(navigation image)
Home American Libraries | Canadian Libraries | Universal Library | Community Texts | Project Gutenberg | Biodiversity Heritage Library | Children's Library | Additional Collections
Search: Advanced Search
Anonymous User (login or join us)
Upload
See other formats

Full text of "Colección de documentos ineditos relativos al descubrimiento, conquista y organización de las antiguas posesiones españolas de ultramar. 2. ser. Microform"

COLECCIÓN 



DOCUMENTOS INÉDITOS 



RELATIVOS AL DESCUBRIMIENTO, CONQUISTA Y ORGANIZACIÓN 



ANTIGUAS POSESIONES ESPAÑOLAS DE ULTRAMAR. 



seguinda serie 

PUBLICADA POR LA REA' ACADEMIA DE LA HISToRIA. 



Bwi{ M 



11 

DE LOS PLEITOS DE COLÓN. 



MADRID 

ESTABLECIMIENTO TIPOGRÁFICO «SUCESORES DE RIVAÜENEYRA» 

IMPRESORES DK LA REAL CASA 

Paseo de San Vicente, 20 
1894 



REESE LIBRARY 

OF THE 

i UNIVERSITY OF CALIFORNIA. 

Class 



COLECCIÓN 

DB 



DOCUMENTOS INÉDITOS 



DE ULTRAMAR, 



COLECCIÓN 



DOCUMENTOS INÉDITOS 



RELATITOS AL DBSCCBRIMIBSTO, CONQUISTA Y ORGANIZACIÓM 



ANTIGUAS POSESIONES ESPAÑOLAS DE ULTRAMAR. 



SEGUNDA SERIE 

PUBLICADA POR LA REAL ACADEMIA DE LA HISTORIA. 



TOHO Ni. 8. 



II 

DE LOS PLEITOS DE COLÓN. 



'^ Or THE ^r 

ÜNIVER8ITY 

MADRID 

ESTABLECIMIENTO TIPOGRÁFICO «SUCESORES DE RIVADENEYRA» 

lUPBESOBES OB LA BSAL GASA 

Paseo de San Vicente, 20 
1894 



et'i 



h 



INTRODUCCIÓN, 



Después que salió de la imprenta el tomo séptimo de 
esta serie, primero de los Pleitos de Colón ^ publicó la se- 
ñora Duquesa de Berwick y de Alba un precioso Jibro ti- 
tulado Autógrafos de Cristóbal Colón y papeles de Amé- 
rica^ y en que, celebrando el cuarto centenario del descu- 
brimiento del Nuevo Mundo, sacaba de la obscuridad in- 
teresantes documentos del archivo de su casa. Lucían en 
primer término los que trazó la pluma del descubridor in- 
digne (que no son pocos), y los que atañen á su persona. 
Entre aquéllos figura una Información de los privilegios y 
mercedes del Almirante'^ ^ muy al caso de nuestro asunto. 

Empieza con la conocida invocación Jesús cum Maria 
sit nobis in via, principio de la generalidad de los escritos 



* Madrid, por los Sucesores de Kivadeneyra, 20 do Agosto de 1892. 
■ Pág. 17 del mencionado libro. 



jrz 



VI 

del Almirante, según el P. Las Casas, y parece consulta 
de algún letrado á cuyo saber se sometieron las dudas ori- 
nadas por la interpretación de las capitulaciones de Santa 
Fe, asi como de los privilegios y mercedes posteriormente 
concedidas por los Reyes Católicos al primer Almirante 
de las Indias. 

En la interpretación se comprendía la equivalencia de 
los derechos del Almirante de Castilla, al cual estaba con- 
cedida por el rey D. Juan II «la tercera parte de las ga- 
nancias que el ficiera por la marí>^, y como por la capitu- 
lación se le reconocía el diezmo, y el ochavo si contribuía 
al armamento, el consultor opinaba, «sin que en esto pueda 
haber engaño ni yerro» , que á D. Cristóbal Colón pertene- 
cían, el tercio, el décimo y el octavo que produjeran las 
Indias descubiertas y por descubrir, en esta manera: 

«Un caballero arma una nao, y diz a un criado suyo: ve 
por capitán desta nao, y de la ganancia que se oviere ha- 
brás la tercia parte; y a otro diz: va por maestre, y de la 
ganancia habrás la décima parte , y a otro diz : va por es- 
cribano, y porque contribuistes en esta armazón la ochava 
parte, habrás la ochava parte de la ganancia. 

)) Partió la nao y a la vuelta se falla que ganó diez du- 
cados, y el capitán diz al caballero : señor, diez ducados ha 
de ganancia, mandadme a dar la tercia parte que me pro- 
metistes, y ansi se la da. Después viene el maestre y diz: 
señor, diez ducados se ganó, mandadme dar la decena des- 
tos que me prometistes, y ansi se la da. El escribano diz : ' 
señor, diez ducados resultó desta armada en que yo contri- 



* Parece entenderse que era ceta ganancia de las presas tomadas á 
los moro». 



VII 

bní la ochava parte , mandadme dar la ochava parte destos 
diez ducados, y ansi se la da. Y esta es la cuenta que se ha 
de tener en la parte de que S. A. os ha fecho merced de 
las cosas de las Indias, y no sacar el diezmo, y después de 
lo que quedara dar el ochavo, y después tercio, porque 
desta guisa seria la cuenta errada, porque cada capítulo 
destos tres fabla claro que haya de haber de la ganancia 
cierta parte.» 

De modo qne, en opinión del Consultor, correspondía al 
Almirante de las Indias el 55,80 por 100 de lo que aqué- 
llas produjeran, aparte de las ventajas de justicia, oficios, 
nombramientos, etc., etc. 

D. Cristóbal aceptó por completo este dictamen, consig- 
nándolo como suyo propio en el testamento y en algunos 
otros papeles; sin embargo, en el de referencia escribió de 
su puño: 

«Señores*: yo non demando nada, y todo esto que va 
aquí dicho, todo lo remito y pongo en las Reales manos de 
la Reyna n. s.; mis privilegios y cartas dará a v. m. cada 
que los quisiera.3) 

Como estas mismas pretensiones mantuvo D. Diego Co- 
lón, segundo almirante, resulta que en este documento en- 
carna el origen de los pleitos. 

Vienen después copiadas en el libro de la señora Du- 
quesa de Alba las cartas que un su antecesor escribió á va- 
rias personas, en Olmedilla, con motivo del litigio ya ini- 
ciado, cartas dignas de consideración; decian: 

«Para el Rey nuestro señor. — Católico y muy alto y muy 
poderoso rey y señor. — Vuestra alteza, por me hacer mer- 



¿Los del Consejo? 



VIII 

ced, metió al almirante de las Indias, mi sobrino, en mi 
casa, casándole con doña María de Toledo, mi sobrina, la 
cual merced yo tuve por muy grande cuando V. A. lo 
mandó hacer, y asi la tengo agora, si por mi debdo, junto 
con sus servicios y méritos del Almirante, su padre, él res- 
cibe de V. A. las mercedes que yo espero que han de res- 
cibir todos los que a mi casa se allegan, y faltando esto, 
no era merced la que Y. A. me hizo en casalle con mi so- 
brina, mas volverse ia en mucha vergüenza mia y menos- 
cabo de mi casa; y agora no solainente me dicen que las 
mercedes del almirante están suspensas, mas que V. A. 
no es servido de mandalle guardar justicia en sus negocios 
de las Indias, y que estando vista e determinada su justi- 
cia por los de vuestro muy alto Consejo, V. A. ha man- 
dado suspender la sentencia que por él se ha.de dar, y le 
ha mandado mover algunos partidos por inducimiento de 
algunas personas que no deben desear tanto vuestro ser- 
vicio como yo. 

í) Suplico a V. magestad que pues a mi me toca tanto y 
a mi casa las cosas del almirante, que a V. A. plega man- 
darle guardar su justicia y desembarazarle su hacienda e 

oficios otra vez torno a besar los pies y manos de V. A. 

por que le plega breve y enteramente mandarle dar su jus- 
ticia, en lo cual yo rescibiré muy mayor merced quel, y en 
la dilación mucha mayor vergüenza quel puede rescibir 
pérdida, por grande que sea. — Nuestro Señor, etc. — El 
Duque y marqués.» 

«Al Obispo de Falencia. — Muy reverendo y magnifico 
Señor. — Yo he sabido que en los negocios que tocan al 
señor Almirante de las Indias, mi sobrino, no ha Y. m. 
hasta aquí aprovechado como yo confio que habéis, señor, 



IX 

de aprovechar en todas las cosas que á mi tocasen, qne es 
la manera que yo tengo de entender y trabajar en las 
vuestras; de lo cual estoy muy maravillado, y no veo ra- 
zón más perentoria para quererse acabar el mundo que si 
esto así hoviese de pasar. Por tanto, pidos, señor, por 
merced, que cese esta via, y do tal manera, que de aquí 
adelante el señor Almirante conozca que no tiene mayor 
ayudador ni quien más procure por todos sus negocios que 
vos, señor, porque por tocarme sus cosas del Almirante 
como las de propio bijo, porque por tal le tergo y lo es, 
yo res^ibiré tanta merced en que se baga así cuanto no 
puedo escribir, y de lo contrario rescibiria el mayor agravio 
del mundo , pues de la pérdida ó ganancia me cabe tanta 

parte como á él Y por que sé que para con vos, señor, 

esto basta, no digo más, que si necesario fuera ir en per- 
sona á os lo pedir por merced , lo biciera.» 

«A Fernando de Vega, presidente de la orden de San- 
tiago. — Virtuoso señor. — Yo be sabido como ya sus nego- 
cios del señor Almirante de las Indias, mi sobrino, están 
vistos por los del Consejo , y muy clara y determinada su 
justicia, y que por algunos tratos que le ha movido el Eey, 
nuestro señor, no se ha mandado sentenciar en ellos; y 
porque desto yo rescibiria tan gran agravio cuanto es razón 
de rescibir, por tener, como tengo, sus cosas del Almi- 
rante en la gracia de las de Don García, por la mucha 
razón que para ello hay, pidos, señor, por merced que en 
todo lo que ello pudiéredes hacer y trabajar, lo hagáis, 
como en cosa en que me va tanto como veis que en esto 
me va d 

Todavía contiene el libro de la señora Duquesa dos me- 
moriales dirigidos por D. Diego Colón al Emperador: 



nno * lamentando las dilaciones que se hacían en determi- 
nar su justicia con lo que recibía muy notorio agravio y 
sería mayor haciéndole venir de las Indias á estos reinos, 
<tdo ni tiene casa ni abrigo si a un espital no se recoje», 
protestando si en este mundo no le fuere administrada su 
justicia, «de pedilla ante aquel alto tribunal do a todos 
será eternamente guardada». Otro ^ en que reclamaba no 
se determinase lo que Cortés y Diego Velázquez pedían 
relativamente á la gobernación de Yucatán ó Nueva Es- 
paña, por ser en su perjuicio y pertenecerle. 

De todos estos documentos se ponen noticias sucintas 
en el tomo presente, precediendo á los que continúan la 
colección conservada en el Archivo de Indias. Se conden- 
san también aquellos que , siendo de trámite en los autos, 
como los pedimentos, poderes ó cartas de receptoría , no 
entrañan interés histórico, y aun en los que lo tienen se 
excusa la repetición cansada de las fórmulas procesales, 
pero se indica la asignatura de cada uno, á fin de facilitar 
la comprobación. 

Las probanzas presentadas por una y otra parte liti- 
gante son las que dan al conjunto importancia, lo mismo 
que en el tomo anterior, porque casi todos los testigos 
que declaran acompañaron á D. Cristóbal en alguno de 
sus viajes ó los hicieron seguidamente con otros descubri- 
dores, cuando estaba fresco todavía el recuerdo de mil in- 
cidentes que sin el pleito no fueran sabidos. 

El anciano doctor Kodrigo Maldonado, Consejero de la 



* Pág. 69. 

• Pág. 71. 



XI 

Corona, declaró leal m ente *, que con el prior de Prado, 
que entonces era, después arzobispo de Granada (Fr. Her- 
nando de Talayera) y con otros sabios, letrados y marine- 
ros, examinó el proyecto de Colón de ir á las Islas, convi- 
niendo los más en que era irrealizable ó imposible, y sin 
embargo, que porfió en el empeño el navegante; que sus 
Altezas asentaron capitulaciones, y plugo á nuestro Señor 
que acertó en lo que decía. 

Prevaleciendo el dictamen de la mayoría, de los más 
dellos ^, es evidente que hubo minoría; que alguno de los 
del Consejo se arrimaba á las doctrinas del proponente ó 
en algún modo le favorecía. Es dato que conviene recoger 
y que concuerda con algunos otros, vagos, indeterminados 
en verdad, mas que pueden ayudar á los indicios de que 
entre los cosmógrafos y marineros que asistieron al Con- 
sejo se contaba el P. Fray Antonio de Marchena, que 
siempre estuvo conforme con el Almirante^ según dicho de 
los Reyes en una de las cédulas. 

García Fernando ó Fernández, físico, esto es, médico 
de Palos, refirió ^ lo que ha servido y sirve hasta ahora de 
fundamento para conocer la venida de Colón desde el 
reino de Portugal ; las primeras dificultades experimenta- 
das en la Corte de Castilla; su llegada al convento de la 
Eábida ; gestiones de Fray Juan Pérez ; concierto y com- 
pañía que tomó con Martin Alonso Pinzón; en una pala- 
bra, el acuerdo, el principio, el desarrollo de la empresa 
del descubrimiento, con el dicho de otros testigos expla- 



1 Docum, núm. 89, pág. 100. 

2 Pág. 102. 
» Pág. 186. 



XII 

nado lisa y llanamente en lo que atañe al primer embargo 
de embarcaciones, al armamento y equipo sucesivo de las 
carabelas, navegación por el Atlántico, hallazgo de las 
sorprendentes primicias índicas, de modo que resaltan con 
la comparación, las ficciones poéticas de los historiadores, 
innecesarias á la grandeza del hecho realizado. 

Hay consignada apreciación que han de ver con interés 
los conocedores de la ciencia náutica, por más que no á 
todos parezca nueva^ Dijo el piloto Gonzalo Díaz'^ qne si 
D. Cristóbal Colón no acometiera el viaje, estuviéranse las 
Indias ñn descubrir, por ser cosa pública y notoria, vistos 
los intentos de los portugueses hacia el Geste, que los na- 
vegantes no podían volver por donde iban, y tanto era 
cierto, «que si el Almirante no volviera por otro cabo de 
donde vino, que fué meterse debajo del Norte, que no vol- 
viera allá, e así por allí se siguen todos los navios que 
desta tierra van de Castilla». 

Quiere decir esto que no repugnaban los marineros la 
empresa de Colón por recelos pueriles ó por temor á lo 
desconocido, como se ha propalado, sino que era, por lo 
contrario, la seguridad de la experiencia, el conocimiento 
de la constancia de las brisas ó vientos alíseos lo alegado 
por ellos contra la navegación hacia el Gccidente. 

Dase á conocer este Gonzalo Díaz^ como hombre que 
dha pintado e fecho cartas de marear de la costa é tierra 
firme de todo lo que está descubierto», habilidad que debía 



* Véase Boletín de la Academia de la Historia, t. xxi, pág. 33. — 
Madrid, 1892. 
'' Páft. 83. 
» Pág. 84. 



^ XIII 

de ser común á los pilotos del tiempo y qne, sin dada, pro- 
dujo muchos esbozos perdidos. El Comendador Francisco 
Yélez y Arias Pérez comprobaron y asentaron las tierras 
de los respectivos reconocimientos^. 

Con los documentos de este tomo se deshace otro de los 
errores extendidos por los biógrafos de Colón, al afirmar 
que el Comendador Bobadilla le envió á España sin forma 
de proceso y aún sin oirle ni verle. El libro de la señora 
Duquesa de Alba contiene ^ testimonio de negación del Al- 
mirante á cumplir las órdenes de los Eeyes, que le fueron 
comunicadas. Con esta diligencia se acredita haberse he- 
cho el requerimiento en debida forma, y que se siguieron 
autos, prueba la petición del fiscal del Consejo al Consejo 
mismo diciendo^ «que el año 1600 ó 1501 vinieron á él 
ciertos procesos por los cuales constó e pareció que de fe- 
cho e contra derecho el almirante D. Cristóbal Colón , in- 
justamente, hizo ahorcar e matar a ciertos hombres en la 
isla Española e les tomó sus bienes, de cuya causa el Rey 
e Eeyna católicos, de gloriosa memoria, se movieron a le 
mandar venir a esta Corte detenido e le quitaron los oficios 
de visorrey e governador». 

Lo último pasaba por cosa pública: Antón Fernández 
Colmenero depuso* haber oído decir que Colón vino preso 
á Castilla por mandado de sus Altezas, por los muchos 
agravios que hacía á los cristianos que estaban en la isla, 
y que el Rey había enviado otro gobernador. En lo pri- 



* Pág. 227. 

* Pág. 39. 

' Pág. 348. 

* Pág. 168. 



XIV 

mero, es decir, en qne actuaciones se hicieron, no puede 
caber duda; el proceso concluido, vino de la Española; fué 
visto en el Consejo de Indias y sobreseído, á lo que parece, 
fíe arcliivó por el escribano Cristóbal de Vitoria. No se hizo 
aprecio alguno de estos papeles, extraviados en el proto- 
colo del custodio, ni el Consejo accedió á que se pidiera 
otro traslado á los oidores de Santo Domingo, según el 
Fiscal reclamaba. 

Merecen detenida lectura los valientes alegatos formu- 
lados á nombre de D. Diego Colón en 1524^ apartándose 
del sistema de argucias y sofismas hasta entonces seguido; 
encomendó, por lo que parece, á lo último, en buenas ma- 
nos, la gestión de sus derechos. 

Entre los demás números se singularizan las cédulas 
reales; D. Carlos de Austria, instado por la parte del Al- 
mirante, ordenó al Consejo en 1517, desde Bruselas, que 
brevemente se determinara el pleito^; pero informado con 
posterioridad de que el asunto le importaba mucho, envió 
contraorden, recomendando quedara la decisión pendiente 
hasta su venida á España ^ A la paciencia de D. Diego Co- 
lón ayudaba acordándole 365.000 mrs. de renta anual, «en 
enmienda de lo mucho que había gastado después que vino 
de las Indias, andando en corte*». Volvió á ordenar, ya 
Emperador, en 1525 la vista del proceso^, reencargándolo 
el año siguiente^, y al fin, transcurridos diez y nueve años, 



* Págs. .S49 y 376. 
« Pág. 317. 

5 Pág. 318. 

* Pág. 330. 
« Pág. 422. 
« Pág. 425. 



XY 

cnando habían pasado de esta vida D. Cristóbal y D. Diego 
Colón, iniciadores del litigio, se dictó sentencia anulando 
las de Sevilla y la Corana y volviendo los autos á su 
principio. 

Cesáreo Feenández Duro. 




NÚMERO 57. 



(Año de 1497. — Abril 23, Burgos.)— Conñrmajción de los privilegios de 
Cristóbal Colón. — (Publicada por la Sra. Duquesa de Alba en el libro 
titulado Autógrafos de Cristóbal Colón y papeles de América. Ma- 
drid, 1892, pág. 10, con facsímile de un impreso de la época.) 



58. 

(Sin fecha; posterior á 1498.) — Información de los privilegios y mercedes 
del Almirante y de lo que le debe corresponder por su descubrimiento, 
que es la tercia y la octava y la décima parte de beneficios. — (Publicada 
por la Sra. Duquesa de Alba en el libro antes citado , pág. 17.) 



59- 

(Sin fecha.)— Treslado de la bula del Santo Padre dada a sus Altezas, de 
las Indias, sacado del original, el qual queda en las Indias, el año de 95 
quando yo vine a Castilla.— (Publicado por la Sra. Duquesa de Alba en 
el libro antes citado, pág. 21.) 



6o. 

(Sin fecha.)— Eelación del oro vendido en Castilla.— (Publicada por la 
Sra. Duquesa de Alba en el libro citado, pág. 21.) 



6i. 

(Sin fecha.) — Kespuesta del Almirante á los capítulos de sus privilegios. — 
(Publicada por la Sra, Duquesa de Alba en el libro antes citado, pág. 23.) 

1 



PLEITOS DE COLON. 



62. 



(Sin fecha.)— Pesquisa contra Alonso de Ojeda sobre su primer viaje á las 
Indias. — (Publicada por la Sra. Duquesa de Alba, en el libro antes ci- 
tado, págs. 25-38.) 



63. 

(Año de 1500.— Ikero 9.)— Facsímile de la firma y sello de Cristóbal Co- 
lón.— (Publicados por la Sra. Duquesa de Alba en el libro antes citado, 
página 38.) 



64. 

(Año de 1500. — Mayo 30, Sevilla.) — Carta de sus Altezas para el Comen- 
dador Francisco Bobadilla; notificación al Almirante en Santo Domingo 
y respuesta de éste. — (Publicadas por la Sra. Duquesa de Alba en el libro 
antes citado, pág. 39.) 



65. 

(Años de 1501-1504.)— Libramientos expedidos por Cristóbal Colón en la 
isla de Santo Domingo.— (Publicados por la Sra. Duquesa de Alba en el 
libro antes citado, págs. 4143.) 



66. 

(Sin fecha.)— Información de D. Femando Colón sobre los gastos hechos 
en Jamaica por su padre.— (Publicada por la Sra. Duquesa de Alba en 
el libro antes citado, pág. 44.) 



67. 

(Sin fecha, 1508?)— Instrucción dada por el Almirante D. Diego Colón á 
Peña.— (Publicada por la Sra. Duquesa de Alba en el libro antes citado, 
página 48.) 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 



68. 



<Siii fecha.) — Memorial de D. Diego Colón, de las cosas que había de hacer 
y decir.— (Publicado por la Sra. Duquesa de Alba en el libro antes ci- 
tado, pág. 54.) 



69. 

(Sin año, 15111— Mayo 25, Olmedilla.) — Carta del Duque de Alba para el 
Bey nuestro señor tratando del pleito de Colón. — (Publicada por la se- 
ñora Duquesa de Alba en el libro antes citado, pág. 64.) 



70. 

(Sin año, 1511? — Mayo 25, Olmedilla,) — Carta del Duque de Alba al Obispo 
de Falencia, recomendando los asuntos del pleito de Colón. — (Publicada 
por la Sra. Duquesa de Alba en el libro antes citado, pág. 66.) 



71- 

(Sin fecha, 1511?) — Carta del Duque de Alba á Fernando Vega, presidente 
de la Orden de Santiago , recomendando la sentencia favorable en el 
pleito de Colón.— (Publicada por la Sra. Duquesa de Alba en el libro 
antes citado, pág. 67.) 



72. 

(Sin año, Iblll—Mayo 25, Olmedilla.)— C&rta. del Duque de Alba á su 
factor Peña, recomendando los asuntos del pleito de Colón. — (Publicada 
por la Sra. Duquesa de Alba en el libro antes citado, página 68.) 



73- 

(Sin fecha.)— Relación {de D. Diego Colón) que di al Rey sobre lo conte- 
cido en San Juan quando prendieron á Cerón. — (Publicada por la señora 
Duquesa de Alba en el libro antes citado, pág. 56.) 



PLEITOS DE COLON. 



74- 



(Sin año. — Junio 3, Burgos.') — Carta de Diego Méndez al almirante don 
Diego Colón, tratando del pleito. — (Publicada por la Sra. Duquesa de 
Alba en el libro antes citado, pág. 59.) 



75- 

(Sin fecha.) — Instrucción del almirante D. Diego Colón para Jerónimo de 
Agüero. — (Publicada por la Sra. Duquesa de Alba en el libro antes ci- 
tado, pág. 61.) 

76. 

(Año de 1514. — Septiembre 30, Santo Domingo.') — Poder otorgado por dom 
Diego Colón á favor de su criado Manuel Lando, para representarle en 
la isla de Santo Domingo.— (^. de I. Publicado por Fernández Duro^ 
Colón y Pinzón, pág. 224.) 



77' 

(Año de 1514. — Octubre 19, Valhuen^.)—^QBX cédula á los oficiales de la 
Casa de Contratación. Acerca de lo del pleito del Almirante sobre lo de 
Tierra firme, saquen de los libros quiénes fueron con el primer Almi- 
rante cuando descubrió la Boca del Drago, cabe Paria, Uno de ellos fué 
Andrés Martín de la Gorda, vecino de Palos ; por él se sabrá de otros. 
También han de sacar por los libros quiénes fueron con Ojeda y Basti- 
das á descubrir, cuándo los despachó el Obispo de Burgos qae es hoy, lo 
cual se cree fué el año de 95 á 96. Sabido , avísenlo á los jueces y al fis- 
cal para la probanza que se ha de hacer.— (.A. de 1. 139-1-5, Hb. v, f ol. 67. 
Acad. de la Hist., colecc. Muñoz, t. xc, fol. 134.) 



78. 

(Año de 1614. — Octubre 19, Valbuena.) — Real cédula álos jueces de ape- 
lación de la Española, previniendo que si por ir de repartidor á la isla 
de San Juan el fiscal Velázquez, no pudiese entender en la probanza de 
Castilla del Oro, nombren otro fiscal que cumpla esta comisión ante 
Ibarra, dentro del término que para ello les da el poder. — (^Acad. de 
la Hist.f colecc. Muñoz, t. xc, fol. 135 v.) 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 



79- 



^Áño de 1515. — Enero 12, San Germán.') — Probanza hecha á petición del 
Almirante D. Diego Colón conforme al interrogatorio de diez y seis 
preguntas.— (J-. de L, 1 - l-^/i2. Pza. 4, fol. 15.) 



En la villa de San Jerman, doze dias del mes 
denero, años del nascimiento de Nuestro Salvador 
Jesucristo de mili e quinientos e quinze años, an- 
tel muy virtuoso señor Alonso de Mendoca, alcalde 
ordinario en esta villa de San Jerman por el Rey e 
la Reyna nuestros señores, e por presencia de my 
Cristoval de Trueba, escrivano público e del Con- 
cejo desta dicha villa, páreselo Francisco Manuel, 
6n nonbre e como procurador que se mostró ser del 
Almirante don Diego Colon, visorrey e governador 
destas yslas e de las otras descubiertas por el Al- 
mirante su padre e por su yndustria, por sus Alte- 
zas, del qual poder hizo presentación el thenor del 
qual es este que se sygue *. 

El dicho Francisco de Peralta, testigo presentado Francisco de 
por parte del dicho Francisco Manuel en el dicho 
nombre, aviendo jurado en forma de derecho se- 



ralta, testigo 



1 Sigue aquí el poder dado en Santo Domingo á 21 de Noviembre 
de 1514; la carta real de receptoría, fecha 3 de Mayo del mismo año; 
las diligencias de nombramiento de escribanos; la de presentación del 
interrogatorio, igual al de la probanza anterior, y las de presentación y 
juramento de los testigos. 



6 PLEITOS DE COLÓN. 

gund dicho es, e syendo preguntado en la dicha 
razón, dixo lo syguiente: 

A la primera pregunta del dicho ynterrogatorio 
dixo que conosce al dicho Almirante contenido en 
la pregunta, de quinze años acá poco más o menos 
e que al fiscal no lo conosce. 

A la segunda pregunta dixo, siéndole ley das las 
preguntas generales e preguntándole por cada una 
dellas, dixo que podia a ver treynta años poco más 
o menos e que no es pariente de ninguna de las 
partes, pero que fué criado de don Cristo val Colon. 

A la segunda pregunta dixo que oyó dezir lo 
contenido en la dicha pregunta a muchas personas 
en la ysla Española e que no se acuerda de sus 
nonbres. 

A la tercera pregunta dixo que lo que della sabe 
es que yendo este testigo con el dicho Almirante a 
descubrir, oyó dezir en el dicho vjaje lo contenido 
en la dicha pregunta. 

A la quarta pregunta dijo que lo oyó dezir á mu- 
chas personas lo contenido en la dicha pregunta e 
que no se acuerda aquien. 

A la quinta pregunta dixo que ha oydo dezir lo- 
contenido en la dicha pregunta e que ha ydo a la 
dicha Tierra firme, enpero que no sabe sy es toda 
uno, mas de que se llama tierra firme e questo es lo 
que ha oydo dezir a muchas personas pública- 
mente. 

A la sesta pregunta dixo que oyó dezir lo conté- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. / 

nido en la dicha pregunta a muchas personas, no se 
acuerda de sus nonbres, mas de que se acuerda que 
enbió el Almirante á Castilla nueve marcos de per- 
las, e queste testigo oyd dezir que heran estas di- 
chas perlas de Paria e questo es lo que oyó dezir, e 
al presente estava en Granada. 

A la sétima pregunta dixo que lo oyó dezir á 
muchas personas en Castilla y en la ysla Española 
6 que no se acuerda de sus nonbres. 

A la otava pregunta dixo que lo que della oyó 
dezir e sabe de oyda es que quando el dicho Almi- 
rante vino el primero viaje, lo contenido en la dicha 
pregunta. 

A la novena pregunta dixo que oyó dezir á mu- 
chas personas lo contenido en la dicha pregunta 
porquel dicho Almirante fué primero descubridor. 

A la décima pregunta dixo que lo que oyó desta 
pregunta es dezir á don Cristoval Colon e a otras 
personas que no se acuerda de sus nonbres, que 
traxo consigo á descubrir muchas personas e uno 
dellos que no se acuerda de su nonbre oyó muchas 
cosas e aprendió del dicho Almirante e quel dicha 
Almirante lo enbió á Castilla con perlas e que des- 
pués bolvió a descubrir a estas partes e llegó á Pa- 
ria e de allí se tornó e llevó mucha cantidad de 
perlas. 

A la honze pregunta dixo que sabe la pregunta 
como en ella se contiene, por queste testigo se halló 
presente á ella. 



8 PLEITOS DE COLÓN. 

A la duodécima pregunta dixo que sabe lo con- 
tenido en la dicha pregunta por queste testigo fué 
presente a todo ello, e y va en el navio e flota del 
dicho Almirante. 

A la tredécima pregunta dixo que la sabe como 
en ella se contiene porque yba con el dicho Almi- 
rante el dicho viaje. 

A la catorcedécima pregunta dixo que lo que 
della sabe es que oyó dezir á muchas personas e al 
dicho Almirante quando partyeron de la tierra 
firme que yban á Castilla e que vinieron a dar a 
Cuba e lo demás no lo sabe. 

A las diez e seys preguntas dixo que en lo que 
dicho tyene se afirma e que más no sabe e esto es 
público e notorio e firmólo de su nonbre en el re- 
gistro de my el escrivano, Francisco de Peralta, 
ro Farias, tes- El dicho Pcdro Farias, testigo presentado en la 
=°"- dicha razón, aviendo jurado en forma de derecho e 

syendo preguntado por las preguntas del dicho yn- 
terrogatorio e por las generales dixo lo siguiente. 

A la primera pregunta dixo que conosció á don 
Cristo val Colon e a su hijo el Almirante de veynte 
años á esta parte por vista e habla e trato e conver- 
sación, e que puede aver cinquenta e quatro años e 
que no es pariente de las partes, etc. 

A la segunda pregunta dixo que oyó dezir la 
pregunta como en ella se contiene estando en Cas- 
tilla e en estas partes a muchas personas que no se 
acuerda de sus nonbres. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 9 

A la tercera pregunta dixo que la oyó dezir a mu- 
chas personas no se acuerda de sus nonbres. 

A la quinta pregunta dixo que sabe que la tierra 
contenida en la dicha pregunta que se dice toda 
Tierra firme, porque este testigo vio la dicha tierra 
firme e la há andado, 

A la sétima pregunta dixo que lo ha oydo dezir 
lo contenido en la dicha pregunta a muchas perso- 
nas, pero que no se falló presente a ello e porque 
vido yr e venir á los en la pregunta contenidos a 
ellos mismo lo oyó dezir. 

A la novena pregunta dixo que no se halló pre- 
sente a ello ni lo vio. 

A la undécima pregunta dixo que la sabe como 
en ella se contiene porque estuvo presente á ello e 
fué con el dicho don Cristoval Colon el dicho viaje e 
salió en la barca e a ello estuvo presente a todo ello. 

A la duodécima pregunta dixo que la sabe como 
en ella se contiene porque fué presente e estuvo a 
todo ello e saltó en tierra. 

A la tredécima pregunta dixo que la sabe como 
en ella se contiene porque estuvo e anduvo presente 
a todo ello. 

A la catordécima pregunta dixo que la sabe como 
en ella se contiene e pasó asy e lo oyó dezir a los 
marineros e a otras personas por queste testigo ve- 
nia presente, 

A las quinze preguntas dixo quela no sabe por- 
que no es marinero. 



10 PLEITOS DE COLÓN. 

A las diez y seys preguntas dixo que en lo que 
dicho tiene se afirma e que más no sabe para el 
juramento que fizo, e firmólo de su nonbre en el 
registro desta escriptura V 

E asy aviendo dicho sus dichos los dichos testi- 
gos e cada uno dellos para sy secreta e apartada- 
mente, segund dicho es, diez e ocho dias del dicho 
mes denero, año susodicho, páreselo el dicho Fran- 
cisco Manuel en el dicho nombre antel dicho señor 
Alonso de Mendoca, alcalde, e por presencia de nos 
los dichos escrivanos, e dixo quel no queria presen- 
tar más testigos, e pedia e pidió al dicho señor al- 
calde lo firme de su nonbre e gelo mande dar syg- 
nado e firmado e cerrado e sellado en pública forma 
en manera que baga fé, para lo llevar e presentar 
ante quien e con derecho de va, para guarda de su 
derecho e del dicho su parte, testigos; Sebastian 
Marroyo e Diego de Malpartida, alcaldes. 

E luego el dicho Alonso de Mendoca, alcalde or- 
dinario, e por presencia de nos los dichos escriva- 
nos, dixo que pues no quiere presentar más testigos, 
que mandava e mandó a nos los dichos escrivanos 
lo corrigiésemos con el dicho original, e asy corre- 
gido, firmado e sygnado en manera que haga fé en 
pública forma, gelo diésemos al dicho Francisco 
Manuel. 

E luego nos los dichos escrivanos, por manda- 



1 A las preguntas 4, 6, 8 y 10 dijo que las no sabe. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 11 

miento del dicho alcalde qae aquí firmó su nonbre, 
corregimos e concertamos esta dicha pro vanea. = 
Alonso de Mendoza. 

E todo lo arriba aclarado con el dicho original e 
va cierto e verdadero e gelo dimos sygnado e fir- 
mado e cerrado e sellado en pública forma segund 
e como ante nos pasó e por ende fezimos aquí nues- 
tros sygnos átales. =Crisl oval de Trueba, escrivano 
público. :=Bartolomé de Celada, escrivano público. 
=En Madrid, veinte e syete de Otubre de jUdxvj 
años la presentó en el Consejo de sus Altezas Juan 
de la Peña en nonbre del Almirante de las Indias. 



8o. 



(Año de 1516. — Enero 22, Valladolid.)—^M2Ln de la Peña, en nombre del 
Almirante, pide que el rey D. Fernando se sirva declarar en el pleito 
con arreglo al interrogatorio que presenta, y que lo que declare se 
ponga en el proceso. Contesta su Alteza que le place.— (tí. de I., 1-1- Va 
pieza 5, folio 33.) 



Muy poderoso señor: El almirante de las yndias 
suplica á vuestra alteza le haga merced que en el 
pleito que trata con el fiscal aya por bien vuestra 
alteza de declarar lo que se le acordare de las pre- 
guntas del ynterrogatorio del dicho almirante, 
para que lo que fuere declarado por vuestra alteza 
se ponga en el proceso. 

E sobre la ysla del Darien que pide la governa- 



12 PLEITOS DE COLÓN. 

cien della e las otras cosas que en las otras yslas le 
paresciere en las yndias. 

En valladolid, veynte e dos de enero de mili e 
quynyentos e quinze años la presentó en el consejo 
de su alteza el dicho Juan de la Peña en nonbre 
del dicho almyrante, su parte, e los señores del 
consejo mandaron ponerla en la consulta para la 
consulta con su alteza. 

Consultóse con su alteza, e respondió que le plaze 
de dezir lo que sabe dése negocio en la consulta que 
fiso el señor licenciado Santiago, del Consejo de su 
alteza, en Valladolid veynte e syete dias del dicho 
mes de enero. 

Salmeron.=Consulta.=Hay una rúbrica. 

En valladolid xxvii de enero de iUdxv años. 

Que le plaze á su alteza de dezir lo que sabe. 

Por consulta que hizo el señor licenciado San 
tiago en Valladolid xxvii de henero de iUdxv años. 



8i. 

(Año de 1515. — Enero 24, Valladolid.)— Édonso Komano, en nombre del 
Almirante pide cartas de receptoría para las justicias de Jaén y Sala- 
manca. Concedido.— (^. de I., 1-1- */u, pieza 5, fol. 34.) 



82. 



(Año de 1515.— Febrero 3, Valladolid.")— InteTTOgSLtoño&qne S. A. el Rey 
ha de contestar si fuere servido hacer merced al Almirante de las In- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 13 

dias. Presentado por Juan de la Peña por parte del dicho Almirante. — 
(^A. de 7., 1-1-V", pieza 5, fol. 35. Acad. de la Ilist., colecc. Vargas 
Ponce, t. Liv, pág. 523.) 



Muy poderoso Señor: 

Las preguntas a que Y. A. sy fuere servido por 
hazer merced al almirante de las yndias ha de res- 
ponder, son estas: 

I. Primeramente quando el almirante su padre 
X'ino á estos vuestros reynos y se ofreció que descu- 
brirla estas tierras; Ys. As. lo tenian por imposible 
y por cosa de burla. 

ij. iten quel dicho almirante anduvo más de siete 
años suplicando a Y. A. que tomase asiento con él 
y favoreciese la negociación y que descubrirla las 
dichas yndias y Y. A. lo sometió á los arcobispos 
de seuilla y granada que platicasen con el dicho 
almirante para ver si traya camino lo que dezia. 

iij. iten que los dichos arcobispos platicaron con 
el dicho almirante muchas veces y vistas sus ra- 
zones ellos y Juan cabrero, camarero de Y. A., die- 
ron su parecer que Y. A. devia mandar hacer esta 
esperiencia aunque se gastase alguna cantidad por 
el grande prouecho y honra que se esperava de des- 
cubrirse las dichas yndias. 

iiij. iten visto este parecer, Y. A. mandó dar 
un quento al dicho almirante para el gasto del ar- 
mada que vvo de hazer para descobrir aquellas tier- 
ras, y se tomó con el dicho almirante cierta capi- 
tulación y se le concedieron privilegios sobre ello 



14 PLEITOS DE COLÓN. 

y él se partió estando Y. A. en granada el año 
de jUññxcij, y se fué al puerto de palos donde armó 
tres nauios de gente y mantenimientos, y se em- 
barcó y tomó su viaje, 

V. iten que dende a nueue meses que partió el 
dicho almirante volvió a castilla con nueua de 
como avia descubierto la yndias y truxo de allá 
gente y oro y otras cosas nuevas a barcelona donde 
estavan Ys. As. y lo tuvieron en muy alto servicio 
y le mandaron tratar y honrrar como a vn grande y 
confirmarle las dichas capitulaciones y privilegios. 

vj. iten que Ys. As. mandaron despachar luego 
al dicho almirante con diez e siete navios y mucha 
gente y volvió á las yndias y pobló la ysla espa- 
ñola y sojuzgó los yndios della. 

vij. iten quel dicho almirante descubrió enton- 
ces todas las yslas de los caníbales y la ysla de san 
Juan. 

iten que desde a dos años volvió a castilla a la 
ciudad de burgos, donde fizo relación a Y. A. de 
todo lo que habia fecho. 

viiJ. iten que Y. A. estando en medina del cam~ 
po mandó al dicho almirante que volviese á las 
yndias y para ello le mandó dar siete caravelas 
con gente y mantenimiento y el dicho almirante 
mandó a los tres navios de que yva por capitán 
diego Sánchez de carvajal Regidor de baeca que 
se fuesen derechos a la ysla española porquel dicho 
almirante yva a descubrir la tierra firme. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 15 

jx. iten quel dicho almirante en aquel viaje 
descubrió la tierra firme que se dize paria donde ay 
las perlas y tomó la posesión della por V. A. y res- 
cató perlas y vnos almayzaes de algodón de colores. 

X. iten que desde paria vino el dicho almirante 
a la española y envió ciertos navios a castilla con 
las muestras de las dichas perlas y lo que avia des- 
cubierto en tierra firme y con ello vino un cañizares 
que agora es vecino de málaga a la villa de ocaña 
donde estavan Vs. As. en el monesterio de espe- 
ranca. 

xj. iten que quando el dicho cañizares entró y 
dio a Vs. As. las dichas cartas y muestras la Keyna 
nuestra señora de gloriosa memoria dixo ante mu- 
chas personas quel dicho almirante avia cumplido 
lo que prometió. 

xij. iten que después desto cristo val guerra fué 
a rescatar las dichas perlas a paria y llevó consigo 
pilotos y marineros y el padrón quel aliñirante 
avia fecho quando descubrió aquella tierra firme. 

xiij. iten que hojeda y bicente yañes y diego de 
lepe y cristoval guerra y bastidas y todos los que 
han navegado por el mar océano lo han fecho por 
las cartas y padrones del dicho almirante y se han 
seguido por las derrotas quel descubrió y si él non 
fuera el primero non osara nadie navegar en 
aquellas partes porque non tenian noticias de aque- 
llas tierras ni sabian camino ni avia carta ni pa- 
drón dellas. 



16 PLEITOS DE COLÓN. 

xiiij. iten que la costa de paria y vraba y da- 
ríen y veragua es todo una costa y tierra y por tal 
ávido y tenido y que asi es ynformado Y. A. 

XV. iten que todo lo descubierto y lo que se des- 
cubriese adelante en aquellas partes se debe atri- 
buir al dicho almirante y a su industria pues fué 
el primero que halló el camino por donde todos los 
otros se han seguido y se han de seguir. 

en valladolid tres dias del mes de hebrero del 
dicho año de mil e quinientos e quinze años pre- 
sento estas preguntas que se han de hazer al Rey 
nuestro señor el dicho juan de la peña en nombre 
del dicho almirante su parte. 



83. 



(Aiio de 1515.— Febrero 6, Madrid.) — Real cédula de receptoría para el 
pleito de D. Diego Colón.— (J.. de I., 1-1- 7i2, pieza 4.) 



84. 



(Año de 1515. — Febrero 12, 3/<?5'w^r.) — Probanza hecha á petición del 
almirante D. Diego Colón con arreglo al interrogatorio de catorce pre- 
guntas.— (^. de Z., 1-1- 8/12, pieza 3, fol. 29.) 



En la villa de Moguer , que es del muy mag- 
nífico Señor don Pedro Portocarrero, doce dias del 
mes de hebrero año del nascimyento de nuestro 
Salvador Jesucristo de myll e quinyentos e quynze 
años, antel noble e virtuoso Señor licenciado Ro- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 17 

drigo Guyllen corregidor e i'usticia mayor desta 
dicha vylla por su Señoría, e en presencia de my 
Alonso Pardo escrivano público desta dicha villa, 
e de los testigos de yuso escriptos, paresció un on- 
bre que se dixo por nonbre Fernand Gutiérrez, ve- 
cino que se dixo ser de la cibdad de Sevylla, en la 
collación de Santa María, e presentó una carta de 
poder e otra carta de sostitucion del dicho poder sy- 
nadas de ciertos escrivanos públicos , e otro sy pre- 
sentó una carta de la Reyna nuestra señora ema- 
nada de su Real consejo firmada de ciertos nonbres, 
sellada con su Real sello ynprimido con cera colo- 
rada, e así mesmo presentó un escripto de ynterro- 
gatorio e preguntas todo escripto en papel segund 
que por cada escriptura páresela su thenor de lo 
qual uno en pos de otro es este que se sygue *. 

El dicho Juan Rodrigues Cabecudo so cargo del Juan Kodrigí 
juramento que fiso seyendo preguntado por el dicho Cabezudo, tes 
ynterrogatorio dixo lo syguyente: 

A la primera pregunta dixo que conosció al al- 
myrante viejo e que conosce al dicho don Diego, su 
hijo, almyrante que es agora e al fiscal que lo no 
conosce; queste testigo será de hedad de cinquenta 
años e que no es pariente de nynguna de las par- 
tes, etc. 



í Aqní el poder dado por D. Diego Colón al venerable Luis Fernández 
de Soria, en Sevilla á 21 de Abril de 1509, confirmado en 5 de Febrero 
de 1515; Real cédula de receptoría, fechada en Madrid á 3 de Mayo 1514; 
interrogatorio igual al de las probanzas anteriores, y diligencias de pre- 
sentación y juramento de testigos. 

2 



18 PLEITOS DE COLÓN. 

A la segunda pregunta dixo que lo que sabe es 
que puede aver veynte e dos años poco más o me- 
nos queste testigo vido al dicho almyrante viejo en 
esta villa de Moguer andando negociando de yr a 
descobrir las Indias, con un frayle de Sant Fran- 
cisco que andava con él, e que a este testigo le de- 
mandó el dicho almyrante viejo una muía alqui- 
lada para en que fuese el dicho frayle a la corte a 
negociar, e se la did, y el dicho frayle fué en ella 
a negociar por el dicho almyrante, e que sabe quel 
ano de noventa e dos años partió el dicho don Cris- 
toval Colon desta villa e de la villa de Palos a des- 
cobrir las dichas yndias , e las descubrió e bolvió 
en salvo al puerto de la villa de Palos, descubiertas 
ya las dichas Yndias. Fuéle preguntado cómo lo 
sabe, e dixo que por que al tienpo que se partió, le 
dio a don Diego su hijo en guarda a este testigo, e 
a Martyn Sánchez, clérigo, e porque después que 
vino de descubrir, este testigo lo fué a ver a la Rá- 
bida, e así mismo los ynquisidores que asy mesmo 
estavan en esta villa, y entraron dentro en la cara- 
vela donde el dicho almyrante venya, e les mostró 
el dicho almyrante carátulas de oro que traya de 
las dichas yndias e seys o siete yndios que traya de 
allá e con un cuchillo quytó el dicho almyrante 
un poco de oro a un yndio e se lo dio a este testigo, 
e que por esto lo sabe, e quel dicho almyrante dixo 
a los ynquisidores e a este testigo que avia descu- 
bierto muchas yslas en que avia mucho oro en las 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 19 

dichas Yndias e que lo demás coatenydo en esta 
pregunta que lo non sabe. 

A la tercera pregunta dixo que dize lo que dicho 
tiene en la segunda pregunta. 

A la quarta pregunta dixo que dize lo que dicho 
tiene en la segunda pregunta. 

A la sétima pregunta dixo que lo que sabe es 
que muchas personas hazian burla del dicho almy- 
rante de la enpresa que tomava en yr a descobrir 
las dichas yndias, e se reyan dello e aun culpavan 
a este testigo por que avia dado la muía, e que pú- 
blicamente hazian burla del e tenyan por vana su 
enpresa, lo qual oyó dezir publicamente a muchas 
personas en esta villa e aun fuera della. 

A la otava pregunta dixo que lo que sabe es que 
si el dicho almyrante viejo no descubriera lo que 
descubrió que nynguno no fuera a descobrir, pero 
después quel dicho almyrante descubrió la tierra, 
fueron muchas personas a descobrir e an desco- 
bierto mucha parte de la tierra. Preguntado cómo 
lo sabe dixo que por que lo a oydo dezir publica e 
notoriamente. 

A la undécima pregunta dixo que lo que sabe es 
que después quel dicho almyrante viejo descobrió 
las dichas Yndias, bolvió otro viaje a- descobrir y 
estovo en el viaje mucho tienpo, e descobrió mu- 
chas yslas e tierra. Preguntado cómo lo sabe, dixo 
que por que lo oyó dezir públicamente por toda esta 
tierra. 



20 PLEITOS DE COLÓN. 

A la décima quarta pregunta dixo que dize lo' 
que dicho tiene e que en ello se afirma e que bien 
público es todo esto queste testigo dize entre las 
personas que dello an conoscimyento e questo es lo 
que sabe deste fecho por la jura que fizo *. 
Martin González, El dicho Martyu Goucalez, biscochero, so cargo 
testigo. del juramento que hizo seyendo preguntado por el 

dicho ynterrogatorio dixo lo que se sygue: 

A la primera pregunta dixo que conosció al di- 
cho don Cristoval Colon e que conosce al dicho don 
Diego, almyrante su hijo, e al fiscal que lo non 
conosce. 

A la segunda pregunta dixo que lo que sabe es 
que puede aver veynte e dos años poco más o me- 
nos que vido este testigo en esta villa de Moguer al 
dicho don Cristoval Colon y en la villa de Palos 
armar dos caravelas para yr a descobrir las dichas 
yndias, e fué el dicho don Cristoval capitán mayor 
de las dichas dos caravelas e de una nao, e partió 
desta tierra el año de noventa e dos e fué su viaje 
e vino en el año de noventa e tres e descubrió las 
dichas Yndias e yslas contenjdas en la dicha pre- 
gunta. Preguntado como lo sabe, dixo que por que 
lo vido de venyda que vino de descobrir e asy a él 
como á todos los otros que con él venyan oyó dezir 
lo contenydo en la dicha pregunta públicamente e 
que por esto lo sabe. 



» A las preguntas 5, 6, 9, 10, 12 y 13, dijo que las no sabe. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 21 

A la tercera pregunta dixo que lo que sabe es 
que oyó dezir públicamente a personas que fueron 
con el dicho don Cristoval que avia descubierto la 
dicha ysla Española e la ysla de Jamayca e la ysla 
de Cuba e otras muchas yslas questan al rrededor 
della, lo cual se dezia públicamente asy en esta 
villa como en toda su comarca. 

A la quarta pregunta dixo que lo que sabe es 
-que asy mysmo es público e notorio quel dicho don 
Cristoval descubrió las dichas yslas contenydas en 
esta pregunta, por que a él dan la honrra dello e 
no a otra persona nynguna, lo qual es muy noto- 
rio e manyfiesto. 

A la quynta pregunta dixo que lo que sabe es 
que puede aver quynze años poco más o menos quel 
dicho don Cristoval Colon, syendo ya almyrante 
fué otra vez a descobrir, y este testigo fué con él 
por marinero de ventaja, e descubrieron á Paria, 
donde hay muchas perlas, e truxo dellas el dicho 
almyrante, e asy mesmo oro , e descubrieron ansi 
mesmo una ysla que llaman la Trenydad, e descu- 
brieron esta tierra e salieron por la boca del Drago 
e por allí vieron mucha tierra e yslas, e que oyó 
dezir agora a los que vienen de allá, que en ella es 
la costa de la tierra firme , pero aquel dicho almy- 
rante fué el que descubrió primero la dicha provin- 
cia de Paria e de allí se bolvió a Santo Domyngo. 
Preguntado como lo sabe, dixo que por que este 
testigo fué con el dicho almyrante como dicho tiene. 



22 PLEITOS DE COLÓN. 

A la sesta pregunta dixo que la sabe como en 
ella se contiene que lo vido e fué con él a deseo- 
brilla como dicho tiene. 

A la sétima pregunta dixo que sabe lo conté - 
nydo por que muchos honbres sabios de la mar 
desyan que corriendo por el ueste desde el cavo do 
Sant Vicente e por otros vientos que señalavan, 
desyan que nunca hallarían tierra aunque andovie- 
sen dos años, e porque todos desyan que hera vana 
la esperanca del dicho don Cristoval, e hazian burla 
del diziendo que hera ynposible hallar tierra el di- 
cho almyrante. 

A la octava pregunta dixo que la sabe como en 
ella se contiene por que el dicho almyrante al 
tienpo que fué a descobrir la dicha tierra, asy la 
primera vez como otras , que fueron con el muchas^ 
gentes desta tierra como de otras e deprendieron 
del muchas cosas para aquel arte, por quel dicho 
almyrante sabía mucho dello, e hizo cartas para 
navegar las dichas tierras, e quadrantes, e tablillas- 
y esphera e otras cosas, que dio mucho atrevimyento 
a los contenydos en la dicha pregunta para yr a 
descobrir. Preguntado como lo sabe, dixo que por 
que navegó con el dicho almyrante e lo vido todo 
como dicho tiene. 

A la décima pregunta dixo que la oyó dezir como 
en ella se contiene a Antón García, piloto que fué 
con el dicho almyrante e otras personas que fueron 
con él. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 23 

A la undécima pregunta dixo que oyó dezir lo 
contenydo en la dicha pregunta al dicho Antón 
García e a otros muchos que fueron con el dicho 
almjrante. 

A la duodécima pregunta dixo que la oyó dezir 
como en ella se contiene al dicho Antón García, 
piloto, que fué a descobrir con el dicho almyrante 
las dichas yslas. 

A la décima tercia pregunta dixo que sabe que 
la dicha provincia de Paria es la mas oriental con 
la costa de luengo, por questá más en el sueste de 
las otras tierras y en lo demás contenydo en la di- 
cha pregunta dixo que dize lo que dicho tiene. 

A la décima cuarta pregunta dixo que dize lo 
que dicho tiene e que en ello se afirma e que bien 
público es todo lo que este testigo a dicho entre las 
personas que dfello an conoscimyento e navegado 
con el dicho almyrante e questo es lo que sabe 
deste fecho por la jura que fizo e firmólo de su 
nonbre *. 

El dicho Pablos Martyn so cargo del juramento Pabio Martín, tes- 
que fizo seyendo preguntado por el dicho ynterro- *^^°' 
gato rio dixo lo sy guíente: 

A la primera pregunta dixo que conosció al di- 
cho don Cristoval Colon e conosce al dicho don 
Diego, almyrante ques agora, e al dicho fiscal que 
lo non conosce: que este testigo será de hedad de 



> A la 9 pregunta dijo que no la sabe. 



24 PLEITOS DE COLÓN. 

quarenta e cinco años e que no es pariente de njn- 
guna de las partes, etc. 

A la segunda pregunta dixo que lo que sabe es 
que vido en esta villa, puede aver veynte e dos 
años poco más o menos, queste testigo vido partir 
desta villa al dicho don Cristoval Colon a descu- 
brir las Yndias, e partió el año de noventa e dos e 
vino el año de noventa e tres años, e tornó al puerto 
desta villa e asy el dicho almyrante como todos 
los que venyan con él dezian públicamente que 
avian descubierto e hallado las dichas Yndias e 
otras muchas yslas enellas, entre las quales avia 
hallado e descubierto la ysla Española que agora se 
dize. 

A la terzera pregunta dixo que dize lo que dicho 
tiene en la segunda pregunta e que en ello se 
afirma. • 

A la quarta pregunta dixo que lo que sabe es 
que yendo este testigo un viaje a las Yndias, veynte 
años poco más o menos tienpo, fueron á reconoscer 
a la isla de san Juan e a la ysla Anegada e a Gua- 
dalupe e a las Once mili Vírgenes, e que fueron 
por allí por que ya aquello estava discubierto por 
el dicho almyrante viejo, lo qual hera y es público 
e notorio en t(^a esta comarca. 

A la quynta pregunta dixo que lo que sabe es 
que a oydo dezir públicamente que la provincia de 
Paria e las otras contenidas en e^a pregunta están 
en una mesma costa e asy están señaladas en la 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 25 

carta del marear e que a todo aquello llaman tierra 
firme. 

A la sesta pregunta dixo que la oyó dezir como 
en ella se contiene públicamente asy en la ysla Es- 
pañola como en otras partes a personas que fueron 
en descobrilla con el dicho almyrante viejo. 

A la sétima pregunta dixo que sabe lo contenydo 
en la dicha pregunta por que al tienpo quel dicho 
almyrante viejo andava aderescando para yr a des- 
cobrir las dichas yndias todos hacian burla del e 
dezian quel ny los que con él yvan no avian de 
volver e questo se dezia públicamente. 

A la otava pregunta dixo que sabe lo contenydo 
en la dicha pregunta por que conosce e conosció a 
los dichos descobridores contenidos e que si no por 
el dicho almyrante que hizo esphera e cartas de ma- 
rear e quadrantes en manera que los que yvan con 
él deprendieron muchas cosas del e a esta cabsa se 
pusyeron muchos en descobryr e hazian lo que le 
veyan hazer a él, e por esto lo sabe. 

A la décima quarta pregunta dixo que la non 
sabe ny más deste fecho por la jura que fizo, e que 
bien público es todo lo que este testigo a dicho en- 
tre las personas que dello an conoscimiento, e questo 
es lo que sabe deste fecho por la jura que fizo e que 
no firmó de su nonbre por que no sabe escrebir. * 

El dicho Cristoval de Triana, so cargo del jura- cñstovaí de Tria- 



na, testigo. 



» A las preguntas 9, 10, 11, 12 y 13 dijo que no las sabe. 



26 PLEITOS DE COLÓN. 

mentó que fizo, seyendo preguntado por el dicho 
ynterrogatorio dixo lo syguyente: 

A la primera pregunta dixo que conosció al di- 
cho don Cristoval Colon almyrante, e conosce al 
dicho don Diego Colon, alpiyrante ques agora, su 
hijo, e al dicho fiscal que no lo conosce e queste 
testigo será de hedad de treynta e cinco años. 

A la segunda pregunta dixo que lo que sabe es 
que puede aver veynte e dos años poco más o menos 
que vido en esta villa a don Cristoval Colon armar 
navios para yr a descobrir las Yndias e partir desta 
villa el año de noventa e dos años, e vino de viaje 
el año de noventa e tres, e descubrió las ysla Espa- 
ñola e a Guadalupe e otras muchas yslas de aquel 
viaje, e lo sabe por que lo vido partir e venyr de 
descobrir las dichas yslas e se desya públicamente 
por toda esta tierra que las avia descubierto e todos 
los que venyan con él lo dezian. 

A la tercera pregunta dixo que en quanto a la 
ysla Española e a Guadalupe e otras yslas, que dize 
lo que dicho tiene de suso, e que lo que demás sabe 
desta pregunta es que luego como vino el dicho don 
Cristoval de descobrir la primera vez, luego bolvió 
allá con muchos navios e este testigo fué con él en 
el armada que fiso, e fueron a la ysla Española ques- 
tava discubierta, e de allí fué el dicho don Cristoval 
a descobrir y este testigo con él en tres navios, e 
descubrid la ysla de Cuba e Jamayca e yslas Ane- 
gadas e a Sant Juan e a San Cristoval e a otras mu- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 27 

chas yslas en aquella cordillera e de allí se bolvie- 
ron a la Española donde avian partido por que 
adolescid, e fué con el dicho almyrante en ello e lo 
vido y estovo presente a ello. 

A la quarta pregunta dixo que la sabe como en 
ella se contiene, que este testigo fué en las descobrir 
con el dicho almyrante viejo e lo vido todo e estovo 
á ello. 

A la quynta pregunta dixo que lo que sabe desta 
pregunta es quel dicho almyrante viejo descubrió 
a Paria e fué el que primero truxo perlas de Paria 
y este testigo las vido traer e quel a oydo dezir pú- 
blicamente que la dicha Paria se dize Tierra firme 
e que en ella costa está el Daryen e Urabá e otras 
muchas tierras e yslas, lo qual oyó dezir pública- 
mente estando en Santo Domyngo a personas que 
lo savian e platicavan que sabian dello. 

A la sétima pregunta dixo que lo sabe como en ella 
se contiene por que asy lo dezian públicamente e ha- 
zian burla del dicho almyrante viejo por que toma- 
va tal enpresa e se reyan dello e lo tenyan por loco. 

A la otava pregunta dixo que sabe lo contenydo 
en la dicha pregunta por que a cabsa del dicho al- 
myrante descobrir lo que descubrió e los que fueron 
con él deprendieron del e hizo cartas e quadrantes e 
esphera, muchos otros fueron a descobrir, e a quella 
cabsa se ha descubierto mucha tierra en las dichas 
Yndias ansy los contenydos, en la dicha pregunta 
como otros. 



28 PLEITOS DE COLÓN. 

A la décima pregunta dixo que la oyó dezir como 
en la dicha pregunta se contiene a Juan Myguel 
que fué por piloto con el dicho almyrante viejo. 

A la décima tercia pregunta que la oyó dezir 
como en ella se contiene al dicho Juan Myguel, pi- 
loto que fué en lo descobrir con el dicho almyrante- 

A la décima quarta pregunta dixo que dice lo 

que dicho tiene e que en ello se afirma e que bien 

• público es todo lo queste testigo a dicho entre las 

personas que dello an conocimiento y questo es lo 

que sabe*. 

Alonso Pardo tes- ^^ dicho Alouso Pardo cscrivano público e ve- 

tigo. ciño de la dicha villa de Moguer, fué preguntado 

por las preguntas del dicho ynterrogatorio e dixo 

lo syguiente: 

A la primera pregunta dixo que conosció a don 
Cristoval Colon almyrante, e que lo conosció de 
veynte e cinco años a esta parte, de vista, que lo 
vido en esta villa de Moguer e en las Yndias del 
mar océano e en la poblazon de Santo Domyngo la 
postrera vez que vino de descobrir e que los demás 
que no los conosce e dixo ques de hedad de qua- 
renta e cinco años e que no padesce defeto nynguno 
de lo en las dichas preguntas contenido e que venca 
el que justicia tuviere. 

A la segunda pregunta dixo que lo que sabe desta 
pregunta es quel año que pasó de mili e quatrocien- 



A las preguntas 9, 11 y 12 dijo que no las sabe. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 29 

tos e noventa e dos años vido este testigo en esta 
villa de Moguer al dicho don Cristoval Colon ve- 
nyr a enbargar navios para yr a descobrir las Yn- 
dias, e que a la sazón este testigo hera escrivano 
público en esta villa e fué con el dicho don Cristo- 
val Colon a enbargar los dichos navyos, e que vido 
quel dicho año partid el dicho don Cristoval deste 
Rio de Saltes con navios e gente- desta villa e de la 
villa de Palos para descobrir las yndias, e bolvieron 
del dicho viaje el año de noventa e tres e tornaron 
a este dicho Rio de Saltes con nuevas que avia des- 
cubierto una ysla a la qual avia puesto nombre la 
Española e otras yslas que llamavan Guadalupe e 
las Once myll vírgenes e otros nonbres que al pre- 
sente no se acuerda, e que asy lo vido e oyd dezir a 
muchos de los que con el dicho don Cristoval vi- 
nyeron, asy desta dicha villa como de la dicha 
villa de Palos, de cuyos nonbres no se acuerda, e 
queste testigo vido al presente ciertos yndios quel 
dicho almyrante truxo el dicho viaje, los quales 
dezian que heran de la tierra que avian descubierto; 
que desta pregunta tanto sabe. 

A la quarta pregunta dixo que oyd dezir lo con- 
tenydo a muchos estando en las dichas yndias, en 
la dicha ysla Española, el año de quinyentos e cua- 
tro años 6 quynyentos e cinco años e que no se 
acuerda al presente a quien lo oyd. 

A la quynta pregunta dixo que lo que sabe desta 
pregunta es questando en las dichas Yndias los di- 



30 PLEITOS DE COLÓN. 

chos años de qnynyentos e quatro e quyniento e 
cinco e otros más, vido que se platicava e dezia pú- 
blicamente entre todos los de las dichas yndias que 
la provincia de Paria, donde se traen las perlas, y 
es en la costa donde se descubrió el Darien e otras 
provincias en la dicha costa que llaman e an lla- 
mado Tierra firme, por que no le an hallado cabo, 
e que desta pregunta tanto sabe. 

A la sesta pregunta dixo que oyó dezir lo conte- 
nydo en la dicha pregunta en las dichas yndias a 
muchas personas de cuyos nonbres no se acuerda e 
que se dezia públicamente quel dicho almyrante 
avia descubierto la dicha provincia de Paria e que 
en esto no se ponga duda nynguna. 

A la sétima pregunta dixo que la sabe como en 
ella se contiene por que al tienpo quel dicho don 
Cristoval andava aderescando para yr a descobrir 
las dichas yndias, este testigo vido que todos anda- 
van haziendo burla del dicho don Cristoval Colon 
e lo tenyan por muerto a él e a todos los que yvan 
con él e que no avia de venyr nynguno. 

A la otava pregunta dixo que sabe lo contenydo 
en la dicha pregunta por questando este testigo en 
las dichas Yndias, vido venyr de descobrir a Basti- 
das e a Hojeda e a Vicente Yañes e a Juan de la 
Cosa, e que vinyeron a la dicha isla Española per- 
didos los navios, e dellos en vergantines que avian 
fecho de los navios que se avian perdido, e sy no 
fuera por estar discubierta la dicha ysla Española, 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 31 

que todos se perdieran, e dixo que sabe que a cabsa 
quel dicho almyrante descubrió, los que con él y van 
deprendieron del, porque bera onbre muy cierto en 
la mar en el arte del descubrir, e que por esta cabsa 
de aquy se aventuravan otros a descobrir. 

A la novena pregunta dixo que lo que sabe es 
questando este testigo en las dichas Yndias el año 
de quinyentos e cinco e quinyentos seys, vido este 
testigo que un mayordomo del dicho almyrante, 
que se llama Diego Mondes, que pasó desde la ysla 
de Jaraayca hasta la ysla Española en una canoa, e 
ciertos yndios con él, e que ay de una ysla a otra 
quarenta leguas, e dio nuevas al Comendador ma- 
yor de Alcántara, que a la sazón residia por gover- 
nador en la dicha ysla Española, e dixo quel dicho 
almyrante quedava en la dicha ysla de Jamayca 
con ciertos navios perdidos de bruma, e que allí 
lo conbatian los yndios, e que avia allí aportado 
vinyendo de descobrir, e que quedava allí a mucho 
rriesgo, e quel dicho Governador conpró una cara- 
vela e la armó e enbió por el dicho almyrante e lo 
truxeron a la poblasen de Santo Domingo, e a don 
Hernando su hijo, e a don Bartolomé su hermano, 
e a otros que con él venyan, e este testigo los vido 
allí e les oyó dezir a todos que avian descubierto 
muchas de las yslas e tierra contenydas en esta 
pregunta e que desta pregunta tanto sabe *. 



1 A las preguntas 10, 11 y 12 contestó se confirmaba en lo que dicho 
tiene y no sabia más. 



32 PLEITOS DE COLÓN. 

I A la décima tercia pregunta dixo que lo que 

sabe es que la provincia de Paria, que llaman Tie- 
rra firme, es más cerca de santo Domingo que otra 
nynguna provincia de las de Tierra firme, e que 
desta pregunta tanto sabe por que lo oyó dezir asy 
e platicarlo a muchos pilotos e otras personas que 
an ydo e venydo a la dicha provincia de Paria, en 
especial al dicho Hojeda e a Estovan Enrriques, 
vezino de Palos. 

A la décima quarta pregunta dixo que dice lo 
que dicho tiene e que en ello se afirma, e questo 
es lo que deste fecho sabe por el juramento que 
hizo, que firmó de su nonbre, e el dicho señor cor- 
regidor, de todo lo qual segund que pasó por pre- 
sencia de my el dicho escrivano e antel dicho señor 
corregidor, lo firme de mi nonbre e sygne con my 
signo e lo di e entregue al dicho Fernand Gutier- 
res en el dicho nonbre, cerrado e sellado' e firmado 
del dicho señor corregidor, ques fecho e pasó en la 
dicha villa de Moguer en el dicho dia e mes e año 
suso dicho, de que fueron testigos presentes los di- 
chos , digo queste testigo e el dicho corregidor lo 
firmaron de sus nonbres en el registro de lo suso 
dicho:i=Guillen, licenciatus. 

E yo el dicho Gonzalo Ruiz, escrivano suso dicho 
fuy presente a lo que dicho es en uno con el dicho 
señor Corregidor e por ende lo fis escrevyr e fis 
aquy este myo sino, e so testigo=Gonzalo Ruiz, 
escrivano de su alteza. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 33 

En la villa de Medina del Campo a veynte e dos 
dias del mes de mar^o de mili e quynyentos e 
quynze años lo presentó en el consejo de su alteza 
Juan de la Peña en nombre del dicho almyrante. 



85. 



(Año de 1515. — Febrero U, VaUadoUd.^—TT&3lado8 délas capitulaciones 
y privilegios de D. Cristóbal Colón, primer Almirante, presentados por 
parte de D. Diego Colón.— (^. de Z, Pto. 1-1-Vu, pieza 5, fol. 37. Publi- 
cados por D. M. F. de Navarrete, colecc. de viajes.) 



86. 



(Año de 1515. — Febrero 15, PaZos.)— Probanza hecha á petición del altni^ 
rante D. Diego Colón, según interrogatorio de catorce preguntas, — {Ar- 
chivo de Z, 1-1- V12, pieza 3.) 



En la Villa de Palos, jueves quinze dias del mes 
de hebrero año del nacimiento de nuestro Salvador 
Jesucristo de mili e quinientos e quinze años por 
ante el virtuoso señor el licenciado Francisco de 
Lerma, alcalde e justicia mayor en la dicha Villa 
por la Rey na nuestra señora e por ante mí Alonso 
Hernández Sanabria, escrivano público della, e de 
los testigos de yuso escritos, pareció presente un 
onbre que se dixo por nonbre Horran Gutierres, 
vecino de la ciudad de Sevilla, en la collación de 
Santa Maria, procurador sostituto que se mostró ser 
de Luis de Soria, canónigo de la santa yglesia de 



34 PLEITOS DE COLÓN. 

Sevilla, procurador ques del señor Don Diego Co- 
lon almirante mayor e vysorrey e governador per- 
petuo de las yslas, yndias e tierra firme del mar 
océano por la Reyna nuestra señora, y por virtud 
de la dicha sostitucion e poderes que del dicho Luys 
de Soria, su parte, presentó en el dicho nonbre, de 
los quales fizo presentación ante todas cosas e pre- 
sentó en el dicho nonbre, e asi mismo una carta de 
la Reyna nuestra señora sellada con su Real sello 
en por medio con cera colorada, emanada en la villa 
de Madrid, del su muy alto consejo, segunt que 
por ella parece, e asi presentada, conella requirió 
en el dicho nonbre de los dichos sus partes al dicho 
señor alcalde mayor faga e qunpla lo enella conte- 
nido segunt e como su Alteza lo manda, e pidiólo 
por testimonio, su tenor del qual poder e sostitu- 
cion e carta de su alteza es este que se sigue , e asy 
mismo con ello presento un ynterrogatorio de pre- 
guntas su tenor del qual todo uno en pos de otro es 
este que se sigue; testigos que fueron presentes 
Juan de Toledo e Alonso Nortes e Francisco Fa- 
nega e Andrés Martin de la Gorda, vezinos de esta 
vylla *. 

Asy presentadas las dichas escrituras, poder e 



1 Aparecen la carta poder de Don Diego Colon á Don Luis de Soria car 
nónigo de la Catedral de Sevilla para que lo represente en todo lo que se 
le ofreciere, fecho en dicha Ciudad en 21 de Abril de 1509, y la sustitución 
por el dicho Canónigo Hernán Gutiérrez en 5 de Febrero de 1515. 

Iden de la Real Cédula receptoría dada por la Rejna Doña Juana en 
Madrid de 3 de Mayo 1.514 para el pleito seguido con Don Diego (Colon). 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 35 

sustitución e carta e provisión de su Alteza, e leí- 
das por ante el dicho señor licenciado alcalde ma- 
yor e juez susodicho, el dicho Señor alcalde mayor 
tomó la dicha carta e provisión de su Eeal alteza e 
la besó e puso sobre su cabeza diziendo que la obe- 
decía e obidició como carta e mandamiento de su 
natural Reyna y señora, que Dios nuestro señor 
prospere luengos tiempos e años con muchos acre- 
centamientos de Reynos y estados, en quanto al con- 
plimiento en todo ello, él esta presto de la conplir 
e facer todo lo que por ella su Alteza manda según 
e como enella se contiene, e mando al dicho Her- 
nán Gutiérrez, procurador sestil uto en el dicho 
nonbre del dicho señor almirante, trayga los testi- 
gos que se entiende aprobechar y que en todo y por 
todo fuera lo que su Alteza manda, el qual luego 
fizo presentación de un ynterrogatorio de pregun- 
tas en el dicho nonbre por el qual pidió fuesen esa- 
minados e recibidos e tomados todos los testigos 
que por él en nonbre de los dichos sus partes fueren 
presentados, testigos los dichos, su tenor del qual 
es este que se sigue: 

A los testigos que fueren presentados por parte 
del Almirante de las yndias en el pleyto que trata 
con el fiscal sobre la governacion de la provincia 
del Darien se fagan las preguntas siguientes. 

1. Primeramente si conocen a las dichas perso- 
nas, etc. 

2. Yten si saben creen e oyeron dezir y es pú- 



36 PLEIT03 DE COLÓN. 

blico e notorio que el almirante Don Cristoval Co~ 
Ion, ya defunto, descubrió las Yndias primero que 
por otra ninguna persona fuesen desqubiertas, e 
que especialmente descubrió ciertas yslas questan a 
la parte del norte de la ysla de Cuba, asi como es 
Guanhani y otras muchas yslas que por allí están, 
de las quales se llaman los Yucayos. 

3 . y ten si saben e creen e oyeron dezir y es pública 
y notorio quel dicho almirante don Cristóbal Colon 
descubrió las yslas Española, la ysla de Jamayca e 
ysla de Cuba con otras muchas y así infinitas yslas 
questan al rededor de la dicha ysla de Cuba, mu- 
chas délas quales se llaman el jardín de la Eeyna. 

4. yten si saben e creen e oyeron dezir que es pii- 
blico y notorio que el dicho almirante don Cristo- 
val Colon descubrió muchas yslas questan facya a 
la parte de oriente déla dicha ysla Española, asy 
como es San Juan e Santa Cruz, con todas las yslas 
de los caníbales e las once mili vírjenes e otras 
muchas questan en aquella cordyllera. 

5. yten sy saben e creen e oyeron decir y es pú- 
blico e notorio que las provincias de Paria y Ura- 
ba, el Darien y Beragua son y están en una misma 
costa e tierra y comunmente se llama tierra fyrme. 

6. yten sy saben e creen e an oydo decir y es 
público e notorio que la primera parte e provincia 
que fué descubierta en la dicha tierra fyrme fué 
Paria, donde se fallaron las perlas, y que la descu- 
brió el almirante don Cristoval Colon. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 37 

7. y ten sy saben e creen y es público e notorio que 
antes que el dicho almirante don Cristóbal Colon 
descubriese las dichas yndias muchos sabios y le- 
trados y marineros decían que era ynposible que 
o viese tierra en aquellas partes por lo creer por vana 
la dicha enpresa de descobrir que tomó el dicho al- 
mirante de facer e se cree y tiene por cierto que sy 
el dicho almirante no descubriera lo que descubrió 
hasta oy estuviera syn fallar las dichas Yndias, se- 
gún que lo han estado antes que por él fuesen des- 
cubiertas. 

8. yten sy saben y creen y es público y notorio que 
por aber el dicho almirante principiado el descobrir 
^ por la yndustria que dio en fallar las dichas yslas 
e provincias de Paria, se an algunas personas puesto 
6 pusyeron en descobrir más tierra firme que la 
dicha tierra firme, ansy que los dichos descobrido- 
res con yntincion del dicho almirante e por su yn- 
dustria e por lo que del aprendieron en los viages 
que con él ficieron, descubrieron todo lo que des- 
<íubrieron, según parece por Hojeda, Vicente Yañes, 
Joan de la Cosa, Cristoval Guerra y Bastidas y 
otras muchas personas. 

9. yten sy saben creen y es pública voz y fama 
que en el ynter que el dicho almirante fué en des- 
cubrir en Veragua, falló y descubrió una ysla que 
dixeron Anegada y después otras yslas vecinas de 
las quales se llamaba Guanasa, do truxeron los yn- 
dios gran presente al dicho almirante o al adelan- 



V 



38 PLEITOS DE COLÓN. 

tado su ermano, en su nonbre, que salió a tierra, y 
allí se tomó una canoa con muchas cosas y gente 
entre los quales se tomó uno llamado Junbe, a 
quien se puso nonbre Juan Pérez. 

10. y ten si saben y creen y es público y notorio 
que el dicho almirante descubrió en la tierra fyrme 
una provincia dicha Maya, do estaba una gran ba- 
ya, a la punta della se puso nonbre punta de Caxi- 
nas por que avia muchas y de allí fué descu- 
briendo al oriente por la costa que llaman de la 
Oreja fasta llegar al cabo de Gracias a Dios y de 
allí descubrió fasta llegar al Tariay y después a 
Cerabaro y Aburema asta que llegó a Veragua. 

11. y ten sy saben creer y es público e notoria 
que el dicho almirante pasó descubriendo al oriente 
de Veragua mas de doscientas leguas, en las quales 
esta un puerto que llamó puerto Gordo, do se puso 
la nao gallega a monte, y otro puerto llamado Bel- 
puerto. do después se perdió la nao Viscayna por la 
bruma, y otro puerto que llamó puerto de Basti- 
mento, y otro puerto que se llamó puerto del Re- 
trete por ser muy pequeño y la entrada muy an- 
gosta y peñas de una parte y otra y otros muchos 
puertos y bayas. 

12. yten si saben y creen y es público y notorio 
que las personas que navegaron con el dicho almi- 
rante quando descubrió a Veragua les pareció que 
avían descubierto tanto al oriente de Veragua por 
la costa, que les quedaba la ysla Española hasya el 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 39 

osidente y qaando el dicho almirante quiso partir 
de la dicha tierra fyrme para la Española pensaron 
de cierto que se benian para Castilla, porque la 
derrota y navegación para yr a la Española les pa- 
reció que avia de ser navegando al noroeste. 

13. y ten sy saben y creen y es público y notorio 
que las provincias de Uraba y el Darien, que están 
en medio de Paria y Veragua, de forma que Paria 
es la más oriental y Veragua la más ocidental. 

14. yten sy saben que délo susodicho y cada cosa 
dello a sydo pública voz y fama ansy entre los que 
aquella parte an navegado como entre cualesquier 
personas. 

Asy presentadas las dichas escrituras, el dicho 
señor alcalde mayor mandó dar el mandamiento 
syguiente para que fuesen traydos los testigos que 
el dicho Horran Gutierres presentar quisiere, su 
tenor del qual es este que se sigue. Yo el licenciado 
Francisco de Lerma, alcalde mayor por su alteza 
mando a vos los alguaziles desta villa o qualquier 
de vos, que luego que este mi mandamiento vierdes 
traygays ante mí a Alonso Rodríguez de la Calva 
e a Juan Alonso Quintero e a Bartolomé Roldan e 
a Juan de Quexo e a Cristo val Gómez e a Juan 
Quintero Príncipe e a Juan Quintero de Argruta e 
a Diego Prieto, hermano de Alonso Prieto e a Pe- 
dro Alonso, yerno de Rodrigo Xymo e a Diego 
Vermudes e Agustín Hernández fysico, e a Luys 
Hernández Texedor e Pero Anrrique e a Bartolomé 



40 PLEITOS DE COLÓN. 

Colin e a Andrés Martin de la Gorda, vezinos desta 
villa, para que digan lo que supieren e declaren 
acerca de esta provanca que por parte del almirante 
mayor de las yndias ante mi se faze e por mandado 
de su alteza, a los quales les poned en cada uno 
dellos pena de quinientos maravedís para la cámara 
e fysco de su alteza, e no faga des ende al por al- 
guna manera. Fecho viernes desysejs de hebrero 
de mili e quinientos e quince años el licenciado 
de Lerma; Alanso Hernández Sanabria, escrivano 
piiblico. 

E después de lo susodicho, en vyernes desyseys 
dias del dicho mes de hebrero mes e año susodicho, 
por ante el dicho señor licenciado alcalde mayor e 
juez susodicho, el dicho Herran Gutiérrez en el di- 
cho nonbre presentó por testigos a Alonso Rodrí- 
guez de la Calva e a Diego Prieto vezinos desta 
villa, los quales e cada uno dellos juraron por Dios 
e por santa María e por la señal de la cruz que en 
su mano derecha pusieron, de decir verdad, y syén- 
doles echada conficion del dicho juramento, dyxe- 
ron ^í juro, amen. Testigos que los vieron jurar Juan 
de Toledo e Alonso Alvaro Prieto, el moco, vezinos 
desta villa. 

Eneste dicho dia mes e año susodicho el dicho 
Ferran Gutiérrez presentó por testigo a Pero Anrri- 
qüez vezino desta dicha villa para ynformacion de 
io contenido en el dicho ynterrogatorio, el qual juró 
según de suso. Testigos que los vieron jurar. Alón- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. ^1 

SO Ca vallero e Gynés Alonso, vezinos desta villa. 

En este dicho dia mes e año susodicho por man- 
dado del dicho señor alcalde mayor e juez susodi- 
cho, fué e juró en forma devida de derecho Barto- 
lomé Colin, vezino desta villa, testigo presentado 
por la parte del dicho almirante. Testigos que lo 
vieron jurar Pedro Vázquez e Juan Rodríguez ve- 
zinos desta villa, etc. 

Eneste dicho dia mes e año susodicho, por ante 
el dicho señor alcalde mayor, el dicho Forran Gu- 
tiérrez presentó por testigo a Andrés Martin de la 
Gorda e a Cristóbal Gómez, vezinos desta villa, los 
quales juraron según de suso. Testigos que lo vie- 
ron jurar, Arias Pérez e Juan de Toledo e Alonso 
Nortes, vezinos desta villa. 

E después de lo susodicho, en sábado diez y syete 
dias del dicho mes e año susodicho, por ante el di- 
cho señor alcalde mayor presentó por testigo el 
dicho Horran Gutiérrez, en el dicho nonbre, a Juan 
Quintero Príncipe e a Diego Bermudez , vezinos 
desta villa, los quales y cada uno dellos juraron en 
forma devida de derecho. Testigos que lo vieron 
jurar, Francisco Quintero e Bartolomé Quintero e 
Fanega vezinos desta villa, 

Yten el dicho Alonso Rodríguez de la Calba. ve- Alonso Eodriguee 
zino desta villa testigo jurado e tomado en la dicha ^^ ^* Caiba, tes- 
razon. fué preguntado por las preguntas generales, *^^' 
c dixo es de edad de sesenta años poco más ó me- 
nos, e que no es pariente de ninguna de las partes 



42 PLEITOS DE COLÓN. 

ni encurre en la calidad e preguntas contenidas en 
la premática, e que Dios ayude a la verdad e venza 
este pleyto quien justicia tuviere e fué preguntada 
por las preguntas del ynterrogatorio presentada 
por el dicho Herran Gutierres en el dicho nonbre 
del dicho señor almirante. 

A la primera pregunta dixo que no conoce al 
dicho señor almirante ni menos al fyscal de su Real 
Alteza a no ser de los oyr mentar muchas veces. 

a la segunda pregunta dixo que sabe que el al- 
mirante don Cristoval Colon descubrió las yndias 
primero que otra persona ninguna las descubriese; 
que lo oyó dezir a muchas personas quyos nonbres 
al presente no se aquerda. 

a la tercera pregunta dyxo que lo que de esta 
pregunta sabe es que oyó decir que viniendo el di- 
cho almirante don Cristoval Colon dyfunto de des- 
cobrir de la tierra fyrme, vino por Jamayca e es- 
tuvo enella cierto tienpo, por que no tenía en que 
venir ala Ysabela e que oyó decir que él avia des- 
qubierto, e que esto oyó dezir este testigo a mu- 
chas personas quyos nonbres no se aquerda y que 
lo demás contenido en la dicha pregunta este tes- 
tigo no lo sabe. 

a la quarta pregunta dyxo que este testigo oyó 
dezir que el dicho almirante don Cristoval Colon, 
dyfunto, desqubrió la dicha ysla de San Juan e las 
once mili vlrgynes e que lo demás contenida en la 
dicha pregunta que este testigo no lo sabe. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 4S 

f 

a la quinta pregunta dyxo que la sabe como en 
ella se contiene: preguntado como la sabe dyxo, 
que es verdad que este testigo estuvo en Paria e 
que sabe ques toda tierra fyrme con lo contenido 
en la dicha pregunta según e como enella se con- 
tiene e que asy es público e notorio a todos los que 
lo saben y an estado enella. 

a la sesta pregunta dyxo que la sabe: que la des-* 
cubrió el dicho almirante don Cristóbal Colon la 
dicha tierra de Paria contenida en la dicha pre- 
gunta, que es en la tierra firme, en la qual se falla- 
ron las perlas e que asy es público e notorio e que 
esta es la verdad. 

a la setena pregunta dyxo que oyó decir este 
testigo lo contenido a muchas personas que fueron 
con él desta villa e de otras partes y que asy es pú- 
blico e notorio enesta villa. 

a la otava pregunta dyxo que lo que sabe desta 
pregunta es que este testigo fué a descobrir con 
Diego de Lepe el Ryo de Marañen e toda la tierra 
fasta la parte de las perlas por mandado de su al- 
teza, y que ya estavan descobiertas la Paria, e todo 
era una costa, por que sy fueron los descubridores 
contenidos en la dicha pregunta por la yndustria 
del dicho almirante don Cristoval Colon este tes- 
tigo no lo sabe pero sabe que era el dicho almirante 
de los mas sabios onbres de la mar e del descobrir 
e que nunca se falló en el mundo e que esto sabe 
por que lo vido y es público e notorio que se falló 



44 PLEITOS DE COLÓN. 

presente al dicho descubrir del Marañen e que desta 
esto sabe, etc. 

a las novena, décima, oncena y docena preguntas 
djxo que las no sabe. 

a la trezena pregunta dyxo que la sabe como en 
ella se contiene por que a estado en la tierra e sabe 
la costa, por que asi es público e notorio por la carta 
*de marear, que lo pueden ver y palpar todo a todo 
tiempo y que asy es público y notorio enesta villa 
e que de esta tanto sabe. 

a la catorzena pregunta dyxo qtie se afyrma en lo 
que dicho e declarado tyene por el j uramento que fyzo 
en que se afyrmó, e fyrmóla de su nonbre e que asy 
es público e notorio. Alonso Rodríguez de la Calva. 
Diego Prieto, tes- Yten el dicho Diego Prieto, vezino desta villa de 
tigo. Palos, testigo jurado e presentado en la dicha ra- 

zón, fué preguntado por las preguntas generales: 
dyxo que es de edad de treynta e ocho a quarenta 
años poco más o menos e que no es pariente de nin- 
guna de las partes, etc. 

A la primera pregunta dyxo que conoció al dicho 
almirante don Cristoval Colon dyfunto por que lo 
vido enesta dicha villa de Palos, e que al dicho 
fiscal de sus altezas no lo conoce. 

A la segunda pregunta dyxo, que oyó decir lo 
contenydo segunt e como enella se contiene a mu- 
chas personas quyos nonbres no se aquerda, e por 
que lo vido yr a descobrir con mucha gente desta 
villa, e que de esto, esto sabe. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 45 

a la tercera pregunta dyxo que la no sabe. 

a la quarta pregunta dyxo que oyó decir lo con- 
tenido públicamente por esta villa e que de esta 
esto sabe. 

a la quinta pregunta dyxo que sabe que una vez 
fué a descobrir con Vicente Yañez, puede aver 
decyseys o desysyete años, aviendo desqubierto 
quinientas o seysientas leguas con licencia e man- 
dado de sus altezas, vinieron a parar a Paria e que 
desyan a este testigo que todo era tierra firme, e 
que allí venia un onbre en el navio que se llamava 
Diego Martin Pyncon por pyloto o marinero e aquel 
oyó dezir este testigo que podría aver un año que 
avia ydo por allí con el almirante e desqubrió aque- 
lla tierra el dicho almirante, que es Paria, e que 
dezyan que era tierra firme, e que avia mucho oro 
e aljófar, e que sy allí fuesen que les faria Dios 
muchas mercedes, donde dixo el dicho Diego Mar- 
tin Pyncon, e que da va muy pacíficas las gentes, e 
quando el dicho almirante allí llegó, e como vido 
que avia oro e aljófar que no quiso facer más que 
tomar quatro o cinco niños el dicho almirante para 
saber la lengua y el secreto de la tierra e se fué, e 
que de esta pregunta esto sabe. 

a la sesta.. pregunta dyxo que oyó dezir todo lo 
contenido a muchas personas quyos nonbres no se 
aquerda, e a la persona contenida en el artículo e 
pregunta antes desta e que de esto, esto sabe. 

á la setena pregunta dyxo que la no sabe. 



46 PLEITOS DE COLÓN. 

a la otava pregunta dyxo que la oyó dezir 
públicamente , ansy en esta villa como en otras 
partes a donde se a aliado y estado, e que de esta 
esto sabe. 

a la novena, décima, oncena, docena y trecena 
preguntas dyxo que las no sabe. 

a la catorze pregunta dyxo que se afirma en todo 
lo dicho por el juramento que fizo e firmólo de su 
nonbre, Diego Prieto. 
Pedro Anrriquez, ytcu el dicho Pcdro Aurriqucz, vezino desta vi- 
testigo., lia, testigo jurado e presentado por el dicho Herran 
Gutiérrez en el dicho nonbre, fué preguntado por 
las preguntas generales: dyxo que es de edad de 
quarenta y cinco años poco más ó menos e que no 
es pariente de ninguna de las partes, etc. 

a la primera pregunta dyxo que conoció al dicho 
don Cristoval Colon, almirante dyfunto, de vista, 
trato e habla e conversazion, e que al fiscal de su 
alteza no lo conoze. 

a la segunda pregunta dyxo que la sabe como 
en ella se contiene por que al tienpo que el dicho 
almirante, del dicho viaje venia, un navio suyo en 
que venya Martin Alonso Pyncon por capitán, llegó 
a Vayona de Galizia, y este testigo vido allí los 
yndios que trayan de la ysla de GuanaJiany, e allí 
le dyxeron cómo el señor almirante avia descu- 
vierto las yslas, con Hayty e las más contenidas 
en la dicha pregunta, y este testigo ovo al presente 
quatro pesos de oro que le dyó el contramaestre de 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 47 

la nao que es Juan Quintero de Algruta, vezino de 
Palos, e que desta esto sabe. 

a la tercera pregunta dyxo que la sabe como en 
ella se contiene por que estando en la Ysabela vieja 
partió el dicho almirante a descobrir en la Niña y 
la Cordera y desqubrió a Quba y el Jardyn de la 
Reyna con otras ynfinitas yslas, y desque no pudo 
sostener los navios de bruma, se tornó a la Ysabela 
vieja donde él recudyó y varó los navios y los 
adobó, e que esto lo sabe por que es verdad y este 
testigo lo vido y se falló presente. 

a la quarta pregunta dyxo que la sabe por que 
las ayudó a descobrir todas las yslas contenidas en 
la dicha pregunta con el dicho almirante, dende la 
Dominica fasta Hayty, que es la Dominica e María 
garante e Guadalupe e Monserrat y el Antigua, y 
Santa María la Redonda, y San Martin, y San Jor- 
ge, y San Cristoval, y la ysla Gorda, y Santa Cruz, 
y el Anegada, con las vírgenes, y San Juan, todas 
este testigo con el dicho almirante las ayudó a des- 
cobrir de una vez, las quales están todas en una 
cordillera del norueste sueste e que desta tanto 
sabe. 

a la quinta pregunta dyxo que la sabe por que 
es pyloto de las Yndias e por que lo ve en la de- 
rrota e costa de las cartas, y que sabe que el dicho 
almirante en persona desqubrió la Paria con las 
perlas, e todas es una costa e una tierra con el Da- 
rien y Veragua, y asy es público e notorio, e que 



48 PLEITOS DE COLÓN. 

desta esto sabe, e que lo sabe por í[ue asy es cierto. 

a la sesta pregunta djxo que la sabe por que lo 
dyxo y a dicho en la pregunta y artíqulo antes 
desta. 

a la setena pregunta dyxo que la sabe, por que 
sabe que sy el dicho almirante no se pusyera a ello 
y por su saber y su yndustria descubrió la tierra, 
que sy por él no fuera, no estuviera desqubierta 
fasta el dia de oy. 

a la otava pregunta dyxo que la sabe, que sy no 
fuera por la yndustria del dicho almirante don Cris- 
toval nynguno se pusyera en descobrir, por de- 
prendydo e oyendo las cosas del dicho almirante 
los contenidos en la dicha pregunta, descubrieron 
e fué todo en una tierra la buelta del oriente y a 
ocidente de Paria fasta el Darien y Marañen, con 
el cabo de Sant Agustín, e que lo sabe por que 
es público e notorio a todas las personas que dello 
an conocimiento e notycia, por que a este testigo le 
questa parientes y mucho todo sobre lo dicho. 

A la novena pregunta dyxo que lo oyó dezir a 
Juan de Quexo, e que lo demás que no lo sabe. 

a la decena pregunta dixo que lo oyó decir alos 
marineros que con el dicho señor almirante don 
Cristoval Colon anduvieron tres años por allá. Juan 
de Quexo, e Diego Gómez e Alonso Martin Ber- 
mejo e Juan Quintero de Algruta, todos vezinos 
desta villa de Palos. 

a la onzena pregunta dyxo que oyó decir lo con- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 49 

tenido en la dicha pregunta a los sobre dichos ma- 
rineros que con el dicho almirante fueron, e que lo 
sabe por que asy es público e notorio. 

a la docena pregunta dyxo que la no sabe. 

a la trezena pregunta dixo que la sabe por que 
este testigo tiene notycia dello por la costa y sy 
menester fuere yrá cada que sea menester allá e que 
por esto lo sabe. 

a la catorcena pregunta dyxo que este testigo se 
afirmaba en todo lo dicho e declarado por el jura- 
mento que fizo en que se afirmó y firmdlo de su 
nonbre e que sabe que en cinco vezes que el dicho 
señor almirante cristo val colon fué a descobrir cada 
vez este testigo conel descubrieron tierra nueva 
que es lo contenido e declarado. Pedro Anrriquez. 

y ten el dicho Bartolomé Colin, vezino de esta Bartolomé coiín, 
villa, testigo jurado e presentado en la dicha razón testigo. 
fué preguntado por las preguntas generales: dyxo 
que es de edad de sesenta y cinco años poco más o 
menos e que no es pariente, etc. 

a la primera pregunta dyxo que conoció este tes- 
tigo al dicho almyrante don Cristoval Colon, dy- 
funto, de vista, trato e habla e conversación que 
con él tuvo este testigo mucho tienpo, e que al 
promotor fyscal de su alteza que este testigo no lo a 
visto ni sabe quien es. 

a la segunda pregunta dyxo que la sabe como 
enella se contiene por que enel tienpo que el dicho 
almirante don Cristoval Colon, dyfunto, fué a des- 



50 PLEITOS DE COLÓN. 

cobrir las yndias, este testigo avya de yr conel, e 
que sabe que fué e la desqubrió segua e como en la 
pregunta se contiene primero que otra persona nin- 
guna. 

a la tercera pregunta dyxo que lo sabe como 
enella se contiene por que este testigo las ayudó á 
descobrir con el dicho almirante, e cierto el jar- 
din de la Reyna, e que siendo presente se desqubrió: 
quando las otras, este testigo no se aquerda e que 
esto sabe por que lo vido e se falló presente. 

a la quarta pregunta dyxo que sabe que el dicho 
almirante don Cristoval Colon, dyfunto, desqubrió 
la ysla de San Juan e los Caníbales e santa Cruz e 
San Jorge e otras muchas contenidas en la dicha 
pregunta enaquella cordyllera e que esto lo sabe 
por que lo vydo, e que él mismo las descubrió pri- 
mero que otras personas ningunas. 

a la quinta pregunta dyxo que oyó dezir lo conté- 
nydo en la dicha pregunta a muchas personas quyos 
nonbres no se aquerda, pero que es público e notorio. 

a la sesta pregunta dyxo que la sabe como enella 
se contiene por que el dicho almirante dyfunto par- 
tió desta vylla de Palos para descobrir e fué a dar 
consygo a la dicha Paria contenida en la dicha 
pregunta e que allí tomó ciertas perlas por muestra 
e vino a dar consygo a Santo Domingo a donde 
este testigo esta va al presente, y allí se publicó y 
este testigo lo supo del dicho almirante e de los 
marineros que con él venían. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 51 

a la setena pregunta dyxo que lo sabe como 
«nella se contiene porquera público e se,decya que 
no avia tierra de aquella parte, porque se avia ydo 
a buscar de Portogal muchas vezes e que decyan 
■que la dicha enpresa e yda que facya el dicho al- 
mirante era vana e questo andaba público por es- 
ios puertos. 

a la otava pregunta dyxo que la sabe como enella 
se contiene: que por la mucha yndustria del dicho 
almirante se pusyeron todos los contenidos en la 
dicha pregunta con licencia de sus altezas a desco- 
brir, e que lo sabe por que el dicho juan de la 
Cosa contenido en la dicha pregunta, que fué des- 
cubridor e desqubrió, fué con este testigo por ma- 
rinero el segando viage e decya e contava déla yn- 
dustria e saber del dicho almirante e que por esto 
lo sabe, por que del deprendyeron mucho, e que 
-asy es cierto e público e notorio enesta villa y en 
otras partes. 

a la novena pregunta dixo que la sabe como 
enella se contiene por los que aquel viage fueron 
con el dicho almirante: yvan encima del mastel 
mirando por el fondo si podrian nadar, y andando 
adelante, la una cara vela sabordó en la dicha ysla 
Guanasa, y allí llegó la otra y sabordó tanbien y 
^stubieron quedas fasta que fueron en la barca aver 
qué tierra era, e sy pudyeran aver lengua, e que 
íilli truxeron e tomaron al dicho yndio que le lla- 
maron después Juan Pérez e que esto la sabe por 



52 PLEITOS DE COLÓN. 

que los mismos de la dicha conpañía que dentro con 
el dicho aln^irante eran selo dixeron e lo sabe. 

a la décima, oncena, docena y tercena pregun- 
tas djxo que las no sabe. 

a la catorzena pregunta dyxo que se afirma en 
todo lo que dicho e declarado tyene por que asy es 
piiblico e notorio a todos los que dello saben y an 
conocimiento por el juramento que fizo e que se 
afirmó e firmólo de su nonbre, Bartolomé Colin. 
Andrés Martín de ytcu cl dicho Audrés Martiu de la Gorda, vozino» 
la Gorda, testigo, ¿esta villa, tcstigo jurado e tomado enla dicha ra- 
zon, fué preguntado por las preguntas generales: 
dyxo que es de edad de cinquenta años poco más & 
menos e que no es pariente de nynguna de las 
partes, etc. 

A la primera pregunta dyxo que conoció al dicho 
don Cristoval Colon almirante, de vista, habla 
trato e conversasion, e que al promotor fyscal de su 
alteza no lo conoce, etc. 

a la segunda pregunta dyxo que sabe que el di- 
cho almirante fué el primero que desqubrió las di- 
chas yndias e que lo demás contenido en la dicha 
pregunta que lo oyó dezir públicamente que las 
avia desqubierto la dicha ysla de Guanhany e los 
Yucayos, preguntado a quien lo oyó dezir dyxo que 
no se aquerda más de almismo almirante syendo 
byvo. 

a la tercera pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido en la dicha pregunta según e como enello 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 53 

se contiene alos marineros que fueron e anduvie- 
ron conel dicho almirante que todos los más son 
muertos e que al presente no se acuerda. 

a la quarta pregunta dyxo que la sabe por que 
este testigo en conpanía del dicho almirante dy- 
funto a ydo a descobrir los Caníbales e las otras 
yslas contenidas en la dicha pregunta e que por 
esto lo sabe. 

a la quinta pregunta dyxo que la no sabe salvo 
aver oydo decir públicamente que es todo tyerra 
fyrme. 

a la sesta pregunta dyxo que lo oyó dezir públi- 
<jamente, que avya desqubierto el dicho almirante 
la Paria donde se traen las perlas alos propyos que 
benian en el navio con el dicho almirante quando 
se desqubrid. 

a la setena pregunta dyxo que lo oyó dezir por 
que asy se decya enesta villa y en otras partes. 

a la otava pregunta dyxo que lo que save es que 
el dicho almirante desqubrió la tyerra fyrme pri- 
mero; que los más contenidos en la dicha pregunta 
fueron por mandado de su alteza a descobrir e des- 
cubrieron pero que sy deprendieron algo de la yn- 
dustria del dicho almirante por lo fazer que no lo 
sabe . 

a la novena, decena, oncena, dosena, tresena 
preguntas, dyxo que las no sabe. 

a la catorzena pregunta dyxo que se afirma en 
todo lo que dicho e declarado tyene por el jura- 



54 PLEITOS DE COLÓN. 

mentó que yzo en que se afirmó e firmólo de su se- 
ñal que acostumbra de fazer. Andrés Martin de la 
Gorda. 
criBtóvaí Gómez, jtou ol dicho Crístoval Gomez, vezino desta vi- 
*«8*»go- lia, testigo jurado e tomado en la dicha razón fué^ 

preguntado por las preguntas generales: dyxo que 
es de edad de treynta y quatro años poco más o me- 
nos e que no es pariente de ninguna de las par- 
tes, etc. 

a la primera pregunta dyxo que conoció al almi- 
rante don Cristo val Colon dyfunto, de vista, trato 
e abla e conversación, e que al promotor Fiscal de 
sus altezas no lo conoce. 

a la segunda pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido en la dicha pregunta á muchas personas 
quyos nonbres no se acuerda e que asy es público e 
notorio segunt que en la dicha pregunta se con- 
tiene. 

a la tercera pregunta dyxo que lo oyó dezir á 
muchas personas quyos nonbres no se aquerda. 

a la quarta pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido a los que le ayudaron a descobrir cuyos non- 
bres al presente no se aquerda porque algunos dellos 
son muertos. 

a la quinta pregunta dyxo que la sabe como en 
ella se contiene por que ha estado en la dicha tye- 
rra fyrme y en todo lo contenido en la dicha pre- 
gunta e cierto en Paria, y aun que a estado abaxo 
de Veragua más de ciento y veynte leguas, e que 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 55 

sabe que todo es una tyerra e una costa e que lo 
sabe por que lo vido y lo a andado. 

a la sesta pregunta dyxo que la oyó dezir a Juan 
Quintero Príncipe, e a otros muchos que se aliaron 
quando se desqubrió, e la desqubrió el dicho almi- 
rante. 

a la setena, otava y novena preguntas, dyxo que 
las no sabe. 

a la desena pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido en la dicha pregunta segunt e como en ella 
se contiene a muchas personas marineros que fue- 
ron con el dicho almirante el dicho vyage a des- 
cobrir e quando se desqubrió lo contenido en la 
dicha pregunta, los nonbres de los quales no se 
aquerda e que todo lo contenido en la dicha pre- 
gunta este testigo lo sabe por que a estado en ello y 
lo a visto a vista de ojos. 

a la onzena pregunta dyxo que oyó dezir que el 
dicho almirante desqubrió la dicha tierra de oriente 
desde Beragua fasta el puerto del Retrete, en el 
qual este testigo a estado, e lo sabe e públicamente 
decyan e se dize que todo lo contenido en la dicha 
pregunta lo desqubrió el dicho almirante don Cris- 
to val Colon, e que después de desqubierto fué e lo 
a andado todo e que por esto lo sabe, en conpañía 
de Niquesa. 

a la dosena pregunta dyxo que la no sabe. 

a la tresena pregunta dyxo que la sabe por 
que lo avisto, y es todo una costa, y está como 



56 PLEITOS DE COLÓN. 

en la dicha pregunta se relata por que lo vido. 

a la catorzena pregunta dyxo que se afyrma en 
todo lo dicho e declarado por el juramento que 
fizo e que se afyrmó e no lo firmó por que no sabia 
fyrmar. 
Diego Bermüdez, Diego Bcrmudez vezino desta villa testigo ju- 
rado e tomado en la dicha razón fué preguntado 
por las preguntas generales: dyxo que es de edad 
de treynta e cinco años poco más o menos e que no 
es pariente de ninguna de las partes, etc. 

a la primera pregunta dyxo que conoció al dicho 
almirante don Cristoval Colon e que al fiscal de su 
alteza no lo conoció. 

a la segunda pregunta dyxo que la sabe como 
en ella se contiene por que se falló presente al 
tienpo que el dicho almirante desqubrió lo conte- 
nido en la dicha pregunta. 

a la tercera pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido en la dicha pregunta a Alonso Pero Niño e 
Alonso Medel e a Francisco Niño, dyfuntos, que 
con él fueron a descobrir lo contenido en la dicha 
pregunta, e a otras muchas personas quyos nonbres 
no se aquerda. 

a la quarta pregunta dyxo que la sabe por 
que lo oyó dezir y es público y notorio en esta 
villa e enotras partes, que el dicho almirante dy- 
funto desqubrió todo lo contenido en la dicha pre- 
gunta. 

a la quinta pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 57 

tenido en la dicha pregunta según e como en ella 
se contiene públicamente en muchas partes. 

a la sesta pregunta dyxo que la sabe por que al 
iienpo que el dicho almirante desqubrió la dicha 
Paria, ques en la tyerra fyrme, este testigo estaba 
en la ysla de Santo Domingo e vido las perlas pro- 
pias que de la Paria truxeron, e que la desqubrió 
el dicho almirante. 

a la setena pregunta dyxo que lo oyó dezir a 
muchas personas públicamente, quyos nonbres no 
se aquerda. 

a la otava pregunta dyxo que la sabe como en 
ella se contiene por que este testigo lo vido por una 
parte, e por otra lo oyó dezir a muchas personas, 
que sino fuera por el dicho almirante nadye osara 
yr a descobrir lo que se desqubrió e que por su yn- 
dustria e diligencia se fyzo, por que lo sabia, e asy 
es público e notorio. 

a la novena pregunta dyxo que lo oyó dezir a 
muchas personas cuyos nonbres no se acuerda, e 
que asy es público e notorio. 

a la dezena pregunta dyxo que lo oyó dezir a 
muchas personas públicamente. 

a la onzena pregunta dyxo que no se aquerda 
della ny délo enella contenido ; que esto que sabe 
quel dicho almirante fué a descobrir lo enella con- 
tenido por que este testigo estaba en Santo Do- 
mingo. 

a la dosena pregunta dyxo que lo que este testigo 



58 PLEITOS DE COLÓN. 

sabe es que oyó dezir a muchos marineros de los que 
fueron con el dicho almirante que tanto avian des- 
qubierto al oryente que creyan de no saberse volber 
6 que desque se vieron en la ysla de San Juan ya 
creyan questaban en Castylla. 

a la trezena pregunta dyxo queste testigo oyó 
dezir lo contenydo en la dicha pregunta a muchas 
personas e que por razón de la carta del marear 
queste testigo a visto lo cree y tiene por cierto que 
es asy. 

a la catorzena pregunta dyxo que se afirma este 
testigo en todo lo que dicho e declarado tiene por 
el juramento que fizo en que se afyrmó e firmóla 
de su nonbre; Diego Bermudez. 
Juan Quintero, tes- ytcu el dicho Juan Quintcro Principe, vezino 
*^so. desta vylla, testigo jurado e tomado en la dicha ra- 

zón fué preguntado por las preguntas generales: 
dyxo que es de edad de quarenta años poco más a 
menos e que no es pariente de nynguna délas par- 
tes, etc. 

a la primera pregunta dyxo que conoció al dicho 
almirante don Cristoval Colon, dyfunto, de vista, 
trato e abla e conversazion que con él tuvo, e que al 
promotor fyscal de su alteza no lo conoze. 

a la segunda pregunta dyxo que la sabe por ques 
notorio e público que el primer viage que el dicho 
almirante fué e desqubrió las dichas yndias desqu- 
brió la ysla Española e las más contenydas en la 
dicha pregunta. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 59 

a la tercera pregunta dyxo que la sabe por que 
lo oyó y es público e notorio, a todos los que dello 
an notycia e asy se dize por esta villa e otras partes 
que el dicho almirante desqubrió las dichas yslas. 

a la quarta pregunta dyxo que la sabe por que las 
dichas yslas contenidas en la dicha pregunta el di- 
cho almirante las desqubrió e que este testigo se lo 
oyó al dicho almirante e a los que en su conpañla 
fueron. 

a la quinta pregunta dyxo que asy es público. 

a la sesta pregunta dyxo que la sabe por que fué 
con el dicho almirante quando se desqubrió la Pa- 
ria, e que las desqubrió el dicho almirante, e que 
entraron por la punta delgada y de los primeros 
onbres que en tyerra saltaron fué este testigo a to- 
mar la posysion por el dicho almirante e poner cru- 
ces en nonbre del Rey, e que sabe que el dicho al- 
mirante lo desqubrió por que este testigo lo vido. 

a la setena pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido públicamente, que por que de Portugal 
avyan ydc a descobrir por aquellas partes e no fa- 
llaban tierra, que la dicha enpresa del descobrir que 
el dicho almirante llevava era vana, e que sabe que 
el dicho almirante todavia fiádose dello fué y su 
ventura y saber le dio la tyerra, e desqubrió. 

a la otava pregunta dyxo que la sabe por que 
desque supieron los contenidos en la dicha pre- 
gunta que la dicha Paria dotra en las perlas era 
desqubierta por el dicho almirante don Cristoval 



60 PLEITOS DE COLÓN. 

Colon, con licencia de su alteza fueron e desqu- 
brieron, diziendo la Paria es desqubierta, no puede 
ser sino que por allí fallamos más tierra, e que de 
antes nadye abia osado fasta que la tuvieron por 
tierra firme. 

a la novena pregunta djxo que délo que de ella 
sabe es que el dicho viage que el dicho almirante 
fué a descobrir a Beragua este testigo estava en 
santo Domingo y a la venida que benian de viage 
que dejó los navios e gentes ya perdidos, se dyxo 
como avia desqubierto el dicho almirante lo conte- 
nido en la dicha pregunta públicamente. 

a la dezena pregunta dyxo que sabe que desqu- 
brió el dicho almirante mucho pero que no se 
aquerda de lo contenido en las dichas preguntas. 

A la onzena y dosena preguntas dyxo que las no 
sabe. 

a la tresena pregunta dixo que la sabe como 
enella se contiene por que este testigo lo avía visto, 
de más de estar en Paria, la carta de marear, por 
ques marinero. 

a la catorsena pregunta dyxo este testigo que lo 
que dicho y declarado tiene se afirma e que esta es 
la verdad por el juramento que fizo en que se afirmó 
e firmólo de su nonbre=:Juan Quintero Príncipe. 

Asy fecha la dycha ynformacion e provan^a de 
suso encorporada, el dicho Horran Gutiérrez pare- 
ció ante el dicho señor alcalde mayor e pydió sela 
mandase dar en forma, el qual dyxo que man- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 61 

dava e mandó a mí el dicho escribano la sacase 
en linpio e sela dyese fyrmada e signada cerrada 
e sellada en forma de derecho para la llevar e pre- 
sentar ante quien e con derecho deba, y enello dyxo 
que ynterponia e ynterpuso su autoridad ordinaria 
e decreto judicial en tanto e quanto podia e con de- 
recho devia, e lo firmó de su nonbre. Testigos que 
fueron presentes Juan de Toledo e Alonso Nortes, 
vezinos de esta villa, en fe délo qual, yo Alonso 
Hernández Sanabria, escrivano público de la villa 
de Palos susodicha, la escriví e fize escrivir, e fué 
en uno presente a todo lo que dicho es e recibió de 
los dichos testigos, y de pedimento del dicho He- 
rran Gutiérrez procurador sostituto en el dicho 
nonbre, e de mandamiento del señor licenciado al- 
calde mayor, sela di al dicho Horran Gutiérrez, e va 
escrita en veinte e tres fojas de pliego entero como 
este en que va este mi signo a tal en testimonio de 
verdad. Alonso Hernández Sanabria, escrivano pú- 
blico. =Hay un signo. ==:Hay una rúbrica. =:E1 li- 
cenciado de Lerma. 



87. 



(Año de 1515. — Febrero 16 , San Salvador.) — Provanza hecha á petición 
del almirante O. Diego Colón , según el interrogatorio de catorce pre- 
guntas.— (^. de Z, Pto. 1-1 -8/12, pieza 3.) 

En la villa de San Salvador desta ysla de Cuba, 
que es en las yndias del mar occéano, en viernes 



62 PLEITOS DE COLÓN. 

nona diez y seis dias del mes de liebrero año del 
nascimieato de nuestro salvador Jesucristo de mili 
e quinientos e quinze años, ante García Holguin, 
alcalde en la dicha villa por sus altezas, en presen- 
cia de mí Alonso de Salamanca, escrivano público 
de la dicha villa e de los testigos de yuso escriptos, 
páreselo presente Andrea Colon, vezyno de la dicha 
villa e presentó e lo hizo a my el dicho escrivano 
una escriptura de poder firmada e signada de escri- 
vano público como en ella paresce su tenor del 
qual es este que se sygue ^ 

Asy presentado e leydo el dicho poder por my el 
dicho escrivano, el dicho señor alcalde García Hol- 
guin lo ovo por bastante e por tal lo pronunció para 
lo en él contenido. 

E luego el dicho Andrea Colon presentó una 
carta de traslado abtorizado de escrivano público 
de una carta Kecebtoria de la Reyna nuestra se- 
ñora su tenor déla qual de berbum ad berbum es 
este que se sigue *. 

E asy presentada la dicha carta e traslado de la 
de su alteza en la manera que dicha es, fué leydo 
por mí el dicho escrivano, e el dicho señor alcalde 
la Rescibió e la tomó e puso sobre su cabeca e dixo 



1 Sigue el poder dado por D. Diego Colón á Andrea Colón, vecino de la 
isla de Cuba, para que lo represente en todo Jo que se le ofresciere, fecho 
en Santo Domingo, isla Española 27 de Octubre de 1514. 

» Aquí el traslado de la Real cédula receptoría dada por la Reyna doña 
Juana para el pleito seguido con D. Diego Colón , fecha en Madrid 3 de 
Mayo de 1614. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 63 

que la obesdescía e obesdescieron , y que esta va 
presto de cumplir lo en ello contenido conforme a 
ella. 

E luego el dicho Andrea Colon en nombre del 
dicho Don Diego Colon. Almirante e governador, 
dio e presentó un escripto de ynterrogatorio firmado 
de su nombre que se dezia Marcos de Aguilar, li- 
cenciatus, su tenor del qual es este que se sigue. 

A los testigos que fueren presentados por parte 
del almirante de las yndias en el pleyto que trato 
con el Fiscal sobre la governacion déla provincia 
del Darien se hagan las preguntas syguientes *. 

E asy presentado el dicho escripto del ynterro- 
gatorio en la manera que dicha es lu'ego el dicho 
Andrea Colon en nombre del dicho Almirante dixo 
quel nombrava e elige por escrivano ante quien 
pasase e se haga la dicha provanca a mi el dicho 
escrivano porque al presente no ay en esta villa 
otro alguno e pidió e Requirió al dicho alcalde 
nombre sy quisiere otro que esté presente por parte 
de sus altezas para hazer la dicha provanca e a ver 
presentar, jurar e conoscer los testigos e pro vaneas 
que fueren por él presentadas, donde no pidió que 
pase e se haga ante my el dicho escrivano conforme 
ala dicha carta de la Keyna nuestra señora. 

E luego el dicho alcalde dixo quel avia por nom- 
brado a my el dicho escrivano por parte del dicho 



Aquí el interrogatorio inserto en la probanza anterior. 



64 PLEITOS DE COLÓN. 

almirante e que mandava e mandó al dicho Andrea 
Colon en su nonbre que trayga ante él los testigos 
de que entyende aprovechar, questa presto délos 
tomar e rescebir en quanto puede e deve de de- 
recho. 

E luego el dicho Andrea Colon en nonbre del 
dicho almirante nombró e dixo quel nonbrava por 
testigos en nonbre del dicho su parte el señor te- 
niente Diego Velazquez, capitán general desta ysla 
por sus altezas, e a Gonzalo Diaz, piloto, e a Juan 
Moreno, vecinos desta dicha villa, e a Juan de Es- 
calante, vecino en esta ysla de Cuba, e a Juan 
Bermudez maestre de una cara vela de sus altezas, 
e a Gonzalo Galeote, maestre de un vareo que anda 
por la costa desta ysla, e que sy otros a su noticia 
viniese en nonbre del dicho almirante de que se 
entiendan ayudar e aprovechar que protestava e 
protestó de los nonbrar e traer e presentar para que 
juren e digan sus dichos en este caso. 

E luego el dicho Andrea Colon en nombre del 
dicho almirante pidió al dicho alcalde le mande 
dar e de mandamiento para hacer parescer ante él 
los dichos testigos por él nonbrados para que digan 
sus dichos e juren conforme a derecho e quél está 
presto délos pagar su justo e devido salario. 

E luego el dicho alcalde mandó que fuese dado 
el dicho mandamiento e se dio. 

E luego el dicho Andrea Colon en el dicho non- 
bre dixo que por quanto él a de yr a otras villas e 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 65 

lugares desta ysla a tomar e rescebir otros testigos 
que por ella están e tyenen necesidad de las escrip- 
turas que tiene presentadas, que pedia e pidió le 
fuesen tornadas las originales quedando traslado de 
todo en poder de my el dicho escrivano, por ma- 
nera quel derecho del dicho su parte no peresca, y 
el dicho alcalde se las mandó dar, quedando el di- 
cho traslado. Testigos que fueron presentes Her- 
nand Rodríguez, e Diego de Ordas estantes en esta 
dicha villa. 

E después délo suso dicho, en domingo diez e 
ocho dias del dicho mes de hebrero del dicho año. 
por ante my Alonso de Escalante, escrivano pú- 
blico, presentó el dicho Andrea Colon en nonbre 
del dicho almirante e dixo que por quanto él va 
fuera desta villa a entender en esta dicha provanca 
e cosas a ella tocantes y que para entender en esta 
dicha provanca tenia necesidad de sostituyr el po- 
der que tiene del dicho almirante por ende quél 
por virtud de la cláusula sostituta en el dicho po- 
der contenida que es el que en esta cabsa tiene pre- 
sentado, sustituye e sostituyo en su lugar en non- 
bre del dicho almirante a Antonio de Caravajal 
estante en esta ysla questava presente, para que 
pueda fazer e haga todas aquellas cosas e cada una 
dellas en el dicho poder contenidas e quel por vir- 
tud del poder e hazer e dezir e procurar seyendo 
presente para lo aver pasar me obligó los bienes a 
él obligados e le relebo segund que es Relevador o 



66 PLEITOS DE COLÓN. 

cargo cerca de Sustitución en pública forma e lo 
firmo. Testigos que fueron presentes Pedro Gascón, 
vecino de la villa de la Trenidad, e García de Sa- 
linas *. 

Et lo que los dichos testigos e cada uno dellos 
dixeron e depusyeron seyendo preguntados cada 
uno, resceby secreta e apartadamente, es lo sy- 
guiente: 
Juan Bemúdez, El dicho Juan Bcrmudcz, maestre, so cargo del 
testigo. ^, juramento que hizo seyendo preguntado por las 
preguntas déla dicha carta de sus altezas dixo lo 
siguiente: 

Fué preguntado que hedad e dixo que sesenta e 
cinco años e más. 

Fué preguntado si es pariente de algunas délas 
dichas partes dixo que no es su pariente en ningund 
grado de ninguna de las dichas partes ni menos es 
criado ny paniaguado ny allegado ny aficionado a 
una más que a otra ecebto que es maestre déla una 
caravela de sus altezas e ganava en ella sueldo, etc. 

A la primera pregunta del ynterrogatorio dixo 
que conosce a las dichas partes e a cada una dellas. 

A la segunda pregunta dixo que la sabe como en 
ella se contiene porque vido partyr de Castilla al 
dicho almirante don Cristóbal Colon con tres navios 
a descubrir las yndias, las quales ninguno avía 
descubierto hasta entonces ny venido en aquella 



Sigue la presentación y juramento de testigos. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 67 

demanda, e que sabe que las descubrió e topó con 
ellas porque lo vido tornar en Castilla e platycó con 
los que de acá y van, e se lo certificaron, e vido como 
llevava yndios de las dichas yndias, los quales este 
testigo vido, y allí le dixeron como avían descu- 
bierto ciertas yslas a la banda del norte desta ysla 
en que nombraron la una dellas que primero avían 
visto antes que la Española e que no se acuerda el 
.nonbre della ny dellas. 

A la tercera pregunta dixo que la sabe porque 
quando el dicho almirante don Cristóbal Colon des- 
cubrió las dichas yslas de la Española e Jamayca 
j Cuba e otras muchas, ya que hera tornado de 
buelta a la Española, llegó este testigo allí, que 
venía de Castilla con Juan Aguado, que venía por 
capitán, y él lo supo allí e lo oyó al dicho almirante 
e a los que con él lo avían descubierto, lo qual 
puede aver veynte años poco más ó menos tienpo. 

A la quarta pregunta dixo que la sabe porque 
quando este testigo vino con el dicho Juan Aguado, 
puede aver veynte años, como dicho tiene, vido 
este testigo las dichas yslas de San Juan e las honze 
mili vírgenes e Guadalupe e la Dominica e aquella 
cordillera, y estavan ya puestas en las cartas de 
marear, e oyó este testigo dezir entonces como el 
dicho don Cristóbal las avia descubierto, a muchas 
personas públicamente, que avían venido con el 
dicho almirante quando truxo las diez e syete cara- 
velas, cuyos nonbres no se acuerda. 



68 PLEITOS DE COLÓN. 

A la quinta pregunta dixo que sabe que la pro- 
vincia de Paria y Uraba y el Darien e Beragua son 
e están en una misma costa, a la qual unos dizen 
tierra firme y otros dizen que es ysla, porque lo a 
oydo dezir a muchas personas públicamente e que 
unos dizen en uno e otros dizen en otro e que a 
muchos dias que lo oyó dezir e aun agora lo dizen 
hartas personas. 

A la sesta pregunta dixo que sabe que la primera 
parte ó provincia que fué descubierta en la que 
dizen tierra firme fué Paria, donde se hallan las 
perlas e que lo sabe porque estuvo en la ysla Espa- 
ñola por maestre de una caravela que se decía santa 
Cruz quando el dicho almirante la venía de descu- 
brir, e lo vido e le habló, e le vido traer perlas, e 
entonces se lo oyó a él e a otros muchos lo qual 
avra diez y ocho años poco más ó menos. 

A la setena pregunta dixo que sabe la dicha pre- 
gunta como en ella se contiene porque en aquel 
tienpo antes que el dicho almirante don Cristóbal 
Colon viniese a descubrir e al tienpo que venía, 
vido platycar en ello e que burlaban del porque 
tomava tal enpresa diziendo que hera ynposible 
aver tierra en las partes del oeste, e que cree que 
syno él no oviera venido a lo descobrir que se es- 
toviera por descubrir, porque segund lo poco en que 
lo tenían todos e lo que burlavan de tal enpresa 
ninguno viniera a descubrir las yndias. 

A la otava pregunta dixo que sabe es verdad que 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 69 

por aver el dicho almirante don Cristóbal Colon 
comencado a descubrir las dichas yslas e provincias 
de Paria se an puesto otros en descubrir más tierras, 
como lo an hecho, e que sy el dicho almirante no 
lo principiara los otros no se pusieran en descobrir 
porque délo que del aprendieron e vieron tomaron 
del para descobrir como lo hizieron, e que sy el di- 
cho almirante no lo principiara e descubriera, nin- 
guno otro se atreviera a descubrir en estas partes, 
porque no creyan que avía tierra en ellas y lo te- 
nían por ynposible, e que lo sabe porque lo vido 
platycar muchas vezes y este testigo tenía en aque- 
lla sazón una caravela, e hablaron en ello, e no 
podían creer que saliese con la enpresa el dicho al- 
mirante antes creyan que hera vana e que avían de 
bolver perdidos. 

A la novena pregunta dixo que la no sabe. 

A la dezena pregunta dixo que a oydo dezir lo 
contenido a muchas personas muchas vezes y a un 
Juan de Quexo que hera piloto con el dicho almi- 
rante quando lo fué a descubrir e que lo oyó asy 
mismo a un Juan Quintero, maestre, e a otras mu- 
chas personas avra seys o syete años e aun más. 

A la onzena pregunta dixo que a oydo dezir lo 
contenido en esta pregunta á las personas y en el 
tienpo en la pregunta antes desta contenidos. 

A la dozena pregunta dixo que la no sabe. 

A la trezena pregunta dixo que este testigo no 
a visto la tierra firme, que por las cartas de marear 



70 PLEITOS DE COLÓN. 

a visto lo contenido en esta pregunta e que cree 
que es asy porque muchos pilotos lo han puesto e 
no an de poner syno la verdad e no osarían ponerlo 
de otra manera. 

A la catorzena pregunta dyxo que sabe que lo 
que a declarado es pública boz e fama e en ello se 
afirma e questa es la verdad para el juramento que 
hizo. Fuéle mandado que tenga secreto de lo quo 
tiene dicho, e lo señaló. 
Gonzalo Alonso El dicho Gouzalo Alonso Galcotc tcstigo jurado 
Galeote, testigo, e presentado, aviendo prometydo de dezir verdad 
siendo preguntado, lo que dixo e depuso es lo sy- 
guíente: 

Fué preguntado qué hedad e dixo que avía cin- 
quenta años poco más ó menos. 

Fué preguntado si es pariente de algunas de la& 
dichas partes en grado de consanguinidad o afini- 
dad o en algund grado, dixo que no es su pariente 
en ningund grado, etc. 

A la primera pregunta del ynterrogatorio dixo 
que conosce a las partes. 

A la segunda pregunta dixo que la sabe porque 
lo oyó dezir a don Cristóbal Colon almirante e a 
otras muchas personas que con él vinieron a descu- 
brir estas yndias, y este testigo avía de venir con él 
la primera vez a descubrir e quedó enfermo e no 
vino, e que así es público e notorio quel dicho al- 
mirante descubrió las dichas yndias primero que 
otra persona ninguna, e dixo que oyó lo suso dicho 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 71 

luego como se descubrió, que a veynte e dos años e 
más. 

A la tercera pregunta dixo que la sabe porque lo 
oyó como dicho tiene en la pregunta antes desta y 
también porque vino el segundo viaje con el dicho 
almirante e vido como descubrió esta ysla de Cuba 
e la Jamaica e muchas yslas questan al rededor 
desta ysla de Cuba, en especial el Jardin mayor y 
el Jardin de la Reyna que se dizen. 

A la quarta pregunta dixo que la sabe porque 
fué con el dicho almirante en descobrir todas las 
yslas contenidas e vido como las descubrió e les 
ponía sus nonbres el dicho almirante. 

A la quinta pregunta dixo que la sabe porque 
quando el dicho almirante vino a descubrir aque- 
llas provincias de Paria e Uraba e Beragua, este 
testigo oyó platycar al dicho almirante e a los que 
con él avían ydo, como Paria y Uraba y Beragua 
y el Darien heran todo una costa, e dezían que hera 
tierra firme, y agora muchos la llaman tierra firme 
e otros dizen que es ysla e este testigo no lo a visto. 

A la sesta pregunta dixo que la sabe porque es- 
tava en la ysla Española al tienpo quel almirante 
vino de descubrir a Paria, e le vido traer perlas e 
vido platycar muchas vezes en ello e supo como la 
descubrió la primera ^yez, que fué la primera tierra 
que de aquella costa se descubrió, lo qual puede 
aver diez e seis años poco más ó menos. 

A la setena pregunta dixo que se acuerda aver 



72 PLEITOS DE COLÓN. 

oydo a su padre, que hera honbre sabio en el arte 
déla mar e antiguo, e que alcanza va mucho en la 
via déla Noruega, que es donde agora estamos, que 
no se hallaría tierra ninguna, e que muchos burla- 
van de la enpresa quel dicho almirante vino en 
venir a descubrir, diziendo que hera ynposible ha- 
llar tierra, e que hazian cuenta quel e todos los que 
con él venían a descubrir no avían de tornar más 
en Castylla, e que cree que sy el dicho almirante'' 
no viniera a descubrir esta tierra que se estoviera 
por descubrir como antes estava. 

A la otava pregunta dixo que la sabe porque 
esta tierra estava por descubrir, e que sy el almi- 
rante no avriera el camino, ninguno viniera a des- 
cubrir, e que como él comencó e descubrió tierra, 
todos los que después an venido a descubrir vinie- 
ron por lo que del supieron, e porque venían a tierra 
que sabían, e descubierta, lo qual no hizieran sy 
el dicho almirante no abriera el camino para todos, 
como lo abrió en descubrir esta tierra primero que 
otro ninguno. 

A la novena pregunta dixo que oyó dezir lo con- 
tenido a los Nyños, e gente déla mar que fué con*el 
almirante a descubrir, e que puede aver que oyó lo 
suso dicho honze años poco más ó menos. 

A la dezena pregunta dixo ^que oyó dezir lo con- 
tenido a los onbres déla mar que fueron con el al- 
mirante a descubrir e que puede aver honze años 
poco más e que este testigo estava en la ysla Espa- 



DOCUxMENTOS INÉDITOS. 73 

ñola, e como venían de descubrir, se ynformava 
délos que della venían e se lo contavan e le dezían 
todo lo en esta pregunta contenido. 

A la honzena pregunta dixo que asy mismo oyó 
este testigo dezir lo contenido a las personas y en 
el tienpo en la pregunta antes desta contenido. 

A la dozena pregunta dixo que asy mismo este 
testigo oyó dezir lo contenido alas dichas personas 
e puede aver el dicho tienpo como tiene declarado 
en la dezena pregunta antes desta. 

A la trezena pregunta dixo que la sabe por las 
figuras que a visto délas cartas de navegar, porque 
los que las pintan creen e pintan lo cierto y ellos 
se siguen por el padrón délos descubridores que los 
ven e descubren e asy cree está la tierra como en la 
carta está figurada. 

A la catorzena pregunta dixo que lo que tiene 
dicho es pública boz e fama entre los navegantes e 
onbres de la mar e que deste caso esto es lo quer 
sabe e se le acuerda e la verdad para el juramento 
que hizo e lo firmó. Fuéle mandado que tenga se- 
creto de su dicho. 

El dicho Juan Moreno, testigo presentado segund juan Moreno, tes- 
dicho es, aviendo jurado e prometydo dezir verdad *^s^' 
siendo preguntado lo que dixo e depuso es lo sy- 
guiente: 

Dixo que hera onbre de quarenta años e que no 
es pariente de ninguno délos suso dichos en nin- 
gund grado. 



^ 



74 PLEITOS DE COLÓN. 

A la primera pregunta dixo que conosce al dicho 
almirante e al Fiscal del Rey nuestro Señor no lo a 
visto. 

A la segunda pregunta dixo que lo a oydo dezir 
a muchas personas de las que con el dicho almirante 
vinieron a descubrir, e que puede aver veynte años 
poco más o menos e que asy es público e notorio a 
muchas personas. 

A la tercera pregunta dixo que sabe lo contenido 
porque lo oyó dezir a muchas personas como dicho 
tiene, e que puede aver el dicho tienpo contenido 
en la pregunta antes desta, e que así mismo lo sabe 
porque quando el dicho almirante fué a la tierra 
firme á descubrir a Beragua, pasaron por el jardin 
que se dize de la Eeyna, entonces lo descubrid e le 
puso el dicho nonbre, e este testigo y va con él a 
descubrir lo qual puede aver dose o trese años. 

A la quarta pregunta dixo que sabe lo contenido 
por muchas personas que vinyeron con el dicho al- 
mirante a descubrir, que puede aver veynte años 
poco más o menos. 

A la quinta pregunta dixo que sabe lo contenido 
porque fué con el dicho almirante quando descubrió 
a Beragua e a Cerabaro e a Cariay, e vido aquella 
tierra de luengo más de ochocientas leguas hasta 
que se hazían treynta leguas del Darien, e de allí 
se tornaron porque los navios hazian mucha agua e 
se les y van a fondo, y este testigo a visto las cartas 
de marear que se an hecho, y él hizo una dellas, y 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 75 

toda aquella tierra se pone en una costa que comun- 
mente se dice tierra firme. 

A la sesta pregunta dixo que a oydo dezirlo á 
muchas personas de las que fueron en descubrir á 
Paria, que yvan en conpañía de Juan de la Cosa, 
que yva con el dicho almirante e que puede aver 
que lo oyó ocho años o más tienpo. 

A la sétima pregunta dixo que estando en Cas- 
tilla puede aver más de veynte e tres años, oyó de- 
zir como el Rey nuestro Señor no quería quel dicho 
almirante pasase en estas partes de las yndias a des- 
cubrirlas porque se desía de cierto que no avía tierra 
e que hera ynposible avella, e asy mismo oyó dezir 
como el dicho almirante pasó a Portugal para armar 
e no pudo, y tornó en Castilla, y la Reyna nuestra 
Señora doña ysabel, que santa gloria aya, lo armó 
e dio licencia para venir a descubrir, e muchos te- 
nían por vana la enpresa, que no creyan que avía 
tierra en estas partes, e esto que lo oyó dezir a mu- 
chas personas públicamente, puede aver el dicho 
tienpo en esta pregunta contenido, e aun después 
oyó dezir a los Nyños, que con el dicho almirante 
vinieron, que viniendo por la mar a descubrir se 
quisieron tornar diziendo que hera ynposible hallar 
tierra, e quel dicho almirante les avia dicho que 
aquel dia e la noche anduviesen hasta otro dia e que 
sy no viesen tierra que lo echasen a la mar, e que 
la vieron otro dia no se acuerda sy la ysla Española 
o la ysla de Guadalupe, e queste testigo cree que 



76 PLEITOS DE COLÓN. 

estas partes estovieran por descubrir sy el dicho al- 
mirante no las descubriera e hallara, e que lo cree 
por lo que tiene dicho de suso. 

A la otava pregunta dixo que sabe la dicha pre- 
gunta por questá claro e notorio que sy el dicho al- 
mirante no comencara a descubrir esta tierra délas 
yndias que los otros que después del vinieron ny 
otro ninguno no ovieran descubierto cosa alguna 
porque no tenían notycia desta tierra ny creyan 
que la avía, y que después quel dicho almirante la 
descubrió, se syguieron por allí los que después vi- 
nieron a descubrir, que fué Juan de la Cosa, e Vi- 
cente Añez e Cristóbal Guerra e Hojeda e Bastydas 
e otros que no se acuerda, por manera que por la 
yndustria del dicho almirante se a descubierto lo 
que después se a descubierto. 

A la novena pregunta dixo que sabe lo contenido 
por que yva con el dicho almirante a descubrir a 
Beragua e descubrieron a la Anegada e Guanaja e 
otras yslas, e que este testigo ayudó a tomar el yn- 
dio Junhera, aquien se puso nonbre Juan Pérez, el 
qual hera un viejo cano, y este testigo estuvo pre- 
sente con el dicho adelantado quando le hicieron el 
presente contenido en esta pregunta. 

A la décima pregunta dixo que la sabe porque yva 
^/ con el dicho almirante cuando descubrió la provincia 
dicha Maya donde está una grand furna, e andovo 
con él todo el viaje hasta llegar a Burema ea Ye- 
ragua, como en esta dicha pregunta se contiene. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 11 

A la honzena pregunta dixo que la sabe porque 
se halló presente en descubrir los dichos puertos e 
el dicho almirante e Nyños le ponían los nonbres 
contenidos en esta pregunta, e lo vido, e podra aver 
doze años que lo suso dicho se descubrió. 

A la dosena pregunta dixo que la sabe porque lo 
vido e se halló presente, e y va con el dicho almi- 
rante y hera contador mayor de la nao viscayna. 

A la trezena pregunta dixo que la sabe porque a 
razón e como está puesto e pintado en las cartas es 
como está en esta pregunta e que este testigo a visto 
muchas cartas y está puesto así e cree que es asy. 

A la catorzena pregunta dixo que cree que lo que 
tiene dicho es pública boz e fama e que esto es la 
verdad de lo que sabe en que se afirma para el ju- 
ramento que hizo e lo señaló de su señal porque dixo 
que no sabía escrebir. 

El dicho Juan Rodríguez de Mafra, piloto, so Juan Eodríguez 
cargo del dicho juramento e aviendo jurado e pro- ^^^^*' t^^a^o. 
metydo dezir verdad lo que dixo e depuso e le fué 
preguntado es lo siguiente: 

Que es de hedad de quarenta e cinco años uno 
mas o menos. 

A la primera pregunta dijo que conosce las di- 
chas partes. 

A la segunda pregunta dixo que la sabe porque 
oyó dezir lo en ella contenido a un Juan de Xerez, 
nyno, que hera en aquella sazón, el qual avía ve- 
nido a descubrir con el dicho don Cristóbal almi- 



78 PLEITOS DE COLÓN. 

rante, e que asy mismo lo oyó a otras muchas per- 
sonas que avían venido en el dicho viaje puede aver 
veynte e tres años o veynte e quatro, que lo oyó 
estando en la ysla Española, porque este testigo vino 
luego el segundo viaje con el dicho almirante. 

A la tercera pregunta dixo que la sabe porque 
estando en la ysla Española, que avía venido con 
el almirante, fué el dicho almirante a descubrir a 
la ysla de Jamaica e a Cuba e las yslas que están 
circunbezinas, de las quales ciertas partes se dizen 
el jardín de la Eeyna, y bajo la ysla Española por 
la parte del sur, e descubrió el puerto e Rio de Santo 
Domingo, donde es agora la cibdad de Santo Do- 
mingo , que entonces no hera , e fué por la gente 
ala Ysabela vieja después de venido de Castilla, y 
pobló aquella cibdad, y esto lo oyó este testigo a 
los que con el dicho almirante fueron a descubrir 
porque este testigo no fué con él e quedó en la di- 
cha ysla Española, e fué asy público e notorio lo 
qual puede aver veynte e tres años poco más o 
menos. 

A la quarta pregunta dixo que la sabe porque lo 
vido, e este testigo venía con el dicho almirante 
quando descubrió las dichas yslas. 

A la quinta pregunta dixo que la sabe porque a 
visto aquella tierra e la ayudó a descubrir en con- 
pañya del dicho almirante e de don Diego (sic) su 
hermano e comunmente se llama aquella tierra tie- 
rra firme lo qual es publico e notorio. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 79 

A la sesta pregunta dixo que la sabe porque lo 
vido e este testigo vino en conpañía del dicho al- 
mirante e con él quando descubrió a Paria, donde 
se hallaron las perlas. 

A la setena pregunta dixo que la sabe, e es noto- 
rio que antes quel dicho almirante don Cristóbal 
Colon descubriese las yndias, se dezía que en aque- 
llas partes la vía del ueste no avia tierra e que era 
ynposible hallarla e muchos no osavan venir con 
él a descubrir porque tenían por vana aquella en- 
presa e que syno viniera con Martin Alonso Pincon, 
que hera hombre rico enparentado, no vinyera con 
la gente que vino por respeto de tener por cosa 
vana la dicha enpresa y esto que lo sabe porque se 
halló en Palos quando el dicho almirante armó e lo 
vido e oyó dezirlo asy públicamente y este testigo 
no quiso el dicho primer viaje venir con el dicho 
almirante perqué lo tenia por cosa vana e pensava 
que no avían de topar con tierra y sabía quel Rey 
de Portugal avía armado una ó dos vezes e se bol- 
vieron syn hallar tierra. 

A la otava pregunta dixo que sabe e es notorio 
que por aver el dicho almirante descubierto estas 
yslas e la provincia de Paria se han puesto algunas 
personas otras en descubrir más tierra en la que se 
llama tierra firme , asy como Vicente Yanes e Ho- 
jeda e Juan déla Cosa, e Cristóbal Guerra, e otros 
que enla demanda an venido, e que se pusieron en 
ello por saber quel dicho almirante avía descu- 



80 PLEITOS DE COLÓN. 

bierto esta tierra e ninguno dellos no armaran ny 
armador metyera en ello dineros sy el dicho almi- 
rante no o viera primero descubierto la tierra, y 
esto que lo sabe como persona que lo a visto e a 
venido con algunos de los armadores e metyó parte 
en el armada que vyno Diego de Lepe. 

A la novena pregunta dyxo no fué en el dicho 
viaje, pero que lo oyó dezir a Juan de Quexo e a 
Diego Gómez e a otros vesynos de Palos que fueron 
en la dicha armada quando se descubrió el Ane- 
gada e Guanasa, e que puede aver e lo oyó dezir 
doze ó treze ailos. 

A la dezena pregunta dixo que este testigo no fué 
en el dicho viaje más de que lo oyó alos conteni- 
dos en la pregunta antes desta puede aver los di- 
chos doze o treze años. 

A la honzena pregunta dixo que dize lo que tiene 
dicho en la novena pregunta que esta antes desta 
e aquello mismo dize agora en esta pregunta. 

A la dozena pregunta dixo que la sabe porque 
a estado en Paria e en el Darien e Uraba, e que 
sabe que Paria está hazia el oriente e Beragua ha- 
zla el ocidente e el Darien en medio de anbas pro- 
vincias, salvo questá más cerca el Darien de Be- 
ragua que no de Paria e asy es público e notorio a 
quantos lo an visto. 

A la catorze pregunta dyxo que sabe que lo que 
tiene dicho es pública boz e fama entre los que lo 
an andado e navegado e entre otras personas espe- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 81 

cialmente los pilotos que son de su oficio deste de- 
poniente, e entre otras personas que dello an notycia 
e questo es la verdad e lo que sabe deste fecho para 
el juramento quo hizo, e lo señaló de su nonbre e 
firma. 

El dicho Juan de Escalante, vezyno desta ysla Juan de Escalante, 
de Cuba, testigo presentado por parte del dicho al- *^*^so. 
mirante, aviendo jurado en forma de derecho e 
seyendo preguntado por las preguntas del ynterro- 
gatorio presentado por parte del dicho almirante 
dixo e depuso lo siguiente: 

Que será onbre de treynta e cinco años e no es 
pariente de ninguna délas partes en ningund grado. 

A la primera pregunta del ynterrogatorio dixo 
que conosce alas dichas partes. 

A la segunda pregunta dyxo que a oydo dezir lo 
contenido a ciertas personas délas que vinieron con 
el dicho almirante a descubrir las yndias, especial- 
mente a uno que se dize Juan de Xerez , que vino 
con el dicho almirante, e que los demás no se 
acuerda de sus nombres, a diez e seis o diez e siete 
años e que así es público e notorio entre las perso- 
nas que dello an notycia. 

A la tercera pregunta dixo que oyó dezir lo con- 
tenido al dicho Juan de Xerez e a otras personas 
como tiene dicho en las preguntas antes desta e que 
puede aver el tienpo en ella contenido. 

A la quarta pregunta dixo que oyó decir lo con- 
tenido al dicho Juan de Xerez e a otras personas 



82 PLEITOS DE COLÓN. 

como tiene dicho en la segunda pregunta antes 
desta e que puede aver el tienpo en ella contenido. 

A la quinta pregunta dixo que sabe lo en ella 
contenido porque este testigo a estado en Paria e a 
oydo dezir que es toda una costa, a muchas perso- 
nas, el nonbre de las guales no se aquerda, e que 
asy es público e notorio entre las personas que 
dello an notycia e conoscimiento. 

A la sesta pregunta dixo que sabe lo contenido 
porque este testigo vino con el dicho almirante don 
Cristóbal colon quando descubrió a Paria donde se 
hallaron las perlas e vido como lo descubrió e vido 
como tomó la posesión en nonbre de sus altezas. 

A la setena pregunta dixo que a oydo dezir lo 
contenido a muchas personas el nonbre délas quales 
no se acuerda e que puede aver diez e seys o diez 
e siete años a esta parte. 

A la ota va pregunta dixo que cree que por aver 
el dicho Almirante prencipiado a descubrir las di- 
chas yndias e después de averias descubierto, algu- 
nas personas se pusieron en descobrir más tierra 
como paresce por los en esta pregunta contenidos e 
que esto que lo cree porque es público e notorio 
enlas personas que dello an notycia. 

A la novena pregunta dixo que la no sabe. 

A la dezena pregunta dixo que oyó dezir lo con- 
tenido a muchas personas cuyos nonbres no se 
acuerda, de ocho o diez años a esta parte. 

A la honzena pregunta dixo que oyó dezir lo 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 83 

contenido a muchas personas el nonbre délas quales 
no se acuerda, ocho años a esta parte. 

A las doze preguntas dixo que no la sabe. 

A las treze preguntas dixo que a oydo dezir lo 
contenido a muchas personas el nonbre délas qua- 
les no se acuerda, de ocho o diez años a esta parte. 

A las catorze preguntas dixo que lo que dicho a 
c declarado en las preguntas antes desta es público 
6 notorio entre las personas que dello an nutycia e 
conoscimiento e questo es la verdad para el jura- 
mento que hizo, e lo firmó de su nonbre. 

El dicho Gonzalo Diaz, piloto, testigo presentado Gonzalo Diaí^tes- 
6 jurado so cargo del dicho juramento que hizo, *^fi^^' 
aviendo prometydo de dezir verdad dixo e declaró 
lo siguiente: 

Que será onbre de quarenta años poco más o 
menos e no es pariente de ninguna délas dichas 
partes en ningund grado. 

A la primera pregunta dixo que conosce al Rey 
nuestro señor e al dicho almirante. 

A la segunda pregunta dixo que oyó dezir lo con- 
tenido a un Bartolomé García, su cuñado, el qual 
vino por contramaestre a esta tierra a descubrir con 
el dicho almirante don Cristóbal colon quando vino 
la primera vez, el qual se lo contó a este testigo e 
le dixo como la primera tierra en que dieron fué 
Guanhani e otras yslas que dizen de los Yucayos, e 
que avra que lo oyó al suso dicho treze o catorze 
años poco más o menos. 



84 PLEITOS DE COLÓN. 

A la tercera pregunta dyxo que la sabe porque 
lo oyó dezir al dicho Bartolomé García, su cuñado, 
e a otras muchas personas cuyos nonbres no se 
acuerda, que puede aver que lo oyó treze o catorze 
años poco mas o menos tienpo. 

A la quarta pregunta dixo que la sabe porque lo 
oyó dezir a muchas personas, en especial al dicho 
Bartolomé García, su cuñado, e a Cristóbal Nyño, 
piloto, que estuvo con el dicho almirante a descu- 
brir las dichas yslas e otras, e que puede aver que 
lo oyó el dicho tienpo délos dichos treze o catorze 
años. 

A la quinta pregunta dyxo que sabe lo conte- 
nido porque a estado e andado por las provincias de 
Paria e Tiraba e el Darien e Beragua por toda aque- 
lla costa que se dize tierra firme, por la costa e 
parte del norte en todo lo que está descubierto, e la 
vido e anduvo por ella tres años en conpañía del 
dicho almirante, e asy mismo después, e la ha cor- 
rido e visto e a pintado e fecho cartas de marear 
déla dicha costa e tierra firme de todo lo que está 
descubierto. 

A la sesta pregunta dixo que la sabe porque lo 
oyó dezir a Bartolomé Pérez Niño e a otras muchas 
personas que con el dicho almirante vinieron aquel 
viaje, porque este testigo entonces no vino y luego 
en el otro viaje sy guien te quel dicho almirante hizo, 
vino, y que puede aver que oyó lo suso dicho treze 
años poco más o menos. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 85 

A la setena pregunta dixo que este testigo oyó 
dezir estando en la villa de Palos, que es en los 
Rejnos de Castilla, donde este testigo vino luego, 
quel dicho almirante avia armado, como liera yn- 
posible el dicho almirante hallar tierra en la de- 
manda que venía, y tan bien por perdidos a él e a 
todos quantos con él venían e esto que se dezía pú- 
blicamente y este testigo asy lo oyó dezir puede 
aver veynte años e más y este testigo cree que syno 
fuera por el dicho almirante, que las yndias se es- 
to vieran por descobrir como antes se avian estado, 
porque ninguno se pusiera alo quel dicho almirante 
se puso, porque era público e notorio que viniendo 
tanto camino que no podría bolver por donde va- 
yan ny por otra parte ninguna, y cree este testigo, 
porque es honbre que alcanca déla mar, que sy el 
dicho almirante no volvyera por otro cabo de donde 
vino, que fué meterse debaxo del norte, que no 
bolviera allá e asy por allí se syguen todos los na- 
vios que desta tierra van por Castilla. 

A la otava pregunta dyxo que la sabe porqués 
público e notorio que por aver principiado el dicho 
almirante a descubrir esta tierra, como la descu- 
brió, otras personas se pusyeron después en venir a 
descubrir más, de que vieron la puerta abierta por 
su yndustria del dicho almirante, porque del apren- 
dieron, y por lo quél descubrió se syguieron los 
contenidos en esta pregunta porque y a venyan a cosa 
cierta e puestos en lo que el dicho almirante des- 



86 PLEITOS DE COLÓN. 

cubrid seguyan por la costa de largo descubrienda 
más, lo qual es público e notorio. 

A la novena pregunta dixo que la sabe porque lo 
vydo e y va en conpañía del dicho almirante, e pasó 
como en esta pregunta se contiene. 

A la décima pregunta dixo que la sabe porque lo 
vydo, e yva en conpañía del dicho almirante des- 
cubriendo ecebto en lo que dize de la provincia di- 
• cha Maya, porque esta es una ysla e la vieron e no 
osaron yr a ella porque hera tierra de muchos ba- 
xos e no fueron por no perderse los navios, mas de 
que vieron lengua della de los yndios e les dezian 
como avia en ella oro. 

A la honzena pregunta dyxo que la sabe porque 
lo vido e yva con el dicho almirante en el dicho 
viaje descubriendo la dicha tierra, y este testigo 
como onbre de vista lo asentaba en las cartas de 
marear que fazía. 

A la dozena pregunta dyxo que muchas personas 
de las que yvan con el dicho almirante creyan e 
tenyan lo en esta pregunta contenido por el dicho 
almirante, bien sabían que bolvyan para la Espa- 
ñola porque los navios yvan mal acondicionados e 
tenían nescesidad de repararlos y asy vinieron a 
reconoscer a la ysla de Cuba e de allí fueron a Ja- 
maica donde perdió los navios. 

A la trezena pregunta dixo que la sabe porque ha 
visto aquella tierra e la andado y es como en la di- 
cha pregunta se contiene. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 87 

A la catorze pregunta dixo que sabe que lo suso 
dicho es pública boz e fama e que se afirma en lo 
que dicho tiene e questa es la verdad para el jura- 
mento que hizo, e lo firmó de su nonbre. 

Asy tomada e recebida la dicha provanga en la 
manera que dicha es, ante el dicho señor alcalde 
por presencia de mí el dicho escrivano, paresció el 
dicho Andrea Colon en nonbre del dicho almirante 
e pidióle fuese dada e sacada en linpio e cerrada e 
sellada en pública forma, e el dicho alcalde mandó 
a mí el dicho escrivano se la diese, e yo le di ende 
esta que fué fecha e pasó én la dicha villa de San 
Salvador desta ysla de Cuba los días mes e año suso 
dicho, la qual va escripta en quinze fojas de pliego 
de papel entero e más éste en que va mi suscrecion 
e signo. Yo el dicho escrivano porque fuy presente 
la fize escrebir e la corigió con arte con la oreginal 
que en mi poder queda e la di firmada al dicho al- 
calde e fiz aquí mi signo en testimonio de verdad. 
=Hay un signo. :=^ Alonso de Escalante escrivano 
público. = García Holguin, con su rúbrica. 



88. 



(Afío de 1515. — Febrero 21, Huelva.') — Probanza hecha á petición del al- 
mirante D. Diego Colón, según interrogatorio de catorce preguntas. — 
{A. de Z, Pto. 1-1- »/i2, pieza 3.) 

En la villa de Huelva miércoles veynte e un días 
del mes de hebrero año del nacimiento de nuestro 



88 PLEITOS DE COLÓN. 

salvador Jesucristo de mili e quinientos e quinze 
años este dicho dia ante el muy virtuoso señor ba- 
chiller Johan Pérez de Vergara, alcalde mayor del 
condado de Niebla et desta dicha villa, con los lu- 
gares de Bollullos e Aljaraque, e por el ylustre e 
muy magnífico señor don Alonso Pérez de Guzman, 
duque de la cibdad de Medina-Sidonia, my señor, 
y en presencia de my Pero Diaz de los Rios, escri- 
vano público desta dicha villa, e testigos de yuso 
escriptos, paresció un ombre que se dixo por non- 
bre Fernán Gutiérrez, vezino que se dixo ser de la 
cibdad de Sevilla, e hizo presentación e presentó 
una escritura de poder sostituto signado del bachi- 
ller Mateo de la Quadra, escrivano público de Se- 
villa, la fecha del qual sonava e dezia que era otor- 
gado el lunes cinco dias del mes de hebrero deste 
presente año de mili e quinientos e quince años se- 
gund que por el dicho poder parecía, el qual dicho 
poder llevó en su poder el dicho Fernán Gutiérrez 
en que enefeto fué sostituydo por Luys de Soria, 
canónygo de la dicha ciudad de Sevilla, en nonbre 
e en hoz del muy magnífico señor don Diego Colon, 
almyrante mayor e viso Rey e governador perpetuo 
de las yslas yndias e tierra firme del mar océano, 
en quanto por fuero e juyzio, e no en más ny para 
más segund que más largo parecía por el dicho 
poder, por virtud del qual presentó una carta de la 
Reyna nuestra señora escripta en papel e sellada 
con su sello real e firmada de los de su muy alto 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 89 

consejo presjdente e oydores de su real consejo e 
registrada e refrendada de sus oficiales segund que 
por la dicha carta parecía, en que enefeto su alteza 
manda que se tomen los testigos que fueren pre- 
sentados por parte del dicho señor almirante sobre 
el pleyto que con él trata con el procurador fiscal 
de su alteza sobre las cabsas e razones en la dicha 
carta de su alteza contenidas, e asj mismo presentó 
el dicho Fernán Gutiérrez un escripto de ynterro- 
gatorio por donde sean preguntados los testigos que 
por parte del dicho señor almirante presentara, e 
presentadas las dichas escripturas le pidió e requirió 
le tome los testigos que le diere e presentare en esta 
cabsa e reciba dellos e de cada uno dellos juramento 
sobre la señal de la cruz e segund forma devida de 
derecho e lo que dixeren e depusyeren por sus di- 
chos e depusyciones gelo mande dar en pública 
forma cerrado e sellado para lo mostrar e presentar 
ante su alteza, la qual dicha carta de su alteza e 
ynterrogatorio van fuera desta pro vanea por que 
asy lo pidió el dicho Fernán Gutiérrez por que 
tenia nesecidad según dixo de tomar otros testigos 
en otras partes, estando por testigo al dicho pedi- 
mento e presentasion de las dichas escripturas Fer- 
nando de Xerez e Fernando de Niebla, escribanos 
públicos desta dicha villa. 

E luego el dicho señor alcaide mayor dixo que 
está presto e aparejado de tomar los testigos que le 
presentare sobre esta cabsa e de azer e conplir lo 



90 PLEITOS DE COLÓN. 

que su alteza manda por la dicha su carta, testigos 
los dichos. 

E luego el dicho Fernán Gutiérrez presentó por 
testigos a las personas que se sjguen: 
Diego Eodrigaez Dicgo Rodrigucz Ximou, vezyno de la villa de 
ximon, testigo. Palos, tcstigo presentado por el dicho Hernán Gu- 
tiérrez en el dicho nonbre, juró sobre la señal de la 
cruz e segund forma devida de derecho et syendo 
preguntado por las preguntas del dicho ynterroga- 
torio. A la primera dixo que conoce al dicho almi- 
rante don Diego Colon e que no conoce al dicho 
fiscal: que ha treynta años poco más o menos. 

a la segunda pregunta dixo que oyó dezir lo con- 
tenido a muchas personas vezynos de Palos, espe- 
cialmente se acuerda que lo oyó dezir a Juan Quin- 
tero eta Rodrigo Monje e a Hernán Pérez, que pasó 
de la manera questa pregunta lo dize e que los su- 
sodichos fueron con el dicho don Cristoval Colon a 
la sazón a descobrir las dichas yndias. 

a la tercera pregunta dixo que este testigo fué la 
. segunda vez con el dicho don Cristoval Colon al- 
mirante suso dicho, et que ala sazón descubrió el 
jardin de la Rey na y Veragua con el cabo de Gra- 
cias a Dios y Zarabaro y puerto Velo et la ysla de 
Bastimentos y el puerto del Retrete con otros mu- 
chos puertos e yslas, queste testigo al presente no 
tiene memoria, lo qual todo lo vido este testigo por 
que fué en su compañía del dicho almirante don 
Cristoval Colon a la sazón. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 91 

A la quarta pregunta dixo que lo oyó dezir a 
Juan Grande, vezino de Moguer, e a otras personas 
que al presente no tiene memoria, que avían ydo 
con el dicho almirante a descobrir. 

a la quinta pregunta dixo que sabe lo contenido 
porque lo ha visto y que es de la manera questa 
pregunta lo dice. 

a la sesta pregunta dixo que oyó dezir lo conte- 
nido al dicho Juan Grande e a Hernán Pérez, ve- 
zino de Palos a la sazón, ques agora vezino de las 
yndias, e a otros muchos que al presente no se 
acuerda. 

a la sétima pregunta dixo que ala sazón este tes- 
tigo oyó dezir públicamente que hera ynposible 
que oviese tierra en aquellas partes e que cree este 
testigo que si el dicho don Cristoval Colon no tra- 
bajara en descobrirlo lo que descobrió, que fasta oy 
estoviera por descobrir, et que lo cree por que enel 
segundo viage que este testigo fué con el dicho al- 
mirante a descobrir, travajó tanto fasta que descu- 
brió lo que dicho tiene e que por grado délas per- 
sonas que con él yban nunca se descubriera e se 
bolvieran e que por esto lo cree. 

a la otava pregunta dixo que bien creydo tiene 
este testigo que si el dicho almirante no descubriera 
lo que descubrió que nadie lo descubriera. 

a la novena pregunta dixo que sabe lo contenido 
por que estuvo a ello presente et lo vido de la ma- 
nera questa pregunta lo dize. 



92 PLEITOS DE COLÓN. 

a la dézima pregunta dixo que la sabe por que 
segund dicho tiene este testigo lo vido e estovo pre- 
sente a todo lo que esta pregunta dize. 

a la undécima pregunta dixo que sabe lo conte- 
nido por que estovo a ello presente et lo vido de 
la manera questa pregunta lo dize. 

a la duodécima pregunta dixo que sabe lo con- 
tenido por que lo vido e estovo a todo ello presente. 

a la décima tercia pregunta dixo que sabe lo 
contenydo por que vido todo lo que esta pregunta 
dize. 

a la dézima quarta pregunta dixo ques público 
lo que dicho tiene e que enello se afirmava e afirmó 
e que esta es la verdad so cargo del juramento que 
fizo e no firmó por que dixo que no sabía escrivir, 
salvo fizo una señal que dixo que solía fazer.=El 
Bachiller Yergara.^Pero Días de los Ríos escri- 
vano público. 
Ruy Herráiidez, Kuy hcrnandcz, vezyno de esta villa de Huelva, 
testigo. testigo presentado por el dicho Hernán Gutiérrez 

en el dicho nonbre, juró sobre la señal déla cruz e 
según forma devida de derecho e seyendo pregun- 
tado por las preguntas del dycho ynterrogatorio, a 
la primera dixo que conoce al dicho don diego co- 
lon et que no conoce al dicho fiscal e que tiene qua- 
renta años poco más o menos. 

A la segunda pregunta dixo que no la sabe. 

a la tercera pregunta dixo que la sabe por que 
estovo enello presente elo vido. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 93 

, a la quarta pregunta dixo que la sabe por que lo 
vido e estovo a ello presente. 

a la quinta pregunta dixo que no la sabe. 

a la sesta pregunta dixo que oyó dezir lo conte- 
nido a muchas personas, los nonbres délos quales 
no se acuerda al presente, por que a mucho tienpo. 

a la sétima pregunta dixo que cree e tiene por 
sierto que no se descubrieran tan ayna las dichas 
yslas si el dicho almirante no pusyera la diligencia 
que puso. 

a la otava pregunta dixo que sabe lo contenydo 
por que el dicho almirante avien do principiado 
como principió a descobrir las dichas yndias e está 
cierto que del aprendieron los contenidos en esta 
pregunta e que esto es público e notorio. 

a la novena pregunta dixo que no la sabe. 

a la décima pregunta dixo que sabe lo contenido 
por que estovo presente a ello elo vido. 

a la undézima pregunta dixo que la sabe por que 
estovo aello presente elo vido. 

a la duodécima pregunta dixo que la sabe como 
por que lo vido e estovo a ello presente. 

a la décima tercia pregunta dixo que no la sabe. 

a la décima quarta pregunta dixo ques público lo 
que dicho tiene enlo qual se afirmó e que esta es la 
verdad so cargo del juramento que fizo: no lo firmó 
por que dixo que no sabía escrebir mas questo, que 
fizo una señal que dixo que solía facer. =Bachiller 
Vergara.=Pero Diaz délos Rios, escri vano público. 



94 PLEITOS DE COLÓN. 

Pedro Coronel, tes- Pedro Coronel, vezino de la cibdad de Sevilla, 
*^^^- testigo presentado por el dicho Hernán Gutiérrez 

enel dicho nonbre, juró sobre la señal déla cruz e 
segund forma debida de derecho, e seyendo pregun- 
tado por las preguntas del dicho ynterrogatorio, 

a la primera dixo que conoce al dicho don diego 
colon almirante e que no conoce al dicho fiscal, e 
que tiene sesenta e cinco años poco más o menos, 

a la segunda pregunta dixo que no la sabe más 
de quanto lo oyó dezir al dicho don Cristóbal Colon 
lo contenido. 

a la tercera pregunta dixo que fué con el dicho 
don cristo val colon almirante al tienpo que él fué 
del viaje de castilla a descobrir la tierra firme e que 
ala buelta que tornaron déla tierra firme vinieron 
a parar ala ysla de Cuba e que de allí fueron a Ja- 
mayca donde estovieron ocho o diez meses perdidos 
porque seles anegaron los navios, e que lo sabe por 
que este testigo estovo a ello presente elo vido. 

a la quarta pregunta dixo que la sabe por que se 
halló presente con el dicho almirante elo vido e 
estovo en todas estas yslas contenidas en estas pre- 
guntas. 

a la quinta pregunta dixo que enlo de Parla no 
lo sabe, por que este testigo no fué conél quando 
el dicho almirante descubrió a Paria, salvo que 
después que fué a descobrir la tierra firme este tes- 
tigo fué conél e allí vido la tierra firme e que no 
sabe si estoda una lo de Veragua con lo de ade- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 95 

lante, e que lo de veragua se dize ques tierra firme 
e que le dezía el almirante a este testigo que era 
toda tierra firme. 

a la sesta pregunta dixo que oyó dezir lo conte- 
nido al dicho don Cristóbal Colon. 

a la sétima pregunta dixo que oyó dezir muchas 
vezes lo contenido en esta pregunta al dicho don 
cristo val colon almirante. 

a la novena pregunta dixo que la sabe por que 
estovo enello presente elo vido e que en lo déla 
gente no sabe si eran jodíos salvo que heran yndios. 

a la décima pregunta dixo que la sabe por que lo 
vido e estovo a ello presente. 

a las once pregunta dixo que la sabe por que lo 
vido e estovo a ello presente. 

a las doce preguntas dixo que lo que sabe desta 
pregunta es que quando se despidió el dicho almi- 
rante e este testigo e los otros déla tierra firme, por 
que los navios no los podían sostener, que se les 
anegaban de broma, pensaron que encavalgaran la 
ysla Española, e que fueron a parar a Cuba e de ay 
vinieron a Jamayca donde estobieron diez meses 
perdidos e anegados. 

a la treze pregunta dixo que no tiene memoria 
desta pregunta para dar razón dello. 

a las catorce preguntas dixo que todo lo que di- 
cho tiene es pública voz e fama enlo que se afirma 
e que esta esla verdad so cargo del juramento que 
fizo e firmólo de su nonbre.=Bachiller Vergara.= 



96 PLEITOS DE COLÓN. 

Pedro Coronel. =Pero Diaz de los Rios, escrivano 
público. 

Lo qual todo que dicho es, es segund pasó ante 
el dicho señor alcalde mayor y en presencia de mi 
el dicho escrivano lo dy por su mandado al dicho 
Fernán Gutiérrez, signado con mi signo e firmado 
de mi nonbre, e el dicho señor alcalde mayor lo 
firmó de su nonbre alpie de cada uno délos dichos 
testigos, e ba cerrado e sellado e ba esta provanca 
escrita en tres hojas de papel de pliego entero e con 
más esta plana que ba mi signo. =E yo Pedro Diaz 
délos Ríos, escrivano público déla villa de Huelva 
por el Duque mi señor, lo escriví e fize a quí este 
mió signo en testimonio de verdad. =Pero Diaz 
délos Ríos, escrivano público. 

En la villa de Medina del Canpo a veynte e dos 
dias del mes de marzo de mili e quinientos e quinze 
años la presentó enel consejo de su alteza Juan déla 
Peña en nonbre del dicho almirante. 



89. 



(Año de 1515. — Febrero 26, Salamanca.) — Probanza hecha á petición del 
almirante D. Diego Colón, según interrogatorio de diez y seis pregun 
tas. — {^A. de Z, 1-1-Vi2> pieza 4.) 



En la noble e leal ciubdad de Salamanca a veynte 
e seys dias del mes de hebrero año del nacimiento 
de nuestro salvador Jesucristo de mili e quinientos 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 97 

e quinze años ante el honrrado señor licenciado 
Alonso de Buendia teniente de corregidor en la di- 
cha cibdad por el noble caballero Goncalo de Car- 
bajal, juez e corregidor en la dicha cibdad por la 
Eeyna nuestra señora y en presencia de mí Pedro 
de Barrientes, escrivano e notario público, uno de 
los del número de la dicha ciudad por su alte- 
za, e ante los testigos de yuso escriptos, pareció 
y presentó Pedro Vizcayno vezino déla villa de 
Alva de Termes en nonbre e como procurador sos- 
tituto del señor don Diego Colon, almyrante délas 
yndias, e presentó ante el dicho señor teniente e 
fizo leer por mí el dicho escrivano un poder syg- 
nado de escrivano público e asy mismo una carta 
de su alteza escripta en papel e sellada con su sello 
de cera colorada en las espaldas, emanada e sus- 
crita e librada délos señores de su muy alto consejo, 
con ciertas firmas e nonbres enellas e ansy mes- 
mo un escripto de ynterrogatorio todo fecho en pa- 
pel su thenor délo qual uno en pos de otro es este 
que sygue *. 

Et ansy presentada la dicha carta de poder e carta 
de su alteza e escripto de ynterrogatorio que de 
suso va encorporado e leydo por mí el dicho escri- 
vano en la manera que dicha es, luego el dicho 



1 Sigue un poder dado por Don Diego Colon almirante á Juan déla 
Peña para que lo represente en juicio, fecho en Sevilla á 9 de Diciembre 
de 1508, otro del dicho Juan déla Peña nombrando por sustituto á Pedro 
Vizcaíno, otorgado en Valladolid á 6 de Febrero de 1515; y una Keal cédula 
Keceptoria fecha en Valladolid á 6 de Febrero de 1515. 

7 



98 PLEITOS DE COLÓN. 

Pedro Vizcayno en el dicho nonbre dixo que reque- 
ría e requirió al dicho señor teniente con la dicha 
carta de su alteza que la ovedeciese e guardase e 
conpliese como enella se contenía y en cumplién- 
dola faria bien e lo que de derecho hera obligado, en 
otra manera que protestava e protestó de cobrarlo 
de sus bienes la pena en la carta de su alteza con- 
tenida e pidiólo por testimonio, e luego el dicho 
señor teniente tomó la dicha carta de su alteza en 
sus manos e la besó e puso sobre su cabeza e dixo 
que la ovedezía e obedeció con la reverencia e aca- 
tamiento que podía e devía como cosa e manda- 
miento de su Eeyna e señora natural aquien Dios 
dexe bivir e reynar por muchos e largos tiempos 
con acresentamiento de más reinos e señoríos, e en 
quanto al cumplimiento della dixo que nonbrán- 
dole los testigos que se entiende ayudar e aprove- 
char, está presto de los fazer pareszer ante sí e de 
recibir dellos e de cada uno dellos sus juramentos 
e dichos e depusiciones e les preguntar e mandar 
hesaminar por las preguntas e artículos del dicho 
ynterrogatorio e de fazer e conplír lo que su alteza 
por su carta le manda, e luego el dicho Pedro Viz- 
cayno nonbró por testigo al señor doctor Rodrigo 
Maldonado de Talavera, del consejo de su alteza, 
vezino e regidor déla dicha cibdad, e que pide a su 
merced, por ser tal persona viejo y ocupado e no 
podría parecer antél a jurar e declarar, que su mer- 
ced cometa a mí el dicho escribano la recepción de 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 99 

«u juramento e dicho e depusicion elo que asj di- 
xere e depusiere gelo mande dar escripto en linpio 
-e signado e cerrado e sellado en pública forma para 

lo presentar ante su alteza e ante quien * cunpla, 

^ luego yncontinenti el dicho señor tenyente dixo 
que ^ se estaba ocupado enalgunas cosas tocan- 
tes al servicio de su alteza especialmente en la re- 
sidencia que se tomava a Gómez de Santillana, cor- 
regidor que fué de esta cibdad e a sus oficiales, que 
cometía e cometió a mi dicho escrivano la recebcion 
del juramento dicho e depusicion del dicho señor 
doctor, e que lo pregunte e hesamine por las pre- 
guntas del dicho ynterrogatorio e lo que ansy 
dixere e depusiere gelo de escripto en linpio e sig- 
nado e cerrado e sellado en pública forma para que 
^llo pueda presentar do viere que le cunple, e fir- 
mólo de su nonbre en mi registro, e el dicho Pe- 
dro Yizcayno lo pidió por testimonyo synado. Tes- 
tigos que fueron presentes alo que dicho es, Rodrigo 
Ruano e Diego de Vera e Fernán Nuñez escriva- 
nos públicos del dicho número e vezinos de la di- 
cha cibdad. 

Después de esto en la dicha cibdad de Salamanca 
este dicho dia e mes e año suso dichos , yo el dicho 
escrivano por virtud déla dicha comysion tomé e 
recibí juramento en forma de vida e de derecho del 



1 Eoto. 

2 ídem. 



100 PLEITOS DE COLÓN. 

diclio señor doctor Rodrigo Maldonado de Talayera^ 
vezino e regidor déla dicha ciudad, questaba pre- 
sente, por Dios e por santa María e sobre una señal 
de cruz en que puso su mano derecha corporalmente 
e por las palabras délos santos hebangelios doquier 
que más largamente están escriptos como bueno e 
fiel cristiano, diría la verdad de lo que supiese so- 
bre este caso sobre ques presentado por testigo, ansy 
Dios le ayudase; syno quel gelo demandase mal e 
caramente como a mal cristiano que asabiendas jura 
en el santo nonbre de Dios en vano, e fizo el dicho 
juramento segund e como dicho es e respondió a 
la confision del e dixo sy juro e amen, testigo que 
fué presente alo que dicho es Juan de San Mi- 
guel e Jorge Sánchez, criados del dicho señor 
dottor . 

Elo quel dicho doctor Rodrigo Maldonado dixo e 

depuso syendo preguntado por las preguntas del 

dicho ynterrogatorio dixo lo siguiente: 

Doctor Eodrigo El dicho scñor doctor Rodrigo Maldonado, vezino 

Maldonado, tes- q rcgídor dcla dícha cibdad de Salamanca, del con- 

^°^' sejo déla Reyna nuestra señora, testigo susodicho, 

jurado e preguntado por las preguntas del dicho 

ynterrogatorio, 

a la primera pregunta que conoce al dicho señor 
almyrante de vystae conbersacion de más de veynte 
años a esta parte, e que al fiscal nole conoce, e que 
no es pariente de nynguna délas partes ny concu- 
rren enél nynguna de las calidades generales de la 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 101 

ley, e que es de edad de más de ochenta e cuatro 
-años. 

a la segunda pregunta dixo que sabe quel dicho 
almyrante don Cristóbal Colon enel primero viaje 
que hizo a descubrir aquella tierra délas yndias 
descubrió muchas yslas pero que no sabe los non- 
bres dellas e que lo sabe por que este testigo es- 
tando en la corte supo por mandado de sus altezas en 
despachar al dicho Colon para hacer el dicho viage. 

a la tercera pregunta dixo que sabe que el dicho 
almyrante descubrió muchas yslas ansy en el pri- 
mero viaje como en otros viajes que después hizo 
como dicho ha, pero que los nonbres dellas que no 
lo sabe, y esto que lo sabe porque se alió ala sazón 
en la corte y por que habló muchas vezes con el 
dicho almyrante asy del primero viaje quando fué 
como después que volvió a Castilla e bolvió alas 
yndias. 

a la quarta pregunta dixo que dize lo que dicho 
tiene en las preguntas antes desta. 

a la quinta y sexta preguntas dixo que las non 
sabe. 

a la sétima pregunta dixo que oyó dezir lo con- 
tenido al dicho almirante e a otras muchas personas 
délos que avyan ydo alas dichas yslas asy con él 
como syn el dicho almirante, cuyos nonbres no se 
acuerda. 

a la otava pregunta dixo que lo que sabe este 
testigo, conel prior de Prado que ala sazón hera, 



102 PLEITOS DE COLÓN. 

que después fué arcobispo de Granada, e con otros' 
sabios e letrados e marineros, platicaron con el di- 
cho almirante sobre su hida alas dichas yslas, o 
que todos ellos concordaron que hera ynposible ser 
verdad lo que el dicho almyrante decya, e que con- 
tra el parecer délos más dellos porfió el dicho almi- 
rante de yrel dicho viaje e sus altezas le mandasen 
librar cierta cantidad de maravedís para ello, e asen- 
taron ciertas capitulaciones con él en lo qual todo 
supo este testigo como uno délos del consejo de sus- 
altezas, e que asy partió el dicho almirante a des- 
cobrir las dichas yslas, e plugo a nuestro señor que 
acertó enlo que decía e que este deponiente tiene 
por cierto que sy el dicho almirante non porfiara 
de yr que estobieran fasta oy sin hallar e descobrir 
e que lo cree por lo que tiene dicho. 

a la novena pregunta dixo que qree lo que enella 
se contiene por las razones que dicho tyene e por 
que sy el dicho almirante no se atreviera a descu- 
brir las dichas yslas qree que otro alguno no se 
atreviera a las yr a descubrir. 

a la dézima pregunta dixo que no la sabe pero 
que lo qree por que este testigo habló después con 
algunos de aquellos marineros que fueron después 
a descubrir algunas yslas e contaban cómo avían 
hydo con el dicho almirante alas dichas yndias el 
primero viaje y aun otros. 

a la oncena, docena, trecena y catorcena pregun- 
tas dixo que las non sabe. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 103 

a la quince pregunta dixo que lo que dicho tiene 
es verdad e público e notorio e que esta es la verdad 
e lo que sabe deste fecbo por el juramento que hizo 
e fyrmolo de su nonbre, Eodrigo Maldonado. 

E yo el dicho Pedro de Barrientes escrivano e 
notario público sobredicho, por que a todo lo que 
de suso dicho es, en uno los dichos testigos presente 
fuy e al dicho pedimiento e mandamiento, esta pro- 
vanea fiz escrivir segunt que ante mí pasó la qual 
ba escripta enestas siete fojas de papel de pliego en- 
tero con esta plana en que va puesto este mi signo, 
e que en fin de cada plana ba señalado de mi rú- 
brica acostumbrada, e por ende fiz aquí este mi 
signo que es atal en testimonio deverdad. Alonso 
de Barrientes, escrivano público. 



90. 

(Año de 1515. — Marzo 17, Guanaho.^ — Probanza hecha á petición del al- 
mirante D. Diego Colón con arreglo á interrogatorio de catorce pregun- 
tas.— (^. de I., Pto. 1-1- s/i2, pieza 3.) 

Enel pueblo de G-uanabo, comarcano a la villa 
de Santix Spíritua^ desta ysla de Cuba, de dyes y 
syete dias del mes de marzo año del nacimiento de 
nuestro Señor Jesucristo de mili e quinientos e 
quince años antel onrrado Francisco de Salzedo, 
alcalde enla dicha villa por absencia de Francisco 
Hernández alcalde ordinario enla dicha villa por 
el Rey e Rey na, nuestros señores, en presencia de 



104 PLEITOS DE COLÓN. 

mí Alonso del Castillo, escrivano público de la di- 
cha villa, pareció presente Andrea Colon, procu- 
rador que se dixo ser de don Diego Colon, almirante 
e governador destas yslas, e mostró una carta de 
poder la qual es esta que sygue *. 

E luego yncontinente, en presencia de mí Alonso 
del Castyllo, escrivano público, el dicho Andrea 
Colon dyxo que pedya e requería al dicho Francisco 
Salcedo cumpla lo enla carta receptoría contenido, 
bien en sy e tan cumplidamente como enla dicha 
carta receptoría se contyene. 

E luego el dicho Francisco de Salcedo, alcalde, 
dyxo quél estaba presto de conplir lo enla dicha 
carta contenido e que para su conplimiento dello 
aliaba e alió por escribano para ante quien pasase 
la cabsa en nonbre del dicho fiscal de sus altezas a 
Juan de Ángulo, del qual rescibyó juramento en 
forma devida de derecho, usase bien e fielmente el 
dicho ofycio de escrivano el qual respondyó al di- 
cho juramento sy juro e amen. 

E luego el dicho Andrea Colon dyxo que para en 
prueba de su yntincion en nonbre del dicho almi- 
rante presentaba por testigos a »|jian de Castillo e 
a Cristo val Rodríguez, de los quales el dicho Fran- 
cisco de Salcedo, alcalde, en presencia de nos los 



1 Sigue el poder dado por don Diego Colon visorrey e Gobernador per- 
petuo, dado á favor de Andrea Colon, fecho en la Ysla de Santo Do- 
mingo 27 días de Octubre de 1514.— Iden una Real Cédula receptoría dada 
j,or la Keyna Doña Juana en Madrid 3 dias del mes de Mayo de 1514. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 105 

dichos escri vanos, recybió juramento en forma de- 
bida de derecho poniendo sus manos derechas en 
la cruz déla vara e respondiendo al dicho juramento 
sy juro e amen. 

E luego el dicho Andrea Colon presentó un es- 
crito de ynterrogatorio el tenor de qual es este que 
se sygue*. 

E luego el dicho Andrea Colon dyxo que por las 
preguntas y pusysiones deste dicho ynterrogatorio 
fuesen ynterrogados e desaminados los testigos que 
a presentado en el dicho nonbre de la dicha su parte 
e que pedya a nos los dichos escribanos selo dyése- 
mos en forma e manera que aga fe. 

Juan del Castillo , estante enesta ysla , testigo Juan dei CastiUo, 
tomado en la dicha razón, aviendo jurado en forma *^^*^s°' 
de vida de derecho, elo que depuso es lo siguiente: 

Dixo que puede aver más de quarenta años. 

A la primera pregunta dyxo que no conoce al 
fiscal de sus altezas sino le dizen quién es o sino 
lo viere e que conoce al almirante e que le vido 
ser page déla Reyna doña Ysabel de gloriosa me^ 
moria, e que le vido en Sevilla y enla ysla Espa- 
ñola, mas que no lo conoce de su trato. 

A la segunda pregunta dize que oyó dezir quel 
dicho almirante don Cristoval Colon vino en de- 
manda de la ysla Guanhany y vydo un yndyo que 
se llama Diego Colon, y que dezían que era déla 



1 El mismo de las probanzas anteriores. 



^/^ 



106 PLEITOS DE COLÓN. 

dicha ysla e que esto no lo sabe syno que lo oyó 
dezir a ciertas personas en Castylla y en la ysla 
Española. 

A la tercera pregunta dyxo que sabe quel al- 
mirante traya cargo de descobrir las yslas por sus 
altezas e que oyó dezir que uno que llamavan Pyn- 
zon llegó primero quel almirante a la dicha ysla 
Española, e que los marineros dezían que era gran 
onbre del arte déla mar, e que oyó dezir que quan- 
do vino a descobrir el dicho almirante don Cristo - 
val Colon vino a la ysla de Jamaica , e que vino a 
reconocer a esta ysla de Cuva e que esto quelo oyó 
dezir a los que andaban por la ysla Española. 

A la quarta pregunta dyxo que lo sabe por que 
benya en el armada con el dicho almirante e saltó 
enla ysla de San Juan y en la ysla de Santa Cruz 
y vido la ysla délos Canybales e otras yslas comar- 
canas. 

a la quinta pregunta dyxo que la non sabe. 

A la sesta pregunta dyxo que sabe que el dicho 
almirante fué a descobrir, e que no sabe donde, 
más de quanto bolvió vido traer perlas e que oyó 
que dezían los que con él benían que las trayan de 
la ysla délas perlas que abian descubierto. 

a la sétyma pregunta dixo que la non sabe. 

a la otava pregunta dyze que sabe que Juan 
déla Cosa deprendió del almyrante por donde se 
determinase a yr a descobrir e que quanto a esta 
pregunta no sabe más. 



.^ , V. ' i- 1 OH' 3 

ÜNfVERSITY 

OF 

DOCUMENTOS INÉDITOS. 107 

a la novena, decena, oncena y docena e trecena 
que las non sabe. 

a la catorsena pregunta dyxo que dize lo que 
dicho tiene y que enello se afyrma para el jura- 
mento que hizo y fyrmólo de su nonbre, Alonso de 
Castyllo. 

Cristoval Rodríguez , testigo presentado en la cristóvaí Kodri- 
dicha razón, abiendo jurado en forma debida de g^^z, testigo. 
derecho respondiendo al dicho juramento sy juro 
e amen, dixo que avía quarenta años. 

A la primera pregunta dyxo que no conoce al 
fiscal de sus altezas e que al almirante sy. 

a la segunda pregunta dyxo que la sabe por que 
un hermano suyo vino délas dichas yndias de des- 
cobrir con el dicho almirante e selo dyxo e que 
este que depone vido al almirante en Sevilla que 
venia de descobrir, 

a la tercera pregunta dyxo que oyó decir que el 
dicho almirante tocó enla ysla de Cuba y enla ysla 
de Jamaica e travesó por el jardin de la Reyna, en 
la ysla española y enla Ysabela vieja a los que he- 
ñían de descobrir con el dicho almirante. 

a la quarta pregunta dize que la sabe, pregun- 
tado cómo la sabe dize que fué este testigo en des- 
cobrir con el dicho almirante. 

a la quinta pregunta dize que la oyó dezir a las 
personas que venían de descobrir conel almirante 
e que lo oyó dezir enla ysla de Guanabo estando 
enla Guerra. 



108 PLEITOS DE COLÓlí. 

a la sesta pregunta dixo que la sabe, que vi- 
niendo el almyrante de Castylla estando éste * la 
ysla Española venir al dicho almirante e oyó dezir 
a los que con él benían que avían aliado a Paria e 
muchas perlas enella. 

A la sétyma pregunta dyxo que muchas vezes a 
oydo dezir que sy no fuera por el almirante que no 
fueran descubiertas estas yslas. 

a la otava pregunta dyxo que a oydo dezir al 
almirante que confyo de Juan déla Cosa sus cartas 
de marear e que se las abía trasladado, por donde 
se avía determinado de yr a descobrir. 

a la novena, decena, docena e trecena preguntas 
dyxo que las non sabe- 

a la catorzena pregunta dyxo que salie lo que 
dicho a e que es pública voz e fama para el jura- 
mento que haze e firmo de una raya. 

Lo qual todo de suso contenido ase autuado como 
escrituras públicas e dichos de testigos; todo va es- 
crito en cinco hojas depapel e son cada hoja medio 
pliego depapel e más esta plana do van nuestras fir- 
mas, que es fecha día mes e año susodicho, e firmo 
el dicho Francisco de Salcedo , e yo el dicho Alonso 
de Castyllo escrivano público déla dicha villa, 
juntamente con el dicho Juan de Ángulo, escri- 
vano nonbrado para la dicha causa e en uno con el 
dicho mi aconpañado a todo lo que dicho es pre- 



Eoto. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 109 

senté fuy ^ ase como de suso se contiene en fe 

délo qual enestas * va escrito e corrido en fin 

desta plana en testimonio deverdad fize este mío 
signo a taL=Alonso de Castyllo, escribano públi- 
co. =Juan de Ángulo, escrivano.=Francisco de 
Salcedo, alcalde. 



91. 



(Año 1515.— Marzo 19, Sevilla de Jamaica.) — Probanza hecha á petición 
del almirante D. Diego Colón, según interrogatorio de catorce pregun- 
tas.— (JL. de i., Pto., 1-1 V12» pieza 3.) 



En la villa de Sevilla ques enla ysla de Jamayca 
del mar océano, a diez y nueve dias del mes de 
marco ano del nascimiento de nuestro salvador Je- 
sucristo de mili e quinientos e quinze años, ante el 
onrado señor Goncalo Pérez, alcalde hordinario de 
la dicha villa por la Reyna nuestra señora, e en- 
presencia de mí Alonso de Paredes, escrivano pú- 
blico e del concejo déla dicha villa, e de los testi- 
gos de yuso escriptos, pareció y presente Antón de 
Burguillos, que se dyxo ser del almirante don diego 
colon e fizo presentación antel dicho señor alcalde 
de un poder e una carta de traslado de una provi- 
syon déla Reyna nuestra señora el tenor délos qua- 



* Koto. 

• ídem. 



lio PLEITOS DE COLÓN. 

les uno en pos de otros aqiii sacados es este que se 
sigue *. 
García, El dícho Cñstoval García, testigo presentado 
por parte del dicho Antón de Burguillos , aviendo 
jurado en forma devida e de derecho e siendo pre- 
guntado por el dicho ynterrogatorio dyxo e depuso 
lo siguiente: 

a la primera pregunta dyxo que no conoce a nin- 
guna de las dichas partes e que puede aber qua- 
renta e cinco años poco más o menos. 

A la segunda pregunta dyxo que oyó dezir lo 
enella contenido a ciertos marineros que con el di- 
cho almirante vinieron a descubrir las dichas yslas 
cuyos nonbres no se acuerda. 

a la tercera pregunta dyxo que ansy mismo oyó 
decir lo en ella contenido a ciertos marineros que 
decían que avían benido a descubrir con el dicho 
almirante las dichas yslas e que especialmente lo 
oyó decir al piloto Juan de Jerez, vezino de Mo- 
guer, délos reynos de Castilla. 

a la quarta pregunta dyxo que ansy mismo oyó 
decir lo en ella contenido a ciertos marineros que 
avían benido a descubrir con el dicho almirante 
délos nonbres délos quales no se acuerda. 

a la quinta pregunta dyxo que sabe a Uraba y 



1 Sigue un poder dado por Don Diego Colon a Antón de Burguillos ve- 
zino déla Ysla de Jamaica, fecho en Santo Domingo a 27 de Octubre 
de 1514, la Carta receptoría de 3 de Mayo del mismo afío, el interrogatorio 
y las diligencias de presentación y juramento de los testigos. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 111 

al Darien por que lo a visto , e que las otras pro- 
vincias a visto señaladas en las cartas de marear y 
que esto que lo a visto e que sabe está todo en una 
costa. 

a la sesta pregunta dyxo que la a oydo decir a 
algunos marineros que vinieron con el dicho al- 
mirante, y descubrieron la dicha provincia de Pa- 
ria e que si fué la primera o no que no lo sabe. 

a la sétima pregunta dyxo que oyó decir a algu- 
nas personas de cuyos nonbres no se acuerda que 
quando el dicho almirante don Cristoval Colon ve- 
nía a descubrir, le decían algunos marineros qué 
era ynposible descubrir lo que yban a buscar y que 
el dicho almirante estubo en determinación dése 
tornar e que lo demás contenido en la pregunta que 
no lo sabe. 

a la ota va pregunta dyxo que cree lo contenido 
en la dicha pregunta. 

a la novena pregunta dyxo que la non sabe. 

a la dezena pregunta dyxo que a oydo dezir lo en 
la dicha pregunta contenido a muchos marineros 
de los nonbres de los quales no se aquerda. 

a la onzena pregunta dyxo que a oydo dezir algu- 
nas cosas de lo en las dichas preguntas contenydo. 

a la dosena pregunta dyxo que la non sabe. 

a la trezena pregunta dyxo que dize e sabe lo en 
la dicha pregunta contenido por que a estado en el 
Darien , e allí oyó decir a muchas personas que la 
provincia de Paria estaba a la parte de oriente e la 



112 PLEITOS DE COLÓN. 

de Veragua a la parte de ocidente e asy mismo lo 
a visto señalado en todas las cartas de marear que 
a visto. 

a la catorcena pregunta dyxo que dice lo que 
dicho tiene e questa es la verdad para el juramento 
que hizo e en ello se afirma e firmólo de su nonbre, 
Goncalo Pérez, alcalde. —Cristo val García. 

Juan Grande, tes- El dicho Juan Grande, testigo jurado e presen- 
*^^°- tado por parte del dicho Antón de Burguillos en 

nonbre e como procurador del dicho almirante e 
aviendo jurado e syendo preguntado por las pre- 
guntas del dicho ynterrogatorio e siéndole leydo 
todo el dicho ynterrogatorio dyxo que en este caso 
él tiene dicho su dicho en la cibdad de Santo Do- 
mingo ante el escribano público e que aquello que 
dyxo entonces dice agora este su dicho e que aque- 
llo se refiere e no sabe más para el juramento que 
hizo e no lo firmó por que dyxo que no sabía escre- 
bir; Goncalo Pérez, alcalde. 

Juan Bermúdez, el dícho Juau Bcrmudcs testigo susodicho juró e 
testigo. preguntado por parte del dicho Antón de Burgui- 

llos dyxo e depuso lo siguiente: 

Siéndole leydas las preguntas del dicho ynterro- 
gatorio e cada una dellas dyxo que en el caso con- 
tenido en el dicho ynterrogatorio él tiene dicho su 
dicho enla ysla de Cuba ante un alcalde e escrivano 
della e que en aquello que dyxo en ello se rectificaba 
e rectificó e aquello decía e dyxo aquien su dicho 
e que esto es la verdad para el juramento que hizo 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 113 

e no lo firmó por que dyxo que no sabía escrivir; 
Gonzalo Pérez, alcalde. 

El dicho Benyto San Valenciano testigo suso di- Benito san vaien- 
cho j urado e preguntado por las preguntas del dicho ^^^^°' *^^^^^°- 
ynterrogatorio dyxo e depuso lo siguiente: 

a la primera pregunta dyxo que conoce de vista 
a los susodichos; que no es pariente de ninguna de 
las partes, e que tiene quarenta e seys años poco 
más ó menos. 

a la segunda pregunta dyxo que a oydo decir 
todo lo en la dicha pregunta contenido a muchas 
personas que no se aquerda de sus nonhres e asy 
es público e notorio entre las personas que dello an 
noticia. 

a la tercera pregunta dyxo que a oydo dezir lo en 
la dicha pregunta contenido a muchas personas que 
no se acuerda de sus nonbres. 

a la quarta pregunta dyxo que a oydo dezir lo en 
la dicha pregunta contenido a uno que se dezía 
Fernando Pérez. 

a la quinta pregunta dyxo que sabe lo contenido 
por que este testigo fué allá e que se halló presente 
a ello por que y va por despensero con el dicho al- 
mirante. 

a la sesta pregunta dyxo que sabe lo en la dicha 
pregunta contenido por que lo vio e lo andubo e 
vino con el dicho almirante. 

a la sétyma pregunta dyxo que algo dello vio e 
que lo demás que este testigo cree que syno lo des- 



114 PLEITOS DE COLÓN. 

cubriera él que no lo descubriera nadie e que se 
estoviera por descubrir. 

a la otava pregunta dyxo que cree todo lo en la 
dicha pregunta contenido y que a su yntersicion del 
dicho almirante se descubrió y yban allá. 

a la novena pregunta dyxo que lo oyó dezir lo 
en la dicha pregunta contenido a un marinero que 
se dize Juan García * que yba con él. 

a la dézima pregunta dyxo que oyó decir lo en 
la dicha pregunta contenido al dicho Juan García. 

a la oncena pregunta dyxo que oyó decir lo en la 
dicha pregunta contenido al dicho Juan García. 

a la dosena pregunta dyxo que oyó dezir lo en la 
dicha pregunta contenido, al dicho Juan Grande se 
lo avía oydo dezir por que este testigo no era onbre 
déla mar. 

a la trezena pregunta dyxo que lo oyó dezir lo en 
la dicha pregunta contenido al dicho Juan Grande. 

a la catorzena pregunta dyxo que dize lo que di- 
cho tiene e que en aquello se afirma e que es pú- 
blico e notorio entre las personas que de ello an 
notizia e que esto es la verdad para el juramento 
que hizo e no lo firmó por que dyxo que no sabía 
escrivir, Goncalo Pérez, alcalde. 
Pedro Ladrón, tes- El dicho Pcdro Ladrou tcstigo prcscntado por 
^^so. parte del dicho Antón de Burguillos aviendo jurado 

dyxo e depuso lo siguyente: 



Es dudoso si dice García ó Grande. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 115 

a la primera pregunta dyxo que conoce amas las 
dichas partes de vista arto tiempo a; que no es pa- 
riente de ninguna dellas ny enemigo dellas ny es 
criado ni familiar e que puede aver treinta e ocho 
años poco más o menos. 

a la segunda pregunta dyxo que sabe lo 
contenydo por que lo oyó dezir muchas vezes a 
muchas personas que no se acuerda de sus non* 
bres. 

a la tercera pregunta dyxo que sabe lo contenido 
por que parte dello vido e lo a oydo decir a muchas 
personas que no se aquerda de sus nonbres. 

a la quarta pregunta dyxo que sabe lo contenido 
por que vio mucha parte dello, e lo oyó dezir a mu- 
chas personas que los nonbres délos quales no se 
acuerda. 

a la quinta pregunta dyxo que oyó dezir a mu- 
chas personas de los que avían venido con el dicho 
almirante, lo que la dicha pregunta contenido , los 
nonbres de los quales no se aquerda. 

a la sesta pregunta dyxo que oyó dezir lo en la 
dicha pregunta contenido a muchas personas de las 
que fueron conel dicho almirante. 

a la sétima pregunta dyxo que no la sabe más 
y cree este testigo que si él no lo desqubriera que 
no lo descubriera nadie. 

a la otava pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido a muchas personas que avían ydo con el dicho 
almirante y tan bien por que este testigo cree que 



116 PLEITOS DE COLÓN. 

SÍ él no lo descubriera que no ovieran nadie que allá 
pasaran. 

a la novena, décima, oncena, docena e trecena 
preguntas dyxo que las non sabe^ 

a la catorzena pregunta djxo que dize lo que di- 
cho tiene en las preguntas antes desta e que en ello 
se afirma e que esto es lo que sabe por el juramento 
que hizo e firmólo de sus nonbres este testigo, Gon- 
calo Pérez, alcalde. — Pedro Ladrón. 
Francisco Fernán- Al dicho Fraucisco Femandcz, vezino de la dicha 
dez, testigo, y'úIsl de Scvilla, testigo susodicho presentado por 
parte del dicho Antón de Burguillos, aviendo ju- 
rado so cargo del dicho juramento dyxo e depúsolo 
sjguiente: 

a la primera pregunta dyxo que conoce de oyr 
dezir a sus altezas e de vista al dicho almirante don 
Diego Colon; que no es paryente ny enemigo de 
ninguna de las partes, e que puede aver treynta e 
cinco años poco más o menos. 

a la segunda pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido a muchas personas, especialmente lo oyó de- 
zir a Fernando. 

a la tercera pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido en la dicha pregunta a muchas personas es- 
pecialmente lo oyó dezir a Luis Durea que vino con 
el dicho almirante. 

a la quarta pregunta dyxo que oyó dezir asimis- 
mo lo en la dieba pregunta contenydo. 

a la quinta pregunta dyxo que oyó dezir lo en la 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 117 

dicha pregunta conthenido e este testigo a visto 
algunas cartas de marear e por ellas parece estar 
todo en una provincia. 

a la sesta pregunta dyxo que lo que sabe es que 
este testigo se enbarcó con el dicho almyrante para 
yr ala ysla Española, e trayan seis caravelas, e que 
este testigo en una caravela e otras dos caravelas se 
binieron derechas a Hay thi e el dicho almirante con 
las otras tres se fué desde Gomera fazia Cabo Berde 
e donde a pocos dias vino el dicho almirante con 
los dichos navios a Santo Domingo a la ysla de 
Aythi e trayan algunas perlas e los maestres que 
conél benían dezian ellos e otras personas que avían 
desqubierto la dicha provincia de Paria e que desta 
manera lo sabe lo enesta pregunta contenido. 

a la sétima pregunta dyxo que a oydo dezir lo 
contenido en la dicha pregunta e que cree lo con- 
tenido en ella. 

a la otava pregunta dyxo que cree lo contenido 
en la dicha pregunta e asy mismo este testigo oyó 
dezir a Juan déla Cosa que benía con Bastidas de 
descubrir, que abían venido por aquella costa de 
Paria e quel almirante avía descubierto otras partes 
por la misma costa, 

a la novena, décima, oncena e docena preguntas 
dyxo que no las sabe. 

a la trezena pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenydo al piloto Morales que de aquella tierra vino. 

a la catorzena pregunta dyxo que dize lo que di- 



118 PLEITOS DE COLÓN. 

cho a e que esto es la verdad para el juramento que 
Mzo e firmólo de su nonbre en el registro. Goncalo 
Pérez, alcalde. — Francisco Fernandez. 
Diego Eodríguez, El dicho Diego Rodriguez , testigo presentado 
testigo. pQ^ parte del dicho Antón de Burguillos, aviendo 

jurado e siendo preguntado por las preguntas del 
dicho ynterrogatorio dyxo e depuso lo siguiente: 

a la primera pregunta dyxo que conoce a amas 
las dichas partes que no es pariente de ninguna e 
que puede aver sesenta años poco más o menos. 

a la segunda pregunta dyxo que lo que sabe es 
que oyó dezir que descubrió la ysla de Aythi e Cuba 
e Jamayca e que lo demás de las otras yslas de los 
Lucayos que él non sabe quien las descubrid. 

a la tercera pregunta dyxo que dize lo que dicho 
tiene enla segunda pregunta antes desta. 

a la quarta pregunta dyxo que la sabe como en 
ella se contiene porque a andado enellas. 

a la quinta pregunta dyxo que a oydo dezir lo 
enla dicha pregunta contenido, pero que él no lo 
a visto. 

a la sesta pregunta dyxo que no lo sabe. 

a la sétima pregunta dyxo que lo ha oydo dezir a 
muchas personas de cuyos nonbres no se aquerda. 

a la otava pregunta dyxo que la sabe como enella 
se contiene por que vio yr a la mayor parte dellos. 

a la novena, decena, oncena, docena e trecena 
preguntas dyxo que las non sabe. 

a la catorzena pregunta dyxo que dice lo que di- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 119 

cho tiene e que esto es lo que sabe para el j uramento 
que hizo e firmólo de su nonbre enel registro.— 
Goncalo Pérez, alcalde, Diego Rodríguez. 

el dicho Francisco de Mena, testigo presentado Francisco de Me- 
por parte del dicho Antón de Burguillos, ha viendo ^^ testigo. 
jurado e siendo preguntado por las preguntas del 
dicho ynterrogatorio dyxo e depuso lo siguiente: 

a la primera pregunta dyxo que conoce amas las 
dichas partes, que no es pariente de ninguna e tiene 
quarenta e cinco años poco más o menos. 

a la segunda pregunta dyxo que a oydo decyr lo 
contenido a muchas personas que con el dicho al- 
mirante avían benido. 

a la tercera pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido a muchas personas marineros que vinieron 
con el señor almirante. 

a la quarta pregunta dyxo que lo oyó dezir a mu- 
chas personas que vinieron conel dicho almyrante. 

a la quinta pregunta dyxo que a oydo dezyr lo 
enla dicha pregunta contenido a muchas personas 
que con el dicho almirante avían benido e que todos 
estavan en una costa. 

a la sesta pregunta dyxo que la non sabe. 

a la sétima pregunta dyxo que qree lo enla dicha 
pregunta contenydo por ques público e notorio entre 
las personas que dello an noticia, 

a la otava pregunta dyxo ques público e notorio 
lo contenido e que cree que si él no fallara el ca- 
mino que nadie pasara adelante. 



120 PLEITOS DE COLÓN. 

a la novena pregunta dyxo que lo no sabe. 

a la dezena pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido a muchas personas que con el dicho almirante 
binieron, e a muchos marineros, 

a la onzena, decena e trezena preguntas dyxo que 
las non sabe. 

a la catorcena pregunta dyxo lo que dicho tiene 
e que enello se afirma e que no sabe más para el 
juramento que hizo e no lo firmó enel registro por 
que dyxo que no sabia escribir.— Goiicalo Pérez, 
alcalde. 

E asy dicho los dichos e depusysiones délos tes- 
tigos, el dicho Antón Burguillos enel dicho nonbre 
lo pidió signado e cerrado e sellado en pública forma 
en manera que faga fee, e el dicho señor alcalde se 
lo mandó dar: testigos Juan de Oviedo e Toribio 
Balderrama, estantes enesta dicha villa, e yo el di- 
cho Juan de Oviedo, escrivano susodicho, presente 
fui en uno con el dicho señor alcalde e testigos, 
segund que ante my pasó, e de pedimiénto de dicho 
Antón de Burguillos e mandamiento del dicho al- 
calde que aquí firmó su nonbre, lo fiz escrivir e fiz 
este mi signo atal en testimonio verdad. — Juan de 
Oviedo. — Goncalo Pérez, alcalde. 



92. 

(Año de 1515.— Marzo 30, Medina del Carneo.)— Hernando de Valladolid, 
en nombre del fiscal, pide nuevo plazo hasta completar un año, para 
presentar las probanzas, no habiéndolas concluido por justas causas. — 
{A. de I., Pto. 1-1- Vn, pieza 5.) 



nOCUMENTOS INÉDITOS. ]21 



93- 

(Año de 1515,— Abril 1, Medina del Campo.)— JnQ.n de la PeSa, en nom- 
bre del almirante, suplica de la prórroga de ocho meses que ha pedido el 
fiscal.— (^. de Z, Pto. 1-1- Vii, pieza 5.) 



94. 

(Año de 1515.— ^Jri/ 20, Medina del Campo.)— Ttoyísíóji dada á petición 
del ñscal del Consejo , prorrogando el término de las probanzas , en el 
pleito del almirante. Acompañan los interrogatorios.— (^. de I., 41-6 
V24.) 



95. 

(Año de 1515. — Mayo 25, Burgos.) — Real provisión prorrogando por ocho 
meses al fiscal, el término señalado para presentar sus probanzas. — 
(A. de I., Pto. 1-1- Vil, pieza 5.) 



96. 



(Año de lñl5.— Junio 13, Burgos.)— "Poder otorgado por el fiscal Pedro 
Ruiz en favor de Pedro Isasaga, para hacer probanzas. — (A. de I,, Pto. 
1-1- Vii> pieza 5.) * 



97- 



(Año de 1515. — Agosto 11 , Sevilla.)— VidboxizQ. hecha á petición del fiscal, 
con arreglo á interrogatorio de veinticuatro preguntas.— (J.. de I., Pro- 
tocolo 1 - 1- V12, pieza 23.) 



A todos quantos esta fe vierdes que Dios horre e 
guarde de mal. Yo fernan quixada escrivano de la 
Eejna nuestra señora e su notario público en la su 



122 PLEITOS DE COLÓN. 

corte y en todos los sus Reynos e señoríos, escrivano 
que soy del oficio e juzgado del noble señor bachi- 
ller pedro nuñez de penal ver tenyente de asystente 
en esta muy noble e muy leal ciudad de Sevilla e 
su tyerra por el muy magnífico señor don juan de 
Silva de Ribera asystente enella por la Reyna núes-, 
tra señora vos fago saber e doy fé que parece que 
en sábado honce días del mes de agosto e del año 
que pasó del señor de mili e quinientos e quinze años 
antel dicho señor teniente pareció pedro de ysasaga 
en nonbre del licenciado pedro Ruyz procurador 
fiscal de su alteza e presentó una carta déla Reyna 
nuestra señora suscripta en papel e sellada con su 
sello Real en las espaldas e firmada de algunos de 
los señores de su muy alto consejo según por ella 
parecía su tenor déla qual dicha carta de su alteza e 
poder uno en pos de otro es esto que sygue *. 

Por las preguntas syguientes sean fechas alos tes- 
tigos que fueren presentados por el procurador fiscal 
de su alteza enel pleyto que ha e trata conel almi- 
rante délas yndias. 

1. Primeramente sean preguntados los dichos tes- 
tigos si conocen al dicho fiscal y al dicho almirante 
e si conocieron al Almirante don Cristoval colon 



1 Sigue el poder dado por el licenciado Pedro Ruiz, procurador fiscal 
de S. A. á Pedro de Ysasaga, factor de la casa de contratación, para que 
lo represente en el pleyto seguido con don Diego Colon, fecho en Burgos 
en 19 de Junio de 1515.=Ydem la Real Cédula receptoría dada por la Reyna 
doña Juana en Burgos á 25 de Mayo de 1515 para el mismo asunto, presen- 
tación y juramento de testigos. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 123 

SU padre e al señor don Juan de fonseca Obispo ques 
agora de Burgos e a martin alonso Pincon e a Vi- 
cente Yañez e a sus hermanos e a Pero Monso niño 
e a cristoval guerra e a Rodrigo de bastida e a diego 
de lepe e a Juan de solis e a Juan de la cosa e Alonso 
de hojeda. 

2. Yten si saben que el dicho almirante don Cris- 
tóbal Colon quando dise que descubrió a paria no 
tocó syno enia ysla déla trinidad en la parte de asia 
a la mar ques debiado déla costa de tierra firme que 
dizen paria e que de aquella ysla se apartó la vía 
déla española e que no vio ni descubrió la ysla mar- 
garita quando venía ny pasó a vista della. 

3. Yten si saben que los dichos cristoval guerra 
e pero alonso niño e los que fueron en su conpañla 
descubrieron la dicha tyerra firme de paria e el res- 
cate délas perlas e la ysla margarita e que después 
de la aver descubierto el dicho cristoval guerra e 
pedro alonso niño dyxo el dicho almyrante que 
abían pasado a vista dellas quando benían por la 
española el qual dicho pedro alonso niño no avía 
benido con el dicho almirante al qualbiaje dizen 
que descubrió en paria ala voca del drago. 

4. Yten si saben que los dichos Cristóbal guerra 
e pero alonso niño descubrieron el rescate délas per- 
las e las rescataron e aportaron a galicya e de allí 
binieron a Sevilla e dieron cuenta dellas a don juan 
de fonseca que tenía cargo por sus altezas e pasaron 
la parte que a sus altezas pertenecían e si saben que 



V 



124 PLEITOS DE COLÓN. 

al tienpo que los susodichos rescataron las dichas 
perlas el dicho almirante no avía entrado ni tocado 
en aquellos lugares ny parte. 

5. yten si saben que eneste tienpo alonso de ho 
jeda e Juan déla cosa piloto e los que conél fueron 
descubrieron en la costa de tyerra firme fazya el 
poniente desde los frayles e los jigantes fasta la 
parte que agora se llama aquibaco e que antes desto 
el dicho almirante ny otras personas algunas no 
avían tocado en la dicha costa ny en las dichas 
tyerras que los dichos juan déla cosa e alonso de 
hojeda descubrieron e que los despachó e mandó yr 
el dicho don juan de fonseca que agora es Obispo 
de Burgos que tenia el cargo por sus altezas e que 
los dichos juan déla cosa ny ojeda no avian nave- 
gado con el dicho almirante en aquel viaje que dize 
que vino ala boca del dragón e que lo que descu- 
brieron fué por su cabsa e industria. 

6. yten si saben que después desto Rodrigo déla 
bastida e juan déla cosa descubrieron por su indus- 
tria e saber en la dicha tierra firme más al poniente 
la parte que llaman uraba donde es la provincia del 
darien e trujeron a alcalá de henares las muestras de 
oro e las otras cosas que hallaron en la dycha tierra 
e allí lo dieron; por mandado de su alteza le fueron 
despachados por el dicho don juan de fonseca e 
quando bolvieron estavan ya en la dicha corte el 
dicho Obispo e allí pagaron lo que pertenezía a su 
alteza lo qual fasta entonzes no avia sydo descu- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 125 

bierto por ninguna persona e sj saben que los di- 
chos bastidas e juan déla cosa nunca avían nave- 
gado con el dicho almirante quando dizen que des- 
cubrió a paria. 

7. y ten sy saben que viceynte Yañez pingon y 
los que conél fueron a descobrir descubrieron fazia 
la parte de lebante ala costa que está descubierta 
fasta la punta que llaman de Santa cruz e de San 
agostin, de aquí entre la voca del ryo grande donde 
hallaron el agua dulze que entraba enla mar e quel 
almirante ni otra persona destos reynos nunca antes 
descubrieron aquella costa salvo viceynte yañez por 
su yndustria e el dicho viceynte yañez no vino con 
el dicho almirante quando dize que descubrió a 
paria. 

8. yten si saben que diego de lepe y los que con 
él fueron otro viaje descubrieron desde la dicha 
paria la costa que buelve fazia el mediodía o el sur 
fasta el término que agora está descubierto, por que 
antes ny después el almirante ni otras personas no 
han ydo a descubrir en aquellas partes e quel dicho 
diego de lepe nunca navegó con el dicho almirante 
en ningund viaje. 

9. yten si saben que después desto el almirante 
fué a descubrir e descubrió una parte déla tyerra 
que agora llaman veragua e que de allí se bolvió a 
la española. 

10. yten si saben que después desto viceynte ya- 
ñez e juan de solis fueron a descobrir por mandado 



126 PLEITOS DE COLÓN. 

de su alteza e descubrieron adelante déla dicha tye- 
rra de veragua todo lo que hasta hoy está descu- 
bierto, en la qual el dicho almirante no tocó ni des- 
cubrió costa alguna, lo qual descubrieron por su 
yndustria y saber e que todo lo que los susodichos 
descubrieron es apartado délo que el almirante des- 
cubrió por mucha cantydad. 

11. y ten si saben que quando el almirante fué a 
descobrir aquellas partes martin alonso pincon ve- 
cyno de palos esta va para yrlas a descobrir a su costa 
con dos navios suyos e tenya noticia cierta y escri- 
turas de la tyerra, las quales avía ávido en Roma 
déla librería del papa ynocencio YIII en aquel año 
que abía venido de Roma e avía puesto en plátyca 
délas yr a descobrir e lo alimenta va, etc. 

12. yten si saben que el dicho martin alonso 
pincon dio aviso al dicho almirante don Cristóbal 
colon déla tyerra e lo platycó conél por la escritura 
susodicha la qual se dyxo que hera sentencia del 
tienpo de salomón que rosaba navegara por el mar 
mediterráneo fasta el fin despaña e allí al poniente 
del sol entre el norte e el medio dia por vía tenpe- 
rada fasta noventa e cinco grados del camyno que 
fallaría una tyerra de sypanso la qual es tan fórtyl 
y abundosa e con la su grandeza sojusgara a áfrica 
e europa. 

13. yten si saben que dada la dicha escritura se 
eforzó el dicho almirante más e despuso en yr a des- 
cobrir la dicha tierra e que el dicho martin alonso 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 127 

pincon lo fizo venir ala corte e que le dio dinero 
para el camino por que el dicho don Cristóbal lo 
negociase, por que el dicho martin alonso tenía bien 
lo que abía menester en su casa. 

14. yten sy saben que después de ydo déla corte 
fué a palos e que no fallava quien le diese navios ny 
gente que conól fuese, el qual dicho martin alonso 
por servir a sus altezas le dio sus dos navios e de- 
terminó de yr conél con sus parientes e amigos por 
quel dicho almirante le prometió la mitad de todas 
las mercedes que sus altezas le avían prometydo fa- 
llando la tierra e le mostró los previlegios dellos. 

15. yten sy saben que enel dicho viaje fué el di- 
cho martin alonso como persona principal por ca- 
pitán de uno de sus dos navios e sus hermanos de 
las otras dos e que corrieron desde la ysla del hierro 
enel hueste ochocientas leguas e que eneste tienpo 
doscientas leguas antes el dicho almirante se hazía 
con la tierra e no sabia ya donde yr e desque vido 
que no fallava llegóse al navio de martin alonso y 
le dyxo que le parecía que fisyesen, que ya doscien- 
tas leguas avían andado demasiado délo qual pen- 
saba e ya avian de aver llegado ala tierra. 

16. yten si saben que el dicho martin alonso 
dyxo, adelante adelante, questa es armada y enba- 
jada de tan altos príncipes como los Reyes nuestros 
señores despaña e fasta oy nunca vino a menos e 
nunca plega a dios que por nosotros benga a menos, 
que si vos señor quisiéredes tornaros yo determino 



128 PLEITOS DE COLÓN. 

de andar fasta fallar la tierra o nunca volver en 
españa e que por su yndustria e parecer pasaron 
adelante. 

17. yten si saben que el dicho almirante le pre- 
guntó que si le parecía que fuesen aquel camino e 
que el dicho martin alonso le dyxo que no, que mu- 
chas vezes selo avía dicho que no yvan bien e que 
tornasen la quarta del sudoeste e que darían en tie- 
rra más ayna e quel dicho almirante le respondió, 
pues fagámoslo ansy, e luego mudaron la vía por 
yndustria e parecer del dicho martin alonso pingon 
el qual hera enaquel tienpo honbre muy sabido en 
las cosas déla mar. 

18. yten si saben que mudado el camino e vía 
por lo que el dicho martin alonso pincon avía dicho, 
luego dende a tres o quatro días dieron con la tie- 
rra en la ysla de los lucayos, en la ysla de guana- 
hany. 

19. yten sy saben que hallada aquella ysla una 
noche se despartieron unos de otros y el dicho mar- 
tin alonso se fué por una banda y desqubryó la ysla 
española con otras syete yslas délos baxos de ba- 
burca y llegó a la dicha ysla syete semanas antes 
que el dicho almirante y surgió y estubo eldicho 
tienpo enel Rio de martin alonso las dichas syete 
semanas antes quel dicho almirante llegase ala ysla 
española el qual no bolviera a la dicha ysla sy non 
fuera por su yndustria del dicho martin alonso que 
lo envió a llamar con canoas e cartas que le envió 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 129 

por quel dicho almirante yba alas yslas de los Inca- 
yos avajo la vía del norueste y abía ya perdido 
quando bolvió, su navio en que yba. 

20. yten si saben etc. , que el dicho martin alonso 
en las dichas siete semanas entró en la dicha ysla 
española adelante alos caciques principales de la 
tierra e llegó fasta do dizen la maguana a casa del q 
behechio e de caonabo por donde andubo e falló 
grandes muestras de oro e lo rescató antes quel di- 
cho almirante don Cristóbal Colon llegase á la di- 
cha ysla. 

21. yten si saben etc., que llegado el dicho almi- 
rante a la dicha ysla española por razón de las di- 
chas cartas e canoas con quel dicho martin alonso 
lo envió a llamar e visto la ryqueza quel dicho pin- 
con avia descubierto e aliado e rescatado, luego se 
partyeron para castilla con la muestra quel dicho 
martin alonso avía descubierto. 

22. yten si saben ser público e notorio quesy no 
fuera por el dicho martin alonso pincon, quel dicho 
almirante se bolviera del camino e no descubriera 
la tierra e que por su yndustria e saber del dicho 
martin alonso se descubrió la tierra e quel dicho 
martin alonso descubrió la ysla española e el oro 
della desde el Ryo que dizen de martin alonso donde 
primero llegó é surgió que otra persona alguna é 
puso su nombre al dicho puerto e Ryo. 

23. yten si saben asy mismo ser público e noto- 
rio que si el dicho martin alonso pincon no diera ^ 



130 PLEITOS DE COLÓN. 

SUS navios e fuera el dicho viaje como conpañero 
del dicho almirante por razón del partydo quel di- 
cho almirante avía fecho con el dicho martin alonso 
que le avía prometydo la mitad de todas las merce- 
des que sus altezas le avían concedido, aliando la 
tyerra, quel dicho almirante no fallara jente ny na- 
vios que conel vinieran, e que por venir el dicho 
martin alonso pincon se alió todo el aparejo, por que 
hera tenido en aquel tienpo en mucho por ser muy 
sabido en las cosas déla mar e hombre para mucho 
e de muy grand corazón. 

24. yten si saben etc., que en vida del dicho al- 
mirante Cristóbal colon su padre e otros armadores 
del rey nuestro señor por su mandado descubrieron 
la dicha tierra firme e por su juzgado pelearon con 
ellos e recibieron muy grande daño e no la pudieron 
sojuzgar e después tornaron a cobrar por mandado 
de su alteza la dicha tierra firme por fuerza de ar- 
mas e digan lo que cerca dello saben. 

yten sean fechas a los dichos testigos las más pre- 
guntas generales al caso pertenecientes y tocantes. 
Alonso Rodríguez Alouso Eodrígucz de la Calva vezino de la villa 
de la Calva, tes- ¿q palos tcstígo rccíbido abícndo jurado, syendo pre- 
*^°^' guntado dyxo: déla primera pregunta, que no co- 

noce al fiscal pero Ruyz e que conoce a un don 
diego colon almirante, de tres años poco más ó me- 
• nos, e que conoció al almirante don Cristóbal colon, 
H su padre, de quinze años, e que conoce al Señor 
'' Obispo don juan de fonseca, de quinze años poco 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 1^1 

más O menos, e que conoció a martinalonso pincon, 
de otro tanto tiempo, e que conoce a viceynte ya- 
ñez e a francisco martin pingon su hermano desde 
que se sabe acordar e que conoce a los demás con- 
tenidos en las preguntas de doze e treze años a esta 
parte poco más o menos. 

De las preguntas generales dyxo ques de hedad 
de sesenta años, poco más o menos, e que no es pa- 
riente ni criado ny paniaguado de ninguna de las 
partes e que no le ha sido prometido ny dado nin- 
guna cosa por que diga su dicho e no ha sydo abi- 
sado délo que ha de dezyr e que no le lleva yntere- 
ses en este pleyto e que lo venza quien toviere 
justicia. 

De la segunda pregunta dyxo que oyó dezir lo 
contenido en la villa de palos, donde este testigo es 
vezino, a vezynos de la dicha villa, pero que este 
testigo no lo sabe porque no fué con él. 

de la tercera pregunta dyxo que lo non sabe. 

de la quarta pregunta dyxo que oyó dezir a pero 
alonso niño e a otros sus conpañeros que no se 
acuerda de sus nonbres lo contenido enestas pre- 
guntas. 

a la quinta pregunta dyxo que lo non sabe. 

de la sesta pregunta dyxo que oyó dezir todo lo 
contenido asy a vezinos déla villa de palos, estando 
este testigo en la dicha villa, e asy mismo en la 
ysla ysabela, en santo domingo, al dicho juan de la 
cosa e a sus conpañeros que con él benían. 



132 PLEITOS DE COLÓN. 

a la setena pregunta dyxo que oyó dezir lo con 
tenido en esta pregunta a un juan calvo, hermano 
de este testigo que fué por marinero con el dicho 
viceynte yañez al dicho viaje, pero quelo non sabe. 

a la otava pregunta dyxo que lo que sabe es que 
este testigo e otros vezinos de la villa de palos fue- 
ron en conpañía de dicho diego de lepe e partieron 
dende las yslas de Cabo verde en dos navios, del 
uno délos quales hera capitán el dicho diego de 
lepe, e llevaron la vía del sudoeste quinientas le- 
guas poco más o menos fasta que llegaron a la 
tierra a una baya que este testigo e los otros que 
yban juntos le pusieron nonbre san julian, e en la 
dicha baya e tierra que dicho ha no hayaron len- 
guas ningunas, e de allí corrieron contra el po- 
niente fasta llegar al Rio de marañen, la qual tierra 
vido este testigo que descubrió el dicho diego de 
lepe la costa de luengo fasta que llegaron a paria e 
des que llegaron a paria tomaron en la isla de paria 
ciertos yndios, los cuales el dicho diego de lepe 
truxo en los navios e los entregó al señor obispo 
don juan de fonseca en esta cibdad de Sevilla, e que 
sabe este testigo que la dicha tierra fasta paria 
como dicho ha, quel dicho diego de lepe descubrió, 
otra persona ninguna fasta entonces no la avía des- 
cubierto ny ydo a ella, e que lo sabe por queste 
testigo yba por recebtor de sus altezas el dicho 
viaje, e sy otra persona obiera ydo á descubrir 
aquella tierra este testigo lo supiera, por que la 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 133 

dicha tierra este testigo e el dicho diego de lepe e 
los otros que fueron el dicho viaje pusyeron mar- 
cas en la tyerra por sus altezas e por que nyngu- 
no podía yr a descubrir sin mandado de su alteza 
e questo es asy público y cierto e lo que sabe de 
osta pregunta. 

a la novena pregunta dyxo que oyó decir lo con- 
tenido a ciertas personas en la ysabela, en el puerto 
de santo domingo. 

a la dézima pregunta dyxo que lo que sabe es 
que vido este testigo partir los navios en que fueron 
los dichos viceynte yañez e el dicho juan de solis 
para el dicho viaje por mandado de sus altezas e que 
oyó dezir este testigo en la dicha villa de palos quel 
dicho viceynte yañez e juan de solís avían descu- 
bierto la parte de sota viento de la ysabela de la 
parte el poniente, que esto lo oyó dezir pública- 
mente en la dicha villa de palos e que el dicho al- 
mirante no avía tocado en la dicha tverra. 

de la once, doze, treze e catorze preguntas dyxo 
que las no sabe. 

a la quinze pregunta dyxo que oyó decir lo con- 
tenydo en la dicha villa de palos a ciertos marine- 
ros que vinieron con la dicha armada. 

de la diez e seis pregunta dyxo que lo oyó dezir 
alos marineros que venían en la dicha armada. 

de la diez e siete pregunta dyxo que lo non sabe. 

de la diez e ocho pregunta dyxo que lo oyó dezir 
a los mismos marineros que venían enlos navios. 



134 PLEITOS DE COLÓN. 

de la diez e nueve pregunta dyxo que lo oyó dezir 
a los dichos marineros que venían en los dichos na- 
vios en la dicha villa de palos, 
de la veynte pregunta dyxo que la non sabe, 
de la veinte e unas preguntas dyxo que lo 
que sabe es questando este testigo en la cibdad 
de barcelona vido benía cierta gente de las que 
heñían el dicho viaje con la dicha señal de oro 
contenida en esta pregunta e que este testigo lo 
vido y abló con los honbres que venían del dicho 
viaje e vido que se vinieron para castilla con el 
dicho oro. 

de la veynte y dos preguntas dyxo que lo oyó 
decir a todos los que venían en el dicho viaje. 

de la veynte e tres preguntas dyxo que lo non 
sabe. 

de la veynte e quatro preguntas dyxo que lo non 
aabe más de lo que dicho ha e que esto es lo que 
sabe so cargo del juramento que fizoe firmolo.=r 
alonso rodríguez déla calva. 
Martin Martínez, martiu martiucz maestre del navio que se dice el 
testigo. Antygua, vezyno déla villa de palos, testigo reci- 

bido en la dicha razón, abiendo jurado, de la pri- 
mera pregunta dyxo que no conoce al licenciado 
pero ruyz fiscal e.que conoze al almirante de mas 
de veynte años e que conozió al almirante don cris- 
to val colon, su padre, de otro tanto tienpo e que 
conoze al señor obispo don juan de fonsecade diez e 
siete años poco más ó menos e que conoce a los otros 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 135 

contenidos en la pregunta de más de quinze años 
poco más o menos. 

de las preguntas generales dyxo que es de hedad 
de treynta e ocho años e que no es pariente ny 
criado ny paniaguado, etc. 

de la segunda pregunta dyxo que lo no sabe. 

de la tercera pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido a muchos vezynos de palos e de otras partes. 

de la quarta pregunta dyxo que lo oyó dezyr a 
personas que binieron del dicho viaje. 

de la quinta pregunta dyxo que lo oyó dezir a 
muchas personas asy en esta ciudad como en palos 
o en las yndias. 

de la sesta pregunta dyxo que lo que sabe es que 
estando este testigo en santo domingo en la ysla es- 
pañola vido venir a Eodrigo bastidas e juan de la 
cosa que venían del dicho viaje para se venir en 
castilla con lo que trayan e en la dicha ysla espa- 
ñola oyó dezir este testigo a los dichos juan de la 
cosa e Rodrigo de bastidas como trayan muestra de 
oro de la tyerra del darien délo que avian descu- 
bierto e que yban conello al Rey nuestro señor e 
que oyó dezir a muchas personas como la dicha 
muestra de oro la avian llevado a alcalá de henares 
a su alteza e que allí avían sydo despachados e que 
oyó decir a muchos marineros de la villa de palos 
e alos dichos juan de la cosa e Rodrigo bastidas que 
hasta entonces no se avia decuvierto más al poniente 
salvo aquello que ellos avían desquvierto e que sabe 



136 PLEITOS DE COLÓN. 

de cierto que los dichos juan de la cosa e Rodrigo 
bastidas no avían nabegado conel dicho almirante 
don cristoval colon, salvo ellos por su parte fueron a 
descubrir la dicha tyerra e que esto quelo sabe por 
que este testigo vido quando el dicho almirante 
partió de castilla a descubrir e los dichos juan 
de la cosa e Rodrigo bastidas no yban en su con- 
pañia. 

de las siete preguntas dyxo que lo oyó dezyr lo 
contenydo enla pregunta estando este testigo en la 
villa de palos y en sevilla e vido partir los navios 
para el dicho viaje los quales salieron del Rio desta 
cibdad. 

de la otava pregunta dyxo que lo oyó dezir a mu- 
chos de los que fueron en el dicho viage. 

a la novena pregunta dixo que lo oyó dezir a los 
mismos que fueron en conpañía del dicho almirante 
a descubrir la dicha tyerra. 

de la dézima pregunta dixo que lo que sabe es 
que este testigo vido yr desde esta ciudad a los di- 
chos viceynte yañez e juan de solis para el dicho 
V viaje adelante de la tierra de veragua e después 
desto estando este testigo en la ysla española vido 
tornar al dicho viceynte yañez e juan de solís que 
venian de descubrir la dicha tierra e hablaron con 
este testigo e que cree este testigo quel dicho al- 
mirante no avía tocado en la dicha tierra salvo los 
dichos juan de solís e viceynte yañez por que si el 
dicho almirante allí tocara los dichos juan solís e 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 137 

viceynte yañez lo dijeran e dexaran señal de donde 
avía tocado. 

de la honce pregunta dyxo que lo oyó dezir al 
dicho martin alonso e a otros vezynos de palos. 

a la doze pregunta dyxo que lo oyó dezir en la 
villa de palos e vido platycar al dicho martin 
alonso e al dicho almirante a razón del dicho viaxe 
estando en la villa de palos. 

de la treze pregunta dyxo que lo oyó dezir al di- 
cho martin alonso estando en la villa de palos. 

de la catorce pregunta dyxo que lo que sabe es 
que este testigo vido al dicho martin alonso dar 
al dicho almirante dos navios que tenya suyos e 
desús parientes e el dicho martin alonso e sus her- 
manos e otros parientes suyos e criados vido este 
testigo que fueron enel dicho viaje e partyeron de 
la dicha villa de palos e lo al contenido en la pre- 
gunta que lo non sabe. 

de la quinze pregunta dyxo que vido quel dicho 
martin alonso yba por capitán del uno de los di- 
chos dos navios e su hermano y va por capitán del 
otro navio e lo al contenido en la pregunta lo oyó 
dezir á muchos marineros de dicha armada. 

a la diez y seis pregunta dyxo que lo oyó dezir 
a muchos de los que fueron el dicho viaje. 

de la diez e syete pregunta dyxo que lo oyó dezir 
a los dichos marineros. 

de la diez e ocho pregunta dixo que lo oyó decir 
alos dichos marineros. 



138 PLEITOS DE COLÓN. 

a la diez e nueve e veynte e veynte e nno e 
veynte e dos e veynte e tres e veynte e quatro 
preguntas dyxo que oyó dezir lo contenydo en las 
dichas preguntas a los mismos marineros que fue- 
ron el dicho viaje e que deste fecho esto es lo que 
sabe socargo del juramento que fizo e dyxo que no 
sabe escrebir. 

Juan de Ungría, juau dc uugría vcziuo dc la villa de moguer, 
testigo. testigo recibido en la dicha razón del primero ansy 

a ello dyxo que conoce al dicho almirante don diego 
colon desde mochacho e que conoció al dicho almi- 
rante don Cristóbal colon su padre ha veynte e cinco 
años e que conoce al dicho señor don juan de fon- 
seca obispo de burgos a veynte e tres años e que 
conoció a los dichos martin alonso pincon e vi- 
ceynte yañez e a francisco martin sus hermanos ha 
desde que este testigo se aquerda e que no conoze e 
conoció alos otros contenydos en la pregunta de 
veynte años a estaparte; preguntado que hedad ha, 
dyxo que mas de sesenta años e que martin alonso 
pincon e los otros sus hermanos heran primos de 
este testigo, fijos de dos primos hermanos e que no 
lleva yntereses en este pleyto e que lo venza el que 
toviere justicia. 

al tercer artículo dyxo que lo que sabe es que 
puede aver treze o catorce años que este testigo es- 
tando en la ysla española de santo domingo vido 
quel almirante viejo don Cristóbal colon entró en 
la dicha isla de santo domingo en tres navios e allí 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 139 

dezyan que venían de descubrir la tierra firme de 
paria e que después desto dende a dos a tres años 
estando este testigo en esta cibdad de Sevilla vido 
a pero alonso niño e a sus hermanos que venían de 
descubrir el rescate de las perlas, ques avajo de pa- 
ria e que este testigo les vido traer muchas perlas 
e aljófar en cantidad déla que dezían que trayan 
del dicho rescate e que este testigo vido que quando 
el dicho almirante viejo vino ala dicha ysla no 
venía con el dicho pero alonso niño ny ninguno 
de sus hermanos e que lo demás que lo non sabe. 

al quarto artículo dyxo que dize lo que dicho ha 
e que este testigo supo en esta cibdad quando vi- 
nieron los dichos Cristóbal guerra e pero alonso 
niño e los otros de descobrir el rescate de las dichas 
perlas de los mismos como avían aportado en gali- 
cya e que de allí avían venido a esta cibdad de sé- 
villa derechos e que este testigo vido que los sobre- 
dichos dieron cuenta de las dichas perlas e rescate 
al señor don juan de fonseca en nonbre de su al- 
teza e que el dicho señor don juan rescibió la parte 
que su alteza pertenezía segund que lo oyó dezir e 
que este testigo oyó dezyr a los dichos Cristóbal 
guerra e a los otros sus conpañeros e a otros que 
el dicho almirante no avía entrado ni allegado al di- 
cho rescate délas dichas perlas salvo a paria e asy 
fué público e notorio. 

al quinto artyculo dyxo que este testigo oyó de- 
zir lo contenido en esta pregunta alos dichos ho- 



140 PLEITOS DE COLÓN. 

jeda e juan déla cosa e los otros que con ellos fue- 
ron al dicho viaje e asy es público e notorio. 

al seys artyculo djxo que este testigo oyó dezyr 
lo contenido al dicho Rodrigo de la bastida e juan 
de la cosa estando en el puerto de santo domingo e 
que estando allí el dicho juan de la cosa le enseñó 
todo el oro que trayan de la dicha tyerra de uraba 
para muestra para yr ala corte de su alteza e que 
después le vido para partyr de santo domingo para 
venir a castilla e que después no sabe lo que les 
pasó en la corte. 

al syete artyculo dyxo que sabe e vido quel dicho 
viceynte yañez con quatro caravelas armadas desy 
e de sus parientes fueron desde el Rio de saltes a 
descobrir e que descubrieron ochocientas leguas 
de tierra e costa de norueste sueste por que este 
testigo era piloto del dicho viceynte yañez e que 
allí aliaron el agua dulce que entrava en la mar 
más de veynte leguas e que nunca antes que esta 
tierra se descubriese no avia ydo por allí el dicho 
almirante ny otra persona destos reynos e que 
sabe e vido que al tiempo quel dicho almirante 
fué a descubrir a paria no fué con el dicho vi- 
ceynte yañez e que sy ovyera ydo este testigo 
lo supiera. 

al ocho artyculo dyxo queste testigo oyó dezir a 
muchas personas en moguer y en palos quel dicho 
diego de lepe abia ydo a descubrir e que no oyó 
dezir en qué parte abia ydo e que sabe e quel di- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 141 

cho diego de lepe nunca navegó con el dicho almi- 
rante porque no tenia conel conversación. 

al nueve artículos dixo que lo oyó dezir a mu- 
chas personas que dezyan que avían ydo con el di- 
cho almirante el dicho viaje lo qual oyó dentro en 
santo domingo. 

al diez articulo dyxo que oyó dezir lo contenido 
en esta pregunta a los dichos juan de solís e avi- 
ceynte yañez e otras personas e asy es público e 
muy notorio. 

al onze artículo dyxo que este testigo oyó dezir 
que dicho martin alonso pinzón e un hermano suyo 
fueron á Eoma e que aya avían traydo cierta es- 
critura de aviso para descubrir e que después él e 
el dicho almyrante se avían juntado e ydo a descu- 
brir e que descubrieron la tierra contenida enesta 
pregunta e que asy fué publico e notorio. 

al doze artículo dyxo que dize lo que dicho ha de 
suso. 

al treze artyculo dyxo que sabe quel dicho mar- 
tin alonco pincon en los tienpos que yba a descu- 
brir tenya muy bien lo que avía menester e que lo 
demás que lo non sabe. 

al catorze artículo dixo que dize lo que dicho ha 
e lo demás que lo oyó dezir a muchas personas e 
que es publico e notorio. 

al quinze artículo dyxo que lo oyó dezir a mu- 
chas personas a asy fué publico e notorio. 

al diez e seys artículos dyxo que lo oyó de- 



142 PLEITOS DE COLON. 

zir a muclias personas e asy fué público e notorio. 

al diez e syete artículos dyxo que lo oyó dezir asy 
públicamente a personas que dezían abian ydo con 
el dicho almirante. 

al diez e ocho artículos dyxo que lo oyó dezir 
asy a los dichos martin alonso e a otras personas. 

al diez e nueve artyculo dyxo que oyó dezir lo 
contenydo en esta pregunta a todos los que fueron 
en el dicho viaje e que asy es notorio. 

al veynte articulo dyxo que oyó dezir lo conte- 
nido en esta pregunta a los dichos martin alonso e 
alos otros que con él yban. 

al veinte e un artículo dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido en esta pregunta al dicho martin alonso e 
a otras personas délas que con él fueron e que este 
testigo vido parte del dicho oro en poder del dicho 
martin alonso. 

al veynte e dos artículo dyxo que oyó dezir lo 
contenydo en esta pregunta a muchas personas e 
asy es muy notorio como en esta pregunta se con- 
tiene. 

al veynte e tres artículo dyxo que dize lo que di- 
cho ha e que todo lo contenido en esta pregunta es 
asy público e muy notorio en esta ciudad e en la 
dicha ysla e en otras partes. , 

al veynte e quatro artículo dyxo qne oyó dezir lo 
contenydo en esta pregunta a muchas personas e 
asy es público e notorio. 

al veynte e cinco artículo dyxo que dize lo que 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 143 

dicho ha e que de este fecho esta es la verdad, — 
Juan de unbría. 

De lo qual que dicho es, de pedimiento del dicho 
pedro de ysasaga en el dicho nonbre e por man- 
dado del dicho señor teniente di la presente fe fir- 
mada del nonbre del dicho señor teniente e firmada 
de mi nonbre e sygnada con mi sygno ques fecha 
en la ciudad de Sevilla á quinze dias del mes de 
enero año del nacimiento de nuestro salvador Jesu- 
cristo de mili e quinientos e diez e seys años testi- 
gos que lo vieron coregir con lo original, francisco 
Sánchez e alonso de xerez, escrivano vezino desta 
dicha Ciudad de sevilla=el bachiller peñalver. 

e yo el sobre dicho fernan quijada escrivano e no- 
tario público sobre dicho lo fize escrebir en estas 
diez e seys fojas de papel e enfin de cada plana van 
salvadas las enmiendas e de pedimiento del dicho 
pedro de ysasaga e mandamiento del dicho señor 
teniente lo fice escrebir e concertar e fice este mi 
sygno en testimonio de verdad^^fernan quixada, 
escrivano de sus altezas. 



98. 



(Año 1515.— Septiembre 19, Ztf^<?.)— Probanza hecha á petición del Fiscal, 
según interrogatorio de veinticuatro preguntas. — {A. de Z, Pto. l-l-^/is 
pieza 23. fol. 30.) 

En la villa de Lepe miércoles diez e nueve dias 
del mes de Setienbre año del nascimiento de núes- 



144 



PLEITOS DE COLÓN. 



Manuel de Valdo- 
Tinos, testigo. 



tro Salvador Jesucristo de mili e quinientos e quinze 
años antel honrrado Cristóbal de carbalea alcalde 
hordinario desta villa de Lepe por el muy mag- 
nífico señor el conde de ayamonte mi señor, y en 
presencia de mí Juan Tenorio escrivano de cámara 
déla Keyna nuestra señora e su notario público 
en la su corte y en todos los sus Reynos e señoríos 
y escribano público desta dicha villa de lepe por 
su señoría, páreselo presente bartolomé de arrióla, 
estante en esta villa de lepe, en nonbre e como 
procurador que se mostró ser de pedro de ysasaga 
fator de sus altezas en la casa déla contratación, 
e por virtud del poder firmado e sinado descri- 
vano público e ante el dicho alcalde presente e 
presentó una carta déla Reyna nuestra señora se- 
llada en las espaldas con su sello Real de cera 
colorada y Refrendada de algunos délos señores 
del su muy alto concejo y con ella un escrito de 
ynterrogatorio su tenor de todo lo qual escrevi- 
mente uno en pos de otro es esto que se sygue *. 

El dicho manuel de valdouinos testigo presen- 
tado por el dicho bartolomé de arrióla aviendo 



1 Aquí el poder dado por el Licenciado Pero Ruiz, procurador y fiscal 
de S. A,, á Pedro de Isasaga factor déla casa déla Contratación de Se- 
villa, fecho en Burgos 19 de Junio de 151 5.= Sigue después el poder susti- 
tución dado por el dicho Pedro de Isasaga á favor de Bartolomé Arrióla 
para que lo represente en el pleito seguido con D, Diego Colón, Sevilla 11 
Setiembre de 1515; la Keal cédula Receptoría dada por D.» Juana para 
el mismo objeto fecha en Burgos, 25 Mayo de 1516, y las diligencias de 
presentación de testigos. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 145 

jurado en forma de derecho dixo seyendo pregun- 
tado por las preguntas generales del dicho ynterro- 
gatorio conforme ala ley de Madrid , que es hon- 
bre de hedad de cinquenta y seiys años poco más ó 
menos e que no es pariente ni criado ny pania- 
guado de ninguna délas partes, etc. 

A la primera pregunta dixo que no conosce al 
dicho fiscal ny al dicho almirante e que conoscid 
al dicho almirante don Cristóbal difunto e que co- 
nosció a don Juan de fonseca obispo de burgos e 
que conosció al dicho martin alonso pincon e que 
conosció a Juan de la cosa e que conosció a Alonso 
de hojeda e que no conoscid a pero alonso niño e 
que conosció a Cristóbal guerra e que no conoscid 
a Rodrigo Bastidas e que conoscid a Diego de Lepe 
e que conosce a Juan de Solís. 

A la segunda pregunta dixo que lo que sabe es 
que este testigo fué a descubrir con vicente yañes 
pincon el segundo viaje, e que fué a descubrir a las 
bandas del su ueste, e que yvan dentro en el dicho 
navio ciertas personas que avían ydo con el dicho 
almirante don Cristóbal quando diz que descubrid 
a paria, e que las personas heran, Diego martin 
vecino de Palos, e sus hijos juan martin e Fran- 
cisco martin e algunos otros, e que este testigo 
oyd dezir alos suso dichos que quando el dicho don 
Cristóbal colon fué a paria e diz que la descubrid, 
que entró por la banda del mar déla ysla déla Tre- 
nidad, e quando allí entró dentro en el golfo de 



10 



146 PLEITOS DE COLÓN. 

paria, e que entonces descubrió el Resgate del oro 
en gran catidad e de perlas, e que del golfo de pa- 
ria se salió por la boca del dragón para yr a la ysa- 
bela, e que este testigo no sabe sy el dicho don 
Cristóbal descubrió la ysla margarita ny sino ny 
sy paso a vista della ni sy no. 

A la tercera pregunta dixo que no sabe nada 
délo contenido más délo que dicho tiene enla pre- 
gunta antes desta. 

A la quarta y quinta y sesta preguntas dixo que 
no sabe más de lo que dicho tiene. 

A la setena pregunta dixo que este testigo fué 
con el dicho Vicente Yañez pincon, como dicho 
tiene, la segunda vez que fué á descubrir e que 
sabe e vydo este testigo que el dicho Vicente yañes 
descubrió partiendo del cabo verde al sur sudueste 
e que hallaron la tierra a quinientas leguas, ala 
qual tyerra no había llegado nyngun navio ny es- 
ta va descubierta, e allí puso el dicho Vicente yañes 
por nonbre Rostro hermoso, que agora diz que se 
llama santa cruz e sant agostin, y el dicho Vicente 
yañez tomó la posesión por el Rey e de allí corrie- 
ron al norueste hallando en el camino muchos Rios 
e puertos yendo costeando, e dieron en un Rio 
grande anagazado al qual pusyeron por nonbre pa- 
ritura donde hallaron en la mar que salía del Ryo 
el agua dulce más de treynta leguas e de allí sa- 
lieron e fueron costeando fasta paria y entraron 
por dentro de la Trenidad la tierra e que oyó dezir 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 147 

a Vicente yañes que no avía ydo con el dicho al- 
mirante quando el dicho almirante descubrió a 
paria. 

A la ota va, novena y décima preguntas dixo que 
no sabe más délo que dicho tiene. 

A la undésima pregunta dixo que oyó dezir lo 
contenido. 

A la dodésima y tercia désima pregunta dixo que 
no las sabe 

A la quinta désima pregunta dixo que lo que 
sabe délo contenido es que oyó dezir al dicho Vi- 
cente yañes pincon y a otros honbres vecinos de 
palos que y van con él, el viaje que fué este testigo 
con el dicho viceynte yañez, e que diz que avian 
ydo en el dicho viaje ochocientas leguas desde el 
hierro corriendo al hueste e que el dicho Vicente 
yañes y el dicho martin alonso se allegaron con los 
navios que lie va van al navio que llevava el dicho 
Colon e diz que le dixeron: señor, dónde vamos que 
ya hemos corrido las ochocientas leguas y no ha- 
llamos tierra, y esta gente dizen que se van a per- 
der, e que el dicho don Cristóbal respondió: martin 
alonso hazedme este plazer que tengays conmigo 
este dia y esta noche e si no vos diese tierra antes 
del dia y antes de por la mañana, cortarme la ca- 
beca e bolveros heys syno vos la diere, que tienpo 
teneys para bolveros, e que el dicho martin alonso 
le Respondió e dixo, agora agora señor nunca plega 
a Dios que harmada de tan gran Rey no solamente 



148 PLEITOS DE COLÓN. 

esta noche syno de aquí a un año, e que dende en- 
tonces echaron más ai sudueste una quarta, e que 
diz que al sol puesto dixo el dicho Colon a todos 
los que allí yvan que mirasen por tierra e que la 
verían e que toda la gente subidos por las gavias e 
por los castillos miraron hasta que el sol se cerró e 
que ninguno honbre de todos los navios vido tierra 
syno el mismo Colon al poner del sol, e diz que les 
dixeron la veys, no la veys, e que nunca ninguno 
de los que yvan con él la vido, e que al quarto 
de la prima rendida, el dicho Colon mandó hazer 
guardias en las proas délos navios, e que yendo 
navegando al otro quarto vido la tierra un Juan 
bermejo de Sevilla e que la primera tierra fué la 
ysla de guadahani. 

A la sesta, sétima e otava désima pregunta dixo 
que dize lo que dicho tiene. 

A la novena désima pregunta dixo que oyó dezir 
alos sobre dichos lo que dicho tiene e que enla 
dicha ysla de guadahani se despartieron unos na- 
vios de otros porque diz que allí avían tomado len- 
gua de los yndios los quales les dixeron que avía 
una isla que se llamaba hay ti donde avía mucho 
oro e que le señalaron fazia qué parte hera e que la 
dicha ysla oyó dezir que la avía hallado el dicho 
martin alonso Pincon primero que ninguno e de 
allí diz que lo hizo saber al almirante con canoas, 
e cartas e que quando el dicho colon vino estavan 
en la dicha ysla el dicho martin alonso. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 149 

A las veynte preguntas dixo que no la sabe. 

A las veynte e una pregunta dixo que oyó dezir 
lo contenido el dicho viaje. 

A las veynte e dos preguntas dixo que no sabe 
más délo que dicho tiene. 

A las veynte e tres preguntas dixo que no la 
sabe más délo que dicho tiene e que sabe que el 
dicho martin Alonso pincon fuera honbre de muy 
buen seso e sabía muy bien las cosas déla mar. 

A las veynte e cuatro preguntas dixo que no la 
sabe. 

A las veynte e cinco preguntas dixo que dize lo 
que dicho tiene e que no sabe otra cosa e que esta 
es la verdad para el juramento que fizo, que firmó 
de su nonbre en el Registro desta justicia; martin 
de baldouinos. 

Pero rramirez testigo presentado por el dicho pero Ramírez, tes- 
bartolomó de arrióla aviendo jurado en forma de tígo. 
derecho dixo que no es pariente ny criado ni pa- 
niaguado de ninguna délas partes, etc., e que este ^ 
testigo es honbre de cinquenta e seys años poco 
más o menos. 

A la primera pregunta dixo que no conosce al 
Fiscal ni al dicho almirante e que conosció al di- 
cho almirante su padre don Cristóbal difunto e que 
conosce al dicho señor obispo don juan de Fonseca 
e que conosció alos dichos martin alonso pincon e 
Vicente yañez, e que no conosció a Juan déla Cosa 
e que no conosció al dicho alonso de hojeda e que 



150 PLEITOS DE COLÓN. 

conosció a pero alonso niño e que no conoscid a 
Cristóbal Guerra ni a Rodrigo Bastidas e que co- 
nosció á Diego de Lepe e que conosció al dicho 
Juan de Solis. 

A la segunda pregunta dixo que no la sabe. 

A la tercera pregunta dixo que este testigo oyó 
dezir que el segundo viaje que viceynte yañez fué 
a descubrir que este testigo fué en su conpañía e 
que estavan descubriendo en las yndias Cristóbal 
Guerra e pero alonso niño e que el dicho viaje oyó 
este testigo dezir que los dichos Cristóbal guerra e 
pero alonso niño avían descubierto las perlas, pero 
que este testigo no sabe ni oyó decir sy los suso 
dichos descubrieron a paria ny a la ysla margarita. 

A la quarta pregunta dixo que este testigo oyó 
dezir públicamente el dicho viaje que los dichos 
Cristóbal Guerra e pero alonso niño avian descu- 
bierto las pelrras y el Resgate dellas e que ellos las 
truxeron al Rey e que desde entonces oyó dezir que 
ninguno avía llegado al dicho lugar donde están 
las pelrras salvo los susodichos . 

A la quinta pregunta dixo que no la sabe. 

A la sesta pregunta dixo que sabe que el dicho 
Vicente yañez fué a descubrir y este testigo fué con 
él e fueron derechamente alas yslas de antonio que 
son del Rey de Portugal a fazer carnaje e que de 
allí partieron la vía del sudueste para yr en busca 
de descubrir e pensaron de no fallar tierra dende 
en tres o quatro meses e acabo de catorze dias dieron 



DOCUMENTOS INÉDITOS? 151 

en tierra firme la vía del sursudueste e dieron en 
un cabo al qual pusieron nonbre Rostro hermoso y 
echaron andar e saltaron en tierra e de allí no pu- 
dieron yr más avante e bolvieron costeando hasta 
que dieron en paria e llegando a paria conoscieron 
la tierra unos hijos de Diego martin, sobrinos de 
viceynte yañez pincon que yba en la caravela 
gorda, al qual dixo que era paria e que allí avía 
estado con el almirante colon, e los llevó a surjir 
en una ysla que está junto de tierra firme, que en- 
tró por ella la boca del Dragón e que de allí fueron 
a una ysla que hallaron, corriendo al nordeste, a la 
que pusieron nonbre ysla de mayo, e de allí fueron 
su viaje e fueron a dar a la ysla de guadalupe, que 
es en las honze mili vírgenes, e de allí se partieron 
á san Juan, e de san juan fueron a la y sábela, e de 
allí fueron a otra ysla que dizen samana e a otra 
someto e a otra maguana e que deste viaje hallaron 
un Rio grande, que hera tan grande que entrava 
quarenta leguas en la mar de agua dulce, la qual 
provaron e hallaron de agua dulce. 

A la ota va a cuarta déscima preguntas dixo que 
no las sabe. 

A la quinta déscima pregunta dixo que lo que 
sabe es que este testigo oyó dezir a muchos de pa- 
los que fueron con el dicho Colon, se bol vieran, e 
que el dicho martin alonso pingon fizo a sus parien- 
tes que navegasen otros quatro dias más e asy des- 
cubrieron la tierra. 



152 ^ PLEITOS DE COLÓN. 

A la sesta déscima pregunta dixo que oyó dezir 
lo contenido en la dicha pregunta a muchas perso- 
nas de palos que fueron con el dicho Colon el dicho 
viaje. 

A la setena é ota va déscima preguntas dijo que 
no las sabe. 

A la novena pregunta dixo que oyó dezir lo con- 
tenido en la dicha pregunta a muchos marineros 
de palos que fueron con el dicho Colon e martin 
alonso el dicho viaje. 

A las veynte preguntas dixo que oyó dezir lo 
contenido en la dicha pregunta a algunas per- 
sonas. 

A las veynte e una pregunta dixo que no la sabe. 

A las veynte e dos preguntas dixo que oyó dezir 
lo contenido en la dicha pregunta a muchos mari- 
neros de palos que fueron con el dicho martin 
Alonso e con el dicho almirante don Cristóbal. 

A las veynte e tres preguntas dixo que dize lo 
que dicho tiene en la pregunta antes desta. 

A las veynte e quatro preguntas dixo que a visto 
yr armadores a la tierra firme con gente e dizen que 
an topado con tierra firme e an rescebido daño los 
descubridores e su jente fasta que a visto que sus 
altezas an enbiado mucha gente armada porque por 
fuerca los sojuzgasen. 

A las veynte e cinco preguntas dixo que dize lo 
que dicho tiene e que no sabe otra cosa para el jura» 
mentó que fizo. 



testigo. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 153 

Juan de moguer vecyno desta villa de lepe tes- J«an de Moguer, 
tigo presentado por el dicho bartolomé de arrióla 
aviendo jurado en forma de derecho dixo que no 
es pariente de ninguna de las partes, etc. 

A la primera pregunta dixo que no conosce al 
dicho fiscal e que conosce al dicho almirante e que 
conoscid al almirante viejo su padre don Cristóbal 
e que conosce al señor don Juan de Fonseca obispo 
que agora es de burgos e que conosce a martin 
alonso pincon e a viceynte yañez pincon e a Fran- 
cisco martin pincon sus hermanos, vesinos que fue- 
ron de palos e que conosce a todos los demás conte- 
nidos en la dicha pregunta e que conosce al dicho 
Juan de Solís. 

A la tercera pregunta dixo que no la sabe más de 
quanto oyó dezir que el dicho Cristóbal guerra e 
pero alonso niño que descubrieron la tierra firme y 
el Resgate de las perlas e que lo oyó dezir a muchos 
de palos. 

A la quarta pregunta dixo que dize lo que dicho 
tiene en la pregunta antes desta. 

A la quinta pregunta dixo que oyó dezir lo con- 
tenido en la dicha pregunta a algunos vecinos de 
Palos. 

A la sesta pregunta dixo que la no sabe más de 
quanto lo ovo dezir á muchas personas que no se 
acuerda. 

A la sétima pregunta dixo que la no sabe más de 
quanto lo oyó dezir a manuel de valdouinos e á 



154 PLEITOS DE COLÓN. 

pero rramirez e a juan de palencia e a otros veci- 
nos desta dicha villa de Lepe. 

A la novena pregunta dixo que no la sabe. 

A la descena pregunta dixo que oyó dezir lo 
contenido en la sesta pregunta a algunas per- 
sonas. 

A la un déscima, duodécima y tercia décima pre- 
guntas dixo que no las sabe. 

A la quarta déscima pregunta dixo que no la sabe 
más de quanto oyó dezir que el dicho martin alonso 
pincon avia dado dos navios suyos al dicho don cris- 
toba! colon para yr al dicho viaje a las yndias a 
descubrir e que avia trabajado mucho en el dicho 
viaje. 

A la quinta déscima pregunta dixo que lo oyó 
asy a muchas personas en la villa de palos e que lo 
oyó dezir al dicho martin alonso e al dicho vi- 
ceynte yañez en galizia quando vinieron el dicho 
viaje de descubrir. 

A la sesta, setena, otava déscima preguntas dixo 
que no las sabe más délo que dicho tiene. 

A la novena déscima pregunta dixo que no la 
sabe más de cuanto lo oyó dezir a muchas personas 
en las yslas de bayona y en galizia. 

A las veinte, veinte e una e veynte e dos pregun- 
tas dixo que oyó dezir lo contenido segund dicho 
tiene en las yslas de bayona quando los dichos na- 
vios vinieron de descubrir. 

A las veynle e tres preguntas dixo que oyó dezir 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 155 

lo contenido en la dicha pregunta, e que no la sabe 
más délo que dicho tiene. 

A las veynte e quatro preguntas dixo que oyó 
decir lo contenido en la dicha pregunta muchas 
vezes. 

A las veynte e cinco preguntas dixo que dize lo 
que dicho tiene, etc., que no sabe otra cosa e que 
esta es la verdad para el juramento que fizo que no 
firmó por no saber escribir. 

Juan de Falencia Rodrigo vecino desta dicha Juan de Falencia 
villa de Lepe testigo presentado por el dicho barto- ^°^"^^' *''*^^^* 
lomé de arrióla en el dicho nonbre aviendo jurado 
en forma de derecho dixo seyendo preguntado por 
las preguntas generales que no es pariente en grado 
de afinidad ni consanguinidad de ninguna de las 
partes, etc. 

A la primera pregunta dixo que no conosce al 
dicho procurador fiscal ni conosce al dicho almi- 
rante y que conosció al dicho almirante viejo e que 
no conosció al dicho martin alonso pincon e que co- 
nosció al dicho viceynte yañes e que no conosció 
al dicho Francisco martin ny al dicho Juan déla 
cosa e que no conosció al dicho hojeda e que no co- 
nosció a nenguno délos otros contenidos en la di- 
cha pregunta ecebto que conosce al dicho Juan de 
Solís. 

A la segunda pregunta dixo que no la sabe. 

A la tercera pregunta dixo que oyó dezir lo con- 
tenido en las dichas preguntas a algunas personas. 



156 PLEITOS DE COLÓN. 

A la quarta pregunta dixo que oyó dezir lo con- 
tenido en la dicha pregunta a algunas personas. 

A la quinta pregunta dixo que no la sabe. 

A la sesta pregunta dixo que no la sabe. 

A la setena pregunta dixo que lo que sabe es que 
este testigo fué el dicho viaje en conpañía del di- 
cho vicejnte yañez e que es verdad lo contenido en 
la dicha pregunta, porque este testigo lo vido e fué 
el dicho viaje como dicho tiene. 

A la otava pregunta dixo que no la sabe. 

A la novena pregunta dixo que la no sabe más 
de quanto lo oyó dezir. 

A la déscima pregunta dixo que oyó dezir lo con- 
tenido en la dicha pregunta algunas personas que 
no se acuerda. 

A las siguientes preguntas dixo que no las sabe. 

A las veynte e cinco preguntas dixo que dize lo 
que dicho tiene e que no sabe otra cosa e que esta 
es la verdat para el juramento que fizo e firmó de,, 
su nonbre en el Registro de justicia — Juan de Fa- 
lencia. 

Y ansi tomados los dichos e depusiciones délos di- 
chos testigos luego el dicho alcalde dixo que man- 
dava e mandó a mí el dicho escrivano los sacase 
en linpio e los diese firmados e synnados e cerrados 
e sellados en manera que fagan fee al dicho barto- 
lomé de arrióla pagándome mi justo e devido sala- 
rio, en lo qual dixo que está presto de ynterponer 
e ynterpuso su abtoridad e decreto judicial. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 157 



99- 

(Año de 1515. — Septiemlt'e 25, ^weZva.)— Probanza hecha á petición del 
Fiscal con arreglo al interrogatorio de veinticuatro preguntas.— (J[. de 
I. Pto. l-l.«/i2, pieza 23, f ol. 18.) 

En la villa de huelva martes veynte e cinco 
dias del mes de Setiembre año del nacimiento de 
nuestro salvador jusucristo de mili e quinientos e 
quinze años ante francisco martinez alcalde ordi- 
nario en esta dicha villa de huelva e en presencia 
de mi hernando de xerez escrivano público della 
por el ylustre e muy magnífico señor don alonso 
perez de guzman, duque de la cibdad de medina si- 
donia mi señor e de los testigos de yuso escriptos, 
pareció un ome que se dixo por nonbre bartolomé 
de Arrióla e hizo presentación e presentó una escri- 
tura de poder signada de escrivano público e en las 
espaldas del dicho poder una escritura de sostituto 
signada de escribano público segund que por las 
dichas escrituras parecía su tenor délas quales la 
una en pos de la una punto a punto e berbun ad 
berbun son estas que se siguen e dizen en esta 
guisa ^ 



í Siguen los poderes dados por el Fiscal Don Pedro Ruiz a Don Pedro 
de Isasaga factor déla casa déla Contratación para el pleito que trata con 
Don Diego Colon fecho en Burgos en 19 de Junio de 1515, y el de Isasaga 
nombrando sustituto a Bartolomé de Arrióla, fecho en Sevilla 11 de Setiem- 
bre de 1515. ídem la Eeal Cédula receptoría dada por Doña Juana en 
Burgos, 25 de Marzo de 1615 sobre dicho pleito y las diligencias de pre- 
sentación de testigos. 



158 PLEITOS DE COLÓN. 

Garci Fernández, el dicho gapci femandez declarando el dicho su 
testigo. juramento e seyendo preguntado por las pregun- 

tas del dicho ynterrogatorio, a la segunda pregunta 
dyxo que no conoció ny conoce al fiscal contenydo 
en esta pregunta e que el almirante que sy cono- 
ció e que al almirante don ^^ristobal que no conoció 
e que al señor donjuán de fonseca que sy conoció 
e que a martin alonso pin con que sy conoció e que 
al dicho viceynte añez pin con que sy conoció e 
que asy mismo conoció a francisco martin pincon 
e que a juan de la cosa que no lo conoció e que al 
dicho alonso de hojeda que no lo conoció e que a 
pero alonso niño que lo oyó dezir e que a Cristóbal 
guerra que no lo conoció e que a Rodrigo de la 
bastida que no lo conoció e que a diego de lepe que 
sy conoció e que a juan de solis que no lo conoció, 
fuele preguntado si es pariente de algunas de las 
partes, dyxo que no le toca parentesco nynguno 
de los contenydos en esta pregunta salvo ser su 
compradre del dicho martin alonso pincon. 

a las seis preguntas primeras dyxo que no las 
sabe. 

a la sétima pregunta dyxo que lo que sabe es 
que este testigo al tienpo que viceynte añez pin- 
con y los que con él fueron a descobrir esto, fué 
conellos y vido como el dicho viceynte añez des- 
cubrió él y los que con él yban fazia la parte de le- 
bante ala costa que está descubierta fazia la punta 
que llaman de santa cruz e de san agustin e que de 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 159 

ally vido este testigo como entró en la voca del Rio 
grande contenido en esta pregunta donde fallaron 
el agua dulce y aun este testigo dize que vevió do- 
lía, el qual entra en la mar e que sabe que al tienpo 
quel dicho vicejnte yañez fué el dicho viaje nunca 
fué el almirante contenido en esta pregunta ny 
otra persona ninguna destos Reynos porque aquella 
costa nunca la descubrió otra persona ninguna 
salvo el dicho viceynte yañez y esto que lo sabe 
porque este testigo fué con él e lo vido e que nunca 
el dicho viceynte añez fué con ninguna persona a 
quel viaje ni otro ninguno que este testigo viese e 
que no el quel Rio vinieron el dicho viceynte yañez 
e su conpaña muchos yndios y firieron y pelearon 
con él e con la dicha su conpaña e que después que 
ovieron descubierto aquella ysla el dicho viceynte 
yañez e la dicha su conpaña y el testigo con ellos 
vinieron a dar a un rio negro en la misma costa que 
venian costeando y viniendo costeando vinieron a 
dar con sus barcos a tierra a tomar lengua o a res - 
gatar algunas cosas que llevaban e que mataron los 
dichos yndios a syete o ocho honbres de los de la 
conpaña pero quel dicho viceynte yañez se quedó 
en el navio. 

a las ocho a trece preguntas dyxo que no las 
sabe. 

a la catorze pregunta dyxo que lo que -sabe es 
quel dicho martin alonso contenido en esta pre- 
gunta antes desta vino a palos, no sabe este testigo 



160 PLEITOS DE COLÓN. 

donde vino entonces, y aparejó dos navios los gua- 
les después de aparejados los dio al dicho almirante 
para servicio de sus altezas e lo demás que no lo 
sabe— fuéle preguntado como lo sabe lo que dicho 
tiene que le dio los dichos dos navios aparejados; 
dyxo que por que lo vido e por que este testigo fué 
despensero de un navio dellos que se llamaba la 
pinta e lo demás que no lo sabe. 

a la quinze pregunta dyxo que lo que sabe es que 
el dicho martin alonso fué por capitán en uno de 
sus navios que dize la pinta donde este testigo yba 
por despensero e quel un hermano del dicho mar- 
tin alonso era maestre de la nao que se dezía la 
pinta e que el otro hermano que se dezía vyseynte 
yañez hera maestre de la nao que se dezía la nyña 
e que corrieron todos tres navios desde Ig, ysla de 
fierro en el sueste quatrocientas leguas poco más o 
menos e quel dicho martin alonso se llegó al almi- 
rante e le dyxo : señor corramos quarta en el su- 
dueste, e que entonces dyxo el dicho almirante que 
se fiziese norabuena e que sienpre los consolava el 
dicho almirante eforcándolos al dicho martin alonco 
e a todos los que en su conpaña iban e que nunca 
dieron en tierra e que se tornaron la vía del sueste 
e que ally aliaron tierra que se llama guadahany e 
que la primera persona que vido la dicha ysla fué 
la gente que yba en la dicha nao o pinta donde este 
testigo y va e quel dicho martin alonso mandó ty- 
rar lonbardas en señal de alegría las quales man- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 161 

dava tyrar fazia donde venía el dicho almirante 
que venía detras de la dicha nao pinta y como vie- 
ron la dicha tierra, el dicho martin alonso esperó al 
dicho almirante colon que allegase e que allegado 
le dyxo el dicho almyrante: señor martin alonso 
que aveys aliado tierra, e que entonces le dyxo el 
dicho martin alonso: señor mis albricias no se pier- 
dan, e que entonces le dyxo el dicho: yo vos mando 
cinco mili maravedís de aguilando e que este tes- 
tigo lo sabe por que lo vido. 

a la diez y seys pregunta dyxo que dize lo que 
dicho tiene en la pregunta antes desta e que lo de- 
más que no lo sabe. 

a la diez y siete pregunta dyxo qué no sabe otra 
cosa ninguna salvo ser el dicho martin alonso hon- 
bre muy sabido por la mar. 

a la diez y ocho pregunta dyxo que dize lo que 
dicho tiene en las quinze preguntas antes desta por 
que lo vido. 

a la diez y nueve pregunta dyxo que no la sabe. 

a la veynte pregunta dyxo que la sabe como se 
contiene por queste testigo yba con el dicho mar- 
tin alonso e lo vido como lo dize esta pregunta. 

a la veynte y una pregunta dyxo que la sabe por 
que lo vido. 

a la veynte y dos preguntas dyxo que lo que 
sabe es que dicho martin alonso descubrió la dicha 
ysla yendo que yba en la dicha nao pinta donde 
este testigo yba por despensero e que sabe quel di~ 



n 



162 PLEITOS DE COLÓN. 

cho Kio contenido en esta pregunta le pusieron por 
nonbre el Rio de martin alonco pincon. 

a las veynte y tres pregunta dyxo que lo que sabe 
es que este testigo conoció según dicho es al dicho 
martin alonso ser honbre muy eforcado y de gran 
corazón e que sabe que sino fuera por que] dicho 
martin alonso le dio los dichos dos navios al dicho 
almirante que no fuera donde fué ny menos fallara 
gente y la cabsa hera por que nynguna persona co- 
nocía al dicho almirante e que por respeto del dicho 
martin alonso e por darle los dichos navios, el dicho 
almirante fué el dicho viaje e que lo demás que no 
lo sabe. 

a la veynte e quatro pregunta dyxo que no la 
sabe=e fuéronle fechas las otras preguntas al caso 
pertenecientes el qual dyxo que no sabe más de lo 
que dicho tiene en lo qual se 'afyrma y que esta es 
la verdad so cargo del juramento que fizo, no lo 
fyrmó porque dyxo que no sabía escrivir. ^fran- 
cisco martin, alcalde =fernando de xerez, escri- 
vano público. 
Antón Fernández ®^ dicho autou femandcz colmenero queriendo 
Colmenero, tes- declarar el dicho su juramento e seyendo pregun- 
*^^°' tado por las preguntas del dicho ynterrogatorio, a 

la primera pregunta dyxo quel dicho fiscal no lo 
conozió e al dicho almirante que nunca otro cono- 
ció por almirante sino á colon e que asy mismo co- 
noció a don Cristóbal contenido en esta pregunta e 
que asy mismo conoció al señor donjuán de fon- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 163 

seca obispo que es agora en burgos e que asy mis- 
mo conoció a martin alonso pincon y á viceynte 
añez pincon e a francisco martin pincon e que a 
Juan de la cosa que lo oyó decyr e alonso de hogeda 
que lo oyó dezir e qae a pero alonso niño lo oyó 
dezir e que a Cristóbal guerra asy mismo e que co- 
noció a Eodrigo de la bastida e que asy mismo co- 
nozió a diego de lepe e que asy mismo oyó dezir e 
mentar a juan de solís, fuéle preguntado sy es pa- 
riente de alguna de las partes dyxo que no. 

a la segunda pregunta dyxo que no la sabe. 

a la tercera pregunta dyxo que lo que sabe es que 
oyó dezir que pero alonso niño e los que fueron en 
su conpaña descubrieron la tierra donde estaban 
las perlas e que el dicho almirante estaba en la ysla 
que se dize ysabela e que allí supo como el pero 
alonso niño avia descubierto la tierra donde avía 
aliado las perlas; preguntado a quien lo oyó dezir 
dyxo que atodas las personas questaban enla ysa- 
bela e atodas las otras personas que venían déla 
dicha ysla á castilla. 

a la quarta pregunta dyxo que lo oyó dezir lo 
-contenydo en esta pregunta aciertos marineros que 
venían en conpaña del dicho pero alonso niño e del 
dicho Cristóbal guerra. 

a la quinta pregunta dyxo que no la sabe. 

a la sesta pregunta dyxo que lo oyó dezir a las 
mismas personas e marineros que benían de aque- 
llas partidas. 



164 PLEITOS DE COLÓN. 

a la sétima pregunta dyxo que lo que sabe es que 
al tienpo quel dicho viceynte añez pincon e los 
que con él fueron a descobrir este testigo y va en el 
navio del dicho viceynte añez y vydo como fué el 
dicho viceynte añez e los que conél yvan fueron 
fazia la parte del levante desde la ysla de cabo 
verde e fueron la via del sudueste entre medias del 
sur y el dicho viceynte añez e los que conél yvan 
e fallaron la tierra firme e el dicho viceynte añez 
saltó en la borda del navio donde y va e no consyntió 
que nynguno délos que conél yvan saltase en tie- 
rra salvo el dicho viceynte añez e ciertos escriva- 
nos que yban en el dicho navio por el Rey nuestro 
señor los quales saltaron con el dicho viceynte añez 
en la dicha tierra firme e este testigo vido como el 
dicho viceynte añez tomó la posesyon de la dicha 
tierra firme en voz y en nonbre del Rey nuestro 
señor lo qual pasó ante los dichos escrivanos por 
mandado del dicho viceynte añez e después de to- 
mada la posesión este testigo vido como el dicho 
viceynte añez fizo mojones de tierra ele puso un 
nonbre que este testigo no se acuerda e que de allí 
después de tomada la posesión fueron descubriendo 
por la costa de la dicha tierra adelante por la vía 
del norueste e entraron en un Rio en que aliaron el 
agua dulze que entraba enla mar treynta leguas 
el agua dulze e que aliaron dentro del Rio un ma- 
rrajo e estando surtos los navios a la manera de 
golpe de la mar e el ruydo que traya les aleo qua- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 165 

tro brazas el navio e que en aquella tierra fallaron 
mucha gente pintada que se benia seguramente a 
donde estava el dicho viceynte añez e su conpaña 
^ que de aquel Rio grande salieron e fueron desqu- 
briendo por la costa adelante por la tierra firme 
fazta dentrose a paria e que allí en paria querían 
saltar en tierra salvo que no osaron por que les 
avían muerto mucha jente antes que llegasen a 
paria e los yndios de la propia paria no que- 
rían entrar dentro de los dichos navios salvo de- 
bían, sal capitán, e que enesto vino otro que se 
dice diego de lepe la vía del (hay un claro en el 
original ) en el uso de los yndios que tenían e en 
las señas que les dio el dicho diego de lepe des ' 
pues que vinieron a castilla e de allí se fueron á 
la española que se dize la ysabela e que el dicho 
viceynte añez se partió de la ysabela que se dize 
jumeto y alos ojos déla ¿baburca? e de allí perdie- 
ron dos navios en bajos e se binieron para cas- 
tilla luego e que en todo este dicho tienpo ny 
descubrir de tierra en que andubiera, nunca el di- 
cho almirante andubo con ellos salvo el dicho vi- 
ceynte añez que por su yndustria descubrid la di- 
cha tierra, las quales descubrió por el Rey nuestro 
señor. 

a las ocho pregunta dyxo que lo que sabe es que 
oyó dezir que al tienpo que diego de lepe fué a des- 
cubrir aquellas partidas, nunca el almirante antes 
ny después fué con el dicho diego de lepe e que 



166 PLEITOS DE COLÓN. 

oyó dezir que el dicho diego de lepe avía descu- 
bierto a paria por su yndustria. 

a las nueve e diez preguntas dyxo que no las 
sabe. 

a la honze pregunta dyxo que lo que sabe es que 
al tienpo que lo contenido en esta pregunta pasó, 
este testigo estaba en palos donde al presente bivía 
e moraba e que martin alonso pincon e viceynte 
añez su hermano le rogaron a este testigo que por 
que ellos querían yr a descubrir e que fuese con 
ellos por quellos llevaban consygo a colon por capi- 
tán mayor e que este testigo les dyxo que no que- 
ría yr a descobrir e que de aquel viaje llevaron dos 
navios a costa del Rey nuestro señor e fueron a des- 
cobrir e oyó dezir este testigo aver descobierto las 
susodichas isla española e que después qne tornaron 
que vido este testigo que vinieron a palos derechos 
alos quales el dicho martin alonso e viceynte añe¿ 
oyó dezir aver descubierto la dicha española. 

a las doce preguntas dyxo que lo que sabe es que 
oyó dezir destas escrituras contenidas en esta pre- 
gunta al mismo martin alonso quel avía traydo el 
treslado de Roma e se las oyó leer al dicho martin 
alonso e que lo sabe esto por que este testigo vino 
de Roma con el dicho martin alonso. 

a la treze pregunta dyxo que lo oyó dezir al di- 
cho martin alonso. 

a la catorze pregunta que lo oyó dezir al dicho 
martin alonso e su conpaña. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 167 

a las quinze preguntas dyxo que lo oyó dezir a el 
martin alonso e aviceynte añez su hermano. 

a la diez y seys pregunta dyxo que lo oyó dezir 
á los marineros que venían con el dicho martin 
alonso e su conpaña. 

a las diez y siete pregunta dyxo que lo oyó dezir 
alos marineros que venían con el dicho viceynte 
aflez e su conpaña. 

a las diez e ocho preguntas dyxo que no la sabe. 

a las diez e nueve preguntas dyxo que lo oyó 
dezir al dicho martin alonso e a su conpaña e este 
testigo estuvo en el Rio de martin alonso e le dy- 
xeron que por que avía estado esperando a colon. 

a las veynte pregunta dyxo que no la sabe. 

a las veynte e una e veintidós preguntas dyxo 
que lo oyó dezir al dicho martin alonso e algunos 
de su conpaña después que vinieron. 

a las veynte e tres preguntas dyxo que lo oyó 
dezir a todas las personas que moran en palos que 
no fueran el dicho colon a las yndias ny otro nyn- 
guno ny se atrevyeran á yr sy no fuera por el 
dicho martin alonso e sus hermanos e sus parientes 
que todos le ayudaron por ser onbres de buen co- 
razón e de buen refuergo e sabido en la mar. 

a la veynte y quatro preguntas dyxo que lo que 
sabe es que este testigo oyó dezir a colon contenydo 
en esta pregunta quel Rey nuestro señor lo man- 
daba yr al dicho colon a descubrir e que asy mis- 
mo oyó dezir que no pudo por entonces sojusgado 



168 PLEITOS DE COLÓN. 

bien la tierra e que el Eey nuestro señor le proveya 
de gente e de bastimentos e que no podiéndola so- 
jusgar la dicha tierra se vino el dicho colon a cas- 
tilla al qual le oyó dezir que benia preso por man- 
dado de sus altezas por los muchos agravios que 
azía a los cristianos que estavan en la ysla e luego 
lo trujeron preso a castilla e oyó dezir que el Rey 
nuestro señor avía enviado otro governador que 
sojusgase la tierra el qual oyó dezir este testigo 
averia sojusgado, el nonbre del qual este testigo 
no se aquerda. 

fuéronle fechas las preguntas al caso pertene- 
cientes el qual dyxo que no sabe más que lo que 
dicho tiene en lo qual se afirmó e que esta es la 
verdad so cargo del juramento que ñzo e firmólo 
de su nonbre en el Registro. 

De lo qual todo lo que dicho es e según que antel 
dicho francisco martin alcalde e en presencia de 
mi el escribano di dello fe e testimonio signado 
con my sino e firmado de mi nonbre al dicho bar- 
tolomé de arrióla que me lo pidió, que es fecho en 
el dicho mes e año susodicho e serrado e sellado lo 
qual escrito en onze planas de papel con esta en que 
va my sino e firma e abajo de cada foja mi rúbrica 
e encima de cada plana. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 169 



lOO. 



(Año de 1515.— Octubre \P, PaZos.)— Probanza hecha á petición del Fis- 
cal, según interrogatorio de veinticuatro preguntas.— (J.. de Z, Pto. 1-1 
«/i2, pieza 3.) 

En la villa de palos lunes primero dia del mes 
de Octubre año del nacimiento de nuestro salvador 
Jesucristo de mili e quinientos e quinze años por 
antel noble e muy virtuoso señor el señor juan 
martin de castilleja tenyente de alcalde mayor en 
esta dicha villa por su alteza en el lugar del licen- 
ciado francisco de lerma alcalde mayor en la dicha 
villa por su alteza e por ante mi alonso fernandez 
sanabria escrivano público de la dicha villa por su 
alteza e por los otros señores della e de los testigos 
de yuso escriptos pareció presente un onbre vizcay- 
110 que se dyxo por nonbre bartolomé de arryola y 
en nonbre de pedro de ysasaga fator de sus altezas 
en la casa de la contratación délas yndias que está 
e resyde en la noble e muy leal cibdad de sevilla 
presento un poder e sostitucion a el fecha, firmados 
e sygnados de escrivanos públicos segund que por 
el dicho poder e sostitucion parecía y en nonbre de 
los contenidos en el dicho poder e sustitución pre- 
sentó una carta e prorrogación de su alteza sellada 
con su Real sello ynprimido con cera colorada ema- 
niida en su muy alto consejo e librada de algunos 
de los de su consejo según que por ella parecía e 



170 PLEITOS DE COLÓN. 

con ella un ynterrogatorio de preguntas e con la 
dicha carta de su alteza e por virtud del dicho po- 
der e sostitucion requirió al dicho señor teniente 
de alcalde mayor le mandase tomar e recibir en 
nonbre de su alteza los testigos de que en esta villa 
se entendiese aprovechar y en todo asy rescibido e 
lo que dixeren e depusyeren escripto en linpio efir- 
mado de su nonbre e de mi el dicho escribano e 
sygnado e cerrado e sellado en pública forma se lo 
mande dar por fe e testimonio para lo presentar 
ante su alteza e ante quien e con derecho debe, e de 
como lo decía pedía e requería, lo pidió por testi- 
monio, a todo lo qual fueron presentes por testigos 
andres martin de la borda e francisco velez e juan 
perez de sanabria vezinos desta villa su tenor del 
qual poder e sustitución e carta de su alteza e yn- 
terrogatorio uno en pos de otros es este que se 
sigue*: 
Juan González, El dicho Juau goncalcz portogucz vezino desta 
testigo. villa, testigo jurado e tomado en la dicha razón, 

fué preguntado por las preguntas generales; dyxo 
es de hedad de treynta e dos años poco más o me- 
nos e que no es pariente de nynguna de las partes, 
etcétera. 

a la primera pregunta dyxo éste que conoze e 
conozió a todos los contenidos en la dicha pregunta 
de vista e conversazion esceblo a al fiscal de su al- 



1 Siguen los documentos citados. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 171 

teza e cristoval guerra e a juan de solís contenidos 
en la dicha pregunta que no los conoció este tes- 
tigo. 

a la segunda pregunta dyxo que no sabe cosa de 
lo contenido en la dicha pregunta salvo que oyó 
dezir quel dicho almirante don Cristóbal colon des- 
cubrid la paria contenida en la dicha pregunta a 
muchas personas cuyos nonbres no se acuerda e 
que lo demás que no lo sabe. 

a la tercera pregunta dyxo que lo que sabe 
es que oyó dezir el viaje quel dicho pero alonso 
niño vino de las perlas e truxo muchas e portó a 
gallizia, que este testigo oyó dezir quel dicho pero 
alonso niño e cristoval guerra avían descubierto 
por la costa de las perlas saliendo por la voca del 
drago ciertas yslas e farallones las quales este tes- 
tigo no se acuerda como los llaman e que oyó dezir 
que se bolvieron e que los dichos pero alonso niño e 
cristoval guerra dejaban descubiertas las perlas e 
las costas de ciertos farallones adelante e que se vi- 
nieron a santo domingo e allí asy mismo oyó dezir 
este testigo lo contenydo en la dicha pregunta a 
muchas personas cuyos nonbres no se aquerda más 
de rroldan el viejo que se lo dyxo. 

a la quarta pregunta dyxo que non sabe más de 
quanto aportaron a gallizia con las dichas perlas el 
dicho pero alonso niño e cristoval guerra viniendo 
del dicho viaje, pero que lo demás contenydo en la 
dicha pregunta que lo non sabe e que sabe que 



172 PLEITOS DE COLÓN. 

portaron a la dicha gallizia segund tiene dicho en 
la pregunta antes desta e que desta tanto sabe. 

a la quinta pregunta dyxo que no la sabe. 

a la sesta pregunta dyxo que los contenidos en 
la dicha pregunta Rodrigo de bastidas e juan de la 
cosa syn ir en conpañia del almirante, por su yn- 
dustria y saber descubrieron a uraba donde esta ]a 
provincia del Darien e de allí trugeron la muestra 
del oro e de las otras cosas que fallaron e que lo 
demás contenydo en la dicha pregunta que no lo 
sabe e que sabe lo contenydo e declarado de suso 
en esta pregunta porque los mismos marineros de 
los sobredichos se lo dixeron á este testigo porque 
los conoció e fabló conellos. 

a la setena pregunta dyxo que la non sabe. 

a la ota va pregunta dyxo que la sabe como se 
contiene porque fue con el dicho diego de lepe el 
dicho viaje, sabe que descubrió la vuelta del le- 
vante salido del Rio grande hasta otro Rio ques en 
la costa que se dize el dicho Rio santa catalina 
que ay más de trecyentas leguas e que sabe quel 
dicho diego de lepe por su yndustria e saber des- 
cubrió lo contenydo en la dicha pregunta syn yr 
con el almirante don cristoval colon e que sabe lo 
contenido porque se falló presente que fué con el 
dicho diego de lepe como dicho tiene. 

a la novena pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenydo en la dicha pregunta a los marineros que 
fueron con el dicho almirante el viaje que se des- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 173 

cubrió veragua, que son luys ferrandez e juan de 
quexo e que a estos lo oyó dezir este testigo que 
avían ydo con el dicho almirante don cristoval co- 
lon quando se descubrió veraguas e que desta esto 
sabe. 

a la dezena y siguientes preguntas dyxo que non 
las sabe. 

a la dyes y seys pregunta dyxo que oyó dezir lo 
contenido a un juan quintero de argurta vezino 
desta villa e a otras personas que fueron el dicho 
viage, queste no se aquerda sus nonbres. 

a las dyes y siete pregunta dyxo que oyó dezir asy 
mismo quel dicho martin alonso pincon era onbre 
muy sabido en las cosas de la mar y que oyó dezir 
que syguiendo el dicho viaje por lo quel dicho mar- 
tin alonso dyxo la dicha quarta del sudoeste conte- 
nydo en la dicha pregunta e fallaron la tierra e que 
esto oyó dezir a los marineros e que lo demás con- 
tenido en la dicha pregunta que lo non sabe. 

a la diez e ocho pregunta dyxo que oyó dezir lo 
contenydo a los dichos marineros que con ellos fue- 
ron el dicho viaje. 

a la dyez e nueve e siguientes preguntas dyxo que 
las non sabe. 

a las veynte e cinco preguntas dyxo que se afyr- 
ma en lo que dicho tiene por el juramento que fyzo 
en que se afyrmó e non lo fyrmó por que dyxo que 
non sabía escrebir e que otra cosa no sabe ny se 
aquerda. 



174 PLEITOS DE COLÓN. 

Diego Prieto, tes- el dicho diego prieto vezino desta villa tes- 
tigo- tigo jurado e tomado en la dicha razón fué pre- 

guntado por las preguntas generales dyxo ques 
de hedad de quarenta años poco más o menos e 
que no es paryente de nynguna de las partes, et- 
cétera, 

a la primera pregunta dyxo que conozió e conoze 
a todos los contenidos en la dicha pregunta de vista 
eceto al dicho cristo val guerra e a juan de solis con- 
tenydos en la dicha pregunta. 

a la segunda pregunta dyxo que puede aver 
dezyocho o dezynueve años que este testigo fué a 
descobrir con bicentyañez y que yva con el dicho 
bicentyañez diego martin pincon vezino desta villa 
por piloto y que le oyó dezir más al dicho diego 
martin que podya aver un año que avya estado en 
Parya con el almirante don Cristóbal colon e quel 
dicho almirante aviéndola descobierto tomó quatro 
o cynco yndios para tomar lengua de la tierra e los 
llevó consygo a la española por que se yva de viaje 
e que lo demás contenydo en la dicha pregunta que 
lo non sabe. 

a la tercera e cuarta preguntas dyxo que las non 
sabe. 

a la quinta pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenydo o la mayor parte dello a muchas personas 
cuyos nonbres no se acuerda. 

a la sesta pregunta dyxo que oyó dezir lo conte- 
nydo en la dicha pregunta según quenella se con- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 175 

iyene a muchos marineros e presonas quyos non- 
bres non se aquerda. 

a la setena pregunta dyxo que la sabe como en 
ella se contyene por que yva con el dicho viceyn- 
tyañez en los dichos navios quando se desqubrió lo 
<5ontenydo en la dicha pregunta y que de antes no 
avía sydo desqubierta por el dicho almirante don 
-Cristóbal colon nyn por otra persona e que lo descu- 
brió el dicho bicentyañez contenydo en la dicha 
pregunta por su saber e yndustria e que desta pre- 
.gunta esto sabe. 

a la otava a trecena preguntas dyxo que las non 
;sabe nyn se aquerda dellas. 

a la catorcena pregunta dyxo que la sabe por 
queste testigo lo vido y se falló presente e le dio el 
dicho martin alonso sus navios, pero que sy le enseñó 
los previllejos contenidos en la dicha pregunta el 
dicho almyrante al dicho martin alonso pincon o 
no, que este testigo no lo sabe pero que los vido yr 
su biaje e sabe quel dicho martin alonso pincon en- 
caminó al dicho almirante e que sabe este testigo 
que sy non fuera por él quel dicho almirante non 
fuera entonces a descobrir e que esto sabe por lo que 
dicho tiene. 

a la quinzena pregunta dyxo que sabe quel dicho 
martin alonso yva por capitán de uno de sus navios 
€ que sus hermanos fueron y que lo demás conte- 
nydo enla dicha pregunta lo oyó dezir muchas ve- 
zes a los marineros que venyan e vinieron el dicho 



176 PLEITOS DE COLÓN. 

viage a esta villa e que este testigo se lo oyó dezir 
e non se aquerda de sus nonbres. 

a la desyseys pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
nydo a muchos marineros e personas que vinyeron 
en el dicho viaje cuyos nonbres no se acuerda, quel 
dicho martin alonso por su yndustrya avya pasado 
el dicho viaje adelante e que asy es público e no- 
torio. 

a lá desisyete a veinte y una preguntas dixo que 
las non sabe. 

a la veynte e dos preguntas dyxo que oyó dezir 
lo contenydo non se acuerda de los nonbres de las 
personas que se lo dyxeron e que desta esto sabe. 

a la veynte e tres preguntas dyxo que la non sabe 
e que se refiere en lo que dicho tiene desuso en su 
dicho e que desta esto sabe. 

a la veynte e quatro preguntas dyxo que la sabe 
por ques público e notorio lo contenydo. 

a la veynte y cinco preguntas dyxo que no sabe 
otra cosa más de lo que a dicho e declarado por su 
dicho e depusysion e que en ello se afirmaba e afir- 
mó e firmólo de su nonbre.=juan martin de casti- 
lleja.=diego prieto, testigo. 
Juan Calvo tes- ^^ dicho juau calvo vcziuo dcsta villa testigo ju- 
tigo. rado e tomado en la dicha razón fué preguntado por 

las preguntas generales dyxo que es de hedad de 
cinquenta años poco más o menos e que no es pa- 
riente de nynguna de las partes, etc. 

a la primera pregunta dyxo este testigo que no 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 177 

conoce al fiscal de su alteza e que los demás conte- 
nydos en esta pregunta e a cada uno dellos este tes- 
tigo los conoció e conoce de vista e conversación 
que con ellos tuvo. 

ala segunda pregunta dyxo quel lo oyó dezir, que 
el dicho almirante don Cristóbal colon descubrió la 
parya pero que lo demás contenydo en la dicha pre- 
gunta no lo sabe e que lo oyó dezir quel dicho al- 
mirante avía desqubierto la paria con muchas pre- 
gonas cuyos nonbres no se aquerda al presente. 

a la tercera pregunta dyxo que la non sabe. 

a la quarta pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenydo a muchos onbres cuyos nonbres no se 
aquerda. 

a la quinta a setena preguntas dixo que las non 
sabe. 

a la setena pregunta dyxo que es verdad que di- 
cho bicente añez descubryó lo contenydo en la di- 
cha pregunta fasta que entraron en la voca del Ryo 
grande y que otra presona alguna no avya entrado 
dentro fasta quel dicho bicente añez lo descubrió 
por su yndustria e que si vino con el dicho almi- 
rante quando dize que descubryó a parya que este 
testigo no lo sabe e que sabe lo que dicho e decla- 
rado tiene en esta pregunta este testigo por que lo 
vido e fué con el dicho bicente añez a descobrir en 
los dichos navios e que desta esto sabe. 

a la otava pregunta dyxo que la sabe como en ella 
se contiene por quel dicho diego de lepe contenydo 



12 



178 PLEITOS DE COLÓN. 

yendo solo a descobrir pasó adelante del Ryo grande 
e descubryó la dicha tierra contenida en la dicha 
pregunta segund que en ella se contyene, por su 
yndustrya, e que nunca navegó yendo a descobrir 
con el dicho almirante nyngunt viaje e que esto lo 
sabe por que estaba este testigo en el Ryo grande 
con el dicho bicente añez e lo vido a vista de ojos. 

a la novena pregunta dyxo que sabe quel dicho 
almirante contenido en la dicha pregunta avía des- 
cubierto aver agua y que este testigo vino el dicho 
viaje de santo domingo a castilla en conpañía de 
los marineros del dicho almyrante que venyan del 
dicho viaje de descobryr la dicha tierra contenida 
en la dicha pregunta e que allí los mismos marine- 
ros se lo dyxeron a este testigo como el dicho almi- 
rante avía descubierto aver agua e ques público 
lo contenydo en la dicha pregunta e desta esto 
sabe. 

a la desena pregunta dyxo que sabe que fueron 
a descobryr los contenidos en la dicha pregunta 
pero lo que descubrieron no lo sabe. 

a la oncena pregunta dyxo que la non sabe. 

a la dozena, trecena e catorcena preguntas dyxo 
que las non sabe. 

a la quinzena pregunta dyxo que sabe quel dicho 
martin alonso e sus hermanos fueron a descubryr 
el dicho viaje con el dicho almirante e que lo de- 
más contenydo en la dicha pregunta lo oyó dezir a 
los que vinyeron del dicho viaje en su conpañía de 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 179 

los dichos martia alonso e sus hermanos e que desta 
esto sabe. 

a la deciseysena pregunta dyxo que oyó dezir lo 
contenydo, que lo avia dicho el dicho martin alonso 
al dicho almirante segund que en la dicha pregunta 
se contiene, a muchos marineros que con él vinieron 
el dicho viaje cuyos nonbres este testigo no se 
aquerda. 

a la dezisyete pregunta dyxo este testigo que la 
non sabe. 

a la diez y ochava pregunta dyxo que oyó dezir 
lo contenido a muchas personas vezinos desta villa 
e de fuera della quyos nonbres este testigo no se 
aquerda e que de ésta esto es lo que sabe. 

a la diez e nueve preguntas dyxo que la non 
sabe. 

a la veynte pregunta dyxo que sabe la dicha pre- 
gunta segunt que enella se contyene por que se lo 
oyó dezir al dicho martin alonso pincon e que avia 
pasado como en la dicha pregunta se contiene e que 
por esto lo sabe este testigo. 

a la veynte e una pregunta dyxo como vinieron 
a castilla después de descubierto lo susodicho e que 
este testigo viniendo de flandes los encontraron e se 
fallaron en el puerto de bayona de myño e que por 
esto sabe y asy es público e notorio como se con- 
tiene en la dicha pregunta. 

a la veynte e dos preguntas dyxo que sabe que 
por yndustria del dicho martin alonso se desqubrió, 



180 PLEITOS DE COLÓN. 

dizyendo que fuesen adelante e que fué descubierta 
la ysla española e el oro della por que el dicho mar- 
tin alonso trujo la muestra del oro e que surjo en el 
Rio que se dize de martin alonso e le puso su non- 
bre al dicho Rio e puerto; preguntado cómo lo sabe 
dyxo que por que conoció al dicho martin alonso, e 
sabe lo contenido en la dicha pregunta por que se 
lo oyó dezir y se a fallado enello e lo a visto. 

a la veynte e tres preguntas dyxo que sabe quel 
dicho martin alonso pincon era onbre muy sabido 
e diestro en las cosas de la mar e ten ya grande yn- 
dustria e le querían mucho los maryneros que con él 
tratavan pero que lo demás contenydo en la dicha 
pregunta este testigo non lo sabe, salvo quel dicho 
martin alonso e por su cabsa fueron e le abiaron ai 
dicho almirante el dicho viaje e que asy es público 
e notorio enesta villa. 

a las veynte e quatro preguntas dyxo que sabe 
lo contenido por que murió mucha gente en la tie- 
rra firme y este testigo fué ayudar a poblar la tye- 
rra fyrme en el puerto de la ysabela de la dicha ysla 
española e que sabe que se fazia a costa e sueldo 
del Rey por que este testigo le fué pagado lo que 
syrvió en la contratazion de Sevilla por mandado 
del señor obispo de Burgos que agora es, e que sabe 
que después se a ganado e poblado la tierra firme a 
costa del Rey e de sus altezas e questo sabe por ques 
público e notorio eneste villa. 

a la veynte e cinco preguntas dyxo que non sabe 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 181 

mas deste fecho e que se afirma en todo lo dicho e 
declarado por el juramento que fazia en que se 
afirmó e firmólo de su nonbre. — juan calvo.— juan 
martin de castilleja. 

El dicho garcia de la monja vezino desta villa, García de la Mon- 
testigo jurado e tomado en la dicha razón, fué pre- 3», testigo. 
gúntado por las preguntas generales; dyxo ques de 
edad de treynta y dos años poco mas o menos e que 
no es pariente de nynguna de las partes, etc. 

a la primera pregunta dyxo este testigo que no 
conoce al dicho fiscal ny conoció a don cristoval co- 
lon almirante nyn menos conoció al obispo de bur- 
gos que agora es e que conoce este testigo e conoció 
a algunos de los contenydos en la dicha pregunta, 
de vista, enesta villa e fuera della. 

de la segunda a la setena preguntas dyxo que las 
non sabe, 

a la ota va pregunta dyxo que la sabe como en la 
dicha pregunta se contiene por que fué con el di- 
cho diego de lepe a descobrir e fué y es como en la 
dicha pregunta se contiene por que este testigo 
como dicho tiene fué con el dicho diego de lepe e lo 
vido a vista de ojos. 

a la novena pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido públicamente segund que enella se contiene 
a muchas presonas cuyos nonbres no se aquerda. 

a la dezena a catorcena preguntas dyxo que las 
non sabe, 

a la quinzena pregunta dyxo que la non sabe mas 



182 PLEITOS DE COLÓN. 

de oyr dezir quel dicho martin alonso pincon con- 
tenido en la dicha pregunta fué a descobrir. 

de la deciseysena a la veinte e tres preguntas 
dyxo que las non sabe. 

a la veynte e quatro pregunta dyxo este testigo 
que se afirma en lo que dicho tiene e que la non 
sabe. 

a la veynte e cinco pregunta dyxo que deste caso 
no sabe mas de lo que dicho ha e declarado para su 
dicho de suso e que enello se afirmaba e afirmó e 
que otra cosa non sabe por el juramento que fizo e 
firmólo de su nombre. — garcia fernandez. 
Herrando Esteban, El dicho herrando cstcban , vecino desta villa, 
testigo. testigo jurado e tomado en la dicha razón, fué 

preguntado por las preguntas generales; dyxo 
ques de hedad de cinquenta años poco mas o me- 
nos e que no es pariente de nynguna de las par- 
tes, etc. 

a la primera pregunta dyxo que no conoce al fis- 
cal de su alteza ny al dicho juan de solis e que a to- 
dos los demás contenidos en la dicha pregunta los 
conoció e conoce de vista e trato e conversación que 
conellos ha tenido enesta villa e enotras partes. 

a la segunda pregunta dyxo que oyó dezir este 
testigo lo contenido a muchas presonas cuyos non- 
bres no se acuerda. 

a la tercera pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido a muchas presonas cuyos nonbres no se 
aquerda, que vinieron en conpañía de los dichos 



^DOCUMENTOS INÉDITOS. 183 

cristo val guerra epero alonso nyño el dicho viaje 
e que no uinieron con el dicho almirante. 

a la quarta pregunta dyxo que la sabe por ques 
cierto que vinieron de las perlas el dicho pero alonso 
niño e cristoval guerra e aportaron a gallesia y este 
testigo los vido en la cibdad de Sevilla dar quenta 
e razón a don juan de fonseca que tenía el cargo en 
la ciudad de Sevilla e lo demás contenido en la di- 
cha pregunta que lo non sabe. 

a la quinta pregunta dyxo que la non sabe, 

a la sesta pregunta dyxo que oyó dezir que los 
dichos juan de la cosa e Rodrigo de las bastidas por 
su yndustria avian descubierto aquellas partes de 
urava, e que trugeron muestra de oro e que lo de- 
mas contenido en la dicha pregunta dyxo que lo 
non sabe; preguntado que a quien lo oyó dezir dyxo 
que a muchas presonas cuyos nonbres no se aquerda 
que vinieron en el dicho viaje. 

a la setena pregunta dyxo que la sabe como en 
ella se contiene por quel y va con diego de lepe el 
dicho viaje que fué asy todo uno en pos de otro y 
vido este testigo la dicha tierra quel dicho vicente 
añez descubryó e que al dicho tienpo que se descu- 
brió ningund cristiano la avia descubierto salvo el 
dicho Vicente yañez e lo sabe por que lo vido e que 
lo demás contenydo en la dicha pregunta este tes- 
tigo no lo sabe. 

a la otava pregunta dyxo que sabe que yendo en 
conpañía del dicho diego de lepe a descobrir el di- 



184 PLEITOS DE COLÓN. 

cho diego de lepe yendo por sy solo y con su yn- 
dustria descubrió tierra la qual nunca se avia des- 
cubierto e este testigo vido como el dicho diego de 
lepe tomó la posysyon por el Rey e Reyna de cas- 
tilla e que en señal de posysyon cortaba ramos de 
los árboles y en ciertos árboles principales fizo cru- 
zes e que nunca el dicho diego de lepe navegó con 
el dicho almirante nyngund viaje salvo por su buena 
yndustria descubryó lo contenido en la dicha pre- 
gunta e que este testigo se falló con el dicho diego 
de lepe, contenydo en la dicha pregunta, a todo 
ello e lo vido a vista de ojos e que desta tanto 
sabe. 

a la novena a catorcena preguntas dyxo que las 
non sabe. 

a la quinze pregunta dyxo que sabe quel dicho 
martin alonco fué por capitán de un navio suyo e 
sus dos hermanos fueron por capitanes de los otros 
dos navios e que corrieron en el ueste segunt se 
contyene en la pregunta e que esto vido e que lo 
demás contenydo en la dicha pregunta que este tes- 
tigo no lo sabe. 

a la diez y seys e diez y siete preguntas dyxo que 
las non sabe. 

a la diesyocho pregunta dyxo que oyó dezir lo 
contenydo, que fué cierto e público, que aquella fué 
la primera tierra que fallaron y aun que la fallaron 
de noche; preguntado a quién lo oyó dezir, dyxo 
que a los contenydos en la dicha pregunta e a bar- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 185 

tolomé Roldan piloto vezino de palos e que désta 
esto sabe. 

ala disynueve pregunta dyxo que la non sabe. 

a las veynte pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenido a los mismos marineros quel dicho viaje fue- 
ron con el dicho martin alonso pincon e que asy 
avia pasado, los nonbres délos quales este testigo 
al presente no se acuerda e que desta tanto sabe. 

a la veynte e una pregunta dyxo que asy es pú- 
blico e notorio como en la dicha pregunta se con- 
tyene, que después de desqubierto e fallado la mues- 
tra del dicho oro se partyeron e vinieron el dicho 
martin alonso e el almirante para castilla e a dar 
quenta e razón como dyeron. 

a la veynte e dos preguntas dyxo que lo non sabe, 

a la veynte e tres preguntas dyxo que sabe que 
mucho avió el dicho martin alonso e que era onbre 
prudente en las cosas de la mar e onbre de gran 
corazón e para mucho e que mucho se avió por él 
el dicho almirante en esta villa pero que lo demás 
sy ovo concierto entre el dicho martin alonso y el 
dicho almirante que este testigo non lo sabe e que 
lo demás es publico e notorio por él declarado e 
que de esta esto sabe. 

a la veynte e quatro preguntas dyxo que lo non 
sabe. 

a las veynte e cinco preguntas dyxo que non 
sabe mas de lo dicho e declarado tiene por el jura- 
mento que fizo en que se afirmó e señalólo de su 



186 PLEITOS DE COLÓN. 

señal que djxo que acostunbrava de fazer — fer- 
nando estevan. 
García Ferrando, El dicho garcía ferrando, fysico, vezino desta villa 
testigo. testigo Jurado e tomado en la dicha razón, fue pre- 

guntado por las preguntas generales; dyxo ques de 
edad de cinquenta e cinco años pocos mas o menos 
e que no es pariente de nynguna de las par- 
tes, etc. 

a la primera pregunta dyxo que conoce y conoció 
al almirante don Cristóbal colon y a su fijo e al se- 
ñor obispo don juan de fonseca e que conoció a los 
dichos martyn alonso e a bicentyañez pincon e a 
francisco martyn e a diego de lepe e que los demás 
contenidos en la dicha pregunta que este testigo no 
los conoció njn sabe quien son e que conoce a los 
sobredichos e los conoció de vista trato e abla e 
conversación que con ellos e cada uno dellos asy 
enesta villa como fuera della este testigo ha tenido e 
tuvo. 

a la segunda pregunta dyxo que lo que sabe, que 
oyó dezir a diego martin caldero e a otros onbres 
marineros que fueron con el dicho almyrante que 
el dicho almyrante avia descubyerto a la parya y 
aun que en la dicha ysla de la parya avian visto 
señal e cantydad de oro que losyndios trayan a los 
navios e quel dicho almirante non lo dexaba resga- 
tar e que non sabe mas desto que le dyxeron a este 
testygo los dichos maryneros e que de ally de la 
parya se fueron derechos a la española e que lo de- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 187 

mas contenydo en la dicha pregunta que lo non 
sabe. 

a la tercera pregunta dyxo que lo que sabe es 
que oyó dezir ansy mismo a algunos maryneros de 
los que fueron con el dicho pero niño e Cristóbal 
guerra que yban derechos para entrar en la paria 
por la boca del drago e que llegaron sobre tarde 
cerca de puesta de sol e no sabiendo la gran co- 
rriente que sale por la boca del dicho drago e que 
las dichas corrientes diz que los abatyeron sobre la 
misma ysla de paria e no pudieron entrar dos leguas 
y media otros antes que llegasen a la dicha ysla e 
que ally andovieron al reparo fasta otro dia e que 
luego otro dia fueron tantos yndios en sus canoas 
mostrando las perlas que llevavan en unos curon- 
citos de palma como en aquella tierra se usa e que 
allí el dicho pero niño e sus conpañeros descubrie- 
ron el resgate de las perlas e que lo demás conte- 
nido en la dicha pregunta este testigo no lo sabe e 
que lo que en la dicha pregunta ha dicho este testigo 
que lo sabe por lo que dicho tiene e se lo dyxeron 
los dichos maryneros y el dicho diego martin cor- 
dero [antes dice Caldero] vezino desta villa. 

a la quarta pregunta dixo que sabe el dicho al- 
mirante descubrió la paria porque los dichos pero 
alonso niño e Cristóbal guerra fueron por sy a des- 
cubrir e descubrieron el resgate de las dichas perlas 
e que sabe quel dicho almirante non sabia cosa 
dello: preguntado cdmo lo sabe dyxo que por dicho 



188 PLEITOS DE COLÓN. 

de los marineros, por quel dicho almirante se vino 
a la ysla española ya fechos los abtos de como avia 
fallado y entrado en la paria se vino segunt dicho 
tiene este testigo. 

a la quinta pregunta dyxo que hojeda e juan de 
la cosa fueron por su parte a descobryr e que no 
sabe a donde fueron ny quién les mandó ny de la 
pregunta cosa alguna. 

a la sesta pregunta dyxo que lo oyó dezir a mu- 
chas presonas que de aquellas partes benian cuyos 
nonbres no se aquerda e que lo demás contenydo 
en la dicha pregunta no se acuerda e non sabe. 

a la setena pregunta dyxo que lo que sabe es que 
fué con el dicho bycente yañez cuando se descubryó 
lo contenido en la dicha pregunta por orden de su 
alteza e que vido quel dicho bicente yañez descu- 
brió la costa de paria fasta la punta de santa cruz 
y saltó en tierra con cantidad de su jente y cuatro 
escrivanos, de cada una nao el suyo, de su alteza, 
e cortó árboles e bebió agua él e su gente para dar 
fe a su alteza y señal de posysyon fisyeron ciertas 
qruces y pusyeron nonbre allí donde tomaron este 
dia, Rostro hermoso, el dia que la dicha tierra se 
desqubrió; allí esto vieron ciertos dias e se partieron 
de allí tomando la buelta del norueste corriendo la 
costa hasta la dicha paria e que de allí, deste rostro 
hermoso, se falló por los pilotos aver setecientas e 
cinquenta leguas hasta la baya de paria e que de 
allí corrieron la dicha buelta e tocaron en un seno 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 189 

de dos baxos, el uno de la parte de la mar y el otro 
de la parte de tierra, cercados por la parte delantera, 
asy mismo del dicho baxo que se ovieran de perder 
syno fuera por Dios e por un marynero que subió e 
vido rebrutar los dichos baxos por delante y enton- 
ces viraron los navios fallándose perdidos e deshan- 
dar lo andado para salvar la punta para se salvar 
por la mar, el qual seno le pusieron nonbre la boca 
de los leones, e de allí corrieron su derrota todavía 
en el norueste derecho a la paria e allí toparon con 
un Eio grande el qual dezian los pilotos que avia 
de allí a tierra quarenta leguas e allí quando topa- 
ron con este Rio avia seys brazas de agua e allí fa- 
llando esta agua dulce tan buena, que mejor no po- 
día ser, quisyeron fazer una muestra para ver sy el 
agua dende arriba hasta el fondo era toda dulze, to- 
mando un escalfador de barbero e faziendo su arte- 
ficio que no se pudiese abrir fasta que dieze en el 
fondo, e fallaron que dende las dos brazas e media 
fazia el fondo era todo salado como agua de la mar 
e lo resto a la seys bracas era dulce e que allí viendo 
esta agua tan buena bacyaron la basyja de agua 
que de antes trayan e echaron e tomaron las que 
ovieron menester de allí para seguir su viaje e otro 
dia juntáronse los navios e acordaron de dar la 
vuelta sobre tierra para sy pudiesen saber el secreto 
^este Ryo e que llegaron fasta vista de tierra, que 
podía aver ocho leguas fasta la tierra, e que eneste 
pasaje donde llegaron no avia sy no tres bracas de 



190 PLEITOS DE COLÓN. 

agua e la tierra anegada e de allí no osaron pasar 
más fazia tierra por la baxeza de la tierra, e de allí 
se bolvieron sygyendo su viaje para paria e que de 
cierto nunca avia sydo descuvierta aquella tyerra 
nyn onbre la avya descubyerto; todo lo que este tes- 
tigo vido a vista de ojos e que se desqubryó por el 
dicho bycente yañez e por su buena yndustria e 
que non vino por el dicho almirante nyn lo vido ny 
el dicho almyrante al dicho bycente yañez en todo 
este tienpo e viaje e que fué lo que descubrió, dende 
que dieron en Rostro fermoso, que fué la primera 
tierra, fasta la parya, setescientas y cinquenta leguas 
de costa segunt dicho délos pilotos, que fueron juaa 
de unbrya e juan de xerez e otro vezino de san juan 
del puerto queste testigo no se aquerda de su non- 
bre e que desta pregunta esto sabe. 

a la otava pregunta dyxo que sabe quel dicho 
diego de lepe fué a descobrir por su parte e llegó al 
Rio de marañen donde recybieron mucha afrenta 
de los yndios segunt este testigo oyó dezir a los del 
dicho diego de lepe e que délo demás contenido que 
descubrió el dicho diego de lepe este testygo non lo 
sabe, pero que sabe que quando el dicho diego de 
lepe fué a descubryr non fueron el dicho almirante, 
salvo con su yndustria e saber y buena despusysyon 
que para ello tenía, que désta esto sabe. 

a la novena pregunta dyxo que la non sabe. 

a la decena pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenydo en la dicha pregunta a muchas presonas 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 191 

quyos nonbres no se aquerda e que désta esto sabe. 

a la onzena pregunta dyxo que sabe que lo quel 
dicho bycente yañez e juan de solis desqubryeron 
es apartado de lo quel dicho almyrante desqubrió, 
que no sabe este testigo qué tanto es ny qué canti- 
dad puede aver de lo uno a lo otro; preguntado 
cómo sabe lo que dicho tyene dyxo que porque lo 
oyó a los que del dicho viaje vinieron e que désta 
esto sabe. 

a la dozena pregunta dyxo que la non sabe. 

a la trezena pregunta dixo que sabe este testigo 
quel dicho martyn alonso pincon tenia en esta villa 
lo que le fazia menester e que sabe que el dicho al- 
Dj^irante don Cristóbal colon viniendo a la Rábida 
con su hijo don diego ques agora almirante, a pie. 
se vino a la Rábyda, ques monasterio de frayles en 
esta villa, el qual demandó á la portería que le 
diesen para aquel niñico que era niño, pan y agua 
que beviese, y que estando allí ende este testigo un 
frayle que se llamaba frey juan perez, ques ya dy- 
funto, quiso fablar con el dicho don Cristóbal colon 
e viéndole despusycion de otra tyerra o Reyno 
ageno a su lengua, le preguntó que quién era e 
dónde venia e aquel dicho Cristóbal colon le dixo 
quel venia de la corte de su alteza e le quiso dar 
parte de su embaxada a qué fué a la corte e cómo 
venya e que dixo el dicho Cristóbal colon al dicho 
fray juan perez como avia puesto en plática a des- 
^cobryr ante su alteza e que se obliga va a darle 



192 PLEITOS DE COLÓN. 

tierra fyrme queryéndole ayudar su alteza con na- 
vios e las cosas pertenecientes para el dicho viaje 
que convyniesen e que muchos de los cavalleros e 
otras personas que ay se fallaron al dicho Razona- 
miento le bolaron su palabra e que no fué acogydo, 
mas que antes fazian burla de su Razón dyziendo 
que tantos tiempos acá se avian probado e puesto 
navios en la buscar e que todo era un poco de ayre 
e que no avia Razón, de lo qual el dicho Cristóbal 
colon viendo ser su Razón desyelta en tan poco co- 
noscimyento de lo que ofrecía de fazer e conplyr, él 
se vino déla corte e se y va derecho de esta villa a 
j * la villa de huelva para fablar e veerse con un su 

I cuñado casado con hermana de su muger e que a la 

/ sazón estaba e que avia nonbre mulyer e que viendo 

) el dicho frayle su Razón envió a llamar a este tes- 

tigo con el cual tenia mucha conversación de amor 
e porque alguna cosa sabia del^arte astronómyco 
para hablarse con el dicho Cristóbal colon e vyese 
Razón sobre este caso del descobryr e queste dicho 
testigo vyno luego e fablaron todos tres sobre el di- 
cho caso e que de aquí legieron luego un onbre 
para que llevase una carta a la Reyna Doña Isabel, 
que aya santa gloria, del dicho fray Juan Pérez que 
era su confesor, el qual portador de la dicha carta 
fué Sebastian Rodríguez, un piloto de Lepe, e que 
detuvieron al dicho Cristóbal colon en el monasterio 
fasta saber Repuesta de la dicha carta de su alteza 
para ver lo que por ella proveyan y así se fizo e 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 193 

den de a catorze diasla Rey na nuestra señora escrivió 
al dicho fray Juan perez agradeziéndole mucho su 
buen propdsyto e que le Rogaba e inandava que 
luego vista la presente paresciese en la corte ante 
su alteza e que dexase al dicho Cristóbal colon en 
segurydad de esperanca fasta que su alteza le es- 
cribiese, e vista la dicha carta e su dispusycion, se- 
cretamente se partid antes de media noche el dicho 
frayle del monasterio e cavalgó en un mulo e cum- 
plid el mandamiento de su alteza e pareció en la 
corte e de allí consultaron que le diesen al dicho 
Cristóbal colon tres navios para que fuese a descu- 
bryr e facer verdad su palabra dada, e que la Reyna 
nuestra señora concedido esto enbid veynte mili 
maravedís, en florynes, los quales traxo Diego prieto, 
vecino desta villa, e los dichos, con una carta a este 
testigo para que los diese a Cristóbal colon para que 
se vistiese onestamente e mercase una bestezuela e 
paresciese ante su alteza e quel dicho cristoval co- 
lon Rescivió los dichos veynte mili maravedis e 
parecid ante su alteza, como dicho es, a consultar 
todo lo suso dicho e de ally vyno proveydo con li- 
cencia para tomar los dichos navios quel señalase 
que convenya para seguir el dicho viaje, e desta 
fecha fué el concierto e conpañya que tomd con 
martyn Alonso Pincon e vicente yañez, porque eran 
presonas suficientes e sabidos en las cosas de mar, 
los quales allende de su saber e del dicho Cristóbal 
colon, ellos le avisaron e pusyeron en muchas cosas 

13 



194 PLEITOS ©E COLÓN. 

las quales fueron en provecho del dicho viaje e 
désta tanto sabe. 

a la catorzena pregunta dyxo que sabe que des- 
pués de venido de la corte de su alteza el dicho don 
cristoval colon a la villa de palos, el dicho martin 
alonso le ayudó e favoreció para todo lo que le con- 
ven ya e le buscó gente para seguir el dicho viaje 
6 que asy se fizo y este testigo lo vido, pero que lo 
demás contenydo en la dicha pregunta que lo non 
sabe. 

a la quinzena pregunta dyxo que sabe que fue 
el dicho martin alonso por capitán de un navio de 
los que fueron e sus hermanos asy mismo, pero que 
lo demás contenido en la dicha pregunta que lo non 
sabe, e sabe lo susodicho por que lo vido. 

a la desyseysena, decisyete e decyochona pregun- 
tas dyxo que las non sabe. 

a la desynueve pregunta dyxo que lo que sabe 
este testigo es quel dicho martin alonso topó en un 
Rio el dicho viaje al qual puso nonbre el puerto de 
martin alonso pincón e que esto sabe e que lo sabe 
por queste testigo ha estado en el dicho Rio e lo oyó 
dezir lo contenydo en la dicha pregunta al dicho 
martin alonco e a otras presonas que venían en el 
dicho viaje, que avía entrado la tierra adentro con 
ciertas presonas e que llegaron a una aguada para 
bever él e su j ente e que estando allí o vieron cono- 
cimiento de oro e que sacó una taga de plata con 
que bevyan el agua e llegó un yndio con ellos, el 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 195 

qual yndio se acodició a la taca e se la llevó e que 
no lo quiso seguir ny fazerle mal salvo seguir la 
tierra e la gente della e asy propio e que allí ovo 
muestra de oro e resgates e esto es lo que sabe des- 
te fecho e lo oyó dezir segund dicho tiene. 

ala veynte e una é veynte e dos preguntas dyxo 
que las non sabe. 

a la veynte e tres pregunta dyxo que la descu- 
bryó el dicho martin alonso con el dicho almirante 
en su conpañía e llegó al Rio antes que otra pre- 
gona alguna e le puso su nonbre segund dicho 
tiene e que lo sabe e que este Rio es a la parte de los 
baxos de bavurca por que este testigo ha estado en 
él segund que ha dicho. 

a la veynte e quatro preguntas dyxo que sabe 
que por yr el dicho martin alonso en conpañía del 
dicho almirante, el dicho almirante falló todo apa- 
rejo e jente por que era tenido el dicho martin 
alonso en mucho en esta villa en las cosas de la 
mar e sirvió enellas, e de grande corazón , e que lo 
demás contenido en la dicha pregunta que este tes- 
tigo no lo sabe e que sabe lo que enella a declarado 
por que lo vid o. 

a la veynte e cinco pregunta dyxo que no la sabe 
ny sabe mas deste fecho por el juramento que fizo 
e que se afirmó e firmólo de su nonbre=garci fer- 
nandez. 

El dicho cristoval garcía vezino desta villa, tes- Cristóbal Gwcía, 
tigo jurado e tomado en la dicha Razón, fué pre* testigo. 



196 PLEITOS DE COLÓN. 

guntado por las preguntas generales; dyxo qnes 
de hedad de quarenta e cinco años poco mas o 
menos e que no es pariente de nynguna de las 
partes, etc. 

a la primera pregunta dyxo que conoce al fiscal 
de su alteza e que todos los mas contenydos enla 
dicha pregunta este testigo los conoce e conoció de 
vista trato abla e conversación que con ellos a te- 
nido enesta villa e fuera della. 

a la segunda pregunta dixo que oyó dezir lo con- 
tenydo enla dicha pregunta segund que enella se 
contiene a un piloto de moguer que avía ydo con 
ellos e que le dixo a este testigo que quando el di- 
cho almirante don cristoval difunto descubrid la 
paria^ salió a la vuelta por la boca del drago e tocó 
en la trenidad e que se vino derecho a la ysla espa- 
ñola e que lo demás contenido en la dicha pregunta 
non lo sabe nyn tanto délo que dicho tiene enla 
dicha pregunta. 

ala tercera pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenydo enla dicha pregunta a muchos maryneros 
que conellos fueron, e vido al dicho pero alonso 
niño e a cristoval guerra en sevilla e allí supo este 
testigo que avían descubierto el resgate délas per- 
las los sobredichos e lo demás contenydo en la di- 
cha pregunta por que lo oyó dezir asy como enella 
se contiene. 

a la quarta pregunta dyxo que la save como en 
ella se contiene por que vido como los dichos pero 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 197 

alonso niño e cristoval guerra descubridores dieron 
quenta a don j uan de fonseca obispo ques agora de 
burgos, e que lo demás contenido enla dicha pre- 
gunta sy tocaron o tocó el dicho almirante antes 
dellos o no, queste testigo non lo sabe, 

a la quinta pregunta dyxo que lo que sabe es que 
al tienpo quel dicho ojeda e juan déla cosa vinie- 
ron de descobrir de tierra fyrme este testigo estaba 
en santo domingo e ally vinieron los sobre dichos 
en un barquete, que avian perdido los navios, e con 
obra de quinze a veynte onbres, que los otros sele 
avían muerto e quedado e que ally oyó dezir que 
los dichos juan déla cosa y hojeda avían desqu- 
bierto en la tierra fyrme e que trayan mucho oro e 
lo que desqubrieron que fue mas adelante que nadie 
avía descubierto e questo lo oyó dezir a los dichos 
maryneros e que ende venían del dicho viaje e que 
non sabe mas de lo contenido en la dicha pregunta, 

a la sesta pregunta dyxo que oyó dezir lo conte- 
nido en la dicha pregunta publicamente pero que 
lo no sabe: preguntado a quien lo oyó dexir dixo 
que a muchas personas cuyos nonbres non se aquer- 
da e que sabe que fueron por sy mismos e por su 
yndustrya e saber los dichos juan de la cosa e bas- 
tidas e que non fueron con el dicho almirante a des- 
cobrir lo contenido en la dicha pregunta que conel 
avían navegado que cuando dice que descubryó a 
paria: preguntado cómo lo sabe dyxo que por ques 
publico asy notorio a los que lo saben. 



198 PLEITOS DE COLÓN. 

a la setena pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenydo e que el dicho bycenty añez fue por su yn- 
dustrya e saber a descobrir tyerra e la desqubrió 
segunt es publico e notorio e non fue conel dicho 
almyrante quando él fué a descobryr e que esto 
sabe por que lo oyó dezyr e se a fallado en la mis- 
ma costa e que desta esto sabe. 

a la ota va pregunta dyxo que la sabe como enella 
se contiene por que fue con el dicho diego de lepe 
a descobryr e que siguyendo el dicho viaje toma- 
ron su deRota desde la ysla del fuego de cabo verde 
e fueron corriendo en el sudoeste e dende en qua- 
trocientas leguas fallaron tyerra e dieron en la 
punta del este e de ayl fueron descubryendo el di- 
cho diego de lepe por su yndustria e saber por la 
costa de luengo fasta parya e estuvieron en mara- 
ñen e ally lebantaron* al dicho diego de lepe des- 
cubrydor once onbres e que lo descubrieron por la 
costa de luengo que nadie lo avía desqubierto e que 
todo lo que descubrió benían tomando la posesyon 
por er Rey e Reyna de castilla dende el Rio de san 
Julián e que en señal de posysyon fazia cruces e las 
ponya en los arboles e cortaba e fazia otras diligen- 
cias asy como escribir su nonbre en un árbol, que 
agora están escriptos, el qual árbol era muy espan- 
table de grueso, allí en el mismo Rio de san julian, 
e que esto sabe e lo sabe por que lo vido el quel di- 



jLe mataron: 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 199 

cho diego de lepe non navegó con el dicho almi- 
rante don cñstoval colon sino por sj y con su 
gente por su saber e yndustria e que désta tanto 
sabe. 

a la novena pregunta dyxo que oyó dezir lo con- 
tenydo: que agora yendo conel gobernador este 
testigo a tierra firme lo oyó dezir enel daryen a 
otros marineros que descubryeron con el dicho 
almirante e que desta esto sabe. 

a la desena a catorcena preguntas dyxo que las 
non sabe. 

a la catorcena pregunta dyxo que lo oyó dezir a 
muchos maryneros cuyos nonbres no se aquerda. 

ala quincena pregunta dyxo que oyó dezir lo 
contenydo a los mismos que vinieron al presente 
de descobrir la tierra quel dicho martin alonso avía 
dicho e fecho lo contenido en la dicha pregunta. 

a la desiseysena pregunta dyxo que la non sabe. 

a la desisentena pregunta dyxo que oyó dezir lo 
contenydo en la dicha pregunta a muchos mary- 
neros e presonas de cuyos nonbres no se aquerda e 
que asy es publico e notorio. 

a la desyocho pregunta dyxo que oyó dezir lo 
contenido en la dicha pregunta segund que enella 
se contyene publicamente a muchas personas cuyos 
nonbres este testigo no se aquerda. 

a la desinueve pregunta dyxo que lo oyó dezir a 
muchos marineros que savían despartido e que avía 
el dicho martin alonso desqubierto lo contenydo en 



e 



200 PLEITOS DE COLÓN. 

la dicha pregunta y el dicho almirante perdida su 
nao, que se llamava marigarante, el qual dezia que 
sy non fuera por el dicho martin alonso no bolvie- 
ran a castilla y que desta tanto sabe, e que lo sabe 
por que lo oyó dezir segund dicho tiene. 

a la veynte pregunta dixo que oyó dezir quel di- 
cho martin alonso desde aquel Rio contenido en la 
dicha pregunta que puso de su nombre, fué la tierra 
adentro e descubrió e resgastó el oro que trujo, an- 
tes quel almirante don cristoval colon fuese allí e 
que esto es publico e notorio e se tiene por cierto y 
este testigo asy lo tiene por que lo oyó dezir a mu- 
chas personas cuyos nonbres no se aquerda. 

a la veynte e una pregunta dyxo que la non 
sabe. 

a la veynte e dos preguntas dyxo que lo oyó de- 
zir publicamente a muchas personas de los que vi- 
nieron en su conpañía e de ésta esto sabe. 

a la veynte e tres preguntas dyxo que oyó dezir 
quel dicho martin alonso ayudó e fizo muchas bue- 
nas diligencias en el dicho viaje e que lo demás 
contenydo en la dicha pregunta que lo non sabe 
este testigo. 

a la veynte e quatro preguntas dyxo que lo non 
sabe. 

a la veynte e cinco preguntas dyxo este testigo 
que se afirma en lo dicho e declarado tiene por el 
juramento que fizo en que se afirmó e firmólo de su 
nombre=cristobal garcia. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 201 

El dicho pedro medel, vezino desta villa, testigo Pedro Medei, tes- 
jurado e tomado en la dicha Razón fué pre- ^^°* 
guntado por las preguntas generales dyxo ques de 
hedad de treynta e cinco años poco más o menos e 
que no es pariente de nynguna délas partes etc. 

a la primera pregunta dixo este testigo que no 
conoce al fiscal de su alteza e alos demás conteni- 
dos en la dicha pregunta dyxo este testigo que los 
conoce e conoció de vista trato e abla e conversa- 
ción que conellos a tenido enesta villa e fuera 
della. 

a la segunda pregunta dixo que sabe quel dicho 
almirante desqubryó la paria pero que no sabe en 
qué parte ny en qué no aporto; preguntado cómo lo 
sabe dyxo que por que lo oyó dezir a los maryneros 
qyie con el dicho almirante fueron el dicho viajo 
que la paria se desqubrió. 

a la tercera pregunta dyxo que sabe que los di- 
chos pero alonso niño e cristoval guerra fueron a 
paria e corrieron la costa e fueron donde fyzyieron 
el resgate de las perlas, e que sabe quel dicho pero 
alonso niño e cristoval guerra no fueron con el di- 
cho almirante quando se descubrió la boca del 
drago salvo que fueron por su buena yndustria e 
saber a ello: preguntado como lo sabe dixo que por- 
que lo vido e se falló asy presente e que lo demás 
contenido en la dicha pregunta que la non sabe. 

a la quarta pregunta dyxo quelo sabe por que se 
falló presente, e asy mismo vido dar la cuenta en 



202 PLEITOS DE COLÓN. 

la cibdad de Sevilla e que la dieron délo contenido 
enla dicha pregunta á Don Juan de fonseca, e que 
desta esto sabe. 

a la quinta pregunta dyxo que sabe quel dicho 
hojeda e juan déla cosa fueron a descobrir por su 
yndustria e saber que sabian e descubrieron segund 
ques publico e notorio en la tierra firme, pero que 
tanto fue e sy fueron con el dicho almirante que 
este testigo no" lo sabe ny mas délo contenido enla 
dicha pregunta. 

a la sesta pregunta dyxo que sabe fueron a des- 
cobrir los contenidos en la dicha pregunta en la 
tierra firme e que truxeron oro, pero que no sabe a 
donde ny a que parte. 

a la setena pregunta dixo quelo sabe por que este 
testigo estovo el mismo viaje quel dicho bicente 
yañez fué a descobrir en la tierra firme e lo vido yr 
e venir e que lo que descubrió contenido enla di- 
cha pregunta e fazia la parte de levante, lo vido lo 
mas dello, e fué el dicho bycente añez a descobrir 
con su jente e navios que lie va va por su buena yn- 
dustria e saber; preguntado como lo sabe dyxo que 
por que lo vido a vista de ojo e que lo demás con- 
tenido en la dicha pregunta que lo non sabe. 

a la otava pregunta dyxo que la sabe por que fué 
presonalmente con el dicho diego de lepe a desco- 
brir e vido que descubryó por su yndustria e saber 
lo contenydo en la dicha pregunta antes que per- 
sona descubryese aquella costa e que este testigo 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 203 

le vido tomar posysyon de la tierra por su alteza 
e que en señal de posysyon cortar arboles e fazer 
en algunos arboles unas grandes cruses, todo por 
el Rey e Reyna de castilla e que sabe que no fué 
con el dicho almirante a descobrir la dicha tierra 
firme salvo por su buen saber e el dicho diego de 
lepe y délos que con él yban e que desta pregunta 
esto sabe e que lo sabe por que lo vido a vista de 
ojos. 

a la novena pregunta dyxo que sabe quel dicho 
almirante fué a descubrir e descubryó parte de la 
tierra firme que llaman veragua por que lo vido yr 
este testigo al dicho almirante el dicho viaje e lo 
vido vejiyr e lo supo délos que conel y van e fueron 
e que desta tanto sabe e que sabe que se bolvyó á 
la española. 

a la decena pregunta dyxo que la sabe por que 
los vido yr e bolver a la española a los dichos Vi- 
cente yañez e juan de solis contenydos en la dicha 
pregunta e que no sabe donde descubrieron ny 
donde no ni mas de lo contenydo en la dicha pre- 
gunta. 

a la onzena pregunta dyxo que la non sabe. 

a la dozena pregunta dyxo que sabe quel dicho 
martin alonso tenya lo que le fasya bien menester 
e que lo demás en la pregunta contenido que no lo 
sabe ny mas della. 

a la tresena pregunta dyxo que la non sabe, 

a la catorzena pregunta dyxo que sabe quel di- 



204 PLEITOS DE COLÓN. 

cho martin alonso fué conel dicho almirante el di- 
cho viaje él y otros parientes suyos pero que lo de- 
mas contenido en la dicha pregunta que lo non 
sabe, 

a la quincena pregunta dyxo que sabe e vido que 
fueron el dicho martin alonso e el dicho bycente 
yañez su hermano por capitanes de dos navios cada 
uno del suyo con el dicho almyrante pero que lo 
demás contenydo en la dicha pregunta que lo non 
sabe. 

a la desiseyscena pregunta e siguientes dyxo que 
lo non sabe. 

a la veynte e cinco preguntas dyxo que se afirma 
en lo que dicho e declarado tiene por el juramento 
que fizo en que se afirmó e que otra cosa non sabe 
e firmólo de su señal que acostumbra de fazer — 
pedro medel. 
Diego Fernández ®^ dicho diego fcrnandcz colmenero vezino desta 
Colmenero, tes- villa tcstigo jurado c tomado en la dicha razón fué 
preguntado por las preguntas generales dixo ques 
de hedad de quarenta e cinco años e que non es pa- 
riente de nynguna délas partes, etc. 

a la primera pregunta dyxo que non conosce al 
fiscal de su alteza ni a cristo val guerra ny a juan 
de solís e que a los demás contenydos en la dicha 
pregunta los conoscid de vista, trato e conversasion 
que con ellos tuvo. 

a la segunda pregunta dyxo que lo que sabe es 
que sabe quel dicho almirante fué a descobrir e 



tigo. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 205 

tomó derrotas del cabo verde e fué e descubrió la 
paria e de alli se fué a la ysla española syn mas 
descobryr e salió por la voca del drago; preguntado 
como lo sabe dyxo que por que este testigo lo ha 
andado por sus partes e lo ha platicado con los mis- 
mos que a la sazón fueron con el dicho almirante 
por que algunos dellos y van en compañía deste tes- 
tigo e que lo demás contenido en la dicha pregunta 
no lo sabe. 

a la tercera pregunta dyxo que sabe que el dicho 
pero alonzo niño e cristoval guerra armaron un na- 
vio e fueron a descobrir e tocaron en la tierra firme 
de paria e descubrieron el resgate de las perlas e 
que lo demás contenido en la dicha pregunta que 
non lo sabe; preguntado como lo sabe dyxo que lo 
sabe por que al tienpo que el dicho pero alonso niño 
armó e cristoval guerra, armava vycente yañez, y 
este testigo fué por capitán de un navio en su com- 
pañía del dicho vycente yañez e por esto lo sabe e 
que vido las perlas e embajada que trugeron el di- 
cho cristoval guerra e pero alonso niño e por esto 
lo sabe. 

a la quarta pregunta dyxo que sabe quel dicho 
cristoval guerra e pero alonso niño descubrieron el 
resgate de las perlas e las trugeron e portaron en 
gallizia e de alli vinieron a Sevilla e dieron quenta 
a Don Juan de fonseca Obispo ques agora de Bur- 
gos e pagaron la parte que a sus altezas les perte- 
necía; preguntado como lo sabe, dixo que por quel 




206 PLEITOS DE COLÓN. 

de la misma manera que los descubridores todos 
yban a descubrir fue el dicho pero alonso niño e 
cristoval guerra e que por esto lo sabe e que en lo 
demás contenido en la dicha pregunta que non lo 
sabe. 

a la quinta pregunta dyxo que sabe que fueron 
á descobryr e descubryeron los contenidos en la di- 
cha pregunta en la tierra firme por su buena yn- 
dustria y saber e que lo que descobrieron en la tie- 
rra firme fué mucha cantidad de tierra e que nadie 
la avia descubierto lo que ellos descubrieron antes 
y después e que fueron por mandado del Rey con li- 
cencia e despacho del Obispo donjuán de fonseca 
como los otros descobridores; preguntado como sabe 
lo susodicho, dyxo que por que fue uno de los des- 
cubridores e que por esto lo sabe, 

a la sesta pregunta dyxo que oyó dezir este tes- 
tigo lo contenydo enla dicha pregunta a los mis- 
mos bastidas e juan de la cosa piloto e que avia 
traydo mucho oro e muestra del e que avian res- 
gatado en tierra firme e este testigo les oyó dezyr 
a sus vocas que avian descubierto a urava donde es 
la provincia del daryen e que esto sabe por quel 
abló conlos susodichos en la ysla española al tienpo 
que venian délo descobrir eque lo descobrieron con 
su buena yndustria y saber e que lo demás conte- 
nydo enla dicha pregunta dyxo que la non sabe. 

a la setena pregunta dyxo que la sabe, que el 
mismo viaje quel dicho bicenteyañez fué á deseo- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 207 

bryr, este testigo fué por capitán de un navio délos 
quel dicho bicente yañez llevava e que tomaron su 
deRota délas yslas del cabo verde dende la ysla del 
fuego e fueron fasta que descubryeron la tierra 
firme e desde ally vinieron costeando e descubriendo 
dende Rostro hermoso, que lepusieron al tiempo, 
fasta juntar la tierra con la paria, en que ovo ocho- 
cientas leguas de costa de la dicha tierra non estava 
descobyerta antes e quel dicho bicente yañez y este 
testigo tomaron la posysyon de la tierra por sus al- 
tezas e cortaron muchos Ramos de los Arboles, e en 
algunos pryncipales lugares facian cruces en señal 
de posysyon e poniendo otras cruces de maderos e 
que nunca navegaron conel dicho almirante este 
testigo ny el dicho vicente yañez quel dixo que 
descubría a la paria salvo por sy e por sus yndus- 
trias e saver e que para lo facer el dicho vicente ya- 
ñez y este testigo y los que conel y van e que desta 
esto sabe. 

a la otava pregunta dixo que vido este testigo yr 
a descobrir al dicho diego de lepe e que descubrió 
en la tierra firme a la parte del medio dia a do di~ 
zen marañen e que antes del nadie descubrió en 
aquellas partes; preguntado como lo sabe, dixo que 
por que lo vido yr a descubryr e supo de la enba- 
jada que truxo el dicho diego de lepe e que lo de- 
más contenydo en la dicha pregunta que lo non 
sabe. 

a la novena pregunta dixo que lo oyó decyr a 



208 PLEITOS DE COLÓN. 

muclias personas cuyos nonbres no se acuerda y 
dello fue publica boz e fama e que délo demás con- 
tenido en la dicha pregunta queste testigo que no 
lo sabe. 

a la dezena pregunta dixo que sabe que fué el 
dicho Vicente yañez e juan de solis, a descobrir por 
mandado de sus altezas e descobrieron adelante de 
veragua e que nadie avia descubierto ny llegado 
fasta donde descubrieron e llegaron; preguntado 
como lo sabe, dixo que por que lo platicó conel di- 
cho Vicente yañez e selo dixo e que lo avia descu- 
bierto por su yndustria e saber e ques apartado délo 
que el almirante descubryó mucha cantidad e que 
lo oyó dezyr al dicho vicente yañez. 

a la oncena, dezena e trezena preguntas dixo que 
las non sabe. 

a la catorzena pregunta dixo que sabe quel dicho 
martin alonso tenya bien lo que le fazia menester 
pero que lo demás contenydo en la dicha pregunta 
que la non sabe. 

a la quinzena pregunta dyxo que la sabe por que 
quando vino aquy el almyrante don Cristóbal colon 
a esta villa de palos con las provisiones de su alteza, 
el dicho almirante non fallava gente que fuera 
conel, por quel viaje pelygroso e que después quel 
dicho martin alonso determynó de se yr conel, por 
servir a sus altezas, lo qual el dicho martin alonso 
al presente publicaba , y por quel dicho almyrante 
le prometió la mytad. de todo el ynterese de la 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 209 

onrra e provecho que dello se oviese , se puso en 
eamyno de yr e metió a sus hermanos francisco 
martin e vicenty añez en su conpañia e de otros 
muchos paryentes y amigos e armó e apetrechó los 
dichos navios, e se fueron a descobryr e desqu- 
brieron las dicha ysla española e otras: preguntado 
como lo sabe, dyxo que por que lo oido en esta 
villa de palos al tienpo que armaron , e por esto lo 
sabe. 

a la desyseys pregunta dixo que la sabe por quel 
dicho martin alonso pincon y va por capitán de uno 
de los navios e vicente añez su hermano del otro, 
e quel otro ermano suyo, que era francisco martin, 
y va por maestre del navio del dicho martin alonso, 
e quel lleva va e que yendo por su derrota e partie- 
ron de las canaryas e oyó desyr este testigo que 
después que vynyeron algunos de los marineros, 
quel almirante avia preguntado a martin alonso 
que qué faryan, que ya el se fallaba andado el 
eamyno que esperava andar e que era lo que farian, 
e que ya abian ende aver llegado á la tierra; pre- 
guntado a quien lo oyó dezir dyxo que a maryneros 
e personas que vynieron e avian ydo el dicho viaje 
con los sosodichos, e que desta pregunta esto sabe. 

a la desysyete pregunta dyxo que la sabe por 
que oyó dezir asy mismo a los maryneros e perso- 
nas que del dicho viaje venyan que avian pasado 
lo contenido en la dicha pregunta segunt que 
enella se contiene e quel dicho martin alonso le 



210 PLEITOS DE COLÓN. 

avia respondydo al dicho almyrante don cristoval 
que quien traya enbaxada de tan altos pryncipes 
non se avia de volver ny era razón, e que por esto 
determynaron de yr adelante e que lo sabe por lo 
que dicho tyene. 

a la desyocho pregunta dixo que lo oyó asy mis- 
mo dezir, que yendo en seguimiento del dicho 
viaje la buelta del hueste a seguimyento del dicho 
martin alonso canvyaron e mudaron la deRota 
que llevava e tomaron la quarta del sudueste e que 
esto fazia el dicho martin alonso por que via aves 
por la mar e dormyan en tierra e por su yndustrya 
e saber el dicho almyrante tomó la dicha quarta e 
deRota quel dicho martin alonso le dixo, e que 
era onbre muy sabydo el dicho martin alonso en 
las cosas de la mar, e por tal era ávido e tenydo 
en esta villa e fuera della; preguntado como lo sabe, 
dixo que por que lo platicó con los que venyan del 
dicho viaje e que dello tyene buena memorya. 

a las diez y nueve preguntas dixo que lo oyó 
dezyr a los mismos que venyan del dicho viaje, e 
que del navio del dicho martin alonso un marinero, 
que dezian juan bermejo, vido la tierra de guahany 
primero que otra persona , e que pidió albrycias al 
capitán martin alonso pincon e que ansy desqubrió 
la tierra primero; preguntado como lo sabe, dyxo 
que por lo que dicho tiene y es publico e notorio. 

a la veynte pregunta dixo que la sabe por que 
asy este testigo con muchos marineros e personas 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 211 

que vinyeron del dicho viaje lo platicó e se dixo 
publicamente en esta villa lo contenydo en la dicha 
pregunta, e que por su yndustria e saber se junta- 
ron después de perdido el navio el almirante, e que 
esio sabe e lo sabe por ques publico e notorio. 

a la veynte e una pregunta dixo que asy fué 
publica boz e fama en esta villa, antes que el almi- 
rante llegase avian aliado el dicho martin alonso 
mucha muestra de oro que trujo a su casa e que 
asy es notorio. 

a la veynte e dos preguntas dixo que lo oyó de- 
zir lo contenido en la dicha pregunta, principal- 
mente a los maryneros que vinieron el dicho 
viaje. 

a la veynte e tres preguntas dixo que por yn- 
dustria e saber del dicho martin alonso pinzón se 
descubryó la española y el oro del e que la desqu- 
bryó desde el Rio que dycen de martin alonso, 
^onde prymero llegó e saltó primero que otra per- 
sona alguna e puso su nonbre al puerto e Eio; 
preguntado como lo sabe dixo que por que ansy fue 
publica boz e fama enesta villa, e que sabe quel 
dicho almirante le mudó el nonbre al dicho Rio e 
puerto por quel dicho martin alonso lo avia desqu- 
bierto e por que del no quedase ally memoria nyn- 
guna, consintió a personas algunas de su compañía 
que le llamase el puerto de martin alonso , salvo 
puerto de gracia, por que no oviese memoria del 
dicho martin alonso descubridor de la ysla espa- 



212 PLEITOS DE COLÓN. 

ñola, e que asy fue publico e notorio e desta tanto 
sabe. 

a la veynte e quatro pregunta dyxo que sabe 
quel dicho almirante, por las provisiones de su al- 
teza, tomó navios e los enbargó por que non fallaba 
gente salvo los del crimen que falló en esta villa 
en la cárcel della, e que non fallava a otra persona 
alguna; y el dicho martin alonso se concertó conel 
por razón de partido que le hizo e de servir a su 
alteza e atreviéndose su efuerco e saber e gran 
corazón que tenia, porque era honbre que traba- 
java de hacer lo que otro non pudiese por que 
dello oviese memorya y ansy avió al dicho almi- 
rante e fue conel e llevó muchos de sus parientes 
e amigos, e questo sabe por que lo vido este testigo 
a vista de ojos e que desta tanto sabe. 

a la veynte e cinco pregunta dixo que se afirma 
en lo que dicho tiene e que non sabe otra cosa por 
el juramento que fizo en que se afirmó e firmólo 
de su nombre — diego hernandez colmenero. 
Luis de Valle, tes- el dicho luys de valle, vecino desta villa, testiga 
^^^' jurado e tomado en la dicha Razón, fue pregun- 

tado por las preguntas generales, dixo ques de 
edad de quarenta años poco mas o menos, e que na 
es paryente de ninguna de las partes, etc. 

a la primera pregunta dixo que conoce e conos- 
ció a los dichos martin alonso pincon e a sus her- 
manos contenidos en la dicha pregunta e al dicho 
diego de lepe, e que a los demás contenydos en la 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 213 

la dicha pregunta que non los conoció este tes- 
tigo. 

a la segunda pregunta dixo que la non sabe este 
testigo. 

a setena preguntas dixo que las non sabe. 

a la ota va pregunta dixo que lo que sabe es quel 
dicho diego de lepe fue a descobrir y este testigo 
fue con el dicho viaje e tomaron su derrota des la 
ysla del fuego junto con el cabo verde e corrieron 
al sudueste fasta que fallaron la tierra e que dieron 
en Rostro hermoso, e alli saltó el dicho capitán 
diego de lepe e tomó posysyon por sus altezas e 
que nadie avia ydo ny descubierto en aquellas par- 
tes e de alli corrió la costa leste ueste segund se 
contiene en la dicha pregunta e fueron adelante a 
la navidad donde tomaron cierta gente e anduvie- 
ron e descubrieron mas de setecientas leguas segund 
que los pilotos decian, e que fueron a dar al Rio 
grande que se llama marañon e de alli fueron á 
dar á la paria e que sabe este testigo quel dicho 
diego de lepe no navegó conel dijho almirante e 
que lo descubryó en la tierra firme que dicho por 
su yndustria y saber lo descubrió por sus altezas; 
preguntado como lo sabe dyxo que por que lo vido 
a vista de ojos e lo ayudó a descobryr e que asy es 
publico e notorio e que desta esto sabe. 

a la novena e decena preguntas dixo que las non 
sabe.# 

a la onzena pregunta dixo que oyó dezir lo con- 



214 PLEITOS DE COLON. 

tenido publicamente a muchas presonas cuyos non- 
bres no se acuerda. 

a la dozena e quinzena preguntas dixo que las 
non sabe. 

a la desyseys preguntas dixo que oyó dezyr lo 
contenido por que se lo dixeron los mismos marine- 
ros quenel dicho viaje vinyan con los contenidos en 
la dicha pregunta e que asy era publico como en 
la dicha pregunta se contiene. 

a la desysiete pregunta dixo que la non sabe. 

a la desyocho pregunta dixo que sabe lo conte- 
nido por que lo oyó dizir a los que vinieron del 
dicho viaje conel dicho almirante e conel dicho 
martyn alonso, e que sy no fuera por el dicho mar- 
tin alonso e por su yndustria e saber nunca fallara 
la tierra, e que por su saber e yndustria del dicho 
martin alonso pinzón la fallaron e que asy fue pu- 
blico e notorio. 

a la desinueve pregunta dixo este testigo que 
la non sabe. 

a la veynte e veynte e dos preguntas dyxo que 
las non sabe. 

a la veynte e tres preguntas dixo que sabe quel 
dicho martin alonso fué onbre muy sabido en la& 
cosas de la mar y de grand corazón e onbre tal que 
fue tenydo en mucho enesta villa en las cosas déla 
mar e que avió por su yndustria mucho para servir 
a su alteza enel dicho viaje, por que lo demás con- 
tenydo en la dicha pregunta que lo non sabe. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 215 

a la veynte e quatro pregunta dixo que la non 
sabe. 

a la veynte e cinco preguntas dixo que se afirma 
en lo por el dicho e declarado , e que non sabe otra 
cosa por el juramento que fizo en que se afirmó, e 
no lo firmó por que dixo que no sabia escrivyr. 

el dicho Juan martin, flamenco, vecino de la di- Juan Martín, tes- 
cha villa de moguer, testigo jurado e tomado en la *'^°' 
dicha razón, fué preguntado por las preguntas ge- 
nerales dixo que es de hedad de treynta años poco 
mas o menos, e que no es pariente de ninguna de 
las partes, etc. 

a la primera pregunta dyxo que non conosce de 
los contenidos enla dicha pregunta salvo a pedro 
alonso niño e cristo val guerra, los quales conoce e 
conosció de vista trato e habla y conbersacion que 
conellos tuvo este testigo. 

a la segunda pregunta dixo que oyó decir lo 
contenido a muchas presonas cuyos nombres este 
testigo no se acuerda. 

a la tercera pregunta dixo que lo que sabe es que 
este testigo fué conel dicho pedro alonso niño e 
Cristóbal guerra el viaje que se descubrió la tierra 
firme de paria, el qual dicho pedro alonso niño e 
Cristóbal guer;*a descubrieron el resgate de las per- 
las, y que antes que! descubriera no avia otras 
personas antes descubierto la dicha tierra, e que los 
sobre dichos tomaron la posision por sus altezas, e 
que sabe que por sus buenas yndustrias e saber lo 



216 PLEITOS DE COLÓN. 

descubrieron, e que non navegaron con el dicho 
almirante ecepto por sy e que esto sabe desta pre- 
gunta por que lo vido este testigo e se falló pre- 
sente. 

a la quarta pregunta dixo que la sabe por que se 
falló presente el dicho viaje, y este testigo vino en 
los navios e porto a galizia, e que sabe todo lo con- 
tenido en la pregunta, por ques asy como enella se 
contiene, y este testigo lo vido por vista de ojos. 

a la quinta a veinte e cuatro preguntas dyxo que 
las non sabe. 

a la veynte e cinco preguntas dixo que se afirma 

en lo por el dicho e declarado, e que non sabe otra 

cosa por el juramento que fizo en que se afirmó e 

no lo firmó por que dixo que no sabia escrivir. 

Francisco García El dicho francisco garcia vallejo, vecino de la 

vaiiejo, testigo. ^-^^ ^^ Moguer, testigo presentado e jurado. 

a la primera pregunta dixo que non conoce de 
los contenydos en la dicha pregunta sy no es al 
almirante e a su padre don Cristóbal colon e a don 
Juan de fonseca, obispo de burgos, e a martin 
alonso pinzón e a sus hermanos, e a juan de la cosa 
e a pedro alonso niño, e que los demás contenidos 
en la dicha pregunta que no los conoció, e que co- 
noció á los sobre dichos de vista, trato e habla e 
conbersacion que conellos tuvo muchas veses. 

a la segunda pregunta dixo que la non sabe. 

a la tercera pregunta dixo que oyó dezir lo con- 
tenido en la dicha pregunta como enella se con- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 217 

tiene publicamente a muchas presonas , a los que 
vinyeron del diclio viaje e a otros muchos cuyos 
nonbres este testigo non se acuerda. 

a la quarta e quinta preguntas dixo que las non 
sabe. 

a la sesta pregunta dixo que oyó dezir lo conte- 
nido a goncalo alonso hermano de Pero alvaro 
galeote, vezino de moguer, que avia venydo con 
Juan de la cosa, e que desta esto sabe. 

a la setena a trezena preguntas dixo que las non 
sabe. 

a la catorzena pregunta dixo que lo que sabe es 
que syno fuera por martin alonso pincon que le 
avyo con sus parientes e amigos que non fuera el 
dicho almirante a descobrir ny fuera nadie con el 
e con la amystad e ganas que tenja de servir a sus 
altezas rogo a su hermano e a este testigo e a otras 
presonas que fuesen con el e con el dicho almirante 
a descobrir e quel dicho martin alonso lo avyo que 
sin él el dicho almyrante non fuera a descobrir el 
dicho viaje; preguntado como lo sabe dixo, que 
porque lo vido e se fallo presente e fue con el dicho 
pincon e su hermano en su compañía. 

a la quinzena pregunta dixo que sabe lo conte- 
nido en la dicha pregunta, que partieron de la villa 
de palos e tocaron en la gomera e de alli tomaron 
su deRota para dicho viaje dende el fierro e andu- 
vieron la buelta del ueste ochocientas leguas e que 
^n este tiempo doscientas leguas poco mas o menos 



218 PLEITOS DE COLÓN. 

de la tierra siguiendo el dicho viaje hablo el dicho 
almirante don cristoval con todos los capitanes e 
con el dicho martin alonso e les dixo, que facemos, 
lo qual fue en seys dias del mes de Octubre del año 
de noventa * e tres años y dixo; capitán que fare- 
mos que mi gente mal me aquexa, que vos parece 
señores que fagamos, e que entonces dixo vicente ya- 
ñez; andemos señor fasta dos myll leguas e sy aqui 
no fallaremos lo que vamos á buscar de alli podemos 
dar buelta, y entonces respondió martin alonso 
pincon que ya y va por capitán asy prencipal; como 
señor agora partimos de la villa de palos ya buestra 
merced se va enojando, abant señor que dios nos 
dará vitoria que descubramos tierra, que nunca dios 
querrá que con tal vergüenca bol vamos; entonces 
respondió el dicho almirante don cristoval colon; 
bien aventurados seays, e asy por el dicho martin 
alonso pincon andubieron adelante e que de esta 
esto sabe. 

a la desyseysava pregunta dixo que la sabe par^ 
que este testigo la oyó dezir al dicho martin alonso 
pincon, capitán, e que sabe que por su yndustria e 
saber et parecer pasaron adelante e que desta tanto 
sabe, 

a la desisyete pregunta dixo que sabe e vido que 
dixo martin alonso pincon el dicho viaje; señor, my 
parezer es y el corazón me da que sy descargamos 



1 El original dice 1493, debiendo ser 1492. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 219 

sobre el sudueste que fallaremos mas ayna tierra, y 
que entonces le respondió el dicho almyrante don 
cristo val colon; pues sea asy martin alonco e fagá- 
moslo asy, e que luego por lo que dixo martin 
alonco mudaron la quarta al sudueste e que sabe 
que por yndustria e parecer del dicho martin alonso, 
por que era onbre muy sabido, se tomo el dicho 
acuerdo en las cosas de la mar-, preguntado como lo 
sabe dixo este testigo que por que se fallo presente 
e lo vido. 

a la desyochava pregunta dixo que lo que sabe Cg 
que ávido el acuerdo del dicho martin alonco pin- 
tón capitán e mudada la quarta del sudueste dende 
en tres dias primeros siguyentes vido este testigo 
yendo por la dicha derrota como el dicho martin 
alongó vido pasar ciertos paxaros que se llaman 
gayeguillos y papagallos y entonces dixo el dicho 
martin alonso; entre tierra andamos, que estos pa- 
xaros no pasan syn cabsa, e dende en tres dias 
mismos dieron en las yslas de los lucayos, en la 
ysla de guanahany; el jueves a diez dias de Octu- 
bre ablo el piloto pedro niño y dixo asy al almi- 
rante; señor non agamos esta noche por andar, 
por que segund buestro libro dize, yo me hallo 
desyseys leguas de la tierra o veynte a mas tardar, 
de lo qual ovo gran plazer el dicho almirante e dixo 
que aquella razón que la dixese a cristoval garcia 
xalmiento, que era piloto de la pinta, e le dixo a 
cristoval garcia, y el dicho cristoval garcia dixo que 



220 PLEITOS DE COLÓN. 

mandays; por mi criado, non metamos esta noche 
velas ny fagamos por andar, que me fallo cerca de la 
tierra, y el dicho cristoval garcia respondió y dixo, 
pues por el mió meted velas y andemos quanto pu- 
diéramos, e de aqui le respondió pero alonso niño; 
faced como quisierdes, que yo non quiero syno yr 
tras vos; quando viere que days voces, salirme he 
afuera, y en esto aquel jueves en la noche aclaró la 
luna e un marynero que se dezia juan rodrigo ber- 
mejo, vezino de molinos, de tierra de sevilla, como la 
luna aclaro, del dicho navio de martin alonco pincon 
vido una cabeca blanca de arena e alzo los ojos e 
vido la tierra e luego arremetió con una lonbarda e 
dio un trueno; tierra, tierra, e sostuvieron á los 
navios fasta que vino el dia, viernes onze de otubre; 
el dicho martin alonso descubrió a guanahany la 
ysla primera e que desta tanto sabe e que lo sabe 
por que lo vido a vista de ojos. 

a la dezima nueve pregunta dixo que sabe que 
una noche el dicho martin alonso se despidió e 
partió del almirante e se fué derecho a una ysla que 
se llama baburcas, e de allí, des que la descubrió, 
corrió mas de doscientas leguas al sudoeste, desde 
allí, e descubrió la ysla española, e se entró enel Rio 
que llaman de martin alonso e allí le puso su non- 
bre, dende el quarenta cinco días se juntó con el 
almirante en la ysla de monte cristo e que allí el 
dicho martin alonso dixo como avia desqubierto la 
ysla española e el oro e traxo novecientos pesos de 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 221 

oro e se los dava al almirante, y el dicho almirante 
no los quiso recibir e que estando allí, en monte 
cristo, antes quel dicho pincon se encontrase conel, 
vino un yndio e did boces después de ya perdida la 
nao en quel dicho almirante yva e dixo que tornase 
que lo llamaba el guatrunari *, que era un Rey yn- 
dio que le quería dar un diaho, que era onbre echo 
de oro, y entonces vicent yañez pincon que estaba 
presente dixo; señor entendeys aquello, y el dicho 
almirante dixo que entendía algo dello, y el dicho 
vicent yañez le dixo, yo lo entiendo y dixo que 
torne buestra merced, que él le daria un onbre de 
oro, que es y quiere dezir en su lengua diaho, e 
que asy mismo dixo, vaya señor por él que vale 
doscientos quentos e llevará grande muestra de oro 
a sus altezas, y el dicho almirante estovo pensando 
sy yria porel e dende apoco dixo bamos de aqui e 
fagamos velas para castilla quelo llevo en bonda * 
farto para hazer muestra a sus altezas, e asy se par- 
tieron, e que sabe que la española e el Ryo de 
martin alongó y el dicho oro el primero onbre que 
lo discubrió fue martin alonco pincon; preguntado 
como sabe lo susodicho dixo que por que este tes- 
tigo se falló presente e lo vido todo a vista de ojos, 
a la veynte pregunta dixo que sabe quel dicho 
martin alonso estovo tres dias la tierra adentro des- 



* AbI. 
2 Asi. 



222 PLEITOS DE COLÓN. 

pues que surgió en el Ryo que puso mártin alonso 
e descubrió el dicho oro e que se afirma enlo dicho 
desuso e que desta esto sabe. 

a la veynte e una pregunta dixo que se afirma enlo 
dicho de suso. 

a las veynte e dos preguntas dixo que sabe lo con- 
tenydo por que lo vido a vista deojos, que ciento e 
sesenta leguas poco mas o menos el dicho almyrante 
se queria bol ver, si el dicho martin alonco otorgara 
conel, e que sabe que por su buena yndustria e sa- 
ber del dicho martin alonco fueron adelante, e que 
sabe que antes quel dicho martin alonso llegase al 
dicho Rio de martin alonso e descubriese la tierra, 
otra persona syno fuere dicho martin alonco no la 
avia descubierto; preguntado como lo sabe dixo que 
por que yva en compañía e era este testigo uno 
de los con pañeros del dicho viaje e que por esto lo 
sabe e lo sabe por que lo vido. 

a las veynte e tres preguntas dixo que sabe quel 
dicho martin alonco era onbre muy sabido e de 
gran corazón, e que syno fuera porel non se descu- 
briera la tierra y el oro e que el buscó Ja dicha gente 
e navios e avió al dicho almirante e que esto lo vido 
este testigo avista de ojos pero que lo demás conte- 
nido en la dicha pregunta que lo non sabe. 

a las veynte e quatro preguntas dixo que la non 
sabe mas de oyrlo dezyr a muchas personas cuyos 
nonbres no se acuerda eque desta tanto sabe. 

a las veynte e cinco preguntas dixo que se afirma 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 223 

en todo lo que ha dicho e declarado por el juramento 
que fizo en que se afirmó e no lo firmó por que dixo 
que non sabia escrevir. 

Et después de lo susodicho en martes nueve dias 
del mes de Octubre mes e año susodicho por ante el 
dicho señor teniente de alcalde mayor en el dicho 
oficio el dicho bartolomé de aRiola en el dicho 
nonbre presento por testigo a arias perez vezino 
déla villa de palos del qual fue recibido juramento 
en forma devida de derecho e fueron testigos que lo 
vieron jurar francisco velez e andres martin vezi- 
nos desta villa. 

El dicho arias perez testigo jurado e tomado en Arias Pérez, tes- 
la dicha razón fue preguntado por las preguntas *^^°* 
generales dixo que es de hedad de quarenta e cinco 
años poco mas o menos e que no es pariente de nin- 
guna de las partes, etc. 

a la primera pregunta dixo que conoce a todos 
los contenidos en la dicha pregunta e a cada uno 
dellos de vista trato e abla e conversación que 
conellos a tenido este testigo e tuvo, eceto al fiscal 
de su alteza q.ue este testigo no sabe quien es ny lo 
conoce. 

a la segunda pregunta dixo que lo que sabe es 
que oyó dezir alos maryneros que vinieron de des- 
cobryr en el dicho viaje con el dicho almirante, 
que avian descubierto una ysla que se dezia la tre- 
nidad, que avian visto cerca della una tierra déla 
banda del sudueste pero que no sabian que tierra era 



224 PLEITOS DE COLÓN. 

sy era tierra firme ó ysla e que asy mismo de allí se 
avia ydo de la trinidad a la ysla española e que 
nunca oyó dezir este testigo que oviesen descu- 
bierto la ysla que dizen malgarita e que esto es pu- 
blico e notorio e que de esta tanto sabe. 

a la tercera pregunta dyxo que sabe lo contenido 
por que oyó dezir al dicho pero alonso niño e a otros 
maryneros que con el susodicho avian ydo e que 
non abian ydo con el dicho almirante quando des- 
cubrió en paria la voca del drago e que lo demás 
contenido en la dicha pregunta que lo non sabe. 

a la quarta pregunta dixo que sabe lo contenido 
por que se falló en sevilla al tienpo que vinieron 
con las dichas perlas e este testigo vido como el 
dicho pedro alonso niño e cristoval guerra armado- 
res truxeron mucha cantidad de perlas e dieron 
cuenta al obispo don juan de fonseca, que á la sa- 
zón 'tenya cargo dello por sus altezas y estava en 
Sevilla, e que lo sabe como en la dicha pregunta 
se contiene quel dicho almirante non avia tocado 
ny estado en los lugares quel dicho resgate de per- 
las estava e se falló, e que lo sabe p.or que asy lo 
oyó dezir e dello fue ynformado al tienpo que lo 
susodicho paso de los dichos armadores y gente 
que del dicho viaje vinieron. 

a la quinta pregunta dixo quelo sabe que juan 
déla cosa y hojeda contenydos en la dicha pregunta 
non avian ydo conel dicho almirante el viaje que 
dicen déla boca del drago e que lo sabe asymismo 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 225 

por que este testigo fue rogado que fuese en su con- 
pañya dellos el qual non quiso yr por que después 
que vinieron los susodichos armadores este testigo 
habló conellos e los vio e le mostraron la dicha tie- 
rra que trayan debuxada que avian descubierto, por 
la ynformacion que dellos este testigo ovo sabe que 
descubrieron la tierra firme según d que enel dicho 
articulo se contiene syn que otras personas allí 
oviesen llegado ny descobierto. 

a la sesta pregunta dixo que sabe quel dicho 
Rodrigo de bastidas ny juan de la cosa contenidos 
en la dicha pregunta non navegaron con el dicho 
almirante quando dizen que descubrid a paria mas 
que por su saber e yndustria fueron ellos a descu- 
bryr lo contenido enla dicha pregunta e tierra se- 
gund que enel articulo se contiene; preguntado 
como lo sabe dixo que por que al tienpo que los 
susodichos fazian el armazón e querían seguir el 
dicho viaje, este testigo en conpañia de vicente 
yañez queria yr a descobryr en servicio de su 
alteza y unos capitanes y otros fablavan e decyan 
secretamente a la parte donde y van cada uno e la 
voluntad que llevavan e después desto este dicho 
testigo se falló en la ysla española al tienpo quel 
dicho Rodrigo de bastidas e juan de la cosa vinie- 
ron del dicho viaje y vido el oro que de la dicha 
tierra firme truxeron e las otras cosas e joyas e asy 
mismo como onbre que queria saber lo que avia 
fecho pidió le mostrase la tierra que avian desco- 



is 



226 PLEITOS DE COLÓN. 

bierto que traían los susodichos debuxada junta- 
mente con la ynformacion que a este testigo los su- 
sodicbos le fizieron al dicho tienpo e asy se lo mos- 
traron y este testigo lo vido e sabe lo susodicho 
ques asy como enel dicho articulo se contiene e que 
por esto lo sabe segund que de suso a declarado por 
la dicha razón e muestra de tierra que los dichos 
capitanes le fizieron. 

a la setena pregunta dixo que sabe este testigo lo 
contenydo por quel es sobryno de Vicente yañez 
e fue por capitán de uno de los navios en este dicho 
viaje e que es asy como en la dicha pregunta se con* 
tiene e que non navegaron con el dicho almirante 
e que se descubryó lo susodicho por su buena yn- 
dustrya e saber quel dicho vycenti añez y este tes- 
tigo sabyan de las cosas de la mar lo qual descu- 
bryeron por servir a su alteza a su costa y misyon. 

a la otava pregunta dixo que sabe que lo conte- 
nido en la dicha pregunta descubrieron francisco 
velez comendador vezino de moguer e que lo des- 
cubrieron al tienpo que este testigo avia venido de 
descobryr su viaje e que por la ynformasion que 
del ovieron fueron adelante, doblaron la punta de 
san agustin, e fueron a la buelta del sur e desqu- 
bryeron la costa, por su yndustria e saber e fue asy 
como en la dicha pregunta se contiene; preguntado 
como la sabe dixo que por quel dicho francisco ve- 
lez ynformo a este testigo e le dio razón délo des- 
qubierto que avia el descobierto e que otra persona 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 227 

fasta entonces no lo avia descobierto e que lo sabe 
por que tanbien le mostró la tierra que traya debu- 
xada e juntándola con este testigo e lo que abia 
descubierto es asy como en el dicho articulo se 
contiene e que lo que dize de diego lepe que el 
desqubrio, el dicho diego de lepe desqubryo en la 
misma costa que este testigo y vicentyañez abian 
descubierto e que de esta tanto sabe. 

a la novena pregunta dixo que sabe que vydo yr 
al dicho almirante en el dicho viaje e que non- 
brava el alto biaje e que fueron con el dicho almi- 
rante algunos parientes e amigos deste testigo e 
desta tierra e que sabe que estubieron alia el dicho 
viaje mucho tiempo y en la ysla de jamayca espe- 
rando pasaje por tener los navios perdidos de bruma 
y que por aquellos sus parientes y amigos deste 
testigo se ynformo e ynformado este testigo en 
santo domingo al tienpo quel dicho almirante e sus 
conpañeros vinieron a santo domingo del dicho 
viaje y ally fueron ynformados de los susodichos e 
de la tierra que trayan debuxada como abian des- 
qubierto aquella tierra de veragua y gente que la 
dicha pregunta se contiene e que lo sabe por lo su- 
sodicho. 

a la dezena pregunta dixo que sabe e oyó dezir 
al dicho vicentyañez y juan de solis y a otros pa- 
rientes y amigos deste testigo quel dicho viaje fue- 
ron e avian desqubierto mucho mas adelante de 
veragua e que aquello no era descubierto por el di- 



y 



228 PLEITOS DE COLÓN. 

cho almirante mas que por su buena yndusirya e 
saber lo desqubrieron e que sabe este testigo por 
que asy lo oyó e fue ynformado de lo susodicho y 
por aber aportado mucha suma sigunt que alcanza 
de las cosas de aquella tierra. 

a la onzena pregunta dixo que la sabe porque 
este testigo es fijo del dicho martin alonco pincon 
y estava estante en Roma con mercadería de su 
padre e que fue dicho su padre a Roma aquel di- 
cho año antes que fuese a descobryr e quel dicho 
martin alonso pincon padre de este testigo estando 
un dia en la librería del papa alyende de otras mu- 
chas vezes que abia estado por razón de mucho co- 
nocimiento que tenia con un familiar criado del 
papa que era grande cosmógrafo y tenia muchas y 
largas escripturas y ally les enseño platicando mu- 
chas vezes al dicho su padre y este testigo con el 

SQSO dicho criado del papa en las cosas ( ) alli 

fue ynformado el dicho su padre y este testigo des- 
tas tyerras questavan por descobryr y juntamente 
con mucha yndustria e saber que en las cosas déla 
mar el thenya dijo muchas vezes a este testigo como 
ayudava y querya armar dos navios e yr a desco- 
bryr estas tierras e que lo sabe por lo que dicho 
tyene e pasó asy e lo vido a vista de ojos. 

a la dozena preguntas dixo que sabe lo conte- 
nido en el dicho articulo por que al tienpo queste 
dicho testigo estava en la lybrerya del papa yno- 
cencio otavo le dio una escriptura la qual dezia lo 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 229 

que enel articulo se contiene y el dicho padre deste 
testigo la tomó e la truxo e venydo en castilla de 
Roma con aquerdo de yr a descobryr la dicha tyeRa 
lo ponia por obra y muchas veces antes lo comu- 
nico con este testigo y vino el dicho almirante en 
aquel tienpo a esta villa de palos con esta demanda 
de descobryr estas tyeRas y como el padre deste 
testigo lo viese venir con la dicha demanda y supo 
de la demanda que traya para descobryr ovo por 
bien de Rogar e dar parte dello al dicho martin 
alonso el qual dicho martin alonso le dixo que lle- 
vava muy buena demanda e que lo sabia bien e 
que syno viniera tan ayna quel lo fallara, ydo ades- 
cobryr aquellas tyeRas con dos caravelas, y visto lo 
susodicho por el dicho almirante se fizo tanto su 
amigo de su padre deste testigo que fizo concierto 
conell e le Rogó que fuese en su conpañia e que 
esto sabe desta pregunta este testigo por que lo 
vido. 

a la trezena pregunta dixo este testigo que sabe 
ques asy como en el artiqulo se contiene; pregun- 
tado como lo sabe dixo que por quel almirante al 
dicho concierto, que llevava la mitad de todas las 
mercedes que eneste caso su alteza le fiziese mer- 
ced y el dicho martin alonco le enseño la dicha es- 
criptura con la qual se esforco mucho mas y con- 
certaron y el dicho martin alonco le dio al dicho 
almirante dinero e lo fizo yr a la corte a el y a un 
fray le que se dezia fray juan peres los cuales fue- 



230 PLEITOS DE COLÓN. 

ron e que lo sabe este testigo por que se falló a 
todo. 

a la catorcena pregunta dixo que la sabe; pre- 
guntado como la sabe, dijo que después de venido 
el almyrante déla corte truxo mandado de su al- 
teza y cierta libranca para ir con tres navios a des- 
cobryr aquellas tierras y que viendo enesta villa 
de palos el dicho almirante non avia onbre nin- 
guno que osase yr en su conpañia nyn menos le 
quisyese dar sus navios diziendo qual avia de yr 
que nunca fallaria tierra y que desta manera es- 
tovo mas de dos meses sin thener remedio nyn- 
guno y que visto non tener nyngund remedio de 
navios nyn gente metióse mucho el rogar al dicho 
martin alonso quensenandole las mercedes que sus 
altezas le fazian desqubriendo la tierra y vistas, 
dixo e le prometió de partir conel la mytad e que 
fuese en su conpañia e que serya capitán prencipal 
délos dichos navios e que como onbre que con sus 
parientes e amigos se lo podia fazer le aviase, por 
ser servicio de su alteza y el dicho martin alonso 
visto no tener el dicho almyrante avio nynguno 
y el partido que le fazia e fizo e por servir a su al- 
teza, convino de yr conel e le dio la escriptura ori- 
ginal que abia traydo de Roma e asy mismo puso 
sus navios e con sus paryentes y amigos en un 
mes fyzo el armada e que esto lo sabe por que lo 
vido e fueron en seguimyento del dicho viaje. 

a la quinzena pregunta dixo que lo sabe como 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 231 

enel artículo se contiene; preguntado como lo sabe 
dixo este testigo qae por que vido partir de aqui 
al dicho martin alonso su padre como capitán prin- 
cipal con sus erinanos por capitanes délos otros na- 
vios e que sabe que corrieron de la ysla del fierro 
enel ueste, queste testigo non fue conellos, pero des- 
pués vinyeron a portar a galycya y este testigo 
venya de flandes e se falló con todos en un dia 
enel puerto de bayona e de ally de los del navio de 
su padre este testigo les oyó dezir muchas vezes en 
general aquello que se contiene en el dicho ar- 
tiqulo e que por lo susodicho lo sabe. 

a la desyseysava pregunta dixo que sabe lo con- 
tenido por que lo oyó dezir (roto)..,., mente vi- 
niendo conellos en los navios este testigo dende 
galyzya que venia del dicho viaje e que por lo su- 
sodicho lo sabe. 

a la desysiete pregunta dixo que asy lo oyó dezir 
este testigo a los capitanes e maryneros que del di- 
cho viaje vinieron e venian conel dicho su padre e 
almirante e capitanes e que ansy es publico e no- 
torio. 

a la desyochava pregunta dixo quelo sabe por 
que lo oyó dezir al almyrante don Cristóbal e a los 
otros capitanes e gente que enel dicho viaje vinye- 
ron e que ansy es publico e notorio y que de esta 
esto sabe. 

a las desynueve pregunta dixo que lo oyó dezir 
muchas veces a su padre e a los otros capitanes e 



232 PLEITOS DE COLÓN. 

maestres e gente que des que llegaron a la ysla de 
guanahany e partieron de ally a descobryr otras 
yslas e tyerra la primera noche les dio una gran 

tenpestad con la qual se partieron unos de 

otros y quando amanecieron no se vieron los unos 
a los otros y el dicho martyn alonso pincon como 
onbre de grande yndustrya e saber se encamyno a 
una banda contra de hasya donde el almyrante y va 
y desqubryo siete yslas y la ysla española en la 
qual entro en un Rio y le puso su nonbre y vido 
tanta suma de oro en la dicha tieRa que todos fue- 
ron maravillados y con placer que dello ovo tomó 
doze conpañeros suyos y fue la tierra adentro fasta 
la tierra de caonabo que fue después de behechio e 
alas quales tierras falló tanta suma de oro que era 
maravilla y de ally se volvió a su navio con sus 
doce onbres con mucho plazer y entro otra vez por 
otra parte fazia la vega que agora se dize en la es- 
pañola que son treynta leguas la tierra adentro y 
asy mismo vido mucha señal de oro y vista porel 
y sus con pañeros tornaron a su navio y de ally 
acordaron enenseña a los yndios y con dadivas en- 
vió canoas azia la parte donde el almirante avia 
ydo por manera que llego la nueva a donde el di- 
cho almirante andava en la ysla de los lucayos y 
vistas las nuevas fue luego a la ysla española y 
quando llego donde el dicho martin alonso padre 
de este testigo estava abya syete semanas quel di- 
cho martin alonso abia descobierto la dicha tierra 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 233 

y esta va enella ya visto e desqubierto el dicho oro 
y questo lo sabe por que lo oyó dezir al dicho mar- 
tin alonso pincon su padre deste testigo y a los otros 
capitanes en general e a la otra gente que conel 
fueron la tierra adentro e que lo sabe por lo suso- 
dicho. 

a las veynte preguntas dixo que lo sabe por lo que 
a dicho e declarado en el artyqulo antes deste de 
suso e que por esto lo sabe, etc. 

a la veynte e una preguntas dixo que lo sabe por 
que en general los que vinieron del dicho viaje se 
lo dixeron a este testigo. 

a las veynte e dos preguntas dixo que la sabe por 
que asy lo oyó dezir en general publicamente a 
todos los que enel dicho viaje vinieron, los quales le 
dixeron a este testigo viniendo desde galizya el 
dicho viaje y asy es publico y notorio. 

a la veynte y tres preguntas dixo que la sabe por 
quel dicho su padre era tenido en mucho e era 
onbre de gran corazón e pasó lo contenido en la 
dicha pregunta segunt que enella se contiene y 
ansy es publico y notorio, en presencia deste tes- 
tigo. 

a la veynte y quatro pregunta dixo que oyó dezir 
lo contenido en la dicha pregunta, que asy es pu- 
blico, que por las armadas quel Rey a enviado a la 
dicha tierra firme se a sojuzgado e tomado e ganado 
e que asy es notorio. 

a la veynte e cinco pregunta dixo que se afirma 



234 PLEITOS DE COLÓN. 

en todo lo que dicho e declarado por el juramento 
que fizo en que se afirmo e firmólo de su nonbre — 
arias perez pincon. 

ansy fecha la dicha provanca de suso encorporada 
el dicho señor Juan martin de castilleja teniente de 
alcalde mayor por su alteza en lugar del dicho señor 
licenciado francisco de lerma alcalde mayor en la 
dicha villa por su alteza, mando a mi el dicho alonso 
hernandez sanabria escribano publico susodicho la 
sacase en limpio en publica forma e fyrmada de su 
nonbre e sygnada e firmada de mi el dicho escri- 
bano e cerrada e sellada la diese y entregase al 
dicho bartolome de arrióla contenido en la dicha 
sotistuclon pagándome principalmente mi justo 
e devido salario que por ello oviese de aber, en todo 
lo qual dixo que ynterponya e interpuso su autori- 
dad ordinaria e decreto judizial que tenia e que 
mas podia e de derecho devia e lo firmo de su firma. 
registro de lo susodicho e aqui asy mismo tes- 
tigos presentes diego bachiller e juan perez vecinos 
desta villa los quales testigos lo firmaron en el 

Ee (borrado) e yo alonso hernandez sanabria 

escribano publico de la villa de palos susodicho 

presente los otros señores desta villa presente 

fuy a todo lo que dicho es y enesta escritura se 

contiene en la este proceso en treynta y dos 

fojas de pliego entero conesta en que fize testi- 
monio de verdad hay un signo. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 235 



lOI. 

(Afio de 1515. — Octubre 31, Madrid^ — Femando de Valladolid, por parte 
del Fisco, pide nuevo término de un año para presentar las probanzas, 
por no haber salido navios en que enviar á Indias los interrogatorios. — 
{A. de L, Pto. 1-1 -Vu, Pza. 5, fol. 48.) 



I02. 

(Año de Iñlh.—Noviemhre 7. Madrid.)-^ Jxia.n de la Peña, en nombre del 
Almirante, alega que no se debe conceder la nueva prórroga que pide el 
Fiscal.— (^. de Z, Pto. 1-1 -Vu, Pza. 5, fol. 49.) 



103. 

(Año de 1515. — Diciembre 15. Plasencia.) — Memorial del Almirante expo- 
niendo los agravios que ha recibido en la reforma de sus privilegios, 
en 42 capítulos.— (^. de L, Pto. M-Vi», Pza. 5, fol. 71.) 1 



104. 

(Año de 1516.)— Interrogatorio enviado á los oficiales reales de la isla Es- 
pañola sobre los descubrimientos hechos por D. Cristóbal Colón. — 
{A, de I., 41-6-Vt4.) 



105. 

(Año de 1515. — Resumen de las probanzas presentadas por el Fiscal 
de S. M., formado con vista de las mismas, para conocimiento del Con- 
sejo.— C^. de I., Pto. l-l-«/i4, Pza. 13.) 2 



1 No se inserta aquí este voluminoso documento, porque de él se dio 
traslado al Fiscal en Madrid, á 16 dé Mayo de 1516, y al refutarlo lo re- 
produjo, 

* Está formado con los de las probanzas. 



236 PLEITOS DE COLÓN. 



io6. 

(Año de 1515.)— Besumen de las probanzas presentadas por el Almirante 
D. Diego Colón, formado con vista de las mismas, gara conocimiento del 
Consejo, como el anterior. — (A. de I., Pto. l-l-í»/,2, Pza. 11.) 



107. 

(Sin fecha.) — Resumen de las peticiones del Almirante y contestaciones 
del Fiscal. Este suplica de la sentencia dada en Sevilla con la pena de 
las mil y quinientas doblas.— (^. de I., 1-1-Vi2> ^^a. 18, fol. 35.) 

En Sevilla año de mili é quinientos é honze años, 
por parte del almirante se dio una petición de seys 
capitules en la qual pidió lo siguiente é que habia 
dado á su Alteza memorial de otras cosas que le 
pidió. 

La governacion Eu el primer capitulo pidió la governacion perpe- 
tua é oficio perpetuo de viso rey de las yslas é tierra 



perpetua é oficio 
de viso-rey en las 



yslas é tierra ñr- firme dcscubicrtas é por descubrir por cierta lynea, 
me descubiertas é qQ^ le dcxcu la govcmacion de la ysla de San 
Juan é de Huraba é Beragua, conforme á la capitu- 
lación é previllegios al almirante su padre é á él 
concedidos. * 

Pide salario con el En cl scgundo capitulo pidió salario por oficio de 
oficio de aimi- almirante é viso rey é governador, é asi mismo que 

lante é viso-rey jo u 

é governador é 1^ pagucu gcutc dc guarda, pues con los viso reys 
gente de guarda, é govcmadores, SU Altcza lo suclc bazer, asy por- 
que en la dicha tierra ay mas necesidad que en otra 
parte. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 237 

En el tergero capitulo pide que pues tiene merced 
de todos los oficios anexos á la juredycion cevil é 
criminal que no se consienta que aya pensyon en 
ninguno dellos que perjudique á la dicha merced. 



En el quarto capitulo pide que se le guarde la 
merced que tiene de poder juzgar en Sevilla é en 
otras partes do quier que oviere trato de Yndias é 
que se le de licencia para poder vsar el dicho Juz- 
gado como lo husa el almirante de Castilla, ó que 
otro Juez sino él ó el quel pusiere no se entremetta 
en ello, 

En el quinto capitulo pide que los oficiales de la 
Casa de la Contratación de Sevilla é personas que 
entienden en el trato de las Yndias no entiendan 
en ello, sin estar persona por él nonbrada para ello, 
pues que dello tiene merced é confirmación. 

En el seys capitulo pide que le acudan libre- 
mente con el diezmo de todo el provecho é rentas 
que su Alteza é otras qualesquier personas ovieren 
de las dichas yslas é tierra firme. 



El Fiscal. — Quanto al primero capitulo respondió 
diziendo que mirada la capitulación que sus Altezas 
tomaron con el almirante su padre en Santta Fé, 
año de noventa y dos, por el segundo capitulo della, 
el dicho almirante suplicó que le hiziesen viso rey 



Que pues tienen 
merced de todos 
los oficios, que no 
consientan que 
aya pensión en 
ninguno dellos 
que perjudique á 
su merced. 

Que pues ti ene mer- 
ced de poder juz- 
gar donde quiera 
que oviere trato 
de las Yndias, 
que le consien- 
tan juzgar en Se- 
villa. 



Que los de la Casa 
de la Contrata- 
ción no entien- 
dan en cossa al- 
guna, sino per- 
sona por él nom- 
brada. 

Que le agan acudir 
libremente con 
el diezmo que se 
hubiere de todo 
el provecho é 
rentas de las di- 
chas yslas é tie- 
rra firme. 



238 PLEITOS DE COLÓN. 

é governador de las yslas é tierra firme que ganase 
é truxese á su servicio é que á él solo fué concedido 
é no para heredero ni sucesor, porque segund las 
leys destos reinos, los oficios de justicia no se pue- 
den dar para herederos y sucesores por la duda del 
sucesor, é que los dichos oficios de viso rey vacaron 
por su muerte é que los previllegios que presenta 
no valen según las leys é partidas, é que no seryan 
ni están asentados en los libros, é que por las pala- 
bras del un previllegio se le concede que pudiese 
vsar el oficio de viso rey ó governador é que se pu- 
diese llamar don é almirante é viso rey é governa- 
dor de las dichas yslas el é sus hijos é sucesores, 
entendyase por el almirantadgo que sucedía en sus 
hijos é los oficios de governador é viso rey á él solo, 
conforme á la capitulación, porque siendo diversos 
oficios é cargos no se conprehendia ni podia con- 
prehender en un oficio é cargo. 

Al segundo capitulo dize que su Alteza no es 
obligado á dar los salarios que pide por almirante é 
viso rey é governador por lo que dicho tiene, é que 
vacaron por muerte de su padre y no se pudieron 
dar para sus herederos é quel almirantadgo ningún 
salario tyene, y puede vsar del en el mar océano 
según lo vsa el almirante mayor de Castilla en el 
mar destos reynos y no mas, pues que asy se con- 
tyene en el dicho asiento é capitulación. 

Al tercero capitulo dize que no le pertenece la 
probision de los otros oficios por lo que tiene dicho 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 239 

é porque confiando de la persona del dicho don 
Cristoval Colon á él solo se concedió el nonbra- 
miento de los tales oficios y no la provisión, salvo 
qaanto la voluntad de sus Altezas fuese, é no pasó 
ni pudo pasar á heredero ni sucesor alguno. 

Al quarto capitulo dize que no se le deve conce- 
der al dicho almirante, pues el Juzgado cevil é cri- 
minal de todos los pleytos é cabsas que en España 
é do quiera quel dicho comercio é trato se tuviere 
porque por el dicho asiento é capitulación parece 
que la voluntad de sus Altezas fué no perjudicar 
aquien pertenece y por eso la otorgaron condicio- 
nalmente si le perteneciese por razón del oficio de 
almirante de las yndias. 

Quanto al quinto capitulo dize que está claro 
que pues no tiene derecho al ynterese principal 
después de los dyas de su padre, que menos le tiene 
á la negociación é que por la carta que sobre esto 
sus Altezas dyeron en treynta de mayo de noventa 
é siete parece que solamente se estiende para el di- 
cho don Cristoval é no para sus herederos. 

En el sesto capitulo dize que no se deve acudir 
al dicho almirante con el diezmo que pyde porque 
no le pertenece, como parece por el tercero capi- 
tulo de la capitulación que no se pidió ni se otorgó 
para después de sus dias del dicho don Cristoval, 
ni ay palabra general ni especial en la dicha capi- 
tulación ni en los prebillegios que en esto hablan 
para después de sus dias ni por j uro de heredad ni 



240 PLEITOS DE COLÓN. 

para sus herederos ni sucesores, como semejantes 
mercedes se suelen hazer para que valgan perpetua- 
mente. Sobre esto replicaron ambas partes, é parece 
que en este proceso fueron presentados ciertos pre- 
billegios questán en este proceso é con ciertas ce- 
dulas rreales. 
Declaración de Se- A ciuco de mayo de mili é quinientos é bonze 
'^iiia- los señores del Consejo sobre las diferencias que 

abia é adelante esperavan ser entrel fiscal de sus 
altezas con el almirante don Diego Colon é su pro- 
* curador en su nonbre, mandaron lo siguiente por 

bonze capitules. 

En el primero declaran que al dicho almirante y 
á sus sucesores pertenece la governacion é admi- 
nistración de la justicia en nombre de sus altezas é 
de los Reyes que por tienpo fueren asy de la ysla 
española como de las otras yslas quel almirante su 
padre descubrió en aquellas mares é de aquellas 
yslas que por yndustria del dicho su padre se des- 
cubrieran con titulo de Yisorrey de juro é de he- 
redad para sienpre jamas, para que por sy ó por sus 
tenientes é oficiales de justicia conforme á sus pre- 
villegios la pueda exercer é administrar la juridi- 
cion cevil é criminal de las dichas yslas de la ma- 
nera que los otros viso Reys é governadores lo vsan 
é pueden é deben vsar en su jurisdición, con tanto 
que las provisiones que por el é por sus sucesores 
se libraren é desenpacharen bayan por el rey don 
Fernando, é después de sus dias por el rey ó la 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 241 

reyna que por tienpo fueren en estos reynos, é asy 
mismo los mandamientos que por los alcaldes é 
oficio del dicho almirante é de sus sucesores se des- 
enpacharen é la execucion de la justicia se diga, 
yo fulano teniente por el almirante Viso Rey é go • 
vernador, por el rey é la reyna nuestros señores é 
después por los que por tienpo fueren. 

En el segundo capitulo declara que la decima 
parte del oro é de las otras cosas que pertenecen al 
dicho almirante en las dichas yslas por virtud de 
la capitulación que sus altezas hizieron con el al- 
mirante su padre en el Real de Granada, que per- 
tenece al dicho almirante don Diego Colon é á sus 
sucesores de juro é de heredad agora é para sien- 
pre jamas para que pueda hazer dello lo que qui- 
siere é por bien tobiere: 

Iten que los diezmos eclesiásticos que á sus Al- 
tezas pertenece en las dichas yslas por bulas apos- 
tólicas asi del oro como de las otras cosas, que al 
dicho almirante don Diego Colon ni á sus suceso- 
res no pertenece parte ni cosa alguna. 

Iten que de las penas que pertenece ó pertenecie- 
ren á la cámara de sus Altezas é á las de los Reys 
que por tienpo fneren en estos Reynos asy por leys 
del Reyno como siendo arbitrarias se ayan puesto 
ó pusieren para la dicha cámara, que al dicho almi- 
rante ni á sus sucesores no les pertenege parte al- 
guna, salvo que todas enteramente pertenecen á 
sus Altezas , pero que las penas que por leys destos 



16 



242 PLEITOS DE COLÓN. 

Reynos pertenecen ó pertenecieren á las justicias é 
juezes dellos, questos enteramente pertenecen al 
almirante ó á sus oficiales. 

Iten que las apelaciones que se ynterpusyere de 
los alcaldes ordinarios de las cibdades é villas é 
lugares que agora son ó por tienpo fueren en las di- 
chas yslas que fueren alcaldes por elecion é non- 
bramiento délos concejos, que aquellos vayan pri- 
meramente al dicho almirante ó á sus tenientes é 
dellos vayan las apelaciones á sus Altezas é á sus 
abdiencias y aquellos que por su mandado ovieren 
de conocer de las apelaciones de las dichas yslas. 

Iten que sus altezas puedan poner en las dichas 
yslas cada é quando les pareciere que conviene á 
su servicio, Juezes estantes en ellas ó fuera dellas, 
los quales puedan conocer de las dichas cabsas de 
apelaciones contenydas en el supra próximo capi- 
tulo, y que para esto no enbargan los previllegios 
del dicho almirante. 

Iten que á sus Altezas pertenece el nonbramiento 
é provisión de los regidores é jurados é fieles é pro- 
curadores é otros oficios de governacion de las di- 
chas yslas é que deven ser perpetuos para mejor 
governacion dellas. 

Iten que la provisyon de las escribanías de las 
dichas yslas asy como las escrivanias de concejos 
como del numero de las cibdades é villas é lugares 
é otras escrivanias qualesquier de las dichas yslas, 
pertenece á sus altezas é á sus sucesores en estos 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 243 

Reynos é no al almirante, pero que las escrivanias 
del Juzgado del dicho almirante é de sus tinientes 
é alcaldes, que destos pertenece la provisión al di- 
cho almirante é aquien su poder oviere, con tanto 
que aya de poner para el exercicio dellas notarios 
ó escrivanos de sus Altezas, é que no pueda poner 
otros syno tales personas que tengan tytulo de es- 
crivano para en todo los Reynos é señoríos 6 de los 
Reys que por tiempo fueren. 

Otro sy que cada é quando á sus Altezas pare- 
giere que conviene á su servicio é á la execucion 
de su justicia é á los Reys que por tienpo fueren, 
puedan mandar tomar residencia al dicho almi- 
rante ó á sus oficiales conforme á las leys destos 
Reynos como de justicia devan, 

Iten que las grangerias que sus Altezas tienen ó 
tuvieren en las dichas yslas de la mar del oro, é sus 
sucesores, é asi mismo las que tiene ó tobiere el di- 
cho almirante é sus sucesores, que sean ávido por 
particulares personas de manera que ayan de traer 
á partición la quinta parte del dicho oro, que de las 
dichas grangerias oviere, para que le rrepartta como 
se reparte el quinto quedan los otros á sus Altezas 
en las dichas yslas, é que al tanto se haga quando 
mas ó menos perdieren, los otros particulares que 
tuvieren grangerias en las dichas yslas. 

Otro sy que á sus Altezas é á quien su poder 
oviere pertenece el repartimiento de los Indios de 
las dichas yslas, y no al dicho almirante. 



244 PLEITOS DE COLÓN. 

Después desto el procurador del almirante pidió 
declaración de tres capitules, el primero quanto á 
la residencia, y el segundo quanto á las grangerias, 
y el tercero quanto á la decima. 

Sobre lo qual por los señores del consejo á diez é 
siete dias del mes de Junio del dicho año se con- 
firmó lo que estava mandado é determinado por sus 
mercedes en la declaración é sentencia pasada. 

Fué notificado á Juan de la Peña como procura- 
dor del almirante, el qual dixo que lo consentía y 
obedecía. 

Después de todo lo suso dicho parece que en el 
>mes de dizienbre de mili é quinientos é quince 
años el almirante did una petición al Rey nuestro 
señor de quarenta é dos capitules. 

En el primero dize que recibe agravio en la ele- 
cion é probeymiento de los regidores é escrivanos 
públicos de las dichas yslas é tierra firme, porqués 
en perjuicio suyo é contra la capitulación é asiento 
que con el almirante su padre se tomó quando fué 
á descubryr, é de la merged é previllegios que dello 
se le hizo y concedió, por la qual dize que le hizo 
merged que para los oficios de regimiento de cada 
cibdad é villa el almirante eligiese tres personas 
quales á el pareciesen para cada oficio é que sus al- 
tezas nonbrasen uno dellos qual mas fuesen servi- 
dos, é que después le fué hecha merced que por la 
mucha distangia que avia de las dichas yslas é tie- 
rra firme á estos Reynos, quel pudiese proveher los 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 245 

oficios Ó cargos á las personas que á el le pareciere 
é que para vsar de los tales oficios le daban sus Al- 
tezas poderes como sy por su alteza fueran puestos, 
é que no le perjudica la declaración de los señores 
del consejo por ser dada syn parte ó por ser Contra 
el previllegio é capitulación por su alteza conce- 
dido, é que por ella parece que aunque se aya de 
guardar é hazer por la forma en ella contenida y 
perjudica al almirante en que no provea los dichos 
oficios conforme á la ultyma merced que le fué fe- 
cha y ha de ser, quel dicho almirante elija e señale 
para cada oficio de los suso dichos tres personas é 
que su alteza nonbre el uno conforme á la capitu- 
lación é previllegio que tiene, é pide que se revo- 
que la dicha probision. 

El segundo capitulo de la capitulación hecha con 
el almirante don Cristoval en Santa Fee año de 
noventa y dos dize: "otro sy que vuestras altezas ha- 
zen al dicho don Cristoval su vissorrey é governa- 
dor general en todas las dichas yslas é tierras firmes 
é yslas, como dicho es, quel descubriere é ganare en 
las dichas mares é que para el regimiento de cada 
vna é qualquier dellas haga elecion de tres perso- 
nas para cada oficio é que vuestras Altezas escogan 
vno el que mas fuere su servicio é asy serán me- 
jor regidas las dichas tierras. 

Otro previllegio fue dado en Burgos año de no- 
venta é siete en que sus Altezas de su propio mot- 
tuo é cierta ciencia é poderlo Real asoluto confirman 



246 PLEITOS DE COLÓN. 

é apruevan para agora é para sienpre jamas al di- 
cho don Cristoval Colon é á sus hijos é nietos é de- 
cendientes é suyos dellos, la dicha sobre carta é la 
merced en ella contenida, é mandaron que vala é 
sea guardada al dicho almirante é sus hijos é de- 
cendientes agora é para sienpre jamas en todo 
tienpo bien é cunplidamente é si necesario es hi- 
zieron de nuevo la dicha merged é defendieron que 
ninguna persona no sean osados de yr ny venir con- 
tra ella ni contra cosa alguna ny parte della, lo 
qual todo y los dichos capitules suso yncorporados 
en esta carta contenidos, sus Altezas mandaron que 
se guarden é cunplan según que en ella se con- 
tiene. 

Por otra cédula, el treslado de la qual está pre- 
sentada en este progeso, fecho en Barcelona años 
de noventa y tres años, dize el Eey é la Eeyna, por 
quanto según el asyento que nos mandamos hazer 
con vos don Cristoval Colon nuestro almirante del 
mar océano é nuestro Vyso rey é governador de las 
dichas yslas é tierra firme que son á la parte de las 
yndias, entre otras se contiene que para los oficios 
de governacion que oviere de aver en las dichas 
yslas é tierra firme vos ayays de nombrar tres per- 
sonas para cada oficio y que nos nonbremos y pro- 
veeamos al uno dellos del tal oficio, é al presente no 
se puede guardar el dicho asiento por la brevedad 
de vuestra partida para las dichas yslas, confiando 
de vos el dicho nuestro almirante Vyso rey é go- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 247 

vernador que lo proveereys fyablemente é como 
cunple á nuestro servicio é á la buena governacion 
de las dichas yslas, por la presente vos damos li- 
cencia para que en tanto quanto fuere nuestra mer- 
ced é voluntad, podays proveer de los dichos oficios 
é governacion de las dichas yslas é tierra firme á 
las personas é por el tienpo é en la forma é manera 
que á vos bien visto fuere, y á los quales que asi 
por vos fueren proveydos les damos poder é fa- 
cultad para usar de los dichos oficios según é por 
la forma é manera que en vuestras provisiones que 
de los dichos oficios les dieredes sera contenido. 

El fiscal dize que la elecion é proybimiento que 
su Alteza hizo de regidores, descrivanos, en las yslas 
é tierra firme, no es en perjuizio del dicho almirante, 
porque la provisión de los dichos oficios pertenece 
á su Alteza é sobre esto tiene fundada su yntincion 
de derecho, é quel almirante no tyene tytulo ny lo 
muestra por donde le pertenezca la dicha elecion 
ny le aprovecha la merced que dize que se hizo á 
su padre, porque aquella fué personal é con su per- 
sona feneció, é que no pudo pasar á su hijo é que la 
provisión patente que desto dize que tiene, no le 
aprovecha, porque aquella fué ninguna por se dar 
contra las leys del Eeyno que disponen que de ofi- 
cios no se pueda hazer merced perpettua 6 de juro, 
quanto mas que la dicha merced se hizo á la per- 
sona de su padre é por su fin fué estinta é no pasó 
á el; lo otro porque sobre esto fué altercado é huvo 



248 PLEITOS DE COLÓN. 

pleyto ante los señores del consejo en Sevilla, é fué 
declarado é sentenciado que la provisión é nombra- 
miento de los dichos oficios perteneció á su Alteza 
é dello se did sentencia executoria que asi parece 
por el siete é ocho capitulo. 

El almirante responde que se deve mandar lo por 
el pedido, porque la dicha declaración hecha por los 
señores del Consejo no lo empyde, porque á las pe- 
tigiones que se dieron por ambas partes en que se 
fundó la dicha declaración, como quiera que se haze 
mincion de los oficios é juridicion cevil é criminal, 
no se habla ny huvo altercación sobre I03 oficios de 
regimiento, lo qual basta para en la dicha declara- 
ción sea ninguna, por se haver pronunciado sobre 
lo no pedido ni contestado por ninguna de las par- 
tes especial ny generalmente , lo otro porque la di- 
cha declaración primera no fué consentida é que 
Juan de la Peña fué en la tal culpa é en no suplicar 
della é no hizo otra diligencia salvo que se tornaron 
á dar tres capitules pidiendo declaración cerca de 
la residencia é de las grangerias é de la decima, é 
sobre esta petición se tornó á mandar lo mismo, 
después de lo qual parece un abeto de consenti- 
miento del dicho Juan de la Peña, el qual no tenia 
poder para consentir en tanto perjuyzio del dicho 
almirante, é que la dicha declaración se hizo no se 
aviendo pedido ny respondido ny siendo deduzido 
en el proceso, é que luego que lo supo se agravió 
dello é protestó que no le parase perjuyzio, que 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 249 

agora suplica de la dicha declaración, la qual no 
pudo pasar en cosa judgada por ser sobre lo no pe- 
dido é que no vale por bia de consentimiento sy el 
procurador no tubiese poder especial para lo con- 
sentir, el qual no tubo, lo otro porque por la dicha 
declaración no se quita lo que fué concedido por la 
capitulación primera, porque en la dicha declaración 
no se quitó ni dejó lo contenido en ella, salvo que se 
dize en ella que á sus Altezas pertenece el nombra- 
miento é provisión de los regidores é jurados é fieles 
é procuradores é cabe byen lo uno con lo otro desta 
manera, quel dicho almirante haga elecion de tres 
personas para cada oficio é que su Alteza escoja uno 
dellos, é desta manera entendiéndose sanamente la 
dicha declaración^ no contradize á la capitulación 
pues tanta razón ay para que le sea guardada. 

El fiscal dize que la sentencia se dio con parte 
que fué Juan de la Peña procurador del almirante, 
como parece por el poder que está aqui presentado, 
é que sobre lo contenido en la dicha sentencia fué 
altercado é letigado é ques asy de presumir porque 
los señores del Consejo no es berysimile que sen- 
tenciasen sobre cosa que no fuese deduzida en juy- 
zio, é puesto que no fuera, lo podian muy bienhazer, 
pues tienen poder é facultad de por via de espidiente 
proceder simple y de plano syn figura de juyzio, 
por lo qual no avia necesidad de contestar pleyto 
ny de guardar otras solenidades que los Juezes yn- 
feriores acostunbran, quanto mas que en la cabeca 



250 PLEITOS DE COLÓN. 

de la dicha petycion quel dicho Peña presentó, dize 
avia dado otros capitules para que se proveyese, de- 
mas de los contenidos en la petición é que para que 
la dicha sentencia é declaración perjudyque al al- 
mirante no era necesario que Peña la consyntiese, 
pues estava sentenciado en revista é no avia otro 
remedio sino suplicar con la pena é fianca de las 
mili é quinientas doblas, é sy se entendyese como 
el dicho almirante dize, seria rebocarla, lo qual aun- 
que fuese ynjusto no lo podria revocar sino vuestra 
Mteza y no los del vuestro Consejo, en especial 
siendo como es justa y no contra los previllegios 
del dicho almirante, porque para ser visorrey é go- 
vernador ny nonbrar ny elegir, ningún previllegio 
tiene, porquel segundo capitulo de la capitulación 
de que se quiere ayudar, solamente fué concedido á 
su padre é no paso á él. 
Sobre loa jueces de Yten dizo el dicho almirante que recibe agravio 
en los Juezes de apelación que V. Alteza mandd 
que oviese é puso en la ysla Española é en las otras 
yslas é tyerra firme, porque son contra la merged é 
previllegios quel dicho almirante por vuestra Al- 
teza tiene, en que vuestra Alteza le haze merced 
que para en las dichas yslas é tierra firme descu- 
biertas é por descubrir en el mar océano en la parte 
de las yndias, porque los pobladores della sean mejor 
governados, V. Alteza le dá poder é facultad para 
que como su visorey é governador perpetuo pueda 
vsar por sy é por sus lugares tinientes alcaldes é 



apelación. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 251 

alguaziles que para ello pusiere, la juridicion gevil 
é criminal alta é baxa mero é misto ynperio, los 
guales pueda mover é quitar é poner otros en su 
lugar cada é quando quisiere é al servicio de V. Al- 
teza viere que cunple, los quales puedan oyr é 
librar é determinar todos los pleytos é cabsas cevi- 
les é criminales que en las dichas yslas é tierra 
firme acaecieren é se movieren, é quel dicho almi- 
rante como visorrey é governador pueda oyr é co- 
nocer de las dichas cabsas de primera ynstancia ó 
por via de apelación ó simple querella é las ver é 
determinar como visorrey é gobernador de V. Al- 
teza, é todas las otras cosas á los casos de visorrey é 
governador pertenecientes, é que los oficiales quel 
dicho almirante pusiere, puedan usar de los dichos 
oficios é hazer qualesquier pesquisas á los casos de 
derecho premisas é lo executar ó llevar á debida 
execucion como si por vuestra Alteza fuesen pues- 
tos, por do presenta sus Altezas aver hecho merced 
é concediendo la juridicion de las apelaciones al 
dicho almirante é no aver lugar apelación ni su- 
plicación del dicho almirante para ante vuestra Al- 
teza ni otro Juez ninguno, ni de los oficiales quel 
dicho almirante pusiere sino para antel dicho almi- 
rante, pues consta é presenta claro por el preville- 
gio que le fué concedido, que aunque para ante 
Y. Alteza apele, no aya lugar la dicha apelación é 
remotta apelación, le fué hecha merced por lo qual 
está claro los dichos Juezes determinar en perjuy- 



252 PLEITOS DE COLÓN. 

zio del dicho almirante é contra la merced que le 
fué hecha por sus Altezas, mayormente siendo como 
es visorrey de V. Alteza con las preminencias é 
previllegios que los visorreys de Castilla é de León 
tyenen, y pues dellos no avia ny ay apelación, no la 
á de aver del dicho almirante, á lo qual no perju- 
dica la declaración de los del su muy alto Consejo 
en quanto dize que las apelaciones de los alcaldes 
ordinarios vayan al almirante é á sus oficiales é del 
dicho almirante á vuestra Alteza ó á sus abdiencias 
ó á los que por mandado de V. Alteza obieren de 
conosger de las dichas apelaciones, que vuestra Al- 
teza pueda poner Juezes de apelación en las dichas 
yslas, porque por la dicha declaración parece no aver 
lugar los dichos juezes de apelación, é aver con- 
tradicion en la dicha declaración é della á la mer- 
ced é previllegios por V. Alteza concedidos, por- 
que en ella dize que al dicho almirante é sucesores 
pertenece la governacion é administración de la 
justicia en nonbre de V. Alteza en aquellas partes 
con título de visorrey para siempre jamas, é para 
que por sy é por sus lugares tinientes é oficiales que 
para ello pusiere, pueda usar de la dicha justicia 
conforme á sus previllegios é que pueda usar é 
exerger é administrar la juridicion ce vil é criminal 
como é de la manera que los otros visorreys é go- 
vernadores lo pueden é deben usar, é siendo asy no 
á lugar los dichos Jueces, por ser contra los previ- 
llegios del dicho almirante é preminencias de los 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 253 

visorreys á él concedidas, y está clara la contradi- 
cion, é quando V. Alteza fuesen servidos de agraviar 
al dicho almirante é poner juezes, á de ser como los 
del Consejo de V. Alteza, para questen y se junten 
con el dicho almirante como visorrey, según ques- 
tan y se juntan con los otros visorreys de vuestra 
Alteza, é quel dicho almirante juntamente con ellos, 
y ellos con él, puedan conocer é determinar de las 
dichas apelaciones é no de otra cosa ni cabsa al- 
guna, al qual con los dichos oy dores ni á ellos con 
él ni por sy solos pueda yr comisión alguna para 
otro conocimiento de cabsa ni juridicion sino las 
dichas apelaciones, é si alguna fuere, que sea obede- 
cida é no cunplida, pues es en perjuyzio del almi- 
rante é de la juredicion que le fué dada, é asy pide 
y suplica mande quitar é remover los dichos Juezes 
é que no los aya, é sy fueren servidos que los aya, 
que sea de la forma y manera suso dicha é que sean 
otras personas é no las que al presente ay. 

Parece por otro previllegio concedido en Granada 
por sus Altezas por el mes de abril año de noventa 
y dos por el qual dicen sus Altezas «es nuestra 
merced é voluntad que vos el dicho don Cristoval 
Colon después que ayays descubierto é ganado las 
dichas yslas é tierra firme en el mar océano ó 
qualquier dellas, que seades nuestro almirante de 
las dichas yslas é tierra firme que ansi descubrie- 
redes é ganaredes é seades nuestro almirante é viso- 
rrey é governador de ellas é vos podays dende en 



254 PLEITOS DE COLÓN. 

adelante llamar é yntytular don Cristoval Colon é 
asy vuestros hijos é sucesores en el dicho oficio é 
cargo, se puedan llamar é yntitular don é almi- 
rante é visorrey é governador dellas, é para que po- 
dades usar é exercer el dicho oficio de almirante 
con el dicho oficio de visorrey é governador de las 
dichas yslas é tierra firme que ansi descubrieredes 
por vos ó por vuestros lugares tinientes é oyr é li- 
brar todos los pleytos é cabsas geviles é criminales 
tocantes al dicho oficio de almirantadgo é de viso- 
rrey é governador según haliaredes por derecho é 
según lo acostunbravan usar é exerger los almiran- 
tes de nuestros Reynos é podades punirlos á castigar 
los dilinquentes é usedes los dichos oficios de almi- 
rantadgo é visorrey é governador vos é vuestros 
lugares tinientes en todo lo que á los dichos oficios 
é á cada uno dellos es anexo é concerniente é aya- 
des é llevedes los derechos é salarios á los dichos 
oficios é á cada uno dellos anexos é cod cernientes é 
pertenecientes según é como los lleva é acostunbra 
llevar el dicho nuestro almirante mayor en el nues- 
tro almirantadgo de los nuestros Reynos. » 

Parece por un previllegio quel Rey é la Reyna 
dio en Barcelona al dicho don cristoval año de no- 
venta y tres que dize asy, «por vos hazer bien ó 
merced por la presente vos confirmamos á vos é á 
vuestros hijos é decendientes é sucesores uno en pos 
de otro para agora e para siempre jamas los oficios 
de almirante del mar océano é de visorrey é gover- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 255 

nador de las dichas yslas é tierra firme que aveys 
fallado é descubierto é de las otras yslas é tierra 
firme que por vos é por vuestra yndustria hallaren 
é descubrieren de aqui adelante en la dicha parte 
de las Yndias, é es nuestra merced é voluntad que 
ayades é tengades vos é después de vuestros dias 
vuestros hijos é decendientes é sucesores uno en pos 
de otro el dicho oficio de nuestro almirante del dicho 
mar océano ques nuestro, que comienza por una 
raya ó linea que nos avemos hecho marcar que pasa 
desde las yslas de los Acores á las yslas de Cabo- 
Verde de setentrion en austro, de polo á polo, por 
manera que todo lo qual allende de la dicha linea 
al ocidente es nuestro é nos pertenece é asy vos 
hazemos é criamos nuestro almirante é vuestros 
hijos é sucesores uno en pos de otro de todo ello 
para sienpre jamas, é asi mismo vos hazemos nues- 
tro visorrey é governador é después de vuestros 
dias á vuestros hijos é decendientes é sucesores uno 
en pos de otro de las dichas yslas é tierra firme des- 
cubiertas é por descubrir en el dicho mar océano á 
la parte de las Yndias como dicho es, é vos damos 
la posesión é casy posesión de todos los dichos ofi- 
cios de almirante é visorrey é governador para 
sienpre jamas é poder é facultad para que en las 
dichas mares podays usar é exercer é usedes del 
dicho oficio de nuestro almirante en todas las cosas 
en la forma é manera é con las prerrogativas é pre- 
minencias é derechos é salarios según é como lo 



256 PLEITOS DE COLÓN. 

usaron é usan y gozaron y gozan los nuestros almi- 
rantes de los mares de Castilla é de León, é para que 
en la tierra de las dichas yslas é tierra firme que 
son descubiertas é se descubrieren de aqui adelante 
en la dicha mar océano en la dicha parte de las 
Yndias, porque los pobladores de todo ello sean 
mejor governados, vos damos tal poder é facultad 
para que podades como nuestro visorrey é goyerna- 
dor usar por vos é por vuestros lugares tinyentes é 
alcaldes é alguaziles é otros oficiales que para ello 
pusierdes la juridicion cevil é criminal alta é baxa 
é mero misto ynperio, los quales dichos oficios po- 
dades admover é quitar é poner otros en su lugar 
cada é quando quisierdes é vieredes que cunple á 
nuestro servicio, los quales puedan oyr é determi- 
nar é librar todos los plejtos é cabsas ceviles é cri- 
minales que en las dichas yslas é tierra firme acae- 
cieren é se movieren é aver é llevar los derechos é 
salarios acostumbrados en nuestros reynos de Cas- 
tilla é de León á los dichos oficios anexos é perte- 
necientes, é vos el dicho nuestro visorrey é gover- 
nador podades oyr é conocer de todas las dichas 
cabsas é de cada una dellas cada que vos quisierdes 
de primera ystancia por via de apelación ó por sim- 
ple querella é las ver é determinar como nuestro 
visorrey é governador é podades hazer e fagades 
vos é los dichos vuestros oficiales qualesquier pes- 
quisas á los casos de derecho permisas é todas las 
otras cosas á los dichos oficios de visorrey é gover- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 257 

nador pertenecientes, é que vos é vuestros lugares 
tinientes é oficiales que para ello pusierdes é enten- 
dieredes que cunple á nuestro servicio é á execucion 
de nuestra justicia lo qual todo podades é puedan 
hazer é executar é llevar á devida execucion con 
efecto bien asy como lo devian é podian hazer sy 
por nos fuesen los dichos oficios puestos, pero es 
nuestra merced é voluntad que las cartas é provi- 
siones sean é se espydan é libren en nuestro nonbre 
diziendo don Fernando é doña Isabel &., é sean se- 
lladas con nuestro sello que nos vos mandamos dar 
para las dichas yslas é tierra firme.» 

Está confirmado este previllegio é carta de mer- 
ced por sus Altezas en Burgos por el mes de abril 
de noventa é siete años al dicho almirante é á sus 
herederos é sucesores. 

El fiscal dize que el dicho almirante no recibe 
agravios por aver puesto vuestra Alteza Jueces de 
apelación en las dichas yslas, porque á la premi- 
nencia Real pertenece remediar los opresos é agra- 
viados por los Juezes ynferiores, é conforme á esto, 
viendo los agravios que los Jueces del dicho al- 
mirante hazian, sus Altezas pusieron los dichos 
Juezes por sentencia que sobre ello se dio en Se- 
villa según parece por el sesto capitulo de la dicha 
sentencia. 

El almirante responde refiriéndose á lo que dicho 
tiene en el capitulo pasado é que aun questo fuese 
que oviese de aver Juezes de apelación en las Yn- 



17 



258 PLEITOS DE COLÓN. 

dias, por virtud de la dicha declaración, aun ques 
contra sus previllegios, en la dicha declaración so- 
lamente se dize que sus Altezas puedan poner jue- 
zes estantes en las dichas yslas que puedan conoger 
de las cabsas de apelaciones después de aver ydo 
la primera apelación antel almirante é sus tinien- 
tes, é asy parece por el capitulo de la declaración 
que sobre esto fabla junto con el supra próximo á 
él, é puesto que se pudiese entender para que co- 
nozcan en grado de apelación de sus sentencias ó 
de sus tenientes, á lo menos por la dicha declara- 
ción no se le quite el conocimiento de las cabsas 
ceviles é criminales ni de alguna dellas en primera 
ynstancía, ny se de á los dichos Juezes de apela- 
ción de manera que los previllegios é concesiones 
Reales en que tiene poder é facultad que como viso- 
rrey é governador perpetuo pueda usar por sy é por 
sus tinientes la juridicion cevil é criminal, los qua- 
les puedan oyr é determinar todas las cabsas qqyí- 
les é criminales que en las dichas yslas acaecieren 
de primera ynstangia ó sinple querella ó por via de 
apelación, quedan ylesos é no quebrantados por la 
dicha declaración, de la qual se ynfiere que los di- 
chos juezes por virtud della ny por comisión ny en 
otra manera no pueden conocer en primera ys- 
tancia en casos de cortes ny en otros algunos, ma- 
yormente quel como visorrey puede y debe conocer 
dellos, é ynfierese asy mismo que los visitadores no 
pueden conoger en primera ystancia por manera de 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 259 

judgado entre yndio é yndio nj cristiano, porque 
seria quitarle á el é á sus tinientes la juridicion en 
primera ystancia ó el cargo é oficio de los visita- 
dores no se estiende á tanto según las lejs destos 
Reynos, é en caso que se pudiesen entender, seria 
en otras partes donde no oviese viso rrey ny gover- 
nador perpetuo, dado por via de contrato oneroso 
por tan grandes servicios. Pide y suplica que se 
mande quel como visorrey pueda residir con los di- 
chos jueces y ellos con el. 

El fiscal dize que ya esto está determinado en 
rebista, vistos los previllegios del almirante por lo 
qual no debe ser oydo. 

Dize el almirante que recibe agravio en la pro- sobre que ios pue- 
vision que vuestra Alteza dio para que cada pueblo ^^°^ piiedan re- 

^ ^ ^ . ^ partir hasta 

de los de aquellas partes pudiese repartir hasta cn.i m. 
cinquenta mili maravedis para sus necesidades, é 
si mas oviesen menester pidiesen licencia á los 
dichos juezes, perteneciendole á él como visorrey 
de vuestra Alteza el derecho é preminencia de dar 
las tales licencias. Suplica mande que no se ha- 
gan los dichos repartimientos syn su licencia del 
dicho almirante, pues v, Alteza dello será mas 
servido. 

El fiscal responde á la provisión que su Alteza 
dio para que cada pueblo pueda repartir cinquenta 
mili maravedis para sus necesidades, ningún agra- 
vio ny perjuyzio siguen al almirante, pues según 
las leys del reyno, ninguna cibdad ni lugar puede 



260 PLEITOS DE COLÓN. 

hacer repartimiento sin licencia espresa de su Al- 
teza en mas contra de tres mili maravedís, é que 
sy en mayor forma se did á los pueblos de las Yn- 
dias fué por la distancia que ay evitar costas, y por 
questo es de lo reservado á su Alteza el almirante 
no se debe agraviar. 
No replica el almirante á esto. 
Sobre las ucencias Dizc quc rccibo otro agravio porque pertenecien- 

deíosqueseyan ^^^^ j^ diuidad dc visoirey é govcmador é lu- 
de unas yslas a -^ »/ o u 

otras. redición que de v. Alteza tiene dar ligencia los que 

se quieren pasar de unas yslas á otras , é acostun- 
brandolo asi hazer los governadores que en aque- 
llas partes á ávido, que v. Alteza con siniestra 
relación envió á mandar quel dicho almirante diese 
las dichas licencias juntamente con los juezes é 
oficiales de v. Alteza é no de otra manera, siendo 
lo suso dicho anexo é perteneciente á la dicha go- 
vernacion de visorrey. Pide y suplica que manden 
quel dicho almirante lo faga como solia hazer como 
visorrey é governador por vuestra alteza. 

El ñscal responde quel dicho Almirante no tiene 
juredicion para dar las dichas licencias ny para las 
vedar, pues según leys del reyno que en las dichas 
yslas se deven guardar, cada uno se pueda yr á 
bibir sin licencia libremente donde quisiere pa- 
gando á V. Alteza lo que debiere, y por esto el di- 
cho almirante nyngun agravio recibe , en especial 
que si algún tienpo sus oficiales y él dieron las di- 
chas licengias,«las dieron á algunos mal hechores 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 261 

porque no viniesen de las dichas yslas, porque no 
fuesen punidos ny castigados. 

No Replicó el almirante á esto. Está en la mar- 
gen asentada una respuesta al dicho pedimento. 

Dize el almirante que recibe otro agravio en que sobre la diferencia 
los dichos Juezes de v. Alteza an fecho y hazen deíasjuredi- 

9Íones. 

diferencia de jurediciones diziendo que la quellos 
tienen es de v. Alteza é no la que tiene el dicho 
almirante, é dan cabsa á que muchas personas se 
atrevan contra los que tienen cargo de justicia por 
el dicho almirante porque no obedezcan sus man- 
damientos é hagan otros delitos graves que no hi- 
zieron ni hazian syno que después que fueron los 
dichos Juezes, no mirando que la juredicion quel 
dicho almirante tiene es por de vuestra Alteza, é 
que todo lo que haze é provee lo haze en nonbre é 
por el poder que de vuestra Alteza tiene é como su 
visorrey é governador, suplica que se castiguen los 
que tal cizaña an puesto porque se eviten los escán- 
dalos ó parcialidades que á esta cabsa á ávido. 

El fiscal responde que hasta más ynformado, dize 
que la juredicion que tienen los dichos juezes é el 
dicho Almirante es toda de v. Alteza é le pertenece. 

El fiscal no replicó y en la margen está asentada 
una respuesta al dicho pedimiento. 

Dice el almirante que recibe otro agravio que sobre la gobema- 
es en las governaciones que v. alteza ha proveido ^oj^^eTierra- 
en tierra firme é en otras partes, asy como la de 
Diego Nicuesa é Alonso de Hojeda é Pedrarias é 



262 PLEITOS DE COLÓN. 

Vasco Nuñez de Valboa é Juan Ponce de Leen, por 
ser proveídas contra la merced é previllegios é 
juredicion quel dicho almirante tiene é dentro de 
los limites de la governacion del dicho Almirante 
como parece por los previllegios é merced que de- 
Uos le hizo é concedió en quanto le concede é haze 
merced de la dicha governagion en esta manera, 
«E es nuestra merced é voluntad queayadesé ten- 
gades vos ó después de vuestros dias vuestros hijos 
é descendientes é sucesores uno en pos de otro el 
dicho oficio de nuestro almirante del dicho mar 
océano, ques nuestro, que comienga por una rraya 
y linea que nos avemos hecho marcar que pasa 
desde las yslas de los acores á las yslas de cabo 
verde de septentryon en austro, de polo á polo; por 
manera que todo lo que saliere, dende la dicha li- 
nea al ocidente es nuestro ó nos pertenece, é asy 
vos hazemos é criamos nuestro almirante é á vues- 
tros hijos é herederos uno en pos de otro de todo 
ello para siempre jamas é vos hazemos nuestro vi- 
sorrey é gobernador é después de vuestros dias á 
vos hijos é sucesores uno en pos de otro de las di- 
chas yslas é tierra firme descubiertas é por descu- 
brir», á lo qual no ynpide la declaración que los 
señores del consejo sobre esto hizieron, porque fué 
en perjuyzio suyo é contra los previllegios del di- 
cho almirante é do no abia necesidad de declara- 
ción por estar claro el dicho previllegio é por ella 
no se pudieron dar ni proveer las dichas governa- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 263 

ciones, porque dize en la dicha declaración que al 
dicho almirante é á sus sucesores pertenece la go- 
vernacion é administración de la justicia en non- 
bre de Y. Alteza con titulo de viso rey de juro ó 
de heredad para sienpre jamas, para que por sy é 
por sus lugares tinientes pueda usar de los dichos 
oficios conforme á sus previllegios, en las yslas 
que fueron descubiertas por el almirante su padre 
é por su industria, lo qual es contra los previllegios 
é merced que v. Alteza hizo é concedido al dicho 
almirante, porque en ellos no parece que v. Alteza 
le pusiese termino ni limite de los dichos oficios é 
cargos de almirante, visorrey é governador, sino 
dárselo en lo descubierto é por descubrir é en todo 
aquello que á v. Alteza pertenece en el dicho mar 
océano, y está claro la contradicion de la dicha de- 
claración é ser contra los dichos previllegios é mer- 
cedes que V, Alteza hizo é dio al dicho almirante, 
é porque todo lo descubierto hasta agora son yslas 
é tierra firme que afynan é confynan é tratan é 
contratan los de unas partes en otras é los unos con 
los otros de manera que por la dicha contratación 
tenian é tienen noticia é sabian los unos de los 
otros antes é al tienpo é después que fue descubier- 
to por el dicho almirante las dichas yslas é tierra 
firme é asy por esto como por ser el primero descu- 
bridor, asy de las yslas como de la tierra firme, que 
aquellas partes descubrió é fue é navegó en nonbre 
de v. Alteza estuvo descubierto por cuya yndus- 



Previllegio. 



Capitulación. 



Previllegio de Bur- 
gos. 



264 PLEITOS DE COLÓN. 

tria, mayormente que los que an ydo á descubrir 
después del, a sydo por su punto ó que andovieron 
con el dicho almirante ó llevavan pilotos ó maes- 
tres ó marineros ó otras personas de los que abian 
ydo con él, é todo lo que an descubierto asydo 
que comarca con lo quel descubrió. Suplica que 
mande rebocar é quitar los dichos governadores é 
las provisiones de la governacion é que se las 
dexen á él, pues en nonbre de v. Alteza le per- 
tenece. 

Presenta el almirante el mismo previllegio que 
concedieron sus Altezas á su padre en Barcelona é 
la confirmación del questan sacados amos en los 
capítulos pasados. 

Presenta dos capitules de la capitulación que sus 
Altezas hizieron con el dicho su padre en Santa 
Fee que son los syguientes: 

El primero dize asi: «Primeramente que vuestras 
Altezas como señores que son de las dichas mares 
oceanas hazen dende agora al dicho don Cristoval 
Colon su almirante en todas aquellas yslas é tierras 
firmes que por su mano é yndustria se descubrieran 
é ganaran en las dichas mares . 

A el segundo capitulo de la dicha capitulación 
dizen que hazen al dicho don Cristoval su visorrey 
é governador general en todas las dichas yslas é 
tierras firmes. 

E parece que sus Altezas en Burgos, año de mili 
é quatrocientos é noventa é siete, confirmaron al 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 265 

dicho don Cristoval é á sus herederos é sucesores 
lo contenido en la dicha capitulación. 

El fiscal responde que sobre esto quel almirante 
pide está pleyto pendiente, é que hasta quel pleyto 
se vea, no se puede dar clara respuesta ny otra cosa 
sino que niega el dicho almirante tener tal previ- 
llegio como dize, é si alguno ay no le aprovecho ni 
perjudica al derecho de vuestra Alteza, porque se- 
ria concedido á su padre que tenia la calidad de su 
persona é yndustria é no pasarla á la persona de su 
hijo aunque se la oviese dado de juro, pues las 
mercedes que de juro se hazen de los oficios son 
proybidas. 

El almirante replicó que no le obsta la declara- 
ción para quel no tenga la gobernación durante el 
pleyto ny mucho menos para le ynpedir ny dilatar 
la decima de los guanynes é perlas de oro é otras 
cosas que vienen de Paria é de las otras partes, con 
todo lo qual le asido acudido hasta agora é le perte- 
nece por el tercero capitulo de la capitulación, por- 
que habla en la dicha decima é dispone que aya la 
decima de todo lo que se oviere é hallare é ganare 
dentro de los limites del almirantadgo, é asi se dize 
é manda en el segundo capitulo de la dicha decla- 
ración que se refiere á la capitulación primera, y 
en este caso no se restringe la dicha declaración á 
las yslas quel almirante su padre descubrid por su 
yndustria, salvo á los limites de su almirantadgo, 
que son dende una raya ó linea que sus Altezas 



Indios. 



266 PLEITOS DE COLÓN. 

fizieron marcar, que pasa de las yslas de los acores 
á las yslas de cabo verde de setentrion en austro, 
de polo á polo, dentro de los quales limites está la 
tierra firme, é de los dichos limites consta por un 
previllegio dado en Barcelona en el mes de marco 
de noventa y tres é en lo que la dicha declaración 
se refiere á las yslas descubiertas é que se descu- 
brieren por su yndustria es quanto á la juredicion 
é governacion . 
Repartimiento de Djze quc recibc otro agravio en el repartimiento 
de los yndios que v. Alteza mandó hazer é ques 
contra la merced é previllegios quel dicho almiran- 
te tiene, porque aquello es cosa de governacion é 
que á el como á viso rey é gobernador pertenece la 
administración de los dichos yndios dencomenda- 
líos á las personas que dellos oviesen de tener cargo 
para los administrar é dotrinar en las cosas de nues- 
tra santa feé, para que sean mejor tratados, é demás 
de ser anexo á la dicha gobernación é que los go- 
vernadores lo an hecho é acostunbrado hazer, le 
pertenece la dicha encomienda porque los dichos 
governadores, como dicho tiene, continamente an 
fecho, cuyas preminencias vuestra Alteza concedió 
al dicho almirante, demás de ser su visorrey, á lo 
qual no perjudica la declaración que de los dichos 
previllegios se dio, en quanto dize que á v. Alteza 
"ó aquien su poder obiere», pertenece el reparti- 
miento de los yndios de las dichas yslas porque 
esto se entenderla é abria lugar de los que fuesen 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 267 

esclavos eno de los libres, de los quales no se puede 
dezir repartimiento, sino encomienda de personas, 
por la insuficiencia que tienen en se saber regir ó 
governar en el conocimiento de nuestra santa feo 
católica, por cuyo defeto se encomiendan, é por 
ello parece claro pertenecer al dicho almirante por 
via de juredicion como visorrey é lo aver de hazer 
en nonbre de v. Alteza, é quando por la dicha de- 
claración se o viese de hazer é de ser fecho por el 
dicho almirante, porque v. Alteza le dio especial 
poder para repartir y encomendar los dichos yndios 
para siempre jamas, é por el dicho poder puede é a 
de repartir los dichos yndios en nombre de v. Al- 
teza, é dello sera mal servido é descargo de su real 
conciencia, porquel almirante como esta é resido 
en aquellas partes é rige é gobierna por v. Al- 
teza á los que en ella están, tiene mas conoci- 
miento é noticia de los vezinos é moradores é otras 
personas que en aquellas partes biben é que les 
tienen mejor conciencia é mejor tratan los yndios 
é guardan é cunplen las ordenangas de vuestra 
Alteza, é aquien quieren los yndios é con quien 
tienen mas voluntad destar, é aquales personas se 
deben encomendar ó quitar, é según la calidad del 
dicho almirante é el zelo que tiene al servicio de 
vuestra Alteza é la parte é provecho que se le si- 
guen é biene del buen tratamiento é abmento de 
los dichos yndios , no los encomendará á personas 
ynabiles ni aquien los maltrate ni contra las orde- 



268 PLEITOS DE COLÓN. 

nanzas de vuestra alteza ny los quitara á las perso- 
nas que los deven tener ni trocar de unos en otros, 
ni los dará por via de cargos ny dadibas ni enpres- 
tados, é de no se guardar ny tener la forma que 
V- Alteza mandó se an menoscabado mucha parte 
dellos é se an muerto é huydo. Suplica que manden 
revocar el dicho repartimiento, d á lo menos en- 
mendar é desagraviar los agravios que en esto hi- 
zieron á los pobladores é personas que en aquellas 
partes están é lo cometan al dicho almirante, pues 
á el pertenece la governacion é tiene poder de v. 
Alteza . 

Muestra el almirante una carta de poder quel rey 
nuestro señor que aya santa gloria le dio año de 
catorze en la villa de ValladoUid por el mes de 
agosto para repartir yndios é para que tomase razón 
de los repartimientos pasados é de la forma que abia 
de tener en dar é repartir los dichos yndios. 

El fiscal dize questá proveydo por sentencia pa- 
sada en cosa judgada, quel repartimiento de los 
yndios pertenece á Y. Alteza según consta por el 
capitulo honze de la dicha sentencia. 

Replica el almirante qués razón y justicia quel 
entienda en el repartimiento de los yndios por ser 
visorrey é governador perpettuo, é aunque por la 
dicha declaración se aplicó á sus Altezas, demás de 
lo que contra ella está legado dize que tiene provi- 
sión patente del Rey nuestro señor que aya gloria 
por la qual mandó quel agora é de aqui adelante 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 269 

para siempre jamas hiziese el dicho repartimiento, 
lo qual es justo que asi se haga é cumple asi á la 
buena governacion. 

Dice el almirante que se le haze agravio en que i>e ios visitadores. 
y. Alteza mandó que los que fueren á repartir los 
yndios pusiesen visitadores, los quales conociesen 
de las cosas tocantes á los dichos yndios de primera 
ystancia é los juezes de apelación en grado de ape- 
lación é que las personas aquien vuestra Alteza lo 
cometió pusieron los dichos visitadores é no sola- 
mente les dieron la juridicion que V, Alteza mando, 
mas muy mas larga cevil é criminal de cristiano á 
yndio é de yndio á cristiano, é mandaron que otro 
juez no conociese de las dichas causas so ciertas 
penas. Suplica que manden que no aya los dichos 
visitadores, pues es en perjuycio suyo é delajure- 
dicion que de Y. Alteza tiene, pues el judgado de 
los yndios es la mayor parte de la juredicion de 
aquellas partes, porque si asy pasare seria quitar al 
dicho almirante la merced que V. Alteza le hizo, ó 
si vuestra Alteza fuere servido que los aya, sean 
sin juredicion ó quel dicho almirante los provea é 
quite é renueve quando al servicio de vuestra Al- 
teza convinyere, pues por los previllegios del dicho 
almirante no puede aver la tal juredicion y el 
almirante á de poner ó á lo menos elegir los di- 
chos oficios por ser en cosas de governacion é vues- 
tra Alteza será servido é los oficios mejor pro- 
veydos. 



270 PLEITOS DE COLÓN. 

Responde el fiscal que no tiene cabsa ny razón 
de se agraviar de lo suso dicho, pues no tiene pre- 
villegio ny titulo para lo poner, é que los tuviese, 
no le aprovecharian , porque poner visitadores es 
cosa que pertenece á la priminencia Real é asy pa- 
rece por las leyes de vuestros Reynos que cerca 
desto disponen. 

El almirante no replicó; está proveydo en la mar- 
gen cerca deste capitulo. 
Que quitaron los Dizc cl almirante que recibe agravio sobre los 
yn^os á sus al- ¿-^^ y ^ ^^^^^a uiaudó al licenciado Ibarra 

jaldes mayores ^ ^ 

é tinientes de la quc quitase á SUS alcaldcs mayores é tinientes é 
justicia. oficios de la justicia aviendolos tenido siempre asy 

los oficios del almirante como de los otros gover- 
nadores no se los aviendo quitado en el tienpo de 
su residiencia. Suplica que se los manden bolver é 
que no les sean mas quitados, pues no hubo para 
ello cabsa, porque sy de otra manera fuese, según 
la calidad é carestía de la tierra, no abrya quien 
sirviese los dichos oficios por salario alguno. 

Dize el fiscal quel mandamiento por donde se 
quitaron los y n dios á los alcaldes mayores fue justo 
é conforme á derecho é leys del Reyno que lo 
prohiben, é viedan que los juezes en las tierras 
que tienen juredicion no pueden tener grangeria 
ny otro trato ninguno por las opresiones é daños 
que hazen á los pueblos donde tienen los tales 
tratos é se ynpiden de entender en sus cargos é 
oficios. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 271 

El almirante replicó; está provejdo en la margen 
cerca deste capitulo. 

En el diez capitulo el almirante dize que recibe Aimoxaiifadgo. 
agravio en que de tres años á esta parte poco mas 
ó menos los oficiales de Y. Alteza lo an ynpedido la 
decima parte que le pertenece del almoxarifadgo 
aviendo siempre gozado é perteneciendole por la 
dicha capitulación é asiento que con el dicho almi- 
rante su padre se tomó é por los previllegios é de- 
claración dellos é merged que V. Alteza le hizo, é 
no aviendo por donde se le deva ynpedir, suplica 
mande que le sea acudido con la parte que asy le 
pertenece de lo pasado é presente é venidero é que 
de aquí adelante no se le ponga ynpidimiento al- 
guno. 

El tercero capitulo de la capitulación dize« Yten 
de todas é qualesquier mercadurías si quier sean por 
las piedras preciosas oro plata especería é otras 
qualesquier cosas é mercadurías de qualesquier es- 
pecie nonbre é manera que sean que se compraren, 
trocaren, fallaren, ganaren é o vieren dentro de los 
limites del dicho almirantadgo, que dende agora 
vuestras altezas hazen merced al dicho don Cristo- 
val é quieren que aya é lleve para sy la decima 
parte de todo ello quitadas las costas todas las que 
se hizieren en ello, por manera que de lo que que- 
dare linpio é libre, aya é tome la decima parte para 
si mesmo é faga dello á su voluntad quedando las 
otras nueve partes para vuestras altezas. 



272 PLEITOS DE COLÓN. 

Está confirmado por el rrey é la rreina al dicho 
almirante é á sus sucesores en Burgos año de no- 
venta é siete. 

El fiscal responde que la dicha decima ny otra 
parte alguna del dicho almoxarifadgo no le perte- 
nece por ser como es renta real perteneciente á 
vuestra Alteza y tal de quel dicho almirante no es 
capaz ni otro alguno, é porque su Alteza por hazer 
bien á las dichas yslas quiso que no se llevase en 
Sevilla é se pagase en las dichas yslas. 

El almirante replica que la decima parte del al- 
moxarifadgo sienpre la llebd su padre y él hasta de 
poco tienpo acá, que no le quieren acudir con ello 
contra toda rrazon, por questo es una de las cosas 
que se ganan en las dichas yndias é se pagan é 
cobran allá, é porque según el quinto capitulo de 
la capitulación primera, él podría contribuyr é 
pagar la ochava parte en todos los navios que se 
armasen para el trato de las Yndias é avía de gozar 
é llevar la ochava parte del provecho que resultase 
de la tal armada , é quando se hizo la dicha capi- 
tulación fae la yntincion que solamente avían den- 
tender en el trato é negocio de las yndias, sus al- 
tezas é sus sucesores é el dicho almirante é los 
suyos é ansy se ven é paso algún tienpo é después 
se acordó é mandó por sus Altezas que pudiesen 
armar é contratar todos, pagando como se pagan 
derechos de almoxarifadgo que son siete é medio 
por ciento, é asi cesó el gran provecho quel pu- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 273 

diera a ver de la dicha contratacioa sy otro no con- 
tratara y por consiguiente en lugar de aquello 
sucede é á de aver é le pertenece la decima parte 
de los derechos del almoxarifadgo que pagan los 
que contratan en las yndias pues lo uno sucedió en 
lugar de lo otro. 

El fiscal replica questa es renta real y su Alteza 
lo puede llebar donde mas servido fuere é aquel ni 
su padre nunca la llebaron é quel que i o llebó es 
obligado á lo bol ver, en lo qual pide que sea con- 
denado é quel dicho almoxarifadgo no sucedió en 
la deciüaa que tiene ni jamas él ni su padre; está 
proveydo en la margen cerca desto. 

Yten se quexa el dicho almirante que en la resi- Eesidentía. 
dencia que V. Alteza mandó tomar á sus oficiales, 
asi en se la tomar como en la forma del tomar, 
porque lo uno é lo otro es contra los previllegios é 
merced quel dicho almirante tiene, porque por 
ellos Y. Alteza le haze merced de su viso-rrey é 
governador de las yslas é tierra firme del mar 
océano descubiertas é por descubrir con las liber- 
tades preminencias é dinidades que los viso-reys 
de Castilla é de León tienen é gozan, etc., é siendo 
esto así, no les podrían tomar residencia pues no se 
á tomado ny se toma á los visso-rreys que an sido 
en estos reynos é quando V. Alteza fuese servido 
de se la tomar, avia de tomar la dicha residencia el 
dicho almirante é que á esto no perjudica la decla- 
ración que de los dichos previllegios se dio en 



18 



274 PLEITOS DE COLOíí. 

quanto dize que Y. Alteza puede mandar tomar 
residencia al dicho almirante y á sus oficios con- 
forme á las leys destos Rey nos como de justicia 
deban, porque por la mesma declaración parece no 
aver lugar la dicha residencia por ser contra dere- 
cho é porque no se a tomado ny de justicia se deve 
tomar á ningún visorrey, mayormente al dicho 
almirante que lo es perpettuo con la juredicion é 
previllegios suso declarados, y eslá claro no le per- 
judica la dicha declaración é ser en su favor por no 
se poder tomar de justicia la dicha residencia, é 
quando le obiere de perjudicar é tomar la dicha 
residencia á los dichos oficiales avia de ser por el 
tiempo é termino que en estos Revnos se acostunbra 
tomar é en las dichas yslas se a tomado a otros go- 
vernadores é corregidores é alcaldes é personas á 
quien se puede tomar de mucho mas tienpo que an 
tenido é exercitado los dichos oficios é cargos que 
no los abian tenido los oficiales del almirante 
quando les fué á tomar la dicha residencia con ter- 
mino de ochenta dias, por do parece demás de no 
ser justa que no se tomó por la forma ny por el 
tienpo que en estos Reynos se acostumbra y el que 
la fué á tomar no abia de llevar otra comisyon ny 
juredicion ordinaria como llebó, syno solamente la 
dicha residencia, é el dicho almirante abia de po- 
ner é proveer otros oficiales en lugar de los que 
hazian residencia que husasen la juredicion, y 
aunque V. Alteza después proveyó para que se hi- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 275 

ziese asy, fué tal é á tienpo quel dicho almirante 
no tenia oficiales puestos en los dichos oficios; aun- 
que lo proveyó conforme á lo que V. Alteza mandó, 
no fue obedecido ny cumplido en la mayor parte 
de la ysla Española, syno en la cibdad de Santo 
Domingo. Suplica que manden que de aqui ade- 
lante no se tome la dicha residencia pues es contra 
justicia en perjuyzio del dicho almirante é de la 
merced que le fue hecha, pues no se a tomado á los 
visorreys destos reynos é que si la mandaren tomar 
no sea llevando el Juez que la fuere á tomar jure- 
dicion ordinaria. 

Cerca deste capitulo se an dever los previllegios 
y confirmaciones de como el dicho almirante es 
visorrey é governador en las dichas yslas é tierra 
firme. 

Muestra el almirante una cédula del Rey nues- 
tro señor que aya santa gloria, dada en Tordesillas 
por el mes de Jullio de mili é quinientos é catorze 
años, por la qual su Alteza, por hazer bien y mer- 
ced al dicho almirante , le dio facultad é licencia 
para que durante el tienpo que sus oficiales hizie- 
sen residencia pudiese poner y pusiese otras perso- 
nas quales el quisiere en los mismos cargos, que 
puedan usar é usen de la justicia, bien asi como lo 
podrían hazer proveyéndolos él sin aver residencia, 
con tanto que también traygan varas de justicia é 
el Juez de residencia é use della conforme á los 
poderes, é mandó su alteza á qualquier juez de re- 



276 PLEITOS DE COLÓN. 

sidencia ques ó fuese de las dichas yslas, durante el 
tienpo de su residencia dexe é consienta poner al 
dicho almirante otros oficiales en lugar de los que 
hiziesen residencia, los quales puedan usar é usen 
de la justicia é que aunque tomen residencia á los 
otros ellos puedan traer baras como dicho es. 

El fiscal responde que ningún agravio se le a 
hecho á el ny á sus oficiales en le mandar tomar 
residencia, que según derecho todos los que tienen 
cargo de justicia ó de alguna administración son 
obligados á dar cuentas é razón de como an regido 
é governado é que asi está mandado en la senten- 
cia que se dio en Sevilla en el capitulo nueve en 
que se contiene que cada y cuando pareciese á 
V. Alteza que se deve tomar residencia al dicho 
almirante é á sus oficiales, la puedan mandar to- 
mar, é conforme al dicho capitulo se mandó tomar 
la dicha residengia al dicho almirante ó á sus ofi^ 
cíales, por donde consta que administrando mallos 
oficios que an tenido para proveer esto é en el do- 
zeno é en el catorzeno é quinzeno capitules é que 
mande ver la dicha residencia é por ella parecerá 
quan mal á administrado. 

El almirante dize que lo que tiene pedido no se 
contradize por la declaración que entre tanto que 
sus oficiales hizieran residencia quel pueda poner 
otros, que tengan las varas, por que asy lo mandó 
el Rey nuestro señor por sus cédulas dadas después 
de la declaración . 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 277 

En el doze capitulo dize el almirante que recibe Q^ei Juez de resi- 
aá^ravio en que demás de no aber el de hazer resi- Cencía tomó tea- 

o ^ tigos contra éL 

dencia ny su Alteza se la mandar tomar, el juez 
que la fué á tomar á sus oficiales ynquirió contra 
éh Suplica que pues se hizo contra dicho é no ha- 
ziendo nj debiendo hazer residencia é se envia el 
cargo sin su descargo, que mande que no se véalo 
que asi a enviado ó enviare contra él. 

El fiscal no responde á esto. 

En el treze capitulo dice el almirante que recibe 
otro agravio en ]a dicha residencia en que demás 
de se aver tomado á sus oficiales residencia en la 
ysla Española con termino de ochenta dias, el juez 
que se la fué á tomar proveyó y puso oficiales que 
en toda la ysla tomasen la dicha residencia, los • 
quales hizieron la dicha residencia antel licenciado 
Ibarra los dichos ochenta dias é según los pocos 
vezinos ay en las dichas cibdades é villas é aun 
en todas ellas bastan diez dias de residencia, é des- 
pués de la muerte del dicho licenciado , su Alteza 
proveyó de nuevo al licenciado Cristoval Lebrón 
que tomase residencia á los oficiales del dicho al- 
mirante por otros setenta dias , diziendo que no se 
les avia podido tomar en los dichos ochenta dias, 
siendo toda la ysla de la manera ques, que del lugar 
que mas lexos está de otro pueden yr é venir en 
diez dias del uno al otro, é quando una residencia 
ó otra cosa semejante se pregona en las cibdades de 
santo Domingo ó otra cibdad ó villa de la dicha 



27S PLEITOS DE COLÓN. 

ysla, dentro de quinze dias se sabe en toda la ysla 
é la residencia se pregonó é tomó en todas las cib- 
dades de la dicha ysla como dicho tiene. Suplica 
que manden revocar la dicha provisión é prorroga- 
ción é en tanto perjuyzio del dicho admirante é de 
sus oficiales é contra sus previllegios é declaracio- 
nes dellos, é que por ninguno todo lo que de nuevo 
se oviere fecho demás de lo questaba pendiente y 
comencado antel licenciado Ibarra. 

Pide en el capitulo catorce que en la 3^sla de 
San Juan se haga lo mismo que pide en el capitulo 
pasado. 
Sobre las deman- Eu el quluzc capitulo SO qucxa dizicndo como el 
i^^^ndfoT^^ es visorrey é governador perpetuo por v. Alteza en 
• las dichas islas é tierra firme según dicho tiene ó 
no haziendo residencia, v. Alteza mandó que se le 
pusiesen demandas sobre los yndios que avia qui- 
tado á unas personas é dado á otras, diziendo que 
á vuestra alteza se avian quexado quel dicho almi- 
rante sin cabsa les avia quitado los yndios é dado 
á otras personas sus criados, é vuestra Alteza se- 
ñaló personas ante quien le pidiesen ó diesen al 
dicho almirante, lo qual fué contra derecho é con- 
tra la dinidad é juredicion quel dicho almirante 
como visorrey tiene é contra lo que se a hecho con 
los otros visorreyes á los quales no se a puesto ny 
consentido poner demanda sobre cosa que ayan 
hecho tocante á los oficios, a demás desto los go- 
vernadores que en aquellas partes hubo antes é al 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 279 

tienpo que fuese el dicho almirante, estaban en po- 
sesión de quitar é quitaban los yndios á unas per- 
sonas é los davan á otras sin repartimiento syn 
hazer proceso ni dar cabsa ni razón, porque sobre 
ello no se les mando n}^ consintió poner demanda 
alguna, aun que algunas personas se quexaban á 
V. Alteza siendo como eran governadores é no vi- 
sorrejs ni governadores perpetuos como lo es el 
dicho almirante, ny teniendo el poder que tiene 
para repartir los yndios, mayormente yendo á go- 
vernar y governando el dicho almirante como y de 
la manera que los otros governadores, no se avia 
de mandar que se pusiese demanda, é si se manda, 
avian de poner termino en que le pidiesen y decla- 
rar sy avia de ser general. Suplica que pues no se 
hizo con los otros governadores ny con los visorrejs 
destos reynos que mande revocar la comisión que 
para ello se dio é dar por ninguno lo por ella 
fecho. 

A esto no parege quel fiscal respondiese. 

En la margen desta petición está proveydo. 

Yten dize el almirante en el diez é seys capitulo sóbrelas varas que 

., . . . , , ,; quitaron á sus 

que recibe otro agravio porque aviendo v. Alteza o^^jiaies 
proveydo que pudiese poner é pusiese otros oficia- 
les en lugar de los que hazian residencia é aviendo 
el dicho almirante proveydo é puesto por la merced 
que V. Alteza le hizo, que yba yncorporada en las 
provisiones que en nonbre de vuestra Alteza dio, no 
fueron obedegidas ni fueron consentidos los dichos 



280 PLEITOS DE COLÓN. 

oficiales syno en la cibdad de santo Domingo, donde 
el dicho almirante á la sazón resydia, los quales 
husaban de los dichos oficios, é al tienpo que fué 
el dicho licenciado Lebrón á la ysla Española, es- 
tando en santo Domingo el dicho licenciado y los 
rregidores de la dicha cibdad é los juezes de apela- 
ción, quitaron las baras á los oficiales que dexó el 
dicho almirante é las tomó el dicho licenciado Le- 
brón, aunque fueron requeridos con la cédula de 
V. Alteza, no la obedecieron ni consintieron que los 
dichos oficiales truxesen varas ni usasen de la jure- 
dicion de que v. Alteza hizo merced al dicho almi- 
rante, lo qual es en deservicio de v. Alteza é me- 
nosprecio de sus mandamientos reales. Suplica que 
se provea como los oficiales quel dicho almirante 
dexd puestos é á los otros que por él se pusieren en 
la dicha ysla, sean bueltas las varas, é que husen 
de la juredicion ordinaria, é quel dicho licenciado 
Lebrón y sus oficiales no conozcan syno solamente 
en las cosas de residencia questaban pendientes 
antel dicho licenciado Ybarra, é que las comisyo- 
nes que llevó é se le an comoiido, sean derigidas á 
los oficiales del dicho almirante é usen dellas como 
si á ellos fueran derigidas. 

El fiscal responde que no ay cabsa ny razón de se 
agraviar desto, porque de derecho está claro que 
durante el tienpo de la residencia no puede poner 
otros oficiales, é si los pusiese sería dar ocasión que 
no se supiesen las cosas mal hechas por sus oficia- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 281 

les, porque los defenderían los quel pusiese ó no se 
osarían quexar los agraviados. 

No ay replica: está proveydo en la margen. 

En el diez é siete capitulo dize el almirante que Sóbrelas varas que 
recibe agravio porque por la merced que v. Alteza ogciaier ue t°^ 
le hizo que pusiese otros oficiales en lugar de los nía en san Juan, 
que hazian residencia como dicho tiene en el capi- 
tulo pasado, el dicho almirante proveyó de los tales 
oficios en la ysla de San Juana personas caballeros 
é hijos dalgo é les enbid é dio poder é provisiones 
para usar los dichos oficios yncorporado en ellas la 
cédula é merced que vuestra Alteza hizo al dicho 
almirante, é los dichos oficiales presentaron las di- 
chas gedulas en la cibdad de Puerto Rico en el ca- 
bildo della, é el licenciado Sancho Velazquez, que 
alli estaba por juez de residencia, tuvo manera que 
no se cunpliese, é las personas que las presentaron 
é abian de usar de los dichos oficios haciendo la 
solenidad que se requería, tomaron vara de justi- 
cia, el dicho licenciado hizo salir ciertas personas 
á los dichos oficiales del almirante ó se las que- 
braron é les dixeron muchas descortesías é feas pa- 
labras. Pide y suplica que se mande proveer é que 
para castigar esto señalen un pesquisidor que vaya 
allá. 

El fiscal no respondió. 

En el diez y ocho capitulo dize el almirante que sobre ei tímente 
recibe agravio en que por la merced é previllegios ¿e almirante, 
que V. Alteza le hizo é declaración dellos puede 



282 PLEITOS DE COLÓN. 

usar los oficios de almirante é visorrey é governa- 
dor por si é por sus lugares unientes como parece 
por los dichos prebillegios é declaración é que hi- 
ñiendo el dicho almirante á estos reinos como bino 
á servir á v. Alteza é á le ynformar de las cosas de 
aquellas partes, dexd por su tiniente general en 
nonbre de v. Alteza á Gerónimo de Agüero, criado 
de V. Alteza, é aunque presentó el poder é provi- 
siones quel dicho almirante en nonbre de v. Alteza 
le dio, no le quisieron obedeger ni dexar usar el 
dicho oficio. Suplica lo mande proveer é castigar 
como sea su servicio é que no se haga otra vez se- 
mejante agravio. 

El almirante muestra el previllegio que sus Al- 
tezas dieron al almirante su padre en Barcelona 
año de noventa y tres y la confirmación del fecho 
por sus Altezas en Burgos año de noventa y siete 
para él y para sus sucesores. 

El fiscal responde quel dicho poder quel dicho 
almirante dexd, le dio a doña Maria su mujer, é á 
esta cabsa, demás que no eran obligados á lo reci- 
bir los dichos Juezes, no lo consintieron. 

No ay replica. 
Sobre la residencia Eu cl diez y nucvc capitulo sc qucxa que abien- 
de los oficiales ^^ ^^ Alteza mandado tomar residencia á sus ofi- 

del licenciado 

ibana. cialcs por cl tieupo y de la manera que se les 

mandó tomar, v. Alteza mandó tomar á los oficiales 
quel dicho licenciado Ibarra tubo, diez dias de re- 
sidencia, aviendo administrado los oficios y cargos 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 283 

de justicia mas de un año hasta que fué el licen- 
ciado Lebrón, é aviendo hecho muchos ynsultos é 
cosas torpes en los dichos oficios é tomado en si é 
usurpado muchas de las penas de la cámara de 
V. Alteza é aviendoles de tomar el dicho licenciado 
Lebrón residencia y siendo avisado de lo suso dicho, 
á unos dio licencia que se fuesen de las Yndias é á 
otros dio las varas é hizo sus tinientes é alguaziles 
é mandó que tomasen residencia á los oficiales del 
dicho almirante, siéndoles como era muy odiosos 
porque no oviese quien se quexase de los oficiales 
del dicho Ybarra. Suplica que mande que no les 
tome residencia el dicho licenciado Lebrón, pues 
an sido sus oficiales, é mande que se la tome otra 
persona con el termino que v. Alteza sea servido. 

El fiscal responde que los oficiales del licenciado 
Ybarra no hizieron residencia por mas de diez dias 
é que no se deve quexar que los suyos la hiziesen 
por mayor tienpo, porque v. Alteza tiene libertad 
de mandar hazer la residencia por el tienpo que le 
pareciere según el tienpo que ovieren adminis- 
trado. 

En el veynte capitulo dize que recibe otro agrá- Sobre ei oficial de 
vio que los oficiales que tienen las fundiciones del ^^ fundición, 
oro que se haze en aquellas partes, no recibe toda la 
parte que le biene é pertenece como el tesorero de 
V. Alteza haze lo de v. Alteza, pues la merced que 
le fué fecha é previllegios que tiene é declaración 
dellos dize que toma el dicho almirante el diezmo 



284 PLEITOS DE COLÓN. 

de todo lo que se oviere. Suplica que manden quel 
dicho almirante ó el oficial que para ello pusiere 
tome en las dichas fundiciones la parte que le viene 
y pertenece y que no la tome el tesorero ny se la 
ayan de dar por librangas ny por otros rodeos ny 
de la forma que hasta aqui se a fecho. 

El tercero capitulo de la capitulación hecha con 
el almirante biejo dize «Yten que todas é quales- 
quier mercadurías é etc.» Por manera que de lo 
que quedare limpio é libre ayan é tome la decima 
parte para si mismo é hagan della á su voluntad y 
está confirmada según dicho es al dicho almirante 
y á sus hijos y sucesores. 

El fiscal responde quel dicho almirante no recibe 
agravio en esto porque según leys destos Reynos el 
tesorero a de tomar é después dar la parte que per- 
tenece a la persona que alguna cosa truxere á fun- 
dir é de su mano la a de tomar é no por su propia 
abtoridad. 

No ay replica; está proveydo en la margen. 
Alcaldes ordina- Eu cl vcyute y uu capitulos dize el almirante 
que recibe otro agravio y es que en las dichas yslas 
aya alcaldes ordinarios que son en perjuyzio é con- 
tra la merced é previllegios que de v. Alteza tiene, 
porque por ellos parece que v Alteza le hizo mer- 
ced de la luredicion cevil é criminal mero misto 
ynperio para que por si y por sus lugares tinientes 
quel pusiese pudiesen usar de los dichos oficios, 
por do parece no poder aver otros procesos ni jus- 



nos. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 285 

ticias sino las quel dicho almirante pusiere é que á 
esto no perjudica la declaración de los señores del 
Consejo en quanto dize que las apelaciones que se 
ynterpusieren de los alcaldes ordinarios de las cib- 
dades, villas é lugares que agora son ó por tienpo 
fueren en las dichas yslas, que fueren alcaldes por 
elecion é nonbramiento de los concejos, que aque- 
llas vayan primeramente al dicho almirante, por- 
que aquello abrya lugar tinyendo poder los conce- 
jos de las dichas cibdadés é villas é pudiéndolo 
hazer é no de otra manera, lo qual en esto cesa por 
la merced é concesión de la juredicion que vuestra 
Alteza hizo é concedió al dicho almirante, é quando 
los dichos concejos pudieran señalar los dichos al- 
caldes, abia de ser no tiniend o juredicion de cabsa 
criminal ny cevil, syno en cantidad de seyscientos 
fasta mili maravedis, como se hizo en la mayor 
parte de Castilla, é asi pyde y suplica que manden 
que no aya los dichos alcaldes ordinarios, pues es 
en su perjuyzio é de la juredicion que de v. Alteza 
tiene é será mas servidos é la ysla mejor regida é 
se quitarán muchos ecesos que se hazen á cabsa del 
poco castigo que los dichos alcaldes dan é las per- 
sonas que los hazen é cometen, é se acortarán mu- 
chos los pleytos é se quitarán muchas costas é mu- 
cho procesos que se dan por baldíos por no los 
saber hazer, é si v. Alteza fuere servido que los 
ayan, sea quel dicho almirante los ponga conforme 
á sus previllegios é remueba quando á servicio de 



286 PLEITOS DE COLÓN. 

V. Alteza cunpla é sea necesario, los quales no ten- 
gan conocimiento de cabsa cevil, sino cevil en 
cierta cantidad, é quel dicho almirante les tome 
residencia del tienpo que tubieren el dicho cargo é 
lo tome á todos los alcaldes ordinarios que an sido 
en aquellas partes del tienpo que an usado el dicho 
cargo después quel dicho almirante fué á ellas. 

Cerca desto hace el previllegio que dieron sus 
altezas al almirante é á sus sucesores en Barcelona 
año de noventa y tres é la confirmación dello al 
dicho almirante é á sus sucesores hecha año de no- 
venta é siete en Burgos. 

El fiscal dize que desto el dicho almirante nyn- 
gun perjuyzio recibe aunque aja los dichos alcal- 
des, pues los pueblos donde los ay, permitiéndolo 
V. Alteza, pueden poner los dichos alcaldes que co- 
nozcan de primera ystancia é que dellos se apele 
para los juezes de v. Alteza, é asi está declarado en 
el quinto capitulo de la sentencia que se dio en 
Sevilla. 

El almirante replica y dize quel desto recibió 
agravio por lo que dicho tiene contra la sentengia 
é declaración como porque según sus previllegios 
toda la juredicion cevil é criminal de las dichas ys- 
las pertenece é la a de húsar en nonbre de v. Al- 
teza é poner juezes é alcaldes é oficiales é asi fué 
capitulado é contratado por el almirante su padre 
é que las villas é lugares de las dichas yslas no 
pueden elegir alcaldes ordinarios ny tienen facul- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 287 

tad para ello é quellos an de nonbrar juezes en 
todos los lugares é villas como visorrey é goberna- 
dor en nonbre de v. alteza a de tener la dicha 
juredicion é que en declarar que las apelaciones de 
los alcaldes ordinarios fuesen al dicho almirante é 
sus tinientes presupone que las dichas villas é lu- 
gares puedan poner alcaldes ordinarios. 

Iten en el veynte é dos capitules dize el al mi- Pide dei brasil la 
rante que recibe agravio -en que en la casa de la ^^^ima. 
Contratación de Sevilla no se le dá el diezmo del 
brasil que se a traído ny en las Indias se lo dexan 
tomar los oficiales de v. Alteza pertenecicndole por 
la merged é previllegios que de v. Alteza tiene é 
declaración dellos en que vuestra alteza manda 
quel dicho almirante tome el diezmo de todo lo 
que se ovieren é hagan dello á su voluntad. Su- 
plica manden que se le de en Sevilla el diezmo del 
brasil que fasta aqui se a traydo, asy de lo que 
está vendido como de lo por vender, é que de aqui 
adelante tome la parte de lo que le pertenece en las 
Indias é lo pueda enbiar á Sevilla. 

El tercer capitulo de la capitulación dize: «Iten 
que todas é qualesquier mercadurías et.*» por ma- 
nera que de lo que quedare linpio é libre aya é 
tome la decima parte para si mismo é haga della á 
su voluntad 

Está confirmada la dicha capitulación al dicho 
almirante para el é para sus sucesores por sus Al- 
tezas año de noventa é siete en Burgos. 



288 PLEITOS DE COLÓN. 

Que ha de poner En el vejüte é tres capitulo dize el almirante 

una persona con • i • ^ 

los Juezes de la ^^^ reciue agravio en no tener persona por si con 
contratación de los oficiales dc V. Altcza en la cibdad de Sevilla 
Sevilla. p^j.g^ q^Q entienda con los dichos oficiales en las 

cosas de las Indias. Suplica que pues por su provi- 
sión tyene mandado é proveydo quel dicho almi- 
rante tenga el tal oficial é que sin el no entyendan 
ny desenpachen ny provean cosa alguna, que le 
sea guardada la dicha su provisión. 

En Medina, año de noventa y siete, el Rey é la 
Reyna por hazer merced al dicho almirante dieron 
provisión patente por la qual mandaron á las per- 
sonas que por su mandado tuviesen cargo de en- 
tender en las cosas de las Indias que hagan é en- 
tiendan en la dicha negociación juntamente con la 
persona ó personas quel dicho almirante ó quien su 
poder oviere pusiere é nonbrare para ello é no en 
otra manera, lo qual se entienda tinyendo el dicho 
almirante diputadas persona ó personas que por su 
parte en ello entiendan siendo fecho saber á sus al- 
tezas de las dichas personas questán diputadas para 
ello, dióseles año de mccccxcvii. 

Presenta la licencia é facultad que sus Altezas 
dieron al almirante su padre para hazer mayoradgo 
por la que le da licencia que pueda fazer mayoradgo 
de qualesquier heredamientos é bienes é de quales- 
quier oficios que de sus Altezas tuviese de juro é de 
heredad. 

El fiscal dize que ninguna cabsa tienen de se 



las yndiaa. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 289 

quexar, porque no tiene previllegios para poner tal 
persona, é sy algunos tiene, no se estendeiian ny 
estienden á que pueda poner persona en la dicha 
contratación ni juzgar en la cibdadde Sevilla. 

No hubo replica; está proveydo en la margen. 

El dicho almirante dize en veynte y quatro ca- ^°^^^ ^^ Juzgado 

. . T ., . , . , , , de las cosas de 

pitulo que recibe agravio en el juzgado sobre las 
cosas de las Indias é tierra firme que los oficiales 
de la casa de la contratación de Sevilla tienen en 
que V. Alteza les dio juredicion, é que la dicha ju- 
redicion é esecucion dello es del dicho almirante 
para que en nonbre de v. Alteza por sí é por sus 
lugares tinientes la use y execute é le pertenece 
por la capitulación que con el almirante su padre 
se hizo quando fué á descubrir é por el dicho capi- 
tulo de la dicha merced é previllegio que v. Alteza 
le dio é concedió le pertenece la dicha juredicion 
para la usar é exercer é executar en nonbre de 
V. Alteza por sí é por sus lugares tinyentes en todas 
las cosas que se recrecieren é pendieren é an recre- 
cido é pendido sobre la contratación é mercadurías 
de los que van é vienen é tratan en las dichas Indias 
é no á otra persona, según que por vuestra Alteza 
le fué concedido é como la tenia é tiene é a usado 
e usa el almirante don Alonso Enrriquez é sus su- 
cesores en todas las cosas que nacen sobre navega- 
ción é tratos de la mar é las cibdades é villas é 
puertos de su almirantadgo, pues en el asyento é 
capitulación que con el dicho su padre se hizo le 



19 



290 PLEITOS DE COLÓN. 

fué fecha merced del dicho oficio é cargo de almi- 
rante con las jurediciones é premynencias dinida- 
des é previllegios quel dicho almirante don Alonso 
Enrríquez é sus sucesores tenian é tienen. Suplica 
á V. Alteza se lo conceda é dexe usar de la dicha ju- 
redicion é la quite á los dichos oficiales. 

El fiscal dixo lo que dicho avia en el capitulo 
pasado. 
En la tierra firme jtcn pidc é supHca á V. Altcza cl dicho almiran- 

no tenga otra iti i/í- r^ , -, 

persona juredi- ^^ mande qvic CU las dichas yslas e tierra firme e la 
clon. juredicion é cosas pertenecientes al dicho almirante 

por vía de la juredicion que de vuestra Alteza tiene 
como su almirante, no conozcan nv se entremetan 
otras justicias ny persona alguna sino el é las per- 
sonas quel para ello pusiere, pues en nonbre de 
vuestra Alteza le pertenece la dicha juredicion se- 
gún é como la tiene é usa el almirante de Castilla, 
pues con aquellas premynencias v. alteza le conce- 
dió la dicha merced. 

Lo que está dicho cerca de lo de tierra firme. 

El fiscal dize que declarando el dicho almirante 
en qué cosas se entremete á conocer de la dicha ju- 
redicion quel responderá. 

No ovo replica; está proveydo en la margen. 
Sobre el derecho En el vcyutc é seys capitulo dize el almirante 
que recibe otro agravio en que los señores y maes- 
tres de navios no le dan ny acuden con salario é 
partes de los navios que en aquellas partes navegan 
según é como se da al almirante de Castilla de las 



de los navios. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 291 

naos é fastas que van é vienen á los puertos de su 
almirantadgo pues al dicho almirante le son conce- 
didas por V. Alteza las mercedes é rentas é premi- 
nencias é jurediciones quel almirante de Castilla 
tiene en sus previllegios questán yncorporados en 
los del dicho almirante. Suplica que le sea acudido 
por los dichos maestres é señores de navios con la 
parte y derechos que le pertenesce de los navios 
que en las dichas yslas é tierra firme tratan. 

El fiscal responde que nyngun salario ny parte 
le pertenece de los dichos navios como almirante 
ny para ello tiene título de lo llevar, mayormente 
que su padre ny él nunca lo Uebaron ny les fué pa- 
gado por persona alguna. 

El almirante replica que pues su previllegio se 
refiere al del almirante de Castilla, quel de ve gozar 
de los derechos de navios é de otros que goza, aun- 
que aya pleyto pendiente sobre el entre tanto que 
se determina el pleyto. 

Está proveído en la margen. 

En el veynte é siete capitulo dize el almirante nei fiel executor. 
que se le haze otro agravio ques la merged que 
V. Alteza hizo á Juan de Sanpier, fiel executor en la 
ysla Española con la juredicion que los fieles exe- 
cutores tienen en Sevilla porque por los preville- 
gios é merced que de v. Alteza tiene y por la decla- 
ración que dello se did, no puede aver ninguna ju- 
redicion ordinaria ny otra alguna en las dichas 
yslas é tierra firme sino la quel dicho almirante 



292 PLEITOS DE COLÓN. 

por V. Alteza tiene é pusiere. Suplica que la dicha 
mergedse reboque é otras qualesquier semejantes, 
pues son en perjuyzio y contra la merced que le fué 
fecha, porque en que aya fieles executores, vuestra 
Alteza es mas servido, é que si su servicio fuere de 
proveer de los tales oficios no sea con juredicion é 
que en el proybimiento se guarde la horden quel 
dicho almirante aya de señalar tres personas como 
para los otros oficios . 

Lo questá dicho y mostrado en los capítulos pasa- 
dos cerca de los oficiales. 

El segundo capitulo de la capitulación dize quel 
almirante á de elegir tres personas é dellas su alteza 
a de tomar uno para qualquier oficio. 

Está confirmado esta capitulación según dicho es. 

Presenta el previllegio que le concedió al almi- 
rante en Barcelona año de noventa é tres en que le 
fué dada la juredicion cevil é criminal, esto para 
quel fiel executor no puede tener juredicion sino 
por mano del almirante. 
Pe la pregonería. En el vcyutc é ocho capitulo dizo quc recibe 
otro agravio y es que V. Alteza hizo merged á 
Jorje Velazquez de pregonero mayor en la ysla Es- 
pañola ques contra la merced que de V. Alteza 
tiene, por ser como es tal oficio ministro de j usticia 
é anexo á la governacion. Suplica que mande rebo- 
car la dicha merced é darla por nynguna, é quel 
dicho almirante lo provea ó á lo menos elija tres 
personas según pedido tiene. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 293 

El fiscal responde que su Alteza lo pudo muy 
bien hazer porqueste oficio toca á las rentas reales 
de su Alteza aquien pertenece proveer del é no al 
dicha almirante. 

En el veynte é nueve capitulo suplica que todos Que se revoque 
los oficios que se ovieren provevdo tocantes á go- q^^^iquiera ei&. 

-•■ . . cion de oficios. 

vern ación é regimientos é escrivanias, v. Alteza 
mande que se revoquen é que en la elecion é non- 
bramiento se guarde é tenga la forma que en la 
merced que v. Alteza hizo al dicho almirante se 
contiene. 

El fiscal dice quel almirante no tiene merged 
para proveer de los dichos oficios é si alguna su 
padre tuvo por su fin é muerte se consumió é no se 
extienden al dicho almirante su hijo. 

En el treynta capitulo dize el almirante que re- q^q no le acude 
cibe agravio porque de un año á esta parte los ofi- con la parte que 
ciales de v. Alteza questán en las yndias, syn aver ^^ pertenece de 

-^. ./ 7 ./ jQg giianmes y 

porqué le an ynpedido la parte de los guanines é oro que se trae 
perlas é otras cosas que se an traydo de Paria é de ^® ^^^^^ ^™^®- 
las otras yslas é tierra firme, abiendole fasta agora 
acudido con ello é perteneciendole por la merced 
que vuestra Alteza le hizo. Suplica le manden acu- 
dir con la parte que le pertenece asy de lo pasado 
como de lo presente é venidero é que no se le yn- 
pida. 

Presenta el almirante el tercer capitulo de la 
capitulación donde dice que a de aver de todas é 
<íualesquier mercadurías, perlas é piedras preciosas, 



294 PLEITOS DE COLÓN. 

oro é plata é especería que se ovieren dentro de los 
limites de su almirantadgo la decima parte de todo 
ello. 

Esta confirmado según dicho es para el é para 
sus herederos. 

El previllegio de Barcelona en la clausula del 
señala los limites y lineas de su almirantazgo dentro 
de los quales sus altezas quisieron quel dicho almi- 
rante gozase de sus derechos. 

Y está confirmado para el y para sus sucesores. 

El fiscal dize questá pleyto pendiente sobrello y 
que corre el termino de la provanza, y visto el di- 
cho pleyto parecerá que no tiene justicia el dicho 
almirante. 

El almirante replica, é la réplica está en el sesto 
capitulo desta relación. 

El almirante en el treynta y un capitulo se quexa 
que recibe agravio en el pleyto quel fiscal de vues- 
tra Alteza le trae sobre la tierra firme en que no le 
acudan con la parte que le pertenece del oro y per- 
las é otras cosas que de allá se traen. Suplica á 
V. Alteza mande quel dicho pleyto no se trate, pues 
es contra la merced é previllegios que de vuestra 
Alteza el dicho almirante tiene en que le haze 
merced de todo lo descubierto é por descubrir, ma- 
yormente quel Darien sobre qués el dicho pleyto, 
está en la costa de Paria é Veragua, é que primero 
que otra persona alguna, su padre descubrid la 
Tierra firme, pues no ay braco de mar que aparte 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 295 

ny divida la tierra, é que V. Alteza mande que le 
sea acudido con la parte que le pertenece de lo que 
fasta aquí se a traydo é se traxere, é si fuere servido 
o quel dicho pleyto se trate, mande que hasta que 
se determine, le acuda con la parte que le pertenece. 

El fiscal responde que no se deve hazer cosa al- 
guna de lo quel dicho almirante pide, pues es no- 
torio que ningún derecho tiene á cosa que de la 
dicha Tierra ñrme se traya, é porque de la ysla de 
Darien con las otras sobre queste dicho pleyto 
pende, no fueron descubiertas por su padre ny por 
su yndustria como parecerá por el proceso. 

En el treynta y dos capitulo dize el almirante Diezmos é premi- 
que recibe agravio en que Y. Alteza no le manda "^^^^ ^ p^^^ ^® 

cámara. 

dar la decima parte de las rentas de los diezmos é 
premicias de las dichas yslas é Tierra firme que 
vuestra Alteza a ávido é de las penas de la cámara 
que se an condenado é condenan para la cámíira é 
fisco de vuestra Alteza, pues le pertenece por el di- 
cho asiento é capitulación que con el almirante su 
padre se dio é tomó quando fué á descubrir, é por 
la merced que dello le fué hecha como por sus pre- 
villegios parece, é que no le perjudica la declara- 
ción que sobrello se dio en quanto dize que á vues- 
tra Alteza pertenecen los diezmos eclesiásticos por 
las bulas apostólicas é las penas de la cámara é non 
al dicho almirante, por questo es contra la dicha 
capitulSición é previllegios que le fueron concedidos 
é quando vuestra Alteza en esto le agraviara no 



29^ PLEITOS DE COLÓN. 

mirando como los dichos diezmos é premicias é pe- 
nas de cámara de las dichas tierras se llevan por 
las aver descubierto el dicho almirante, avia de ser 
desde el dia que se dio la declaración en adelante 
é no de lo de antes, que con lo de antes se avia 
de acudir al dicho almirante aviendo contribuydo 
como contribuyó en las espensas é gastos que vues- 
tra Alteza hizo con los abades é sacristanes que en 
aquellas partes residían é servian las yglesias. Su- 
plica á Y. Alteza que le manden acudir con la de- 
cima de los diezmos é premicias é penas de cámara, 
pues le pertenecen por los previllegios é merged é 
contratación. 

El fiscal responde que no tiene cabsa ny razón de 
se agraviar, porque los dichos diezmos é premicias 
fueron concedidos á V. Alteza por nuestro muy 
santo Padre por previllegio especial, é que desto 
ninguna parte pertenece al dicho almirante aunque 
tuviese derecho de llevar la decima parte de las 
cosas de la ysla, porque aquello se entenderla de lo 
que pertenece á su Alteza por otra via é no por pre- 
villegio, é en quanto toca á las penas, que ya sobre 
esto está determinado en la sentencia que se dio en 
Sevilla en el capítulo quarto, quel almirante no 
llebase parte de las penas á vuestra causa pertene- 
cientes, salvo las pertenecientes á sus juezes. 
Sobre el tesorero En el troyuta y trcs capítulo dize el almirante 
jlln^^^^'^^^^'' que recibe agravio en quel lugar tiniente de teso- 
rero que fué en la ysla de San Juan por Miguel de 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 297 

Pasamonte fasta que Vuestra Alteza proveyó en el 
dicho oficio, en la cuenta que se le tomó, dio mu- 
clias debdas por cobrar é pérdidas de las rentas do 
vuestra Alteza que se perdieron é dexaron de co- 
brar á su culpa é cabsa é los oficiales de V. Alteza 
de la dicha ysla syn mandamiento de V. Alteza ny 
otra abtoridad retienen de las rentas del dicho almi- 
rante diziendo que an de pagar la decima parte de 
lo que se perdió por culpa del dicho tesorero. Su^ 
plica á V. Alteza pues los dichos debdos se perdie- 
ron á culpa del dicho tesorero é no es puesto por el 
dicho almirante, que mande que no se retenga 
cosa alguna al dicho almirante por lo suso dicho 
syno que lo cobren de quien los dexó perder. 

El fiscal responde que de presumyr es si los ofi- 
ciales de V. Alteza retienen la decima parte de lo 
quel dicho almirante pyde en este capítulo que, de 
justizia lo deven asy hazer é para que conste ser 
asy que mande a los oficiales que enbien la razón 
de como pasa. 

En el treynta y quatro capítulo el almirante dize sobre las cuentas 
ques agraviado por quel tomar de las cuentas de ^ei tesorero éofi- 
Migue] de Pasamonte, tesorero é de los fatores é 
otros oficiales de Y. Alteza las a mandado tomar 
syn el dicho almirante c oficial suyo, pues llebava 
parte del interese demás de que los governadores 
de aquellas partes é sus oficiales las acostunbran 
tomar con el contador de Y. Alteza. Suplica que 
manden que no se tomen las dichas cuentas syn el 



298 PLEITOS DE COLÓN. 

dicho almirante ó sjn su oficial é las tomadas se 
tornen a rever é lo que se oviere perdido é dexado 
de cobrar se cobre. 

El fiscal dize quel dicho almirante nunca ni ofi- 
cial suyo estuvo presente al tomar de las dichas 
cuentas, porque por la cuenta que á vuestra Alteza 
se dá por el dicho tesorero, el dicho almirante re- 
cibe Ja suya y esto le basta, mayormente que sería 
hazer novedad 3^ lo que nunca se hizo sy al dicho 
almirante se diese lo que agora pide. 

En la margen está puesta provisión cerca deste 
capítulo. 
Sobre los cabildos. En el trcyuta é cinco capítulo dize el almirante 
que según la merced é juredicion que de V. Alteza 
tiene de vissorrey é governador é según derecho, 
los cabildos de las cibdades é villas de aquellas par- 
tes no pueden proveer ni hazer ordenanza alguna 
syn el dicho almirante é su lugar tiniente ni hazer 
ni entrar en cabildo é asy se haze en estos reynos 
é se a hecho en aquellas partes fasta que su Alteza 
proveyó de los regimientos que se an puesto en lo 
contrario é se defienden por una capitulación de 
una carta que V. Alteza escribió al licenciado Yba- 
rra mandando que les dexase hazer sus cabildos é 
no entrase en ellos, é el dicho almirante por no 
deservir á Y. Alteza no los han castigado. Suplica 
que mande que no se hagan los dichos cabildos ny 
ordenanzas ny provea otra cosa syn el dicho almi- 
rante ó su lugar tiniente, pues es conforme á la eos- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 299 

tunbre que en estos reynos se tiene dentrar las 
justicias en los cabildos é á la merced que V. Al- 
teza dello le hizo. 

El fiscal dize quel dicho mandamiento es justo y 
el dicho almirante lo ovo por bueno é agora no lo 
puede contradezir, en espe,cial que á los concejos 
pertenece fazer las dichas ordenancas y hechas en- 
viarlas al consejo para que las confirme é por esto é 
por quel dicho almirante las vezes que á los cabil- 
dos yba yba de muy mala gana é tenía forma como 
los cabildos no o viesen conclusión, Y. Alteza debe 
confirmar el dicho mandamiento é mandar que se 
guarde. 

Replica el almirante que en todas las cibdades 
é villas de vuestros reynos, los governadores ó co- 
rregidores é justicias entran é se hallan en los ca- 
bildos, é que no ay cabsa ni razón porque se ponga 
duda. Suplica que manden que los dichos sus ti- 
nientes puedan estar en los cabildos en los lugares 
donde se hallare porque los cabildos se suelen é 
acostumbran hazer en estos reynos por justicia de 
regidores. 

Está proveydo. 

Dize el almirante que recibe otro agravio que sobre ei registrar 
V. Alteza enbió á mandar que los oficiales de vues- 
tra Alteza que en aquellas partes residen entendie- 
sen en el registrar de los navios que van é vienen 
á estos reynos é á otras partes, porque aquello es 
anexo á la gobernación é almirantadgo é que los 



de los navios. 



300 PLEITOS DE COLÓN. 

governadores é sus justicias lo suelen hazer é no 
otra persona ninguna. Suplica que manden que los 
dichos oficiales no entiendan en ello é se haga según 
que se solía hazer, pues es justo, é V. Alteza dello 
será mas servido é se evitarán muchas cosas que 
pasan entre los que van á hazer los dichos registros, 
porque los oficiales enhían personas de poca abto- 
ridad. 

El fiscal responde que no recibe el dicho almi- 
rante agravio alguno porque de registrallos él se 
seguía muchos ynconvenientes que se mostraran 
necesario siendo, porque los oficiales del dicho al- 
mirante daban á sus criados licencias secretas para 
que ascendidos se viniesen quando algunos delitos 
cometían ó debían algunas debdas de que eran muy 
agraviados porque no podían dellos alcancar jus- 
ticia. 

Está proveydo en la margen. 
Qae se junten los Eu cl trcyuta y síctc capítulo cl almirante su- 
plica á V. Alteza que en su absencia é por ocupa- 
ción suya los oficiales de V. Alteza se junten con 
su lugar tiniente ó con la persona que para ello 
pusiera é las cosas que se ovieren de hazer é prever 
tocante á la hazienda de Y. Alteza é conforme á la 
merced que V. Alteza hizo al dicho almirante, por- 
que los dichos oficiales quando el dicho almirante 
está enfermo é enpedido no se quieren juntar con 
sus oficiales. 

El fiscal dize questo V. Alteza no debe mandar 



oficiales con su 
lugar tiniente. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 301 

porque nunca fasta agora se juntaron ny el diclio 
almirante tiene merced para que se junten. 

Está proveydo en la margen. 

En el treynta y ocho capítulo el dicho almirante sobre las ncenciaa 
dyze que vuestra Alteza por fazer merced a aque- deíosquesebie- 
llas yslas y á los pobladores dellas mandó que los 
que dellas se quisiesen yr, así á estos reynos como • 
de unas yslas á otras, no diesen flaneas como lo so- 
lían hazer sino que sacasen una feé de los oficiales 
de V. Alteza como no devían cosa alguna de las 
rentas é otras cosas á V. Alteza pertenecientes, é los 
dichos oficiales no quieren dar la dicha feé con- 
forme á lo que V. Alteza mandó, sino dan licencia 
á las tales personas como lo haze el dicho almi- 
rante ó sus justicias. Suplica á V. Alteza que mande 
que den la dicha feé conforme á lo que Y. Alteza 
tiene mandado, pues lo que hazen es contra el man- 
dandamiento de V. Alteza y en menos-precio de la 
Juredicion quel dicho almirante de V. Alteza tiene 
é que den la dicha feé á todas las personas que la 
pidieren porque á las personas quellos ó sus criados 
tienen mala voluntad no la quieren dar aunque se 
lo manda la justicia. 

El fiscal dize que V. Alteza deve mandar que en 
el dar de las licencias las que los oficiales de vues- 
tra Alteza hazen, se guarde lo que por V. Alteza 
está mandado porque de otra manera se an seguido 
los ynconvinientes en el capítulo pasado conten 
nydos. 



302 PLEITOS DE COLÓN. 

En la margen está proveydo. 
Sobre los agravios En el trejnta é nueve capítulo dize el almirante 
que se hazen en ^ ^^ j^g f undiciones no se solíau nv acostum- 

las fundiciones. ^ . .. . __ ,., 

braba partir oro alguno de los partidos que se fun- 
dían syn que la justicia estuviese presente, por los 
muchos agravios que en la fundición se bazían, é 
que y. Alteza enbió á mandar que las justicias no 
tuviesen que bazar en ella lo qual fué con siniestra 
relación que á V. Alteza se bizo é porque los ofi- 
ciales de vuestra Alteza tienen otros criados en la 
dicba fundición, algunos de no buena conciencia, é 
otros criados de mercaderes, é so color de las rentas 
de V. Alteza se cobran muchas debdas de personas 
particulares é aun algunas dos y tres bezes é aun- 
que se quexan á la justicia é lo proveen las perso- 
nas á quien toca, no pueden aver remedio porque 
dizen los dichos oficiales, especialmente el tesorero, 
que las justicias no tienen que hazer en lo que se 
haze en la fundición. Suplica á V. Alteza, pues es 
en su desservicio y contra la juredicion quel dicho 
almirante por V. Alteza tiene, mande que no se re- 
parta el dicho oro sin questé á ello presente la jus- 
ticia ó la persona quel almirante pusiere. 

El fiscal dize que no se debe hazer por su alteza, 
siendo ynformado que de entender la justicia en la 
fundición abia muchas diferencias é confusión 
mandó que solamente fuese el tesorero el que en 
ello entendiese, lo qual es conforme ala premática. 

Está proveydo en la margen. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 303 

En el quarenta capitulo dize el almirante que sobre ios mostren- 
V. Alteza le hizo merced de almirante é visorrey é 
governador perpetuo en aquellas partes con las pre- 
minencias previllegios salarios é derechos que en 
estos reynos tienen los almirantes é visorreys é 
gobernadores, é cada uno por si en lo tocante á su 
oficio é cargo, al dicho almirante pertenecen las 
cosas mostrencas de aquellas partes. Suplica selo 
manden dar é acudir con ello pues es servicio de 
Y. alteza é bien de los pobladores. 

El fiscal dize que lo mostrenco pertenece á V. Al- 
teza y que el almirante no tiene que hazer en ello. 

Suplica en el quarenta y un capitulo que los Para que ios escri- 
escribanos de los Juzgados de sus tinientes é alcal- ^^nos de ios 

. Juzgados usen 

des mayores usen de los oficios de escrivanos pú- ¿e escribanos 
blicos, pues son escri vanos de Y. alteza. públicos. 

Dize el fiscal que no se debe hacer, por que seria 
en perjuyzio de los escrivanos de Y. alteza. 

En el quarenta y dos capitulo suplica que por la sobre que pueda 
distancia que ay de aquellas partes á estas é por la ^^^^^ escnba- 
necesidad que tiene de escrivanos de Yuestra Alteza, 
para la execugion de la justicia, que mande quel, 
como visorrey de Y. Alteza, pueda prever escriva- 
nos de Y. Alteza y dalles dello titulo ó á lo menos 
de licencia para proveer de algunos fasta en el nú- 
mero que á Y. Alteza pareciere porque dello serán 
servidos é los oficiales del juzgado mejor adminis- 
trados é despachados. 

El fiscal dize ques hazer é traer de lo reserbado á 



304 PLEITOS DE COLÓN. 

vuestra Alteza é á su premjnencia Eeal, é por eso 
no se deve conceder al almirante por que se siguiria 
muchos ynconvenientes. 

De la sentencia dada en Sevilla año de jvdxi su- 
plica agora el fiscal en la pena de las jv doblas. 



io8. 



(Sin fecha.) — Recapitulación de las peticiones del Almirante y réplicas 
del Fiscal.— (^. de T., Pto. I-I-5/12, Pza. 18, fol. 35.) 1 



109. 



(Sin fecha.)— Eelación de las probanzas del pleito de /Tierra firme.— (^. 
de Z, Pto. I-I-V12, Pza. 21.) 2 



no. 



(Año de 1515.)— Partida de pago de 4.832 mrs. á Bartolomé Arrióla, que 
se ocupó en tomar probanzas en las villas de Palos, Huelva, Lepe y Se- 
yilla, para el pleito que se trataba con el Almirante.— (^. de /., 39-2-2/9. 
lib. 2, fol. 69.) 



III. 



(Ano de 1515.)— Interrogatorio para que sean examinados los testigos del 
almirante sobre el testamento que hizo D. Bartolomé Colón, dejando por 
heredero al dicho Almirante.— (J.. de I., 4I-6-V24, lib. 1.°, fol. 78.) 

Por las preguntas siguientes y por cada una de- 
llas an de ser preguntados los testigos que por parte 



1 Está sacada del documento anterior. 

2 Es resumen de las declaraciones para estudio de los Sres. del Consejo. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 305 

del almirante délas yndias fueren presentados en 
el pleyto e cabsa que ha e trata con el fiscal de su 
alteza. 

Primeramente si conocen al dicho almirante don 
Diego Colon e si conocen al licenciado pero Ruyz 
fiscal de su alteza e si conocieron al adelantado 
Bartolomé Colon tio del dicho almirante. 

Yten si saben que puede aceer (claro en el origi- 
nal) poco mas ó menos que el dicho adelantado bar- 
tolomé Colon fálleselo desta presente vida y al 
tiempo de su fallescimiento hizo su manda e testa- 
mento por ante escrivano público, en el qual dicho 
testamento áexó por heredero universal de todos 
sus vienes y herencia al dicho almirante don Diego 
Colon su sobrino, el qual dicho testamento pido que 
sea mostrado á los dichos testigos para que digan 
lo que cerca desto saben. 

Yten si saben que el dicho (claro en el original) 
ante quien el dicho testamento pasó hera escrivano 
público déla ysla española y por tal escrivano es 
ávido e tenido y comunmente Reputado por todos 
los que le conocen e asi da fe a todas las escrituras 
que ante el passan e a todos los contratos e todos 
los abtos judiciales e extrajudiciales asi sy son pre- 
sentadas en juizio como fuera del, segund e como 
se da fee a las otras escrituras que pasan ante los 
otros escri vanos públicos. 

Yten si saben que todo los suso dicho e cada cosa 
e parte dello es piíblica voz e fama. 



306 PLEITOS DE COLÓN. 



112. 



(Afio de 1516. — Marzo 2. Valladolid.')—32Ám(¿ Eomano, en nombre del 
Almirante, pide sea declarada la rebeldía del Fiscal por no haber res- 
pondido á sus peticiones.— (^. de L, Pto. l-l-Vu, Pza. 5, fol. 64.) 



113- 



(Año de 1516, — Alrü 12, Medina del Ca7}ipfl.')— Jaime Eomano, en nom- 
bre del Almirante, pide de nuevo que sea declarada la rebeldía del 
Fiscal— (^ . de I., Pto. l-l-Vii, Pza. 5, fol. 65.) 



114. 



(Año de 1516. — Airil 22. Medina del CamjJO.) — Petición de Jaime Ro- 
mano, para que se vea el pleito, declarada la rebeldía del Fiscal. — 
(JL. de Z, Pto, 1-1-Vn, Pza. 5, fol. 66.) 



115. 



(Año de 1516.— J/ayo 9. M¿iífr¿í?.)— Interrogatorio del Fiscal de S. A. á 
los testigos por él presentados en el pleito que se trata con el Almirante 
de las Indias.— (^. de Z, Pto. l-l-^/n, Pza. 5, fol. 52). 1 



116. 



(Sin fecha.)— Petición de D, Diego Colón al Emperador para que no se le 
mande venir de Indias mientras no ee determine su justicia. Publicada 
por la Sra. Duquesa de Alba en el libro antes citado, pág. 69. 



> Es el de 25 preguntas que acompaña á las probanzas, en síntesis de 
que D. Cristóbal Colón no tocó en Tierra firme sino en la Boca del Drago 
y una parte que llaman Veragua y lo demás lo descubrieron Bastidas, 
Niño, Lepe, Pinzón, Ojeda, La Cosa y otros. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 307 



117, 



(Año de 1516. — Junio 15. Jl/a¿r¿¿,)— Memorial de capítulos presentados 
por el Fiscal, en respuesta al del Almirante de los 42 capítulos, suscrito 
en Plasencia en 15 de Diciembre de 1515.— (^. de 1., Pto. 1-1-Vn, Pza. 5, 
fol. 8.°.) 1 



Il8. 



(Ano de 1516.— /tóZií) 5. J/¿wín¿.) —Alegato del Almirante, en pro de sus 
privilegios, y en agravio de sus derechos. — {A. de Z, Pto. 1-1- Vu> Pza. 6, 
fol. 84.) 



119. 



'(Sin fecha.) — Información en derecho, en favor del Almirante de las In- 
dias. (Biblioteca Nacional. Ms. /. 87.) 2 



120. 



(Afio de 1616.— JwZio 22. Madrid.) — Alegato del Fiscal Pero Ruiz contra 
el del Almirante, en lo que toca á nombramiento j provisión de los ofi- 
cios en Indias —(JL. de Z, Pto. l-l-^/n, Pza. 5, fol. 88.) 



121, 



<Sin fecha.)— Memorial de D. Diego Colón, de cosas que dejaba en Santo 
Domingo. (Publicado por la Sra. Duquesa de Alba, en el libro antes ci- 
tado, pág. 77.) 



1 Está condensado en el documento anterior número 107. 

* Volumen en folio de 176 páginas, escrito en latín, con inclusión de 
copias de varios documentos relativos á D. Cristóbal Colón, todos cono- 
cidos y que se especifican en la Bibliografía Colombina de la Academia 
de la Historia, pág. 127. 



308 PLEITOS DE COLÓN. 



122. 

(Año de 1516.— Julio 22. i¥a¿W¿.)— Suplicación del Fiscal Pero Euiz de 
las mil doblas de la primera declaración que los Sres. del Consejo hi- 
cieron.— (^. de Z, Pto. 1-1-Vn, Pza. 5, fol. 90.) 



123. — 

(Año de 1516.— Julio 29. Madrid.)— Bé^lica, del Almirante á la anterior 
suplicación del Fiscal.— (>1. de L, Pto. l-l-Vn, Pza. 5, fol. 92.) 



124. 



(Año de 1516.— Julio 28. Madrid,)—^! Fiscal pide se exija á Juan de la 
Peña, poder, que no tiene, para litigar en lo de Darien — (A, de 7,, 
Pto. 1-1-Vn, Pza. 5, fol. 66.) 



125. 

(Año de 1516.— Julio 30. Madrid.") — Juan de la Peña presenta traslado 
del poder que tiene del Almirante. — {A. de I., Pto. l-l-Vn» P^a. 5, 
fol. 57.) 



126/ 



(Año de 1516.— Octubre 11. Madrid.)— MemoTÍal del Almirante D. Diego 
Colón para que en Cuba le acudan con el décimo del oro y otras cosas, 
como se hace en la Isla Española.— (^. de I., Pto. I-I-V12, Pza. 20, 
fol. 6.) 

Muy poderosos Señores: 

El almirante de las Indias dize que en la ysla de 
Cuba los oficiales de vuestra alteza no le acuden 
con el diezmo de oro y otras cosas según le perte- 
nece por sus previlegios, y como le acuden en la 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 309 

ysla española y las otras yslas: suplica á vuestra 
alteza le haga merced de su Cédula para que le 
acudan con el dicho su diezmo porque dizen los 
oficiales que quieren mandamiento de vuestra al- 
teza para pagar el dicho diezmo, en lo qual resce- 
birá merced de vuestra alteza. 

En la villa de madrid a honce dias del mes de 
Octubre de mili e quinientos e diez y seys anos la 
presentó en el consejo de su alteza el dicho almi- 
rante de las Indias, e visto este dicho dia en la con- 
sulta que hizo el señor licenciado Vargas, fué 
mandado que se le dé sobre cédula de la cédula que 
tiene para lo de la ysla española, e en lo otro que 
se vea bien en el Consejo. 



127. 



^Año de 1516. — Octubre 11. Madrid.) — Memorial del Almirante D. Diego 
Colón pidiendo que entre los oficiales reales y los que él tiene puestos se 
haga examen de cuentas para que sin dilación se le entregue lo que le 
corresponda,— (J.. de Z, Pto. I-I-V12, Pza. 20, fol. 2.) 



128. 



<Sin fecha.)— Memorial por el Almirante. (Publicado por la Sra. Duquesa ^ 
de Alba en el libro antes citado, págs. 80-94.) 



129. 



(Año de \h\^.— Octubre 11. J/¿r<íri<:Z.)— El Almirante D. Diego Colón pide 
de nuevo que en Cuba le acudan con el décimo del oro y otras cosas, 
como se hace en la isla Española.— (J.. de I., Pto. I-I-V12, Pza. 20, fol. 6.) 



310 PLEITOS DE COLÓN. 

130. "^ 

(Año de 1516.— Octubre 11. Madrid.)— El Almirante D. Diego Colón pide 
en remuneración de tantos servicios como su padre hizo, que sea breve- 
mente determinado su pleito.— (J.. de Z, Pto. I-I-V12, Pza. 20, fol. 7.) 

Muy poderosos Señores: 

El almirante de las Indias dize quel trae pen- 
diente en el Consejo Real de vuestras altezas cier- 
tos negocios suyos que entre el y vuestro Fiscal se 
an litigado y que a mas de quatro meses que está 
concluso por la una parte y por la otra y a muchas 
vezes ynportunado a los del Consejo de vuestras al- 
tezas sobre que lo determinen conforme a justicia 
lo cual hasta aora no se a hecho. Suplica á vuestras 
altezas que en remuneración de tantos y tan seña- 
lados servicios como el Almirante su padre hizo á 
vuestra corona real, mande que su justicia sea bre- 
vemente determinada y porque vuestras altezas ni 
los de su consejo Real no sean ynportunados del 
dicho almirante les mande señalar dia aceptado en 
que se aya de determinar lo que pide porque se es- 
cuse de darles enojo con su ynportunacion e a el le 
quiten de tanto trabajo como recibe en dárgele por 
ello. ♦ 

Asi mismo dice quel a suplicado a vuestra alteza 
que le manden firmar una cédula quel Rey Católico 
vuestro padre que aya santa gloria le tenia man- 
dado dar para que en la ysla de cuba se desenbara- 
casen sus rentas y se haga en ella como se hace en 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 311 

las otras yslas que el almirante su padre que aya 
santa gloria descubrió e por su industria se an des- 
cubierto, y ale sido respondido que se de la boz 
dello al Fiscal para que responda lo que le pare- 
ciere; dize y suplica á v. alteza que pues en esto no 
tiene que dezir el dicho fiscal ni tiene entrada ni 
salida para ello por quanto la dicha ysla es de la 
governacion que por vuestra alteza tiene y asi por 
ser la primera cosa quel Almirante su padre des- 
cubrid como por tener el como tiene su lugar the- 
niente de gobernador en ella, y si los oficiales de 
vuestra alteza le an puesto embarace en ello no es 
mas de por saber como oficiales nuebos la forma 
que an de thener en el acudirle con las dichas sus 
rentas, de lo qual ellos no thenian necesidad estando 
ay como están sus previllegios que claramente le 
mandan acudir con la décima parte de todo lo que 
a vuestras altezas pertenece e a viéndolo siempre 
llevado el dicho Almirante, asi por esto como por 
aver sido él el que aquella dicha ysla pobló: Su- 
plica a vuestra alteza que no den lugar a que aya 
mas dilación sobre cosa tan clara y tan averiguada 
como esta y le manden firmar la cédula quel Rey 
vuestro padre y abuelo que aya santa gloria thenia 
mandado dar, porque demás de ser muy justo lo 
que pide el recibirá de vuestra alteza muy seña- 
lada merced. 

En la villa de madrid á honce dias del mes de 
Otubre de mili e quinientos e diez e seys años la 



312 PLEITOS DE COLÓN. 

presentó en el consejo de su alteza el dicho almi- 
rante de las yndias, e vista este dicho dia en el con- 
sejo de su alteza fué mandado dar traslado al fiscal 
e que responda al tercero dia. 



131 



(Año de 1516. — Octubre 25. Madrid.') — El Fiscal Pero Euiz representa 
contra las peticiones del Almirante respecto á sus derechos en la Isla de 
Cuba.— (^. de Z, Pto. I-I-5/12. Pza. 20, fol. 8.) 

Muy poderosos Señores: 

El Licenciado Pero Ruiz, vuestro Fiscal, respon- 
diendo a una petición presentada por el almirante 
de las yndias, en que en efecto dize que su padre 
descubrió la ysla de cuba e segund los previllegios 
que tiene le es devido la décima parte del oro que 
en ella se sacare e que los oficiales de vuestra alteza 
no le quieren acudir con ella, pide que le sea acu- 
dido e le sea dada cédula para ello como dize que 
estava acordado en tiempo del Rey nuestro señor 
que sancta gloria aya segund que mas largamente 
en la dicha petición se contiene, cuyo tenor aqui 
a sydo por repetido; digo que vuestra alteza no 
deve mandar hazer cosa alguna de lo en contrario 
pedido ni vuestra cámara é fisco es a ello obligada 
por lo siguiente: lo uno porque el dicho almirante 
no es parte para pedir lo que pide; lo otro, porque 
la dicha su demanda no procede ni ha lugar de 
derecho ni el Remedio por ella yntentado le con- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 313 

pitió ni conpete; lo otro porque el dicho su pedi- 
miento o demanda carece de Relación verdadera e 
niégola en todo e por todo segund que en ella se 
contiene; lo otro por quel dicho su padre no des- 
cubrió la dicha ysla de cuba ni fué hallada por su 
yndustria; lo otro porque sy por su yndustria se 
hallara, como ha llevado la décima parte del oro 
de las yslas que su padre descubrió asy huviera 
llevado de la dicha ysla de cuba; mas como no la 
descubrió ni por su yndustria se halló, no ha lle- 
vado cosa alguna ni la deve llevar, pues nunca 
hasta aqui la llebó; lo otro porque sy su alteza 
mandó dar cédula para que le fuese acordado, man- 
daríasela dar no seyendo ynformado como la di- 
cha ysla no fué descubierta ni hallada por yndus- 
tria del padre del dicho almirante ; por las quales 
razones e por cada una dellas e por otras que pro- 
testo dezir e alegar, pido e suplico a vuestra alteza 
que declarando el dicho almirante no ser parte para 
pedir lo que pide y el remedio por el yntentado no 
le conpeter, me absuelva de lo contrario pedido, 
ynterponiendo perpetuo sylencio al dicho almi- 
rante sobre ello para que no pueda pedir ni deman- 
dar mas a vuestra alteza ni a su cámara e fisco, e 
sobre todo pido serme hecho entero cumplimiento 
de justicia para lo cual y en lo necesario vuestro 
fieal oficio ynploro e las costas pido e protesto. 

En la villa de madrid a veynte e cinco dias del 
mes de Otubre de mili e quinientos e diez y seis 



314 PLEITOS DE COLÓN. 

años la presentó en el Consejo de Su alteza el dicho 
licenciado pero Ruiz, íiscal, e los Señores del con- 
sejo mandaron dar traslado al almirante que res- 
ponda a tercio dia el dicho dia mes e año suso di- 
cho lo notifique al dicho almirante. 



132. 



(Año de 1516.— Minuta del informe de los Señores del Consejo sobre las 
solicitudes j pretensiones del Almirante D. Diego Colón en conserra- 
ción de sus derechos.— (^. de I., Pto. l-l-^io, núm. 7.) 



Muy poderoso Señor. 

Vuestra alteza nos enbió a mandar que viésemos 
cierta Eelacion de las cosas que los jueces de ape- 
lación de las yndias enviaron , y que enbiásemos 
nuestro parecer para que vuestra alteza lo mandase 
proveer como cumpliese á su servicio; y lo que so- 
bre ello nos parece es lo siguiente: 

Quanto al primer capítulo sobre el testimonio de 
la apelación quel almirante dizen que interpuso de 
la declaración que se hizo en el Consejo, nos parece 
que vuestra alteza deve de mandar dar sobre cédu- 
las para que los dichos jueces fagan guardar y 
guarden la dicha declaración y todo lo en ella con- 
tenido. 

Iten en lo que toca á la resydencia de que se 
hace myncion en el tercero capitulo nos parece ha 
tanto tienpo los oficiales del almirante que vuestra 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 315 

alteza deve mandar que vaya alguna buena persona 
a tomarla conforme á la declaración hecha por los 
del Consejo. 

Quanto al quarto capítulo nos parece que vuestra 
alteza puede poner presidente e oy dores que tengan 
la jurisdicción en las dichas yslas segund y como 
sé contiene en la ynstruccion que llevaron los jue- 
ces de apelación que allá fueron. 

Iten en quanto a lo contenido en el quinto capí- 
tulo de las apelaciones que se pueden ynterponer 
de los dichos jueces nos parece que aviendo abdien- 
cia formada de presydente e oydores que por les 
dar mas abtoridad y por escusar los gastos y traba- 
jos de las partes que sería bien que no se apele 
salvo de las cabsas que fueren de seyscientos pe- 
sos de oro o dende arriba ó menos sy a su alteza 
pareciere por que fasta agora no hemos visto pro- 
ceso que llegue á esta quantidad. 

En quanto al sesto capítulo del alguazil nos pa- 
rece que se deve entender el capítulo de la ynstruc- 
cion que llevaron los jueces de apelación. 

Quanto al sétimo capitulo nos parece que sy ha 
de aver abdiencia en forma de presidente y oydo- 
res, que vuestra alteza puede mandar que, aviéndola, 
libren por don femando y doña juana y con sello 
y Registro. 

Quanto a lo contenido en el otavo capítulo que 
habla del alraoxarifazgo nos parece que para deter- 
minar este negocio se debe aver mas ynformacion> 



/ 316 PLEITOS DE COLÓN. 

I oyda la parte del almirante, para saber como se a 

usado fasta aquí como se faze agora. 

Quanto a lo contenido en el noveno capítulo, si 
el dicho almirante lia de contribuyr en los salarios 
de los oficiales de las casas de contratación e fundi- 
ción e las labores e de las fortalezas, nos parece que 
no debe contribuyr en lo que toca a los oficiales de 
la governacion e justicia ni a los gastos e labores 
de las fortalezas, pues que por las del Rey e de la 
Reyna nuestros señores que su alteza solo lo debe 
/ pagar. 

I En quanto á las cosas de la contratación e fundi- 

ción nos parece que pues el Almirante lleva su 
parte que deve pagar por renta lo que le cupiere 
dello conforme el capítulo, pero paresce que sería 
I bien que el almirante no pagase nada porque los 

( mas quedasen libres para la corona Real. 

^ Quanto al caso acaescido de los dos ombres que 

) acuchillaron al procurador de la ysla nos parece 

que vuestra alteza deve mandar enbiar una buena 
persona que haga la pesquisa y sepa la verdad 
como pasó y prendan los culpados y hagan justicia 
dellos, y sy por ella pareciere quel almirante está 

culpado 

(Está sin terminar.) 

133- 

(Año de 1516. — Diciembre 3. Madrid.) — Alonso Eomano, eti nombre del 
Almirante pide publicación de las probanzas.— (^. de I., Pto, l-l-Vm 
Pza. 5, fol. 59.) 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 317 



134- 

(Año de 1516.— Diciembre 10. Madrid.)— AlonBO Romano,, en nombre del 
Almirante, insiste en que se publiquen las probanzas, por ser pasado el 
término.— (4. de I., Pto. l-l-^/n, Pza. 5, £ol. 60.) 



135. 

(Ano de 1517. — Enero 14. Bruselas.) — Real Cédula á los del Consejo reco- 
mendando convoquen á las partes del pleito y hagan justicia lo mas 
brevemente que se pueda, atendiendo á los grandes perjuicios que causa 
la dilación.— (^. de 1., 1-1-Vn, Pza. 5, fol. 93.) 



El Eey, Presidente, e los del Consejo de la Reyna 
mi Señora e mió: por parte del almirante de las yn- 
dias nos fué hecha relación que puede aver dos años 
quel dicho almirante vino a esa nuestra corte a ha- 
cer relación al Eey mi señor, que santa gloria aya, 
de algunas cosas que conplía a nuestro servicio e 
a pedir e demandar otras que conforme a sus previ- 
llegios diz que le pertenescía e que sobre ello está 
pleito pendiente en ese nuestro Consejo, en el qual 
en nuestro nonbre ha asistido nuestro procurador 
fiscal e que en el dicho pleyto se dan muy largas 
dilaciones, en lo qual diz querescebía mucho agra- 
bio e daño, e por su parte me fué suplicado e pe- 
dido por merced mandase que brevemente se viese 
e determinase como la mi merced fuese, por ende 
yo vos mando que veades lo suso dicho, e llamadas 
e oydas las partes aquien atañe, lo mas brevemente 
e sin dilación que ser pueda, hagades e adminis- 



318 PLEITOS DE COLÓN. 

Iredes en el dicho negocio lo que hallaredes por 
justicia. Fecha en la villa de bruselas catorce dias 
del mes de henero de mili e quinientos e diez e 
siete años — Yo el Rey — por mandato del Rey, An- 
tonio de Villegas — En la villa de madrid veynte e 
ocho dias del mes de enero de mili e quinientos e 
diez * e seys años se presentó en el Consejo de sus 
altezas e los señores del Consejo dixeron que la 
obedesclan como cédula de nuestro Rey e Señor 
natural a quien Dios dexe bivir e Reynar por siem- 
pre e bien aventuradamente con mayores Reynos e 
señoríos, e que la cunplirán todo lo en ella conte- 
nido según e como su alteza lo manda. 



136 



(Año de 1517. — Abril 18. Malinas.')— B.eal Cédula de D. Carlos mandando 
al Consejo suspender la yista del pleito con el Almirante hasta que él 
llegue á estos reinos.— (J.. de /., Pto. l-l-*/iij Pza. 5. fol. 61.) 



El Rey, Presydente e los del Consejo déla Reyna 
mi señora e mió; por otras nuestras cartas, a suplica- 
ción del almirante délas yndias, vos ovimos escripto 
mandándoos que ciertos pleitos quel dicho almirante 
tratava ante nosotros los viesedes e determinasedes 
conforme ajusticia, e porque agora somos ynfor- 



» La fecha del año está equivocada en el original, pues debe ser el 
de 1517. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 319 

mados que muchos délos dichos pleitos son con 
nuestra corona Real e sobre cosas tocantes a nues- 
tra preheminencia e señorío e son de calidad que 
para se sentenciar se deven consultar con nues- 
tra corona Real y porque nuestra yda a esos Reynos 
será muy presto, con ayuda de Dios nuestro señor, 
vos mando que hasta en tanto suspendays en la pro- 
secución e determinación dellos, porque asy cunple 
a nuestro ser\úcio, que llegado yo, con vuestro pa- 
rescer luego mandaré proveer lo que sea justicia; 
fecha en la villa de mallinas á diez e ocho dias del 
mes de abril de mil e quinientos e diez e syete años, 
yo el Rey; por mandado del Rey, antoniode villegas. 
En la villa de madrid a quatro dias del mes de 
mayo de mil e quinientos e diez y siete años, vista 
esta cédula del Rey nuestro señor por los Señores 
del Consejo de sus altezas, dixeron que la obedescian 
con el acatamiento que devia e que como quier que 
ha mas de dos meses questo que su alteza agora 
manda está por ellos proveydo e mandado, que agora 
de nuevo mandavan e mandaron que se haga e cum- 
pla y ellos están prestos de hazer e conplir lo que 
su alteza por esta su cédula manda, Castañeda. 



137. 

<Año de 1517. — Julio 22. Madrid.') — Cédula del Cardenal Cisneros á la 
Casa de Contratación, mandando que se sigan pagando á Fernando de 
Valladolid los 4.000 ms. que le señaló el Rey Católico, como procurador 
de los pleitos del Almirante de las Indias. — (^Aoad. de la Hist. colee. 
Muñoz, T. LXXYI, fol. 29.) 



320 PLEITOS DE COLÓN. 



138. 



(Año de 1517. — Agosto 7. Madrid.") — Juan de la Peña, en nombre del Al- 
mirante, nombra por sustituto en el pleito á Jaime Komano.— (^. de 2., 
Pto. l-l-Vn, Pza. 5, fol. 98.) 



139. 

(Año del 517. — Agosto 7. J!/fl¿ri<í.)— Apuntamientos para uso del Consejo 
y pleito del Almirante sobre el Dañen.— (^. de I.) 



140. 

(Año del 517. —Diciembre li. Valladolid.)—Bl Almirante de las Indias 
da gracias á S. A. por haberse servido mandar que el pleito se vea, y su- 
plica se tenga presente el memorial de los 42 capítulos en que se fundó 
el pleito.— (J. de Z, Pto. l-]-*/u, Pza. 5, fol. 94.) 



141. 

(Año de 15l7.--I)iciembre 14. Valladolid.)— Memorial del Almirante se- 
ñalando catorce capítulos en que pide se pronuncie sentencia.— (-á. de /., 
Pto. l-l--»/,!, Pza. 6, fol. 95.) 



142. 

(Año de 1518.) —Parecer sobre el pleito entre el Almirante D. Diego Colón 
y el fiscal del Bey, en que se insertan las gracias concedidas á D. Cristo- 
bal y sus sucesores.— (^. de I., Pto. l-l-^/io, R. 10. Publicado en la 
Colee, de doc. ined. de Indias^ primera serie, T. xl, pág. 25.) 



143- 

(Año de 1518.)— Parecer del Lie. Prado y otros sobre el pleito pendiente 
con el Almirante D. Diego Colón.— (^1. de Z, Pto. l-l-3/io, R. 8.) 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 321 



144. 



(Año de 1518.)— Parecer del Lie. Buendía (en latín) sobre el pleito del 
Almirante D. Diego Colón.— (^. de /., Pto. l-l-^/w, R- 9-) 



145. 



(Año de lh\%.— Enero 14. Valladolid.') — Alonso Eomano, en nombre del 
Almirante, presenta testimonios en prueba del derecho que aquel tiene 
para poner oficiales en las islas.— (^. de Z, Pto. I-I-V12, 22. Pza.) 



146. 

(Año de lh\^,— Marzo 18. Valladolid.')— Mouso Eomano, en nombre del 
Almirante, pide se mande dar la intención de su parte por bien proba- 
da, y la contraria por no probada. — {A. de 7., Pto. l-l-*/ii, Pza. 5, fol. 63.) 

Muy poderoso Señor: 

Alonso Eomano, en nombre de D. Diego Colon, 
almirante de las yndias, digo que por vuestra al- 
teza mandados ver y examinar los dichos y depu- 
siciones de los testigos por mi parte produzidos y 
los previlegios y provisyones Reales que tengo 
presentados en este proceso de pleyto que trato con 
el fiscal sobre la governacion de la provincia del 
darien de tierra firme, se hallara la yntencion de 
my parte bien asaz conplidamente provada o tanta 
parte della que baste para obtener en este pleyto, y 
el dicho fiscal no provó cosa que le aproveche ni que 
dañe a mi parte, antes me aprovechan sus testigos 
en algunos artículos y en aquello solamente los 



322 PLEITOS DE COLÓÍT. 

apruevo y en lo demás no hazen fee, lo uno porque 
son de los mismos que la primera vez fueron a des- 
cobrir la dicha tierra firme con el almirante don 
Cristóbal Colon, padre de mi parte, y asy consta por 
el proceso y si allá pudieron tornar después fue por 
la yndustria e ynstrucion que tomaron del dicho 
almirante quando fueron la primera vez; lo otro 
porque son solos y singulares y no contestes, de- 
ponen de oydas y no dan Razón de sus dichos y su 
testimonio no es conveniente ni concluyente; lo 
otro porque mi parte tiene provado con mayor nú- 
mero de testigos y mas dinos de fe y con escrituras 
y por razón natural; lo otro porque después que el 
papa dio a sus altezas aquella provincia y tierra 
firme sus altezas hicieron merced al dicho almi- 
rante de la gobernación de qualesquier yslas y tie- 
rra firme descubiertas y por descobrir, como pa- 
rece por los previlegios y mercedes questán en este 
proceso, y lo otro porque está provado el dicho al- 
mirante aver descubierto del un cabo y del otro la 
dicha tierra firme y la provincia de veragua, por lo 
qual se de ve aver por descubierta toda la tierra 
firme por el almirante y por su yndustria; por ende 
á V. a. suplico mande dar la yntincion de mi parte 
por bien provada y la contraria por no provada y 
hacer y pronunciar segund y como por el derecho 
de mi parte está suplicado, para lo cual ynploro 
vuestro Real oficio y pido conplimiento de justicia 
y las costas. 



I 

DftCUMENTOS INÉDITOS. 323 

Y hago preser tacion desta cédula del Rey cató- 
lico en quanto por mi parte haze y no en mas ni 
allende, y pido el original quedando el traslado 
concertado en el proceso. 

En la villa de valladolid a diez y ocho dias del 
mes de Marzo de mili e quinientos e diez e ocho 
años la presentó en el Consejo de su alteza el dicho 
Alonso Romano on nombre del dicho almirante e 
los señores del Consejo mandaron dar traslado a la 
otra parte que responda a tercio dia. 

Este dicho dia lo notifiqué al Licenciado pero 
Ruyz, fiscal de sus altezas, en su persona e le en- 
tregué luego esta petición y pleyto, etc. 



147. 

(Año de 151S.— Marzo 20. Valladolid.')— Jaime Romano, en nombre del 
Almirante, acusa de rebeldía al fiscal y pide se mande ver el pleito por 
concluso.— (^. de Z, Pto. 1-1-Vii, Pza. 5, fol. 64.) 



148. 



(Año de 1518. — Abril 15. Medina del Campo.)— El Fiscal pide que se 
mande sacar testimonio de los escándalos cometidos en la isla de Puerto 
Rico por los oficiales del Almirante, al tomarles residencia, que se les 
mande ejecutar en sus personas y bienes, y parezcan personalmente ante 
la Corte en breve término.— (J.. de i., Pto. I-I-V12, Pza. 22, fol. 19.) 



149. 



(Año de 161S.— Abril 17. Aranda de Duero.)— B.ea.1 cédula á los Señores 
del Consejo, dada á petición del Almirante de las Indias, ordenando que 



324 PLEITOS DE COLÓN. 

el pleito se vea sin dilación, y visto, antes de determinar en él, envíen 
la relación de lo que fallaren por justicia, ae manera que ninguna de 
las partea reciba agravio.— (^. de /., Pto, l-l-*/ii, Pza. 5, fol. 12.) 



El Rey, presidente, y los del nuestro consejo: ya 
sabeys como otras vezes os he mandado que viése- 
des y determinásedes el pleito que ante vosotros 
pende entre nuestro fiscal y el almyrante de las yn- 
dias el qual me ha hecho agora Relación que no 
lo haveys determynado en lo qual diz que recibe 
gran daño e agravyo y me suplicó y pidió por 
merced vos mandase que luego lo viésedes y deter- 
mynásedes syn mas dilación o como la my mer- 
ced fuese, et yo tóveio por byen , por que vos 
mando que brevemente syn dar lugar a dilación 
alguna veays el dicho pleyto e visto, antes de pro- 
nunciar en el, me enbyeys luego la Relación dello 
con vuestro parecer como está acordado, para que^ 
conmygo consultado, determineys en ello lo que 
fallardes por justicia, por manera que nynguna de 
las partes reciba agravyo. Fecha en A randa de 
duero a diez y siete días de Abril de myll e qui- 
nientos e diziocho años - yo el rrey—por mandado 
del Rey — Antonyio de Villegas. 

En la villa de medina del canpo a veynte dias 
del mes de «ibril de myll y quinientos e diez e ocho 
años presentó esta cédula del Rey nuestro señor en 
el consejo de sus altezas juan de la peña en nom- 
bre del dicho almyrante de las yndias, e los señores 
del consejo la vyeroú e dixeron questán prontos 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 325 

de hazer conplir lo en ello contenydo segund e 
como su alteza por ella lo enbia a mandar. 



150. 



(Año de 151S.— Mayo 14. Zaragoza.)— Beal cédula á los Señores del Con- 
sejo, dada á petición del Almirante de las Indias, reencargando que 
vean el pleito sin dilación.— (^. de Z, Pto. 1-1- Vu> Pza. 5, fol. 13.) 

El Rey, presidente, e los del nuestro Consejo. El 
almirante de las yndias me hizo relazion que como 
quiera que'^por una my cédula vos obe mandado 
■que brevemente viesedes e determinasedes el pleyto 
que trae con nuestro procurador fiscal, no lo aveys 
fecho, e que se dan en el muchas largas et dilacio- 
nes de que rrecibe agravyo, et me suplicó e pidió 
por merced vos tornase a escrevyr sobre ello, et por 
que mi merced e voluntad es que el dicho pleyto 
se vea et determine brevemente, yo vos mando 
que veades la dicha my cédula que sobre ello mandé 
dar et hagays y cunplays lo que por ella vos enbié 
mandar, por manera que el dicho negocio se vea 
brevemente. Fecha en la ciudad de caragoca a qua- 
torze dias del mes de mayo de myll y quynientos 
et diez et ocho años — yo el rrey — por mandado del 
Rey, Antonio de Villegas. 

En la villa de medina de Campo a veynte dias 
del mes de mayo de myll e quinientos e diez eocho 
años la presentó en el consejo de sus altezas juan de 
la peña en nonbre del dicho almyrante de las yn~ 



326 PLEITOS DE COLÓN. 

dias, e los señores del consejo dixeron que la obe- 
decían e que harían lo que su alteza por ella les 
enbía a mandar. 



151 



(Año de 1518. — Octubre 22. Avila.) — El Fiscal Pero Ruiz presenta pro- 
vanza y pide restitución en forma y que se haga publicación por que se 
vea que Don Cristóbal Colón no descubrió el Darien.— (^rcAiro de Jinr 
dias, Pto. 1-1-Vii, Pza. 5, foL 68.) 



Muy poderosos Señores. 

El licenciado pero Euyz vuestro fiscal en el pleito 
que trabto con don diego colon almirante de las 
yndias e con Alonso Romano su procurador fiscal 
en su nonbre, digo que para enprueba de mi ynten- 
cion digo que presento esta provanca en quanto por 
my hace e no mas ny aliiende, e suplico a vuestra 
alteza que la aya por presentada e sy para la pre- 
sentar es necesario restitución yn yntegram yo la 
pido en forma e juro a dios y a esta señal de cruz 
que no la pido maliciosamente e suplico a vuestra 
alteza mande hacer publicación della e echa la dicha 
publicación digo que por vuestra alteza mandado 
ver la dicha provanca e las otras por mi presen- 
tadas, hallaran que yo probé bien e conplidamente 
mi yntencion en todo lo que probar me convenya, 
conviene a saber la dicha probincia del darien e las 
otras yslas sobre ques este dicho pleito, no ser des- 
cubiertas por don Cristóbal colon padre del dicho 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 327 

parte adversa, syno por yndustria de otros armado- 
res que por mandado de vuestra alteza fueron a 
descobrir e descubrieron la dicha provincia e tierra 
firme, e asy pido a vuestra alteza lo mande pronun- 
ciar e declarar; otro sy aliaran el dicho parte ad- 
bersa no probó cosa alguna que le aproveche ny 
ami enpezca, lo uno por que los testigos por el 
presentados no fueron presentados por parte ny en 
tienpo ni en forma, lo otro por que fueron recibi- 
dos syn ser yo llamado ny asistido para los ver ju- 
rar, lo qual se requerió, lo otro por que son solos, 
syngulares, no dan razón de sus dichos; lo otro por 
que son personas viles e probes a quien ninguna 
fee ny crédito se debe dar, e si algunos dellos algo 
dizen en fabor del dicho parte adversa, se perjura- 
ron, por que la verdad es quel dicho don Cristóbal 
colon nunca vido la dicha provincia del darien ny 
las otras que dize que se descubrieron por su yn- 
dustria, e puesto caso que de las dichas provincias 
después de que fueron concedidas a los Reyes Cató- 
licos por el papa e ellos obieran echo donación della 
al padre del dicho parte adversa, aquella no le 
aprovecharía por que aquello sería e fué yn válido e 
en perjuicio de la corona Real a quien fué echa la 
dicha donación de las dichas yslas e tierra firme; 
por ende a vuestra alteza pido e suplico me declare 
my yntencion por bien provada e la del dicho parte 
adversa por non provada, e mande fazer quel dicho 
pleito segund que por mi está pedido, e sy para de- 



328 PLEITOS DE COLÓN. 

zir e alegar e presentar esta petición es necesario 
restitución yn yntegram yo la pido en forma e 
juro a dios y a esta señal de cruz que no la pido 
maliciosamente, e sobre todo pido conplimiento de 
justicia para lo qual en lo necesario vuestro Real 
oficio ynploro e las costas pido e protesto. 

En la cibdad de avila a veynte e dos dias del mes 
otubre de myll e quinientos e diez y oclio añoz la 
presentó en el consejo de sus altezas al dicho licen- 
ciado pero Ruyz su procurador fiscal, e los señores 
del Consejo mandaron dar traslado a la otra parte e 
que responda al tercero dia no abiendo la conclu- 
syon e syn perjuicio del. 

Este dicho dia mes e año susodicho lo notifiqué 
a alonso Romano procurador del dicho almirante 
de las yndias. 



152. 



(Año de \^\^,—Mayo 22. Zaragoza.')— 'RteX Cédula al Presidente y Con- 
sejo ordenando que procedan en justicia contra los alcaldes y regidores 
de Puerto Kico que quitaron y quebraron las varas á un teniente de go- 
bernador y al alguacil mayor de la ciudad. — (-4. de Z, Pto. 1-1- Vu» 
Pza. 22, f ol. 20.) 



El Rey, Presidente, y los del Consejo de la Cató- 
lica Reyna mi señora y myos; sabed que a mi me 
ha sydo quexado diziendo que geronimo de merlo 
y francisco de córdova, alcaldes hordinarios de la 
cibdad de Puerto Rico, que es en la ysla de San 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 329 

Juan de las Indias del mar océano, y andres de 
haro 7 anton de sedaño y baltasar de castro y her- 
nando de moguero, Regidores de la dicha cibdad de 
Puerto-Rico, con poco temor de Dios y acatamiento 
de nuestra justicia quebraron y quitaron las varas 
de justicia a un teniente de governador y a un te- 
niente de alguacil mayor de la dicha cibdad, y que 
el proceso y ynformacion dello está ante vosotros; 
fueme suplicado e pedido por merced vos mandase 
que le viésedes luego por manera que semejante 
delito no quedase syn castigo, por ende yo vos 
mando que hagays y determineys en el dicho ne- 
gocio brevemente lo que halláredes por justicia, 
fecha en caragoca a xxii dias del mes de mayo de 
mili e quinientos e diez e ocho años — yo el Rey — 
por mandado del Rey, Francisco de los Cobos, 

En la villa de medina del canpo á ocho dias del 
mes de junio de mili y quinientos e diez e ocho 
años se presentó en el consejo de sus altezas, e los 
señores del consejo dixeron questán prestos de facer 
e cumplir lo que su alteza por esta su dicha cédula 
los envia a mandar, segund y como su alteza para 
ello lo mandase. 



153. 



<Año de 1519.— Marzo 9. Avila.')'-Alojiso Romano, en nombre del Almi- 
rante, pide le sea devuelta la Cédala original del Rey Católico que pre- 
sentó, quedando testimonio en el proceso.— (^. de I., Pto. 1-1-Vii> P^a. 5, 
fol. 67.) 



330 PLEITOS DE COLÓN. 



154- 



(Afío de 1520.— Mayo 17. Coruña.')—'Real Cédula haciendo merced al Al- 
mirante D. Diego Colón de 365.000 maravedises anuales pagados en la 
isla Española, en enmienda de lo mucho que ha gastado después que 
vino de las Indias, andando en Corte.— (J.. de Z, Pto. l-l-a/n,. R. 11.) 



El Rey— miguel de pasamonte nuestro tesorero de 
la ysla española y otro qualquier nuestro tesorero 
que fuere de la dicha ysla; yo vos mando que de 
qualesquier maravedís y oro de vuestro cargo, deys 
y pagueys al almyrante don diego colon, nuestro 
viso Rey, o a quyen su poder ovyere, y este pre- 
sente año desde el dya de la fecha desta my cédula 
fasta en fyn del y dende en adelante en cada un 
año quanto a mi merced y voluntad fuese, trescien- 
tos y setenta y seys mili maravedís de que yo le 
hago merced para su ayuda de costa, en alguna 
enmyenda y remuneración de lo mucho que a gas- 
tado después que vino de las yndias andando en 
nuestra corte y servicio e en equivalencia de lo que 
llevava a causa de la gente que se le solia librar, 
y dadgelos y pagadgellos y tomad su carta de pago, 
con la qual y con esta mi cédula y su traslado sy- 
nado de escrivano público, mando que vos sean 
recibidos y pasados en quenta en cada un año los 
dichos trecientos y setenta y cinco mili maravedís, 
siendo tomada la razón desta mi cédula por los 
nuestros oficiales que resyden en la cibdad de se- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 331 

YÜla en la casa de la contratación de las yndias, 
fecha en la coruña a diez y siete dias del mes de 
mayo año de mil y quinientos y veynte años. Es la 
sentencia trecientos y setenta y cinco mili mara- 
vedis— yo El rrey — por mandado de su magostad, 
francisco de los cobos. 

Este traslado se sacó de la cédula oreginal en la 
ciudad de santiago de la española a quatro dias del 
mes de abril de myll e quinientos e treynta años, 
de que fueron testigos a lo ver corregir, francisco 
barrasa e fernand suares, estantes en esta cibdad; 
diego cavallero, escrivano de su magostad. 



155. 



(Año de 1520.— jí/«yí> 17. Coruña.^— ^esd provisión ordenando la forma 
en que se han de proveer loa oficios en Indias por resultado de la vista 
de los privilegios del Almirante en el pleito pendiente. — (J.. de Z, 
Pto. l-l-Vii, Pza. 4, 2.», fol. 20.) 

Don Carlos, por la divina clemencia, etc.=por 
quanto ha mucho tienpo que en nuestro Real con- 
sejo se trata pleito entre nuestro procurador fiscal 
de la una parte, e don diego colon, almirante de las 
indias, de la otra, sobre algunas cosas quel dicho 
almirante pretendía aver e tener por virtud de sus 
previllegios concedidos por los Reyes Católicos 
nuestros padres abuelos, que santa gloria ayan, e 
de las sentencias en su favor dadas, lo qual fué por 
nos mandado ver e executar con mucha diligencia. 



332 PLEITOS DE COLÓN. 

e vistos los dichos privillegios e sentencias e otras 
cosas alegadas por el dicho almirante en su favor e 
todas las otras cosas que de derecho e de rrazon 
sobre ello se devia ver y examinar, e todo ello bien 
visto, esaminado, platicado e acordado, e consul- 
tado con nos, determinamos, declaramos, acor- 
damos, hordenamos et mandamos lo siguiente: 

Primeramente hordenamos, declaramos e man- 
damos, que cada e quando vacare algund oficio de 
rregimiento e fiel executor e jurado en alguna 
cibdad, villa o lugar de las indias e tierra firme 
del mar occeano al dicho almirante perteneciente, 
que entonces el dicho almirante don diego colon 
juntamente con el nuestro consejo rreal o juez de 
apelación que a la sazón residiere en las tales ínsu- 
las e provincias, puedan nonbrar e nonbren tress 
personas para el dicho oficio quales a ellos mejor 
paresciere, e nos proveamos del dicho oficio que 
asi oviere vacado a una de las dichas tres personas, 
qual nos quisiéremos e viéremos que mas cumple 
a nuestro servicio. 

Iten declaramos que en el dicho capítulo no se 
conphrenda ni entienda ser conprehendido el oficio 
de procurador, por que aquel queremos que pueda 
ser proveído e se provea por- el cabildo o ayunta- 
miento de las dichas cibdades e villas o lugares 
segund e de la manera que hasta aquí se ha hecho 
e gozado. 

Iten declaramos e mandamos que en el dicho ca- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 333 

pítulo no se conprehendan las escrivanias del nú- 
mero por que aquellas an de ser proveídas por nos 
sin nonbramiento del dicho almirante. 

líen declaramos e mandamos que en las dichas 
ínsulas et tierra firme e en las cibdades villas e lo- 
gares dellas donde se estiende el dicho almirantad- 
go, nos podemos nonbrar e criar e criemos e non- 
bremos alcaldes hordinarios, e en nuestro nonbre 
los elijan e nonbren los pueblos, como hasta aquí 
se ha hecho, los quales puedan conocer et conoscan 
en primera instancia do qualesquier causas asi 
ceviles como criminales pertenecientes a su jures- 
díccion. 

Iten declaramos et mandamos que los juezes ante 
quien se principiaren qualesquier causas en estos 
casos, que aquellos juezes las determinen, e hasta 
la sentencia definitiva no se puedan entremeter 
otros juezes si no fueren por apelación. 

Iten declaramos et mandamos que las sentencias 
que los dichos nuestros alcaldes hordinarios por 
nos nombrados dieren e pronunciaren, asi en las 
causas criminales como en las ceviles, se puedan 
apelar e apelen a los alcaldes nonbrados del dicho 
almyrante asi como nuestro visor rey. 

Iten declaramos et mandamos que las sentencias 
dadas por los dichos alcaldes nonbrados por el di- 
cho almirante como nuestro visorrey, se puedan 
apelar e apelen para delante los juezes de apelación 
por nos nonbrados en las dichas ínsulas y tierra 



334 PLEITOS DE COLÓN. 

firme para conocer e determinar las dichas causas. 

Iten declaramos e mandamos que de las senten- 
cias que los dichos nuestros juezes de apelazion 
dieren y pronunciaren, sea lícito e puedan apelar o 
suplicar para delante de nos, para que nos mande- 
mos determinar e determinemos las dichas causas 
por nos o por los del nuestro rreal consejo residen- 
tes en estos nuestros rreinos de castilla, con tanto 
que las cabsas sean de la cantidad que por nos está 
hordenada y mandada. 

Iten declaramos e mandamos que todas las pro- 
visiones que se expidieren e despacharen por el 
dicho almirante que obiere de despachar como 
nuestro visorrey, se espidan e despachen en nuestro 
nonbre e de nuestros subcesores por agora e por el 
tienpo futuro, y que las provisiones que se despa- 
charen por los alcaldes e oficiales del dicho almi- 
rante o qualquier executor de justicia que en las 
dichas yslas por ellos se haga, digan, yo fulano te- 
niente o alcalde de tal logar o ysla por el almirante 
e visorrey y governador por el Rey don caries f. 
emperador semper augusto e por la rreina dona 
johana nuestros señores, et después de sus dias por 
tal Rey e rreina que por tienpo fuere, como di- 
cho es. 

Iten declaramos e mandamos que demás de las 
dichas escrivanias de número que de suso está de- 
clarado que pertenece a nos la provisión, asimismo 
nos pertenecen las de todas las escribanías de con- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 335 

cejos de las cibdades e villas e logares e otras escri- 
vanias qualesquier de las dichas indias yslas e no al 
dicho almirante, pero que las escribanias del juz- 
gado del dicho almirante e de sus tenientes Alcal- 
des, que destas pertenesce la probision e nomina- 
ción al dicho almirante o a quien su poder ovyere, 
con tantto que aya de poner para el execucion de 
los dichos notarios, escrivanos nuestros e no de 
otra manera. 

Iten hordenamos et mandamos y declaramos que 
dicho almirante tiene derecho de governador e vi- 
sorrey asy en la ysla española como en las otras 
yslas quel almirante don Cristóbal colon su padre 
descubrid en aquellas mares e de aquellas islas que 
por su industria del dicho su padre se descubrieron, 
conforme al asiento que se tomó con el dicho almi- 
rante su padre al tienpo que se hizo la capitulación 
para yr a descubrir e conforme a la declaración 
que fué fecha por los del consejo en la cibdad de 
Sevilla. 

Iten declaramos e mandamos que pues dios crió 
los indios libres e no subjetos e obligados a nin- 
guna servidumbre, que de aqui adelante se guarde 
lo que sobre ello está acordado e determinado, 

Iten declaramos e mandamos que de aqui ade- 
lante no se diputen e nonbren visitadores con ju- 
resdiccion, sino solamente para que visiten los in- 
dios e hagan pesquisas si an fecho algunas cosas 
malas e contra nuestra fee, para que se aparten e 



336 PLEITOS DE COLÓN. 

abstengan dellas, e si hallaren algunos aver fecho 
e cometido algunas cosas ylicitas e proybidas, lo 
declaren e notifiquen a sus juezes conpetentes, para 
que sobre todo puedan congrua e devidamente 
proveer como mas convenga. 

Iten declaramos et mandamos que a cada uno le 
sea lícito y pueda acus¿ir al juez del dicho almi- 
rante si se tuviere por agraviado del e pretendiere 
aver hecho e perpetrado alguna cosa digna de cas- 
tigo y pu-nicion. 

Iten declaramos e mandamos que nos podamos 
nombrar e nonbremos comisarios que procedan 
contra el dicho almirante por via de Inquisición, y 
rrescibida la pesquisa, hagan conforme el proceso 
e lo remitan a nos o a los del nuestro consejo rreal 
para que nos sobre ello podamos administrar e ad- 
ministremos congrua justicia. 

Iten declaramos et mandamos que nos o quien 
nuestro poder para ello toviere podamos diputar 
et nombrar e nonbremos y diputemos Juez de resi- 
dencia que reciba residencia contra los juezes nom- 
brados e deputados por el dicho almirante e por 
virtud de sus previllegios constituydos, el qnal 
pueda a los dichos juezes suspender o quitar de sus 
oficios si a él bien visto fuere, con tanto que en lo- 
gar de los dichos juezes que asi fueren suspendidos 
o rremovidos el dicho almirante pueda nombrar y 
constituyr otros que usen la misma juresdiccion e 
oficios que usavan los suspendidos o rremovidos 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 337 

antes de su suspencion o rremocion e que no se 
pueda boiber las varas a aquellos hasta que hayan 
hecho la residencia. 

Iten declaramos e mandamos que contra el di- 
cho almirante no se tome rresidencia sino en los 
modos e formas expresadas en los capítulos antes 
deste. 

Iten declaramos y mandamos quel dicho almi- 
rante, si quisiere, pueda diputar e nonbrar una per- 
sona en la casa de la contratación de las indias, la 
qual asista con los tres oficiales por nos nonbrados 
e diputados en la dicha casa para ver lo que alli 
se haze en el trato et negociación de las dichas in- 
dias e tierra firme donde su almirantadgo se es- 
tiende, porque tenga cuenta e rrazon de lo que al 
dicho almirante pertenece, con tanto que la tal 
persona sea ydonea e suficiente e presentada e no- 
tificada a nos. 

Iten declaramos quel dicho almirante a de aver 
e le es devida la décima parte del oro e plata, per- 
las, piedras preciosas, e generalmente de todas las 
mercaderias de qualquier condición o nonbre que 
sean en las dichas ínsulas e tierra firme donde su 
almirantadgo se estiende, conpradas, trocadas, 
halladas, ganadas e ávidas conforme a la declara- 
ción que sobre ello se dio en Sevilla. 

Iten mandamos e declaramos que al dicho almi- 
rante no se deve ni ha devido aver décima de aque- 
llas cosas que nos recibimos e podemos rrescibir en 



22 



338 PLEITOS DE COLÓN. 

las dichas yslas e tierra firme por derechos de su- 
perioridad e dominio, en tal manera quel dicho al- 
mirante no debe aver décima de aquello que nos 
recibimos e podemos recibir a causa de las inpusi- 
ciones fechas o que de aqui adelante se hicieren 
asi como son gabellas que comunmente se llaman 
almoxarifadgo o otros servicios. 

Iten declaramos e mandamos quel tesorero por 
nos nonbrado y diputado en las dichas tyerras para 
cobrar e recibir nuestros derechos e la décima al 
dicho almirante de vida, no sea obligado a dar 
quenta e rrazon al dicho almirante ny a persona 
alguna por él nonbrada, pero quel dicho almirante 
tenga su acción para cobrar sus derechos por el 
rescibidos e que pueda el dicho almirante diputar 
e nonbrar una persona que intervenga juntamente 
con los oficiales por nos para ello nonbrados, en el 
recibir e tomar las quentas al dicho tesorero. 

Iten hordenamos e declaramos e mandamos que 
en las dichas ynsulas e tierra firme donde el dicho 
almirantadgo se estiende, no se pueden hazer ni 
hagan ayuntamientos generales sin intervención 
del dicho nuestro visorrey o de la persona por él 
nonbrada e de los del consejo, juezes de apelación 
por nos nonbrados, pero que los oficiales reales de 
las ciudades, villas e de los otros logares, seyendo 
llamados algunos buenos e provechosos varones de 
los mismos logares, sy a ellos bien visto fuere, 
puedan hazer e fagan ayuntamientos particulares 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 339 

para los negocios que tuvieren particularmente a la 
utilidad e provecho de los dichos logares. 

Todas las quales dichas cosas e cada una dellas 
segund e de la manera que arriba están declaradas 
e expecificadas, hordenamos, declaramos e manda- 
mos que del dia de la datta desta nuestra carta e 
declaración en adelante se guarde e cunpla e exe- 
cute como en ella se contiene e por esta nuestra 
carta o por su traslado sygnado de escrivano pú- 
blico mandamos al Illmo. infante don hernando 
nuestro muy caro y muy amado hermano e a los 
infantes, duques, perlados, marqueses, condes, 
ricos omes, maestres, de las hordenes e a los prio- 
res, comendadores e sub comendadores, alcaides de 
los castillos e casas fuertes e llanas e a los del nues- 
tro consejo, oydores de las nuestras audiencias, al- 
caldes, alguaciles de la nuestra casa e corte, e 
chancillerias, e a los del nuestro consejo e juezes 
de apelación, e al dicho nuestro almirante de las 
indias e a los governadores e alcaldes e otros qua- 
lesquier juezes e oficiales nuestros que agora e de 
a¡[ui adelante residieren en las dichas yslas e tierra 
firme e a los nuestros oficiales de la casa de la con- 
tratación de las indias que residen en la cibdad de 
Sevilla e a todos los gobernadores, juezes, regi- 
dores, alcaldes, alguaciles, cavalleros, escuderos, 
oficiales e omes buenos de todas las cibdades, villas 
e logares de las dichas ynsolas e tierra firme e des- 
tos nuestros reynos de castilla, e a cada uno e 



340 PLEITOS DE COLÓN. 

qualquier dellos e a otra qiialesquier personas de 
qualquier condición e estado, preheminencia o 
dignidad que sea o ser pueda a quien lo contenida 
en esta nuestra carta de declaración toca e atañe e- 
atañer pueda en qualquier manera, que la guardea 
e cunplan e executen en todo y por todo segund 
e de la manera que en ella se contiene e contiene 
el tenor forma della, e délo en ella contenydo no 
vayan ny pasen ni consientan yr ny pasar en tienpo 
alguno ny por alguna manera, e mandamos sa 
tome la razón desta nuestra carta por los nuestros 
oficiales que resyden en la cibdad de Sevilla en la 
casa de la contratación de las yndias e los unos ny 
los otros, etc., con enplazamiento en forma dada en 
la coruña xvii de mayo de dxx, refrendada de co- 
vos, señalada del Chanciller e del Presidente e del 
obispo de badajoz. 



156. 



(Año de 1520. — Agosto 23. Sevilla.) — Eeclamación y presentación de sú- 
plica y apelación de D. Diego Colón contra la sentencia en el pleito. — 
{A. de I., Pto. 1-1- V12, Pza. 7, fol. 50.) 



Yo Alonso de sopueria, escrivano de la Reyna e 
del Eey su fijo, nuestros señores, e su notario pú- 
blico en la su corte y en todos los sus Reynos e 
señoríos doy e fago fee e testimonio verdadero a 
todos los que la presente vieren, que nuestro señor 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 341 

honrre e guarde de mal, como el ilustre e muy 
manífico señor don diego colon almirante, visorrey 
e gobernador perpetuo de las yndias, yslas e tierra 
firme descubierta e por descubrir en el mar occeano 
por sus altezas, estando en la cibdad de Sevilla en 
jueves a la ora de tercia, veynte e tres dias del mes 
de Agosto año del nascimiento de nuestro salvador 
Jesucristo de mili e quinientos e veynte años, en 
mi presencia e del licenciado marcos de aguilar e 
de toribio Rodríguez e Jorje de acuña, que a lo de 
yuso se hará myncion, presentes que se hallaron 
por testigos, su señoría presentó e leer fizo a mi el 
dicho escrivano un escrito de reclamación e reque- 
rimiento e pidió serle dado por testimonio, que 
su thenor del qual es este que se sigue: 

Escribano público presente, dad por testimonio 
a mi don Diego Colon , Almirante , visorrey, 
governador perpetuo de las yndias, yslas e tie- 
rra firme descubierta e por descubrir en el mar 
océano por sus altezas, como digo, que antes e al 
tiempo que don Cristóbal Colon mi señor e padre 
que santa gloria aya fué a descubrir e descubrió 
las dichas yndias, yslas e tierra firme, él fizo 
cierta capitulación con los católicos Rey don fer- 
nando e Reyna doña ysabel de esclarecida memo- 
ria, los quales le dieron los dichos cargos y oficios 
de almirante, visorrey e gobernador perpetuo e a 
sus descendientes después del, con otras faculta- 
des, gracias e mercedes que le fizieron, segund que 



342 PLEITOS DE COLÓN. 

mas largamente se contiene en las cartas de mer- 
cedes e previllejos que de ello le otorgaron, die- 
ron e concedieron, después de lo qual, porque sus 
altezas me querían quebrantar y quebrantavan al- 
gunas cosas de las contenidas en los dichos mis pre- 
villejos, yo les he suplicado que me las manden 
guardar e cumplir, los quales sobre ello en la cib- 
dad de la coruña, ques en el Reyno de galicia, 
dieron ciertas declaraciones y limitaciones a los 
dichos mis previllejos, mercedes y facultades, al- 
gunas conforme a ellos, y otras contra ellos en mi 
perjuicio, y porque yo he tenido y tengo deseo de 
syempre servir y nunca enojar a sus altezas, y veo 
que no he podido ni puedo alcancar cumplimiento 
de justicia, y porque sy algunas cosas yo o mis des- 
cendientes o nuestros lagares tenientes en nuestros 
cargos e oficios usáremos conforme a las dichas 
declaraciones, que sean contra los dichos mis pre- 
villejos, e otras personas en nombre de sus altezas 
los usaren en nuestra faz, no sea visto consentirlo, 
por consentimiento espreso ni tácito, por ende, yo 
agora por entonces y de entonces para agora, digo 
que reclamo y contradigo la dicha declaración en 
quanto a sydo y es contra los dichos mis previllejos 
y qualquier cosa que yo o mis lugares tenientes o 
descendientes usáremos y u viéramos usado contra 
ellos en qualquier tienpo y por qualquier manera 
que sea, por quanto lo hago por fuerca y contra mi 
voluntad por acatamiento y temor de sus altezas. 




DOCUMENTOS INÉDITOS. 343 

protestando como protesto, que no me pueda parar 
ni pare perjuizio por ninguna forma ni manera en 
discurso de tiempo alguno y que yo o mis descen- 
dientes podamos pedir e requerir nuestra justicia 
en qualquier tiempo que la podamos alcancar, syn 
embargo de lo susodicho, y si necesario es, suplico 
e apelo de la dicha declaración quanto es contra 
los dichos mis previllejos y de qualquier cosa que 
por virtud de ella usaren o viere usar en contra los 
dichos mis previllejos, mercedes e facultades o 
contra qualquier cosa o parte de ello sea o ser pue- 
da para que por qualquier via que mas aya lugar 
de derecho yo o mis sucesores podamos pedir e pro- 
seguir nuestra justicia en razón del quebranta- 
miento de los dichos mis previllejos y capitulacio- 
nes y provysyones mercedes e facultades que de 
sus altezas tengo, y de como lo digo, reclamo y 
protesto, suplico y contradigo, pido a vos el dicho 
escrivano me lo deys por testimonio en manera 
que faga fee para que lo tenga para su guarda y 
conservación de mi derecho e de los dichos mis de- 
cendientes, e a los presentes ruego que de ello sean 
testii^os. Asy leydo el dicho escrito en la manera 
que dicho es, luego el dicho señor almirante don 
diego colon pidió a mi el dicho escrivano que le 
diese testimonio de la dicha reclamación para su 
guarda e conservación de su derecho e de los di- 
chos sus sucesores segund que pedido lo tiene. 
E yo él dicho Alonso de sopuerta escrivano su§o 



344 PLEITOS DE COLÓN. 

dicho que presente fuy a lo que dicho es, en uno 
con ios dichos testigos, de pedimiento del dicho 
señor almirante de berbo ad berbo, saqué el tras- 
lado del dicho requerimiento e reclamación, se- 
gund que ante mi pasó, e ge lo di y entregué, 
ques fecho el dicho testimonio en el lugar, dia, 
mes e año y con los testigos que de suso se faze 
myncion, e por ende fiz aqui este mió signo a tal 
en testimonio de verdad — Alonso de Sopuerta es- 
crivano. , í' 



157. 



(Año de 1520. — Agosto 29.) — Tratado de privilegios presentados ante los 
alcaldes de Sevilla para figurar en el pleito. — (Publicado en la Coleoc. 
de docum.inéd. de Indias, Primera serie, t. xxxvii, pág. 328, y en la 
Colecc. de Viajes de Navarrete, 1. 1, pág. 370.) 



158. 



(Año de 1524. — Abril 21.) — Kespuesta del Fiscal Licenciado Prado á la 
petición que presentó al Consejo el Almirante, opinando que antes de 
proveer cosa alguna responda á los puntos que señala. — (^A, de /,, 
Pto. 1 l-Vn, Pza. 4, Pte. 2, fol, 14 y 15.) 



Muy poderosos Señores: 

El licenciado de prado, vuestro fiscal, dize, que el 
almirante don diego Colon presentó ante los del 
vuestro consejo que entienden en las cosas de las 
yndias una petición de ocho capítulos con el tres- 
lado de la carta que se dio en valladolid a veynte e 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 345 

dos de marco de myll e quinientos e veynte e tres 
años, en que le mandaron al dicho almyrante e a 
sus oficiales que no usasen de ciertas cosas en la 
dicha carta contenydas, a la qual le fué respondido 
que el fiscal viese aquello e ynformase de lo que le 
pareciere que se debe apuntar en ello para que 
brebemente se probea lo que fuere justicia, et, con- 
pliendo lo mandado en la dicha respuesta dada á la 
dicha petición, dize que antes e primero que se 
responda a los capítulos de la dicha petición debe 
V. alteza probeer las cosas syguientes: 

Primeramente porque hasta agora en los proce- 
sos que se han tratado en vuestro consejo Real ny 
en el consejo de las yndias entre el dicho almy- 
rante y el fiscal contra el dicho almyrante se ha 
mostrado parte ny ha presentado ny mostrado es- 
criptura de testamento ny de donación ny otra es- 
criptura alguna por donde le pertenescian estos 
oficios de almyrante e viso Rey e gobernador ny 
la décima ny ochaba ny las otras cosas que pretende 
e pide, porque solamense están presentadas las es- 
cripturas de capitulación e prebillejos que se die- 
ron al almyrante don Cristóbal colon e asy mysmo 
la licencia que el Rey e Reyna católicos, que están 
en gloria, dieron al dicho almyrante don Cristóbal 
colon para hazer mayorazgo, pero no lo que por 
virtud della el dicho don Cristóbal colon fizo ny 
ordenó en vida ny en muerte; y por tanto conbiene 
y es necesario que ante todas cosas el dicho almy- 



346 PLEITOS DE COLÓN. 

rante don diego colon muestre e presente por do se 
muestre parte e que le pertenezca esto que pretende 
e pide. 

Lo segundo es como quiera que ha presentado 
los treslados de los prebillejos que se dieron al di- 
cho almirante don Cristóbal colon, pero aquellos no 
ha presentado oreginalmente, salvo los treslados 
que no son auténticos ny concertados con el fiscal, 
que le manden que los presente, muestre y hesiva 
oreginalmente porque los quyere bien ver y exa- 
minar por lo que conbiene a la justicia de vuestra 
corona Real. 

Lo tercero es que pues todas estas cosas que el 
dicho almy rante pretende e pide agora, aunque 
cahen dentro de los limites de las yndias, todas 
ellas con otras que están pendientes en proceso 
ante los del vuestro consejo Real e pues son de 
tanta calidad e gravedad que ba en ello a vuestra 
corona Real de castilla todo el estado de aquellas 
yslas e provincias de aquellas partes e las dichas 
yndias están unydas y encorporadas en la corona 
de castilla é león por concesión apostólica e los del 
vuestro consejo Real de Castilla pronunciaron sobre 
lo que el dicho almyrante pretende e pide agora la 
declaración primera e lo votaron en segunda yns- 
tancia en grado de rebista, que vuestra alteza sea 
servido que los dej. dicho vuestro consejo Real en- 
tiendan en la determynacion destos negocios, pues 
que todas estas cosas están ante ellos pendientes 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 347 

con otras muchas en el proceso de la dicha causa. 

Lo quarto es que para que esto que el dicho al- 
myrante pide e pretende aya la espedicion que me- 
diante justicia debe aver, que Y. A, mande al se- 
cretario francisco de los cobos que busque entre 
sus escrituras el parecer que los del consejo Real 
de Vra. Alteza ynbiaron a vuestra magostad a ga- 
ragoca o barcelona el año pasado de quynientos e 
diez ocho por que fué para sentenciarlo en grado de 
rebista, e también mande a garcía Ruyz de la mota, 
hermano del Obispo de palencia, defunto, que lo 
busque entre las escrituras que dexó el dicho 
obispo, porque los del consejo ynbiaron el dicho 
parecer a poder del dicho obispo, el qual el dicho 
fiscal ha pedido algunas vezes al dicho garcía Ruyz, 
e asta que éste se busque e se vea no se entienda en 
cosa alguna, porque si asy no se hiziere recibiría 
vuestra corona Real mucho perjuycio. 

Lo otro es que porque el dicho almyrante pre- 
tende quel ha de usar del almyrantazgo como los 
almyrantes de castilla porque dize que asy lo dizen 
los prebillejos y cerca de lo que han usado e de lo 
que pueden usar por razón del oficio del almyrante, 
los almyrantes de castilla ha mas de treynta años 
que se hizo proceso et pesquisa a pedimento de la 
cibdad de sevylla, en el qual está la declaración de 
lo en que pueden entender y en lo que no pueden 
conocer, que vuestra alteza mande a los herederos 
de alonso de marmol, escrivano que fué del consejo 



348 PLEITOS DE COLÓN. 

O a tomas del marmol su hijo, que sucedió en él, 
que busque este proceso e le trajga y entregue al 
dicho fiscal. 

Lo otro es que el año pasado de mili e quynyen- 
tos o mili e quynyentos e uno se tragieron al vues- 
tro consejo ciertos procesos por los quales constó e 
pareció que de fecho e contra derecho el almyrante 
don Cristóbal colon ynjustamente hizo ahorcar e 
matar a ciertos ombres en la ysla española e les 
tomó sus bienes, de cuya causa el Rey e Reyna ca- 
tólicos, de gloriosa memoria, se movieron a le man- 
dar venyr a esta corte detenydo e le quitaron los 
oficios de visorrey e governador; que mande Vues- 
tra alteza que estos procesos los busquen el dicho 
tomas de marmol e juan de vitoria, hijo de crispto- 
bal de Vitoria, escrivano del consejo, ante qujen se 
presentaron, o sy ellos no los tienen que ynbien a 
mandar a los oy dores de las yndias que fagan yn- 
biar los treslados destos procesos en manera que 
fagan fee y se entreguen al dicho fiscal. 

Todas estas cosas suplica que manden probeer 
antes, e primero que le manden responder a cosa 
alguna de las que pide e pretende el dicho almy- 
rante, mayormente que, como tiene dicho, están 
pedidas e deducidas en el proceso que está pen- 
diente en el consejo Real. 

En burgos, martes 19 de abril de mili quinientos 
veynte e quatro años, notifiqué al dicho almirante 
primero y segundo capítulo desta petición. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 349 



159- 

(Año de 152i.— Abril 22. Burgos.) — Poder otorgado por D. Diego Colón á 
favor de Femando Valdés, su camarero, para entender en el pleito.— 
(A. de Z, Pto. 1-1-6/12, Pza. 6, fol. 24.) 



160. 

(Año de 1524. — Alril 27. Valladolid.') — Traslado del testamento que 
otorgó D. Cristóbal Colón, primer almirante, é información de como se 
hallaba en poder de Pedro de Hinojedo que lo extendió. Declara Gaspar 
Vázquez que se halló presente al otorgamiento del dicho testamento 
porque vino con el escribano Hinojedo.. — {A. de 7., Pto. I-I-V12, Pza. 6, 
fol. 24.) 



161. 

(Año lb2i.— Alril 28. ^wr^-os.) —Memorial del Almirante D. Diego Colón 
diciendo ha sabido que después que vino de las Indias se han dado mu- 
chas provisiones que son contra su derecho. Pide traslado de ellas para 
que no le paren perjuicio. — (-á. de I., Pto. 1-1-Vii, Pza. 4, 2.% fol. 17.) 



162. 

(Año de 1524. — Agosto 17. Valladolid.') — Poder otorgado por D. Diego 
Colón á favor de Alonso Romano, Jaime Romano y Pedro de Peñalosa, 
como sus procuradores.— (J.. de 1., Pto. 1-1- Vii, Pza. 4, fol. 34.) 



163. 

(Año de 1524. — Agosto 19. Valladolid.) — Memorial del Almirante D. Diego 
Colón, exponiendo que no se ha respondido á los capítulos que anterior- 
mente presentó en desagravio, por lo cual los resume. — (J.. de Z, Pto. 
1-1-4/11, Pza. 4, 2.«, fol. 18.) 

El almyranfe de las yndias dize que por su parte 
se ovieron dado ciertos memoriales suplicando por 



350 PLEITOS DE COLÓN. 

remedio de algunos agravios que en absencia de 
vuestra magostad a recibido y por que le viene 
mucho daño e perjuycio en no le aver sydo a ellos 
respondido, resumyendo aquí la instancia de los di- 
chos memoriales, suplica mande ver los syguientes 
capítulos y le sea admynistrado su cumplimiento 
de justicia sobre lo en ellos contenido. 

Primeramente dize que los catholicos Reyes que 
en gloria sean, asentaron por capitulación y con- 
trato oneroso con el Almyrante su padre que sy ha- 
llase las dichas yndias que él y sus subcesores eger- 
citasen en su real nonbre toda la jurisdicion cevil 
y qrimynal, por lo qual, pues el Almyrante cunplió 
por su parte en hallar las dichas yndias, Y. magos- 
tad es obligado a cunplir por la suya dexándole 
exer citar la dicha jurisdicion syn poner otro juez 
de nyngund jénero o qualidad que sea, y sy el di- 
cho Almyrante a recibido agravyo en que se hayan 
puesto alcaldes hordinarios en los pueblos y jueces 
de apelación, para con dios como catholico y para 
con el mundo como Retísimo y grato príncipe, le 
deve mandar desagraviar, pues que de derecho se 
manifiesta que la sentencia por cuya virtud los di- 
chos jueces de apelación fueron criados, no le pudo 
parar perjuyzioni devió en tal caso ser efectuada, y, 
dado caso que fuera válida, no por eso le devía al 
dicho almyrante ser quitada su preminencia de re- 
sydir con ellos como viso Rey, pues que no solo en 
general se dice en sus previllejos que huse de las 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 351 

premynencyas y prerrogativas de los otros virreyes, 
pero particularmente se expresa q^ue pueda oyr e co- 
nocer de todas las cabsas asy de primera ynstancia 
como por via de apelación o synple querella, a lo 
qual no contradice la dicha declaración de Sevilla 
pues que las palavras della no se entienden a mas de 
que los tales juezes conozcan tan solamente de las 
apelaciones, de lo qual tanbien se ynfiere que aun- 
que o viera lugar de ponerse los dichos juezes no 
por eso pueden ny deven conocer de casos de corte 
ny menos de los tocantes ala jurisdicion de la mar, 
pues dellos no se haze memoria en la dicha decía-- 
ración y por expresas palabras se conzede el conocy- 
miento d ellas a los Almyrantes, remota omni ape- 
lationi^ para exercicio de la qual debe poner sus 
thenyentes y oficiales segund que lo rezan sus pre- 
villejos, pues seria ynposyble exercitarlo personal- 
mente en todas las partes do es necesario usar él 
dicho oficio de Almyrantadgo. 

Iten suplica que en la provisión de los oficios de 
governacion e regimiento de las dichas yndias se 
guarde lo capitulado con el Almyrante su padre 
donde se dispone que para cada qual de los dichos 
oficios el dicho Almirante elija tres personas y 
vuestra magestad nonbre y provea la una dellas que 
mas fuere servido, por que, demás de guardarse en 
esto justizia, serán por esta forma proveydos en per- 
sonas suficientes asy para servir a vuestra magestad 
como para la buena gobernación de las tierras. 



352 PLEITOS DE COLÓN. 

Lo tercero que suplica es que vuestra magestad 
le mande poner en posesyon de los oficios de Almy- 
rante e visorrey et gobernador de la tierra firme, 
asy de la parte que govierna pedrarias como de la 
que está hernando cortes, con todo lo demás que 
otras qualesquier personas en la parte de las yndias 
entiéndenlo en poblar, pues manyfiestamente le per- 
tenece porque aviendo su padre descobierto las ys- 
las e tierra firme circunvecinas a las dichas tierras 
y tomado dellas posesyon, fué visto tomalla en to- 
das las dichas partes lo contenido, porque fueron 
descubiertas por su yndustria y asy dizen sus pre- 
villejos que se le conceda todo aquello que desco- 
briere o por su yndustria fuere descobierto y dado 
caso que enesto oviese dubda, Ja qual no ay, los di- 
chos catholicos Reyes, por evitar semejable dubda, 
dizen que los dichos previllejos que le conceden los 
dichos oficios en todo lo descubierto y por desco- 
brir dentro de los límites de su almyrantadgo 
asygnándole los mysmos términos y límites quel 
sumo pontyfize ala Real corona de vuestra magos- 
tad señaló, es a saber todo lo que está al ocidente 
de una línea que pasa sobre las yslas de cabo verde 
y los azores queriendo que, pues todo ello por su 
cabsa y trabajo y yndustria adquiera abcion e se- 
ñorío, asy el en todo ello fuese gratificado. 

Lo quarto e último qiie suplica es que pues por 
el dicho contrato le fué hecha merced de la décima 
de todo lo que en aquellas partes se conprare, tro- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 353 

care, hallare, ganare y oviere, que vuestra mages- 
tad le mande acudir con la dicha décima entera y 
syn qiebro alguno no perm y tiendo que por Razón 
de nuevas cuide que a los moradores de aquellas 
partes les quyere hazer, le sea diminuydo el tal 
diezmo segund que al presente lo es, pues no cobra 
ny rescibe salvo de ciento uno y por tanto sy no 
se mandase remediar esto y todo lo otro por el su- 
plicado, de mas de no quedalle renta ny adminis- 
tración de oficios, la dicha merced y capitulación 
parecería frustratoria y que no tovo mas eficacia 
de hazer el dicho Almyrante su padre pusyese el 
trabajo y yndustrya de su persona y parte de los 
dineros y costa que fué necesaria para ganar las 
dichas yndias y que después de ganadas le excluya 
de la parte que le perteneze con nuevas ynterpre- 
taciones, lo que no se deve pensar de tan catholicos 
príncipes cuyos previllejos syenpre se ynterpretan 
en augmento y favor de quien con tan justo título 
los ovo ganado, y por tanto, pues el dicho almy- 
rante no tyene otro refugio syno a dios y a vuestra 
magestad, humilmente le encarga su cathólica con- 
ciencia demandando su justicia y que.no permita 
que sea despojado de su honrra y oficios y hazienda 
segund que al presente lo está contra el thenor de 
los dichos asyentos e previllejos. 

Visto en valladolid, 19 de Agosto de 1524 años, 
se vid en el consejo de las indias y los señores del 
consejo mandaron dar traslado al linceciado de 

23 



354 PLEITOS DE COLÓN. 

prado, fiscal, y que dentro de tercero dia responda. 
Este dicho dia, mes e año susodicho se notificó 
al dicho licenciado en su persona. 



164. 



(Año de 1524:. —Agosto 22. Vallad olí d.)--M.emoTÍal del Almirante D. Diego 
Colón pidiendo que se resuelvan desde luego los puntos principales de 
sus peticiones aunque los otros se demoren.— (^. de I., Pto. l-l-*/ii, 
Pza. 4, 2.«, fol. 19.) 



165. 



(Año de 1524. — Septiembre 2. Valladolid.) — Petición del Fiscal licenciado 
de Prado contra los memoriales y peticiones de D. Diego Colón, que 
envuelven nuevos pleitos sin estar fenecidos los primeros, — (J.. de /., 
Pto. l-l-Vu, Pza. 4, 2.», fol. 24.) 



El licenciado de prado, vuestro fiscal, respon- 
diendo a la petición presentada por el almyrante don 
diego colon a xix de Agosto deste año de veynte e 
quatro cuyo tenor aqui no repito por escusar pro- 
lixidad, digo que sy el dicho almyrante tiene volun- 
tad que ayan fin estos negocios, non devia ny deve 
pedir como- pide que se determine solamente sobre 
los quatro capítulos en la dicha petición contenydos, 
pues sabe muy bien que asy sobre aquellos como 
sobre otros mas de treynta capítulos se ha litigado 
e contendido en j uycio entre el dicho almyrante e 
vuestro 'fiscal, sobre los quales se ha fecho largo 
proceso e está dada primera sentencia, de la qual 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 355 

por petición del dicho almyrante e del dicho fiscal 
fué suplicada e en grado de suplicación, e con- 
cluso el proceso fué visto por los del vuestro Real 
consejo y dieron en él sus votos e parecer e se en- 
vió á V. alteza en forma de consulta para determi- 
narse la causa por segunda sentencia en grado de 
revista y porque este parecer e votos non se falla 
ni parece no se ha dado la segunda sentencia en 
grado de revista e pues la causa de no fallarse el 
dicho parecer e votos non es mia, puédese bien 
proveer las cosas, que fechas las diligencias pedi- 
das para que parezca, en el caso que después de 
fechas non se fallare, se torne a ver el proceso e se 
determine conforme a justicia e derecho, e desta 
manera se acabarán de una vez todas las diferen- 
cias e pleitos que son entre el dicho almirante y el 
dicho fiscal, porque las otras formas que ha tenido 
el dicho almirante sacando los negocios de su curso, 
mas son suscitadoras de nuevos litigios e pleytos 
que para acabar e fenecer los comencados, e esto 
digo por la declaración que el dicho almirante 
procuró e gano en la coruña por cámara sobre estos 
negocios que agora nuevamente es venida a mi 
noticia, la qual, fablando con el acatamiento de- 
vido, digo que no valió ni vale de derecho e es 
ninguna, e sy necesario es, yo suplico della y digo 
que es ninguna e deve ser por tal pronunciada e 
revocada por todas las causas de nullidad e agravio 
que della e del proceso de la causa se pueden e 



356 PLEITOS DE COLÓN. 

deven colegir; e por las siguientes: lo uno por que 
la dicha declaración que mas propiamente los de- 
rechos llaman sacra fusión, no se puede ni áevió 
dar sobre pleyto pendiente y dada no valió, y el 
ympetrante no puede ni deve gozar de lo en ella 
contenido y yncurre en otras penas en derecho es- 
tablecidas, lo uno por que se dio sobre cosas liti- 
giosas que es otro vicio por el qual los derechos 
anullan los escriptos, lo otro porque en ella no se 
hace mincion del estado en que estava el pleito ni 
de como estava visto e votado por los del buestro 
consejo e que por los dichos votos ya estava dere- 
cho adquirido a la una de las partes; lo otro por 
que contrae otros vicios de obrreccion e surrección; 
lo otro porque carece de algunas non obstancias 
que le pudiera dar fuerca para estinguir la lite; por 
los quales vicios e defettos e por los otros que de 
derecho mejor pueden e deven aver logar, la dicha 
declaración no valió ny vale ny aprovecha al dicho 
almirante ny enpece al dicho fiscal ny a vuestro 
dicho; lo otro porque por ella declara ser visorrey 
el dicho almirante no le pertenesciendo como no le 
pertenesce el dicho oficio, porque atenta la capitu- 
lación primera que fué fecha con el almirante don 
cristoval el dicho oficio de visorrey e governador 
le fué concedido por su vida como a yndustria per- 
sonal y por le dar onor, y no para sus herederos, y 
por eso en la capitulación no se hizo en esto men- 
ción de herederos como se fizo en las otras cosas 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 357 

que se le dieron para el y para herederos, e asy por 
muerte del dicho don cristoval colon espiró y fe- 
nezió el dicho oficio e no pasó en heredero, y a esto 
enpece dezir que fué visto repetirse lo de los here- 
deros por que es capítulo que se sigue y comienca, 
otro sy etc., después de lo del almirantadgo en que 
se hace mención de los herederos porque esta 
dicción, otro sy, non es continuativa ni repetitiua 
por que segund como uso e plática de fablar en 
estos rey nos esta dicción, otro sy, no tiene el seso 
ni entendimiento que la dicción, y ten, por que la 
dicción, yten. parece continuativa y la otra dic- 
ción, otro sy, parece que tiene alguna diferencia y 
que no ynporta que la dicha dicción, yten, pero 
ora sean una misma dicción o ynporte el seso que 
la otra, digo que entonces estas dicciones son conti- 
nuativas o repetitivas de la pasada quando la ora- 
ción puesta de baxo del yten o del otro sy non es- 
toviesen perfectas e acavadas, pero estando acaba- 
das e perfectas no ovran repetición ny continua- 
ción de lo presedente, y que sea oración perfecta e 
acavada la del capítulo otro sy donde se fabla del 
oficio de visorrey e governador, de si mismo parece 
y de la calidad del oficio, porque de su natura era 
e es oficio tenporal o ad vitam y por eso no ovo ne- 
cesidad de declarar mas en el y sy mas fuera la 
voluntad de los contrayentes deviérase declarar es- 
pecíficamente, porque en aquellas cosas que son 
dignas de especial nota si no se notan e espresan 



358 PLEITOS DE COLÓN. 

quedan esclusas e non concisas, y ansy, pues non se 
fizo espresa y especial mención de herederos en el 
dicho capitulo, fué e es visto de derecho que por la 
muerte del dicho don Cristoval Colon espiró el 
oficio y non pasó en herederos ny menos obsta 
dezir que por otros privilegios se faze mención de 
herederos y que por eso pasa a los herederos por 
que los privilegios donde se faze mención de he- 
rederos son confirmaciones de la dicha capitula- 
ción que se fizo en santa fee, donde no se fizo me- 
moria de los herederos y las confirmaciones no 
pueden obrar ny tener mas fuerza que lo confirmado, 
e sy se dixere que por los dichos privilegios se faze 
nueva concesión de lo estender a los herederos, digo 
que vistas las datas de los dichos privilegios y la 
data de la bulla de alexandre en que se concedió a 
los Reyes de Castilla las dichas yndias e las unió 
e yncorporó en los dichos Reynos, se fallara que 
los dichos privilegios e estensyon se fizieron des- 
pués que por la dicha bulla fueron las dichas yn- 
dias dadas e unidas al Reyno de Castilla e que por 
eso los privilegios que después de unidas a los di- 
chos Reynos se concedieron han e deven ser regu- 
lados e regidos e determinados por las Leyes del 
Reyno a quien se dieron e concedieron e unieron, e 
que atenta la disposición de las dichas leyes del 
Reyno de Castilla, no se pudieron ny pueden con- 
ceder semejantes oficios de jurisdicción para here- 
deros ny yn perpetúan por merced ny por via de 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 359 

contrato en remuneración de servicios, e la tal 
concesyon no vale e se torna en merced y conce- 
syon de por vida, e por eso digo que la concesión 
fecha por los dichos privilegios al dicho don cris- 
toval Colon asy por la capitulación como por esta 
otra cabsa, espiró por la muerte del dicho don Cris- 
toval y non pasó en herederos, y teniendo por cierto 
e verdadero que no pasava en herederos y que la 
concesión fué temporal por los escesos que el dicho 
don Cristóbal colon en su tiempo fizo, el Rey e 
Reyna catholicos pusieron governador en las dichas 
yndias y nunca mas le estuvieron visorrey ny gelo 
llamaron. 

Lo otro porque de derecho quando quiera que el 
previlegio aunque fuese fecho en fuerca de contrato 
comienca a ser nocivo se puede modificar o revocar, 
pues ser nocivo a la corona Real destos Reynos e 
a los Reyes e sucesores dellos que sea visorrey per- 
petuo uno en las yndias y sus sucesores para 
syenpre, no ay niguno de sano seso que lo pueda 
ignorar y la esperiencia lo a mostrado e muestra, e 
para que se pueda bien ver e conoscer el daño, su- 
plico a V. alteza ínande leer esta Relación que de 
las Yndias me enviaron de las cosas que dicho al- 
mirante nuevamente a fecho e faze, todo ello en per- 
juicio de V. Real preheminencia, e de los oydores 
de la audienzia que en vuestro nonbre alliresyden, 
y por ellos verá V. alteza quan nocivos e dañosos 
son sus privilegios a vuestra preheminencia e co- 



360 PLEITOS DE COLÓN. 

rona Real sy no lo provee e remedia vuestra alteza 
mediante justicia, y las unas cosas dize que pueda 
ser el dicho almirante como almirante nunca avien- 
dolas usado ny acostumbrado azer el ny su padre, 
y las otras dize que las puede azer como visorrey y 
aun por su misma petición dize que mande V. al- 
teza determinar e declarar sobre el articulo, que no 
puede en perjuyzio de su diezmo V. alteza dar esen- 
ciones a los pobladores e vecinos de las Yndias, 
siendo esto una de las cosas que pertenescen á V. 
alteza enseñar de syn guiar previlegio por razón de 
la superioridad y que de derecho por el bien uni- 
versal de una patria como aquella, V. alteza por el 
bien común puede perjudicar al particular en espe- 
cial que por el beneficio de la tierra e pobladores 
della, V. alteza pierde de sus derechos siete por lo 
qual dicho almirante abentura a perder uno; y pues 
todas estas cosas son tan nocivas, V. alteza mande 
inponer ley perpetua e ynviolable sobre todo para 
agora y para in futurum porque syno se remedia, 
V. alteza ninguna cosa de superioridad le que- 
dará en las indias; por que pido y suplico a V. al- 
teza mande determinar todos estos negocios junta- 
mente por justicia e con brevedad y non desmen- 
brados como el almirante pide, pues que sobre todos 
ay procesos y está en ellos alegado el derecho de 
las partes y que no permita ni consienta tantas no- 
vedades en perjuycio de vuestra preheminencia e 
de vuestro derecho e de la Corona Real destos 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 361 

Eeynos y de la pendencia del diclio pleyto y pido 
revocación de todo por la mejor forma e manera que 
puedo e devo en cumplimiento de justicia. 

En valladolid a dos dias del mes de Setienbre de 
mili e quinyentos e venyte e quatro años en el Con- 
sejo de las yndias presentó esta petición el licen- 
ciado de prado, fiscal, y los señores del consejo man- 
daron que se dó traslado al almirante y se le notifi- 
que que responda a tercero dia y concluya y que 
nonbre procurador con quien se hagan los abtos 
deste proceso y sy no lo nonbrare lo cite en forma. 



1 66. 



(Año de 1524. — Septiemhre 2. Valladolid.) — Relación presentada por el 
fiscal de las cosas que se han innovado por el Almirante, después que 
llegó á las Indias contra lo que se solía j acostumbraba hacer y contra 
lo que está proveído por el Eey Católico j por S. M. — (^A. de J., Pto. 
1-1-Vii, Pza. 4, fol. 27.) 



Primeramente luego como vino en el puerto é 
puertos desta ysla e de las yslas de San Juan e Cuba 
puso teny entes de almyrantes los quales traben 
vara de justicia e oyen e determinan todos los 
pleytos e diferencias que hay entre los mareantes é 
finalmente de todas las cosas que les piden contra 
los que han venido e vienen por la mar aunque las 
contrataciones se hagan en tierra. 

En el puerto desta cibdad demás de aver el dicho 
teniente de almirante, ay un alcalde déla mar que 



362 PLEITOS DE COLÓN. 

oye y determina, aciendo abdiencia hordinaria- 
mente cada un día, del qual cuando se apela se apela 
para el dicho teniente de almyrante. 

Los tales tenientes de almirante e alcaldes déla 
mar tienen sus alguaciles y escrivanos y mandan 
prender y soltar e entremétense entonces en el co- 
noscimiento de las causas, que asy no dejan a los 
hordinarios alcaldes en que entender, porque de 
qualquier persona que aya venido por la mar que 
le quiera pedir o demandar oyr e determinar di- 
ziendo pertenecerles el conoscimiento délo tal aun- 
que los contratos e diferencias ayan pasado en tierra. 

Llevan los tales tenientes e alcaldes déla mar 
muchos e desaforados derechos diziendo pertenes- 
cerles por razón del dicho almirantadgo porque 
ninguno aunque sea vezino encarga cosa alguna 
aun que sea para descargar en otro puerto déla 
misma ysla. no deja de pagar los dichos nuevos de- 
rechos e ynpusiciones de almirantadgo, alliendede 
lo qual llevan otros muchos derechos asy los algua- 
ciles como escrivanos, syendotodo nuevamente hor- 
denado e fecho e no soliendo aver los dichos te- 
nientes de almirante ny menos llevarse los dichos 
derechos e azersele las otras novedades que ha fecho 
e fazen, lo qual todo ha sydo y es en mucho daño e 
perjuicio destas yslas e partes de los que en ellas 
abitan e contratan e aun perjuizio déla jurisdicción 
Keal; devese de procurar de S. mag. lo remediase 
mandando al dicho almyrante repusiese luego lo 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 363 

que asy a y no vado, quitando los dichos tenientes e 
derechos sin mas los poner, e usase del dicho cargo 
de almirante segund e como su padre y el lo usaron 
e guardaron fasta que agora nuevamente vino de 
castilla que ha fecho e ynovado lo susodicho. 

Otro si las apelaciones que de los tales alcaldes de 
la mar se ynterponen, no las quiere otorgar ny otor- 
ga salvo para ante los tenientes de almirante, e las 
que se ynterponen de los dichos tenientes no las 
quiere otorgar ny otorga salvo para ante el dicho 
almirante e no para el Audiencia Real, diziendo é 
afirmando que la dicha Audiencia no tiene supe- 
riodidad en grado alguno para conoscer por via de 
apelación, ni en otra manera alguna de las apela- 
ciones que se interpusieren de los dichos alcaldes e 
tenientes ni del dicho almirante salvo el dicho al- 
mirante en grado de suplicación, e que antel se han 
de fenecer e acabar las dichas causas. 

Y cuando algunos apelan de las tales condena- 
ciones e sentencias que se ynterponen de los dichos 
alcaldes e tenientes para el abdiencia Real, toma el 
dicho almirante al escrivano ante quien pasan los 
tales procesos originales sin ios querer dar aun que 
por parte de la dicha abdiencia se piden, de manera 
que los litigantes y los negocios resciben mucho 
daño e perjuicio, e ala dicha abdiencia se faze 
mucha ofensa e desacatamiento; conviene que su 
majestad lo mande proveer y que en caso que aya 
de a ver alcaldes o tenientes déla mar, otorgue las 



364 PLEITOS DE COLÓN. 

tales apelaciones para ante la audiencia, porque no 
se sufre en ninguna manera del logar a otra cosa. 

Yten los presos que asy por los alcaldes e tenien- 
tes de almirante se puede e están presos, no consiente 
el dicho almirante ny da logar a que los oydores los 
visiten en la visitación de la cárcel ny que se les de 
la cabsa e ynformacion de su prysion disciendo que 
no tienen que ver en los tales presos ny en las causas 
dellos, sobre lo qual ha ávido e ay diferencias; con- 
viene que S. mag. lo provea. 

Otro sy en quanto a lo que toca a la abdiencia 
Real e oydores della, el dicho almirante como viso- 
rrey pretende ser superior de la dicha audiencia e 
poder conoscer e desagraviar como virrey a los que 
se agravian e suplicaren de los oydores de la dicha 
audiencia para antel, disciendo ser el en todo su- 
perior a la dicha audiencia ynferior, lo qual sy asy 
oviese de ser, muy poca o ninguna nescesydad 
abria que S. mag, tuviese aquella abdiencia ny 
oydores, porque mas principalmente para con el y 
para los que se quejan de los agravios que les faze 
es menester la dicha audiencia que no para otras 
cosas; en esto conviene mucho que S. mag. lo 
mande proveer dando autoridad a la dicha audien- 
cia para que tenga superioridad e poder e mando 
contra el dicho almirante asy en lo que fiziere e 
determinare como tal juzticia o que lo que fiziere 
como virrey e en otra qualquier manera. 

Algún tienpo después quel dicho almirante vino, 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 365 

por consejo del licenciado figueroa, determinó de 
hazer abdiencia como virrey en su casa tres dias en 
la semana, oyendo peticiones por mui poderosos se- 
ñores y despachando, perdonando, etc., estando el 
dicho licenciado figueroa asentado a su lado como 
su asesor, proveyendo e despachando todas las pe- 
ticiones e negocios el dicho licenciado. 

De mas de lo qual mandó a pregonar como avía 
de fazer la dicha audiencia como virrey e conoscer 
de todos los casos de corte e de los que demás se 
ofreciesen disciendo pertenescerle a el el conosci- 
miento e determinación dellos e no a otra persona 
alguna. Sobre lo qual por parte de los oydores de 
la dicha abdiencia se mandó dar un otro pregón 
disciendo que los dichos casos de corte pertenescían 
el conoscimiento e determinación a la dicha ab- 
diencia real por provisión e comisión de S. mag. e 
no a otro juez alguno, sobre lo qual entre los dichos 
oydores y el dicho almirante ovo muchas diferen- 
cias en quel dicho almirante envió una su provi- 
sión despachada por don carlos sellada con el sello 
real en que mandava a los dichos oydores so gra- 
ves penas que repusyeren el dicho pregón e lo 
que pasó fué que la dicha abdiencia e el dicho al- 
mirante podían conoscer de los dichos casos de 
corte aviendo logar, prevención, etc. 

Iten el dicho almirante pretendiendo como dicho 
es ser superior de la dicha abdiencia dio una su 
provisión por don carlos con el sello real en que 



366 PLEITOS DE COLÓN. 

manda a los juezes e oydores della que no criasen 
executor alguno para executar sus mandamientos, 
antes lo diesen a executar a diego mendez su al- 
guacil mayor, a lo qual se le respondió lo que de 
antes escrivi respondido, diziendo que la abdiencia 
por provisión e ordenancas del Rey cathólico po- 
día criar un executor e los que mas fuesen menester 
cada e quando a los dichos juezes paresciese e qui- 
siese, avia usado e guardado, de manera que quando 
veía que era menester criar executor lo criava e 
que quando no, cometía las execusiones a los al- 
guaciles mayores e que así lo entendía continuar e 
a faz después les está asy mandado por su alteza, 
sobre lo qual el dicho almirante dio una otra su 
sobre carta despachada por don caries con su sello 
real mandando so graves penas que se ficiese e 
cumpliese lo que avía de antes mandado segund 
por la dicha sobre carta paresce, la qual original- 
mente se envía á S. M.; de ve lo su alteza mandar 
proveer mau dando quel dicho almirante mande los 
tales mandamientos pues no tiene jurisdicción ny 
poder para ello, mandando e proveyendo asy mismo 
que conforme a la provisión e ordenancas e de la 
dicha abdiencia, a los que fasta aquí se ha fecho 
los dichos oydores nonbren e crien executor parti- 
cular quando vieren que es menester, porque en 
otra manera no se podrían bien cunplir ny executar 
sus mandamientos. 

Iten ha dado una otra su provisión despachada 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 367 

por don carlos en que manda a todas las justicias 
desta cibdad e ysla que no cunplan ny obedezcan 
los mandamientos ejecutorios de la dicha abdiencia 
sy no fueren refrendados de diego mendez alguacil 
mayor. 

Iten dio una otra su provisión despachada por el 
mismo título e sello en que manda cédula y man- 
damientos a los oydores de la dicha abdiencia que 
se ynibiesen e no conosciesen, so graves penas, de 
ciertos pleitos que por parte desta cibdad de santo 
domingo con el dicho almirante se tratavan sobre 
que e por fuerza tomava el quinto de los esclavos 
que se traian rescatados por los vezinos e armadores 
desta cibdad e ysla de la costa de tierra firme e de 
otras partes, diciendo petenecerle, no lo habiendo 
jamás llevado ny menos perteneciéndole, especial- 
mente que esta ysla tiene merced de S. mag. del 
dicho quinto e ya que algo le pertenesciese, no lo 
avía de tomar por fuerca ny por su abtoridad, etc., 
allende de lo qual mandava en la dicha provisión 
que ningunas justicias e alguaciles fiziesen lo que 
por los dichos juezes les fuese mandado segund todo 
mas largamente en la dicha provisión en la que 
sobre ello pasó se contiene, que se envía a S. mag, 

Iten dio una otra su provisión en que en cierta 
forma e manera perdonava a Antonio flores ciertos 
delitos de que avía sido e estava acusado del tienpo 
que tuvo cargo de alcalde mayor en la ysla de cu- 
bagüa e costa de las perlas, siendo delitos graves e 



368 PLEITOS DE COLÓN. 

aun estándole fecho cargo de las que la residencia 
que contra el se tomava, en la qual dicha sentencia 
de perdón mandaba a los dichos juezes oy dores e a 
otros qualesquier juezes que no prosediésemos con- 
tra el por quanto el le avía perdonado de su propio 
motivo e poderío asoluto, etc., segund que por la 
dicha provisión parescerá la qual se envía á S. mag. 

I ten dio una otra su provisión, despachada por 
sus tenientes de visorrey, ablando por don carlos e 
sellada, en que manda que la merced por su alteza 
fecha a esta yslapara que no pagase, salvo el diezmo 
del oro que se cogiese, no se guardase ni cumpliese, 
por quanto era en perjuicio de su visorrey e contra 
sus privilegios. 

Iten todos los despachos de qualquier calidad e 
condición que sean en poco o en mucha cantidad, 
los despacha por don carlos e con el sello real y 
otras veces poniendo encima el Rey, e dize que los 
tales depachos e que lo a ellos tocante e la abdien- 
cia en grado de apelación ny de fuerca ny en otra 
manera alguna no se puede entremeter a conocer 
ny oyr los querellados, diziendo que todo lo qual 
provee e despacha es como lo que provee la persona 
de S. mag. e que no tiene superior alguno salvo 
que el que se syntiere agraviado puede suplicar 
ante el. 

Iten como tal visorrey provee de las escrivanías 
que nuevamente vacan e cria escrivanos de nuevo 
e recibe renunciaciones de escrivanos e los provee, 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 369 

dando a todos títulos de los tales oficios por don 
Carlos, etc. 

Iten provee como visorrey de los regimientos e 
ofizios que vacan asy en esta ysla como en las otras 
yslas criando de nuevo asy mismo regidores e res- 
cibiendo asy mesmo renunciaciones de regimientos 
6 de otros oficios e proveyéndolos de nuevo a otras 
personas. 

Iten sy alguno tiene título de su magestad de 
alguna escribanía e se le manda que dentro de 
cierto tienpo envíen por la confirmación a su al- 
teza, el dicho almirante suple e confirma el dicho 
título sin que aya de yr e vaya a S. mag. ny a los 
del su consejo, diziendo todo poderlo facer e perte- 
nescerle como visorrey. 

Iten a las dignidades, calongias, raciones, e otros 
veneficios que vacan, pertenesciendo a su mag. en 
derecho de presentar el dicho almirante como vi- 
rrey, presenta a las tales dignidades e calongias a 
las personas que quiere mandando e encomendando 
al Obispo que les instruya e críele las dichas dig- 
nidades e veneficios que asy presenta. 

Iten como Virrey da espera a los deudores que 
algo deven a S. mag. alargándoles el tienpo e 
mandando que no les pidan ny demanden lo que asy 
deven fasta que sea cunplido el dicho nuevo tienpo 
que les dá. 

Iten pone el dicho almirante tenientes de virrey, 
los quales despachan por don caries e poniendo 



370 PLEITOS DE COLÓN. 

encima el Rey, e asy dexó a doña maria de ioledo, 
su muger, dándole poder e provisión por doñearlos 
para usar el dicho oficio e mandando a los gover- 
nadores e justicias que por tal la tengan e ovedezcan 
y asy se ha fecho. 

Iten el dicho almirante como virrey despachando 
por don caries a fecho e hace merced de juro de 
heredad para syempre jamas en contias de mara- 
vedís en la renta real, dando sus cartas e previle- 
gios e mandando a sus contadores que lo asyenten 
en sus libros e a sus thesoreros que lo paguen, asy 
como la fizo con anton de villasante, al qual hizo 
merced de doscientos mili maravedís de juro en 
cada un año en las rentas de bálsamo e otras drogas 
que en esta ysla aya e oviere, 
í . Iteu estando mandado e proveído por el Rey ca- 
tholico que las licencias que se oviéren de dar para 
yr a rescatar esclavos, guanynes e perlas e otras 
cosas, se de por la consulta, el dicho almirante solo 
las da syn lo comunicar ny dar parte a la consulta, 
dando la tal licencia e licencias a personas parti-, 
culares, asy como a sus criados e a otras personas 
muchas, de las quales las han vendido e varatado e 
lo mismo hazen en el enviar yndios e esclavos a 
las perlas a pescarlas. 

Iten de los esclavos qué se traen resgatados por 
los armadores e vezinos de esta ysla e por otros 
qualesquier que sea, toma el dicho almirante al- 
gunas vezes el diezmo del todo e otras vezes el 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 371 

diezmo del quinto no pertenesciéndole e sin pagar 
cosa alguna lo toma por su propia abtoridad e por 
fuerca siendo nueva ynquisicion e no lo ha fecho 
ny llevado fasta agora e estando fecha merced del 
dicho quinto a esta ysla de los dichos esclavos por 
el Rey catholico por los muchos gastos que en los 
traer se haze, sobre lo qual ha ávido pleito entre la 
cibdad e el dicho almirante e sobre ello did la pror 
visión ynivitoria de que de suso se haze mención 
segund que todo se envia a S. mag. 

Iten nuevamente no consiente que salga ninT 
guno desta ysla para otras yslas ny para los reynos 
de castilla syn su licencia, la qual no se da ny al- 
canza por todos salvo por los que lo vien pagan, 
llevándose muchos cohechos e derechos demasiados 
por sus escrivanos e oficiales, todo contra lo pro- 
veydo e mandado por el Rey catholyco e contra lo 
que fasta agora se ha fecho e acostunbrado que es 
que llevándose derechos del thesorero de S. mag. 
de como no de ve nada a su alteza pueda yr dond^ 
quisiere libremente; procede que S. mag. provea e 
mande que se guarde lo que se solia guardar e que 
en caso que aya necesidad de mas licencias, que se 
de libremente sin cohecho y derechos algunos. 

Iten porque su alteza mandó que los y n dios qu^ 
vacasen fuesen libres, páreselo al dicho almirante, 
juezes e oíigiales, que los tales yndios que vacasen 
se diesen en tutela por toda la consulta o por los 
que en ella se hallasen fasta que otra cosa su alteza 



372 PLEITOS DE COLÓN. 

proveyese e asy se asentó en el libro de la consulta 
e se escrivió a su mag. sin enbargo de lo qual el 
diclio almirante por sy solo e sin la dicha consulta 
los encomienda e da en tutela a quien quiere e se 
le antoja e aun, lo que mas e peor es, que los que 
una vez están dados en tutela por la dicha consulta 
los quita e remueve e da de nuevo a quien se le 
antoja, de manera que en lo tocante a los dichos 
yndios, syn myrar lo que su alteza tiene proveído e 
mandado e está proveido, faze libremente lo que 
quiere e se le antoja. 

Iten estando mandado e hordenado por el Rey 
catholico que tres dias en la semana el dicho al- 
mirante juezes e oficiales se junten en la casa de la 
contratación en consulta a platicar las cosas que al 
vien de sus partes convengan, el dicho almirante 
no se ha querido ny quyere juntar, antes el solo se 
las haze e provee, e lo que mas e peor es, sy al- 
gunas cosas se fazen e proveen en la dicha consulta, 
el las desprovee e manda e provee lo contrario por 
sy solo diziendo que no ha de aver mas consulta 
ny mas proveimiento de lo que el mandare e que- 
siere, lo qual es en mucho daño e perjuicio destas 
partes y deservicio de S. mag. e contra lo horde- 
nado e proveido como dicho es. 

Iten estando como está por S. mag. proveido e 
mandado espresamente que las aguas e tierras que 
se ovieren de dar para yngenios de azúcar las den 
los juezes e oficiales juntamente con el veedor cris- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 373 

toval de tapia, el dicho almirante por sy solo como 
virrey las da e quita a quien quiere syn enbargo 
de la dicha provisión. 

Iten provee de thenedores de los bienes de los 
difuntos a las personas a quien quiere e algunos 
de los quales por su necesidad e por otras cabsas 
son peores de sacar los vienes de los dichos difuntos 
que sy de nuevo se ovieren de ganar, e se los gasta 
e consume, e ninguna cosa de la que en esto está 
proveído se guarda ny cumple, lo qual es una cosa 
muy recia y de gran cargo de conciencia. 

Yten el dicho almirante a procurado e procura que 
todos los casados que están en estas partes que tienen 
sus mugeres en castilla se vayan a ella o las tray- 
gan, poniendo para ello muchas penas de perdi- 
miento de vienes, lo qual solamente ha provechado 
€ aprovecha para poner a los tales casados en mu- 
chas nescesidades e gastos cohechándolos e lleván- 
doles mucha suma de pesos de oro porque se sobre- 
sea lo susodicho; y desta manera diego mendez, 
alguacil, por una cédula de sobresimiento que al- 
canzó del dicho almirante, llevó a ciertos casados 
que esta van en la ysla de cuba doscientos pesos de 
oro, e asy se han llevado e lleva otras muchas can- 
tidades sin que el fin para que se manda e procura 
aya efecto ny se cunpla ny ejecute. 

Iten en tienpo del Rey catholico los tenientes e 
alcaldes mayores del dicho almirante no entravan 
en los cabildos e agora nuevamente entran en el 



374 PLEITOS DE COLÓN. 

cabildo desta ciudad e de las otras cibdades e villas 
de esta ysla e de las otras yslas asy mismo. 

Iten el dicho almirante tiene un theniente de 
visorrey o governador en la ysla de cubagua que 
es cerca de la costa de tierra firme, al qual se dan 
de salario syn sus derechos doscientos pesos de oro 
pagados de las penas de la cámara en que el dicho 
theniente condena, lo qual es muy dañoso e perju- 
dicial, porque, porque aya para su salario, se hazen 
e procura achaques en condenaciones yndividas, 
mayormente que su alteza no es obligado a pagar 
al dicho theniente el dicho salario, el qual dicho 
theniente e salario no solia a ver ny darse. 

Iten quen la dicha ysla e costa de las perlas está 
un veedor que de mas de llevar crecido salario lleva 
nuevas ynposiciones e derechos, llevando de cada 
marco de perlas un tomin e otros derechos e ynpu- 
siciones yndividas. 

Iten en la dicha ysla e costa de mas del dicho 
theniente ay otro theniente de almirante que lleva 
asy mismo nuevos e demasiados derechos, teniendo 
anvos, los dichos thenientes sus alguaciles e escri- 
vanos abiendo poca nescesidad de los tales oficios é 
nunca ios aviendo mandado fasta agora, e el licen- 
ciado figueroa puso por alcalde mayor a antonio 
flores e después el dicho almirante lo ha continuado, 
lo cual es cabsa de mucha costa e gasto e que sean 
malos oficiales e provechos que ellos han que no los 
que alia contratan. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 375 

Finalmente el dicho almirante pretende pertenes- 
cerle e poder hazer todas las cosas que S. mag. puede 
facer aunque sea de los casos a su Keal persona e 
por razón del superior dominio que ha e tiene perte- 
nescientes, e conforme a esto provee y faze nueva- 
mente lo que quiere Con consejo e parescer del 
dicho licenciado figueroa, diziendo y afirmando que 
como virrey e como almirante el ny sus tenientes 
no tienen superior ny el abdiencia lo es. 

S. mag. deve mandar proveer en razón de todo 
lo susodicho lo que mas sea su servicio, reformando 
esta Real abdiencia e dándole poder sobre todo e 
mandando al almirante lo que ha de hazer, come- 
tiendo la execusión de lo tal en caso que no lo quiera 
hazer ny ciinplir a la dicha abdiencia para que sin 
enbargo de qualqaier apellacion e suplicación lo 
execute e cunpla, mandando so graves penas a los 
concejos e otras personas particulares que den todo el 
favor y ayuda que convenga e por parte de la dicha 
abdiencia les fuere pedido so graves penas, porque 
sy en la apelación e suplicaciones se ha de andar es 
nunca ñizerse nada ny aprovecha lo proveído antes 
dañar e cabsar escándalo en estas partes. 

Iton es menester que su alteza envié a mandar al 
dicho almirante que se jante con los oy dores e 
oficiales cada semana tres dias en consulta en la 
casa de la contratación y no en otra parte, como se 
solía hazer en tiempo del Rey catholico y es cos- 
tunbre y asy mismo que su alteza declare qué costas 



376 PLEITOS DE COLÓN. 

han de yr por consultas, y lo que en ellas se acor- 
dare que se guarde y cunpla, porque lo que se solía 
fazer era entonces tocante a yndios de vacaciones 
y de guerras y armadas, licencia para yr fuera de 
la ysla los cristianos, proveer de treynta dias, veedo- 
res, capitanes y todas las otras cosas tocantes a la 
hazienda e buen rejimiento e governacion de aque- 
llas partes. 

En la villa de Yalladolid a dos dias del mes de 
setiembre de mili e quinientos e veinte e quatro 
años, la parte del fiscal presentó en el consejo de las 
yndias esta relación. 



167. 

(Año de 1524:.— Septiembre 6. ValladoUd.)—Tetic\6n del Almirante don 
Diego Colón para que se vea cierta información que presenta.— (-á. de Z, 
Pto. l-l-*/u, Pza. 4, 2.% foL 33.) 



168. 

(Año de 1524. — Septiembrp, 12. Valladolid.') — Respuesta del Almirantea 
la petición del fiscal manifestando la inconveniencia de querer traer y 
alegar que D. Cristóbal Colón fuera preso y despojado de su goberna- 
ción.— (^. de Z, Pto. l-l-Vii, Pza. 4, fol. 35-39.) 

Sacra catholica real magestad: 

El almirante de las yndias respondiendo a la pe- 
tición por el fiscal presentada digo, que Y. m. deve 
ser servido de no dar lugar a las razones quel dicho 
ñscal alega, asy en dezir que ay pleitos pendientes, 
como en agraviarle, porque yo agora solamente 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 377 

demando justicia sobre los quatro artículos en mi 
última petición contenidos, puesto que es mani- 
fiesto que lo haze por ofuscar la espedizion de my 
justycia y por traerme toda mi bida en pleito sobre 
cosas quel despachó, y determinación della sola- 
mente consyste en ver el thenor y fuerza de mis 
privillejos, y dándose lugar á lo quel dicho fiscal 
pide, será muy cargoso a la catholica conciencia 
de V. M., asy por yo estar despojado de lo que tan 
justamente me pertenece como por litigar contra 
V. m. que es la parte y juez a quien por esta razón 
es dado no admitir semejables dificultades y cabi- 
laciones, porque no se pueda dezir que por su 
propio ynterese da a ellas permisión y lugar et 
especial a su vasallo y que con tan justa cabsa pide 
brevedad en su justicia quanto mas que aunque 
toviese razón y fuese cierto lo que alega de pleitos 
pendientes y nulidades, no puede obtar a cosa de 
lo por mi en la dicha petición suplicado según d 
que en efecto no obsta. 

Y quanto a lo que alega quel titulo y oficio de 
virrey espiró con la vida del Almirante mi padre 
syn que pasase ni pudiese pasar a los subcesores, 
digo que carece de razón y fundamento por quanto 
dado caso que no se hiziere mincion de herederos 
en la dicha capitulación y en la confirmación della 
y en otros muchos previllejos y confirmaciones, 
segund que en efecto se hizo, aun tovierayo entero 
y justo titulo a todo lo en ella contenido como lo 



378 PLEITOS DE COLÓN. 

tovo y tyene V. M. a lo que cupo y quedó en su 
parte por la fuerca de la dicha capitulación que 
pasó como entre partes y contrayentes entre los 
dichos catholicos Reyes y mi padre con iuerca de 
contrato oneroso, y por tanto, luego que fué hecha 
y cunplió mi padre por su parte, adquirió derecho 
a lo que por la dicha capitulación le cupo, y yo 
como legitimo heredero le sucedo en ello, pues 
pudo disponer como de cosa propia suya y que la 
ganó para sy sin a ver sido ny ser ny pertenecer a 
la corona Real de V. m,, quanto mas que en la 
dicha capitulación parece en el primer capítulo le 
hizieron su Almirante y después de su vida a sus 
herederos y subcesores perpetuamente, la qual 
cláusula entiende ser repetida y puesta en todos 
los otros capítulos syguientes por la palabra otro 
sy que está en la cabeca dellos que lleva efecto de 
repetir las palabras y cláusulas precedentes con las 
mismas calidades, a lo qual da derecho no obstante 
las razones que ex adverso se alega diziendo que 
esto se entyende en capítulos y oraciones perfectas, 
que pues lo contrario esplica y dispone el derecho, 
mayormente que es notorio que para no repetirse 
en el segundo capítulo la dicha cláusula de los 
herederos se oviera de esplicar en el que le dava 
aquel oficio para el solo por su vida segund es cos- 
tunbre hazerse en las cuidados [sic] de por vida y 
por el consiguinte no vale dezir que hay diferencia 
entre yten y otro sy pues que sus altezas no hizie- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 379 

ron entrellas diferencia, pues unos capítulos co- 
miencan por yten y otros por otro sy, vale dezir 
que por ser merced ynmensa y escesiva se verifica 
y conprueva que sus altezas no la querrían ny 
quisieron hazer por quanto la tal merced y asyento 
aun no se comenzara con la ynmensidad y perpe- 
tuidad y grandeza del servicio, por cuyo respecto 
fué concecido y capitulado, es a saber sobre que les 
da el dicho mi padre las yndias de que ny tenya 
noticia ni abcion ny posesyon y contratava con el 
como con persona estrangera que no hera obligada 
a tal servicio y que no lo hiziera sin semejable sa- 
tisfacción y aunque lo dicho no oviera lugar, e 
que en efeto no se hablara en la dicha capitulación 
sobre el dicho oficio de virrey, digo que en la mesma 
sazón que se hizo la dicha capitulación antes de 
ser descubiertas las yndias le fué ansy mismo otor- 
gado previllejo particular en que expresamente 
haze merced del dicho oficio para el y para sus 
subsesores para syenpre jamás, y porque esta hera 
la voluntad y yntencion de los dichos catholicos 
Reyes le confirmaron la dicha capitulación y todo 
lo en ella contenydo para el dicho almirante y sus 
subcesores y le tornaron a dar de ello nuevos pri- 
villejos y por tanto parece cosa fuera de razón 
poner dubda en lo que por capitulación y pri- 
villejos y confirmaciones y declaraciones so- 
brellos hechos fué espresado que tenido y ávido 
por manifiesto y notorio segund que por la es- 



380 PLEITOS DE COLÓN. 

criptura dellos parece, de que hago presentación. 
Nj a esto obsta dezir que los dichos previllejos 
no tjenen fuerca salvo de confirmación de lo capi- 
tulado y que fueron otorgados después de la conce- 
sión del sumo pontífice. Asy porque no es razón 
eficaz como porque por la escritura y las dactas 
dellos consta de lo contrario, quanto mas que las 
confirmaciones que no se estienden a mas de lo 
confirmado son aquellas que pasan por vía de con- 
tadores y syn cláusulas de propio motuo y cierta 
ciencia y poderío real absoluto, lo qual reza en nues- 
tro caso, pues que en los dichos previllejos y confir- 
maciones se espresan las dichas cláusulas, las quales 
escluyen toda ynorancia y suplen toda derogación 
de leyes especialmente e capitulaciones e concordia 
fecha en forma de contrato oneroso que pasó en 
fuerca de ley, la qual, como posterior, derogó qua- 
lesquier leyes que contra ello oviese establecidas 
por virtud de las susodichas cláusulas y asy no a 
lugar modificación como la avría en lo que fuese 
pura merced syn que constase de los méritos y ser- 
vicios ny menos el dicho contrato se puede llamar 
nocivo a la corona real de V. m. como se lo nonbra, 
pues mediante el tal contrato se dio cabsa y se abrió 
puerta a que estos reynos sean considerablemente 
augmentados en señoríos y provecho y se ve por 
esperiencia que en los reynos do no puede estar la 
persona real se provee de virreyes que suplen sus 
veces y syendo así nescesario en las yndias no se 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 381 

pudo ni puede mejor proveer que al que de justicia 
le pertenece y por tan justas cabsas y títulos y 
contratos, y aquel que haziendo justicia y con- 
servándola acrescienta el estado y patrimonio de 
V. m. juntamente con el propio suyo y que por 
respecto de lo que le toca a de mirar por su real 
servicio y sy al contrario hiziese puede ser por V. M. 
mandado remediar y castigar segund que lo seria 
otro cualquiera que tuviese el dicho cargo; y a lo 
que dize que la ynformacion que de las yndias le 
enbiaron demuestra e conprueva ser nocivo tener 
yo el dicho oficio, digo que les parece asy a los que 
semejables ynformacion es fabrican por ser su yn- 
tento y deseo usurpar y gozar y executar lo que a 
mi oficio atañe y conpete procurando ellos hazerse 
virreyes y governadores y que yo esté en lugar de 
un alcalde o corregidor, y como la dinydad y pre- 
minencia de virrey no a lugar a semejable syn jus- 
ticia ellos por salir con su yntento sueltan y con- 
mueven todos los daños y disenciones que en las 
dichas yndias a ávido, lo qual basta para no dar cré- 
dito a cosa de lo que en la dicha ynformacion en 
mi prejuizio fuere dicho. 

Y a lo que dice quel dicho mi padre fué despo- 
jado por deméritos parece feo que contra tal per- 
sona y tales servicios como los suyos, que para 
siempre serán por todo el mundo memorables, se 
aya en concepto de V. M. de alegar contra toda 
verdad que fué despojado por deméritos, pues que 



382 . PLEITOS DE COLÓN. 

consta que contra la voluntad y mandamiento de 
los dichos cathólicos Eeyes, el comendador bova- 
dilla el año de 500 tuvo atrevimiento a lo enviar a 
castilla y dello sus altezas recibieron enojo y lo 
mandaron luego remediar segund paresce por la 
cédula que después el año 502 sus altezas le escri- 
vieron desde valencia de la torre en la qual se con- 
tiene las syguientes palabras: «y tened por cierto 
que de vuestra prisión nos pesó mucho y bien lo 
vistes vos y lo conoscieron todos claramente pues 
que luego que lo supimos lo mandamos remediar, 
y sabeys el favor con que os a vemos mandado tra- 
tar syenpre y agora estamos mucho mas en vos 
onrrar y tratar muy bien y las mercedes que vos 
tenemos hechas vos sean guardadas enteramente 
segund forma y thenor de vuestros previllejos que 
dellos theneys syn yr en cosa contra ellas y vos y 
vuestros hijos gozareys dellas como es razón y si 
nescesario fuere confirmallos de nuevo los confir- 
maremos y a vuestro fijo mandaremos poner en la 
posesyon de todo ello y en mas que esto tenemos 
voluntad de vos onrrar y fazer merced et de vues- 
tros fijos y hermanos nos tememos el cuidado que 
es razón.» 

Y quanto a lo que dize que unas cosas pido por 
virtud de virrey et otras por almirante y otras por 
virtud de lo capitulado, como es que V. M. no haga 
merced de dar esencciones en aquellas tierras syn 
reservar la parte que me toca y perteneze y que 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 383 

esto es en perjuicio del servicio de V. M. y del bien 
común, digo que ninguna cosa tengo en los dichos 
capitules suplicado que no sea justa y muy razo- 
nable y que de derecho no se aya de mandar pro- 
veer segund que por mi parte está suplicado, syn 
enbargo de qualquier alegación o sentencya que 
ex adverso aya sido o pueda ser alegada. A las 
quales, por evitar dilación y venyr concluyendo, 
doy y presento por respuesta y por confirmación y 
declaración de mi justicia las siguientes razones: 

Primeramente, a lo que puede alegar el fiscal, 
que no ha lugar las cosas por el dicho almyrante 
suplicadas por razón de aver seydo sobrello dada 
sentencia que pasó en cosa juzgada, responde que 
los del muy alto consejo de v. m., más por via de 
equidad que por razón de pleito ni rigor de justicia 
procedieron en la dicha sentencia o declaración, y 
si con el buen zelo y sano entendimiento que ellos 
la pronunciaron se oviera guardado, el dicho almi- 
rante, ansi por servir a Y. m. como por respecto de 
tan alto y sapientísimo consejo, no oviera mas sobre 
este caso altercado; pero viendo que socolor de la 
dicha sentencia, ynterpretándola y estendiéndola 
en su perjuyzio le quitan todo quanto tiene y de 
cada dia perseveran en quitalle, queriendo los di- 
chos juezes, sobre no aver seydo criados para mas 
de las apelaciones, hazerse oydores y formar chan- 
cillerias y todas las causas y pleitos hazellos casos 
de corte para conocer de todo y finalmente hazerse 



384 PLEITOS DE COLÓN. 

virreyes y dexar al dicho almyrante que no en- 
tienda en mas de poner un alcalde y un alguacil y 
aun esto no en todas las yslas y tierras que por 
razón de la dicha declaración le pertenece, y ansi 
mismo quitándole todas sus rentas de forma que no 
le dexan mas de uno por ciento aviendo seydo de- 
clarado pertenecelle el diezmo, no puede el dicho 
almirante hazer menos de reclamar á dios y á Y . M. 
quantos dias biviere y esto dexar a sus hijos por 
herencia hasta que segund de V. M. se espera le 
sea hecho cunplimiento de justicia, y pues que, como 
dicho es, so color de la dicha declaración le quitan 
la honrra y hazienda y V. M. le manda que res- 
ponda á lo que el fiscal opone, con toda humildad y 
acatamiento por su parte dize que no enbarga la 
dicha sentencia a cosa de lo por él suplicado por- 
que ipsojure la sentencia es nulla quando es pro- 
nunciada sobre lo que no fué por alguna de las 
partes demandado ni sobre ello litigado ni ovo lite 
contestada segund que en el caso presente por los 
autos de la causa se verifica no lo aver seydo, y 
mayormente han las dichas razones lugar quando 
la sentencia es ynjusta como esta lo seria si se 
oviese de entender por la forma que se executa, ni 
menos obstarla dezir que no fué de la dicha sen- 
tencia suplicado, asi porque de derecho sin suplicar 
es en si la dicha sentencia nulla como porque en 
tal caso yn perpetum ha lugar la tal suplicación, 
quanto mas quel dicho almirante suplicó luego que 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 385 

llegó a su noticia, y no solamente suplicó pero vino 
en persona desde las yndias a proseguir la causa, ni 
se puede alegar que dado caso que el almirante 
apelase y biniese a seguir el apelación que ya su 
procurador avia consentido la dicha sentencia, por- 
quel dicho procurador no tuvo bastante poder para 
consentir sentencia sobre caso en que le yva todo 
su estado y aun que lo tuviera y se oviere proce- 
dido jurídicamente, por razón del daño que de la tal 
sentencia benia al dicho almirante, no seyendo por 
su culpa, salvo por negligencia o dolo del procura- 
dor, ubi solvértelo non est, no podia ni pudo perjudi- 
car a la parte para que no apelase quando a su no- 
ticia vino. 

Visto que al almirante no obsta la res jiidicala 
para en el dicho caso de los Juezes, resta mostrar 
como a él y a sus oficiales pertenece el conoscimiento 
de todas las causas y asi se verificará lo que arriba se 
dixo, que la dicha sentencia seria inicua si se enten- 
diese por la forma que se manda executar y que le 
pertenezca el tal conoscimiento paresce en diversos 
lugares de sus previllejos, especialmente en uno he- 
cho en barcelona a veynte y ocho de mayo de mili 
y quatro cientos y noventa y tres, en que dize: «y 
para en la tierra de las dichas yslas y tierra firme 
que son descubiertas y se descubrieren de aquí 
adelante en la dicha mar oceana en la dicha parte 
de las yndias, porque los j)oMadores de todo ello 
sean mejor governados, vos damos tal poder y fa- 

25 



386 PLEITOS DE COLÓN. 

cuitad para que podades como nuestro virrey y 
governador usar por vos y por vuestros logar the- 
nientes y alcaldes y alguaziles y otros oficiales que 
para ello pusiéredes la jurisdicción cevil y criminal 
alta y baja mero mixto inperio, los quales dichos 
oficiales podades amover y quitar y poner otros en 
su lugar cada y quando quisiéredes y biéredes que 
cunple a nuestro servicio, los quales puedan oyr y 
librar todos los pleitos y causas civiles y criminales 
que en las dichas yslas y tierra firme acabecieren 
y se movieren y aver y llevar los derechos y sala- 
rios acostunbrados en nuestros reinos de caslilJa y 
de león a los dichos oficios anexos y pertenecientes, 
y vos el dicho nuestro virrey y gobernador podades 
oyr y conocer de todas las dichas causas y de cada 
una dellas cada que vos quisiéredes de primera 
instancia por via de apelación o por sinple querella 
y las ver y determinar y librar como nuestro viso- 
irey y governador.» De lo qual se colige que asoló 
el dicho almirante y a sus oficiales toca el conoci- 
miento de todas las causas de las dichas yndias, por- 
que quien todo dize ninguna cosa ecebta ni reserva 
y a lo que ex adverso se dize que la dicha supre- 
macía se entiende reservada a sus altezas, digo que 
es asi verdad y que esta no la pueden enajenar do 
si después de adquirido el dominio, y por tanto, ver- 
daderamente hablando, los dichos juezes no están 
en lugar de la supremacía, salvo que este nonbre y 
color los haze superiores al almirante pues que 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 387 

<;omo es dicho su magestad no puede poner a los 
dichos juezes en lugar de la dicha supremacía y 
despojarse della, lo qual aun por el expiriencia es 
manifiesto porque vemos que en causa de cierta 
qualidad arriba ha lugar suplicación de los dichos 
juezes para ante V. m y en las causas de menos 
quantia por nos gravamines o por via de negate 
iusticie no se puede prohibir que no vengan ante 
V. m. y si ex adverso quieren instar diziendo que 
puede y. m. poner a los dichos juezes en lugar de 
la supremacía segund que él la tiene, digo que esto 
haze por el almirante porque dirá que si agora, 
después de adquirido el señorío, la puede traspasar 
en los juezes, que mas claro pudo y fué visto tras- 
pasalla en el almirante asi por razón del título de 
virrey que le dieron como por explicar que conosca 
en todas ynstancias y que expida bis cartas con ti- 
tulo de Rey y Reyna y las selle con su sello, do pa- 
rece que le quisieron dar todo el uso de la jurisdic- 
ción reservando solamente que no la usase como 
cosa propia salvo en su real nonbre, y ansí pues que 
el almirante no la usa como suya sino en nonbre 
de V. alteza, no se puede dezir que paresciera eria- 
genar la supremacía de la corona real pues que 
todo se exercita en su nonbre, y asi puede V. alteza 
mandar todo lo que fuere servido y castigar al al- 
mirante lo que mal hiziere como se baria exer- 
citando la dicha jurisdiccioa qualquiera otra per- 
sona por tienpo limitado puesta, y por tanto, aunque 



388 PLEITOS DE COLÓN. 

al almirante se aya dado el uso, la supremacía no 
se puede dezir enajenada, pues que da a V. nlteza 
€l señorío para mandar y el poderío para castigar, 
de lo qual se conprueva que la dicha supremacía 
no la pudieron sus altezas apartar de si para dalla 
al almirante y por la misma forma no la pueden 
dar a los dichos juezes y que ellos no están en lu- 
gar de la dicha supremacía salvo como subdele- 
gados o inmediatos a V. magestad, y asi estarían 
entre Rey y virrey ubi non es clare íncdmm por 
que omnis potes ta que pos t alteri erogar i trihuüur 
vicerregi, y asi dezir questán eutreRej y virrey, es 
a saber, que son superiores al almirante y juntos al 
Rey, ni se conpadesce con los privillejos del dicho 
almirante porque antes de adquirido el dominio 
de las tierras fué dada esta subdelegacíon al almi- 
rante y le hizieron su ynmedíato por vía de con- 
trato oneroso y por tanto le yn titularon de virrey, 
que quiere dezir voz o fuerca de Rey, es a saber, 
que h;«ga y entienda en lo que por su m.esma real 
persona entendería y haria, lo qual es muí mas 
manifiesto, porque dize, «y que usedes el dicho ofi- 
cio por vos y por vuestros logar tenientes con todas 
aquell.'S gracias y preeminencias y prerrogativas 
que lo usan los otros birreyes», por manera que el 
modo que lo usan los otros virreyes lo deve el dicho 
almirante usar, es a saber, no teniendo sobre si su- 
perior, salvo su mismo Rey, y presidiendo sobre 
qualesquier justicia y juezes que en el término de 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 389 

SU virreynado estovieren, ni contra esto se puede 
alegar que es oficio que no tiene limite ni jurisdic- 
ción en su exercicio y que depende de la voluntad 
del Rey alargalle o restringiile la facultad y juris- 
dicion, porque esto ternia verdad en los virreyes 
que de oy en adelante se criasen pero no en aquel 
que fué criado a ymitacion de los que avian seido 
fecho, pues que las palabras del testador o del con- 
trato en caso dubio se ha de entender segund la 
consuetud y forma de hablar de los contrayentes y 
de la patria en que está, ni menos se puede dezir 
que do ay virreyes acá en españa y asi mismo jue- 
zes y que de virrey no juzga con ellos por que esto 
no proviene por defeto de potestad del oficio de 
virrey sino por la ocupación de negocios y supe- 
rioridad que tiene para ordenar y mandar lo que 
deve hazer y en lo que deve entender, quanto mas 
que no es el caso ygual, porque acá se crian virre- 
yes estando ya los juezes o consejos y chancillerias 
yntrodutas y allá en las indias quando quisieron 
criar juezes ya la administración de justicia estava 
al almirante concedida, y por tanto en nuestro pro- 
pósito no son necesarias consideraciones, pues cla- 
ramente del thenor de los dichos privillejos se con- 
prebende que la voluntad de sus altezas fué quel 
dicho almirante estuviese en lugar de la suprema- 
cía y no o viese juez sobre él para en echo de ape- 
laciones; lo otro porque si tuviera yntencion de 
poner juezes para apelaziones no le dieran título de 



390 PLEITOS DE COLÓN. 

virrey sobre el qiial nunca ovo juez superior, salvo 
su mismo Rey; lo segundo por que le dixeron «y 
vos como nuestro visorrey podades oyr y conoscer 
en grado de apelación»; lo tercero por que dixeron 
^y los oficiales que vos pusiéredes usen sus oficios 
como si por nos fuesen puestos»; y por tanto no 
ymplica conoscer el almirante de las apelaciones 
de sus oficiales, no en quanto governador, salvo 
como virrey, segund que sus altezas conoscen de 
sus mesmos oficiales, lo qual desmostraron claro ser 
ansi su voluntad diziendo: «los officiales que pusié- 
redes como los que nos ponemos», y esto no se pue- 
de dezir mandado ni ordenado sin mucha prudencia 
porque seyendo ellos tan sapientíssimos príncipes, 
pues ya constituyan grado o audiencia para la pri- 
mera o segunda instancia, que son los oficiales que 
el almirante avia de criar en quanto governador, 
luego quisieron proveer que él conosciese en grado 
de apelación en lugar de su misma persona, pues 
veyan que era difficil venir ante ellos de tan luen- 
gas tierras, la qual provisión bizieron en el almi- 
rante baziéndole su virrey y, como gratíssimos y 
justos príncipes, colocándole en aquellas tierras de 
que por su causa adquerian señorío en el mas pre- 
heminente grado que en ellos oviese, pues que mas 
verdaderamente podría el almirante por su parte 
dezir que es y fuera contra razón criar en las tales 
tierras que el ganava, otro superior y que sobrel, 
que tiene título de virrey con mandamiento y des- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 391 

pacho por el título y con el sello del Key, aya ni 
pueda aver quien revoque por apelación lo que él 
ansy despachase, salvo el mismo por via de supli- 
cación, como lo hazen los virreyes y los de su alto 
consejo de V. m ; por manera que pues ya sus al- 
tezas espresaraente proveyeron de suficiente reme- 
dio para las apelaciones, demás de ser supérfluo, es 
contra razón y justicia tornallo a proveer de nuevo 
criando los dichos Juezes de apelación, quanto mas 
que si en los casos de escrivania la real persona el 
no oviera de suplir, no fuera necesario hazerle vi- 
rrey salvo governador; es dezir, que fué supérfluo y 
sin efecto el dicho cargo, lo qual es contra toda 
razón ni se deve pensar que en un semejable con- 
tracto con tales príncipes asentado oviese de ser en 
vano el principal artículo que fué contratado, que 
era la diiznidad del dicho oficio de virrev, ni menos 
ha lugar razones por sucesivas diziendo que se po- 
nen los dichos Juezes por evitar sin justizias y el 
travajo y costa de los que se quisieren venir a que- 
jar, porque, segand es dicho, tanbien apelan de los 
dichos juezes para acá, ni es de creer que han de 
guardar mas justicia el Juez de apelación que el 
dicho almirante, pues en todas las cosas que se te- 
men que el almirante no guardara justicia pueden 
ellos yncurrir, y mas que por mostrarse potentes o 
conpeíidores y que le pueden yr a la mano y por 
que todos los tenían y tengan en mas que al dicho 
almirante se vee por esperiencia que tienen mas 



392 PLEITOS DE COLÓN. 

causa para liazer agravios que si en uno tan sola- 
mente estubiese la supremacía, porque eslava quito 
destas pasiones; mayormente que seria agraviar y 
afrentar al dicho almirante en querer que aya quien 
le pueda dañar y sentenciar y que le revoquen mu- 
chas sentencias justamente dadas sin que aya quien 
le desagravie ni ante quien apele; de modo que para 
evitar las sin justicias que a él y a otros podrían 
hazer los dichos Juezes, avia de aver otros Juezes 
sobrellos et sic est processus ininjinitum, y si no se 
pusiese seria mostrar que quiere V. magestad mas 
honrrar y confiar de un Juez a quien no tiene obli- 
gación que no de aquel que murió por ponerlo so 
su señorío y a quien en quitarlo le hazen grave sin 
justicia ronpiendo su palabra y fe; ni a esto se 
puede replicar que se haze porque vayan las causas 
mejor discutidas, pues avria en esto lugar quando 
oviese entrellos conformidad y no la conpetencia 
susodicha a que tiene mas respecto que no a la ver- 
dadera administración de justicia; y quanto a lo que 
ex adverso se puede dezir que no sin causa por los 
del consejo de V. magestad fué sentenciado que 
oviese los dichos Juezes, digo que si les constara 
las dichas razones no lo sentenciaran, porque, como 
dicho es. no fué puesta demanda sobre esta causa 
ni deduzido cosa a ella tocante, y ansi mismo digo 
que basta al derecho de mi parte mostrar que la 
dicha sentencia fué ynjusta y nula y que tiene jus- 
ticia en lo que pide, la qual justicia aun se verifica 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 393 

en quel dicho fiscal de V. m. no alega otra razón 
ni derecho alguno en este caso, salvo dezir que está 
sentenciado; y demás desto, digo que la dicha sen- 
tencia pudo ser dada a efecto de las apelaciones 
que se ynterpusiesen del almirante o de sus oficia- 
les en quanto governador y no en quanto virrey, ni 
se muestra que su intención fuese que el dicho 
almirante no oviese de presidir con ellos como vi- 
rrey antes en el primero capítulo de la dicha sen- 
tenzia dize pertenecelle el dicho oficio de virrey 
con las fuercas y preheminencias segund que en 
sus preminencias se contiene, y entendiéndose asi, 
la dicha sentencia tenia mas forma de equidad y 
justicia y no avria en ella repugnancia ni contra- 
dicción como la ay criándose los dichos Juezes en 
perjuizio del dicho oficio de virrey, el qual dixeron 
pertenecelle, segund es dicho, y puesto que oviese 
duda en la intelligencia de la dicha declaración, en 
tal caso se ha de ynterpretar por la mas sana parte 
conformándose con el fundamento de la dicha de- 
claración, que son los dichos privilegios, pues la 
fuerca dellos no puede ser por dubia ni aun por 
clara y expresa declaración quebrantada, mayor- 
mente que si a las palabras y rigor de la dicha de- 
claración se miran, los dichos Juezes non han de 
conocer salvo de las apelaciones emanadas e ynter- 
puestas de los alcaldes ordinarios criados por los 
pueblos, los quales en aquella tierra non puede aver, 
y ansi los dichos Juezes ninguna cosa ternan en 



394 PLEITOS DE COLÓN. 

que exercitar el dicho cargo, y por consiguiente, no 
han de conocer de caso de corte pues pertenecen a 
hi dignidad de visorrej o porque a ellos solo se 
dio facultad para conocer de las dichas apelaciones, 
ca de otra manera verificarse ya lo que dizen per 
dalo uno inconvtnienti segitnt, piara, porque de 
comencar a poner Juezes contra justicia viene que- 
rer que sea como los de las abdiencias reales y de 
alli,nace que conozcan de los dichos casos de corte 
no mirando ser el caso mui diverso, porque acá se 
puede tolerar y en las indias no ha lugar, a causa 
de estar hecha merced al almirante en forma de 
.contrato oneroso de la administración de la justizia 
cevil y criminal, segund es visto; y no solo los di- 
chos ynconvenientes, pero a imitación dellos nas- 
cerá otro major que será querer poner Juezes de 
apelación en cada provincia de aquellas partes, y 
asi todo serian casos de corte y apelaciones por todo, 
con falsa cautela se derogase lo que tan justamente 
fué concedido, lo qual seria muy feo exenplo y qui- 
tar el deseo a las gentes de obrar virtuosamente y 
de poner sus personas y bienes en arrisco por servir 
ningund príncipe; y por el consiguiente no pueden 
los dichos Juezes conoscer de las apelaciones de los 
casos de la mar, pues que es manifiesto que ni tacite 
ni expresse non se puede entender ni se colige de 
la dicha sentencia o declaración y que es contra el 
estilo de los almirantes despaña y expresamente 
contra los principios a ellos concedidos, los quales a 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 395 

la letra asimismo se concedieron al dicho mi parte, 
en uno de los quales dado en virtud por el Rey don 
Juan ai almirante don alfonso enrriques a xvii de 
agosto de mili y quinientos y diez y seys años, dice 
estas palabras: «e mando a los sobre dichos del mi 
consejo y ojdores de la mi abdiencia y alcaldes de 
la dicha mi corte y a todas las otras justizias de las 
dichas villas y logares de los dichos puertos de la 
mar de los dichos mis reynos que se no entreme- 
tan de conoscer ny librar de los dichos pleitos ni 
de perturbar ni perturben al dicho almirante ni a 
los dichos sus oficiales que él por si pusiere para 
conocer de los dichos pleitos en la manera que di- 
cha es la jurisdicción civil y criminal ni parte 
della.» Por manera que no solo no muestra ni ai 
razón ni fundamento por do los dichos Juezes pue- 
dan conoscer de los casos de la mar, pero expresa- 
mente ay previlegio en contrario segund es visto, 
del qual y de los concedidos particularmente al 
padre del dicho mi parte es manifiesto que para el 
exercicio de tales casos puede poner sus logarthe- 
tenientes y alcaldes y alguaciles y otros oficiales 
en los lugares y partes do visto le fuere ser al ser- 
vicio de V. m. necesario en los límites de su admi- 
rantadgo, y asi concluyendo en este caso, pues que 
no ha lugar de derecho ponerse juezes de apelación, 
asi para en la mar como para en la tierra, suplica 
a V. magestad los mande reponer y que le sea en- 
teramente sobrello administrada justicia. 



396 PLEITOS DE COLÓN. 

Quanto al tercero capitulo, que pide que sea re- 
movido cualquier persona que tenga governacion 
o cargo de justicia en cualquier parte de todas las 
indias descubiertas y por descubrir, no han lugar 
las dilaciones que el fiscal pone, porque en este caso 
no ay otra parte a quien toque sino a V., mag. y la 
justicia de lo que el almirante pide no es cosa que 
depende sino del tenor desús privillejosy estos sin 
otra larga ni dilación se pueden ver, y lo que por 
virtud dellos se hallare pertenecelle, declarallo 
luego y no dar ocasión a que con el mncho tienpo 
que ha que está el dicho almirante despojado déla 
tierra firme, se pueda dezir que con dilaciones e 
ynjustos plazos le es denegada justicia, y con espe- 
ranca que V. mag. no querrá encargar su cathólica 
conciencia sino mandalle poner en possesion délo 
que justamente le conpete, dize que a solo el dicho 
almirante pertenescen los officios de virrey y go- 
vernador de todas las yslas y tierra firme de las 
indias, como parece por la capitulación que sus al- 
tezas asentaron con su padre del dicho almirante y 
ansi mismo por un privilegio a él concedido en el 
real de granada año de xcii en los quales dize fa- 
zerle virrey y governador en lo que él descubriere 
o por su yndustria se descubriere, de donde resulta 
pertenecelle todo lo descubierto y lo que está por 
descubrir, porque fablando segund razón y espi- 
riencia, como el descubrir y fallar tierras por la 
parte que el almirante las falló ha estado desde que 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 397 

es el mundo sin alguno dello aver noticia, ansi lo 
estuviera mucho mas especialmente, pues á sus al- 
tezas y a todo el mundo es notorio que esta enpresa 
fué ávida por cosa inposible quando el almirante 
la proferia y por tal fué concluyda y reprobada por 
los sabios del reyno, en cuya disputa el nlmirante 
gastó siete años en esta corte, y al fin sus altezas, 
mas porque no se atribúlese a pusilamidad de gasto 
que por certeza de lo que esperaban, la tomaron y 
emprendieron y sobresté, después de partido el dicho 
almirante a descubrir, de cada dia se le queria la 
gente y naos por el camino bol ver, diziendo que 
los llevava a perder, fasta que con mucho trabajo, 
con mañas y fuerca, a las yndias los llevó, pues si 
esta ignorancia de navegación y tierras es certisimo 
que en españa avia y oviera, salvo por el almirante, 
quien dubda sino que lo que se descubre y descu- 
brirá en aquellas partes es por la yndustria que 
dio, especialmente que aun en cosas menos ignotas 
el que da el principio y ardides es ávido por princi- 
pal causa del effecto, y es cosa manifiesta que nadie 
descubriera las provincias del darien y yucatan y 
qualesquier otras yslas y provincias que se descu- 
brieren salvo por la dicha industria que dio descu- 
briendo las otras yslas y provincias comarcanas, de 
las quales dichas provyncias del darien y yucatan 
antes que fuesen descubiertas a causa del comercio 
que unas provincias tienen con otras como es ma- 
nifiesto en lo del yucatan, pues los mesmos oficia- 



398 PLEITOS DE COLÓN. 

les del almirante y desde las mesraas tierras que en 
su lugar goviernan y con la gente y bastimentos 
y yndustria y ardid de los yndios que enellas esta- 
van fué descubierto, por manera que no se puede 
negar que por razón al dicho almirante y de su 
yndustria fué descubierto, y es tanto a vello echo su 
subdelegado y teniente como si el mismo lo hiziera, 
el qual ni mas ni menos tiene facultad para descu- 
brir et segund que su padre, pues ninguna cosa ni 
facultad se concedió al padre que no sea con la 
mesma fuerca e tenor concedida al hijo y a los des- 
cendientes; mayormente que esos que se dize aver 
descubierto algo ellos o sus pilotos, avian navegado 
con el dicho almirante y aprendido y tomado la 
forma que tenia en el descubrir por la industria que 
dio en el primer viaje que hizo, de lo qual es ma- 
nifiesto exenplo que ansi como si yo llevase a un 
ciego de luengas tierras y le pusiese al principio 
de una calle o de una casa y él después por si la 
anduviese toda, no se podría negar que por mi yn- 
dustria la anduvo, pues la dificultad no esta va sino 
en el venir de luengas tierras y acertar el principio 
de la dicha casa o calle, asi por lo consiguiente, a 
causa de aver el almirante mostrado y descubierto 
el principio de la dicha tierra firme, que es paria y 
veragua, ha seydo causa y yndustria que los otros 
prosiguen por la costa delia y ayan llegado a las 
dichas provincias del darien e yucutan; yten de 
mas de por razón del yndustria le pertenece la di- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 399 

cha governacion, porque en realidad de verdad no 
se puede negar que no fuesen por él descubier- 
tas, porque con aver el dicho almirante descubierto 
las dichas provincias de paria y veragua, manifiesto 
es que descubrió al dicho darien e yucutan, pues 
son provincias mezcladas y conjuntas y cercanas 
sin aver entre ellas ynterpusision de mar alguna, y 
ansi como en cosa por él descubierta deve adminis- 
trar los dichos officios en ellas, pues basta para to- 
mar la possesion de una heredad executarla en una 
parte della sin que toda se huelle, y ansi, en fallando 
el dicho almirante una parte de la tierra firme, 
luego sus altezas le nonbraron y yntitularon virrey 
y governador de la tierra firme y no de sola la 
parte que de ella avia descubierto como por mu- 
chas cartas y cédulas de sus altezas parece, y por el 
consiguiente sus altezas ovieron por bien de decla- 
rar y tener al dicho almirante por virrey y gover- 
nador de la ysla española y de otras muchas, no 
mirando a si las avia andado todas, mas aviendo 
respecto a que primero que otro alguno toviese no- 
ticia dellas él las avia descubierto arribando y alle- 
gando a cierta parte dellas, y si las palabras de los 
privillejos y yntencion de su alteza no fuera la que 
dicha es salvo fazello virrey en lo que descubriese 
y fallase, cosa manifiesta es que pusieran personas 
con el dicho almirante quando yva a descubrir que 
señalaran lo que descubriera y lo que le pertenecía 
o mandaran fazer sobrello alguna otra diligencia, 



400 PLEITOS DE COLÓN. 

lo qual jamas se fizo ni menos le yntitularan virrey 
sino de aquello que avia descubierto, como agora 
ynjustaniente se haze, quanto mas que para evitar 
semejables dubdas y que no oviese alteración sobre 
lo que personalmente o por su yndustria se descu- 
bria, le pusieron límites por los quales manifiesta- 
mente se conprehende diessen las tierras y mares a 
que se estendia su jurisdicción diziendo en un pri- 
villejio dado en barcelona año de xciii "y es nues- 
tra merced y voluntad que ayades y tengades vos 
y después de vuestros dias vuestros hijos y descen- 
dientes y sucesores uno en pos de otro el dicho offi- 
cio do nuestro almirante del mar océano que es 
nuestro, que coraienga por una raya y linea que 
nos avernos hecho marcar que pasa de las yslas de 
los acores a' la yslas de Cabo verde, de setentrion 
en abstro de polo a polo, por manera que todo lo 
que es allende de la dicha linea al occidente es 
nuestro y nos pertenece y asi vos fazemos y cria- 
mos nuestro almirante y a vuestros hijos y suceso- 
res uno en pos de otro, de todo ello para sienpre 
jamas y ansi mismo vos fazemos nuestro visorrey 
y governador y después de vuestros dias a vuestros 
hijos y descendientes y sucesores uno en pos de 
otro de las dichas yslas y tierra firme descubiertas 
y por descubrir en el dicho mar océano a la parte 
délas yndias como dicho es», por manera que como 
todas las dichas yndias estén al ocidente de la di- 
cha raya, asi de todas ellas ha de ser el dicho almi- 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 401 

rante virrey y governador, lo qual mas baxo en el 
dicho privillejo le torna a confirmar diziendo que 
pueda remover, poner y quitar todos los oficios de 
justicia en todo lo descubierto y por descubrir en 
el dicho mar océano, lo qual ansi mismo repiten en 
la confirmación del dicho privillejo fecha en Bur- 
gos año de xcvii nonbrándolé virrey y governa- 
dor de las indias y tierra firme descubiertas y por 
descubrir en el mar océano, y lo mismo dize en la 
confirmación de la capitulación fecha en el mismo 
año, lo qual se cree que le quisieron entonces con 
justa causa dar como soberanos y nuevos señores 
que de todo ello eran por la donación que por el 
sumo pontífice les fué por la misma linea y raya 
fecha, queriendo que pues por causa del dicho al- 
mirante de todo aquello avian adquirido nueva ab- 
cion, que ansi él en todo ello rescibiese nueva y su- 
ficiente merced, la qual correspondiese al peligro 
y trabajo y yndustria del qual la rescibia y al ser- 
vicio y honra y ynterese que resultó y a las perso- 
nas que la tal merced hazia que eran excelentísi- 
mos príncipes, y no perjudica la declaración en 
quanto en el primer capítulo fabla en este caso, por 
que asi afirma pertenescer al almirante el oficio de 
virrey y governador perpetuo de las yslas que su 
padre descubrió y de las que por su yndustria fue- 
ron descubiertas, no por eso ay limitación o nega- 
tiva por la qual paresce no pertenescelle de la tierra 
firme ni se puede tácitamente subintelligir averia 



402 PLEITOS DE COLÓN. 

por dezir que quando unum expresse conceditur 
aliud tacendo denegatur porque esto abría lugar 
en donación y merced sino en declaración ni sen- 
tencia de vanos mienbros do se puede fazer sobre 
lo mas noto, reservando lo difficil para tienpo de 
mas oportunidad segund se cree aver fecho en el 
caso presente, máxime que aun si la dicha declara- 
ción expressamente se negara, no oviera lugar la 
tal denegación por las razones en el primer capítulo 
de nulidad alegadas y quanto mas en lo no espli- 
cado ni denegado y en lo que otra razón ni derecho 
no se puede ex adverso alegar ni deducir para que 
dexasen de sentenciar sobre lo tocante a la dicha 
tierra firme, salvo por las razones susodichas, ma- 
yormente que si se dixese que la avia querido to^ 
talmente quitar al dicho almirante, entonces que- 
dava mui mas manifiéstala sinjustizia, pues no 
solo los privilegios y cédulas y cartas mensajeras 
de sus altezas, por todo el mundo está lleno y a todos 
es notorio que le hizieron almirante y virrey de las 
yslas y tierra firme, segund dicho es y segund que 
suplica a V. m. mande ponelle en la posesión de 
todo ello y ver los dichos sus privillejos y que le 
sea echo sobre todo cumplimiento de justicia. 

Quanto al quarto capitulo que responde el fiscal 
que pertenece a la supremacía de V. m. hazer mer- 
ced a sus vasallos sin que el almirante se pueda 
agraviar y que ha de preferir el pro coaiun, al par- 
ticular, se responde que esto ha lugar en las cosas 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 403 

que propiamente son suyas y de su corona, pero no 
en aquella parte a que tiene el almirante adquirido 
justo titulo, que es la décima de todo quanto en las 
yndias se conprare, trocare, fallare, ganare y oviere 
dentro de los límites de su almirantadgo, pues que 
hablando con el acatamiento que un vasallo a su Rey 
y señor deve, esta dézima non se la dieron los catho- 
licos reyes salvo que la ganó él para si juntamente 
con los otras nueve partes que ganaría para la co- 
rona Real so seguridad y conformación y promesa 
que le sería guardada si él cunpliese por su parte 
el contrato que entre sus altezas y el dicho almi- 
rante se hazla; digo contrato, porque puesto que 
segund la grandeza y sublimidad de las Reales 
personas no se avya de espresar en la capitulación 
y por provisiones de contrato, en substancia y rea- 
lidad de verdad lo fué, pues que dize si vos halla- 
redes las yndias tal parte será vuestra y tal será 
mia, por manera que pues el almirante cunplió por 
su parte de juri ^enciu, sus altezas son obligados a 
cunplir por la suya especialmente, pues no se puede 
dezir que el tal contrato con el almirante echo no 
fuese honrroso y provechoso a la Real corona ni 
menos que fuese ynmensa ni excesiva la parte que 
al dicho almirante se otorgara, asi porque él non 
hera vasallo ni natural como porque de su parte 
ponía la persona y la yndustria y parte de la costa 
que en la tal enpresa se hazia y mas que él se re- 
duzia en vasallo de sus altezas con la parte que le 



404 PLEITOS BE COLÓN. 

cabia, máxime no seyendo enpresa quepertenesciese 
mas a la corona de españa que a qualquier otro 
príncipe con quien él se quisiera concertar; por ma- 
nera que miradas las qualidades del modo en que 
esta dézima fue ganada, no se puede con verdad 
dezir en este caso que mas deve Y. mag. mirar el 
bien común que el particular, porque el bien co- 
mún principalmente consiste en que cada qual 
posea lo que justamente adquirió y sea a todos man 
tenida Justicia porque en esta razón de bien común 
abria lugar quando fuese para evitarle daño, pera 
no para adquirille provecho en perjuizio de tercero, 
pues no es justo con merced voluntaria derogar la 
que antes estava echa por via de contrato oneroso, 
quanto mas que si Y. mag. tiene yntencion de 
hazer bien y merced a sus vasallos, esto puede mui 
bien hazer de las nueve partes del provecho de las 
yndias que son suyas, pero no de la demás que e& 
del almirante; y a lo que dize que por razón del 
mayor provecho que resulta se haze la dicha merced, 
a esto responde el dicho almirante que en este caso 
no se ha hecho a Y. m. entera relación segund que 
el experiencia lo manifiesta, pues por razón de aver 
seydo el oro al diezmo ni se han poblado mas las 
yndias de lo que antes estavan ni las rentas han 
crescido salvo disminuido, por manera que ya el al- 
mirante casi no tiene para se mantener ni es de 
creer que el se quexaría si mayor fuese el provecho, 
quanto mas que es clara merced la que en este 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 405 

caso V. m. quiere hazer a sus vasallos en darles de 
diez los nueve porque vayan a lo que ya está sa- 
bido y notorio y a lo que ya es de V. m., no aviendo 
dado al almirante sino de diez uno de lo que no 
hera de su corona salvo quel mesmo se lo avia de 
ganar, mayormente que si V. m. quiere por res- 
pecto de su particular servicio que las tierras se 
pueblen y no de otra gente sino de españoles y que 
estos estén mui ricos, justo es que las mercedes ayan 
de provenir de V. mag., pues le haze menos daño 
por la grandeza de su alto estado que no al almi- 
rante que non tiene otra cosa de que se pueda sos- 
tener, quanto mas que de la tal poblazon V. mag. ha 
gananzia y provecho, asi de penas de cámara como 
de almoxarifazgo y servicios y otros derechos y 
ynpusiciones de que no es servido dar parte al dicho 
almirante, y ansi lo que se pierde en dar el oro al 
diezmo se gana para V. mag, por esta otra via y el 
almirante queda destruydo y peresceria, y asi tiene 
bordadora forma de cautela, en la qual está mui no- 
torio que V. mag. no ha caydo antes de agora, por^ 
que, segund su catholica conciencia, no se dubda que 
lo oviera mandado remediar; y dado caso que la 
dicha merced se haga a los particulares por razou 
de mas provecho, en quanto toca a la demanda del 
dicho almirante deviase de hazer coa su consensu o 
dexarsela reservada, porque asi como adquirió tí- 
tulo y entera possesion de la dicha dézima, así ad- 
quirió título para administrarla, y por tanto en el 



406 PLEITOS DE COLÓN. 

tienpo que vid que el mandamiento j orden que 
V. mag. mandava tener era útil para aver pro- 
vecho de sus nueve partes bien pudo el almirante 
averio por bien para en su dézima; pero si ve ser 
dañoso, como al presente de hecho lo es, no se sigue 
que de nescesidad lo ha de aprovar, pues que, como 
es dicho, en lo que a él toca ha de aver su consensu 
y ha de yntervenir en ello, lo qual es mui manifiesto 
porque si se mira la yntencion de los dichos catho- 
licos reyes y del contrato que con él se hizo, la ad- 
ministración y granjeria, ansi de estas nueve partes 
como de la dézima, al almirante pertenescia y no 
a otro, y por tanto le hizieron virrey y gobernador 
y en la casa de la contratación, asi dondel trato se 
tuviese en españa como en las yndias, le dieron la 
Jurisdicción civil y criminal y facultad que pusiese 
con los officiales de la hazienda de sus altezas otro 
oficial por su parte para que juntamente entendiese 
en el dicho trato y grangeria, como persona que 
tenia parte en la hazienda, y que sin su consensu 
para en la parte que le tocava no se avia de pro- 
veer cosa alguna, y por no se aver guardado lo su- 
sodicho y aver querido sus altezas que administren 
otras personas la justicia y hazienda, a los quales 
no les yva lo que al almirante en el provecho o 
daño de ella, ha sucedido el destruimiento de las 
yndias, y segund dios y conciencia V. mag. lesera 
obligado a satisfacción de la parte que del tal daño 
se le ha seguido y ansi mismo a no dar ni hazer 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 407 

merced de cosa mueble de las yndias sin reservar 
al almirante su dézima, ni a lo dicho obstaría dezir 
que en fin del capítulo de la capitulación que habla 
del diezmo dize que aya la dézima el almirante 
quedando las nueve partes para V. mag., por ma- 
nera que de lo que no quedaren las nueve partes a 
V. mag. tanpoeo non le cabe a el la dézima, por 
quanto el sentido de estas palabras no es querer 
acebtar que de lo que otro ganase en aquellas par- 
tes no oviese el almirante su dézima, asi porque no 
lo suenan las palabras como porque fuera contra 
razón que se pusiera el almirante en ganar pro- 
vecho para otros de que él no oviese parte, como 
adelante se dirá por lo qual no se pusieron las di- 
chas palabras salvo porque como la dézima se se- 
ñalase para el almirante asi las nueve se mostrasen 
quedar para sus altezas, porque manifiesta cosa es 
que no ganando aquellas tierras y el mueble dellas 
otra persona ni teniendo nadie a ellas derecho, salvo 
sus altezas y el almirante por la parte que le cabe, 
no se podian ni devian poner las dichas palabras a 
effecto de excluille de la parte de lo que apotras 
perteneciese sino para entre sus altezas y el dicho 
almirante que las yvan a ganar como de hecho las 
ganaron, y asi como al punto que fueron ganadas 
luego cobraron entera abcion y dominio dellas sus 
altezas sin pertenescer a otro cosa alguna si por el 
consiguiente en aquel punto juntamente con sus 
altezas adquirió el dicho almirante derecho a todo 



408 PLEITOS DE COLÓN. 

SU diezmo por manera que a otra ninguna persona 
de derecho pertenesce nada en las dichas yndias 
salvo lo que sus altezas quisieren dar, lo qual por el 
esperiencia se conprueva porque alia no coje nadie 
hoja de un árbol sin consensu y merced de V. ma- 
gestad como de cosa que es suya, de donde se in- 
fiere que pues todo lo que tienen los vezinos en 
aquellas partes era de V. mag. primero y que lo 
tienen porque el se lo dio, que ansi mismo que en 
aquello que les dio tenia su dézima el almirante, 
pues las adquirió juntamente con V. mag. y por 
tanto de lo que dieren a de ser primero la dézima 
para el almirante o mandar a los vezinos que se la 
den sacadas las costas, pues que lo que V. alteza 
les da lo ha de dar con la misma carga del diezmo 
segund que lo avia el almirante de aver si la tal 
merced no se hiziera, porque de otra forma tanbien 
podrá hacerles merced de todo y el almirante que- 
darse sin renta alguna, por manera que fuese frus- 
tratoria la merced y pacto que con él se hizo en 
pago y reconpensa de avello ganado, lo qual seria 
mui feo exenplo y irracionable ynterpretacion de 
privillejo, el qual habiéndose de entender en argu- 
mento no solamente se disminuye pero totalmente 
queda anichilado, por manera que de lo dicho se 
infiere que de qualquier provecho que V. mag. o 
los particulares en aquellas partes ovieren ha de 
aver el almirante su dézima y non solamente del 
oro pero de qualesquier otras cosas y mercadurías 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 409 

y provechos, por qualquier via y modo que sean 
ávidos en los términos de su admirantasgo, por ra- 
zón de la generalidad del capitulo tocante al dicho 
diezmo, el qual dize que de todas y qualesquier 
mercaderias que se conpraren, trocaren, hallaren y 
ovieren dentro de los límites de su admiran tadgo 
aya el diezmo sin que se ecebte ni limite ni aya 
respecto a las personas que trataren ni a las partes 
y logares de do las tales mercadurías salieren o se 
llevaren, salvo al lugar do se venden o truecan, de 
forma que a la merced del dicho capítulo no se va- 
lida solo por razón de la mercadería, se halla mas 
por el lagar do ella se tracta y do se adquiere la 
ganancia de la conpra o trueque della, lo qual es 
muí manifiesto porque el dicho capítulo no dixo 
ayan tan solamente el diezmo de las mercadurías 
que se fallaren y ovieren en aquellas tierras, mas 
tanbien de las que se conpraren o trocaren en ellas, 
y si de las tales conpras y trueques no se le pagase 
el diezmo no se podría dar caso en que se effeetuase 
la dicha merced, si me dizen que se efectuara en lo 
que sus altezas conpraren o trocaren, digo que esta 
respuesta no ha lugar, lo uno por la generalidad 
del dicho capítulo que dize de quanto se conprare o 
trocare sin limitación de las personas por quien ha 
de ser conprado o trocado, lo otro porque lo que sus 
altezas fazen o por su merced y consentimiento por 
otras personas es fecho todo se cuenta y tiene por 
uno, pues nasce de una rayz que es su alteza y na- 



410 PLEITOS DE COLÓN. 

die temía facultad para tratar en su heredad que 
son las dichas yndias, sin licencia y especial mer- 
ced, segund que arriba es visto y segund que mu- 
cho tienpo pasó sin que ninguna persona llevase ni 
pudiese llevar mercadería alguna y si las llevara 
pagará el diezmo al dicho almirante y si después 
sus altezas, a x de abril de quatrocientos y noventa 
y cinco en la villa de Madrid, dieron facultad para 
que todos pudiesen llevar mercaderías libremente 
a las dichas yndias, en quanto la tal licencia podria 
perjudicar al dicho almirante, la revocaron en me- 
dina a dos de Junio de quatrocientos y noventa y 
y siete, como parece por la patente que él dello 
tiene; por manera que no quisieron que la dicha 
merced a los particulares fecha, pues era voluntaria 
y posterior, perjudicase al pacto con el almirante 
primero asentado, en que le dieron el dicho diezmo 
de lo que se conprase y trocase, y si me dizen pasó 
como entonces ni después acá nunca llevó el almi- 
rante el diezmo de las tales mercadurías, digo que 
viendo el almirante que sus altezas permitían a los 
particulares tratar que hera porque les paguen 
siete y medio por ciento de almojarisfazgo, ovo por 
bien de no pedirles diezmo porque su alteza gelo 
mandavan del dicho derecho de almojarifazgo que 
pagaban los mercaderes a sus altezas en reconpensa 
y pago de la tal facultad que para tratar se les dava, 
y asi aquel diezmo que cobrava del almojarisfazgo 
resultava en la parte y provecho que le podia caber 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 411 

del dicho trato de mercaderías segund que hasta 
aqui avia por bien de aver el diezmo del quinto del 
oro que a sus altezas los particulares davan, el qual 
también resultava en la parte y provecho que del 
oro que se cogia le podia pertenescer por agora que 
vee que por parte de V. mag. se le quita su dézima 
del amojarifazgo, justo es que la pida a los merca- 
deres y tratantes en aquellas partes y que V. ma- 
gostad se la mande dar, porque dándole V. mag. a 
ellos el tracto de las dichas tierras en que tiene el 
almirante su parte y no queriendo V. alteza dar al 
almirante parte del provecho que proviene de la 
tal dádiva que es el almojarisfazgo, justamente lo 
deve él pedir a los particulares en quanto toca a su 
dézima, lo qual demás de ser por las razones susodi- 
chas cosa muy justa y fundada en derecho, asi 
mismo es mui conforme a razón, porque no se dis- 
pusiera el dicho almirante con su persona, hazienda 
y yndustria a descubrir el provecho de las dichas 
yndias para todo el mundo, si el no o viera de aver 
su parte, y ansí viendo que parte del provecho de 
las dichas tierras podria ser de cosas ganadas o fa- 
lladas por eso dixo el capítulo «de lo que se fallare 
o ganare», y porque otros provechos se avrian por 
conpras o trueques por eso dixo «y de lo que se con- 
prare o trocare», y porque otros provechos se podrían 
aver por otras diversas vías y modos por eso asi 
mismo puso esta general y conprehensiva palabra «y 
de lo que se oviere», de modo que quisieron sus alte- 



412 PLEITOS DE COLÓN. 

zas que no pudiese ayer forma de ganancia y pro- 
vecho en aquellas partes de que al dicho almirante, 
como a causa y autor dello, no le cupiese parte, por- 
que si asi no se hiziera pudiera ser la ganancia y 
utilidad de las dichas yndias solo de compras o true- 
ques de mercaderías y oviérase de quedar el dicho 
almirante sin provecho alguno y pudiérase dezir que 
hallava todo el mundo ganancia en su travajo y 
yndustria no la aviendo él para si propio, y porque 
demás del daño que el dicho almirante rescibe del 
modo de pagalle el dicho diezmo también se le ha 
echo mui mayor en no acudille con él en todas las 
yslas y tierras en que lo deve aver, que es en todos 
los términos de su almirantadgo, suplica a V. mag. 
que mande ver y declarar los dichos términos, que 
son todo lo que está al ocidente de una raya que pasa 
sobre las yslas de los acores y del cabo verde de se- 
tentrion en abstro de polo a polo, como parece claro 
y especificado en sus privillejos y en clausulas 
dellos que aqui van referidas, la qual no se deve 
juzgar por ynmensa merced, considerando que por 
causa del dicho almirante tiene V. m. a todas las 
dichas tierras abcion por los mesmos límites señar 
lada, quanto mas que no se deve aver respecto con 
el almirante, asi pide mucho mas a la Justicia y 
racon con que lo pid« mayormente, pues al presente 
no se platica en fazer la contratazion de nuevo mas 
en pedir Justicia, y quando fué fecha se tuvo por, 
injai buena y tomarían al presente sus altezjas otr^. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 443 

semejable y aun no solo de lo ignoto de lo de áfrica 
que es a par de sus Rey nos y a que tiene tan justo 
título darían la meytad a la persona que les dieze 
el resto della con tan poco peligro y gasto como el 
almirante les dio lo que por pensamiento jamas les 
pasó de tener ni poseer, y si el almirante no fuera 
persona que se les diera por vasallo salvo un señor 
o Rey poderoso, no solo deviera la dicha parte mas 
la meytad ó la mayor parte de las dichas yndias; 
pues si esto es ansí, ¿qué razón ay que se haga diffi- 
cil dar al dicho almirante la dicha dézima y asi 
mismo la administración de la Justicia, que lo dan 
y confían de un governador al qual mui mas ab- 
solutamente le hazen merced del oficio y gover- 
nacion sin que sepa que cosa son yndias, é que no se 
da al almirante con aver muerto por descubrirlas y 
se ha visto y ay en estos Reynos muchas personas 
con mui mayores beneficios y estados que no el del 
almirante sin que hiziesen un tan señalado y nuevo 
servicio a Dios y al Rey como él hizo quanto mas 
que a los vencidos se les da mayores libertades y 
mercedes y les son guardadas como se vee en ña- 
póles y Sicilia y en otras partes do sus altezas no 
proveen de las menudencias en que en las yndias 
quieren poner la mano confiándose de un virrey? 
pues quánto mas se devrian hazer y guardar al que 
fué vencedor y que solo ganó con su propia persona 
y yndustria contra la opinión de todo el mundo 
poniendo de su casa mucha parte de la costa y gasto 



414 PLEITOS DE COLÓN. 

que en ello se hizo sin ser vasallo ni natural de los 
Reynos y podiendo sin hazer cosa fea ni yndevida 
darlo a qualquier príncipe que a el paresciera; de 
forma que pues ay tales razones y el servicio de 
cada dia cresce y es mui mayor, asi por el consi- 
guiente para con Dios y el mundo, deveria V. mag. 
acrescentar al dicho almirante y no permitir que le 
sea disminuido lo que por pacto le fué concedido, 
seyendo manifiesto que fasta el presente no se le dio 
ni tuvo una teja do pudiese reclinar su cabeza y 
que aquellos mismos que le malsignan y se fazen 
sus fiscales tienen y poseen quanto a él se quita y 
deroga, y ansi por divinal juizio viene todo a total 
disminución y perdimento si V. mag. con su recta 
y catholica conciencia no provee de suficiente y 
justo remedio dexando a gesar lo que es de cesar. 

En la villa de Valladolid a doce días del mes de 
setiembre de mili e quinientos e veinte e quatro 
años la presentó el procurador del almirante de las 
indias, y los señores del consejo mandaron dar tras- 
lado al fiscal que dentro de tercero día responda y 
concluya. 

169. 

(Año de \^2i.— Septiembre 17. Valladolid.')— ?Qt\c\6n de D. Diego Colón, 
para que se conmine con pena al Fiscal que concluya sus alegaciones. — 
(^. de I., 1-1- Vil, Pza. 4, 2.«, fol. 40.) 



170. 

(Año de Iñ2i.—Septiemh'e 19. Valladolid.)— Vetición de D. Diego Colón 
acusando de rebeldía al Fiscal por no haber concluido su alegato. — 
QA. de I., Pto. 1-1-Vii, Pza. 4, 2.«, fol. 41.) 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 415 



171, 



(Año de 152i.— (Octubre 1.° ValladoUd.)— 'Petición del Licenciado Prado 
contra el auto en que se le manda presente en término de ocho días los 
procesos ó escrituras de que se entiende aprovechar, cosa difícil, sin cau- 
sar dilaciones que se crean maliciosas, y sobre traer el proceso que se 
siguió á D. Cristóbal Colón cuando fué residenciado en la isla de Santo 
Domingo.—C-á. de Z, l-l-Vn, Pza. 4, fol. 44.) 

Muy poderosos señores: 

El licenciado de Prado, vuestro fiscal, dize que 
le fué notificado un auto por el qual se le manda 
que en el pleito del Almirante de las Indias pre- 
sente dentro de ocho dias qualesquier procesos e 
escrituras e abtos de que se entiende aprovechar, y 
como quiera que por el dicho auto se manda cosa 
muy dificile en lo que de yuso dirá y declarará, 
pero porque la parte contraria non pueda decyr 
que el dicho Fiscal usa de dilaciones maliciosas, 
por tanto que para efetto de mostrar como ay pen- 
dencia sobre los quatro capítulos últimamente pe- 
didos por el dicho almirante e sobre otros muchos 
capítulos demás de los quatro que asy mismo pide 
el dicho almirante e que sobre los mas dellos está 
el proceso concluso para en grado de Revista y visto 
el proceso y dado pareceres e votos por los del Con- 
sejo Real, faré presentación de los procesos que so- 
bre los suso dichos capítulos se han fecho, en el es- 
tado e forma que están, los quales tiene en esta corte 
Francisco de Salmerón, escrivano de vuestro Con- 



416 PLEITOS DE COLÓN. 

sejo Real, el qual dize que los entregará luego ante 
quien vuestra alteza mandare, dándole para ello ce- 
dula firmada de vuestro Real nombre, e que él los 
terna prestos para quando vuestra alteza los man- 
dare ver e determinar, y protesta que por la dicha 
presentación que asy faze de los dichos procesos no 
sea visto aprovar las provancas e escrituras e otras 
cosas quel dicho almirante en su favor tiene fechas 
y presentadas e que por esto non sea visto abrir 
conclusyon que está fecha ny ynovar cosa alguna 
en el estado en que están cada uno de los dichos 
procesos. 

E en lo que el dicho abto contiene dificultad y 
casy ynposybilidad es que siendo notorio que los 
del vuestro Consejo Real dieron sus votos e parece- 
res en Revista e que estos votos non los tiene él ny 
vinieron a su poder ny sabe a cuyo poder vinieron 
y porque asy mismo ha fecho e faze presentación 
de los dichos votos e pareceres por escrito e como 
mejor de derecho puede, pues attualmente no los 
puede tener ny presentar porque no los tiene ny 
sabe dellos, y suplica que en lo que toca a esto que 
el dicho abto non pare perjuycio e sy necesario es 
suplica del e pide que sea en quanto a este articulo 
emendado el dicho abto. 

Asy mismo face presentación en quanto por él 
face y non en mas ny allende de un proceso que 
pasó entre la cibdad de Sevilla e el Almirante de 
Castilla sobre los dichos e otras cosas que la dicha 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 417 

cibdad pretende que no ha de hazer ny llevar el 
dicho almirante de Castilla ni sus tenientes, que 
pasa ante tomas del marmol , escrivano de vuestro 
Consejo Real, al qual se notificó cédula de vuestra 
alteza para que lo entregue, y el término que se me 
da, a él para le presentar se avia e ha de asinar, e 
con pena al dicho tomas del marmol para que lo 
diese, porque fasta que él lo dé, él no puede con 
efetto presentarle, y por tanto suplica que pues el 
dicho tomas dize que lo tiene, que mande, con pena 
e con término, que gelo dé para lo presentar, e pro- 
testa que fasta que esto se mande de la forma suso 
dicha al dicho Tomas, no le corra el termino de los 
ocho dias ny otro alguno porque aun quel dicho 
tomas del marmol ha respondido que lo dará e fará 
dar en madrid donde lo tiene a la persona quel 
dicho fiscal diputase y él le diputó e nombró la 
persona que lo reciba, es necesario que se le mande 
al dicho tomas lo que el dicho fiscal suplica, que lo 
entregue con término e pena, porque no entregán- 
dole el dicho fiscal no lo podrá presentar. 

Asy mismo faze presentación en quanto por él 
faze y no en mas ny allende de otros procesos que 
pasaron ante Cristóbal de bitoria, escrivano del 
Consejo Real, en cuyo oficio sucedió Juan de bito- 
ria, su fijo, por los quales se verá la culpa que como 
juez tovo el almirante don Cristóbal Colon e cedido 
en ellos toda forma e orden de derecho e justicia, 
de cuya cabsa el Rey e Reyna Católicos, vuestros 



27 



./ 



418 PLEITOS DE COLÓN. 

abuelos proveyeron de governador en las dichas 
Yndias e mandaron venir personalmente al dicho 
almirante don Cristóbal Colon á estos Reynos, y 
por tanto pide e suplica que mande al dicho Juan 
de bitoria lo mismo que ha suplicado que manden 
al dicho Tomas del marmol, pues que, como dicho 
tiene, él no puede presentar en el término lo que no 
tiene y fasta que gelo entregue protesta que no le 
corra término, pero dice mas, que porque esto que 
suplica non pueda traer dilación, que vuestra alteza 
puede mandar que se vean los procesos que aqui 
están en poder de Salmerón, que pendiente la vista 
de los pasos que aqui están se traygan los dichos 
procesos, e que por lo uno non se estorve lo otro, etc. 
En Valladolid primero de Octubre de lUDxxiiir 
años la presentó el fiscal, y los señores del Consejo 
de las Yndias mandaron e proveyeron lo contenido 
en la respuesta de cada un capitulo de la dicha pe- 
tición. 



172. 



(Año de 1521 — Octnlre 3. ValladoVd.) — Pedro de Peñalosa, en nombre 
de D. Diego Colón, presenta un traslado t'e las capitulaciones que los 
Reyes CatiMicos firmaron con D. Cristóbal Colón.— {A.de Z, Pto. l-l-Vn, 
Pza. 4, 2.», fol. 43.) 



173. 



(Año de 1524. — Octubre?». Fia-ZZa-Z^J?/^.) —Escritura presentada por Pero 
de Petíalosa ea nombre del admirante D. Diego Colón, Publicada en 
la Coleo ^ de docum. de Ind.^ primera serie, t. xxxvi, pág. 311.) 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 419 



174. 



(Año de lo2L— Octubre 5. Valladolid.) — Notificación á Tomás del Már- 
mol para que busque y presente los procesos formados á D. Cristóbal 
Colón, según pide el fiscal licenciado Prado.— (J.. de I., Pto. l-l-*/u» 
Pza. 5, fol. 45 ) 



En la villa de Yalladolid, a cinco dias del mess 
de Otubre del dicho año, notiñqué al dicho Tomas 
del marmol, contenido en esta petición, como los 
señores del consejo de las yndias le mandavan que 
sin embargo délo de ocho dias que la parte del 
dicho licenciado de Prado le pidiere los dichos pro- 
cesos en madrid, gelos de y entregue dichas cédu- 
las como su alteza manda, so pena de cinquenta 
mili maravedises para la cámara e fisco de sus ma- 
gestades, el qual dixo que tiene las llaves de las 
arcas donde esta el un proceso contenydo en una 
délas dichas cédulas, ques el que pasó entre la cib- 
dad de Sevilla y el almirante de Castilla sobre el 
exercer el oficio de almirante, porque del otro que 
se hizo contra el almirante don Cristóbal Colon 
sobre la justicia de ciertos hombres que se hizo en 
la ysla española no tiene noticia y no tiene a quien 
las entregar syno él no va a madrid donde está, 
que ydo él lo entregará luego y buscará el dicho 
proceso hecho contra el dicho almirante don Cris- 
tóbal Colon, y si lo hallare asy mismo lo entregara 
al secretario Francisco de los Covos como por las 



420 PLEITOS DE COLÓN. 

dichas cédulas le es mandado; testigos Juan de 
castillo, estante en esta corte, e juan de orellana, 
criado del dicho tomas del marmol. =Francisco de 
bribiesca. 



175. 



(Año de 1524. — Octubre 10. ValladoUd.) — Notificación á Juan de Yitoria, 
escribano de Cámara de S. M., hijo de Cristóbal Vitoria, ante quien 
pasó el proceso seguido contra el almirante D. Cristóbal, para que lo 
busque entre los papeles de su padre. — (-á. de I., l-l-Vn, Pza. i.\ 
fol. 45.) 



En la villa de Valladolid. a diez dias del mes de 
Otubre de mili y quinientos -y veynte y quatra 
años, yo, francisco de briviesca, escrivano de sus 
magestades, notifiqué a Juan de Vitoria, escrivano 
de cámara de su magestad, contenido en el quarto 
capitulo desta petición, lo mandado e prevenido 
por los señores del Consejo Real de las Indias sobre 
lo tocante al dicho capitulo y sola dicha pena, el 
qual respondió que estaba presto de buscar el dicho 
proceso en los procesos que quedaron de sus padres 
Cristóbal de Vitoria, aunque del, como ya tenía 
otra vez Respondido a una Cédula de su majestad 
que le fué notificada, no tenia noticia ny sabe cosa 
alguna del dicho proceso, testigos Johan de ancheta 
e Juan López, criados del dicho Juan de Vitoria= 
Francisco de bribiesca. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 421 



176. 

í(Año de 1525. — Enero 25. Madrid.') — E] almirante D. Die^o Colón pide 
se agreguen y cosan en el proceso ciertas hojas de privilegios que, por 
el mal tratamiento de Jos relatores y secretarios; se han desprendido. — 
ÍA. de Z, Pto. l-l-s/ia, Pza. 6 , fol. 11.) 



177. 



(Año de 1525. — Enero. Madrid.) — Traslado de una petición que el Almi- 
rante dice presentó al Rey Católico, sobre que se ha fundado el pleito.-— 
(^. de Z, Pto. 1-1-5/12, Pza. 6, fol. 11.) (1). . 



178. 

(Año de 1525. — Enero 28. Madrid.) — El Almirante de las Indias pide la 
conclusión del proceso. — (xL. de Z, Pto., I-I-5/12, Pza. 7.) 



179. 



(Año de 1525.— ZlíZircrí) 21. Madrid.) — Eelación en extracto de la pro- 
banza que presentó el Fiscal por interrogatorio de once preguntas. — 
(J.. de Z, Pto. I-I-V12, Pza. 18.) 



180. 



(Año de \ó2h.—Fel)rero 21. Madrid.) — El licenciado Prado pide se traiga 
al proceso el breve de Alejandro VI sobre las Indias, y que se agregue 
la probanza que presenta sobre lo del Darién.— (^1. de Z, Peo., 1-1-Via, 
Pza. 19, fol. 2.) 



(1) Escrito voluminoso en que se contienen los agravios en que preten- 
día ser desagraviado, que son los mismos, y con las mismas razones, que 
contiene el documento 107, pág. 236 de este tomo. 



422 PLEITOS DE COLÓN. 



i8i, 



Afio de 1525. — Marzo 25. Iladrid.") — El almirante D. Diego Colón pide 
que se ponga en el procedo la Bula de Alejandro VI, que estaba entre 
BUS privilegios y presenta, y que se agregue también la reclama- 
ción que hizo contra la sentencia dada en Sevilla. (J.. del., Pto. l-l-^/iaj 
Pza. 19, fol. 1.) 



182. 



(ASo de 1525. — Mayo 5. Toledo.')— Kq?ÍX cédula á los señores del Consejo de 
las Indias, ordenando se vea y determine el pleito que está concluso entre 
D. Diego Colón y los fiscales de la Corona.— (^. de Z, l-l-*/ii, Pza. 4, 
foUo 1.) 



Don Carlos, por la gracia de Dios, rrey de rro- 
manos e emperador senper augusto, doña iohana, 
su madre, y el mismo don Carlos por la misma gra- 
cia Reyes de Castilla, de León, de Aragón, de las 
dos Secilias, etc. A vos mercurino de gatinara, 
nuestro grand chanciller, e don Fray garcia de 
loaysa, obispo de Osma, confesor de my el Rey e 
nuestro presidente de nuestro Consejo délas Yndias 
e don femando de vega, comendador mayor de 
Castilla de la orden de Santiago e don garcia de 
padilla, comendador mayor de la orden de calatrava 
e doctor lorenzo galindez de carbajal e licenciado 
de Santiago e licenciado acuña del nuestro consejo 
e maestro lays vaca, obispo de canarias e doctor 
beltran e doctor maldonado e obispo de cibdad Ro- 
drigo, del dicho nuestro Consejo de las Yndias. 
Salud e gracia; bien sabeys los pleytos e diferencias 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 423 

e debates que en el dicho nuestro Consejo de las 
Yndias penden entre el almirante don Diego Colon 
de la una parte e nuestros procuradores fiscales de 
la otra parte sobre la declaración de sus previlegios 
e sobre las otras cabsas e Razones contenidas en los 
procesos de los dichos pleitos que agora están tray- 
dos ante los del dicho nuestro Consejo de las Yndias, 
el qual está concluso, y para se ver y determinar 
y nuestra voluntad es que se vea y determine por 
vosotros con toda brevedad, confiando de vuestra 
Betitud y letras, por ende por la presente vos man- 
damos que todos vos junteys para la vista e deter- 
minación del dicho pleyto y le comenceys a ver a 
ocho deste presente mes de mayo y lo continueys 
hasta lo fenecer, ocupando vos en ello las tres oras 
de la mañana que haviades de Residir en nuestro 
Consejo Real y otros nuestros Consejos y veades los 
dichos procesos y todas las escrituras y cosas que 
por cada una de las partes han seydo preientadas e 
alegadas e determineys en ello lo que hallaredes 
por justicia, lo qual vos cometemos y para ello vos 
damos poder cumplido con todas sus yncidencias e 
dependencias, emergencias, anexidades e conexida- 
des. Dada en la cibdad de Toledo a cinco dias del 
mes de mayo, año del nacimiento de nuestro señor 
Jesucristo de mili e quinientos e veynte e cinco 
años.=Yo el Rey.=Yo Francisco de los Cobos, Se- 
cretario de sus cesáreas y catholicas magestades, la 
fize escrevir por su mandado. 



424 PLEITOS DE COLÓN. 



183. 

(Año de 1525. — 3íaya 22. Toledo.)— E\ Almirante de las Indias dice que 
presentó al Rey Católico en Plasencia un memorial de agravios con 
cuarenta y dos capítulos, y que al margen de cada uno pusieron respues- 
tas sin auto judicial los señores del Consejo: pide que se comuniquen al 
Fiscal y responda.— <J.. de Z, Pto. l-l-*/u, Pza. 6, fol 77.) 



184. 

(Sin fecha.)— Alegación del derecho que, como Almirante j Virrey, debía 
tener D. Diego Colón en el grado de suplicación de las causas civiles y 
criminales, escrita por D. Hernando Colón, su hermano. — (Publicada en 
la Culeco, de docum. inéd. para la Hist, de Esp., t. xvi, pág. 376.) ^^1). 



185. 

(Año de 1525. — Septiemlre. Toledo.)— llñrmia. de la carta que D. Diego 
Colón escribió al Emperador respondiendo á la de 12 del dicho mes que 
su Majestad le envió desde Segovia. (Publicada por la Sra. Duquesa de 
Alba en el libro antes citado, pág. 75.) 



186. 



(Sin fecha.)— Petición de D. Diego Colón de que no se determine lo que 
Hernán Cortés y Diego Velázquez piden de la gobernación de Yucatán, 
por ser en su perjuisio y pertenecerle. — (Publicado por la Sra. Duquesa 
de Alba en el libro antes citado, pág. 71.) 



187. 

(Sin fecha.) — Parecer en el pleito de Diego Nicuesa, de los indios.— (Pu- 
blicada por la Sra. Duquesa de Alba en el libro antes citado, pág. 95,) 



(1) Hay copia ológrafa de D. Fernando en el archivo de la casa de Ve- 
ragua, con nota del autor, estimando ser éste el mejor escrito que hizo en 
la materia. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 425 



l88. 



(Sin fecha. — Santo Domingo.) — Memorial de algunas cosas de las que acá 
pasan para que se platique e se provea en ellas lo que más convenga. — 
(Publicado en esta Colección,, segunda serie, t. v, pág. 106.) 



189. 



(Año de lñ26.") —Enero 26. Toledo.') — Beal Cédula á los señcres del Con- 
sejo, ordenando vean y terminen el pleito que pende entre D. Diego 
Colón y los Fiscales de la Corona, como sea de Justicia, no embargante 
que no se hallen á ello el comendador mayor de Castilla, García de Pa- 
dilla y el Obispo de Canarias, Luis Vaca,— (J.. de 1., 1-1-Vu, Pza. 4, 2*, 
fol. 3.) 

Don Carlos, por la gracia de Dios, etc., etc., á 
vos mercurinus de gatinara, nuestro grand chanci- 
ller, e don francisco garcia de loaysa, obispo de 
osma, confesor de mi el Rey e nuestro presidente 
del nuestro Consejo de las Indias, e don garcia de 
padilla, comendador mayor de la orden de cala- 
trava e doctor lorenzo galindez de carvajal, e licen- 
ciado santiago e licenciado acuña del nuestro con- 
sejo e doctor beltran, e obispo de Cibdad Rodrigo, 
del nuestro Consejo délas Indias, Salud e gracia; 
bien sabeys los pleytos y diferencias e debates que 
en el dicho nuestro Consejo de las Indias penden 
entr el almirante don Diego Colon déla una parte e 
nuestros procuradores fiscales déla otra parte sobre 
la declaración de sus previlegios e sobre las otras 
cabsas e razones contenydas en los procesos délos 
dichos pleytos, y como por una nuestra comisión 



426 PLEITOS DE COLÓN. 

VOS cometimos el diclio negocio a vosotros junta- 
mente con don hernando de vega, comendador ma- 
yor de castilla déla orden de santiago y al Rebe- 
rendo maestro Luis Vaca obispo de Canaria, del 
dicho nuestro Consejo délas Indias, y vos manda- 
mos que lo viesedes y determinasedes en ello lo que 
hallasedes por justicia según que mas largamente 
en la dicha nuestra comisyon se contiene. Et agora, 
por la yndispusicion del dicho comendador mayor 
de castilla e por la absencia del dicho obispo de 
canarias, ellos no se pueden hallar presentes ala 
vista e determinación délos dichos pleitos, y nues- 
tra voluntad es que syn enbargo desto se vean y 
determinen, por ende nos vos mandamos que vea- 
des la dicha nuestra comysion de que de suso se 
haze myncion y conforme a ella veays e determi- 
neys los dichos procesos como hallaredes por justi- 
cia, syn enbargo que los dichos comendador mayor 
e obispo de canaria no se hallen presentes a ello, 
para lo qual, sy necesario es, vos doy poder cum- 
plido; dada en toledo a veynte y seys dias del mes 
de llenero año del nascimiento de nuestro señor 
Jesucristo de mili e quinientos e veynte e seys 
años=Yo el rey=:Yo francisco de los Covos, secre- 
tario de sus cesáreas y catholicas magestades, la 
fice escrevir por su mandado. 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 427 



190. 



(Año de 1526. — Junio 22. Santo Domingo.') — Certificación de Alonso Dar 
vila, contador en la isla Española, de los asientos de los libros en que 
consta haberse pagado al Almirante la décima de los derechos de almo» 
jarifazgo.— (^. de L, Pto. l-l-*/ii, Pza. 6, fol. 27.) 



191. 

(Sin fecha). — Memorial de los agravios en que el Almirante de las Indias 
pide ser desagraviado. — (JL. de I. , Pto. l-l-Vsi. niim. 16.) — Pieza abul- 
tada que reproduce las peticiones y argumentos de los documentos de 
este tomo números 107 y 177.) 



192. 

(Ano de 1526.— JwZw) 28. Granada^ — Francisco de Aguilar, en nombre 
de D. Luis Colón, expone que no habiéndose sentenciado el pleito por 
muerte de D. Diego Colón, hasta que viniera poder de la virreina, su 
mujer, hace presentación de este documento para seguir el pleito. — 
(4. de Z, Pto. l-l-Vu, Pza. 6, fol. 1.) 



193. 



(Sin fecha.) — Memorial del pleito que D. Luis Colón trató con el Fiscal 
de SS. MM., el cual está visto en el Consejo. — (Biblioteca del Escorial. 
Extractado por D. R. Cappa en su libro Colón y los españoles, 3.* edic, 
páginas. 256, 380 y 403.) (1). 



194. 



(Año de 1527.— JmZío 30. Sevilla.) — Conocimiento del Sr. D.Hernando 
Colón de los mil ducados que recibió de Alonso de Ara por Thomás y 



(1) Parece ser una de las copias que se sacaron de los autos. El P. Las 
Casag, en la Historia de las Indias, t. iii, pág. 16, manifiesta que poseía 
otra. 



428 PLEITOS DE COLÓN. 

Diego de Fome, y de las cosas que mandó al dicho Alonso de Ara que 
diese de los otros bienes del almirante (D. Diego Colón), que en gloria 
sea, que tenía Fernando de Valdés, e de los mismos que se consignaron 
á los dichos Thomás y Diego de Fome. (Pablicado por la Sra. Duquesa 
de Alba en el libro antes citado, pág. 99.) 



195- 

(Año de 1526. — Agosto 8. Granada.) — Bl Fiscal alega que no debe ser 
admitida la petición presentada por Francisco de Aguilar hasta que 
muestre recaudo para ser parte. — QA. de I., Pto. 1-1-Vii» I*2;a. 6, fol. 3.) 



196. 



(Año de 1526. — Agosto 14. Granada.) — Francisco de Aguilar, en nombre 
de D. Luis Colón, responde á las objeciones del Fiscal, presentando tes- 
timonio del testamento de D. Diego Colón. — QA.de I., Pto. l-l-*/ii, 
Pza. 6,fol. 4.) 



197. 



(Año de 1526. — Agosto 30. Granada.) — El fiscal, licenciado Prado, dice 
que Francisco de Aguilar no es parte para lo que pide. — (A. de 1., 
Pto. 1-1-Vn, Pza. 6, fol. 26.) 



198. 



(Año áelB2Q. — Septiembres. Santo Domingo.) — Poder dado por la vi- 
rreina D.* María de Toledo á D. Fernando Colón, para que la represente 
en el pleito que se seguía en nombre de su hijo D. Luis. — (J.. de I., 
Pto. 1-1-4/11, Pza. 6, fol. 31.) 



199. 

(Año de 1526.— Septiembre 7. Granada.) — Fiancisco de Aguilar responde 
á la petición del Fiscal que sus poderes son bastantes , y presenta en 
prueba el testimonio de reclamación que hizo D. Diego Colón.— (JL. de 1., 
Pto. 1-1-Vii, Pza. 6, fol. 29.) 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 429 



200. 



(Año de 152&.— Septiembre 19. Granada.)— Protesta que sobre declaración 
de sus derechos hizo D. Diego Colón en Santo Domingo el año 1612, 
presentada en el pleito. — (A. de I., Pto. 1-1- Vn, Pza. 6, fol. 28. En per- 
pergamino.) 



20I. 

(Año de 1527. — Uñero 16. Sant» Domingo.)— Carta, de aprobación, ratifica- 
ción y poder de D.* María de Toledo á favor de su padre D. Fernando 
de Toledo, á su hermano D. Fray Antonio de Toledo y á D. Fernando 
Colón.— (^. de 7., Pto. 11-*/ n, Pza. 6, fol. 66.)— 



202. 

(Año de 1527.— Febrero 18. ValladoUd. ^—Antoñzación de Fr. Bartolomé 
de Saavedra , vicario provincial de España en la orden de Santo Do- 
mingo, á Fr. Antonio de Toledo, hermano de la Virreina de las Indias, 
para aceptar poder de esta señora y entender en los pleitos que trae. — 
i A. de L, Pto. 1-1-Vii, Pza. 6, fol. 37.) 



203. 

(Año de 1527. — Febrero 19. Valladolid.') — Poder otorgado por la virreina 
D.* María de Toledo á favor de su hermano Fr. Antonio de Toledo, y 
sustitución de éste por Alonso de Ara. — (^. de I., Pto. 1-1-Vn> JPza. 6, 
fol. 42.) 

204. 

(Año de 1527. — Febrero 20. Valladolid. — Alonso de Ara, en nombre de 
D. Luis Colón, pide que se termine y sentencie el pleito, presentando 
poderes bastantes para ello.— (^. de Z, Pto. l-l-Vu, Pza. 6, fol. 30.) 



205. 

(Año de 1526. — Febrero 2^. Valladolid.') — El Fiscal expone que Alonso 
de Ara no es parte para lo que pide, porque el poder^ue presenta no es 
bastante.— C^. de Z, Pto. 1-1- Vn, Pza. 6, fol. 52.) 



430 PLEITOS DE COLÓN, 



206. 



(Año de 1527.)— Alonso de Ara, respondiendo al alegato del Fiscal, pide se 
determine el pleito aun cuando los poderes que tiene no sean bastantes, 
mientras llegan otros.— (^. de 1., Pto. l-l-*/u, Pza. 6, fol. 76.) 



207. 



(Año de 1527.— ^JriZ 10. FaZZíi<¿í)Z¿íZ.)—D. Hernando de Toledo, comen- 
dador mayor de León, en nombre de D,* Maila, su hija, y de sus nietos, 
dice, que no habiendo sido admitidos los poderes á varias personas, él lo 
tiene cuan bastante se quiera, y pide se sentencie el pleito. — (^A. de Z, 
Pto. 1-1-Vii, Pza. 6, fol. 53. 



208. 



(Año de 1527. — Ahr'il 10. VaVadolid.') — Poder de la virreina D.* María de 
Toledo presentado por su padre D. Hernando de Toledo. — (yl. de I., 
Pto. l-l-Vu, Pza. 6, fol. 54.) 



209. 



(Año de 1527, Mayo 27. Valladolid.) — D. Hernando de Toledo, en nombre 
de su hija y nietos, presenta testimonio (el documento núm. 190) en 
prueba de derecho al décimo de almojarifazgo. — {A. de I,, Pto. 1-1-Vii» 
Pza. 6, fol. 61.) 



210. 

(Año de 1527. — Juni) 2. Valladolii.) — El Fiscal dice que la escritura pre- 
sentada por D. Hernando de Tolelo no se debe recibir porque no es ale- 
gada por parte ni en tiempo. — (^A. de 1., Pto. 1-1-Vii) Pza. 6, fol. 72.) 



211. 



(Año de 1527.— Junio 5. Valladolid). — Extracto del memorial ajustado del 
pleito eatre el Almirante de las India? y el Fiscal de S. M. — {Acad. de 
la Hist., colee. Muñoz, t. XL, fol. 175-200.) 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 431 



212. 



(Año de 1527. — Junio 15. Valladolid.) — D. Hernando de Toledo replica el 
alegato del Fiscal.— (^. de i., Pto. l-l-*/ii, Tza. 6, fcl. 73.) 



213. 



(Año de 1527. — Junio 25, Valladolid.) — Sentencia declarando que todos 
los pedimentos hechos por parte del Almirante D. Diego Colón y des- 
pués aprobados por D. Luis Colón y sus hermanos, se vean y determinen, 
sin embargo de las sentencias y declaraciones y irovisiones fechas y 
dadas en Sevilla y la Coruña, las cuales se dan por ninguna.~(J. de I., 
1-1- Vil- Pza. 6, fol, 74.) 



En el pleito que ante nos pende entre el almirante 
Don Luis Colon y los otros sus hermanos herederos 
del almirante Don Diego su padre, abtores deman- 
dantes de la una parte, y de la otra del licenciado 
prado, procurador fiscal de su magostad, reo defen- 
diente. 

Fallamos atentos los abetos y méritos deste pro- 
cesso que ante todas cosas devenios mandar y man- 
damos que todos los pidimientos fechos por parte 
del dicho almirante don diego colon y después 
aprobados por el dicho almirante don Luis colon 
y sus hermanos como herederos del dicho almirante 
Don Diego Colon sobre que ha seido y es este pleito 
se vean y determinen por nos conforme a derecho, 
syn enbargo de las sentencias y declaraciones y 
provisiones por algunos délos del Consejo de su 
magostad cerca dello fechas y dadas en la cibdad 



432 . PLEITOS DE COLÓN. 

de Sevilla y en la cibdad déla coruña, las quales 
damos por ningunas y por esta nuestra sentencia 
asy lo pronunciamos y mandamos en estos escriptos 
y por ellos==: Fray garcia episcopus oxonensis= 
El doctor Carvajal=Licenciatus de Santiago==El 
comendador mayor= Episcopus Canariensis=El 
doctor beltrani==Acuña, Episcopus civitatensis. 

Dada y pronunciada fué esta sentencia por los 
señores del Consejo, Juezes Comisarios queaqui fir- 
maron sus nombres, en Yalladolid, veynte y cinco 
dias del mes de Junio de mili e quinientos e veynte 
y siete años. 

Este dicho dia, mes e año suso dicho fué notifi- 
cada esta sentencia a don hernando de Toledo, co- 
mendador mayor de león, en nombre del dicho al- 
mirante don luis Colon e sus hermanos en su 
persona; testigos: pero vazquez orejón e Juan lopez 
davila sus criados. 

En veynte y seys dias del dicho mes, año suso 
dicho, notifiqué esta dicha sentencia al dicho licen- 
ciado de prado, fiscal, en su persona, testigos: gon- 
zalo carries, vecino de madrid, y hernando manso, 
su criado. 

214. 

(Año de 1527. — Junio 25. ValladoUd.') — Sentencia otorgando la restitución 
pedida por parte de D. Luis Colón, y mandando que dentro del tercer 
día el fiscal alegue lo que le cumpla en contra. — {A. de i., l-l-*/ii. Pza. 6, 
fol. 75.) 

En la villa de Valladolid a veynte e cinco dias 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 433 

del mes de Junio de mili e quinientos e veynte y 
syete años, visto este proceso por los señores del 
Consejo de su magostad, juezes de comisión en esta 
cabsa, dixeron que fallavan e fallaron que la Resti- 
tución pedida por parte de D. Luis Colon, almirante 
de las Indias, y por sus hermanos como herederos 
del almirante don Diego Colon, difunto, que ovo e a 
lugar segund e para aquello que fué pedida e que 
se la devian otorgar e otorgaron, y mandaron que 
la parte del fiscal, dentro del tercero dia, alegue lo 
que quisyere e viere que le cumple contra la escrip- 
tura en este proceso nuebamente presentada, para 
que, visto, se haga y provea en la dicha cabsa lo 
que sea justicia = hay ocho rubricas = Re vysosse 
en Consejo y pronuncipsse en Valladolid a veynte 
e cinco de Junio de mili e quinientos e veynte y 
syete años. Presente mi Secretario Joan de Samano. 

Este dicho dia veynte e cinco de Junio del dicho 
año de mili e quinientos e veynte y syete años se 
notificó el abto de suso a don hernando de Toledo 
comendador mayor de león en nombre del dicho 
almirante y sus hermanos en su persona; testigos 
pero Vázquez orejón y Juan López de avila, sus 
criados. 

En veynte e seys dias del dicho mes año suso 
dicho notifiqué el abto de suso al licenciado de 
prado fiscal en su persona. 



28 



434 PLEITOS DE COLÓN. 



215. 

(Afio de 1527.— Julio 2. ValladoUd. ')—'El Fiscal pide que se revoque la 
sentencia dictada el 25 de Junio, por estimarla contraria á justicia. — 
(A. de L, Pto. 1-1-Vii, Pza. 6, fol. 79.) 



216. 



(Año de 1527. — Julio 4, ValladoUd.') — Don Fernando de Toledo, en nom- 
bre del Almirante, pide no se tenga en cuenta la petición del Fiscal y 
suplica de la sentencia de Sevilla en los capítulos que no son en su fa- 
vor.— (^. de J., Pto. 1-1-Vii> Pza. 6, fol. 81.) 



217. 



(Año de 1527. — Julio 5. ValladoUd.')— 'EA Fiscal expone que el Almirante 
no puede ni debe pedir derechos de almojarifazgo. — (^A. de L, Pto. 1-1-Vii, 
Pza. 6, fol. 84.) . 



218. 



(Año de 1527. — Julio 6. ValladoUd.) — Réplica del fiscal Prado acerca de 
la sentencia pronunciada el 25 de Junio. — (^1. de I., Pto. l-l-*/ii, Pza. 6, 
folio 83.) 



219. 



(Ano de 1527. — Julio 10. ValladoUd.)— Don Fernando de Toledo responde 
al escrito del Fiscal sobre derechos de almojarifazgo. — {A. de I», 
Pto. 1-1-Vii, Pza. 6, fol. 86.) 



220. 



(Año de 1527. — Julio 15. ValladoUd. — Réplica del Fiscal al escrito ante- 
rior.— (^. de I., Pto. 1-1-Vii, Pza. 6, fol. 87.) 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 435 



221. 



{Año de 1527. —Julio 29. ValladoUd.)— Sentencia' 6ÍQta.áa por los señores 
del Consejo, jueces de comisión, recibiendo á prueba á las partes lo ale- 
gado por cada una de ellas. — (A. de I., 1-1- Vn, Pza. 6, fol. 88.) 



En el pleito que ante nos pende entre partes, de 
la una don Luis Colon, almirante de las yndias, y 
sus hermanos, como hijo y herederos de don Diego 
Colon, almirante que fué de las Yndias, difunto, y 
su curador en su nonbre, y de la otra el Licenciado 
de Prado, procurador fiscal de sus magestades en lo 
tocante al articulo de la Restitución pedida por 
parte del dicho almirante. ^Fallamos que en lo que 
toca al dicho articulo de la dicha Restitución, pe- 
dida por parte del dicho almirante y sus hermanos, 
que debemos Rescebir y Rescebimos a ambas la^ 
dichas partes e a cada una dellas a prueva de lo por 
ellas y por cada una dellas ante nos dicho y ale- 
gado, a que de derecho deven ser Rescebidos a la 
prueva, e provádoles, pueda aprovechar ssilYoJure 
yn2)ertmentium et non admitenditm, para la qual 
prueva hazer e la traer e presentar ante nos, les 
damos et asignamos plazo e termino de treynta dias 
primeros siguientes por todos plazos y términos 
acabado, e mandamos a las partes que parescan 
a ver presentar, jurar e conocer ios testigos e pro- 
vaneas que la una parte presentare contra la otra e 
la otra contra la otra si quisiere, et ansi lo pronun- 



436 PLEITOS DE COLÓN. 

ciamos e mandamos en estos escriptos et por ellos, 
etcétera. =Fray garcía, episcopiis oxonensys.^üoc- 
tor Carvajal. =Episcopus Canariensis.=Licencia- 
tus de Santiago.i=Licenciatus don garcía. =Ac aña, 
licenciatus.=El doctor Beltran.=Episcopus civi- 
tatensys. 

Dada y pronunciada fué esta sentencia por Ios- 
señores del Consejo, juezes de comisión, que aqui 
firmaron sus nombres en Valladolid, veynte y 
nueve días del mes de JuUio de mili e quinientos e 
veynte y syete años.:=Este dicho dia, mes e aña 
suso dicho notifiqué la dicha sentencia al licen- 
ciado de Prado, procarador fiscal, en su persona; en 
veynte y un días del dicho mes, año suso dicho^ 
notifiqué la sentencia al comendador mayor de- 
león en su persona. 



222. 



(Año de 1527. — Agosto 2. Valladolid.^— HeoX cédula ordenando álos seño- 
res del Consejo que si alguna de las partes se mostrase agraviada de la 
sentencia ó sentencias que pronuncien, conozcan en grado de suplica- 
ción el pleito.— (^. de Z., l-l-*/n, Pza. 6, fol. 89.) 

El Rey.=üon fray garcía de loaysa, obispo de 
osma, my confesor y my presidente del nuestro 
Consejo de las yndias y don garcía de padilla, co- 
mendador mayor de calatrava y doctor lorenco ga- 
lindez de carvajal y licenciado de santiago y licen- 
ciado acuña, del nuestro consejo, y obispos de ca- 
naria y de cibdad Rodrigo y doctor Beltran, del 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 437 

nuestro Consejo de las Yndias, ya sabeys como por 
<íomision de la católica Reyna mi señora y mia vos 
está cometido que veays el pleyto que en el dicho 
nuestro consejo de las yndias pende entre el almi- 
rante de las yndias don luis Colon y sus hermanos, 
como hijos, herederos e subcesores del almirante 
don Diego Colon, defunto, y doña Maria de Toledo, 
su madre, por sy por lo que le toca y como tutriz 
y curadora de los dichos sus hij©s, de la una parte, 
y de la otra el licenciado prado, nuestro procurador 
fiscal, y visto, lo determineys conforme a justicia, 
según que mas largo en la dicha comisión se con- 
tiene, y porque podria ser que algunas de las partes 
se agraviase de la sentencia o sentencias ynterlocu- 
torias o definitivas que por vosotros fuesen dadas e 
suplicase dellas, queremos y mandamos que conos- 
cays, en grado de suplicación del dicho pleyto, de 
qualquier sentencia ynterlocutoria o difinitiva que 
diéredes en él, e lo veays e determineys segund e 
como halláredes por derecho en el dicho grado de 
suplicación, para lo cual vos damos poder cum- 
plido; fecha en Valladolid a dos dias del mes de 
Agosto de mili e quinientos e veinte y siete años.= 
Yo el Rey.=Por mandado de su magostad, Fran- 
cisco de los Cobos. 



438 PLEITOS DE COLÓN. 



223. 



(Año de 1527. — Agosto 8. Valladolid. — Sentencia pronunciada por los se- 
ñores del Consejo, confirmando en grado de revista, por buena, justa y 
derechamente dada la anterior , no haciendo condenación de costas á-^ 
ninguna de las partes. — (^A. de í, 1-1-Vii, Pza. 6, fol. 90.) 

En el pleito que ante nos pende entre el licen- 
ciado Prado, fiscal de su magestad, déla una parte, 
y el Almirante don Luis Colon y sus hermanos de 
la otra, sobre el artículo de la nulidad de las decla- 
raciones dadas en Sevilla y en la Coruña e sobre 
las otras cabsas e Razones tocantes a este artículo. 

Fallamos que la sentencia por nos en este pleitO' 
dada de que por amas partes fué suplicado, que fué 
y es Buena, justa y derechamente dada, y por tal 
la devemos confirmar y confirmamos en grado de 
Eevista, y por algunas causas que a ello nos mue- 
ven no hazemos condenación de costas a ninguna, 
délas Partes =Fray García, episcopus oxonensis.= 
Doctor Carvajal.=Licenciatus de »Santiago =Li- 
cenciatus don García Acuña.=Episcopus Cana- 
riensis.=El Doctor Beltran. = Episcopus civita- 
tensis. 

Dada y pronunciada fué esta sentencia por los 
señores del Consejo, juezes de comisión, que de susa 
firmaron sus nonbres en Valladolid a ocho días del 
mes de Agosto de mili e quinientos e veynte y 
siete años, etc. 

En Valladolid, a honze días del dicho mes de 



DOCUMENTOS INÉDITOS. 439 

agosto del dicho año, notifiqué la dicha sentencia 
al comendador mayor don hernando de Toledo en 
su persona; testigos: don pedro de acuña y Fran- 
cisco, camarero del dicho comendador mayor. 

En treze dias del dicho mes, año suso dicho, se 
notificó la dicha sentencia al dicho licenciado de 
Prado en su persona. 



224. 



(Año de 1527.— (Agosto 8. ValladoUd.)— Don Fernando de Toledo pide 
mandamientos para ciertas personas de Sevilla que piensa presentar por 
testigos en el pleito de derechos de Almojarifazgo.— (J.. de I., Pto. l-l-*/ii, 
Pza. 6, fol. 91.) 



225. 



(Año de 1527.— Agosto 10. Vallad oUd.)—'El Fiscal pide que se ordene al 
escribano del Consejo, Juan de Samano, que busque ciertas cédulas y 
provisiones dictadas sobre derechos de almojarifazgo, y que se le dé ma- 
yor plazo para la prueba. — (A. de Z, Pto. 1-1- Vn> í*za. 6, fol. 92.) 



ÍNDICE CRONOLÓGICO DE DUCUMENTOS. 



Páginas. 

Año de 1497. — Confirmación de los privilegios de Cristó- 
bal Colón 1 

— Información de los privilegios y mercedes del Almi- 
rante y de lo que le debe corresponder por su descubri- 
miento, que es la tercia y la octava y la décima parte 

de beneficios 1 

— Treslado de la bula del Santo Padre dada á sus Al- 
tezas, de las Indias 1 

— Relación del oro vendido en Castilla 1 

— Bespuesta del Almirante á los capítulos de sus privi- 
legios 1 

— Pesquisa contra Alonso de Ojeda sobre su primer viaje 

á las Indias 2 

Año de 1500. — Facsímile de la firma y sello de Cristóbal 

Colón 2 

— Carta de sus Altezas para el Comendador Francisco 
Bobadilla; notificación al Almirante en Santo Domingo 

y respuesta de éste 2 

Años de 1501-1504. — Libramientos expedidos por Cristó- 
bal Colón en la isla de Santo Domingo 2 

— Información de D. Fernando Colón sobre los gastos 
hechos en Jamaica por su padre 2 

— Instrucción dada por el Almirante D. Diego Colón á 
Peña 2 



442 ÍNDICE. 

Páginas. 



Años de 1501-1504. — Memorial de D. Diego Colon, de 

las cosas que había de hacer y decir 3 

— Mayo 25, Olmedilla. — Carta del Duque de Alba para 

el Rey nuestro señor , tratando del pleito de Colón S 

— Carta del Duque de Alba al Obispo de Falencia, reco- 
mendando los asuntos del pleito de Colon S 

— Carta del Duque de Alba á Fernando Yega, presidente 
de la Orden de Santiago, recomendando la sentencia fa- 
vorable en el pleito de Colón 3 

— Mayo 25, Olmedilla. — Carta del Duque de Alba á su 
factor Peña, recomendando los asuntos del pleito de Co- 
lón 3 

— Kelación (de D. Diego Colón) que di al Rey sobre lo 
contecido en San Juan quando prendieron á Cerón. ... 3 

— Junio 3, Burgos. — Carta de Diego Méndez al Almi- 
rante D. Diego Colón, tratando del pleito 4 

— Instrucción del Almirante D. Diego Colón para Jeró- 
nimo de Agüero 4 

Año de 1514. — Septiembre 30, Santo Domingo. — Foder 
otorgado por D. Diego Colón á favor de su criado Ma- 
nuel Lando, para representarle en la isla de Santo Do- 
mingo 4 

— Octubre 19, Valbuena. — Real cédula á los oficiales de 
la Casa de Contratación. Acerca de lo del pleito del Al- 
mirante sobre lo de Tierra firme 4 

— Real ce'dula á los Jueces de apelación de la Española, 
previniendo que si, por ir de repartidor á la isla de San 
Juan el fiscal Velázquez, no pudiese entender en la pro- 
banza de Castilla del Oro, nombren otro fiscal que cum- 
pla esta comisión ante Ibarra 4 

Año de 1515. — Enero 12, San Germán. — Frobanza hecha 

á petición del Almirante D. Diego Colón 5 

— Enero 22, Yalladolid. — Juan de la Feña, en nombre 
del Almirante, pide que el Rey D. Fernando se sirva de- 
clarar en el pleito con arreglo al interrogatorio que pre- 
senta, y que lo que declare se ponga en el proceso 11 

— Enero 24, Valladolid. — Alonso Romano, en nombre del 



ÍNDICE. 443 

Páginas. 

Almirante pide cartas de receptoría para las justicias de 

Jae'n y Salamanca. 12 

Año de 1515. — Febrero 3, Valladolid. — Interrogatorio á 
que S. A. el Rey ha de contestar si fuere servido hacer 
merced al Almirante de las Indias. Presentado por Juan 
de la réna por parte del dicho Almirante 12 

— Febrero 6, Madrid.— Real cédula de receptoría para el 
pleito de D. Diego Colón 16 

— Febrero 12, Moguer. — Probanza hecha á petición del 
Almirante D. Diego Colón 16 

— Febrero 14, Valladolid. — Traslados de las capitulacio- 
nes y privilegios de D. Cristóbal Colón, primer Almi- 
rante 33 

— Febrero 15, Palos. — Probanza hecha á petición del Al- 
mirante D. Diego Colón 33 

— Febrero 16, San Salvador. — Probanza hecha á petición 

del Almirante D. Diego Colón 61 

— Febrero 21, Huelva. — Probanza hecha á petición del 
Almirante D. Diego Colón 87 

— Febrero 26, Salamanca. — Probanza hecha á petición 
del Almirante D. Diego Colón, según interrogatorio de 

diez y seis preguntas 96 

— Marzo 17, Guanabo. — Probanza hecha á petición del 
Almirante D. Diego Colón con arreglo á interrogatorio 

de catorce preguntas 103 

— Marzo 19, Sevilla de Jamaica. — Probanza hecha á pe- 
tición del Almirante D. Diego Colón según interroga- 
torio de catorce preguntas 109 

— Marzo 30, Medina del Campo. — Hernando de Valla- 
dolid, en nombre del Fiscal, pide nuevo plazo hasta com- 
pletar un año para presentar las probanzas , no habién- 
dolas concluido por justas causas 120 

— Abril 1, Medina del Campo.— Juan de la Peña, en 
nombre del Almirante, suplica de la prórroga de ocho 
meses que ha pedido el Fiscal 121 

— Abril 20, Medina del Campo. — Provisión dada á peti- 
ción del fiscal del Consejo, prorrogando el término de 



444 ÍNDICE. 

Páginaa. 

las probanzas , en el pleito del Almirante. Acompañan 

los interrogatorios 121 

Afio de 1515. — Mayo 25, Burgos. — Real provisión pro- 
rrogando por ocho meses al Fiscal el término señalado 
para presentar sus probanzas 121 

— Junio 13, Burgos. — Poder otorgado por el fiscal Pedro 

Ruiz en favor de Pedro Isasaga, para hacer probanzas. 121 

— Agosto 11, Sevilla. — Probanza hecha á petición del 
Fiscal 121 

— Septiembre 19, Lepe. — Probanza hecha á petición del 
Fiscal 143 

— Septiembre 25, Huelva. — Probanza hecha á petición 

del Fiscal 157 

— Octubre 1.°, Palos. — Probanza hecha á petición del 
Fiscal 169 

— Octubre 31, Madrid. — Fernando de Valladolid, por 
parte del Fisco, pide nuevo término de un año para pre- 
sentar las probanzas, por no haber salido navios en que 
enviar á Indias los interrogatorios 235 

-^ Noviembre 7, Madrid. — Juan de la Peña, en nombre 
del Almirante, alega que no se debe conceder la nueva 
prórroga que pide el Fiscal 235 

— Diciembre 15, Plasencia. — Memorial del Almirante 
exponiendo los agravios que ha recibido en la reforma de 

sus privilegios, en 42 capítulos 235 

— Interrogatorio enviado á los oficiales reales de la isla 
Española sobre los descubrimientos hechos por D. Cris- 
tóbal Colón , 235 

— Resumen de las probanzas presentadas por el Fiscal 
de S. M., formado con vista de las mismas, para cono- 
cimiento del Consejo 235 

— Resumen de las probanzas presentadas por el Almi- 
rante D. Diego Colón, formado con vista de las mismas, 

para conocimiento del Consejo , como el anterior 236 

— Resumen de las peticiones del Almirante j contesta- 
ciones del Fiscal. Este suplica de la sentencia dada en 
Sevilla con la pena de las mil y quinientas doblas 236 



ÍNDICE. 445 

Páginas. 

Año de 1515. — Recapitulación de las peticiones del Almi- 
rante y réplicas del Fiscal , 304 

— Relación de las probanzas del pleito de Tierra firme.. . SOi 

— Partida de pago de 4.832 mrs. á Bartolomé Arrióla, 
que se ocupó en tomar probanzas en las villas de Palos, 
Huelva, Lepe y Sevilla, para el pleito que se trataba con 

el Almirante 304 

— Interrogatorio para que sean examinados los testigos 
del Almirante sobre el testamento que hizo D. Barto- 
lomé Colón, dejando por heredero al dicho Almirante . . 304 

— Jaime Romano, en nombre del Almirante, pide sea de- 
clarada la rebeldía del Fiscal por no haber respondido á 

sus peticiones 306 

— Jaime Romano, en nombre del Almirante, pide de 
nuevo que sea declarada la rebeldía del Fiscal 306 

— Petición de Jaime Romano, para que se vea el pleito, 
declarada la rebeldía del Fiscal 306 

Año de 1516. — Interrogatorio del Fiscal de S. M. á los 
testigos por él presentados en el pleito que se trata con 
el Almirante de las Indias 306 

— Petición de P. Diego Colón al Emperador para que no 
se le mande venir de Indias mientras no se determine su 
justicia. 306 

— Memorial de capítulos presentados por el Fiscal, en 
respuesta al del Almirante de los 42 capítulos, suscrito 

en Plasencia en 15 de Diciembre 1515 307 

— Alegato del Almirante, en pro de sus privilegios, y en 
agravio de sus derechos 307 

— Información en derecho, en favor del Almirante de las 
Indias 307 

— Alegato del Fiscal Pero Ruiz contra el del Almirante, 
en lo que toca á nombramiento y provisión de los oficios 

en Indias 307 

— Memorial de D. Diego Colón, de cosas que dejaba en 
Santo Domingo 307 

— Suplicación del Fiscal Pero Ruiz de las mil doblas de la 
primera declaración que los Señores del Consejo hicieron. 308 



446 ÍNDICE. 

Páginas. 

Año de 151 5. — Eéplica del Almirante á la anterior su 

plicación del Fiscal 308 

— El Fiscal pide se exija á Juan de la Peña poder, que 

no tiene , para litigar en lo de Darien 308 

— Juan de la Peña presenta traslado del poder que tiene 

del Almirante 308 

— Memorial del Almirante D. Diego Colón para que en 
Cuba le acudan con el décimo del oro y otras cosas, como 

ge hace eA la Isla Española 808 

— Memorial del Almirante D. Diego Colón pidiendo que 
entre los oficiales reales j los que él tiene puestos se haga 
examen de cuentas, para que sin dilación se le entregue 

lo que le corresponda 309 

— Memorial por el Almirante 309 

— El Almirante D. Diego Colón pide de nuevo que en 
Cuba le acudan con el décimo del oro y otras cosas, como 

se hace en la isla Española 309 

— El Almirante D. Diego Colón pide en remuneración 
de tantos servicios como su padre hizo, que sea breve- 
mente determinado su pleito 310 

— El Fiscal Pero Euiz representa contra las peticiones 
del Almirante respecto á sus derechos en la Isla de 
Cuba 312 

— Minuta del informe de los Señores del Consejo sobre 
las solicitudes y pretensiones del Almirante D. Diego 
Colón en conservación de sus derechos 314 

— Alonso Romano, en nombre del Almirante, pide publi- 
cación de las probanzas 316 

— Alonso Romano, en nombre del Almirante, insiste en 

que se publiquen las probanzas, por ser pasado el término. 317 
Año de 1517. — Real Cédula á los del Consejo recomen- 
dando convoquen á las partes del pleito y hagan justicia 
lo más brevemente que se pueda, atendiendo á los gran- 
des perjuicios que causa la dilación 317 

— Real Cédula de D. Carlos mandando al Consejo sus- 
pender la vista del pleito con el Mmirante hasta que él 
llegue á estos reinos 318 



ÍNDICE. 447 

Páginas. 

Año de 1517.— Julio 22, Madrid. — Cédula del Cardenal 
Cisneros á la Casa de Contratación, mandando que se 
sigan pagando á Fernando de Yalladolid los 4.000 ms. 
que le señaló el Rey Católico como procurador de los 
pleitos del Almirante de las Indias .,... 319 

— Agosto 7, Madrid. — Juan de la Peña, en nombre del 
Almirante, nombra por sustituto en el pleito á Jaime 
Romano 320 

— Apuntamientos para uso del Consejo j pleito del Al- 
mirante sobre el Darien 320 

— Diciembre 14, Yalladolid. — El Almirante de las Indias 
da gracias á S. A. por haberse servido mandar que el 
pleito se vea, y suplica se tenga presente el memorial de 

los 42 capítulos en que se fundó el pleito 320 

— Memorial del Almirante señalando 14 capítulos en que 

pide se pronuncie sentencia 320 

Año de 1518. — Parecer sobre el pleito entre el Almirante 
D. Diego Colón y el fiscal del Rey, en que se insertan 
las gracias concedidas á D. Cristóbal y sus sucesores. . . 320 

— Parecer del Licenciado Prado y otros sobre el pleito 
pendiente con el Almirante D. Diego Colón 320 

— Parecer del Licenciado Buendía (en latín) sobre el pleito 

del Almirante D. Diego Colón , 321 

— Enero 14, Yalladolid. — Alonso Romano, en nombre 
del Almirante, presenta testimonios en prueba del dere- 
cho que aquél tiene para poner oficiales en las islas. . . . 321 

— Marzo 18, Yalladolid.— Alonso Romano, en nombre 
del Almirante, pide se mande dar la intención de su 
parte por bien probada, y la contraria por no pro- 
bada 321 

— Marzo 20, Yalladolid. — Jaime Romano, en nombre del 
Almirante, acusa de rebeldía al Fiscal y pide se mande 

ver el pleito por concluso 323 

— Abril 15, Medina del Campo. — El Fiscal pide que se 
mande sacar testimonio de los escándale^ cometidos en 
la isla de Puerto Rico por los oficiales del Almirante, al 
tomarles residencia, que se les mande ejecutar en sus 



448 ÍNDICE. 

Páginas. 

personas y bienes, y parezcan personalmente ante la 
Corte en breve término 323 

Año de 1518. — Abril 17, Aranda de Duero. — Real ce'dula 
á los Señores del Consejo, dada á petición del Almirante 
de las Indias, ordenando que el pleito se vea sin dilación, 
y visto, antes de determinar en él, envíen la relación de lo 
que fallaren por justicia , de manera que ninguna de las 
partes reciba agravio , 323 

— Mayo 14, Zaragoza. — Real cédula á los Señores del 
Consejo, dada á petición del Almirante de las Indias, 
reencargando que vean el pleito sin dilación 325 

— Octubre 22, Avila.— El Fiscal Pero Ruiz presenta pro- 
banza y pide restitución en forma y que se haga publi- 
cación por que se vea que D. Cristóbal Colón no descu- 
brió el Darien 326 

— Mayo 22, Zaragoza. — Real Cédula al Presidente y 
Consejo ordenando que procedan en justicia contra los 
alcaldes y regidores de Puerto Rico que quitaron y 
quebraron las varas á un teniente de gobernador y al al- 
guacil mayor de la ciudad 328 

Año de 1519. — Marzo 9, Avila. — Alonso Romano, en 
nombre del Almirante, pide le sea devuelta la Cédula 
original del Rey Católico que presentó, quedando testi- 
monio en el proceso 329 

Año de 1520. — Mayo 17, Coruña. — Real Cédula haciendo 
merced al Almirante D. Diego Colón de 365.000 mara- 
vedís anuales pagados en la isla Española, en enmienda 
de lo mucho que ha gastado después que vino de las 
Indias, andando en Corte 330 

— Coruña. — Real provisión ordenando la forma en que se 
han de proveer los oficios en Indias por resultado de la 

vista de los privilegios del Almirante en el pleito pendiente. 331 

— Agosto 23, Sevilla. — Reclamación y presentación de 
súplica y apelación de D. Diego Colón contra la senten- 
cia en el pleito 340 

— Agosto 29.— Tratado de privilegios presentados ante 

los alcaldes de Sevilla para figurar en el pleito 344 



ÍNDICE. 449 

Páginas. < - 



Año de 1524. — Abril 21. — Respuesta del Fiscal Licen- 
ciado Prado á la petición que presentó al Consejo el Al- 
mirante, opinando que antes de proveer cosa alguna res- 
ponda á los puntos que señala 344 

— Abril 22, Burgos.— Poder otorgado por D. Diego Co- 
lón á favor de Fernando Valdés, su camarero, para en- 
tender en el pleito 349 

— Abril 27, Yalladolid. — Traslado del testamento que 
otorgó D. Cristóbal Colón primer Almirante, é informa- 
ción de como se hallaba en poder de Pedro de Hinojedo 
que lo extendió. Declara Gaspar Vázquez que se halló 
presente al otorgamiento del dicho testamento porque 

vino con el escribano Hinojedo 349 

— Abril 28 , Burgos. — Memorial del Almirante D. Diego 
Colón diciendo ha sabido que después que vino de las 
Indias se han dado muchas provisiones que son contra 
su derecho. Pide traslado de ellas para que no le paren 
perjuicio 849 

— Agosto 17, Valladolid. — Poder otorgado por D. Diego 
Colón á favor de Alonso Romano, Jaime Romano y Pe- 
dro de Peñalosa, como sus procuradores 349 

— Agosto 19, Valladolid. — Memorial del Almirante don 
Diego Colón, exponiendo que no se ha respondido á los 
capítulos que anteriormente presentó en desagravio, por 

lo cual los resume 349 

— Agosto 22, Valladolid. — Memorial del Almirante don 
Diego Colón pidiendo que se resuelvan desde luego los 
puntos principales de sus peticiones aunque los otros se 
demoren. . , 354 

— Septiembre 2, Valladolid. — Petición del Fiscal licen- 
ciado de Prado contra los memoriales y peticiones de 
D. Diego Colón, que envuelven nuevos pleitos sin estar 
fenecidos los primeros 354 

— Relación presentada por el Fiscal de las cosas que se han 
innovado por el Almirante, después que llegó á las In- 
dias contra lo que se solía y acostumbraba hacer y con- 
tra lo que está proveído por el Rey Católico y por S- M. 361 

29 



450 ÍNDICE. 

Páginas. 

Año de 1524. — Septiembre 6, Valladolid. — Petición del 
Almirante D. Diego Colón para que se vea cierta in- 
formación que presenta 376 

— Septiembre 12, Valladolid. — Respuesta del Almirante 
á la petición del Fiscal manifestando la inconveniencia 
de querer traer y alegar que D. Cristóbal Colón fuera 
preso y despojado de su gobernación 376 

— Septiembre 17, Valladolid. — Petición de D. Diego Co- 
lón para que se conmine con pena al Fiscal que concluya 

sus alegaciones 414 

— Septiembre 19, Valladolid. — Petición de D. Diego Co- 
lón acusando de rebeldía al Fiscal por no haber con- 
cluido su alegato 414 

— Octubre 1.°, Valladolid. — Petición del Licenciado Pra- 
do contra el auto en que se le manda presente en tér- 
mino de ocho días los procesos ó escrituras de que se 
entiende aprovechar, cosa difícil, sin causar dilaciones 
que se crean maliciosas, y sobre traer el proceso que se 
siguió á D. Cristóbal Colón cuando fué residenciado en 

la isla de Santo Domingo 415 

— Octubre 8, Valladolid. — Pedro de Peñalosa , en nom- 
bre de D. Diego Colón, presenta un traslado de las ca- 
pitulaciones que los Reyes Católicos firmaron con don 
Cristóbal Colón 418 

— Octubre 3, Valladolid. — Escritura presentada por Pero 

de Peñalosa en nombre del Almirante D. Diego Colón. 418 

— Octubre 5, Valladolid. — Notificación á Tomás del Már- 
mol para que busque y presente los procesos formados 
á D. Cristóbal Colón, según pide el Fiscal licenciado 
Prado 419 

— Octubre 10, Valladolid. — Notificación á Juan de Vi- 
toria, escribano de Cámara de S. M., hijo de Cristóbal 
Vitoria, ante quien pasó el proceso seguido contra el 
Almirante D. Cristóbal, para que lo busque entre los 
papeles de su padre • 420 

Año de 1525. — Enero 25, Madrid. — El Almirante don 
Diego Colón pide se agreguen y cosan en el proceso 



ÍNDICE. 451 

Páginas. 

ciertas hojas de privilegios que, por el mal tratamiento 

de los relatores y secrerarios, se han desprendido 421 

Año de 1525. — Enero, Madrid. — Traslado de una petición 
que el Almirante dice presentó al Rey Católico, sobre 
que se ha fundado el pleito 421 

— Enero 28, Madrid. — El Almirante de las Indias pide 

la conclusión del proceso 421 

— Febrero 21, Madrid. — Relación en extracto de la pro- 
banza que presentó el Fiscal por interrogatorio de once 
preguntas , 421 

— El Licenciado Prado pide se traiga al proceso el breve 
de Alejandro VI sobre las Indias, y que se agregue la 
probanza que presenta sobre lo del Darien 421 

— Marzo 25, Madrid.^ — El Almirante D. Diego Colón 
pide que se ponga en el proceso la Bula de Alejandro VI, 
que estaba entre sus privilegios y presenta, y que se 
agregue tambie'n la reclamación que hizo contra la sen- 
tencia dada en Sevilla 422 

— Mayo 5, Toledo. — Real cédula á los Señores del Consejo 
de las Indias, ordenando se vea y determine el pleito 
que está concluso entre D. Diego Colón y los fiscales de 

la Corona 422 

— Mayo 22, Toledo. — El Almirante de las Indias dice 
que presentó al Rey Católico en Plasencia un memorial 
de agravios con 42 capítulos, y que al margen de cada 
uno pusieron respuestas sin auto judicial los Señores del 
Consejo: pide que se comuniquen al Fiscal y res- 
ponda , 424 

— Alegación del derecho que, como Almirante y Virrey, 
debía tener D. Diego Colón en el grado de suplicación 
de las causas civiles y criminales, escrita por D. Her- 
nando Colón, su hermano 424 

— Septiembre, Toledo. — Minuta de la carta que D. Diego 
Colón escribió al Emperador respondiendo á la de 12 

del dicho mes que S. M. le envió desde Segovia 424 

— Petición de D. Diego Colón de que no se determine lo 
que Hernán Cortés y Diego Velázquez piden de la go- 



452 ÍNDICE. 

bernación de Yucatán por ser en su perjuicio y perte- 
necerle 424 

Año de 1525. — Parecer en el pleito de Diego Nimesa, de 

los indios 424 

— Santo Domingo. — Memorial de algunas cosas de las 
que acá pasan para que se platique é'se provea en ellas lo 

que más convenga 425 

Año de 1526.— Enero 26, Toledo.— Real Cédula á los se- 
ñores del Consejo, ordenando vean y terminen el pleito 
que pende entre D. Diego Colón j los Fiscales de la 
Corona como sea de Justicia, no embargante que no se 
hallen á ello el comendador mayor de Castilla, García de 
Padilla y el Obispo de Canarias, Luis Vaca 42& 

— Junio 22, Santo Domingo. — Certificación de Alonso 
Dávila, contador en la isla íspañola, de los asientos de 
los libros en que consta haberse pagado al Almirante 

la décima de los derechos de almojarifazgo 427 

— Memorial de los agravios en que el Almirante de las 
Indias pide ser desagraviado 427 

— Julio 28, Granada. — Francisco de Aguilar, en nombre 
de D. Luis Colón, expone que no habiéndose sentenciado 
el pleito por muerte de D. Diego Colón hasta que vi- 
niera poder de la virreina, su mujer, hace presentación 

de este documento para seguir el pleito 427 

— Memorial del pleito que D. Luis Colón trató con el 
Fiscal de SS. MM., el cual está visto en el Consejo. . . 427 

Año de 1527. — Julio 30, Sevilla. — Conocimiento del 
Sr. D. Hernando Colón de los mil ducados que recibió 
de Alonso de Ara por Thomás y Diego de Forne, y de 
las cosas que mandó al dicho Alonso de Ara que diese 
de los otros bienes del almirante (D. Diego Colón), que 
en gloria sea, que tenía Fernando de Valdés, é de los 
mismos que se consignaron á los dichos Thomás y Diego 
de Fcrne 427 

Año de 1526. — Agosto 8, Granada. — El Fiscal alega que 
no debe de ser admitida la petición presentada por Fran- 
cisco de Aguilar hasta que muestre recaudo para ser.parte. 428 



ÍNDICE. 453 

Páginas. 

Año de 1526. — Agosto 14, Granada. — Francisco de Agui- 
lar, en nombre de D. Luis Colón, responde á las obje- 
ciones del Fiscal, presentando testimonio del testamento 
de D. Diego Colón 428 

— Agosto 30, Granada. — El fiscal, licenciado Prado, dice 

que Francisco de Aguilar no es parte para lo que pide. 428 

— Septiembre 3, Santo Domingo. — Poder dado por la 
virreina D.^ María de Toledo á D. Fernando Colón, para 
que la represente en el pleito que se seguía en nombre 

de su hijo D. Luis 428 

— Septiembre 7, Granada. — Francisco de Aguilar res- 
ponde á la petición del Fiscal que sus poderes son bas- 
tantes, y presenta en prueba el testimonio de reclamación 

que hizo D. Diego Colón 428 

— Septiembre 19, Granada. — Protesta que sobre decla- 
ración de sus derechos hizo D. Diego Colón en Santo 
Domingo el año 1512, presentada en el pleito 429 

Año de 1527. — Enero 16, Santo Domingo. — Carta de 
aprobación, ratificación y poder de D.^ María de Toledo 
á favor de su padre D. Fernando de Toledo, á su her- 
mano D. Fray Antonio de Toledo y á D. Fernando 
Colón 429 

— Febrero 18, Yalladolid. — Autorización de Fr. Barto- 
lomé de Saavedra, vicario provincial de España en la 
orden de Santo Domingo, á Fr. Antonio de Toledo, 
hermano de la Virreina de las Indias, para aceptar poder 

de esta señora y entender en los pleitos que trae 429 

— Febrero 19, Yalladolid. — Poder otorgado por la vi- 
rreina D.* María de Toledo á favor de su hermano Fray 
Antonio de Toledo, y sustitución de éste por Alonso 

de Ara 429 

— Febrero 20, Yalladolid. — Alonso de Ara, en nombre de 
D. Luis Colón, pide que se termine y sentencie el pleito, 
presentando poderes bastantes para ello 429 

Año de 1526.— Febrero 23, Yalladolid.— El Fiscal expone 
que Alonso de Ara no es parte para lo que pide, porque 
el poder que presenta no es bastante 429 



454 ÍNDICE. 

Páginas. 

Año de 1527. — Alonso de Ara, respondiendo al alegato 
del Fiscal, pide se determine el pleito aun cuando los 
poderes que tiene no sean bastantes, mientras llegan 
otros 430 

— Abril 10, Yalladolid. — D. Hernando de Toledo^ comen- 
dador mayor de León, en nombre de D.^ María, su hija, 
j de sus nietos, dice, que no habiendo sido admitidos los 
poderes á varias personas, él lo tiene cuan bastante se 
quiera, y pide se sentencie el pleito 430 

— Poder de la virreina D.* María de Toledo presentado 

por su padre D. Hernando de Toledo 430 

— Mayo 27, Valladolid.— D. Hernando de Toledo, en 
nombre de su hija y nietos, presenta testimonio (el docu- 
mento núm. 190) en prueba de derecho al de'cimo de 
almojarifazgo 430 

— Junio 2, Valladolid. — El Fiscal dice que la escritura 
presentada por D. Hernando de Toledo no se debe re- 
cibir porque no es alegada por parte ni en tiempo. ..... 430 

— Junio 5, Yalladolid. — Extracto del memorial ajustado 
del pleito entre el Almirante de las Indias y el Fiscal 

de S. M 430 

— Junio 15, Valladolid. — D. Hernando de Toledo replica 

el alegato del Fiscal 431 

— Junio 25, Valladolid. — Sentencia declarando que todos 
los pedimentos hechos por parte del Almirante D. Diego 
Colón y despue's aprobados por D. Luis Colón y sus her- 
manos, se vean y determinen, sin embargo de las sen- 
tencias y declaraciones y provisiones fechas y dadas en 
Sevilla y la Coruña, las cuales se dan por ninguna. . . . 431 

— Sentencia otorgando la restitución pedida por parte de 
D. Luis Colón, y mandando que dentro del tercer día el 
Fiscal alegue lo que le cumpla en contra 432" 

— Julio 2, Valladolid. — El Fiscal pide que se revoque la 
sentencia dictada el 25 de Junio, por estimarla contraria 

á Justicia 434 

— Julio 4, Valladolid. — Don Fernando de Toledo, en 
nombre del Almirante, pide no se tenga en cuenta la pe- 



ÍNDICE. 455 

Páginas. 

tición del Fiscal y suplica de la sentencia de Sevilla en 

los capítulos que no son en su favor 434 

Año de 1527. — Julio 5, Valladolid. — El Fiscal expone 
que el Almirante no puede ni debe pedir derechos de al- 
mojarifazgo 434 

— Julio 6, Valladolid. — Réplica del fiscal Prado acerca de 

la sentencia pronunciada el 25 de Junio 434 

— Julio 10, Valladolid. — Don Fernando de Toledo res- 
ponde al escrito del Fiscal sobre derechos de almojari- 
fazgo 434 

— Julio 15, Valladolid. — Réplica del Fiscal al escrito 
anterior 434 

— Julio 29, Valladolid. — Sentencia dictada por los Se- 
ñores del Consejo, jueces de comisión, recibiendo á 
prueba á las partes lo alegado por cada una de ellas. . . 436 

— Agosto 2, Valladolid. — Real cédula ordenando á los 
Señores del Consejo que si alguna de las partes se mos- 
trase agraviada de la sentencia ó sentencias que pro- 
nuncien, conozcan en grado de suplicación el pleito. . . . 436 

— Agosto 8, Valladolid. — Sentencia pronunciada por los 
señores del Consejo, confirmando en grado de revista, por 
buena, justa j derechamente dada la anterior, no haciendo 
condenación de costas á ninguna de las partes 438 

— Don Fernando de Toledo pide mandamientos para 
ciertas personas de Sevilla que piensa presentar por tes- 
tigos en el pleito de derechos de Almojarifazgo 439 

— Agosto 10, Valladolid, — El Fiscal pide que se ordene 
al escribano del Consejo, Juan de Samano, que busque 
ciertas cédulas y provisiones dictadas sobre derechos de 
almojarifazgo, y que se le dé mayor plazo para la prueba. 439 



ÍIICB DE PERSOMS 

CONTENIDAS EN ESTE VOLUMEN. 



Acuña, El licenciado. 422, 425. 
Acuña, Jorge de. 341. 
Aguado, Juan de. 67. 
Agí3ero, Jerónimo de. 4, 282. 
Aguilar, Francisco. 427, 428. 
Agüilab, Marcos de. 63, 341. 
Alba, Duque de. 3. 
Alba , Duquesa de. 1 , 2, 3. 
Alejandro VI, Papa. 1. 
Alonso, Pedro. 39. 
Ángulo, Juan de. 104. 
Anriquez, Pero. 39 , 46. 
Ara, Alonso de. 427, 429. 
Arrióla, Bartolomé de. 144, 

157, 169,304. 
Barrientos, Pedro de. 97. 
Bastidas, Rodrigo de. 4, 15, 30, 

37, 76, 117, 135, 206. 
Behechio, Cacique. 129. 
Beltrán, El doctor. 422, 425. 
Bermejo, Alonso Martín. 48. 
Bermejo, Juan. 148, 2J0, 220. 
Bermódez, Diego. 39, 56. 
Bermúdez, Juan. C4, ^6, 112. 



Bosadilla, Francisco de. 2, 382. 

Buendía, Alonso de. 97, 321. 

BüRGüiLLOs, Alonso de. 109. 

Cabrero, Juan. 13. 

Caldero, Diego Martín. 186. 

Calvo, Juan. 132, 176. 

Cañizares. 15. 

Caonabo, Cacique. 129. 

Caray AJAL , Antonio de. 65. 

Caréale A, Cristóbal de. 144. 

Carvajal, El doctor. 432. 

Carvajal, Gonzalo de. 97. 

Castillo, Alonso del. 104. 

Castillo, Juan del. 104, 105. 

Celada, Bartolomé de. 11. 

Cerón. 3. 

C(iBos, Francisco de los. 329, 
347, 419, 423,426. 

Colín, Bartolomé. 40, 49. 

Colón, Andrea. 62, 65, 87, 104. 

Colón, Bartolomé. 31, 78, 304- 

Colón, Cristóbal. 1, 2, 7, 9, 13, 
18, 24, 26, 28, 33, 36, 48, 
67, 79, 90, 102, 111, 122 



458 

129, 147, 168, 191, 193, 208, 
417. 

Colón, Diego. 2, 3, 4, 5, 16, 18, 
33, 61, 191, 3j8, 310, 330. 

Colón, Diego (Indio). 105. 

Colón, Fernando. 2, 31, 424, 
427. 

Colón, Luis. 427, 431. 

Cordero, Diego Martín. 187. 

Coronel, Pedro. 94. 

Cosa, Juan de la. 30, 37, 51, 75, 
106, 108, 117, 135, 140,197, 
206. 

Dávila, Alonso. 427. 

Díaz, Gonzalo. 64, 83. 

Díaz de los Ríos, Pero. 88, 
96. 

Díaz de Solís, Juan. 123, 133, 
136, 203,208. 

DüREA, Luis. 116. 

Enríqüez, Alonso. 289. 

Enríqüez, Esteban. 32. 

Escalante, Alonso de. 87. 

Escalante, Juan de. 64, 81. 

Esteban, Hernando, ]82. 

Fanega, Francisco. 34. 

Parías, Pedro. 8. 

Fernández, Francisco. 116. 

Fernández, García. 158, 182. 

Fernández, García. Físico, 186. 

Fernández, Luís. 173. 

Fernández Colmenero , An- 
tón. 162. 

Fernández Colmenero, Diego. 
204. 

Fernández de la Monja, Gar- 
cía. 181. 

Fernández Sanabria, Alonso. 
169. 



índice de personas. 



Fernández de Soria, Luís. 17, 

33, 88. 
Fernando V, Pey. 11, 12. 
Flores, Antonio. 367, 374. 
FoNRECA, Juan de. 123, 197, 

202, 206, 224. 
FoRNE, Diego de. 428. 
Galeote, Gonzalo Alonso. 64, 

70, 211. 
Galeote, Pero Alvaro. 217. 
Galíndez de Carvajal, Lo- 
renzo. 422, 425. 
García, Antón. 22, 23. 
García, Bartolomé. 83, 84. 
García, Cristóbal. 110, 195, 

219. 
García, Juan. 114. 
García Vallejo, Francisco. 16. 
Gascón, Pedro. QQ. 
Gatinara, Mercurino de. 422, 

425. 
Gómez, Cristóbal. 39, 54. 
Gómez, Diego. 48, 80. 
González, Martín. 20. 
González Portugués , Juan. 

170. 
Grande, Juan. 91, 112, 114. 
Güatremari , Cacique. 221. 
Guerra, Cristóbal. 15, 37, 76, 

123, 139, 196, 201,215. 
Guillen, Rodrigo. 17. 
Gutiérrez, Fernando. 17, 32, 

33, 39, 40, 60, 88. 
HernÁíSdez, Agustín. 39. 
Hernández, Francisco. 103. 
Hernández, Ruy. 92. 
Hernández Sanabria, Alonso. 

33, 40, 61. 
Hernández Texedor, Luis. 39. 



ÍNDICE DE 

HiNOJEDO, Pedro. 349. 

HoLGDÍN, García. 62, 87, 

Ibarra. 4. 

Ibarra, El Ldo. 277, 280. 

Isabel, Reina dofia. 15, 192. 

IsASAGA, Pedro de 121, 122, 144, 
169. 

Jerez, Fernando de. 89, 157. 

Jerez, Juan de. 77, 81, 110, 190. 

Jiménez de Cisneros, Fran- 
cisco. 319. 

JuNBE ó Jünhera, Indio. 38, 76. 

Ladrón, Pedro. 114. 

Lando, Manuel. 4. 

Lebrón, Cristóbal. 277, 280, 
283. 

Lepe, Diego de. 15, 43, 80, 123, 
125, 132, 140, 165, 172, 177, 
183, 198, 202, 207, 213. 

Lérma, Francisco de. 33, 39, 40, 
61, 169, 234. 

LoAYSA, García de. 422, 425. 

Maldonado, El Doctor. 422. 

Maldonado, Rodrigo. 98, 100. 

Malpartida, Diego de. 10. 

Manuel, Francisco. 5, 10, 

Mármol, Alonso de. 347. 

Mármol, Tomás de. 348, 418, 
419. 

Marroyo, Sebastián. 10. 

Martín, Diego. 145, 151, 

Martín, Francisco. 145. 

Martín, Juan. 145, 215. 

Martín, Pablo. 23. 

Martín de Castilleja, Juan. 
169, 234. 

Martín de la Gorda, Andrés. 
4, 34, 40, 52, 170. 

Martínez, Francisco. 157. 



PERSONAS. 459 

Martínez, Martín. 134. 
Medel, Alonso. 56. 
Medel, Pedro. 201. 
Mena, Francisco de. 119. 
Méndez, Diego. 4, 31, 373, 
Mendoza, Alonso de. 5, 10. 
Miguel, Juan. 28. 
MoGUER, Juan de. 153. 
Monja, García de la. 181. 
Monje, Rodrigo. 90. 
Morales. 117. 
Moreno, Juan. 64, 73. 
MULIER. 192. 
NicuESA, Diego. 424. 
Niebla, Fernando de. 89. 
Nito, Alonso Pero. 56, 72, 75, 

77. 
Niño, Bartolomé Pérez. 84. 
Niño, Francisco. 56. 
Niño, Cristóbal. 84. 
Niño, Pero Alonso, 123, 139, 

196, 201, 215, 219. 
Nortes, Alonso. 34, 61. 
Nóñez, Fernán. 99. 
Núñez de Penal ver, Pedro. 

122. 
Ojeda, Alonso de. 2, 4, 15, 30, 

32, 37, 76, 123, 139, 197. 
Ordas, Diego de. 65. 
Oviedo, Juan de. 120. 
Padilla, García de. 422, 425. 
Falencia, Juan de. 154, 155. 
Falencia, Obispo de. 3. 
Pardo, Alonso. 17, 28. 
Paredes, Alonso de. 109. 
Pasamonte, Miguel de. 297. 
Peña, Juan déla. 2, 3, 11,33, 

121, 308. 
Peñalosa, Pedro de. 349, 418. 



460 ÍNDICE DE 

Peralta, Francisco. 5, 8. 

Pérez, Gonzalo. 109. 

Pérez, Hernán. 90, 91. 

Pérez, Fray Juan. 191, 193. 

Pérez, Juan (Indio). 38, 51, 76. 

Pérez de Güzmán, Alonso, Du- 
que de Medina Sidonia. 88. 

Pérez de Sanabria, Juan. 170. 

Pérez de Vergara, Juan. 88. 

Pinzón, Arias Pérez. 223. 

Pinzón, Diego Martín. 45, 174. 

Pinzón, Francisco Martín. 209. 

Pinzón, Martín Alonso. 46, 79, 
106, 125, 126,129, 137, 141, 
147, 160, 161, 166, 179, 193, 
200, 203, 209, 217, 228. 

Pinzón, Vicente Yáñez. 15, 30, 
37,45,76,133,136, 140,145, 
150, 156, 158, 164, 174, 188, 
193, 198, 202, 204, 205, 207, 
209, 221, 226. 

Portocarrero, Pedro. 16. 

Prado, El Licenciado. 320, 344, 
354,421,428. 

Prieto, Diego. 39, 44, 174, 193. 

QüADRA, Mateo de la. 88. 

QüExo, Juan de. 39, 48, 69, 80, 
173. 

Quintero, Juan Alonso. 39, 69. 

Quintero de Algruta, Juan. 
39, 47, 48, 90, 173. 

Quintero Príncipe, Juan. 39, 
55, 58. 

Ramírez, Pedro. 149, 154. 

Rodríguez, Cristóbal. 104, 107. 

Rodríguez, Diego. 118. 

Rodríguez, Hernán. 65. 

Rodríguez, Sebastián. 192. 

Rodríguez, Toribio. 341. 



PERSONAS. 

Rodríguez Cabezudo, Juan. 17. 

Rodríguez de la Calva, Alon- 
so. 39, 41, 130. 

Rodríguez Mafra , Juan. 77. 

Rodríguez Ximón, Diego. 90. ■ 

Roldan, Bartolomé. 39, 185. 

Romano, Alonso. 12, 316, 321, 
349. 

Romano, Jaime. 306, 323, 349. 

Ruano, Rodrigo. 99. 

Ruiz, Gonzalo. 32. 

Ruiz, Pedro. 121, 312, 326. 

Ruiz DE LA Mota , García. 347. 

Salamanca, Alonso de. 62. 

Salcedo , Francisco de. 103. 

Salinas, García de. 66. 

Salmerón. 12, 418. 

Sampier, Juan de. 291. 

Sánchez, Jorge. 100. 

Sánchez, Martín. 18. 

Sánchez de Carvajal. 14. 

San Miguel, Juan de. 100. 

Santiago, El Licenciado. 12, 
422, 425. 

Santillana, Gómez de. 99. 

San Valenciano, Benito. 113. 

Silva de Rivera, Juan de. 122. 

SopuERTA, Alonso de. 340. 

Soria, V. Fernández de Soria. 
17. 

Talavera, Arzobispo de Gra- 
nada. 101. 

Tenorio, Juan. 144. 

Toledo, Antonio de. 429. 

Toledo, Fernando de. 429, 430. 

Toledo, Juan de. 34, 61. 

Toledo, María de. 282, 370, 
428, 430. 

Triana, Cristóbal de. 25. 



ÍNDICE DE 
Trueba, Cristóbal de. 5, 11. 
Ungría ó Umbría, Juan de. 

138, 190. 
Vaca, Luis. 422, 426. 
Valderrama, Toribio. 120. 
Valdés, Fernando. 349. 
Valdovinos, Manuel de. 144, 

153. 
Valladolid , Fernando de. 120, 

235. 
Valle, Luis de. 212. 



PERSONAS. 461 

Vega, Fernando. 3, 422, 426. 
Velázquez, El Fiscal. 4. 
Velázqüez, Diego. 64. 
Velázquez, Jorge. 292. 
Velázquez, Sancho. 281. 
Vélez , Francisco. 170, 226. 
Vera, Diego de. 99. 
Villegas, Antonio de. 318, 324. 
Vitoria, Cristóbal de. 417, 420. 
Vitoria, Juan de. 348, 417, 420. 
Vizcaíno, Pedro. 97. 



ÍIICE DE LIGARES GEOGRÁFICOS. 



Abürema. 38. 

Anegada, Isla. 24, 26, 37, 47, 

76, 80. 
Antigua, Isla. 47. 
Aqüíbaco. 124. 
Baburca, Bajos de. 128, 165, 

195, 220. 
Barcelona. 14, 134. 
Bastrimentos, Puerto de. 38, 

90. 
Bayona de Galicia. 46, 154, 

179. 
Bblpüerto. 38. 
Bürema. 76. 
Burgos. 14. 
Castilla del Oro. 4. 
Caníbales, Islas. 53. 
Cariay. 74. 

Caxinas, Puerto de. 38. 
Cerabaro. 38, 74, 90. 
Cuba, Isla de. 8, 26, 36, 47, 71, 

78. 
Cubagua. 367. 
Darien. 11, 16,27,30,63, 84, 

199, 295. 
Dominica, Isla. 47 , 67. 



Drago, Boca del. 4, 21, 124, 

151, 196. 
Española, Isla. 4, 14, 21, 26, 

29, 31, 129, 195, 280. 
Frailes, Islotes. 124. 
Fuego, Isla del. 198. 
Gigantes, Islotes. 124. 
Gorda, Isla. 47. 
Gordo, Puerto. 38. 
Gracia, Puerto de. 211. 
Gracias á Dios, Cabo de. 38, 

90. 
Granada. 14. 
Guadalupe, Isla. 24, 26, 29, 47, 

67, 151. 
Guanaro. 103, 107. 
GuANAHANÍ, Isla. 36, 46, 52, 83, 

128, 148, 160. 
GuANASA, Isla. 37, 51, 76, 80. 
Haity, Isla. 46, 148. 
HuELVA, Villa de. 87, 157. 
Isabela. 42, 47, 78, 180. 
Jamaica. 2, 21, 26, 31, 36, 71, 

78, 86, 94. 
Jardín de la Beina, Islas. 36, 

47, 71, 74, 78, 90. 



464 



ÍNDICE DE LUGAEES GEOGRÁFICOS. 



JüMETO. 165. 

Lbones, Boca de los. 189. 
Lepe, Villa de. 143. 
Magüana, La. 129, 151. 
Marañón, Río. 43, 132, 190, 

198, 207, 213. 
Margarita, Isla. 123. 
Marigalante , Isla. 47. 
Martín Alonso Pinzón, Río. 

128, 129, 162, 167, 180, 194, 

200, 211, 220. 

Maya, Provincia. 38, 76 , 86. 
MoGUER. 16, 18, 20, 28. 
Monserrat, Isla. 47. 
montecristo. 220. 
Navidad. 213. 
Oreja, Costa de la. 38. 
Palos. 14, 18, 20, 29, 33, 79, 

85, 169, 208. 
Paria. 7, 15, 16, 21,23,27,30, 

36, 47, 53, 68, 82, 132, 165, 

201, 213. 
Paritora, Río. 146. 
Puerto Rico. V. San Juan. 
Puerto Velo, 90. 
Rábida, La. 191. 

Retrete, Puerto del. 38, 55, 90. 
Rostro Hermoso. 146, 151,188, 

207, 213. 
Salamanca. 96. 
Saltes, Río de. 29. 



Samaná. 151. 

San Agustín, Cabo de. 48, 125, 

146. 
San Cristóbal, Isla. 26, 47. 
San Germán. 5. 
San Jorge, Isla. 47. 
San Joan, Isla de. 3, 24, 26, 

36, 47, 67, 281. 
San Julián, Bahía de. 132. 
San Julián, Río de. 198. 
San Martín, Isla. 47. 
San Salvador, Villa de. 61, 87. 
Santa Catalina, Río de. 172. 
Santa Cruz, Isla. 36, 47, 106. 
Santa Cruz, Cabo. 125, 146. 
Santa María la Redonda, Isla. 

47. 
Santo Domingo, 2, 21, 27, 50, 

57, 78. 
Sevilla de Jamaica. 109. 
Someto. 151, 
Tariay. 38. 
Trinidad, Isla. 21, 123, 196, 

223. 
Urabá. 16, 27, 39, 84, 172. 
Valladolid. 12, 16. 
Veragua. 16, 37, 38, 74, 76, 

84, 90, 203. 
Vírgenes, Once mil, Islas. 24, 

29, 36, 47, 67. 
Yncayos, Islas. 36, 83. 




„„ -««; lAST DATE 

p;s,Y AND TO » • __-===== 

OVERDUE. 




.7,'40C6936s) 




CDS7^^h37ñ 




'■'^ 



vi 



^-