^ i_,.j Yiiguf hen Icmatl 



?^«3Jj JJ! sj.^1 ^^; j^^^ hen Nasr, ayjidele Allah y protdjale. 
Moneda de plata. 

r.ftra xxm. p, ao G. 

Como puede verse facihnente en el cuadro genealo- 
gico de los Nasaries, esta moneda dehe atribuirse al 
Mohammad VII, en quien concurre la circunstancia de 
ser hijo de Yu^ufQl), nieto de Mohammad (V), hiznieto 
de YuQuf (I), tataranieto de Icmail (I) y descendiente 
de Nasr. 

La lectura de la I. A. ofrece dificultades insuperahles 
para nosotros, no porque las letras no esten claras, sine 
porque no resulta leyenda inteligible: la priraera palabra 
de la 5.* linea parece ser la persona aquellos 6 vosotros 
de un verbo cuadrilitero tL^ ~ iJUt — iL.c 6 Ji^c que no 
encontramos en los dicoionarios. 

Num. 3. I. A. En el cuadro la inscripoidn nu- 
mero X. 

M. En los segmentos: 

ii\ ..C^j^^ II J.*srn^ U'Ju^ ^IsiDl ^^\\^^j]\ ^^J\ i^\ *-J 

En el nombre de Allah, el clemente, el misericordioso,^i 
bendiga Allah a nuestro senor, MahomaiWy vuestro Bios es 
Dios unico'yWNo hay Bios sino d..,. 



23g SECCION OCTAVA. 



II. A. 

j_s.^-v^ iH\ -v& j.^,^'^ El amir siervo de Allah, Mohammad 

^^! j^^-^^)— it__t':"'l ^j.;\ hijo del amir de los muslimes Abu- 

^A ^>'j^. -. L.q^ -L^r-' t 1-Hachach Yu^uf hijo {6ste) 

-^l?^' ^' ^*L4l^^ot del amir de los muslimes Abu Al-Walid 

JJt s^Aj'^i ^J> J^U^t Igmail ben Nasr, ayudele Allah. 

Gran dobla. 

Ldm. XXIII. P {"]c G, 

Esta moneda es del Mohammad V, hijo de Yucuf (I) 
Abu-1-Hachach, y nieto de Igmail (I) Abu-1-Walid. 

Mm. 4. I. A. ^ ._JS V No (hay) Dios sino 

A*^:-.^ i-Ut Allah ; Mahoma (es) 
iJJl Jj^^j mensajero de Allah. 

En los segmentos: 



'i±'liji, jl Sj^^-u jl |j._. 



-2> V ' (.-» 



•^J^ 



Fn& acmado\\e$to\\en la Alhamhra\\de Granada, 



n. A. i_LJi j_,_^ Siervo de Allah 

UJL.J ^LjJt el vencedor per Allah. 
j^: ^ j^^-^ Mohammad ben Nasr. ; 

En los segmentos: 

La proteccidnUe parte de Allah flly la victoriaWproxma. 
Moneda de plata dorada. 

J 

LSm. XXra. p. de G. 



f . 

? ■ 









MONEDAS ANONIMAS t>E GKAt^A&A t ALMERIA. 23& 



Esta moneda parece que debe atribuirse al Moham- 
mad IX de este nombre, unico a quien cuadra la circuns- 
iancia de ser hijo de Nasr; pero si la palabra ^ ben la 
tomamos en el sentido de descendiente , entonces podra 
suponerse de cualquiera de los doce que Uevaron el nom- 
bre de Mohammad. 



MONEDAS ANONIMAS DE aRANADA Y ALMERIA. 

Num. 5. I. A. Igual a la de la leyenda central de 
la moneda anterior. 

IT. A. ^ , ^ Fue acunada 

en la ciudad 

i.Xi-ij-i de Granada. 

r 

Moneda de plata. 

L&m. XXIII. P- «^e «■ 

Num. 6. I. A. ^3Lo Vj Y no (hay) vencedor 

i!_LJ! ^ sino Allah. 






11. A. i..^j^J\ Almeria. 

Monedita de ore. 



L&m. XXIII. 



P. de G. 



Num. 7. I. A. Igual a la del num. 5. 

11. A. ^JLi Yj Y no (hay) vencedor 

ilU! T sino Allah. 
■L.lUj-i Granada, 

Moneda de plata. 

Lim.XXm. ^- '^^^ 



240 SECCION OCTAVA. 



Niim. 8. I. A. Igual a la del niim. 5. 

II. A. ^U Yj Y no (hay) vencedor 

i_LJ! "i^ sino Allah. 

iL-j j._*_J ! A Imeria . 

Moneda do plata. 

Lim. XXIII. p. Ae G. 



Niim. 9. LA. j^_._i Fue acunado 

C ■ 

■iJ>U^_i_j en Grranada, 

>Lt ano 

II. A. j_a.S uno 



.jL*_Jj J ochenta 
LjL^jUJ. y ochocientos. 



Moneda de cobra en regular conservacidn. 

Ldm. XXIII. P. do G 



De estas cinco monedas de los reyes de Granada, s61o 
de la liltima podemos saber en que reinado fue acuiiada: 
es de suponer que todas pertenezcan a los ultimos tiem- 
pos de la dinastia Nasari , aunque de ello no tengamos 
pruebas fehacientes. 




i 

I 

t 

-a 
r 






APfiNDICES. 



SU nSO Y CONTENIDO. 



Expuesto del mejor modo que nos ha sido posible lo que creemos 
necesario para iniciarse en el conocimiento de las monedas ar^bigo- 
espanolas, podiamos dar por terminado nuestro trabajo; pero como en 
SU exposici6n hemos tenido que prescindir por completo de dar noticia 
de muchas, de las cuales, 6 no se encuentra mSs que alguno que otro 
ejemplar, 6 si se encuentran con alguna frecuencia, no forman s^rie 
especial, y por tanto no pueden darse a conocer sin describirlas una d 
una, nos decidimos k poner varies ap^ndices, en los cuales est^n como 
compendiados cuantos datos se encuentran en las monedas que hemos 
podido examinar: con estos ap^ndices, creemos que el aficionado A estos 
estudios, en cuanto llegue k tener alguna prActica en la lectura de las 
monedas, podrS f^cilmente clasificar aun las que no estdn en buena con- 
servaci6n, con tal que de ellas se conozca alguno de sus datos: esto en 
cuanto a los ap^ndices que son, digamosio asi, puramente numismS- 
ticos, ycuyos datos no es posible encontrar en parte alguna, porque 
estan tornados directamente de las monedas , y 6stas son en su mayor 
parte in^ditas. 

Para evitar k los coleccionistas la necesidad de procurarse en otras 

obras ciertos datos que son indispensables k cada memento para la cla- 

sificaci6n de las monedas Srabes, ponemos dos ap6ndices cronol6gicos: 

uno de la correspondencia de los anos de la hegira a los nuestros, y 

otro de listas geneaI6gicas y cronol6gicas de los dominadores arabes en 

Espana: para este ultimo, nos servira de punto de partida la cronologia 

que pone Mr. R. Dozy en el IV tomo de su Histoire des miisulmans 

16 



242 APENDICES.-SU USO Y CONTENIDO. 



(t'Espagne jusgW a la conquMe de V Andalonsie par les almoravides 
(711-HlO): respecto k la cronologia de algunos reinos de Taifas, nos 
permitiremos alguna variaci6n exigida por los datos que nos sumiitis- 
tran las .tnonedas: en otros casos, aun teniendo casi seguridad de que 
no es del todo exacta, la aceptamos; pues por falta de datos suflcientes 
y por no ser lugar oportuno, no podemos entrar en discusiones ajenas 
de este lugar: esperemos que las monedas y los autores nos den nuevas 
noticias, que, discutidas despu^s por personas competentes , aclaren la 
cronologia-arabigo- espanola . 

iViim. /. Contiene los nombres de los Iinames {6 Pontifices supre- 
mos) que flguran en las monedas desde Abde-r-Rahmdn III Iiasta el 
tiempo de los Almohades: su uso es sumamente sencillo, pues hemos 
visto que el nombre del Imam ysu titulo honorificoconstan siempre 
en la II. A. de las monedas, y estS precedido de la palabra ^U^ El 
Imam: el titulo ^x.._5it_;<r*'l Amiro-l-muminin, de ordinario se in- 
terpone entre el nombre propio y el titulo honoriftcOv si bien bastantes 
veces se pone despu^s y alguna que otra se omite; si por ejemplo, en 
una moneda leemos UlU ^^=^-j^\ \\ ^J^J^ j^\ \\ J-ssr-w ^L U' El I 

Imam Mohdmmad\\amir-al-mumimu\\M-Mog£dcfi biUah, no podra j 

caber duda de qne pertenece i Mohammad HI, y por tanto que est& 
acunada en 414, ano en que rein6. 

JStm. XL Contiene los nombres que podremos encontrar en la pri- 
mera &rea de las monedas sin indicacidn de cargo: estos nombres casi 
siempre estan en la parte inferior de la leyenda, k no ser que consten 
de dos, en cuyo caso se distribuyen de modo que el uno est6 sobre la 
profesion de f6 y el otro debajo : si encima de la profesi6n de K se 
distingue alguna palabra, que no sea nombre propio, 6 no se distinga 
bien, deberA sospecbarse que sea un titnlo, y entonces debe recur- 
rirse al ap6ndice correspondiente : supongamos que en la parte inferior I 

de lal. A. leemos el nombre de ^j^=:^)\ M-Becri: como i^ste solo se 
encuentra en el aiio 401, deberemos suponer que la moneda en cues- 
ti6n es de este aflo y de Hixem 11: si estando bien conservada la fecha 
■no estuviese conforme con esta suposicion, tanto mejor;pues serft 
prueba de que la moneda es desconocida: an<itese el nuevo dato , y si 
el lector quiere comunicarnoslo , recibireraos en ello nn singular favor 






APENDICES.-SU USO Y CONTENIDO. 243 



y lo tendremos en cuenta para hacerlo publico cuando se presente 
ocasi6n. 

En ^ste, como en los sigulentes apfindices , omitimos casi siempre 
las fechas que estdn ya incluidas en los cuadros sin6pticos de las raone- 
das de cada Principe. 

Mm. m. Este ap^ndice tiene el mismo uso que el JI., con la sola 
diferencia de referirse k la II. A. 

Mms, iry F, Ilemos visto antes que durante algiin tiempo hubo 
varias poblaciones que acunaron moneda k nombre de los Imames 6 
Pontiflces nominales Hixem U despu6s de muerto, y de un Abd-AUah^ 
{el siervo de Allah), que se cree sea el Califa de Bagdad: estos apdn- 
dices indican de un golpe de vista las poblaciones y Principes, en cuyas 
monedas hemes encontrado tales nombres. 

Mm. VI. Conliene la nota de los hdchibes que constat! en las mo- 
nedas que hemos visto: t^ngase en cuenta lo dicho respecto al vario uso 
deltitulo hSchib, que unas veces designa al primer ministro, y otras se 
aplica al verdadero rey: ademas, hay que advertir respecto S este titulo 
en las monedas de los reyes de Taifas, que, como no es facil saber en 
cases dados si el que ie lleva es 6 no el rey, cuando no lo sabemos, 6 
no creemos deber decirlo per no entrar en detalles que no caben aqui, 
ni aun en el cuerpo de nuestro presente trabajo, indicaraos la vaguedad 
poniendo:— Mofflec^a de fnlano en tal pnnto : asi , por ejemplo,. en mo- 
nedas de Al-Andalus (Sevilla), afios 437, 38 y 39, se lee ii^ .^^^^Ls^'t 
el-hdchib Abbad; yaunque tenemos seguridad de que es el rey de Se- 
villa, que despu^s es conocido por Al-Mdtddhid , como este titulo no 
lo toma hasta despu^s, por no entrar en estos detalles, no hemos que- 
rido decirlo, aunque aqui lo digamos por via de ejemplo; cnando quere- 
mos indicar que el hachib es el rey, ponemos :— Fa/ano detalpnnto, 
asi, con relacion al hachib i3«J.Jl oUc , decimos: — Imado-d-Baulah de 
Zaragoza: el mismo sistema seguimos en el ap6ndice num. VII , en el 
cual figuran titulos, que unas veces se aplican k los reyes , otras k indi- 
viduos de la familia real, 

Mm. FU. Este api^ndice contiene los titulos que llaman suItSnicos, 
y que en rigor sdlo pueden tomar los supremos imperantes; pero que en 
el periodo de los reyes de Taifas se aplican a ^stos, y aun a sus hijos en 



244 APEND1CES,-SU TJSO Y CONTENIDO. 



ciertos casos: tales titulos comienzan por el articulo Jl, que podemos 
considerar como signo caracteristico. 

ISim. Fill. Contiene tambi^n titulos honoriflcos, S los cuales po- 
driamos Uamar semi-sultanicos; pues parece que son de inferior catego- 
ria & los anteriores , si bien en Espana mucbas veces es indudable que 
se apllcan a los verdaderos reyes de Taifas; en 4pocas de decadencia 
se aplican estos titulos k personajes de imporlancia en la administra- 
ci6n del Estado, del cual se declara coluwna, espada, gloria, etc., 
aigun individuo quizadesconocidoen la historia: para aumeotar la con- 
fusion, el mismo individuo varia con frecuencia de titulo, como parece 
sucede con Mokabil 6 Mokatil deTortosa, que creemos sea el mismo que 
en Unas monedas se titula geifo-l-MUtah [la espada de la religion), y 
en ol\:di% Motzzo-d-Danlah (el glorificador del Estado), Principe tan 
insigaiflcante, que apenas le menciona ningun historiador. 

Mm. IX. Los datos de este apendice proceden s61o de monedas de 
los Hammudies, de los Almoravides y posteriores: el nombre j^^ 
6 Kr*! ei i*Hfl«;?e, parece tomarse en el mismo sentido que entre 
nosotros : en las posteriores podemos ya tomarlo en el sentidode el 
Rey 6 el-Prindpe, segun los casos: si en la moneda no figura otro titulo 
de superior categoria , el que Ueve el de Jmir sera el Rey, en otro caso 

serS el-Principe. 

Mm. X. Este apdndice, aunque corto, puede servir en gran mane- 
ra para ciasiftcar algunas monedas; pues con tal que puedan leerse el 
titulo y nombre del Principe heredero, en la mayor parte de los casos 
es lo suflciente para clasiflcar una moneda. 

Los ap^ndices siguienles no necesitan esplicacidn especial. 



i^?. 



- ? 



f IMAMES QUE FIGURAN EN LAS MONEDAS. 24S 



APfiNDICE NtTM, I. 



Imames <]ue Gguran en las monedas, 



a)L 



JW! (j^j^\ ^^^ El Imam UHs Al-Ati. Idrfs II de Malaga. 
juUil fj^ji\ ■— — IdHs Al-Motadyyad. Idris I de 

Malaga. 
^3^]| ^j^j^\ — — Idris Al-Mowdffak. Idris III de 

Malaga. 

^jvdix*4! (^»> — — Hdgan M-Mogtdnsir. H&gan de 

Malaga. 

.j^^;x«4l *^s^! — — Al-Hdquem Al-Moi^nSmiT billah , 

Al-pquem II. 

iiJL) ^^.ocu-it jjUftL. — — 'gaieimdn At-Mogtatn billah. Qu- 

leimSn (el califa). 
i^\ j,^c _ __ Abd-AUah. El califa de Bagdad en 

monedas de algunos reyes de 
Taifas: ea las de los almoravides 

* 

y posteriores del mismo tipo. 
^«L^1 iJJS j-i-fr — — Abd-JUah el-Abbagi. El califa de 

Bagdad en monedas de los almo*- 
ravides, de Aben Mardonit; y del 
mismo tiempo. 
iiJLj jj_j4t iUUv& — _ Abd-AUah At-Mnwdyy ad billah , 

El mismo en monedas de Zara - 
goza y de Al-M6tSmid de Sevilla. 

iDl^^i^ jj_^! jJJ! j.;.c ~ — Abd' Allah Al-MuwiyyadUnasT' 

^//flA. El mismo en monedas de 
Al-M6tamid de Sevilla, acufiadas 
en G6rdoba. 



246 APfiNDlCE NUM. I. 



juj41 *.W1 ^ja (» 



en monedas de Al-M6tamid, en 
Murcia: monedas de Al-Motawd- 
quil deBadajoz. 

. . . , Abu Jbd^ Allah Mohdmmad M- 

UJ| j^r ^jlH) } Moktafaliamr-AUahAl'Abbagi. 



J..i*.3r-\-j tAj\ J-fS 5^1 



^^l/.xJI J £;( mismo, en monedas de Aben 

lVIard6niQ, en Valencia y Murcia, 
de 548 a 564? 

•M ^l^) j^\-^)\ ^ — — AH An-Ndsirlidin- Allah, hihen 

Hammud. 
^_j^U| **«Lft)t — — Al~Kdgem Al~Mam^n. Al-Kdgem 

ben Hammud, en Al-Andalus, 
Ceuta y Zaragoza. 
iAJb -^^^^A^il j«).s:-\-, — — Mohdmmad Al-Mahdibillah Mo- 

b^mmad II, 399 y iOO.-MoMm- 
mad de Malaga y Mohammad de 
A]geciras, de 438 a 446. 
^^iXju4! ^^^■^^ — — Mohammad Al-Mogtacfi. MohSm- 
,,. , , . mad III, 414. 

'^- ^ J j- — An-msir lidin- Allah Abde-r- 
t^'^r' ' Sahmdn. Abde-r-Raliman III. 

^Uj. — — Hixem. Hixem II en monedas de 

Al-Mansur de Valencia, TorJosa, 
y dudosas. 
^*i! A^a — — Hixem At-M6tadd. Hixem III, 

418: en monedas de Mondzir de 
Zaragoza. 
i)JLj Ajji! ^Li,» — — Hixem Al-Muwdt/yad billah. 

Hixem II. 

J^^ ^^^t ~ ~ Vdhya Al-Small YShya ben Ali 

ben Hammud. en Geuta y Al- 
Andalus- 



- 1 "^ 



IMAMES QUE FIGUEAN EN LAS MONEDAS. 2i7 



- 



UoLl j^^^jJl Jr-Raxid [es] nuestro Imam-, monedas 

del califa Almohade Ar-Raxid. 
l^'^ X^\ ^S.x)\ Al'Abbac^i Imam del pueblo: monedas 

de Al-Motawdquil ben Hud:— de AI- 
Watsek ben Hud:— de Mohammad I 
de Granada?— de los Almohades. 

U^Lt ^U'JS El Abbagi nnestro Imam: monedas de 

Aben Mahfoth de Algarbe:— de Abu 
Ghomail de Valencia. 
U^Lt ^^\j'^^\ El Kordn nnestro Imam: monedas de los 

Almobades cism&ticos? 
UoLl ^^\ Al'Mahdi nnestro Imam: monedasdelos 

Almohades:— de Ahmed ben Kapi de 

* 

Mertola. 

^' J"- I blecidopor orden de ^/toft:— monedas 

almohades. 



-■ 



^ 



248 APENDICE NUM. II. 



AP£NDZG£ NtTM. IX. 



Nombres que se eoouentraa en la I, A,, gin indioaoion de cargo. 



Mt^ji\ Ibrahim: moneda dudosa de Al-Andalus, afio 4»9; de 

Texufin ben Ali y de su hermano Ighak. 

J«s^l Ahmed: ano 301? moneda de Abde-r-Rahm5n III : de 
. Quleiman de Zaragoza: de Toledo? 
(j-jjit IdHs: de Al-K^^em el hammudx: de Yahya el ham- 

mudi. 
S-^! i^\ AbenJglab: de AI-Mamun de Valencia, 45 7g. 

"i^M Aflach?: de Yahya el hammudi. 

^ ' ' a' 

^sr-u.! I(^hdk: de Ighak hen Ali. 

?:>^j Sord?: de Hixem 11. 

?j_i-9 Kind?: de ^uleiman. 

?J-«o ^fflp^X? de 222, 223, 225 y 226. 

?^^ IBequer? de MoMmmad Al-MogtScfl, 414. 

^3^SLJ| Al-JBecri: de Hrsem II. 

?^^=j j^ I ^ieffi Begner?: de Suleiman. 

Jj^ C^ ' '^^fi^ Sahm: feliis de Ahde-r-RahmSn III, 303 y 306. 

?^<i*i' Tamlich?: de Hixem 11. 

jj4=w Chahwar'{: de Hixem II, 399?: de Mohammad II. 

hi-^ Oi ' -^^^ Chodair?: de Quleim&n. 

^ ^^! ^iflfl ffflmi?; de ^leimSn, 404. 

^j^^ Hagan: de Mochehid de Denia: idem de Mallorca. 

7^^^ ffdgaMe guleimSn, 403. 

V'^'^ c^ "^^^^ ^«mam? : moneda de Al-Andalus a norabre de 

Hixem II, 426 y 432?: de Hixem HI, 421? 




-J 



11 



NOMBKES EN LA I, A., SIN INDICACION DB CARGO. 349 



1j.~i^ Jair?: de Imado-d-Daula de Zaragoza. 

?^^=^ i^ 1 ^'^^" ^<^rnmud? de guieimSn en Ceuta: de Al-KSfim 

ben Hammud. 

m 

?jjj j-ia. ffanzim? de Idris el hammudi. 

?^^!j^t ^t ^5en Ar-Badhi? de (luleimSn de Zaragoza, 440. 

^iju- ^^ ! Abengaad: de Murcia, 564? 

J-.XW ^fl?(;^; de Abde-r-Rahman III, 

^J^Ji (^il-^-i^ 0^<^ I! *6n i^«?pB/; de Hisem II:— de Al-KdQem ben 

Hammud, Hi. 

^UJ-« gnteimdn: de Quleiman: de Mondzir de Denia: de 

Imado-d-DauIah de Zaragoza (Al-Moktadir) : de Al- 
MothSffirdeL^rida? 
^-^ Xohaid: de Hixem II: de ^aleiman, 397. 
■^.^ ^Ji \ Aben Xohaid: de Quleim&n. 

\ ^-^^jJ^ Abu Xohaid: de Hixem II, 380? 

j*i^ Amir: de AlrHaqiiem 11. 
L^^ c^ ' ^^^'"' -^bbdg: de Hixem II. 

i^\ J-& Abd-AUah: de Abde-r-Rahm^n III: de Hixem II: de 

Hixem II en Fez: de Al-Mamiin de Toledo: de AI- 
Mortadha de Mallorca. 

^^J^ J-i-c Abde-Rahmdn: felus de Abde-r-RahmSn III?: de 

Hixem 11 en Fez. 

V (^*^jJ!)|-^^^ Abde\\-r-Rahmdn: feliis de Abde-r-Rhamdn III? 

^\\\ j.^ Abde-l-MMic: de Hixem II en Fez : del mismo en 

AI-Andalus : de QuIeimSn : de Ikbalo-d-Daulah de 
Denia. 

viUitilJ-^ Abde-\\l-M(iUc: de Hisem II en Fez: del mismo en 

Al-Andalus. 

oilitA^P Abde'l-Melic. , ^ „. „ „ 
, , t \ J, jt i <ii de Hixem II en Fez. 
\5*"^ ^' C^' ^benAbu Iga? 



deMokabil?deTortosa. 



oUi! J..& Abde~l-MeliG 
?^-^^ ^J I aben? Racli?. . 

ij^j,^\\\^^ Abde[\-l-M^men: de I^ebil? de Tortosa. 



aoO . AP^NDICE NUM. 11. 



^ AH:, de 220 y 260: de Mochehid ije Denia: del mismo 
. . en Mallorca: de Ikbalo-d-Daulah de Denia: del 

mismo en Mallorca: de Zaragoza? deMondzir II: 
de ^uleim^n de Zaragoza?: de Al-Moktadir de 
: Zaragoza. 

^ ^^1 Aben Mi: monedas de IchaR ben Ali: dinar deBada- 

jozde 543. 

j^ Omar; de Abde-r-Rhamki III? 

■ r 

?^i.M Atfata?: de Ikbalo-d-Daula, de Denia. 
-. ^-9 Farech: en monedas de un Mondzir de Tudela. 

- -c.'^"^-^ fj' ' -^^^ /*'«rcAtin?; en monedas de Al-M6tamid de Se~ 

villa acunadas en C6rdoba. 
^•^:^Ji^ Aben Fahd?; 263 6 266. . 

*"|jL3 Kd\\-gem: en log dinares de Yahya el hammudi. 

i-Ls Kdgem: de Abde-r-Rahman III: dirhemes de Yahya 
el hammudi: de Idris I el baramudi. 
?j_ii ^ t ^^ ! Aben Abu Kind?: de AI-Kagim ben Hammud. 

?(_^y^r -i^^en^omep: deAl-Mansur de Valencia. 

?:>^^= jj I Abu Card?: de Abd-AUah, 276, 

?J^iJ Lehil? 6 Lebid?: de Tortosa. 

JJU Jtfa//p; moneda de Ali ben Yiiguf. 

^jt-j ^^jj ^6eji Mdtic: monedita de tipo almoravid. 

j.^i.-» Mobacc6r ben 

^j^A^ ^ galeimdm,.... 

^j^ i]!foiafr/c; de ^uleiman. 
y^-o Mothdffir: de AU ben Hammud, 

vX*s:-u Mohdmmad: de Abde-r-Rahman III: de Hixem lit 

del mismo en Fez: de Mohammad II: de Quieimdn: 
de Idris 11 de Malaga: de Mohdmmad de Malaga: de 
Al-M6tadhid de SeviUa: de Ikbalo-d-Daulah de 
Denia: dudosa de439. 

^ fj^P-^^^^'-" MohdmmcK^lben Ati: de Mohammad de Malaga, 444. 
J_^» ^^]|j-ws"u Mohdmmad\ipen Hud?: dudosa. 



Nagiro-d-Daulahde Mallorca. 



-^ 



NOMBRES EN I^A I. A., SIN INDlCAClON DE CARGO. 251 



^s .Xs-^v Mohdmmad ben; feliis de Abd-AIlah? 

?X.«. Mogiim?: deMokabil? deTortosa. 

iUl"^ ^\ Aben Maglamah; de Mob ammad II; de ^uleiman 

iU^ ModUz: de 240, 251 y 242. 

j»^ 6j4\ At-Moizz 6 Moizz: de Hixem II en Fess. 

«. ^i"- Mofarrech: de Hisem 11. 

?J<Ji^ JI/oAc[6?V?; deTortosa. 



wT- 



jja^ Mondzir: dudosa, 
?^y. ^j jj,x« Mondzir ben Hud?: dudosa. 

(J-3j^ Muwdffak: de Al-Mansur de Badajoz: de Al-Anda- 

lus 441? 
^JJ||J«> Muwd-\\-ffak: dudosa, 
T^^sLj ^j 1 ^(5e« ISdsir?: de Mokabil? de Tortosa. 

vJJU^^l^^slJl^ An-Msir benMdlic?: moneda de All ben Yuguf. 
^jUi l^r-u mcha el Alawi: de Idris I de Malaga. 

*^U Hdxim : de AI-Mfitdmid de Sevilla en Al-Andalus 

(Sevilla). 
Xi^s> Hixem: de Abde-r-Rahm^n III. 

^jiS> ^1 Aben Hud: de^uIeiraSn d& Zaragoza: de Al-Mokta- 

dir de Zaragoza. 

IIV Hnd\\,...: de Ai-Moktadir de Zaragoza. 

^>i=!j //^(xrfAzA; de Hisem II en Fez. 

j-jjj ^1 ^iew Wazir: de Aben Wazir de Badajoz. 

-Ixj FcJ/fl: de YMa de Tortosa. 

^A=^v Vdhya: de219, 220 y 221: de Abde-r-Rahman IH, 

320?: de Al-K^gem, 409 y 410. 

?^k5 ^-^"^V. i^d^yO' y AH?: de los Almoravides de Mallorca, 

565 y 567. 
fJ^'-^- c'^H^^'^" J^aAyflllfien Fiiftfl^: de Abde-r-Rahman III. 
. l'^^y^ji\ Abu Vdhya?: dudosa a nombre de Hixem II. 

0?a-"li^=r-\jj_j! Abu Vdhya\\gakaXtU de (^akaut de Ceuta, 462, 46^ 

a 67. 



252 AP^NDICE NVM. 111. 



APfiNDICE NtM. Ill, 



Nombrei que aparecen en la II. A., sin indioaoidn de cargo. 



V^HljJt Aben\Uglab : mon. de AI-Mansur, Al-Muthaffir y 

Al-Kadir de Valencia, y de Al-Murtadha deMa- 
Uorca. 
'^.^M JflachV. de Hixem III, 418. 

?>Ij Bdxir?'. de Sevilla, de 516 i 26? 

^^^^3! M'Becri: de Hixem II, 402 . 

?j^ Beguer?: de Granada, 540. 

^j^i e^t -^^^ BakCnl: de 306. 

j^'^ ^^t Aden Chdfar: de AI-Mdt^mid de Sevilla, en Murcia. 

j-^li^t Aben\\Chdfar: id^Qxa.. 



? 



'J 



^^>H 



^^! Aben mbar?.de Al-Mogtaln II de Zaragoza. 



?,^^ ffagan?: de Al-K^gim ben Hammud: de Hagan ben 

Mocbebid de Denia? 
^Ji^^ Hogain: de Abd-Allah, 279. 

^jij ZeiH: de Hixem 11 en Fez. 

Jt h ^ bm WaziT \ ^^ ^^^"^ ^'^'^ *^« ^^^«J«^- 
.-^*.i^ Xoaib: Felus de Abd-AUab. 
■^^ Xohdid: de Hixem II. 
? ii^ip Tar/eA?: de Al-Mansur de Valencia. 
^-.U iwitr: de Al-Haquem H: de Hixem II en Al-Andalus: 
del mismo en Fez : dudosa de un rey de TSifa: 
^ Hixem 11 en Kecor, 396 y ^Ti 
^--||U A\\mir: de AI-Hdquera II: de Hixem H. 






NOMBHES EN LA II. A., SIN IKDICACION DE CARGO. 253 



^a.^JS'^?'^ Abde-r~Bahmdn'. Feliis de Abde-r-RahmSn HI?: de 

Hixem II en Fez. 
^a-jJlll-V Abde-'^-r-RahmAn: de Al-H^quem II. 

Jiil J^ Abde-l-Melic: de Hixem II en AI-AndaluS: del mis- 
mo en Fez. 
^£■ Mi: de Quleiman en Ceuta: de All ben Yuguf, dinar 
deSeviIiadeS36. 
j^ Omar: de Abd-Allah, 268: felus de Abd-AUab?: felus 
de Abde-r-Rahm^n III? 

* 

?J-.J Lebil 6 Lebid?: de Mondzir II de Zaragoza. 
j,ffil^-\^ Uochehid: de Mochehid en Denia y Mallorca. 
j,»[|l;^\,. Mochehid: de Mocheliid en Denia? 

^Li Malic: de All ben YuQuf. 
^sr-v^ Mohdmmad: de Abde-r-Rahman III, 

^^ J) \ Abu mmd: de Al-Moi^tansir de Malaga, 474? 

jxi\ M-Moizz: de Abde-r-Rahmdn III: de Hixem II en 
Fez: de ^uleiman en Fez?: de Al-Katjem ben Ham- 
mud: de gakaut de Ceuta, 462, 464 i 67. 
9'iX.C ^ Sen Modah? 301? 
^jU) lyL^-u mcha\\At-Alawi\ de Hagan de Malaga. 
?^^j msr? de Mobammad I, 268. 
>U.ai Hixem: de Abde-r-Rahman III. 
h^ ^jS Aben Hud: de Ai-Mothaffir de L6rida: de Imado- 

d-Daulah de Zaragoza. 
V Vahya: de Al-IIdquem II: de All ben Hammud. 

i^jj ^j ^^v Vahya ben V'^nag: de Abde-r-RhamanlH, 320? 




H J 



j" 






^*- 



V 






- -"^ K i^ 



--Ir.-'..^. .^ t FT L ^ 1 



1 



^ 







564 



APENDICE NUM. IV. 



APENDICE NtrM. IV. 



Ciudades y Principes que aounan moneda & nonibre de Hixein II despu^s 

de muerto, 



Ai'Jndaius. 



Atmeria. 
Badajoz? 
Calatayud. 

Ceuta, 

Benia. 

Lerida. 

Mallorca. 

Tertosa. 

Tudela. 

Valencia . 

Zaragoza. 

Zaragoza? 
Sin geca. 



All ben Hammud, 406:— Al-M6t5dhitl de Sevilla.-— 
Aben Hamam? 426, 432?— Mondzir II de Zaragoza: — 
()uleimSa Al-Mogtaitt de Zaragoza , 43G:— //"«c/mA 
Ibrahim? 4»9. 

Al-Mansur. 

AI-Mansur. 

El hkhib Mohammad. 

Ali ben JIammud. 

Mochehid:— Ikbalo-d-DauIah:-riagan? (intruso)? 
Yucuf AI Muthaffir. 459? y sin fecha. 

Mochehid:— Ikbalo-d-Daulah. 

Mokabil? de Tortosa?— YMa:— Lebil? 
Ath-Tliafir Mondzir, 4>»2. 
Al-Mansur. 

Tacho-d-DauIah (JuleimSn: — Imado d Daulah (AI- 

Moktadir. 
AI-MoQtatn (guleiraan?) 431? 

De un hdchib Fafiya-.—De un AI-Mansur Abu Yaliya? 
Dinar con ^j^ en la I. A.:-Un Al-Mansur Arair:- 
anonima:— Dinares del liacbib Yahya (Xarfo-d-Dau- 
Iah?)~De un hachib Ibrahim, 4»9. 



AP^NDICE NUM. V. 



S55 



APfiNDICE NtJM. V. 



Ciudade* y Prinolpes que acuDan moneda & nombre de Abd-Allah (el 

CaliPa dc Bagdad?). 



F 

Aimoravides . 



Andalns. 



9 



Sadajoz} 



Ceuta. 

Cordoba. 

Denia. 

Huste? n^J\ 

Mdtaga? 

Mallorca. 

Mitrcia. 

Seviiia. 

Toledo. 

Valencia. 

Fatenda? 

Zaragoza. 

Dudosas. 



Casi todas las ciudades q^ue acunan en tiempo de los Ai- 
moravides yposteriores que conservan el mismo tipo. 

Al-M6t5mid de Sevilla, 461 a G4;-EI hachib Yahya de 
Badajoz? 4S6: — El liSchib Jalid? 441? — anonima 
de 432? 

Ai-Muthaffir: EI hSchib Yahya:— AI Mansur:— Al-Mo- 
tawaquil. 

^akaut, 462 A 67. 

AI-M6taraid de Sevilla, desde 461 S 64 y de 69 a 73» 

Ikbalo-d-Daulah, ultimos anos de su reinado. 

mon. andnima de 406. 

Al-MoQt^nsir Al-Mdiz-lidin -Allah (Temim). 

Al-Mortadha y Nasiro-d-DauIah. 

Al-M6tAmid de Sevilla, 47» i 83. 

Al-M6t&raid, desde 465 a 482? 

Igmall Ath-Tbafflr. 

Al-Muthafflr. 

Al-Mansur. 

ElMcliib Yahya, 417:-El l^iachib Mondzir:-an6- 

nima,428. 
De un Ath-Thafflr de Toledo?— an6nima:— mon. de 
tipo parecido i los dinares de electron de Valencia y 



otraa. 






wu 




v-\ 



., u\ 



^ 



- ■ ^^ ^ X 



it 






-A 



256 APENDICE NUM. VI. 



APfiNDICE NtJM. VI. 



Haohibes que constan en las monedas (1), 



*^l_^lw^l^H El hdchib Ibrahim: en moneda de AI- 

Andalus »»9, A nombre de 
Hixemll: (el nombre esta en 
!a I. A., y el titulo en la II.) 

J-****! — — Igmail: en mon. de Al-M6tMhid 

r 

de Sevilla. 
j4\ i^jJ.3! L^Ji — — Bahao~d-Dautah Al~Moizz: 

Ceuta, 462 a 67. 
jSLx^ — — Chdfar: en mon. de Al-H^- 

quem II. 
?oJLii — ~ Jalid? en mon, de AI-Anda- 

lus 441? ^ nombre de Abd- 
Allab. 
'iJjjJ! AL:^ — — Hoxamo-d-Dattlah: en mone- 

da de AI-Mamun de Toledo. 
^l*4« WjJ.)! J^w — — 0do~d-Dau£ah fuleimdn: Su- 

leiman de Denia, en Tortosa: 
—el mismo en Denia. 
cTi ' Ms^^i -^-rv- } gidO-d'Baulah Aben. ) „, . 

^ '^ ( — _ ^ fBImismoea 

J^jlu) Mondzir galeim<m.) °«°'^'''^- 

A*3.| i;3jjj t ^3^ — — geifo - d - Baulah Ahmed : en 

mon. de Zaragoza, 476 k 80. 



(1) No se eche en olvido que en machos caaos el hachib ea el miamo rfiy, qne iio 
qaiere tomar titnlos pomposos. 



hAchibes que constan en las MOJNEDAS. fior 



iJ.jJt _l>w w-^l-^M M hdchid ^racho-d-Daulah: en mon de 
^ Al~M6tamid en Al-Andalus 

(Sevilla), en Sevilla, y en Gdr- 

doba. 
iJjji.j| ^jx. — - XarfO'd-Daulak: en Toledo, 

mon. de Al-Mamun: —Valen- 
cia , do AI-Mamiin: — dudosa, 

que parece de Toledo. 
j^ia — — Aw/V: DeHixem II, en Kecor. 

jL& — — Ahbad: en mon. de Andalus 

(Sevilla), 537, 38, 39. 
.wj.a. Jj J.-& — — Abde-r-Rahmdn : m.(ya.. de Hi- 

xem II, en Fez. 

jjjjj|j^ — — Abde-t-Aziz : mon. de Hi- 

xem 11, en Al-Andalus. 
JJ4! Afi — — Ahde4-Melic: mon. de Hixem 11, 

en AI-Andalus:— del misrao 

en Fez. 
a) .jkJ 1 A^c — — Adhido- d - Baulah : mon , de 

Al-M6tAmid de Sevilla, en Se- 
villa y en Cordoba. 
jJuu 'i)jJ.Ji .iUs — — Imado - d ■ Baulah Mondzir: 

Mondzir de Denia. 
XJjjJ! JiUs — — imaUo - d-Baulak : Imado-d- 

Dauiah (AI-Moktadir) de Za- 

ragoza. 
ijB^lliJjjJl ^U& — — Imado-d-Dau£ah\\den Hud: Za- 

ragoza? el mismo. 
iJjA)! j,s-i«» — — Machdo-d- Baulah: mon. de 

Al-Motawaquii, de Badajoz. 
^41 — — Al-Moizz: mon. de Hixem II 

en Fez:— Granada, sin fecha. 
jJja)! jAo — — MolzzO'd'daulah: de G-ranada?-- 

de Al-M6tasimde Almeria?— 
de ^eifo-d-DaulahBoloquin? 

n 



MS APEr^DlCE NUM. VI. 



kXo-ST'V^ 



J 



Isr^l El hdchib Mohammad: mon. de CalatA- 

■ 

yud:— de Al-M6tadhid de Se- 
villa. 
iJ.i.0 — — Mondzir: mon. de Tudela:— 

Mondzir 11, de Zaragoza. 
iJ.j.)l j*^ jSx.^ — — Mondzir Moizzo-d-Baulah:— 

Mondzir 11 de Zaragoza. 

..HSJj-ll — — ^^-Jftt^fflman; Al-Mutaman de 

Zaragoza, 474. 

f;sru — — Yahy(i'- Al-Mansur deBadajoz; 

— Yabya de Zaragoza, 413, a 
nombre de Al-Kagem Al-Ma- 
miin: — 417, a nombre de 

Abd- Allah :—Guarto de dinar 
a nombre de Hixem JI. 



-^'- , 



TITULOS SULTAniCOS. 259 



APilNDICE NIJM. VII. 



TituIoB sult6moofl que toman algunos reyes 6 sus hijos , »n awogarse el de 

Imames ni el de Amires almuminiD 6 almuslimia 



J-^yi Ar-Raxid: En moneda de Al-M6tSmid de Sevi- 

Ila, en Sevilla, C6rdoba y Murcia. 
yLiJf Ath-Thdfir: En monedas de Al-M6tadhid de Se- 

viila : Mondzir de Tudela: Al-Muthaffir de 
Valencia: en dinar dudoso a nombre de Abd- 
AUah: en dinar sin nombre de Imam : Ath- 
Thalir de Toledo. 
^k-' ^.jJt llyt-^M Mh-Thdfir Al.MowAyad billah: En monedas de 

Al-M6tadbid de Sevilla: Ai-M6t^mid de Sevi- 
lla en G6rdoba y Sevilla. 
jJ^Hl^LkJ! Ath-Thdfir Al-Mowaffaki^n monedas de AI- 

M6tamid de Sevilla. 
iiJL. ^JUJI iU) A^ Jbd'Allah Al'Gdlib billah: Mohdmmad I?, Mo- 

^ hSmmad IX y Abu-1-Hagan Ali de Granada. 
^j^j^\.^\ d)\ J..C Abd-AUah An-Ndstr lidin-AUah: Yuguf III de 

^\ Granada. 
iDL. J«^l J)t \o Abd-AUah Al- Motarndggik billah: MoMm- 

^ mad Vm de Granada. 
aJU j^^^Jt i^\ ^^ Abd-AUah kl-MoQtatn billah: Mohammad VII 

y ^aM ben Ali de Granada. 
^Lj ^)UJ| Al-Galib biUah: Mohammad I?, IX y Abu-1- 

Hagan Ali de Granada. 

. ,_^' Al-Gani billah: MoMmmad V y Moham- 
mad VIII de Granada. 
iiJU ^^U)t Al-Kddir billah: Al-K^dir de Toledo, en Cuen- 

ca, Toledo y Valencia. 



260 APENDICE NUM. VII. 



iiJl^^Li oliiSl Al'Kdim biamr- Allah: Ahmed ben Kagi de 

M^rtola. 
^j-)U! Al-Mam.'&n: Moneda de Al-M6tamid de Sevilla 

en Cordoba: Al-Mamun de Toledo, en Toledo, 
Valencia y Cordoba {1}. 
i^j-\ar-4l y ^j->Ul M-Mam^ dzu-l-Machdain: AI-Mamun de To- 
ledo, en Toledo, Valencia y Cordoba. 
JJb J«-^l Al'Motamaggik billah: Mohammad VIII. 

iUl Jc ^^yX\ Al-Motawdgnit M-AUak: Al-Motawaquil? de 

Badajoz, s6Io y con su padre AlMansur II?: 
dudosa de un Abde-r-Rahm^n ben Ali?: un 

■ 

Mochehido-d-Din, en moneda almohade: Mo- 
* hammad ben Yiiguf ben Hud , en Murcia, Se- 

villa, Jaea y C6rdoba. 

^jjJ \ Al-Monddha: Al-Mortadha de Maliorca. 

^iJa J \ Al'Mothdfjir: En moneda de Al-Mansur de Va- 
lencia: Al-Motthaffir de Valencia: Al-Mothafflr 
de Badajoz?: Yuguf AI-Mothdffir de L^rida. 
j^\j!i\ JJLj JJ^X^\ Al-Mothdf(ir billah An~Nasir lidin- Allah: 

iB| ^^ jJ Abu Moh&mmad Al-Mothaffir de Granada? 

^^■^U«J! ^SjskiS Al-Mothaffir dzu~Q-giyadatain: Yiiguf Al-Mo- 

Ihdfflr deL^rida, 
iJjjJt ^-ii-o^iJaJ! Al-Molhdffir feifo-d-Daulah: Yiiguf AI-Mo- 

thaffir de Ldrida. 
JJb ;^;^x«4t Al'Mogtatn billah : Quieiman ? de Zaragozat 

Ahmed II ben Al-Mutaman de Zaragoza: 
Ahmed ben Habar? 497 y 98 en Zaragoza: 
el Amir de Algarbe Muga ben Mahfoth. 
_^J! ilJU^^ix^Ji Al'MoQtdnsir billah Al-Moizz lidin- Allah: 

>^\ ^^yJ-O Abu MaM Ai-MoQtansir billah (Temim) de 

Malaga, 475? 



(1) Hasta deapngs de impre-^o el texto no conocfamos moneda de Al-Mamfin de 
I'oledo acuSada en Cotdoba: el M. A. N. ha adquirido una del afSo 467. 



I 



t 



TfTULOS SULTANICOS. &61 



UJL j^i:u4\ Al-Mogtdnsir billah: Temim de Malaga: Ahmed 

ben Hud. 

^1 C^.-'.-^ j*^' Al-Motzz lidin-AUah: Temim de Malaga? 

*-2XjJl M-Mdtdsim: Moneda de AI-Mansur de Valencia. 

JJlj p^xxlt Al-M6tdsim billah: Al-M6tasim de Almeria: un 

Amir Ahmed ben Mohammad An-NSsir en 
Sevilla, moneda de tipo almohade. 
jj Ij J \ ^ V> ^-xxi \ Al-Mdtdsim billah AlWdtsek bifa-dhl- Allah: 

JJt J-^aj en moneda de Almeria? 
ilJL. j.^x*J! Al-Mdtddhid billah: AI-M6tadhid de Sevilla: 

Altmed ben Mohdmmad Al-Bachi: en moneda 
de tipo almohade. 
i}i\ J& j^xxJl Al-Mdtdmid dl-AUah: Al-M6tamid de Sevilla, 

en Andalus, Sevilla, G6rdoba y Murcia. 
jj^kji\ Al-Mansur: Qakaut de Ceuta, 462 a 67: mo- 
neda de Almeria: Al Mansur de Valencia: 
dudosa de un ^^^y, (^1 6 -^^-yj-it: dudo- 
sa de L6rida? 430?: dudosa de plata, a nombre 
de Hixem II. 
jJJljjj^Ul Al'Mansur billah: Al-Mansur de Badajoz I 

6 II? s6Io y con Al-Motawdquil , sucesor de 
Al'Mansur II: ^idzaray ben Wazir de Bada- 
joz?: Hamdin de C6rdoba. 
^J^J^\ Al-Mutdman: Yu^uf Al-MutSman de Zaragoza. 

U3Lj aj_^| El Amir Abu Mu^a Amrdn en moneda de tipo 

almohade. 
^-^UJS An-Ndsir: Moneda de Almeria: moneda de Al- 
Mansur de Valencia. 
i-.Ul_-> ^'S\j-M Al-rrdtsek billah Al-Mdtdsim 6i hi : M-W^t&ek 

ij *«=x*4l ben Hud en Xativa y sin geca. 

i}}\ J^i- jSlJ! Al-fFdtsek bifadhl- Allah: Moneda de A1M6- 

t^sim de Almeria: moneda dudosa. 









262 APENDICE NUM. VIII. 



APfiNDICE NtTM. VIII. 






Sofarenombres honorificos oompuestos de las palabras jJ^aJS 6 iX^ y „„ 

nombre comin, que oonstan en las monedas. 

■ L 

'il^\ J^3| Ikbalo-d-mulah {fortaleza del Estado): Ali en De- 

Ilia y Mallorca . 
*Jja)S 1 1^ Bahao-d-lDaukh {esplendor del Estado): en mon. de 

^akautdeCeuta, 462 a 67. 

TddiO-d-Bmtah {corona del Estado)-. en mon. de Al- 

Motha^fflr de L6rida.— Zaragoza, Tacho-d-DauIah 
^uleiman. 

aJjJ.J! ^i^^ Hogamo ■ d-Daulah [espaUa aguda del Estado)-. en 

moneda de Al-Mamun de Toledo. 

LhjJ! j^ gayyido-d-Daulah {prtncipe del Estado) en Tortosa 

el hachib gaiyyido-d-Daulah guleim^n; el raismo 
en Denia. 

^j^f ^s^-" ga.yfO'd-Danlah {espada del Estado): Yuguf deL6- 

rida: en moneda del hachib Al-Moizz de Granada: 
Zaragoza de Ai-Mo^lain 11? 
^Jt ^5^- gayfO'l-mUlah {espada de la Religion): en Tortosa 

moneda de Mokabil?— mon. de Yila de Tortosa. 

i.JjjJt ^j^ 0racho'd-Daulah (Idmpara encendtda del Estado): 

moneda de Al-M6tamid en Andalus (SevlUa}, Se- 
villa y G6rdoba. 

iJj.Ol ^jL Xarafo-d-Bmlak {gloria del Estado): mon. de Al- 
Mamun de Toledo: del mismo en Valencia: mon. de 
un hachib Yahya.—mon. de un Mchib Xarafo-d- 
Daulah a nombre de Hixem II.— otras an6nimas 
^que parecen de Toledo. 
iJjJ.]t J.^fr Adidod-Daulah {brazo del Estado): mon. de A1-M6- 

tamid en Sevilla y Cordoba: mon. del hachib Mo- 
hammad de Caiatayud. 



:■■:- 



SOBRENOMBRES HONORIFICOS. 263 



iJjjJ! :>l^^ ImadO'd Danlah (cdlumna del Estado): en Zaragoza 

Ahmed (AI-Moktadir) : enDeniael Mchiblmado-d- 
Daulah Mondzir. 

iJjjJS j,37Ak. MacMo-d -Baulah {gloria del Estado): El Mchib 

Macbdo-d-Daulah (AI-Motaw5quiI) deBadajoz. 
iJjjJl jxo Moizzo-d-Baulah {el que honra at Estado): en Tor- 

tosa mon. de Mokabil?-Denia en mon. de Ikbalo- 
d-Daulah: Zaragoza, el hachib Mondzir 11.— mone- 
da de A[-M6tasim de Almeria?— Denia, el hachib 
gayyido-d-Daulah guleiman ben Mondzir. 

iJjj.)! j^Vj Nasiro-d- Baulah {el que proteje al Estado): Mobaxir 

ben guleiman de Mallorca. 



I' 



264 APBNDICE WUM. IX. 



AP:6NDICE NtM. IX. 



Monedas en las ouales aparece el titulo j..^\ AmiT 6 Hy> o'' el-AfmiT 

sin ei aditamento de w^AhjUI ^ ,,jr>*J^**4! 



j^i ^i\ ^ji ^\j>\j^^'^ El amir Ibrahim den Abu 

Nrs: en mon. almoravide 
deSegelmesa 442? 
^s.\ji\ — Ibrahim: en mon, de Texu- 

fin ben Ali, afio 539. 
ijlsrvv! — Ighak: en mon. de plata de 

Ighak ben Ali. 

J-^'' O- ^^ -^- ' ~ ^'^ Sequer ben Omar: Abu 

Bequer el almoravid en 

moneda de Africa. 
^i±.b — Texufin: en monedas de Ali 

ben YuQuf, desde 532 a 

537;— y de Texufin ben 

Ali. 
?^^a. — Ifagan? en moneda de Al~ 

Kagem ben Hammud. 
,^ _ 0r: en monedas de Ali ben 

Yuguf, desde 522 i 532. 
iJjt ^^D — Abd' Allah: en moneda al- 

mobade. 

'-^^^ (j:* *^' •'■^''J:'' ■"■ ^^^ Abd -Allah J descm- 

diente de los amires: en 

moneda de tipo almohade. 

jaL& ^IJiJJ! J.A& — Abd-Atlah\\ben Ayadh: en 

Murcia, 541 y 42. 

^||j.*^^. i.iJlj ^j.Jl iUtll^^ — Elsiervo\\deAUahAl-Ga/n{ 
j^'i ^ J^Ao™,l[|^j wH^:*. billah Mohdmmad\\ ben 



--n 



TITULOS AMIR ISL-AMIR. 



265 



I 



^-^ II ^ '.J-'Ji ^^\ \\ ^\ 



^-^v 






^ 



.^eJ 



wNji^ p J.*4s■^^ JJt 0^ c;j! j.,w ai' 






Fiiptt/' benWIgmait ben 
Nasr: Mohammad V de 
Granada. 

El siervo de Mlak Mokdm- 
madWhiJo del amir de los 
mnslimes Abu-^C-Hach- 
chachVugufhijo^tamir 
de los m/aslimes Jbttrl- 
fFalid\\rgmaU ben Nasr: 
Mohimmad V de Gra- 
nada. 

El siervo de Allah Mohdm- 
mad\\hijo del amir de los 
mnslimes Jbu-l-^'alid 
IgmailWben Farech beti 
Nasr: Mohammad IV de 

w 

Granada. 
Jbu Abd- Allah Mohdmmad 
ben ^add: en Valencia, 
548.— Murcia,548S66. 

El siervo de Allah\\Al-Mog- 
tain billah Mohdmmad 
ben \\ ViUguf ben Mohdm- 
mad ben II Yihg'af ben Tg- 
mail\\ben Nasr: MoMm- 
mad VII de Granada. 



^^f\J^^^J^^\\.^^J-J^ i-U| A^ 



J 



^' ijiW^J ij^ ^^J^ 



Ui ~ycr^liJ--^l4?^l||^l 



J 



^j 



.i. - 



El siervo de Allah VitQUfW 
hijo del amir AbVr-l-ffa- 
lid ten Farech\p&n Nasr: 
Yu^uf I de Granada. 

El siervo de Allah Ytguf 
Whijo del amir de los mas- 
limes Abv^-l-PFalid Ig- 
mail^ben Farech ben Nasr: 
YuQuf I de Granada. 

All- All con su padre Yii^uf; 
—All, s61o. 



j! 

r' 

l-r 

1." H 



i 



h 



w > 

r 

^ 



^ - 

■r 



^^ ^j ^- 



;3: 



i' 






f 






HtV r J 






; ^ 



B' 



■ ■ ^ 



V - 



M I ^ 









266 



AP^NDICE NUM. IX. 



CJ^'-^'^ ^-J*'^.^■^^^l ^__^j^-^ Alihijo del amir Fiiguf 6en 

Texxifin: All con su padre 



cni^'^Jtj^t^^.-'t ^ 



■^-^J 



^^i^^ J^ - 



r 



r 



U31 - 






J^:sr\v 



j^i ^ i}}\ J^c 



JjUw 



O^ 



J-4^S"\«j — 



^_j2i ^ J^a^l jJJb j.^JU*4l — 



Yu9uf en Baeza, 497:— 

Valencia, 498: — Jdtiva, 

477. 

A 

Mi hijo del amir de los 
mustimes: en moneda de 
All ben Yu9uf? 

AH ben V'&guf: en moneda 

A. 

de All, 
El amir de Algarbe [occi- 

dente)\\Al-MoQtain billah\\ 
Muza ben Mahfoth: mo^ 
neda de Aben Mahfoth. 

Jl-Kdgim: en mon, de Mo- 
hammad Al-Mahdi de Ma- 
laga ode A]geciras. 

Ben Malic : moneda dudosa 
de tipo almoravid. 

Al- Motawdf/uit \\ M -Allah 
Mohwmmad ben \\ V'&^uf 
ben Hud: en mon. de Al- 
MotawiiquilbenHud. 

Mohammad: en mon. de 
Idris II de Malaga, 

Mohammad kijo\\del amir 
de los mustimes Jbu-\\ 
Abd- Allah ben Nasr: Mo- 
hammad II 6 III de Gra- 
nada. 

Mohammad ben Cadd: Mo- 
hammad ben QdiM en 
Murcia y Valencia, de 542 
4 546. 

Al-MoQtdnsir billa Ahmed 
ben Hud: Ahmed benHud^ 
sin ^eca. 



;^- 



XITULOS AMIR 6 EL-AMIR. 



367 



^L^iSr-\.^ ^ J-<!.a.l 4,ULj *^.X^t jf,^ 



J 



«^UJS 



b^ c^ t:;*=V^l -^^ *^^ (^-^' 



cj'-^^-^-^A^' UJb-\^_j4l 






^^■v. 






^ii,b 



^ '-'^Ji 



^^^Xsc^-Li'^j 



I^FM^O ' 



^ Al-M6tdsim biUah Ahmed 
Aen MohdmrnadAn-Ndsir: 
Principe desconocido en 
moneda alraohade de Se- 
villa. 

Al-Mnmin billah Abde-r- 
Rahmdn ben Bud: Prin- 
cipe desconocido. 

Al-Muwdyyad billah Abu 
Muza Jmrdfi: Principe 
desconocido en moneda 
detipo alraohade. 

Al-MwQdyyad bUlah\\Al- 
Mochehid bigabU-\\- Allah 
Abu Chomail: Abu Cho- 
mail Zeyan de Valencia. 

Kakya: en naon. de Moham- 
mad Al-Madhi de Malaga 6 
Mohammad de Algeciras? 

V'itQuf: Yu?iif {ben Texufin) . 

V'AQUf y el amir Alt: Yu^uf 
con su hijo Ah'. 

V-&QUf ben Tecmfin: Yii^uf 
ben Texufin. 

V-iiguf ben Texufin y el 
amir Ali: Yu9uf ben Te- 
xufin con su hijo Ali, 






i 













268 



APENDICE NUM. X. 



AP£NDIC£ NtTM. X. 



Prinoipei hercderos que, figuran en las monedas. 



*^\;j| j<!-)^V 9Jl^ L Principe hereUero-de-el el amir Ibrahim: 

en moneda de Texufin ben Ali, afio 539. 
^^J:)i j.^! Jj Principe heredero Idris: en moneda de 

Yahyaben Hammud. 
Fringipe heredero-de-el el amir Texufin: 
en moneda de Ali ben Yu^uf, de 533 a 



^^b j.^'^ n^ Jj 



i^'- 



^\ J: 



537. 

Principe heredero ffagan: en moneda de 

Idris I de M&Iaga. 
j,,y«j.A^T jij-^ Jj Principe heredero-de-el el amir 0r: en 

moneda de Ali ben Yii^uf, de 522 a 533. 
Principe heredero el amir Abu Jbd- Allah , 

descendiente de los amires : un amir Abu 






Abd-Allah en moneda de tipo almohade. 
^ •H*'! ^j Principe heredero Ali: en monedas de Hi- 

xem II acufiadas por Ali ben Hammud. 

-^*iS7\« |^j<f*L4! A^ ^j Principe heredero de los muslimes Mo- 

hdmmad: en moneda de Idris II? de Md- 

* 

laga?. 
j-^isr-v*. j^l ^J^ Principe heredero Mohammad: en moneda 

de Quieimdn, 400 k 40S: men. de AI- 
KS^em Ai-Mamiin; mon. de Idris II. 



V 

\ 



PrInCIPES HEREDEROS que FIGURAN en las MONEDAS. 26& 



^jusJl A^l Jj Principe heredero Al-Moizz: en moneda 

de ^uleirain Al-Mo^tain de Cdrdoba. 
J-lo .x^l Jj Principe heredero Mdlic: en moneda de 

Miircia. de 568 (CerdS). 
i J^» j^)| Jj Principe heredero ffilel: en moneda de Mo- 

hammad ben (JaM de Murcia, 564 , 65 
y66. 

*>-l«il ^^j Principe heredero Yahya: en moneda de 

All ben Hammud:— mon. de AI-K^^im 
Al-Mamun. 



c^y- 



'A 

^ J 

4 = 1 

IJ 

b I 

J L 



m 
n 

^13 



i 
■I 



=! 

r 

_u 
■■- H 

U 

::4' 



I 

I 



r 









;'■■ 



if; 



k: 



si 



1 



if 



fp. 



1 



270 APENMCE NUM. XI. 



AP^NDICB NtTM. XZ 



Tablas oronoldgioas de los dominadores musultnanes en Eipana, 



OOMiSSZO. Fllf. 

AKO. AfiO. 

Galas de Damascii que doiniiiariin en Al-Andalus (1). 

, 86 Al-ffalid I ben A6Ue t-Melic ben Merwan I ben Al- 

Haquem (2) , 96 

96 gxdeimdn ben Abde-l-mUic 99 

99 Omar //ben Abde-1-Aziz 101 

101 Vezid Ilhm Abde-l'Melic 105 

105 Hixem ben Abde-l-Melic 125 

125 M-ff'alid Ilhm Vezid IlhQxi Ibde-l-metic 126 

126 rezid HI hbxi Al-Walidhm Jbde l-Melic 126 

126 Ibrahim hen M-fTalid hen Jbd'e-l-Melic 

127 Merwdn II ben Mohammad ben Merwdn I ben Al-ffiquem. 132 
132 Abu-l'Jbbag Abd-Allak ben Mohammad ben Ali ben Abd- 

Allahben Al-Abb^gAg-gaffah 136 

136 Abv, Ghadfar Abd-Allah ben Mohammad (hermano de! an- 
terior) Al~Mansur 158 

Amirts fl gokrnadores dfipsndiBntes de los Califas de Damasco (3). 

92 TSrik 93 

93 Muza 95 



(1) De Aben Al-Atsir. 

(2) Ea las genealogias ponemos de cnraiva loa nombrea de loa Principes qne reina- 
yon, para qne se Tea mejor la sucesion. 

(3) Tornado del Sr. B. Emllio Laf aeute y Alcantara, pags. 240 y sigraenteg del 
Ajbar JI/o(jAm««.— Madrid, <867. 



\ 



-^ 



TABLAS CitONOLOGICAS. 271 






4N0 



A A 



95 Abde-I-Aziz ben Mnza 97 

97 Ayub ben Habib el Lajmi (interino) 97 

97 Al-Horr ben Abde-r-Rahm^n el Tsakefi 100 

100 Ag-Clamah benMelicelJaulani 102 

102 Abder- Rahman ben Abd -Allah (interino) 103 

103 Arabaga ben (^obaim el Quelbi 107 

107 Odzra ben Abd-Allah el Fihri (interino) 107 

107 Yahya ben ^alemah cl Quelbi 110 

no riodzaifa ben Al-Ahwas el Keigi 110 

110 Otsman ben Abu NigaelJatsami Ill 

111 Al-Haitsam ben Obaid el Quilabi Ill 

111 Mohammad ben Abd-AlIah el Aschai 112 

112 Abd-r-Rahman ben Abd-Allah el Gafeki (segunda vez), . . . 114 
Hi Abd-l-Melicben Katan 116 

w 

116 Okba ben AWlachcbach el Q^Mi 123 

123 Abdc-l~Melic ben Katan (segunda vez) 123 

123 Ralech ben Eaxir el Koxairi. 124 

hi Tsaulaba ben galeraah el Amili 125 

125 Abu'l-Jattar Al-Hoggam ben Dhirar el Quelbi 127 

127 Tsiieba ben Qalemah elChodzami . 129 

129 Abder-Rahman ben Catsircl Lajmi (interino). » 

129 Yiiguf ben Abde r Rahman el Fihri 138 



Piincipes Omeyyalis inilEpeDdiEiitfis de los Califas de Camasco (1). 



138 Jdder-Rahmdn (I) hen Mokwiyah hen Hiccem. ...... 17% 

172 Hiccem I kv-'R9.dhi hen J6Ue-r-Ilahmdn I. 180 

180 Jl-ffdgucm J hen Hixem hen JdUe-r-Hahmm 1 206 

206 Abde-r-Bahmdnllhen Al-Hdyneiu J hen Hixem I. . ... 238 

238 Mohdmrnad I hen Abde-r-Rahmdn 11 hen At'Hdqmm L . 273 

273 Jl-Mondzir hen Mohdmmad I ben JbUe-rBahmdn TL . . 275 

275 Abd'AUak hen mohdmmad I hen Abde-r-Mhrndn 11. ... 300 



(1) Tornado de Aben Adzari, edicion Dozy, 



1.1 



ft-* 

I 



^1 



I 









372 APENDICE num. XL 



AJfO 



^5o . 



Califas Omeyjalis k Ciidoba. 



300 Abde-r-Hahmdn III An-Wasir lidin-AlIah ben MobAmmad 

henJ6d'JUakhe}iMohdmmadI. 350 

■ 

350 M'ffdguem U At-MoQtansir billah ben Adde-r-nahmdn III. 366 

366 Hixem IT AX-Mcvf^yyad hilhh hen Jl-ffdgnem II 399 

399 Mohdmmad II Al-Mahdi ben Hisetn ben Abde-I-Chabar ben 

Abde-r-Rahmdn III. 400 

400 (Inleimdn Al-Mogtain billah ben Al-Haquem ben ^uleiman 

henAbde-r-RahmdMlII. 400 

400 Mohdmmad II (segunda vezj 400 

400 Hixem 11 (segunda vez) 403 

403 0zteimdn (segunda vez) 407 



A 



407 ^/i An-Nasir lidin-Allah ben Hammud (1) ' 408 

408 Abde-r-Uali7nAn AI-Mortadha ben Mohammad ben Abde-I- 

M^licben Abde r-Rahmdn III. 408 

408 Al-Kagim Al-Mami'm ben Hammud (1) 412 

412 Vahya kXMbi^W ben AH [i) 413 

413 Al-Kagim (segunda vez) 414 

414 Abde-r-Hahmdn Al-Mogt^thhir ben Hixem ben Abde-1- Gha- 

barben Abde-r-Hahmdm, III. 414 

414? Mohammad AMWogtakfi billah ben Abde-r- Rahman ben 

Ohd^iA-kWih hen Abde-r- Rahman III. 41 G 

416 KaAya ben ^"(li (segunda vez) 417" 

418 ff/icem AI-Mdtadd ben MoIiSmmad ben Abde-i-M6!ic ben 

Ibde-r'RahmdnlU. 422 

Reyes indepEDdiefltes llamados de Taifas fi banderias. 

DinaBtia de los HammudieB de Malaga. 

407 J^i An-Nasir lidin-Allah ben Hammud 408 

408 ^^ffiipm Al-Mamum ben Hammud 412 



(1) De la familia do los Hammudiea. 



;^.- 



\ 



t^ 



. 



TABtiAS CRONOLOGICAS. 27g 



AKO, 



?1H. 

41^ i'flAya Al-M6talibeni/?benHammud . . 7l3 

413 ^^^a(;m Al Mamun (segunda vez) .' 4^4 

4i6 J'fl^a ben i/^ bea Hammud (segimda vez) 427 

427 /<:/m / AI-Mutaayyad ben i/j ben Hammud [ i3i 

431 ffdgan Ai-MoQtRask hen Faht/aliea Ml. [ 434 

434 Idris II A\-A\i hea Fali'ja ben Mi 438 

438 Mohdrntnad Ai-MaUi hen Mris I hen Mi 444 

444? IdHs Hi Al-Mowklhk hen rahtja hen Idris I hen ML . . 445? 

445 Idris II (segunda vez) 446 

446 JHohdmmad? Al MoQiali hen Idris II? U9 

Hammudies de Algeciraa. 

431? Mohammad Al-Mahdi hen M Kdgim 450? 

»7 Al-Kdgim Al Watsek ben Mohammad Jl-Mahdi *? 

» Algeciras anexionada ai reino de Sevilla. 

+ 

Abbadies de SeFiIla (1). 

414 AhU'l-KAqim Mohdmmad hen l^m&i\ 434 

■434 Abu Amru Jddad Al-M6tadhid ben Mohammad 461 

461 Ahu Al'Ka^im Mohammad A[-M'6timid hen J66ad 484 

Graaada.— Bana Zeirl. 

» Zafw'ben Zeiri 4iO 

410 ffabduQ 430? 

430 Al-Muthamr billab An-Nasir lidin Allah Badig Sen fladdug, 466 

466 Md-AUah hen BoloqainQeifo-d-Ddiuhh hen Badig 483 

» Temm ben Boloquin ben S«(//V fen Malaga) 483 

Cariuona, — Los Baau Birzel. 

Segun Aben Jaldiin, la lista de estos reyes es; 

» Igliak » 

» Abd-AUah ben Ighak » 

» Mokdmmadhen Abd-AUah 434 



(1) Dozy. Sistoife des musulnians d?E$pagne, t. IV. 

18 



274 APENDICE NUM. XI. 

coHiBNzo. m. 

» Al-Aziz Al-Mo^tadhir 460 

B Segun Aben Jayyan (a/^izrf Aben Bassam, 1. 1, f61. 78, v.), 
Aben Abd-Allah (es decir, Mohammad ben Abd-AIlab) 
gobernaba en Carmona cuando Hixem III reinaba en ' 
Cdrdoba 420 6422 

» Segiin el mismo autor {^bid. f61. 109 v.), que merece 
m^s conflanza que Aben Jaldiin , MoMramad ben Abd- 
Allah tuYO por sucesor k su hijo. 

» /pAflA, que reinaba en 442 

Parece que Aben Al-Abbar {Recherches, 1. 1, p. 286 de 
la primera ed.), se equivoca cuando dice que Mo- 
hammad ben Abd-Allah vivia aiin en 443 . 

Ronda. 

405 ^Att iVttr ben Abu Corra. '445 

445 A6n Nasr hen Jl?w Nnr » 

» Ronda anexionada al reino deSevilla. 

Moron, 

404 Nuh 433 

433 J 6u Manad Mo kdmrnad hen Nuh 445 

B IVIor6n anesioDada al reino de Sevilla. 

Arcos, 

B Aben Jazriin . 445 

» Arcos anexionada al reino de Sevilla. 

Htielva. — los Becries. 



» Abu Zmd Mohammad hen Ay nh desde 402 

B Abu-l-Mogab Abde-l-Aziz hasta 443 

» Hueiva anexionada al reino deSevilla, 

Niebla, 

414 Abn-UAbbag Ahmed hen Y»kydi eXY^hi^ohi. ../..... 433 

n jffo^dmmaci (hermano del anterior) » 



-^zT 



\ 



T 



TABLAS CRONOLOalCAS. ■ 275 

^^^^ ■ na^ ' ■! I ■!■! I I I ■ 1— i-i ■ '-- - -" ^r-rj hh ■■ ■ ■ ■■ mi rr^ ■■■ i ■ ■ bh ■ ■ u ■ «-!-■ ■ ^^^^^^W^^^^t^V^^^^^^^P^BB^^^^^^^^^^b 

COHIKHZO. FIN. 

AffO. ASo , 



» FamA ben Jalaf ben Yahya (sobrino) 443 

» Niebla anexionada al reino de Sevilla. 

» Aben Al-Abbar (Recherckes , 1. 1, p. 287 de la primera ed.), 
\ llama d este ultimo Principe Yahya ben Ahmed ben 

Yahya. He creido deber segnir S Aben Jaldun ^iicwi, 1. 11, 
pagina 211); Aben JayySn (apud. Aben Bassara, 1. 1, f6Iio 
408 v.), ie llama Fatah ben Yahya. 

Silves.— Los Eanu Moaain. 

419 J6u Bequer Mohammad hen Q^id hen 'M.oz2im 442 

» Abu-l-Asbag Iga . » 

Silves anexionada al reino de Sevilla 443 

Santa Maria de Aigarbe. 

417 Abu Otsmdn 0id ben Harim 435 

433 Mohdmmad ben gatd 444 

» Santa Maria anexionada S Sevilla. 



MSrtola. 



I 



B Ab&nTaifur hasta 436 

Anexionada S Sevilla. 

La Sahlah (capital Albarracin) los Bana Bazin. 

402 Abn Mohammad ffuUzaill hm JalafbenLope benRazin.. » 

» AbuMerivdn Abde-l-MSicI hen UM. » 

» Abu Mohdmmad Budzail If Izzo-d-J)aulak ben Abde-l- 

MMic " 

» Abu Merwdn Abde-l- Melic U ffosamo-d-Vauiah.. . hasta 497 

» Vahya " 

Alpuente.— Los Banu Kagim. 

» ^*rf-/4//tf A / ben Ka^im Widham-d-Daulab hasta 427 

» Jl/b/(ammfl(5( Yommo-d-Daulab » 

* Ahmed Adkodo-d'Datttah 440 

» 45£:^v4WaA//Ghanaho*d-Daulah (hermano) . 485 



27G APEKDICE NUM. XL 

COMIENZO- FIS- 

Eeyes de Cordoba (1), 

4^2 Jitt M-T1azam Cliawar ben Mohammad ben Chabwar. . . 435 

435 Abu Al-fFalid Mohdmrnadh^nCliahwar >> 

■ 

» Jbde-l'Melic ben Mohammad 461 

w 

4Gd C6rdobaen poder deAl-M6tamid deSevilla 467 

467 Yahyalm l9majl de Toledo 469 

469 Al-Mdtamid se apodera de Cordoba por segunda vcz. ... » 

Banu-Al-Aftas, Eejes de Badajoz (2), 

» Abu Mohammad Abd-AUah ben Ma^lamah el Tochibi. ... » 

fl Al-JfJ-uthaffir Abu Beqner Mohammad ben Abd-AUah. . . 460 

460 At- MutawdquU Abu Hafs Omar hQXi Mohammad 489 

Reyes de Toiedo (3). 

400? Vdyix ben Mohammad ben Yiyix 427 

427 Igmail Atk-Thdjir ben Abde-r-Rahman ben (Juleiman ben 

Dzu-n-Nun ■. 429 

429 Al-Mamiim Abu l-Hagan Fahya hen Igmazl 467 

467 Al~Kddir Vahya ben Igmail ben Jl-Mamiin 478 

478 Alfonso VI se apodera de Toledo y Al-Kddir pasa a Valencia. » 

Eejes de Valencia. 

» Los siavos Mobdrec y Mothdffir o 

» El slavo Lebil? senor de Tortosa o 

412 Al-Manmr Jbde4-Jziz ben Abde-r-Kahman An-Nasir ben 

Abu Amir 453 

453 Abde-l-Melic Al-Mnthd f fir hen AlMansur 457 

457 Al-Mam^ Vahya de Toledo 467 

467 Al-Kddir Vahya htn^rnsXl hm AL-Mamim » 

468 Abn Bequer ben Abde-1-AzJz 478 

478 JBlcadi btsman hen AduBeguer 478 



■r- 



(1) De Aben JaMun. 

(2) Idem. 

(3) Idem. j 



TABLAS GRONOLOGICAS. 37/ 

C0MIEN20. FIN. 

478 Al'Kadir (proclamado por temor a los cristianos) 583 

483 El cadi Ghadfar ben Abd-Allah ben Ghihbaf.. ..•-.,, 489 

489 La toman los cristianos. * 

495 La toman los almoravides , • ♦ « 

Almeria- 

*> Jairdn 419 

419 OmaidO'drdaulah Abu At-Kagim Zohair 429 

429 Almeria anesionada al reino de Valencia » 

429 Ma^n ben Somadih (gobernador) 433 

433 Madn ben Somadih (independiente) 440 

444 Al-M6tdsim Abu Vahijahm Madn 480 

480 Ahmed hen Al-Motdsim ; , 484 

Murcia. 

407 Jairdn de Almeria 419 

419 Zohair de Almeria 429 

429 Abde-l-Aziz (de Valencia) 453 

453 J"^i;e-/-7)fei2cAl-MothSffir(de Valencia) 457 

B Eajo estos tres principes Abu Bequer Ahmed ben Thahir es 

gobernador de Murcia: muere 455 

455 Le sucede su bijo Mohammad 471 

» Al-Mdtamidde Sevilla » 

» Aben Aramar » 

« Aben Rachik 483 

Zaragoza. 

410 Mondzir Ai-Mansur ben Motarrif ben Yabya el Tochibi. , . 414 

314 raht/a Al-Muthdffir hm Mondzir 120? 

420 MonUzir hen Vahya 430 

431 Abu Ayub galeimdn Al-MoQtain biltak ben Mohammad {!). 438 
438 Ahmed Al-Mohtddir hen faleimdn (^eifo- d-DauIah en las 

mon.) (2). , 474 

(1) De las monedas parece inferirse que vivio hasta el iiO. y ^„ ^ ^^ ■-■.. 

(2) H:aymoneda8Suyasdelano475. /.^•'^ %\ 

^ t^ a _*. ' '' \ 

-■ ■-.' Vrti^^ t^ "v. 



A 









278 AP^NDJCE NUM. XL 

COHIBHZO. FIN. 

Afio. ^O- 

474 V'&guf Al-0utaman h&a Ahmed. . . . ^'^^ 

478 Ahmed At- MoQtainlibnYiiQicif. 503 

503 Abde-l-Melic fmado d-Vaulah ben Ahmed 512 

* 

» El mismo en Rueda. . . . , 5i3 

513 Ahmed geifo-d-Banlah ben Jbde-l-Melic 536 

Lerida. 

438 y^uf Al-Mothdffir ben guUimdn M-Mogtain (separado 

del reino de Zaragoza) ■ • i7a 

Tortosa. 

» Mochehid . 

433 MokaMl?{i).. 4^5 

445 VMa » 

« Na&il 6 lebil 453 

453 Ahmed At'Moktddir de Zaragoza. ... - » 

Denia y las Islas, 

408 MockehidhmYu(jVith%nk\\ 436 

436 Alt Ikdalo-d-Dauhh hen Mochehid 468 

468 Al'MokUdir de Zaragoza se apodera del reino de Denia.. . 474? 
B Al-Moktadir divide el reino entre sas dos hijos: 
» El hdchib Mondzir ben Al-Moktddir en Denia, Tortosa y 

Ldrida 480? 

■ » gateimm hen Mondzir: i3\mQno%hzsi9i 485 

Mallorca (2). 

413 Mochehid - » 

» At-Modyti (independiente) , » 

» Abd-AUah (sobrino de Mochehid? 15 aflos). ... >■> 

428 AI-Ag!ab (gobernador por Mochehid) , .... 436 






(1) Teaemos moneda snya del aKo 448: regalo del Sr, D, Mnriaao Pauo, 

(2) Tornado de Aben Jaldun. 



TABLAS CROWOLOGICAS. 279 

COMIENZO. FIN. 

jiKO. jiSb. 

436? guleimm ben Moxican (suegro 6 yerno de Al-Aglab, gober- 

nador) 44i? 

468? Abd'AUah k\M.oxid.^h^ (segun consta de las monedas): 

nada dice Aben Jaldxia 486? 

485? Mohaxer Ifasiro ■ d- Daulah 508 

508 Almoravides. Wenurjjjtjben Abu Bequer * 

» Mohammad ben All ben I^hak ben Ganiyah (10 alios hasta 

la muerte de su hermano Yabya 567" 

567 Abu Ibrahim Ighah ben Mohammad 580 

580 Talhah ben Mohammad {en 81 reconoce a los almohades).. » 

» AH y Vahya hijos de Ighak » 

Almoravides (1). 



B Vahya ben Omar 448 

448 Abu Bequer ben Omar (2) 480 

453 Fi^ptt/ ben Texufin , 500 

500 i^zbenKiifM/'benTexufin.. .' 537 

537 Texufin ben Ati ben VUguf 539 

539 Ighah ben AU ben r-aguf. 541 

Perioiio n\n Almoravides y Wmokdes. 

Valencia. 

539? El cadi Merwdn ben Abd-AUah ben Merwdn ben Jattab; 

tres meses » 

» E! amir Adu Mohammad Abd-AUah ben ^aid ben Mar- 

donix 540 

540 Abd-AUah ben Ayadh (de Murcia) 545 

542 Mohammad ben Abmed beti ^a^d ben Mardonis (reconoce 

alosAbbagies.—Despu^s dies Almohades) » 



(1) Extractado del Karthas. 

(2) Estos doa no dominaron en Al-Andalus. 



280 APENDICE NUM. Xi 



COMIKNZO. TIN- 



» Ai-Moidffir Iga ben At-Mmsur (ben) Abde-I-Aziz An-Wa- » 

sir ben Abu Amir 555 

» Mohammad ben Ahmed {segunda vez) a 

Murcia (hacia 540). 

» Ahn Chaafar Ahmed ben Abde-r-Rahman At-X-a^ir {4 

meses) . » 

o M'Mogtatn ben Hud (ministro del anterior) » 

540 El amir Abd-AUah ben Ayadh (1) 540 

540 EI ar-raez Abd-AUah ben Farech (2) 541 

541 El amir Abd- Allah hen Ayadh {segunda vez) (3) 542 

542 Mohammad ben Ahmed ben Qa&d ben Mardonis (de Va- 

lencia) 566 

En MIrtola (hacia 5iO.) 

» Ahmed ben Kagi , » 

B ^idzray ben Wazir.. » 

k\M\\k% (I). 

516? AI-Mahdi 524 

524 J6de- l-Miknen ben Ali 558 

558 Ax'Xakid jiduydkit/} F-Aguf hen Jbde-t-Mikiien 580 

580 M'Mansur Ydkub ben mQnf. 595 

595 AurNasir Mohammad ben Vakub ben V'&QUf. 610 

610 Al-Mogtdnsir V-&QUf II hen Mohammad 620 

620 J6de'l-0^ahidhm yiigihf hen Abde-l-Mitmen 62i 

621 Al- Adit Abd-AUah hen Vakub 624 

624 Al-Mdtdsim bUlah Abu Zacaria Vahya ben MoMmmad ben 

Ydhub o 

624 Idris At-Mamim Abu-l-Ale ben Vdkub 629 



(1) Aai resalta de las mouedas. 

(2) Idem. 

(3) Idem. 

(4) Extrac tado del Karthas. 



-:^ 



TABLAS CRONOLOGICAS. 281 



COMIENZO. 

XNO. 






A 



630 Ar-Haxid Jbde-l-lVahid nh&'Ci Idris 640 

640 Jl-M6tddhid J6u-lrffagan Mihen Idris M-MamM. .. . 646 
646 J6u Hafs Omar At-Mortadha ben Igbak ben V'&QUf ben 

Abde-l-M-^men 665 

665 Jbu-l-Jie Idris 11 At-fTatsek billah ben Abu Abd-AUah 

hm ^h^x^\&,hhm Abde-l M-dmen 667 



Oliimos tieinpos de los Mmehades eq Mmcia. 



620 At'Jdelh&Ci Al'Mansnr [x^^^qXAg) » 

65i? Mohammed ben Yu^uf ben Hud (en 631 le llega de Or. el di- 
ploma ^ investidura y lomael titulo de Al-Motawaquil. . 635 

635 Abu Beqmr Mohammad At-J^dtsec ben Mohammad, .... » 

636 Dhiyaod Baulafi Aziz benAbde 1-M^iic ben JaMab. ... » 
» 2e^aft ben Mardonis (de Valencia) ■> 

638 Mohammad Bihao-d- Dauiah a.^jJS cI^j ben Hud (tio de 

AI-Motawaquil 660 

660 JJifoAcHimflc^ ben Abu Chaifar (hi jo del anterior) , » 

» Abu Beguer Mohammad Al-jffdlsec (segunddivez) " 

» Jbd'AUah ben Ali ben Esquilula? (reconociendo k Aben Al- 

Atimar de Granada) » 

• Al "Watsec (por tercera vez) 668 

668 Murcia tomada por los cristianos. 

"Valencia, 

» Mohammad ben YuQuf ben Hud.— En 626 en Murcia. ... » 

» Abu ChomailZef/amben. . . Qaid ben Mardonix. 636 

636 Los cristianos toman a Valencia. 

Reyes Nasaiies de Graeada (1). 

629 Mohammad I Al-Galib billah ben Yujuf ben Nasr 671 

671 Mohammad //ben Mohammad I. 70i 



(1) Tornado de la Sesoripcidn del JReino de Granada haje la domin-acU?^ de los 
IfaseritaSt por D, ^^raucisco Javier Simonet.— Madri*!, 1861. 



285 AFENDICE NUM. XI. 

cosiEszo. m. 

roi MohdmmaU in hen Mohammad n. 708 

708 Nasv Ahu-l'Choyux hen MoMmmad n 713 

713 TgmaU I Abu-I-Walid ben Farech ben Ismail benYii^uf 

benNasr 725 

725 Mohammad rr hm Igmail 1 733 

7-33 P%M//Abu-l-H:achchachben/pm«^/ /. 755 

755 Mohammad rkl-Q^mUXzhhmV'&Quf 1 760 

760 li?mail n hen VitQuf I.. 761 

761 Mohammad VI Abu Qaid ben Igmatl ben Mohammad ben 

Farech ben Igmail ben YuQuf ben Nasr 763 

763 Mohammad V (segunda vez) 793 

793 yuguf 11 hen Mohammad V. 794 

794 Mohdmmadrn ben mguf U. . 810 

810 riipB/-///Abu-l-Hachcliach An-Nasir lidin Allah ben Fii- 

guf 11. . . . , 820 

820 JHohdmmad nil M-MotAmaqqek hen Yu^ut m 831 

831 Mohammad IXhen^&sxhm Mohammad V 833 

833 Mohammad Fill (segunda vez) 835 

835 r^guf ir hm A\~mm\ hm Mohammad VL . 835 

835 Mohammad F/// (tercera vez) 848 

848 Mohammad X hen Otsmm hen YagufUl 849 

849 ^fl«^ Al-MoQtain hbn hi hen yi!oguf 11 850 

850 Mohammad X (segunda vez) 857 

857 ga^d (segunda vez) , 866 

866 ^7/ Abu-1-Hagan ben ^add 887 

887 Mohammad Xf hen All , 888 

888 A Abu-1-Ha9an (segunda vez) 890 

890 Mohammad XII hen ffadd 892 

892 Molidmmad XI [segunda vez) 897 



CORRESPONDENCIA DE LOS ANOS DE LA HEGIHA. 288 



APfeNDICE NtlM. Xn. 



Tabia de la corresponclenoia entre la hegica y el calendaxio europeo juliano 
y gregoriaoo, iadjcanilo el primer dia del calenderio de la hegira. 



Los musulmanes cuentan sus fechas por su Era llamada hegira 
(huida), por la fuga de Mahoma de la Meca a Medinah, que aconteci6 en 
la nocbe del jueves 15 de Julio del ano 622 de J. C; la Era, sin embar- 
go, comienza d contarse el dia 16, aunque no pocos ban creido que co- 
menzd el IS, y dsta es la causa de que haya diferencia de un dia en las 
fechas con relaci6n i nuestra Era, segiin el c6mputo que haya servido de 
punto de partida. 

El ano para los musulmanes consta de 12 meses lunares de 30 y 29 
dias alternativamente; pero como el ano lunar 6 las doce lunaciones 
hacen 354 dias, 8 h. 48' 45" 30'", hay necesidad de intercalar un dia 
cada dos 6 tres anos para que resulte, ya que no exactitud matematica, 
aproximada: el dia se anade al ultimo mes, que tiene 29 dias, y 30 
cuando es intercalar: en cada ciclo de 30 anos son intercalares los 
anos2, 5, 7, 10, 13, 16, 18, 21, 24, 26 y 29, comenzando el ciclo con 
el primer afio de la hegira. 

Siendo el ano musulman de 354 6 355 dias, es claro que no puede 
guardar relacidn constante con los nueslros, que son 11 dias mSs lar- 
gos, y por consiguiente el comienzo del afio drabe tiene que adelantar- 
se 11 dias de un ano a otro con relaci6n ai nuestro; pero como aun esto 
no es completamente uniforme , pues hay que tener en cuenta la exis- 
tencia de nuestros afios bisiestos, y la diferencia puede serde 10,11 
6 12 dias, resulta una gran complicaci6n, que los cron61ogos ban salva- 
do formando tablas que marcan el primer dia de cada ano musulman 
con relacion al nuestro. 



m 



APWDIOE ISUM. Xli. 



Esfa tabla ponemos A continuaci6n , advirtiendo respecto a su uso 
que s61o se indica el primer dia de cada afio de la hegira; los niiraeros 
de la cuarta columna indlcan el dia de la semana, teniendo en cuenta 
que los arabes Uaman al domingo, dia primero\ al lunes, dia segurt' 
^0, etc, ; y aunque al viernes y sdbado Uaman respectivamente dia de 
(a remidn y sabaty se indlcan con los numeros 6 y 7; en la primera 
columna los aaos intercalares van marcados con la ietra Bv 



Afio de 

la 
hegira. 

1 

2B. 
5 

5B. 

6 

7B. 

8 

9 

10 B. 
M 
J2 

15 B. 
U 
15 

16 B 
17 
18B 
19 
20 

21 B. 
22 
25 
2iB. 



Aiio, 



26 B. 
27 
S8 

29 B. 
50 
51 

32 B 
35 
54 
55 B 
36 
57 B. 



625 

624 



6-26 

627 

628 

629 

630 

631 

632 

653 

63i 

65S 

636 

637 

638 

659 

640 

640 

641 

642 

645 

644 

645 

646 

647 

648 

649 

650 

651 

652 

655 

65i 

655 

656 

657 



ERA CRISTIANA. 



Mes. 



16 Julio 

5 Julio. 

24 Junio 

13 Junio. ........ 

2 Junio 

23 Mayo 

IL Mayo 

1 Mayo 

20 Abril 

9 Abril 

29 Marzo 

18 Marzo 

7 Marzo 

95 Febrero. ...... 

11 Febrero 

2 B'ebrero 

23 Enero 

12 Eaero 

2 Enero 

21 Dicienibre 

10 Diciembre 

30 Noviembre 

19 Noviembre 

7 Noviembre 

28 Octubre 

17 Octubre 

7 Oefcubre 

2-5 Setiembre 

14 Setiembre.. . ., . 
4 Setiembre . . . , 

24 Agosto 

12 Agosto 

2 Agosto 

22 Julio 

11 Julio 

30 Junio 

19 Junio. ...-.,.. 



Dia. 

6 
3 
1 

5 
2 
7 
4 
2 
6 
3 
1 
5 
2 
7 

4 
1 
6 
3 
1 

^ 

o 
2 
7 
4 
1 
6 
5 
1 
5 
2 
7 



1 

6 
3 
7 
5 

2 



Afio de 
la 



38 
39 

40 B. 
41 



43 B. 

44 

45 

46B. 

47 

4HB. 

49 

50 

51 B. 
52 

53 

54 B. 

m 

56B. 

57 

58 

59 B 

60 

61 

62 B. 

63 

64 

65 B. 

66 

67 E. 

68 

69 

70 B. 

71 

72 

75 B. 

74 



Ano. 



658 

659 
660 
661 



ERA CRISTIANA. 



Mes. 



66i 



666 
667 
668 
669 
670 
671 
672 
672 
673 
674 
675 
676 
677 
678 
679 
680 
68t 
682 
683 
684 
685 
686 
687 

688 
689 
690 
691 
692 
695 



9 Junio . ........ 

29 Mayo 

17 Mayo 

7 Mayo 

26 Abri! 

15 Abril 

4 Abril 

24 Marzo 

18 Marzo 

3 Marzo 

20 i'ebrero 

9 Tebrero 

29 Enero 

18 Enero. 

8 Enero 

27 Dieiembre .... 

16 Dieiembre 

6 Dieiembre 

25 Noviembre 

14 Noviembre 

3 Noviembre 

23 Octubre 

13 Octubre 

1 Octubre 

20 Setiembre 

10 Setiembre.: . . . . 

30 Agosto 

18 Agosto.. 

8 Agosto. ...... 

28 Julio 

18 JuHo 

6 Julio. 

25 Juuio 

15 Junio 

4 Junio 

23 Mayo 

13 Mayo 



Dia. 



7 
4 
1 

(i 

5 
7 
5 
2 
6 
4 
1 
6 
3 
7 
5 

9 

6 

4 

■I 

6 

3 

7 

5 

2 

6 

4 

1 

5 

3 

7 

5 

2 

6 

4 

1 

5 

3 



COREESPONDENCU Dfi LOS ANOS DE LA HEGtRA. 285 



Aiio lie 

3a 
hegira. 

75 

76 B 

77 

78 B. 

7i) 

81 

81 B. 

82 

8^ 

84 B. 

85 

86 B. 

87 

88 

89 B. 

9u 

91 

92 B 

93 

94 

95 B. 

96 

97 B. 

98 

99 

100 B. 
lul 

102 

105 B. 
104 
105 

106 B. 
107 
108 B. 
109 
110 

lllB. 

112 

115 

114 B. 

115 

H6B 

117 

118 

119 B 

120 

121 

122 B . 
125 
124 
125 B. 



Aflo. 

694 

693 

64i 

697 

698 

699 

700 

701 

702 

705 

704 

705 

705 

706 

707 

708 

709 

710 

7H 

7i2 

715 

714 

715 
716 
717 

718 
719 
7-20 
721 

722 
725 
724 



726 
727 
728 
729 
730 
751 
752 
755 
754 
755 
736 
737 
737 
738 
759 
740 
741 

742 



ERA CRISTIARA. 
Mes. 

W 

2 Mayo 

31 Abril 

10 Abril. 

30 Marzo 

20 Marzo 

9 Marzo 

26 Pebrero 

15 Febrero 

4 Tebrero 

24 Bnero 

U Enero 

5 Enero 

23 Dieiembre 

12 3)ieiembre 

1 Dieiembre 

20 Hoviembre 

9 Novieibbre. , • . 

29 Octubre 

19 Octubre - ,, 

7 Octubre 

26 Seliembre 

16 Setiembre 

5 Setiembre , . , , 

25 Agosto 

14 Agosto 

3 Agosto. ....,,. 

24 Julio 

12 Julio 

1 Julio 

21 Junio 

10 Jonio 

29 Mayo 

19 Mayo 

8 Mayo , ,. 

28 AbriL ..■ 

16 Abril 

5 Abril .,. 

26 Marzo. 

15 Marzo, 

3 Marzo . . . . . < , 

21 S'ebrero 

10 ]Pebrero,. 

31 Enero 

20 Euero 

8 Enero 

29 Dieiembre 

18 Dieiembre 

7 Dieiembre » - . . 

26 Noviembre 

15 Noviembre.,. ., 

4 Noyiembre 





Auode 


^^ 


la. 


7 


hegira- 


126 


4 


127 B. 


2 


128 


6 


i29 


4 


I30-.B. 


1 


131 


5 


132 


3 


153B. 


7 


134 


4 


135 


2 


156 B 


6 


157 


4 


138 B. 


1 


139 


5 


140 


3 


141 B. 


7 


142 


4 


145 


2 


144 B 


6 


145 


5 


146B 


1 


147 


5 


148 


5 


149B. 


7 


150 


4 


151 


2 


152 B. 


6 


155 


3 


i54 


1 


155 B. 


5 


156 


2 


157 B. 


7 


158 


4 


159 


2 


160 B. 


6 


161 


3 


162 


1 


165 B. 


5 


164 


2 


165 


7 


166 B. 


4 


167 


2 


168B. 


6 


169 


5 


170 


1 


171 B. 


5 


172 


2 


173 


7 


174B. 


4 


175 


1 


176 B. 



A£o. 

743 
744 
745 
746 
747 
748 
749 
750 
751 
752 
753 
754 
755 
756 
757 
758 
759 
760 
761 
762 
763 
764 



766 
767 
768 
709 
770 
770 
771 
772 
773 
774 
775 
776 
777 
778 
779 
780 
781 
782 

785 
784 

785 
786 
787 

788 
789 
790 
791 
792 



ERA CRISTIANA. 
Mes. 

25 Octubre 

13 Octubre 

3 Octubre 

22 Setiembre 

11 liretiembre 

31 Agosto 

20 Agosto 

9 Agosto 

30 Julio 

18 Julio 

7 Julio 

27 Junio 

16 Junio 

5 Junio 

25 Mayo 

14 Mayo 

4 Mayo 

22 Abril 

11 Abril 

1 Abril 

21 Marzo 

iO Marzo 

27 l^brero 

16 Eebrero 

6 Febrero 

26 Enero 

14 Enero 

4 Enero 

24 Dieiembre 

13 Dieiembre 

2 Dieiembre. . ... 

21 Noviembre.. ... 
11 Noviembre.. . .. 

31 Octubre 

19 Octubre 

9 Octubre 

28 Setiembre 

17 Setiembre 

6 Setiembre . - . . . 

26 Agosto 

15 Agosto 

6 Agosto. 

24 Julio. 

14 Julio 

3 Julio 

22 Juuio , , 

11 Junio 

31 Mayo 

20 Mayo 

10 Mayo 

28 Abril 



Dia, 

6 
3 
1 
5 

2 
7 

4 
1 

6 

3 
7 
5 
2 
7 
4 
1 
6 
5 
7 
5 
2 
7 

4 
1 

6 

3 

7 

5 

2 

5 

4 

1 

6 

3 

7 

5 

2 

6 

4 

1 

5 

3 

7 

5 

2 

6 

4 
d 

5 
3 

7 



J t X > 



286 



APENDICE NUM. XII. 



AnO da 
)a 

hegira. 

177 

178 

179 B. 

180 

181 

182 B. 

183 

1S4 

185 B. 

186 

187 B. 

188 

189 

190 B. 

191 

192 

193 B. 
194 

195 

196 b. 
197 

198 B. 

199 

200 

201 B. 

202 

203 

204 B 
205 

206 B. 

207 

208 

209B. 

210 

211 

212 B 

213 

214 

215 B. 

216 

217 B. 

218 

219 

220 B. 

221 

222 

225 B. 
224 
225 

226 B. 
227 




793 

794 

795 

796 

797 

798 

799 

800 

801 

802 

802 

805 

804 

805 

806 

807 

808 

809 

810 

811 

812 

813 

814 

815 

816 

817 

818 

819 

820 

821 

822 

825 

824 

823 



827 

828 

829 

830 

831 

832 

853 

834 

835. 

835 

836 

837 

838 

839 

840 

841 



18 Abril . 

7 Abril 

27 Marzo 

16 Marzo 

5 Marzo 

22 Febrero 

12 Febrero 

1 Febrero . . - . . . 

20 Enero 

10 Enero 

30 Diciembre . . . . 
20 Diciembre . . . . 

8 Diciembre . . . . 

27 NoTiembre...- 

17 Noviembre 

6 Noviembre. . . ^ 
25 Octnbre 

15 Oetubre.. . . . . 

4 Oetubre. 

23 Setiembre 

12 Setiembre . . . 

1 Setiembre 

22 Agosto 

11 Agosto 

30 Julio 

20 JuHo. 

9 Julio 

28 Junio 

17 Junio 

6 Junio.. . . 
S7Mayo 

16 Mayo 

4 Mayo 

24 Abril .... 

13 Abril , 

2 Abril , 

22 Marzo 

11 Marzo 

28 Febrero .... 

18 Febrero 

7 Febrero . . . 

27 Enero 

16 Enero 

5 Enero 

26 Diciembre . . 

14 Diciembre. . 

3 Diciembre . . 

23 Noviembre. . 

12 Noviembre . 
31 Oetubre.,.. 

21 Oetubre .... 



* 4 



* 4 



2 

6 

4 

1 

5 

3 

7 

4 

2 

6 

4 

4 

5 

3 

7 

4 

2 

6 

3 

1 

5 

3 

7 

4 

2 

6 

3 

1 

5 

3 

7 

4 

2 

6 

3 

1 

5 

2 

7 

4 

2 

6 

3 

1 

5 

2 

7 

4 

1 

6 



230 
23iB. 



255 
234 B. 



256 B 

257 
258 
239 B. 
24U 
241 

24!iB. 
245 
244 
245 B. 
246 
247 B. 
248 
249 

250 B. 
251 



B. 

254 

255 

25tiB 
257^- 

258b. 
259 

260 
261b. 



264 b. 
265 

B. 



267 



269 B. 

270 

271 

272 B. 

273 

274 

275 B. 

276 

277 B. 

278 



843 
844 
843 
846 
847 
848 
849 
850 
831 



853 
854 



KK 



837 
858 

859 
860 
861 



863 

864 
865 
866 
867 
868 
868 



870 
871 
872 
873 
874 
875 
876 
877 
878 
879 
880 
881 
882 



884 
885 
886 
887 
888 
889 
890 
891 



ERA CRISTIANA. 



Mes. 



10 Oetttbre., 
30 Setiembre. 
10 Setiembre 

7 Setiembre 
28 Agosto... 
17 Agosto... 

5 Agosto. .. 

26 Julio 

15 Julio .... 

5 Julio . . . . 

23 Junio .... 

12 Junio .... 
2 Junio.. .. 

22 Mayo.... 

10 Mayo. . . . 
30 Abril.... 
19 Abril .... 

8 Abril .... 
28 Marzo . . . 
17 Marzo . . . 

7 Marzo . . . 

24 Febrero . . 

13 Febrero . . 
2 Febrero . . 

22 Enero.,.. 

11 Enero 



* t * 



4 4 « 



+ * 



1 Enero.. ., 

20 Diciembre . . . . 

10 Diciembre 

29 Noviembre. , . . . 
18 Noviembre. . . . . 

7 Noviembre.. 

27 Oetubre ■ 

16 Oetubre 

6 Oetubre 

24 Setiembre ..... 
13 Setiembre.. . . .. 

3 Setiembre 

23 Agosto........ 

12 Agosto, 

1 Agosto 

21 Jutio 

11 Julio 

29 Junio 

18 Junio 

8 Junio 

28 Mayo 

16 Mayo 

6 Mayo 

25 Abrii 

15 Abril 



Dia,. 

3 
1 
3 

2 
7 
4 
1 

3 
1 
5 

2 
7 
4 
1 
6 
3 
7 
5 
2 

/ 

4 
1 
6 

3 
7 
5 

7 

4 

1 

6 

3 

7 

5 

2 

6 

4 

1 

6 

5 

7 

5 

2 

G 

4 

1 

5 

3 

7 

5 



CORUESPONDENCIA DE LOS ANOS DE LA HEaiRA. m 




279 

280B. 

281 

28'2 

285B. 

284 
285 
JB. 



287 
288 B. 
289 
290 
291 B. 
292 

293 
294 B. 

295 
296 B. 

297 

298 
299 B. 

500 

501 
302 B. 

303 
304 
505 B. 

306 
307 B. 

508 

509 
510 B. 

311 
512 
313 B. 

314 

315 
516 B. 

317 
318 B. 

319 

320 
321 B. 



524 B. 

325 
326 B. 

327 

328 
329 B. 



892 
895 

894 



896 
897 
898 
899 
9U0 
900 
901 
902 
905 
904 
905 
906 
907 
908 
909 
910 
9H 
912 
915 
914 
915 
916 
917 

918 
919 
920 

921 
922 
923 
924 
^5 
926 
927 
928 



930 
931 
932 
955 
933 
934 
935 
956 
957 
938 
939 
940 



3 Abril 

23 Marzo 

13 Marzo 

2 Marzo 

19 Pebrero 

8 Jcbrero 

28 Enero 

17 Enero , 

7 Enero 

26 Biciembre 

16 Diciembre 

5 Diciembre 

24: Noviembre 

13 Noviembre 

2 Noviembre., . .. 
2a Octubre 

13 Octubre 

30 Setiembre. . . . . . 

20 Setiembre 

Setiembre 

29 Agosto 

18 Agosto 

7 Agosto 

37 Jolio.. . .■ 

17 Julio 

5 Julio 

24 Junio 

14: Junio. 

3 Junio 

23 Mayo 

12 Mayo 

1 Mayo 

21 Abril 

9 Abril 

29 Marzo 

19 Marzo 

8 Marzo 

25 Febrero 

14 Febrero 

3 Febrero 

24 Enero 

13 Enero 

1 Enero.. ...... 

22 Diciembre .... 
11 Diciembre 

30 Noviembre, , . , . 
19 Noviembre 

8 Noviembre 

29 Octubre 

18 Octubre 

6 Octubre 



2 

t) 

4 

1 

5 

3 

7 

4 

2 

6 

4 

1 

5 

3 

7 

4 

2 

6 

4 

1 

5 

3 

7 

4 

2 

6 

3 

1 

5 

3 

7 

4 

2 

6 

3 

1 

5 

2 

7 



2 
6 
3 
i 
5 
2 
7 
4 
2 
6 
3 



330 

331 

332 E . 

555 

534 

335 B. 

356 

537 B 

538 

559 

540 B. 

341 

542 

545 B. 

544 

345 

346 B. 

347 

548 E. 

349 

550 

351 B. 

352 

355 

554 B. 

355 

356 B. 

357 

358 

559 B. 

360 

361 

562 B. 

363 

364 

365 B. 

566 

567 B. 

368 

569 

370 B 
371 

372 

573 B, 
574 
375 
576 B. 
577 
378 B. 
379 
380 



Aflo. 

941 
942 
943 
944 
945 
946 
947 
948 

949 
950 

951 





953 
954 



956 
957 
958 



960 

961 

962 

963 

964 

965 

965 

966 

967 

968 

96d 

970 

971 

972 

975 

974 

975 

976 

977 

978 

979 

980 

981 

982 

985 

984 



PU 



986 
987 

988 

989 

990 



ERA CRISTIANA. 

Mes. 

26 Setiembre . . . 
15 Setiembre . . . 

4 Setiembre . . . 
54 Agosto 

13 Agosto 

2 Agosto 

23 Julio 

14 Julio 

1 Julio 

20 Junio 

9 Junio 

29 Mayo 

18 Mayo 

7 Mayo 

27 Abril 

15 Abril 

4 Abril 

25 Marzo ...... 

14 Marzo 

3 Marzo 

20 Febrero 

9 !Febrero 

30 Enero 

19 Enero 

7 Enero 

28 Diciembre , . . 
17 Diciembre . . , 

7 Diciembre.. 

25 Noviembre. , 

14 Noviembre. . . 

4 Noviembre. . . 

24 Octubre 

12 Octubre 

2 Octubre 

21 Setiembre . . . , 

10 Setiembre . . . 

30 Agosto , 

19 Agosto 

9 Agosto.. ... . 

29 JuUo 

17 Julio , 

7 Julio. , 

26 Junio , 

15 Junio , 

4 Junio , 

24 Mayo 

13 Mayo 

3 Mayo 

21 Abril 

11 Abril 

31 Marzo 



Bia, 

1 

S 
2 
7 
4 
1 
6 
5 
1 
5 
2 
7 
4 
4 
6 
3 
7 

5 
2 

7 

4 

1 

6 

3 

7 

5 
o 

7 
4 
1 
6 
3 
7 

2 
6 
4 
1 
6 
3 
7 
5 
2 
6 
4 
1 
5 
3 
7 
5 

2 



288 



Ai»EKDICii NUM. Xli- 



la 
hegira. 

581 B. 

382 

385 

384 B. 

385 

386B 

387 

388 B. 

389 

590 

391 

592 B. 

393 

394 

395 B. 

396 

397 B 

398 

599 

400 B. 

mi 

402 

403 B. 

4&4 

m 

406 B 

407 

408 B 
4U9 

410 
411 B. 
412 
413 
414 B 
415 

416 B. 

417 
418 
419 B. 

420 
421 
422 B. 
423 
424 
425 B. 
426 
427 B. 
428 
429 
430 B. 
431 




991 
992 
993 
994 
995 
996 
997 
998 
998 
999 

looo 

lUtil 
1002 
1003 
1004 
1005 
1006 
1007 
IOCS 
1009 
4Uli' 
101 1 

1012 
4013 
1014 
1015 
1046 
1017 
4018 
4019 
l(i20 
1021 
1022 
1023 
1024 
lti25 
1026 
1027 
1028 
1029 
1030 
1030 
1034 
1C32 
1035 
1034 
4035 
1036 
1037 
1038 
4039 



F * 4 



* 4 



ERA CRISTIANA. 

20 Marzo 

9 Marzo 

26 Eebrero 

15 ]?ebrero 

5 !Febrero - , • • - 
25 Eaero........ 

14 Eaero 

3 Eaero 

23 Diciembre . . . - 
J3 Diciembre. , . . 

1 Diciembre 

20 Noviembre . ,- . 
10 Noviembre, . , , . 
30 Octubre 

18 Octubre 

8 Octubre 

37 Setiembre . . , . * 
17 Setiembre 

5 Setiembre , . 

25 Agosto 

15 Agosto.- . . . 

4 Agosto 

23 Julio 

13 Julio 

2 Julio 

21 Junio 

10 Junio 

30 Mayo 

20 Mayo 

9 Mayo 

27 Abril 

17 Abril 

6 Abril 

26 Marzo 

15 Marzo 

4 Marzo 

2i Eebrero.... 

11 S'ebrero.,., 

31 Eaero 

20 Eaero 

9 Enero 

29 Diciembre, » 

19 Diciembre . , 

7 Diciembre. . 
26 Noviembre. , 

16 Noviembre.. 

5 Noviembre.- 
25 Octubre,, ,. 

14 Octubre , , . . 

3 Octubre. ,. . 
23 Petiembre. . 



« I * 



- 


Aug de 


'^^ 


la 


Dia- 


lioglxa. 


6 


432 


4 


4:i3B 


1 


434 





*35 


3 


456 5. 


7 


:457 


5 


438 B. 


2 


459 


6 


440 


4 


441 B. 


\ 


442 


D 


4i3 


3 


4l4B 


7 


445 


4 


446 B. 


. 2 


i47 


6 


as 


4 


449 B. 


1 


4.0 


S 


451 


3 


45^2 B . 


1 


453 


4 


iU 


2 


455 B. 


6 


456 


5 


437 B. 


1 


458 


5 


459 


3 


460 B. 


7 


461 


4 


462 


2 


463 B. 


6 


464 


3 


465 


4 


466 B. 


5 


467 


3 


468 B, 


7 


469 


4 


470 


2 


471 B. 


6 


472 


3 


475 


4 


474 B. 


S 


475 


2 


476 B 


7 


477 


4 


478 


2 


479 B. 


6 


480 


3 


481 


1 


482 B. 



Ano. 



4040 
4041 

104-2 
1045 
4U44 
404o 
4046 
4047 
1048 
4049 

1050 
40.M 

1Q5-2 
4053 
1054 
1055 
4056 
4057 
.4058 
4059 
I06o 
1061 
4062 
lu63 
4065 
4064 
4065 
4066 
1G67 
4068 
1069 
1070 
4071 

4072 
1073 
1074 
1075 
1076 
1077 
1078 
4079 
1080 
4081 

1082 
1083 
1084 
1085 
1086 
4087 
1088 
1089 



ERA GillSTIANA, 



Mes. 

11 Setiembre 

31 Agosto 

21 Agosto 

10 Agosto 

29 Julio 

19 Julio 

B Julio 

28 Janio -.. 

16 Junio 

6 Juaio 

26 Mayo 

15 Mayo 

3 Mayo. , 

23 Abi-il 

12 Abril 

2 Abril 

21 Marzo 

10 Marzo 

20 Eebrcro 

n Pebrero 

I'ebrero 

26 Eaero 

15 Eaero 

4 Euero 

25 Diciembre 

13 Diciembre 

3 Diciembre 

22 Noviembre 

11 Noviembre . .. . 

3t Octubre. ...... 

20 Octubre 

9 Octubre 

29 Setiembre 

17 Setiembre 

6 Setiembre 

27 Agosto 

16 Agosfco 

5 A gosto 

25 Julio 

U Julio 

4 Julio 

22 Junio 

11 Junio 

1 Junio.. 

31 Mayo 

10 Mayo 

29 Abril 

18 Abril 

8 Abril 

27 Marzo 

I'i Marzo 



Xtia,. 

5 
2 
7 
4 
1 
6 
5 
1 
5 
2 
7 
4 
1 
6 
3 
4 
5 
2 
7 
4 
1 
6 
3 
7 
5 
2 
7 
4 
1 
6 
3 
7 
S 
2 
6 



1 
6 
3 
7 
3 
2 
6 
4 
1 
6 
3 
7 
5 
2 
6 



COR&ESPONBENCIA DE LOS AWOS BE LA HEGlHA. 



389 




4«5 

484 

485 B. 

486 

487 B. 

488 

489 

490 B. 

491 

492 

493 E. 

494 

495 

496 B. 

497 

498 B. 

499 

500 

501 B. 

502 

505 

504 B, 



506B. 

507 

SOS 

509 B 

510 

5H 

512 B. 

515 

514 

515 B. 

516 

517 B. 

518 

519 

520 B. 

521 

522 

525 B. 
524 
525 

526 B. 
527 
528 B. 
529 
530 
551 B. 
552 
533 



i090 

1091 

1092 

4093 

1094 

4095 

4095 

1096 

1097 

1098 

1099 

1100 

1101 

1102 

1103 

1404 

1105 

1106 

1107 

1108 

1109 

1110 

1111 

1112 

1113 

1114 

1115 

1116 

1117 

1118 

1119 

1120 

1121 

1122 

1123 

1124 

1125 

1126 

1127 

1128 

1128 

1129 

1130 

1131 

1132 

4135 

1134 

1135 

1156 

1137 

1138 



6 Marzo 

23 Pebrero 

12 Pebrero 

1 Febrero 

21 Enero 

11 Enero 

Bl Diciembre . , . . 

1 9 Diciembre .... 
9 Diciembre . . . . 

28 Noviembre.. . . 

17 Noviembre., . 
6 Noviembre,, , . 

26 Ocfcubre 

15 Octubre 

5 Octubre 

23 Setiembre , . . . 

13 Setiembre .... 

2 Setiembre .... 

23 Agosto 

11 Agosto 

31 Julio 

20 Julio 

10 Julio 

28 Juiiio 

18 Junio 

"^ Junio 

37 Mayo 

16 Mayo 

5 Mayo , 

24 Abril 

14 Abril 

2 Abril 

22 Marzo 

12 Marzo 

1 Marzo 

19 Eebrero ... 

7 Febrero 

27 Enero 

17 Enero 

6 Enero 

25 Diciembre 

15 Diciembre 

4 Diciembre 

23 Noviembre 

12 Noviembre., .. 

1 Noviembre 

22 Octubre 

11 Octubre 

29 Setiembre 

19 Setiembre 

8 Setiembre 



4 
1 

5 

3 

7 

5 

2 

6 

4 

1 

5 

5 

7 

4 

2 

6 

4 

1 

5 

3 

7 

4 

2 

6 

4 

1 

5 



Auodo 

Ta 
hegira. 



534 B. 



4 

2 

6 

5 

1 

5 

5 

7 

4 

2 

6 

3 

1 

5 

2 

7 

4 

2 

6 

3 

1 

5 



536 B. 
5^7 

558 
539 B. 
340 
341 

542 3. 
543 
544 
545 B, 
546 
547 B. 
548 
549 

550 B. 
551 

552 

553 B. 
554 

555 
556 B 
557 
558 B . 
559 
560 
561 E . 



563 
564 B. 
565 

S66B. 
567 



569 B. 

570 

571 

572 B. 

573 

574 

575 B . 

576 

577 B. 

578 

579 

580 B. 

581 

582 

583 B. 

584 



1159 
1140 
1141 
1142 
1145 
1144 
1145 
1146 
1147 
1148 
1149 
1150 
1151 
1152 
1155 
1154 
1155 
1156 
1157 
1158 
1159 

1160 
1160 
1161 
1162 
1163 
1164 
1165 
1166 
1167 
1168 
1169 
1170 

1171 
1172 

1173 

1174 

1175 

1176 

1177 

1178 

1179 

1180 

1181 

1182 

1183 

11 8i 

1185 

1186 

1187 

1188 



ERA CRISTIANA. 



Mes. 



28 Agosto 

17 Agosto i 

6 Agosto.. 

27 Julio 

16 Julio 

4 Julio 

34 Junio 

13 Junio 

2 Junio 

22 Mayo 

11 Mayo 

30 Abril 

20 Abril 

8 Abril 

29 Marzo 

18 Marzo 

7 Marzo. 

25 Eebrero 

13 Febrero 

2 Eebrero 

23 Enero 

12 Enero..... -,, 

31 Diciembre 

21 Diciembre 

10 Diciembre 

30 Noviembre 

18 Noviembre... . 

7 Noviembre 

28 Octubre. ...... 

17 Octubre 

5 Octubre , 

25 Setiembre. . ., , 

14 Setiembre.... , 
4 Setiembre 

23 Agosto 

12 Agosto , 

2 Agosto 

33 Julio 

10 Julio 

30 Junio , 

19 Junio , 

8 Junio , 

25 Mayo 

17 Mayo .,, 

7 Mayo , 

26 Abril , 

14 Abril , 

4 Abril , 

24 Marzo. , 

13 Marzo 

2 Marzo 

19 



DiB, 
2 

7 

4 

2 

6 

3 

4 

5 

2 

7 

4 

1 

6 

5 

1 

5 

2 

7 

4 

1 

6 

5 

/ 

5 

2 

7 

4 

4 

6 

3 

7 

5 

2 

7 

4 

4 

6 

3 

7 

5 

9 

6 

4 

4 

6 

3 

7 

5 

2 

6 

4 



:: ^- -h- 



- ---V ■= 



:-'-.--Cn/^ 






.'A 



it 






ft 



^1 



m 



AiPEKDlCE NUM. Xlt. 



Afio de 

la 
Upgira. 


1489 
1190 
1191 
1192 
1195 
1195 
:H94 
U95I 
1196 
1197 
1198 
1199 
1200 
1201 
4202 
1203 
1204 
1205 
1206 
1207 
4208 

1209 

4210 

1211 

1212 

1213 

1214 

1215 

J 216 

1217 

1218 

1219 

l^i2C) 

1221 

1222 

1223 

1224 

1225 

1226 

1^6 

1227 

1228 

1229 

4250 

1231 

1232 

1255 

1234 

1235 

1256 

1237 


ERA CRISTJANA. 

Mes. 


Dia. 
1 

5 
3 

7 

: 5 

2 

6 

4 

1 

5 

5 

7 

5 

2 

6 

4 

1 

5 

3 

7 

4 

2 

6 

4 

1 

5 

5 

7 

4 

2 

6 

3 

1 

5 

3 

7 

4 

2 

6 

3 

1 

5 

3 

7 

4 

2 

6 

5 

1 

5 

2 


Ano do 

la 
liegira. 


1 

Abo, 

:1258 
1239 
1240 
1241 
1242 
1245 
1244 
1245 
1246 
1247 
1248 
1149 
1250 
1251 
1252 
1253 
1254 
1255 
1256 
1257 
1258 
1258 
1259 
1260 
1261 
1262 
1265 
1264 

12a^ 
1266 
1567 
1268 
1269 
1270 

1271 
1272 
1273 
1274 
1275 
:i276 
11277 
1278 
1279 
1280 
1281 
12s2 

1285 
1284 
1283 
1286 
1287 


ERA CRISTIANA. 

Mes. 


Dia. 


585 
586 B. 
587 


1 29 Enero 


636 

637 B. 

658 
639 

640 B 

641 

642 

615 B. 

644 

645 

64(1 B. 
647 

648 B. 

649 

650 

651 B 

652 ; 

653 

654 B. 
655 

656 B. 

657 

638 

659 B. 

660 

661 

662 B. 

665 

664 

665 B. 

666 

667 B 

668 

669 

670 B, 

671 

672 

675 B. 
674 
675 

676 B. 
677 
678 B. 
679 
680 
681 B. 
682 
685 
684 B. 
685 
686 B 


33 Julio 


7 

4 
2 


588 B. 


18 Enero 


12 Julio 


6 


589 


7 Enero 




3 


590 
591 B. 


27 Diciembre 

3 Noviembro 

, 16 Julio 




1 

5 


^ ** ^^ ^%^ I 

592 


39 Mayo 


2 


595 
594 B. 

595 


26 Abril 


7 
4 
1 


596 B, 


16 Abril 


6 


-^ ^^ *-,* ^%^ 

597 


5 Abril 


3 


598 
599 B 
60O 


26 Marzo 

3 Marzo 


1 

5 
2 


601 
602 B. 
605 


31 J'ebrero 

30 Enero 


7 
4 
1 


604- 




6 


605B, 




3 


606 
607B 


6 Julio 


26 Novieinbre. , . . 

24 Octubre. . 

22 Petiembre 

10 Setiembre , - . 

20 Agosto 

29 Julio 


1 

5 


608 




2 


^r n^ m^ w 

609 




7 


610 B. 


23 Mayo 


4 


611 

612 




i 

6 


613 B. 


20 Abril 


5 


614 


10 Abril 


7 


615 




■ 

5 


616 B. 




2 


617 
618 B. 
619 
620 


15 Febrero 


7 

4 
1 

6 


621 B. 


18 Juio 

7 Julio.* 


3 


622 


3 Enero 


7 


623 


27 Junio 


5 


624B. 


9 IiToviembre . . 

7 Octubre 

4 Setiembre 

24 Agosto 

■1 


2 


625 




6 


626B. 


25 Mayo 


4 


627 
628 




1 

6 


*^ ^w ^^ 

629 B, 


i 22 Abril 


3 


630 


11 Abril 


7 


^^ ^» ^^F 

651 


1 Abril 


5 


632 B. 
635 
634 
635 B. 

1 

i 


: 27 I'ebrero 


2 

(i 

4 
1 

i 

1 



CORRESPONDENCIA DE LOS ANOS DE LA HEGIRA. 291 



Ano de 

ta 
heg i ra- 

687 

688 

689 B. 

690 

691 

692 B. 

695 

694 

695 B. 

6y6 

697 B. 

698 

699 

700 B. 

701 

702 

765 B. 

lO-i 

705 

706 B. 

707 

708 B. 

709 

710 

711 B. 

712 

715 

714 B 

715 

716 B. 

717 

718 

719 B. 

720 

721 

"7^B 

725 

7-24 

725 B 

726 

727 B. 

728 

729 

750 B. 

731 

752 

755 B. 
754 
735 

756 B. 
737 




1288 

1289 

1290 

1291 

1291 

1292 

1295 

1294 

1295 

1296 

1297 

1298 

1299 

1500 

1301 

1302 

1503 

1504 

1505 

4306 

1307 

1508 

1309 

1510 

1511 

1512 

4315 

1314 

1515 

1516 

1317 

1318 

1319 

152u 

1321 

1322 

1323 

1323 

4524 

4525 

1326 

1327 

1328 

13-29 

1330 

1331 

1332 

1333 

1334 

1335 

1336 



* i t 



6 Pebrero- .. 

25 Enero 

14 Enero 

4 l^nero-.... 

24 Diciembre. 

12 Diciembre. 

2 Diciembre. 
21 NoviembreH 

10 Noviembre, 

30 Octubre, 

19 Octubre.. 
9 Octubre. . 

28 Sctiembre, 

16 Setiembre. 

6 Setiembre. 

26 Agosto. .. 

15 Agosto. .. 

4 Agosto. , . 

24 Julio 

13 Julio 

3 Jutio 

21 Junio. < • . 

11 Juuio. . . . 

31 Mayo, .,. 

20 Mayo . . . 
9 Mayo. ... 

28 AbrU. .,. 

17 Abril. ... 

7 AbriU... 

26 Marzo. ... 

16 Marzo, .. 

5 Marzo. , . - 

22 Pebrero, . 
13 Pebrero. . 
31 Euero 

20 Enero. . . . 
10 Enero, -.• 
30 Diciembre. 

18 Diciembre. 

8 Diciembre. 

27 Noviembre 

17 NoYiembre 
5 Novierabre 

25 Octubre... 
15 Octubre. . . 

4 Octubre. . 
22 Setiembre., 

12 Setiembre. 
1 SeUembre. 

21 Agosto.,. 
10 Agosto.. ,. 



* # 4 



6 
3 
7 
5 
2 
6 
4 
1 
5 
3 
7 
5 
2 
6 
4 
1 
5 
3 
7 



2 
6 
4 
1 
5 
3 
7 
4 
2 
6 
4 
1 
5 
3 
7 
4 
2 
6 
3 
1 
5 
3 
7 



2 
6 

3 
1 
5 

2 
7. 



Alio de 

la 
hegira. 



738 B. 
739 
740 
741 B. 
742 

745 

744 B. 
745 
746 B. 
747 
748 
749 B. 
750 
751 

752 B. 

755 

754 

755 B. 

756 

757 B. 

758 

75y 

760 B. 

761 

762 

765 B. 
764 
765 

766 B. 
767 
768 B. 
769 
770 
771 B. 
772 
775 
774 B. 
775 
776 B. 
777 
778 
779 B. 

780 
781 
782 B. 
785 
784 
785 B. 
786 
787 B. 
788 



AGo< 



1357 
1338 
1339 
154U 
4541 
1342 

1343 
1344 
1345 

izm 

1347 
1548 
1349 
1350 
1351 
1352 
1553 
1354 
1355 
1556 
1556 
1357 

1558 

1559 

1360 

1361 

1562 

1363 

1364 

1565 

1566 

1367 

4368 

1369 

1370 

1571 

1572 

1573 

1374 

1375 

1376 

1577 

1578 

1579 

1580 

1381 

1582 

1583 

1384 

1385 

4386 



ERA CRISTIANA. 



Mee. 



30 JuUo 

20 Julio 

9 Julio 

27 Jauio 

17 Juaio 

6 Junio 

24 Mayo 

15 Mayo 

4 Mayo 

24 Abril 

13 Abril 

1 Abril 

23 Marzo 

11 Mar2o 

28 Tebrero 

18 Febrero 

6 Pebrero . 

26 Enero 

16 Enero 

5 Unero 

25 Diciembre 

14 Diciembre 

3 Diciembre 

23 Noviembre. . . . 

11 Koviembre.... 

31 Octubre 

21 Octubre 

10 Octubre 

28 Setiembre. ... 

18 Setiembre. .... 

7 Setiembre... ... 

28 Agosto 

16 Agosto 

5 Agosto 

26 Julio 

15 Julio 

3 Julio 

23 Junio 

12 Junio ■ 

2 Junio 

21 Mayo 

10 Mayo 

30 Abril 

19 Abril 

7 Abril 

28 Marzo 

17 Marzo 

6 Marzo 

24 Febrero 

12 Febrero 

2 Febrero- 



Dia. 

4 

2 

6 

3 

1 

5 

2 

7 

4 

2 

6 

3 

1 

5 

2 

7 

4 

1 

6 

3 

1 

5 

2 

7 



1 

6 

3 

7 

5 

2 

7 

4 

1 

6 

5 

7 

5 

2 

7 

4 

1 

6 

3 

7 

5 

2 

6 

4 

1 




293 



APENDICi!) MUM. XIL 



Ano ae 
la 

liegira> 

789 

790 B. 

791 

792 

793 B. 

794= 

795 

796 B 

797 

798 B. 

799 

800 

801 B. 

802 

803 

804 B. 

805 

80SB 

807 

808 

809 B. 

810 

811 

812 B. 

813 

814 

815 B. 

816 

817 B. 

818 

819 

820 B 

821 

823 

823 B 

824 

825 

826B. 

827 

828 B. 

829 

830 

831 B. 

833 

833 

834 B 

8H5 

836B 

837 

838 

839 B. 



ERA CRISTIANA. 

Ago. MeS' 

1387 23 Enero 

1388 11 Enero. 

1388 31 Diciembre 

1389 20 Diciembre. .... 

1390 9 Diciembre 

1391 29 Novicmbre 

1392 17 Tsoviembre..,.. 

1393 6 Foviembre, 

1394 27 Octubre 

1395 16 Octubre 

1396 5 Octubre 

1397 24 Setiembre 

1398 13 Setiembre 

1399 3 Setiembre 

1400 22 Agoato 

1401 11 Agosto 

1402 1 Agosto 

1403 21 Julio 

1404 10 Julio 

1405 29 Junio 

1406 18 Junio 

1407 8 Junio 

1408 27 Mayo 

1409 16 Mayo 

1410 6 Mayo 

1411 25 Abril 

1412 13 Abril 

1413 3 Abril 

1414 23 Marzo 

1415 13 Marzo 

1416 1 Marzo 

1417 18 Eebrero 

1418 8 Eebrero 

1419 28 Euero.: 

1420 17 Enero 

1421 6 Enero 

1421 26 Diciembre 

1422 15 Diciembre 

1423 5 Diciembre 

1424 23 Noviembrc 

1425 13 JSToviembre 

1426 2 ISToyiembre 

1427 22 Octubre 

1428 11 Octubre 

1429 30 Setiembre 

1430 19 Setiembre 

1431 9 Setiembre 

1432 28 Agosto 

1433 18 Agosto. ....... 

1434 7 Agosto 

1435 27 JulJo...... ... 








Anode 


■" iV 


la 


Dia. 


hegira. 


3 


840 


7 


841 


5 


842 B. 


2 


843 


6 


844 


4 


845 B 


1 


846 


5 


847 B. 


3 


848 


7 


849 


5 


850 B. 


2 


851 


6 


852 


4 


853 B. 




854 


5 


855 


3 


856 B. 


7 


857 


5 


858 B. 


2 


859 


6 


860 


4 


861 B. 


1 


862 


5 


863 


3 


86, B. 


7 


86^ 


4 


86^ B. 


2 


8Gl 


6 


868 


4 


se^B. 


1 


870 


5 


87l 


3 


873 b. 


7 


873 


4 


874 


2 


875 B. 


6 


876 


3 


877 B. 


1 


878 


5 


879 


3 


880 B. 


7 


881 


4 


882 


2 


883 B. 


6 


884 


3 


885 


1 


886 B. 


5 


887 


3 


888E. 


7 


889 


4 


890 



Ano. 

1436 
1437 

1438 
14S9 
1440 
1441 
1442 
1443 
1444 
1445 
1446 
1447 
1448 
1449 
1450 
1451 
1452 
1453 
1454 
1454 
1455 
1456 
1457 
1458 
1459 
1460 
1461 

1462 
1463 
1464 
1465 
1466 
1467 
1468 
1469 
1470 
1471 

1472 
1473 

1474 

1475 

1476 

1477 

1478 
1479 
1480 
1481 
1482 
148S 
1484 
1485 



ERA CRISTIANA. 



Mcs. 



16 JuHo 

5 Julio. ,. .. 
24 Junio . . , . . 
14 Juoio 

2 Junio 

22 Mayo 

12 Mayo 

1 "Mayo 

20 Abril 

9 Abrit 

29 Marzo . . . . 
19 Marzo.... 

7 Marzo . . . , 
24 Eebrero..., 

14 ITebrero... , 

3 li'ebrero.... 

23 Enero 

12 Enero 

1 Enero 

22 Diciembre, 
11 Diciembre. 

29 Noviembre 

19 Noviembre 

8 Noviembre 

28 Octubre... 

17 Octubre.. 

6 Octabre. . 
26 Setiembre 

15 Setiembre. 

3 Setiembre.. 

24 Agosto . . . 

13 Agosto... 

2 Agosto... 

23 Julio 

11 JuHo 

30 Junio .... 

20 Junio .... 

8 Junio.. . .1 

29 Mayo 

18 Mayo .... 

7 Mayo .... 

26 Abril 

15 Abril 

4 Abril 

25 Marzo. . . . 
13 Marzo. . . 

2 Marzo,. . . 
20 Eebrero . . 

9 Eebrero. 

30 Enero. . 
18 Enero . . 






* * 4 



* * « 



Dia. 

2 
6 
3 

1 
5 
2 

7 
4 
2 
6 
3 
I 
5 

2 

7 

4 
1 
6 
3 
1 
5 
3 
7 
4 
1 
6 
3 
1 
5 
2 
7 
4 
1 
6 
3 
7 
5 
2 
7 
4 
1 
6 
3 
7 
5 
2 
6 
4 
1 
6 
3 



COEUESPONDEKCIA BE LOS ANOS DE LA HEGIRA. 293 



■■-CliC"F"-^ ____ 



— -^ 



Anode 




la 


"^ 


hegira- 


I486 


891 B. 


893 


1486 


893 


1487 


894 B 


1488 


895 


1489 


896 B. 


1490 


897 


1491 


898 


1492 


899 B. 


1493 


900 


1494 


925 


1519 


950 


1543 


9-75 


1567 



ERA CRISTIANA, 

7 Enero 

28 Diciembre • . . 
17 Diciembre 

5 Diciembre, . ,. 

25 Noviembre 

14 Noviembre 

4 Noviembre 

23 Octubre 

12 Octabre . 

2 Octubre 

3 Enero 

6 Abril 

8 JuUo 





A£o de 


'^^ 


la 


Dia. 


hegira. 


7 


lOOOB 


5 


1035 B. 


2 


1050 


6 


1075 


4 


1100 


1 


1125 


6 


1150 B. 


3 


1175B 


7 


1200 


5 


1225 


2 


1250 


6 


1275 


3 


1300 B 



Ano. 

1591 
1616 
1640 
1664 
1688 
1713 
1737 
1761 
1785 
1810 

183i 
1858 

1883 



ERA CRISTIANA. 

Mes. 

9 Octubre . . . 

10 Enero 

13 Abril 

15 Julio 

16 Octubre... 

17 Enero 

30 Abril 

2 Agosto.. . . 
4 Noviembre. 
6 Eebrero . . . 

10 Mayo 

11 Agosto. . . . 

12 Noviembre. 



Dia. 

7 
4 
2 
6 
3 
7 
4 
1 

6 
3 

7 

4 

1 



■ ^_d_ J ■ 



294 



APENDICE NUM. XIII. 



APSNDICE NtlM. XIII. 



CatAlogo de las monedas de las Omeyyabs de Al-Aodalua existetites en 

algunas oolecciones. 



Ano. 


I. A, 


11. A, 


J* 
JO 

4 
i 

2 
3 
4 

2| 

1 
1 

» 

2 
3 
2 
4 
2 


■ 

< 

& 

1 

i 
1 

1 

» 

1 
1 



A> 

4 
4 


H 
P 

* 

Pi 
1 

1 

» 

2 
2 
2 
2 
2 

1 

2 
2 
2 
1 


* 

» 
JO 
>) 

1 

» 

» 
» 

1 

3 
1 


4 

O 

1 
1 

» 

1 

» 

1 

JO 

1 

1 
1 


* 

o 

JO 
JO 
JO 

1 

1 
1 
1 
1 

] 

1 

» 

JO 

1 
1 
1 
1 


d 
*< 



1 

jO 

1 

» 

1 

B 
B 

1 
1 

j 

1 

» 

1 

J> 
B 

1 

2 


4 

i 

j 
1 

B 

1 

B 

1 
1 
1 

» 

1 

B 

1 
1 

1 
1 


* 

B 
» 

6 

2 

B 

3 
1 

1 

J) 

1 

1 
B 

1 

1 
2 
3 
3 


1 , 

1 

B 

1 
1 

» 
2 
1 
1 

3 
2 
1 
2 
1 

! 

i 

» 

2 
2 
4 
1 


» 

. » 
i 
1 

B 

1 

i 
B 

» 

i 
i 
i 




1 

148 








^ v^ \^ 

149 
150 






1 

1 

3 


151 






1 
1 

2 


152 




1 


1 

2 


^L Vi^ ^^^ 

153 






2 


i 

154 


1 

. 1 




2 


155 
156 


1 






157 




i 
1 




158 








159 








160 








161 








^^ ^^ ^B 

162 






2 


163 




fl K i fl A 1 


1 






W r ^ w ■ ¥ 





ASo. 



164 



165 



166 



167 



168 



169 



170 



171 



172 



173 



17/i 



175 



176 



177 



178 



179 



180 



181 



182 



183 



184 



185 



186 



MONEDAS EXlStENTEs kn AtatJNAS COLECCIONES. ^ 



I. A. 



n. A. 






3 



K 

* 



» 



i 



» 



ft 



1 



» 



n 



» 






EH 

6 

D 






1 



1 



B 



& 



1 







O 



B 



s 






1 



A 



^1 



1 



» 



1 



:o 



B 



A 



i 






» 



ft 



* 



J> 



» 



i 



i 



ft 



ft 



1 



1 



1 



1? 



B 



1 



B 



ft 



1 



J> 



B 



B 



1 



Ji) 



B 



B 



1? 



ft 



B 



B 









2 



B 



ft 



B 



B 



B 



B 



ft 



ft 



ft 



B 



ft 



ft 



B 



1 



1 



ft 



1 



1 



3 



1 



" i 



1 



» 



1 



1 



B 



2 



1 



B 



B 



1 1 



& 



1? 



ft 



ft 



1 



ft 



ft 



ft 



11 i 



II 1* » 



ft 



B 



ft 



ft 



ft ft 



ft 



1 



ft 



B 



ft 



B 



ft 



ft 



ft 



1 



1 



296 



APENDICE NUM. XIII. 



AiiOi 



187 



-188 



189 



190 
191 

192 
193 



194 



195 



196 



197 



198 



199 



200 



201 



202 



203 



204 



205 



206 



207 



208 



209 



I. A 



II. A. 



■V 



K 


h 


D 


1 




* 




4 






1 




* 


K 


S 


d 


hi 


a 


ft 


V 







* 


* 

< 


& 


1 






d 


^! 


ti^" 


6: 


b 


2 


1 
1 


1 


» 


» 


i 


1 


1 


1 

1 

1 

1 





3 





1 


1 


» 


» 


ft 


» 


1 

1 

1 


2 


2 


B 


i 

2: 


» 


»! 


» 


1 

1 


1 


2 


1 


5 


1 


3 


» 


1 




1 

2^ 


1 

1 

1 


3 


2 


5 


i 1 

1 


1 


1 2 

1 


1 




»: 


1 
1 

2 


1 


2 


2 


: 2 

i 


1 


1 

1 ^ 

1 


1 

1 

i 




1? 


^ 


2 


3 


3 


1 

1 


3 


1 ^ 

1 


1 J> 

1 
1 


1 

1 - 
1 <l 


1 




1 


1 

1 


3 


5 


4 


1 


1 
1 

1 


1 
1 


1? 




2 


1 

1 » 

1 


13 


9 


3 

1 
1 


1 


1 




1 




2 


1 


11 


10 

1 


1 
1 

3 


» 


3 




» 


J 1 
1 ' 


3 


3 


3o!l8 


1 

4 


» 


3 




1 


] 


3 


5 


19 

1 


H 


4 


1 


» 




» 




3 


3 


6 6 


3 


3 


» 




» 


1 


2 


8 


5 


5 


3 


» 


1 




1 


1 
J 1 


3 


1 


4, 


1 


5 


» 


1 


jL I 


1 




5 


3 


2 

1 


1 


3 


1 


?> 




1 




4 


! 1 


1 

4 

1 


1 

1 


3 


» 


2 









1 


1 


G] 1 


2 


>& 


2 




» 




2 


2 


»'. 1 

1 
1 


1 


:» 


1 




A 




1 2 


2 


1 

9 » 

h 


3 


» 


1 




2 


» 


^ 2 


1 


< 

1? » 


x> 


1 


1 


1 


» 


i 

! ^ 


:» 


J» 


1? 1 


» 


J> 


1 


- i 

A 1 

i 


i 


;o 


i 1 

1 


1> 


2 


1 

1 


1 

i 


""l 


» 


J 1 


» 


» 


1 

i 1 

1 

1 
1 


» 



ffl 






1 3 



» 



1 



1 



» 



1 



i 



3 



1 



5 



9 



1? 



» 



2 



MO^ED AS BX ISTENTES m ALGtJNAS COLECCIONES. 



297 




208 



Uk>. 



222 



222 



222 



223 



223 



224 



225 



225 



226 



225 



227 



228 



229 



230 
231 



232 



232 



233 



I. A. 



J^r^ 



J,*sr\j 



J--J 



^> 



r" 

APENDlCE NUM. XllL 



n. A. 



I i > 4 







J-^ 








r 




■ 






i 

1 


JJ 
















» 



» 



8 







10 






2 



» 



» 



» 



» 



y> 



» 



i> 



1 



» 







A 



» 







» 



>3 






o 



2 



3 6 



y> 



2 



O 



» 



D 



1 







1 



» 






1 







a 



j> 



j> 



i> 



y> 







J) 



j> 



J) 



o 



o 



» 






« 



J 



© 
^ 

-^ 



1 



^ 



2 



O 



*> 



d 



J> 



:o 



» 



1 






» 



» 



» 



o 



^ 



A 



1 



o 



o 



1> 



» 



» 



o 



o 



o 



3 



» 



01 






j» 



X> 



j> 



» 



» 



A 



» 



» 



» 



1 



1 



2 



» 



» 



12 



11 



» 



i 



4 



■I 

- ^ 






- r 



^^ 



I -^ 



m 






t 



.^^- 



..7 



■■^J^_ 



j^-AilliiTjm 



AEo. 



234 
234 



235 



236 



237 



238 



239 



240 



240 



241 



241 



242 



242 
243 
244 



245 



246 



247 



248 



249 



350 



MONEDAS EXISTENTES EN ALGUNAS COLECCIONES. 



29i) 



I. A. 



11. A, 



I 



ilju 



iUo 






» 



» 



"is 



^ 2 



2 



H 

o 



li 



8 



u 



* 



fa 

4 



:o 



2 



% 



1! » 



i> 



1 



O 



O 



Kk 



S> 



o 

4 



u 



A 



1 



)> 



1 









ft 



8 



:» 



» 



» 



d 



j> 



2: ;o 



i> 



1 



J) 



1 



a 



2 



2 



)> 



1 



4 ;» 



7 2 



3i » 



I 



1 » 3 



i 



7 » 



:i> 



5: 1 



2 



:& 



)> 



ti 



» 



■ » 



:a 



» 



:» 



» 



1 



)> 



& 



i 



2 



10 



1 



1 



O 



J» 



:o 



1 



y> 



» 



» 



:d 



:d 



f> 



» 



1 



» 



1 



^ 



1 



2 



» 2 



1? 



3 



» 



8 



i 



1 



1? 



A 



J» 



1 



16 



:.%. 



-f 



300 



APiNDiCE mm. XIII. 



Afio* 



251 

252 
253 
254 
255 
256 
257 



\" 



258 
259 



260 



260 



26i 

262 



263 



263 



2641 
265 



266 



264 



265 

266 

267 



I. A; 



JI. A. 



> 



< 

+ 



JJ 



e? 









1 



1 

^ 


t 


^ 


L 






1 * * fl * i ■ 




1 









)) 



J> 



» 



J> 



» 



2 



^ 



y> 



o 



o 



X) 



J) 



» 



}> 



» 



JO 



1 



» 



a 



» 







jt> 



y> 



» 



o 



» 



^ 



ft 



» 



8 



1? 



8 



H 

■ 



o 



■ 

O 



4 

o 

■ 

< 



4 



o u 



Q 



Pc< 



M 

4 

^ 






» 



2 



1(2) 



JO 







^ 



JO 



J) 



JJ 



:» 



» 



» 



:& 



» 



D 



» 



» 



9 



» 



JO 



D 



B 



B 



» 







JO 



J> 



B 



B 



B 



JO 



» 



» 



B 



JO 



JO 



B 



B 



B 



B 



B 



B 



B 



B 



1? 



2 



B 



1 



2 



1? 



» 



B 



1 



i 



B 



^ 



B 



B 



1 



B 



B 



1? 



B 



1 



1 



1 



JO 



B 



B 



B 



B 



JO 



B 



2 



B 



B 



» 



B 



2 



B 



B 



i 



B 



B 



B 



JO 



» 



JO 



B 



B 



B 



i 



1? 



B 



B 



B 



1? 



JO 



B 



JO 



B 



B 



B 



B 



B 



B 



B 



11 



10 



10 



12 



13 



17 



B 



JO 



12 



i 



B 



B 



B 



B 



B 



B 



4 



3 



1? 



i 



i 



9 



^^■|i 



L J 



-^ 



--f 



- ^ 



MONEDAS EXISTENTES EN ALGDNAS COLECCIONES. SOl 



Ano. 



267 



268 



268 



268 



268 



268 



269 



270 



271 



272 



273 



274 



275 



1. A. 



^j^ 9) 



276 



7:>/ji\ (4) 



II. A. 



? 



r 



J^ 



Jj 



Ff-^j 



276 



277 
278 



-< 



» 



» 



» 






P 



a< 



i 



d 



o 



» 



£> 



» 



& 



» 



» 



& 



o 



:» 



» 



» 



)> 



» 



X^ 



» 



» 



» 



JO 



» 



;» 






;t> 



» 



» 



i) 



S 



e 



fo 



^ 



O 



fo 



J) 



^ 







» 



:o 



»> 



:» 



i 



i> 



;» 



9 



» 



j> 



a 



» 



i 



^ 



£t 



O 



O 



c 



tt 



JO 






:o 



1 



3> 



i» 



^ 



» 



» 



it 



f> 



» 



)> 



J> 



:9 



» 



1 



j» 



;o 



y> 



» 



:o 



a j> 



1 



:o 



]0 



» 



)> 



j» 



d 



x» 



J) 



s 



» 



1 



JO 



& 



x» 



1 



») 



» 



)) 



:o 



i) 



» 



ft 



» 



j> 



» 



JO 



B 



J» 



:o 



1 



A 



1 



9 



» 



» 



» 



JO 



i-'^ 



B 



i 



B 



B 



:o 



B 



B 



:o 



» 



1 



J0 



ft 



ft 



B 



B 



B 



B 



B 



B 



B 



ft 



ft 



ft 



ft 



JO 



ft 



8 



B 



ft 



ft 



B 



ft 



ft 



ft 



30 



B 



ft 



B 



302 



APENDICE NUM. Xlll. 



-■_ i 



Afio. 



279 



280 



I, A 



[J^' 



II. A. 



■ 


i • 


4 


• 




* 


1 


« 






* 




* 

< 


n 


1 R 


d 




* 


ft, 


* 

Q 




* 

o 


W . 


Pi 




* 


* 

ft 




o 




« 

^ 


* 

fc 


« 


^ 


i 





^ 


B 


» 


a 


1 


JO 


» 


1 

1 
1 


)) 


:» 


1 


» 


a 


» 





& 


» 


1 

» 


» 


1 

1 

ft 





>j 


» 



ABDE-R-RAHMAN III (de 300 6 350). 



316 
317 



318 



319 



3-20 



320 



320 



320 



321 



322 



323 



324 



325 



326' 



327 



328 






^ 



s:-V 



** 



ij^ji o^ 1 



J^sriwj 



J«jA^ 



7> 



» 



1 



O 



1 



X- 



:Et 



» 



)> 



» 



j> 



:)> 



X* 



x» 



?> 



& 



2 



>> 



» 



» 



O 



2? 



9 







& 



2 



» 



» 



» 



)> 



» 



& 



1 



d 



1 



1? 



A 



1 



J» 



1 



JO 



a 



a 



i 







» 



» 



»> 



X* 



» 



» 



» 



)) 



:o 



» 



o 



1 



JO 



^ 



» 



o 



» 



1 



30 



U 



» 



» 



JO 



» 



J> 



JO 



o 



» 



» 



» 



d 



» 



» 







» 



A 



» 



» 



1 



1 



» 



1 « 



XT » 

F 



» :» 



r 
J 



& 



1 



a A 



^ 1 



j> 



1 



1 



» 



d 



]0 



» 



1 



1 



^ 



1 



1 



1 



1? 



2 



D 



ft 



» 



B 



^ 



d 



B 



B 



1 



B 



)> 



y> 



2 



1 



1 



3 



- -5 









MONEDAS EXiSTEKtES EN ALGtNAS COLECCIONES. 



30^ 




>ri 



iai 



Apendice n-um. xiU. 



_ I J 



Afio. 


I. A. 


II» A. 


5 


■ 

< 

2 


• 

P 

2 


• 

# 

o 


* 

5 


O 

i 

* 


4 

* 

» 


1-4 

* 

1 


V 

D 
Q 

1 


• 

2 


* 

H 




■ r^ 
> 

3 


zu 


. 


, 


^^ fl - ^ 


1 




3 


1 


» 


4 




2 


1 


1 


2 


1 


1 


345 


I A-iiSr^rf 


346 


) 


{ 7 


1 


6 


1 


4 

1 




2 


1 


2 


9 


2 


12 


UQ 


\ 


2 


1 


3 


» 


1 


1 


1 


» 


1 


4 


J£> 


7 


347 


] 


lis 


5 


2 


2 


4 




2 


2 


4 


2 


1 


5 


348 
343 


{ 




2 


3 


1 


3 




1 


1 


3 


5 


2 


7 


'( -u=>.| 


1 ^^^ 

1 ^ 


4 


2' 


2 


4 




3 


1 


2 


3 


1 


' 


35{ 


\l 


I 2 


3 


2 


1 


1 




» 


2 


1 


3! 


a 


2 - 


33: 




j 


h 



1 
1 




1 






n 


J9 








1 
1 


» 

:» 


3 " i 


34: 


A^ST'U 






j4 
























4kj - 

1 


34: 


T • 


n 


n 


1 


Yi 


» 


A 


n 


D 


D 


» 


» 


2 f 


5 "^ 




// 


y^ 


// 


■V 


^^ 


^H 


r^ 








1 



AL-HAQUEM II (350 & 366). 



350 



351 



351 
352 



353 



354 



355 



356 



\ 



^ 



srV 



J-aC 



^^J 



17 



20 



31 



J! 118 



19 



15 



3 


5 


» 


» 


1 


■» 


3 


7 


i 


2 


9 


2 


4 


8 


1 


4 


. 8 


1 


6 


10 


;£> 


2 


7 


2 



:i> 



3 



1 



& 



:Et 



3 



O 



1 



)i> 



3 



20 



16 



17 



18 



14 



11 



a 







39 



39 



47 



41 



33 



27 



■^- 



«' 



V 



^ ^:^_^ 



— r^ 



MONEDAS EXISTENTES EN ALGUNAS COLECCIONES. 



30S 



A£io> 



356 



35G 



357 



358 
359. 



360 



361 



357 



358 



359 



361 



361 



362 
363 



363 



360 
361 



362 



363 
364 



I. A. 



J-^ 



J^ 



u 



J^ 



u 



• 4 



II* A. 



4 * 4 « « + « 



^L^^t 



J 



RXs. 



jj^3 



<^'^y. 



J 



At 




21 



Ug 



. _ 



APENmCE NUM. Xlll. 



A3o, 



36515) 



36G 



36i 



365 
365C6) 



353 



J, A. 


IT. A 

■a 






1 


,A. 




u 











* 


A 


m 


H 




• 1 
O 


* 1 


fP4 


1 




A 


i 

< 


a 


H 
CI 


6 




* 


1^ 




* 


4 

o 


P3 


i 

'a 


P 


0^ 


4 

O 

1 

1 


O 


* 




U4 


4 

O 


« 1 


* 


8 


1 


2 


1 
1 


1 

1 


1 


»>, 


i 


2 


1 


» 





J> 


1 

1 

1 & 

1 


1 


1 


» 


1 

B 

1 
1 


y> 


^ 


» 


» 





a 


1 
1 





1 


1 

1 


» 


» 


B 





1 
1 


1 


9 


2 


i> 


1 
] 

1 


^ 


J) 


1 


J» 


1 

1 

! 2 


! * 


^ 


» 


» 


JO 


K» 


» 





)> 


J> 


1 


, » 


» 


f> 


» 


» 


» 


i 


J) 


» 


» 


1 


» 






HIXBM II (Primer period© 366 A 399). 



3 66 



367 



366 



367 



367 



368 



369 



370 



371 



372 



373 



374 




« i 



» 



» 



6 



a 



» 



8 



o » 



» 



» 



» 



d 



i 



1? 3 



B 



j> 







! 

i 



9 



a » 



» 



»., » 



y» 



i> 



9 



a 



I? 



O 



» 



9 



;d 



» 



]{» 



» 



» 



1 



s 



n 



B 



:o 



» 



» » B » 



» » 



Bi B. i> * 



;o 



2 







1 16 



j» » 



1 



1 



B 



B 



B 



» 



)> 



J> 9 



I 



■s 



^>' 



MONEDAS ESlS'TENtES EH ALGUNAS COLECCtONES. m 



ASOi 



375 



376 



377 



378 



379 



380 



381 



3821 



3831 



384 



385 



386 



388 



1. A. 



II. A 



J^ 



u 



* 



m 



6 



m 

a 



1 

P4 






f> 



t> 



X> 



J> 



» 



O 



o 






& 



fo 

+ 

^ 









Hi 









» 



&\ » 



» 1 



3 



J) 



J> 



o 



» 



a 



» 



» 



?> 



jt) 



* 



o 



» 



9 



» 



A 



i> 



1? 



9 



1 



8 



;» 



» 



;» 



» 



1 



» 



17 



U 



136 



31 



i7 



'26 



16 



15 



U 



U 



32 



H 



JJ 



» 



X» 



» 



8 







» 



ff 



1? 







» 



1 



1 



17 



30 



16 



20 



U 



20 



J> 



H) 



& 



» 



» 



s> 



& 



JJ 



9 1 



» 



» 



J> 



65 



66 



46 



61 



48 
30 



16 



13 



1? 



» 



386 



8 



O 



»> 



» 



13 



387 



^^ 



j:lo 



J- 



149 



u 



a 



B 



10 



19 



387 



10 



» 



» 



X) 



» 



y> 



» 



o 



» 



388 



ii 



15 



2 



20 



JO 



36 



389 



390 



J-*S7\o 



^f-« 



u 



10 



1 



28 



22 



57 



42 



391 



1 



24 



1 39 



■ i : ; 



^08 



A^o, 



388 



390 



391 



39i\ 



392 



391 



392 



393 



394 



395 



396 



397 



394? 



393 



394 



395 



396 



397 



397 



398 



I. A. 



J.6iS"Uj 



£■■ 



Ad^'j 



f 



j^- 



jUla^ 



ws 



Jw-^-C^ 



M 



^S,"^ 



APENDICE NUM. XlII. 



n. A, 



u 



j^ 



J 



.u 



u 



J^ 



W! 



JJUlJw^ 



-^^ 



W! 



JiiU^ 









a 



^ 



10 



» 



o 



2 



» 



» 



» 



1 



» 



2 



» 





6 






W 


1 
1 
1 

1 

! 


» 


] 

1 


d 


2 


i> 


2 


4 


16 


» 


i J) 


1 


J 


1 

3 


8 


4 


9 


3 


7 


3 


6 


i 


1 


1 


» 


» 


» 


1 


» 


2 


1 


1 


1 


j> 


y> 


3 


7 


1 


1 



* 



JO 



» 



» 



» 



o 







» 



» 



& 



» 



JO 



JO 



» 



2 



O 



» 



JO 



» 



x> 



f> 



it 



JO 



» 



^ 



& 



i> 



» 



» 



y> 



jj 



J> 



^ 









1 



D 



1 



o 






» 



JO 



» 



» 



o 



JO 



J> 



a 



^ 



j> 



» 






o 



» 



9 



:o 



^ 



» 



» 



y> 



» 



& 



O 



:» 



» 



9 



& 



» 



10 



11 






Pi 



1 



o 



8 



1? 



» 



y> 



JO 



18 



1? 



» 



f> 



» 







W 



>^ 



» 



» 



11 



17 



12 



38 



JO 



O 



1 



JO 



>> 



x» 



» 



17 



26 
15 



16 







» 



^ 



» 



d 



» 



O 



» 



2 



10 



» 



8 



- > I- 



^ - 



J x^ ■ ■■ i-rt n 



MONEDAS EXISTENTES EN ALGUNAS COLECCIONES. 



309 



Auo. 



I. A. 



II, A. 






399 



?^_^. 



380? 



^-Vr^j-J) 



387? 



388 
338 



37/i 



?J-SS"W 



?399 



J-?^=? 



^.W| 






* 

<1 



i> 



J^ 



u 



^ 



u 



J^ 



u 






» 



j> 



^ 









w 



* J • 

+ f * 



» 



» 



J> 



o 



» 



» 



» 



» 



J> 



a 



f> 



» 



a 



» 



O 



O 

o 



1^ 



y) 



» 







» 



f> 



» 



*> 



:o 



» 



» 



£1 



» 



XI 



» 



CQ 






» 



a 



» 



» 



» 



» 



» 



» 



» 



» 



» 



» 



» 



» 



2 1 



» 



» 



» 



» 



» 



» 



J> 



» 



1? 



J> 



1? 



» 



1 



J> 



» 



>i 



2 



J> 



1 



1 



:& 



i 



HIXEM II (Segundo periodo de 400 & 403). 



400 
401 



401 



401 



JhSS^-U 



^^-.)! 



?402 



401 



i}i\ a^c 



402 






^^ 



.31 



O 



d 



1? 



» 



}> 



y> 



>y 



» 



;t> 



» 



d 



i^ 



» 



» 



» 



8 







» 



J> 



JJ 



» 







^ 



» 



;> 



^ 



>j 



& 



1 



2 



» 



» 



1 



J) 



12 



3 



B 



» 



a 



3 







J) 



» 



1 



a 



■ 

1 ^ 



B 



j> 



>j 



jj 



» 



» 



14 



3 



f> 



19 



ft 1 



» 



28 



J> 



310 



APENDICJi: NUM. XIII. 



Afio. 



402 

403 

404? 



0402 



I. A. 



Jt'-C'^l 



II. A 



* * * * 




ft 


■ 


d 


a 

H 




4 

O 


* 1 


• 
^1 










< 

3 




C4 


4 
ft 


• 

* 

O 


4 

6 




O 

ft 


O 
O 


* 
i 


n 




14 


3 


5 


» 


» 


1 

1 


3 


1 


3 


8 


1 


18 


2 

1 


» 


1 

1 


i> 


» 


1 
1 


» 


o 


1 

2 


5 


a\ 


9 


»i 


:» 


1 


» 


i) 


}) 


» 





ji> 


» 


& 


i 


y> 


:» 


1 ; 

i 


yt 


i} 


JO 


» 


»> 





J) 





la 


» 





y> 


o 


1 x» 

1 
1 


» 


:o 


1 


1 

1 


)> 


» 


2 


» 




i 


f> 








J> 


9! 


■ 


J> 


1 


^ 


1 

1 



MOHAMMAD II AL-MAHDI (399 6 400). 



398 



399 



400 



400 



J^^ 



0^=!r\o 



iUi-^ ^^.^s 



] 

r 


1 


>> 

1 


1 


i 
1 


'>; 


ff 


1 

1 





A 


» 


ID 


1 

el 

1 


9 


1 

1 

1 


i> 


1 


2 

1 


1 

2' 


8 


13 


i 


4 


5 

1 


6 


f> 


1 


1 


1 

1 


2 


3 


8 

1 


D 


10 

i 


2 

1 
1 

1 
1 


8 

1 
] 

i 


2 

1 
1 

1 




1 
1 
j 

1 

1 


1 

1 
1 


2 


1 

j 


7 


9 


2 



24 



16 



22 



gULEIMAN AL-MOgTAIN (400 a 407). 



■^s 




12 



5(8)7 



i> 



» 



4 


1 

12 


1 


2 


% 


8 


13 

1 


2 


5 

1 
1 

i 


1 

8 


1 


4 


i 

1 


6 

1 
1 

1 


7 


1 


i 



1 

1 

1 
1 


1 


y> 


1 


» 


a 

1 


x> 



24 



13 



■y 



.-\-y^ 



-y 



:.:;^ 



MONEDAS EX1STENTJ3S EN ALGUNAS COLECCIO?^ES. 311 




313 APENDiCE WUM. Xlll. 



I 



L-. 



(1) Anotamo3 las variedades que tenemos estudiadas, aunciue procedan de otras. 
colecciones, 

(S) El nomtre en la de^ste ano, y en tres de las caatro variedades del 264, esta 
laerade la orla: veese lam, IV^num. 12, il 

(3) El nombre esta tambien fuera do la orla. 

(4) Sucede lo mismo que con las anteriores. 

(5) Lasjnonedas del aKo 365 eatan acaSadas en At-Andalus» 

(6) Esta acuiiada en Medi7ia Az-£(ihra, 

(7) Acnfiada e« AhWeteM 

(8) (8) Una acuftada ea AbAndalusi las otras en Medina A^-^ahra, 









1 



^1 

H - 

1 



P 



I- 



■ 

h 
^ t 



:^ 



- n r- 



^"^ 



y " 



_-■> 



:;j- 



1 >' 



ERRATAS 



y OMISIOHES MAS NOTABLES QUE SB HAN ADYERTIDO Y DEBEN TENERSB 

I'BESENTES. 



Pfc. 



7 

8 
14 

25 
33 



iO 
56 

63 
65 
65 

66 



77 



80 



Lfu. 

13 
25 

U 

32 

lilt. 

23 

lilt. 
4 




Dico. 



19 
21 

22 

10 



30 



29 



tawin 

ar-robad por at-robad: 

^y con^i. 
fecha 224, falta el 9 
Qwvdi III, ver. 99. 

man III y de los Hammu- 

dies; 300-450. 
se apUc6 a la lengua ^rabe 
AfAijp y Af*7jp«; Amir, Ami- 

ras. 
una de 148 
lam. VI, 
220, 221, 

el nombre Jc J//: en algu- 

nas de este mismo ano y en 
otras de 220, se lee el de 
■y Yahya , que ea la 

mayor parte de las del mis- 
mo es reemplazado por el 
nombre^ All, lam. IV, 




ni'un. 3: 



.» 



'J 



-0) 



■ii Uiii^, ^•:^j ^>j \ 



L^aee. 



tanwin 

ar-robd por al-robd: 

^ y conis is, 
fecha 224 falta el ^ wan 
Quralll, ver. 79. 
man III, 300 k 422. 

se apiico k la lengua latina 
Ap7]pK y Apjj/)«s Amira y 

Amiras. 
una de 149 
14m. IV, 

220, 225, 

el nombre ^ft=5r-\j Vahya, lo 
mismo que en algunas def 
ano 220, pues en otras se 
lee Js- AH, lam. IV, nu- 
mero 3. 



yt 



jJi 



■ i 



^j^^&j ^^^\ 



314 



ERRATAS T OMISIONES NOTABLES. 



Pig. 


10 


Dice. 

Mohammad. . . 321 


lipase. 

1 


85 


MohAmmad. . . . 320, 321. 


104 


9 


378 y 398?. 


378? y 398? 


in 


23 




?^-.JU!? J f lack? 


lis 


20 


(415 a 427). 


(412 a 413-414 A 427). 


119 


21 


lA^j^^ ffunz&n. 


?jjjJ-i-=^ Hwnz^? 


129 


3 


-N«J| J, 


^ Jj 


141 


17 


este dirhem 


J Uj jsJi 


iil 


19 


este dinar 


147 


10 


M. 




156 


20 


iJJaJJaJ *JB^jJt 


lCJ(ii^)Jaj Aaj)jJ 


166 


7 


Urn, XVII. G. 


Lam. XVII. F. C. 


172 


23 


V- ■ • Hud. 


i?^^» Hud? 


193 


17 


517? 20, 21 y 23, 


519, 20, 21 y22. 


228 


3 


^■^j\\ j^\ ii)t Jt aia- 


t^;>L4l^i<--l 4-U U aia- 






Ilah amir de los creyentes 


Ilah arair de los muslimes 


238 


6 


^\J\ 


^J\ 


250 


21 


^J^ 


?J--^J 


266 


14 


Muza ben Mahfoth: 


Muza ben Nosair ben Mah- 
foth : , 


272 


24 


414? Mohammad 


414 Mohammad 

4 


273 


6 


416 


414 


^77 


29 


314 Yahya. . . 120? .... 


414 Yahya 420? 


288 


12 


388 B 


388 


288 


13 


389 


389 B 



.n 



- -r 

4 



BN LAS lAmINAS. 



lam XII. 



A[-Cacim— Sahya— Hacan 



Al-CSgim— Yahya— Hagan 



1 

■- 

-I 



tNDICE aENERAL DE MATERIA 



INTEODUOOXON. 



Importancia de la Numismatica arabigo-espafiola.— Datos en las mo- 
nedas de los Omejyahs , — Nombres sin ti'tulos: li qui^n correspon- 
denl-Monedas de los reyes de Taifas.— Almoravides.-AImohades. 
— Nasaries de Graaada.— Abuodancia y variedad de las monedas.— 
Signos en las monedas.— Esplicacidn de la lamina XXIV.— N&m- 
bressin titulo; cronologia de los mismos: su imporfcancia.— Tipos, 
subtipos y variedades: importancia de fijarlos. -Interns por las mone ' 
das ^rabes fuera de Espafia.-Bibliografk numismdtica: Tyschen. 
-Adler.-Casiri.-M. M. Sanlcy, Lavolx, Stickel, Karabacet.— 
I'raebn . — Longpericr . — Castiglioni . — Soret . — Marsden . — Lane 

Poole.— Veliaminof-Zemof.-Delgado.—Conde,—Cerd^-Chab^, 

Campauer.— iSe necesita saber ^rabe? Nd. -Ap^ndices 

Abreviaturas 

LSminas: procedimiento empleado en ellas , 



ELEMENTOS DE LA LBOTURA ARABiaA. 



Alfaeeto arAbigo 

Division de las letras 

De las vocales 

Be los signos ortogrAficos. 

Del 50c4ii, , 

Texdid \^.\]\ 

Del hamza., . 

Del wasia 

Del madda 



316 INDICE GENEKAL DE MATEEIAS, 



Pttgiuas- 



De la silaba , 10 

ACENTO 11 

Acento en los nombres propios arabes , 12 

Observaciones sobre la escrituka arabe en las monedas 13 

Errores y falsificaciones em las monedas' 15 

De LOS NUMERALES. , ,. , 17 

Observaciones sobre los aumerales , 20 

LeYENDAS mAs COMUNES en LAS MONEDAS 23 

Aljamja.,, ..» .,. 30 



SECCl6lTI(anosae92al000 

Monedas con caracteres latinos y latino-Arabes 35 

Dinares latino-firabes de Ifrica - 38 

Monedas arAbigo-esfanolas con caracteres latinos 44 

Monedas bihngues espaESolas 53 



SECCIOIT n (anos 100 a 300 6 316.) 

Monedas de los amires y de los Omeyyahs hasta Abde-r-Kah- 
man in 57 

Feluses pertenecientes a los filtimos afios del siglo III y primeros del si- 
glo IV de la Iiegira ^ 69 



SECCldN HI (300 a 422.) 

Monedas de los Omeyyahs desde Abde-r-KahmAn III 75 

Al-Haqaem n (350 a 366) 88 

Hixem U (primer periodo de 366 a 399) 91 

Nombces en las monedas de Al-Andalus durante el primer reinado de 

Hixem U 100 

Nombres que consian en las monedas de Hisem II acufiadas eu J&z 

yKecor 102 

Monedas de Hixem II durante su segondo reinado (400 a 403) 105 

Mohammad n Al MadM, (de 399 a 400} , 106 

gnleim^n Al-Mo5tala (400-403 i 407) 108 

tJltimos Omeyyahs Ill 



:Tii^ 



Indice general be materias. 



§17 



Pfiginaa. 



113 

U7 
118 
118 
119 
120 



SECCION IV.-Reyes de Taifas. 

Hammudies^de MALAGA, Ceuta y Algeciras 

Monedas de Ali (407 a 408). 

Al-Ka^im Al-Mam(iu (408 a 412) ' * ' 

Jahya Al-M6tali (412 i 413-414 d 427).. '..'.'......',,, 

Idri's I Al-llutaajyad {427 6 431). '_\\\ ' " ' * 

Hg9an Al-Ko^tansir (431 ^ 433?) 

Idris II Al-Alf {primera vez, 433 d439)**.' {Z 

MoMmmad Al-Mahdl de Malaga (438 i 444), Mohamad Al-Mahdi" de 
Algeciras (440? i 450?).. ' _ 

Idrfsn(segundavez,445 ^447) igo 

Cronologfa de los Hammudies de Malaga .*,,'.' 1 04 

Tipos de las monedas de los Hammudies " . * ' jgS 

MOMEDAS DE LOS LLAMADQS PROPUMENTE REYES DE TAlFAS .'.'.'.." .' ' " 130 

HlXEM n DESPU^S DE MOERTO Y ABD-ALLAH, OAUFAS NOMINATES ! ! 131 

Monedas de los Abbadies de Sevilla 135 

Al-M6tMhid (433 d 461) ........ ^".[\. 136 

Al-M6tdmid 461 fi 484) .''.,'.'.'.'.'.'.'!*.*.'.''" 13d 

Cuadro sindptico de los tipos de las monedas de Al-Moiadhid 142 

Cuadro sindptico de los tipos de las monedas de Al-Mot^noid 143 

Monedas de 06rdoba (no de los AebadJes): BadaJOz, GranAda, 

MALAGA Y Algeciras , j^ 

Monedas de los reyes de Badajoz l^g 

Caadro siudptico de los tipos de I as monedas de Badajoz , I49 

Monedas de los Zeiries de Granada y Malaga I50 

Monedas de Almeria 251 

Monedas de Toledo y Cuekca ]^52 

Monedas de Valencia. _ Y5^ 

Monedas de los reyes de Zaragoza ^ ^ _ jg^. 

Cuadro sin6ptico de los tipos de las monedas de Zaragoza 170 

Monedas db Denia y Mallorca I74 

Cuadro siadptico de los tipos de las monedas de Denia 179 

Cuadro sindptico de los tipos de las monedas de Mallorca 180 

Monedas de Tortosa jgj 

Cuadro sindptico de los tipos de las monedas de Tortosa 185 

Monedas de Xudela, Calatayud, L^rida y Ceuta 186 



^. 






318 tNDICE GENERAL DE MATERlAS. 



pAlflnas* 



SBCCIOIT v.— Monedas de los Almoravid.es § intermedias entre 

Alraoravides y Almohades (desde 480 a 570)- 

Monedas DE LOS Almoravides 191 

Monedas de Tiigttf ben Texufia ..,,.... 196 

Monedaa de Ali ben Yii^uf 191 

Monedas de Texufinben AH ben Yiigiif 202 

Monedaa de Ijbak ben A.lf benTexnfiQ 204 

KoNEDAS PER.TENECIENTES AL PERIODO INTERMEDIO ENTRE ALMORA- 
VIDES r Almohades - .- . 206 

Al-Mo5t4nsir hen Hud 208 

Aben Waair de Badajoz ^8 

Hamdin ben Mobammad ben Hamdin de C<5rdoba. ..•..-> 209 

Moneda para Baeza, Jaen j SeYilla? 310 

Mohamad ben ga^d de Murcia 211 

SEOOION VL 

Monedas biljngues de Alfonso VIII ► • 213 



SEOOION VII. 

Honed AS de los Almohades * ... . 217 

Las BiuN Hud r Aben MahfotH. 235 

SEOOION VIII. 

MoHfiDAS DE LOS NaSARi£3 DE GRANADA • 231 

Cnadro genealdgico de los reyea Naaaries de Granada 234 

Descripcidn de algunas monedas de los Nasaries 236 

Monedas an6nimas de Granada y Alnneria 239 

APiilNDIOES. 

SU USO V^COHTENIDO 24sl 

Ap^ndice n^. I, — Imames que fignran en las monedas 245 

Ap^ndice niim. 11 — ^Nombres que se encuentran en la I. A, sin indi- 

caci6n de cargo - .■ - 348 



-*^ 



iNDtCE GENERAL DE MATEEUS. Si9 



Piginas. 

Apendice ndm. m.-Nombres queaparecen en la II. A. sin indicacion 

decargo 553 

Apfindice niim. IV.-Ciudadesy Prfncipes que acufianmoneda fi nombre 

deHixemlldespulsdemuerfo 254 

Apendice nfim. T.-Ciudades y Pr(ncipes que acufianmoueda ^ nombre 

de Abd-Allah (el Califa de Bagdad?) 255 

Ap^adice Mm. VI—Hachibes que constanenlaamonedaa . "256 

Apendice num. VII.-Titulos sult^nicos que toman aiguaos reyes 6 su3 

hijos, sin arrogarse el de Imamea ni el de Amires 

almuminiu 6 almuslim&i 259 

Ap^ndicea^m. Vlll-Sobrenombres honorfficos compuestos de las pa'la- 

bras JJjjJl 6 'iAJ\ y un nombre com6n,que 

constan en las mouedas 2g2 

Apendice nfim. IX.-Monedas en las cuales apareoe el titulo ^^| Amir 

^j^'W el-Am,ir, sin el aditameuto de ,y^^\ 

6 ^^j,^J-4t 364 

Apendice niim. X.-Pn'ncipes herederos que figurau en las monedas. . . 264 
Ap^dice niim. XI.-Tablaa cronol^gicas de los dominadores musulmanes 

en Espafia 270 

Apendice ntim. XH.-Tabla de la correspondencia entre la hegiray el cal 

lendario europeo juliano y gregoriano, indicando 

el primer dia del calendario de la hegira 283 

Apendice niim. Xlll-Catalogo de las monedas de I08 Omeyyahs de AI- 

Andalus eiistentes en algunas colecciones 294 

Erratas y omisiones mSs notables que se ban obserrado y deben tenerse 
presentes «,„ 

Tndiee general de materia* ,....!"*! 315 



? 



■*TK 





LAM* I 



'^iii3 



























:jtr«ii* '^ 




7ii< 











F Coders iW 






LAM^ II 




r Coden Lit' 




UM* I 



Al AngLod 



us 



~\ 






o--'is 



']\*^. 



^004 



^ t 



i3«aire 



lie 






:s^n^ 



'■a 






Vixav. I 178 i 




HI 




Iftb 



IM 



yuv\ 



V 









-^ nimurn I laQ ^ £Ofi 



N 



ttt4 




199 






.' .tt 



* «-vut^ j^ Lti 



LAM* IV 



jIUir-Hm^nxai S <Ofi j 136 




E Coders. Lir 



LAM' V 



MJA 



r iTj*?7i 









tii 



In 








■'■^^ 



\t 





_^*^ -_ 









LAM* VI 




r L5:lsri _:r' 



LAM* VI 




Jf r 



!J^rs. l:t^ 



LAM* V 






F Coden-Lii' 



I 



UM*I)C. 



iih c in 









•s»- jjT 



F. Coders -u 



LAM* X 




/ --'-^ Lit 



r,i' 



} ' 



LAM* XI 




tf 1 



in 




1 



3-)S 







H* 




V(5ftY^ 



C . !. iOOd *&T 




,V // r^*«j 




i-OO 




40? 



^i,. "' *l8JlJ! 




lU 







F .... 1.1,1* 



LAM' Xll 




. .rm^ll 



LAW XI 



Jff\ar':n^i 





* • 



t* 






J I J latts. - lY/ . JSs!J^ h J. i 




*3a 





*5t 




«& 




' -lA 



/ Sodsri. i-it 



V: 




LAm' AIV 




/' "'',nm. 



ALJbti!:iluS 





^(tfl;«4t 




^-ew^ 






c^r^y^ 



^68 







/■ C£7rffrd i.j/ 



.' -I* 



L^ \^\ . n 1 











CraruMtd, 





M-^Usa, 




^iimnx 





F.Cr -^ i-it 




F CoderM. Uf 



u ¥^ ■*' 






k 







p Ccden ^-'' 



-') 



LMIVI . rt » M>- 




r Coders Lii^ 



LAM* XIX 



/ •- 1 



1-, ^-i 












e 



> * 1 







X-w-*^*"'^ ^ 



n fT< « r* '1 




F Coders La" 



LAM* XX 




f CodetA. Itf 



LAM* XXII, 




LAM* XXIII, 




K ^ocen Lit 



UM» XXIV, 




■"••4 I Sequnda. ai'fa 



ANO 



Primnra h:u 

ClNTflOl ORU 



It 



CIHIHO 



OHLA 



ftUU 



1 r, J p- J- ■ 



'■■:^£W